7.12.08

La Palabra del Domingo - 7 de diciembre de 2008

Santa Biblia

Mc 1,1-8

1 Comienzo de la Buena Noticia de Jesús, Mesías, Hijo de Dios.

2 Como está escrito en el libro del profeta Isaías:
Mira, yo envío a mi mensajero delante de ti
para prepararte el camino.

3 Una voz grita en el desierto:
Preparen el camino del Señor,
allanen sus senderos,
4 así se presentó Juan el Bautista en el desierto, proclamando un bautismo de conversión para el perdón de los pecados.

5 Toda la gente de Judea y todos los habitantes de Jerusalén acudían a él, y se hacían bautizar en las aguas del Jordán, confesando sus pecados.

6 Juan estaba vestido con una piel de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre. Y predicaba, diciendo: 7 “Detrás de mí vendrá el que es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de ponerme a sus pies para desatar la correa de sus sandalias.

8 Yo los he bautizado a ustedes con agua, pero él los bautizará con el Espíritu Santo”

Leer más... »

6.12.08

Juan Pablo II Magno - Paz

Serie “Juan Pablo II Magno

JPIIM

En la Jornada Mundial de la Paz de 1987, Juan Pablo II Magno vino a decir que la paz, como estado, es “siempre un don de Dios”. Sin embargo, no basta con reconocer tal verdad sino que, yendo más allá de la misma, “depende también de nosotros”.

Por eso no podemos entender que no es cosa nuestra, que podemos hacer como si la paz no fuera con nuestro comportamiento ni con nuestra forma de actuar en las relaciones que mantenemos con nuestros prójimos.

En cuanto a lo primero, dijo Jesús (y recoge san Juan, en su Evangelio, en 14:27) “La paz os dejo, mi paz os doy”. Como tal realidad es, por eso, un don de Dios porque nos la dio Dios mismo hecho hombre para que, con ella, condujéramos nuestra existencia. Por eso, “Esta promesa divina nos infunde la esperanza, más aún, la certeza de la esperanza divina de que la paz es posible porque nada es imposible para Dios” (Jornada Mundial de la Paz, JMP, 1992)

De tal forma la paz es un don de Dios que “Sólo es posible buscarla y construirla con una relación íntima y profunda con Él. Por tanto, edificar la paz en el orden, la justicia y la libertad requiere el compromiso prioritario de la oración, que es apertura, escucha, diálogo y, en definitiva, unión con Dios, fuente originaria de la verdadera paz” (Asís, 2002)

Leer más... »

5.12.08

ETA, sin duda, tiene el alma corrompida

Es más que conocido el luctuoso hecho sucedido el pasado miércoles, 3 de diciembre, acaecido en Azpeitia: fue asesinado, con la vileza de siempre, Ignacio Uría Mendizábal, persona.

Como era de esperar, el Cardenal Rouco Varela y sus Obispos Auxiliares hicieron pública una nota en la que manifestaban lo pecaminoso que es asesinar a un ser humano por el mero hecho de serlo.

Es algo sobre lo que no nos cabe duda alguna: atentar contra la vida de una persona, arrogándose un inexistente derecho a disponer de ella, es muy propio de seres que, más que humanos, hay que considerarlos alejados de la misma naturaleza que Dios nos dio como especie y, más bien, incluirlos en alguna de las que, como alimañas, pululan por la Tierra.

Son, por decirlo pronto, los sin alma o, como poco, los del alma corrompida.

Leer más... »

4.12.08

Homosexualidad, Iglesia católica y filiación divina

Como hace un par de días tuve algunas críticas sobre el trato que yo le daba a las mujeres que habían llevado al banquillo al juez Calamita (profesional de la justicia destinado en Murcia) y se entendió que manipulaba informaciones y que, además, maltrataba a tales personas por ser lesbianas, no tengo más remedio que desmentir ciertas cosas.

El 23 de junio de 2005, el entonces (y ahora) Portavoz de la Conferencia Episcopal Española Juan Antonio Martínez Camino dijo que ”las personas con inclinación homosexual son hijos de Dios con la misma dignidad y derechos que los demás”.

No parece que haya, en lo dicho por Camino, nada que, objetivamente (ni subjetivamente) vaya en contra de las personas homosexuales.

Pero, quizá un ejemplo de lo que la Iglesia entiende sobre el tema de homosexualidad sea el de la vocación, al sacerdocio, de aquellas personas que son homosexuales.

El 4 de noviembre de 2005 la Congregación para la Educación Católica emitió un documento titulado “Instrucción sobre los criterios de discernimiento vocacional en relación con las personas de tendencias homosexuales antes de su admisión al seminario y a las órdenes sagradas”.

Por lo tanto a lo que tal instrucción se refería era, sin duda, a la situación sexual de aquellas personas que, pretendiendo ingresar en un seminario o en una orden religiosa, manifestaban su tendencia sexual hacia la homosexualidad.

Leer más... »

2.12.08

San Pablo y El Mesías, de la mano

ADVERTENCIA: este artículo lo es de servicio público espiritual

Como bien sabemos estamos o, mejor, nos encontramos, en pleno Año Paulino (que ocupa el tiempo que va desde el pasado mes de junio hasta el mismo mes del año 2009)

Con tal causa, la Editorial San Pablo, entre las actividades que está llevando a cabo, organizó, como recordamos, una Gira que consistió en tres conciertos de Rogelio Cabado y Martín Valverde en Valencia, Madrid y Sevilla los pasados 31 de octubre, 1 y 2 de noviembre, respectivamente.

Aquella Gira, de notable éxito, no era, no es, lógicamente, el único acontecimiento musical que nos regala la editorial, digamos, homónima del santo de Tarso.

Ahora, más concretamente, el próximo domingo 7 de diciembre organiza un concierto en el que será interpretado “El Mesías” de de Georg Friedrich Händel, para Solistas, coro y orquesta.

El concierto se llevará a cabo en el Teatro Monumental de Madrid y la hora será las 20:00. La interpretación corre a cargo de las prestigiosas agrupaciones Coro Sociedad Bach, Chiltern Chamber Choir y Bridgewater Sinfonia acompañando a los solistas Kathryn Jenkin (soprano), Jeannette Ager (contralto), Hohn-Colyn Gyeantey (tenor) y Chistopher Foster (bajo), todos ellos dirigidos por Adrian Davis.

Leer más... »

Ser lesbiana, en España, resulta ser peligroso… para algunos

Hace, ya, algunos meses, que saltó, a la palestra de la actualidad. El caso del juez Calamita (profesional de la justicia destinado en Murcia).

Resulta que había manifestado una tendencia muy grave: no había sido políticamente correcto. Y eso tiene, en una nación laicista como en la que se está transformando la española, tiene graves consecuencias y se paga con creces: con excesivas creces.

Y como los procesos judiciales, aunque lentos, son inexorables, el pasado 24 de noviembre dio comienzo el juicio, digamos, curioso. El Juez Fernando Ferrín Calamita , acusado de prevaricación por retardar intencionadamente la adopción de una niña por una mujer lesbiana, se sentó enfrente de donde, habitualmente, suele sentarse: en el banquillo de los acusados (¡Gran imagen, ésta, para la progresía española y para según qué temas!)

A lo mejor el juez Calamita ignoraba que no se puede ir contra el lobby gay que en España actúa con total profusión invadiéndolo todo.

No crean que el juicio iniciado recientemente no tiene antecedentes tristes. El citado juez ha sufrido, y seguro que seguirá sufriendo, la persecución de los sectores más radicales del homosexualismo español. Incluso, en su día, pidió, por encontrarse de baja médica por depresión, que se suspendiera el proceso contra él abierto. ¿Creen que se lo concedieron?

Leer más... »

1.12.08

Santos Juliá, "Público" y la Iglesia

El pasado día 28, viernes, el diario Público publicaba una entrevista con el dizque historiador, Santos Jul.

Entre las respuesta que tal historiador ofreció no podían faltar las referencias a la lglesia. Y, como era de esperar, las mismas son, digamos, algo sui generis. O sea, de la secta.

Es una pena, aunque seguro que para él no lo será, que el sentido totalitario de la vida política y social le acabe perdiendo. Así, ante la afirmación de Azaña (pues se trata de un libro escrito por Juliá) de “España ha dejado de ser católica”, dicho por el político analizado, en aquellas lejanas fechas de 1931, responde que en, realidad, “La cultura ya no era católica, la sociedad estaba muy secularizada. Por eso había que adecuar el Estado”.

Hay que entender que, como España ya no era católica, pues lo más conveniente era quemar templos, matar sacerdotes, religiosos y religiosas además de laicos por el mero hecho de decirse católicos.

Leer más... »

30.11.08

La Palabra del Domingo - 30 de noviembre de 2008

Santa Biblia

Mc 13,33-37

33 Tengan cuidado y estén prevenidos, porque no saben cuándo llegará el momento.

34 Será como un hombre que se va de viaje, deja su casa al cuidado de sus servidores, asigna a cada uno su tarea, y recomienda al portero que permanezca en vela.

35 Estén prevenidos, entonces, porque no saben cuándo llegará el dueño de casa, si al atardecer, a medianoche, al canto del gallo o por la mañana.

36 No sea que llegue de improviso y los encuentre dormidos.

37 Y esto que les digo a ustedes, lo digo a todos: ¡Estén prevenidos!.

COMENTARIO

Estar, siempre, preparados

1.-Los cristianos creemos que existe una vida eterna y también creemos, confiamos, en que Cristo ha de volver (en la llamada Parusía) en un momento (que ignoramos) para juzgar a los vivos y a los muertos.

Leer más... »

29.11.08

Juan Pablo II Magno - Justicia

JPIIM

La Justicia es, digamos, una virtud que toda sociedad debe llevar a cabo y que cada persona, a título personal, ha de querer para su vida y, también, para la vida de los demás.

Es, por decirlo así, un anhelo.

Juan Pablo II Magno entendió, a la perfección, qué significa el término “Justicia”. Así, “El compromiso a favor de la Justicia debe estar íntimamente unido con el compromiso a favor de la paz en el mundo contemporáneo” (Encíclica Laborem exercens (2), de 1981)

Por tanto, no podemos desligar lo que significa la Justicia de la paz porque, al fin y al cabo, sin la primera difícilmente puede darse la segunda o, si se da, es una mera apariencia.

Pero la Justicia no es algo que, en sí misma, se encuentre aislada del resto de comportamientos que, en sociedad, pueden darse. Por eso, y para eso, “Un presupuesto esencial del perdón y de la reconciliación es la justicia, que tiene su fundamento último en la ley de Dios y en su designio de amor y de misericordia sobre la humanidad.1 Entendida así, la justicia no se limita a establecer lo que es recto entre las partes en conflicto, sino que tiende sobre todo a restablecer las relaciones auténticas con Dios, consigo mismo y con los demás. Por tanto, no hay contradicción alguna entre perdón y justicia. En efecto, el perdón no elimina ni disminuye la exigencia de la reparación, que es propia de la justicia, sino que trata de reintegrar tanto a las personas y los grupos en la sociedad, como a los Estados en la comunidad de las Naciones. Ningún castigo debe ofender la dignidad inalienable de quien ha obrado el mal. La puerta hacia el arrepentimiento y la rehabilitación debe quedar siempre abierta” (Jornada Mundial de la Paz, 1997)

Leer más... »

28.11.08

Hermanos en la red: "Sector Católico"

sc

Dice el Consejo Pontificio para las comunicaciones sociales, en su documento “La iglesia en Internet” (de 22 de febrero de 2002) algo que ha tenido, como consecuencia, un fluir de la Iglesia en la red: “el ejercicio de la comunicación por parte de la Iglesia debería ser ejemplar, reflejando los elevados modelos de verdad, responsabilidad y sensibilidad con respecto a los derechos humanos, así como otros importantes principios y normas

Y, como los católicos formamos parte de la Iglesia, como piedras vivas, nos hemos de sentir concernidos por tales palabras.

Por ejemplo, existen, en el ancho mundo de la red de redes, muchos ejemplos útiles en los que se ha aplicado, a rajatabla, lo dicho por el citado Consejo Pontificio.

Así, Sector Católico muestra, bien a las claras, cómo es posible sentirse concernido.

Leer más... »