InfoCatólica / Eleuterio Fernández Guzmán / Categoría: Defender la fe

9.08.08

Movimientos llamados ultra-católicos.- 4.-Focolares

Focolares

Estamos en 1939. Soy invitada a Loreto, a un congreso de estudiantes católicas. Loreto será el punto de partida de mi experiencia espiritual.

Sigo el curso con todas las demás. Pero apenas puedo, en el momento del intervalo, corro a la Casita custodiada en el Santuario. No tengo tiempo de darme cuenta si, históricamente, ese es el ambiente donde según la tradición se hospedó la Sagrada Familia de Nazareth. Me arrodillo al lado del muro ennegrecido por las lámparas. No logro pronunciar palabra, algo nuevo y divino me envuelve, casi me aplasta.
Contemplo con el pensamiento la vida virginal de los tres. María habrá vivido aquí, José habrá atravesado la habitación de acá a allá, Jesús niño, en medio de ellos, habrá conocido durante años este lugar. Los muros habrá transmitido el eco de su vocecita infantil… las lágrimas caen sin control. Así la primera vez. Pero después, en cada intervalo del curso, corro siempre allí. Esa convivencia de vírgenes con Jesús entre ellos tiene un atractivo irresistible.

Es el último día. La Iglesia está repleta de jóvenes. Me pasa una idea clara, que nunca se borrará: “Serás seguida por un escuadrón de vírgenes".

Regresando al Trentino, encuentro a mis compañeros y al párroco. Él me ve feliz y me pregunta: “¿Encontraste tu camino?". “Sí", respondo. “¿El matrimonio?” “No". “¿El convento?". “No". “¿Permanecerás virgen en el mundo?” “No. Es un cuarto camino” concluyo. Pero no sé más
”.

Las palabras arriba transcritas son de la propia Chiara Lubich, fundadora del movimiento denominado Focolares y expresan, en verdad, la búsqueda del Amor de Dios, el camino para encontrarlo y, sobre todo, el verdadero encuentro con el Padre.

Cuando, al fin, supo qué era el cuarto camino al que se refería, fue Focolares el fruto de tal discernimiento espiritual lo que nació. Era un 7 de diciembre de 1943 en Trento, en plena II Guerra Mundial.

Leer más... »

8.08.08

Movimientos llamados ultra-católicos.-3.-Comunión y Liberación

CL

En los años 50 del pasado siglo, en la zona de Milán, un sacerdote llamado Luigi, formado en el seminario de Venegono sentía una lógica inquietud por la juventud italiana.

En el liceo clásico “Berchetde Milán surgió un grupo denominado Gioventù Studiantesca (Juventud Estudiantil) que sería la semilla que, posteriormente, germinaría, a partir de 1969, en lo que hoy es Comunión y Liberación, pues entiende tal movimiento (y muchas más personas que no pertenecen a él) que la vivencia de lo que es el gran acontecimiento cristiano que se radica en la figura de Jesucristo, si se vive en comunión, es lo que, al fin y al cabo, fundamenta la liberación auténtica del hombre.

Desde entonces pasaron decenios de ejercicio de su carisma particular, de difusión por el mundo del mismo y, sobre todo, de extensión del mensaje que don Guissani había querido inculcar a aquellos jóvenes porque entendía, seguramente, que no podía limitarse a tales grupos sociales sino que, por ser doctrina cristiana, debía ser recibida, gozosamente, por todo tipo de personas.

Leer más... »

7.08.08

Movimientos llamados ultra-católicos.- 2.- Camino Neocatecumenal

Entrega Estatutos

Esta imagen representa (13 de junio de 2008), quizá, el final del recorrido de un camino que empezara en Madrid, por los años 60 del pasado siglo. Desde que Kiko Argüello y Carmen Hernández dieran forma a lo que sería el Camino Neocatecumenal. Seguramente han pasado muchas cosas en las vidas de los fundadores pero también, y sobre todo, en la de los millones de personas que, en el mundo, han tenido relación con este movimiento de la Iglesia católica. Pero, sin embargo, la entrega de los Estatutos del Camino Neocatecumenal representa, por ser lo que son, el inicio del resto del camino hacia Dios.

Por otra parte, en 1992 se unió al dúo de fundadores un sacerdote, P. Mario Pezzi, que abandonara la orden comboniana para continuar con su labor de sacerdote en el Camino Neocatecumenal. Consiste, la misma, en representar la visión teológico-pastoral dentro del equipo responsable y de ser, además, la figura que simboliza también a los sacerdotes y personas consagradas que forman dentro del Camino Neocatecumenal.

Leer más... »

6.08.08

Movimientos llamados ultra-católicos.- 1. - Opus Dei

La Iglesia es, como es sabido por todos, rica en carismas y en movimientos que le dan, por decirlo así, vida y la hacen accesible a la humanidad entera.

También es sabido que muchos de estos movimientos son motejados de ultras eclesiales, de fundamentalistas y lindezas por el estilo, por aquellos que no quieren que la Iglesia desarrolle las amplias posibilidades que Cristo le dio cuando la fundó.

Hagamos, pues, un recorrido por los cuatro que son, eso pienso yo, de los más significativos e importantes y que son, seguramente por eso, los más atacados por los laicistas o, simplemente, por los que, dentro de la Iglesia, no admiten más opinión que la suya.


Movimientos llamados ultra-católicos
1.- Opus Dei

OD

Seguramente, uno de los movimientos más atacados de los que en la Iglesia católica hay, sea el Opus Dei.

Fue creado, por inspiración divina, por el actual santo, san Josemaría Escrivá de Balaguer el 2 de octubre de 1928 mientras se encontraba en unos ejercicios espirituales. Por tanto pronto se cumplirán ochenta años desde su creación.

Posteriormente, el 14 de febrero de 1930, celebrando una Santa Misa, Dios da a entender a san Josemaría que en el Opus Dei también tenían cabida las mujeres por lo que no puede decirse, por ejemplo, que ni al Fundador ni sus sucesores se les pueda acusar de ser misóginos (aunque estoy seguro que, ahora mismo, más de una persona ya lo está pensando)

Leer más... »

4.08.08

Laicismo y luz de la Iglesia

“La Iglesia se manifiesta, siempre, de forma retrógrada, es enemiga de la ciencia y de la investigación y, sobre todo, de la razón, porque lleva, en ella, la semilla de lo caduco”

Tales lindezas no han sido dichas, así y en tal literalidad, por persona alguna. Sin embargo, es el pensamiento laicista por excelencia, antieclesial y, también, anticatólico. Tal es como se manifiesta, en actos y obras, aquella forma de proceder que consiste, sobre todo, en hacer de menos a la Iglesia católica y, como se dice, en ponerla a caldo con cualquier vaga excusa para, si es eso posible, hacerla pasar por lo que no es ocultando, a la vez, lo que es.

Cañizares

En la Inauguración del Curso de Verano “Ángel Herrera Oria y la modernización de España” El Primado de España y arzobispo de Toledo, cardenal Antonio Cañizares, dijo que existe “un proyecto social y cultural que pretende configurar una sociedad laica sin ninguna referencia religiosa y moral tratando de imponer un pensamiento nihilista, eliminando de forma deliberada todo lo católico en la vida pública”.

Esto dicho por el cardenal Cañizares lo completa diciendo que lo peor se produce “cuando la propaganda muestra a la Iglesia como contraria a la ciencia y al progreso, adversa a la libertad, enemiga del bienestar o como promotora de la división, la confrontación y la violencia”.

El problema, o la cuestión, es que esto no es cierto porque la realidad de las cosas y de las circunstancias muestra que no lo es y no por repetir una mentira muchas veces dejará de ser mentira y pasará por verdad.

Leer más... »