InfoCatólica / Eleuterio Fernández Guzmán / Categoría: Defender la fe

7.08.08

Movimientos llamados ultra-católicos.- 2.- Camino Neocatecumenal

Entrega Estatutos

Esta imagen representa (13 de junio de 2008), quizá, el final del recorrido de un camino que empezara en Madrid, por los años 60 del pasado siglo. Desde que Kiko Argüello y Carmen Hernández dieran forma a lo que sería el Camino Neocatecumenal. Seguramente han pasado muchas cosas en las vidas de los fundadores pero también, y sobre todo, en la de los millones de personas que, en el mundo, han tenido relación con este movimiento de la Iglesia católica. Pero, sin embargo, la entrega de los Estatutos del Camino Neocatecumenal representa, por ser lo que son, el inicio del resto del camino hacia Dios.

Por otra parte, en 1992 se unió al dúo de fundadores un sacerdote, P. Mario Pezzi, que abandonara la orden comboniana para continuar con su labor de sacerdote en el Camino Neocatecumenal. Consiste, la misma, en representar la visión teológico-pastoral dentro del equipo responsable y de ser, además, la figura que simboliza también a los sacerdotes y personas consagradas que forman dentro del Camino Neocatecumenal.

Leer más... »

6.08.08

Movimientos llamados ultra-católicos.- 1. - Opus Dei

La Iglesia es, como es sabido por todos, rica en carismas y en movimientos que le dan, por decirlo así, vida y la hacen accesible a la humanidad entera.

También es sabido que muchos de estos movimientos son motejados de ultras eclesiales, de fundamentalistas y lindezas por el estilo, por aquellos que no quieren que la Iglesia desarrolle las amplias posibilidades que Cristo le dio cuando la fundó.

Hagamos, pues, un recorrido por los cuatro que son, eso pienso yo, de los más significativos e importantes y que son, seguramente por eso, los más atacados por los laicistas o, simplemente, por los que, dentro de la Iglesia, no admiten más opinión que la suya.


Movimientos llamados ultra-católicos
1.- Opus Dei

OD

Seguramente, uno de los movimientos más atacados de los que en la Iglesia católica hay, sea el Opus Dei.

Fue creado, por inspiración divina, por el actual santo, san Josemaría Escrivá de Balaguer el 2 de octubre de 1928 mientras se encontraba en unos ejercicios espirituales. Por tanto pronto se cumplirán ochenta años desde su creación.

Posteriormente, el 14 de febrero de 1930, celebrando una Santa Misa, Dios da a entender a san Josemaría que en el Opus Dei también tenían cabida las mujeres por lo que no puede decirse, por ejemplo, que ni al Fundador ni sus sucesores se les pueda acusar de ser misóginos (aunque estoy seguro que, ahora mismo, más de una persona ya lo está pensando)

Leer más... »

4.08.08

Laicismo y luz de la Iglesia

“La Iglesia se manifiesta, siempre, de forma retrógrada, es enemiga de la ciencia y de la investigación y, sobre todo, de la razón, porque lleva, en ella, la semilla de lo caduco”

Tales lindezas no han sido dichas, así y en tal literalidad, por persona alguna. Sin embargo, es el pensamiento laicista por excelencia, antieclesial y, también, anticatólico. Tal es como se manifiesta, en actos y obras, aquella forma de proceder que consiste, sobre todo, en hacer de menos a la Iglesia católica y, como se dice, en ponerla a caldo con cualquier vaga excusa para, si es eso posible, hacerla pasar por lo que no es ocultando, a la vez, lo que es.

Cañizares

En la Inauguración del Curso de Verano “Ángel Herrera Oria y la modernización de España” El Primado de España y arzobispo de Toledo, cardenal Antonio Cañizares, dijo que existe “un proyecto social y cultural que pretende configurar una sociedad laica sin ninguna referencia religiosa y moral tratando de imponer un pensamiento nihilista, eliminando de forma deliberada todo lo católico en la vida pública”.

Esto dicho por el cardenal Cañizares lo completa diciendo que lo peor se produce “cuando la propaganda muestra a la Iglesia como contraria a la ciencia y al progreso, adversa a la libertad, enemiga del bienestar o como promotora de la división, la confrontación y la violencia”.

El problema, o la cuestión, es que esto no es cierto porque la realidad de las cosas y de las circunstancias muestra que no lo es y no por repetir una mentira muchas veces dejará de ser mentira y pasará por verdad.

Leer más... »

1.08.08

ETA no conoce el Amor

Sanz Montes

El obispo de Huesca y Jaca, Monseñor Jesús Sanz Montes, ha dicho algo que, en verdad, es una perfecta definición de la situación que, realmente, se producirá cuando mañana, el asesino no arrepentido Ignacio de Juana Chaos, salga de la cárcel: “La sangre derramada” por él “clama al cielo”.

Hace ya mucho tiempo que la sangre de otra persona, Abel, también clamó al cielo e hizo que Dios preguntase a Caín dónde estaba su hermano (Gén 4:10: “Entonces Yavé le dijo: ‘¿Qué has hecho? Clama la sangre de tu hermano y su grito me llega desde la tierra’

Pero, de forma inmediata le vienen a uno a la mente muchas ideas y no todas ellas buenas, por desgracia para mi proceder pecador. Hacer tal cosa supone, sobre todo, una falta de algo sin lo cual, francamente lo digo, es muy difícil vivir o, al menos, se vive de una forma mala y negra.

Lo que, en realidad, ha faltado (y viene faltando desde hace muchos años, exactamente los mismos que van desde que se creó la nefasta serpiente etarra hasta hoy) aquí es una palabra, su contenido y esencia, que dice mucho (o poco) de quien no la lleva a la práctica porque supone una falta de conciencia humana: el Amor (con mayúscula porque grande es el de Dios por su criatura)

Hay un texto de las Sagradas Escrituras (seguramente habrá más, claro) que, por decirlo así, centra a la perfección, el tema del que, ahora, escribo. Es del Evangelio de San Juan (Jn 15: 9-17) y dice lo siguiente:

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Como el Padre me amó, yo también os he amado a vosotros; permaneced en mi amor. Si guardáis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor, como yo he guardado los mandamientos de mi Padre, y permanezco en su amor.

Os he dicho esto, para que mi gozo esté en vosotros, y vuestro gozo sea colmado. Este es el mandamiento mío: que os améis los unos a los otros como yo os he amado. Nadie tiene mayor amor que el que da su vida por sus amigos. Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando. No os llamo ya siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su amo; a vosotros os he llamado amigos, porque todo lo que he oído a mi Padre os lo he dado a conocer. No me habéis elegido vosotros a mí, sino que yo os he elegido a vosotros, y os he destinado para que vayáis y deis fruto, y que vuestro fruto permanezca; de modo que todo lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo conceda. Lo que os mando es que os améis los unos a los otros
”.

Por lo tanto se refiere, explícitamente, al mandamiento más importante que, además, es citado así por Jesucristo a lo largo del Nuevo Testamento: el del Amor.

Leer más... »

22.07.08

Sydney-Madrid: del 8 al 11

El domingo pasado, 20 de julio, de madrugada (más o menos a las 4:45) Benedicto XVI dijo lo que todos estábamos esperando y que, a decir verdad, era un secreto a voces.

Madrid

Como ya se sabía había sido Madrid, capital de nuestra amada España, la que había sido elegida, por el Santo Padre, como sede para la celebración de la próxima Jornada Mundial de la Juventud que, es curioso, dura más de una jornada.

El año elegido ha sido el 2011 que es un año tan bueno como otro para que la juventud de todo el mundo católico se acerque a la ciudad del oso y el madroño y haga patente que la fe católica ni está muerta ni la van a enterrar los laicistas por falta de jóvenes.

Pero, ahora que han pasado unos días (no muchos, es cierto) desde que Benedicto XVI pronunciara la última homilía en la Santa Misa celebrada en el hipódromo de Randwick, ha de estar bien (para una mejor comprensión) un repaso, aunque no sea excesivamente extenso, de lo que el Papa alemán ha dicho y que va contra, directamente, la perversión de la fe y, sobre todo, el relativismo (que es un tema que preocupa a Benedicto XVI desde hace muchos, pero muchos años)

Leer más... »