¿Por qué los católicos están tan mal formados?

Es frecuente oír la queja de que los católicos están muy mal formados en lo referente a la fe, la Escritura, la historia de la Iglesia, la moral, la liturgia y un largo etcétera. Una queja frecuente y más que comprensible. Esa ignorancia se hace especialmente evidente si uno visita Hispanoamérica y observa los millones de católicos que se han hecho (y se están haciendo) protestantes debido en buena parte a que nunca tuvieron una formación adecuada y no sabían responder a acusaciones contra el catolicismo que, en realidad, no tienen fuerza ninguna o están basadas en malentendidos. Lo mismo podría decirse de España, con la diferencia de que los católicos mal formados dejan la Iglesia en dirección al agnosticismo más que al protestantismo.

Como es lógico no basta constatar esta terrible situación (que es como para echarse a llorar), sino que lo importante es responder a la pregunta fundamental: ¿por qué sucede esto? Sólo conociendo las causas de un problema es posible solucionarlo. En lugar de lanzarme a intentar responder a la cuestión, voy a contar una sencilla anécdota que me parece muy reveladora.

No hace mucho, fui a Misa a una parroquia a la que nunca había asistido anteriormente y cuyo nombre omitiremos. Era un templo grande y había mucha gente en él. Coincidió que el sacerdote que celebraba la Misa no era el párroco ni un adscrito a la parroquia, sino que estaba haciendo un favor al párroco, que estaba ocupado ese día.

No voy a hablar de la homilía (que fue excelente, sencilla y al grano), sino solamente de un pequeño detalle que me encantó. Se rezó el credo “corto”, es decir, el Credo Apostólico y, al llegar al final del mismo, los fieles, con la seguridad que proporcionan años de práctica, dijeron como un solo hombre “creo en la resurrección de los muertos”, en lugar de “creo en la resurrección de la carne”.

Ante eso, el sacerdote se tomó dos minutos después del credo para explicar sencillamente y con tranquilidad que, en ese credo, se habla de la resurrección de la carne y el sentido de ese artículo de fe. Después de indicar que probablemente el error venía en origen de haber mezclado el credo “corto” y el “largo", explicó que no sólo nuestra alma viviría para siempre, sino que nuestro mismo cuerpo había de resucitar y ser glorificado como el de Cristo. Los católicos comemos de la Eucaristía, que es medicina de inmortalidad como la llamaron los Padres de la Iglesia, de modo que sabemos que nuestro cuerpo mortal participará de la victoria de Cristo sobre la muerte. Por eso el cuerpo es templo del Espíritu Santo y no podemos abusar de él.

La explicación fue seguida con gran atención por toda la asamblea, que, hasta donde pude ver, la comprendió y aceptó con naturalidad. Por mi parte, sentí ganas de vitorear a aquel sacerdote y sólo me contuve porque no me pareció apropiado aplaudirle en medio de la liturgia. Aún más meritorio fue el gesto teniendo en cuenta que sólo estaba de visita y podía haberse limitado a hacer lo mínimo necesario.

Ya sé que sólo es un detalle aparentemente sin importancia, pero lo que me llamó la atención fue darme cuenta de que esos fieles llevaban probablemente décadas proclamando mal el credo sin que nadie se hubiera molestado en decírselo y en explicarles ese artículo de fe. Uno o probablemente varios sacerdotes les habían oído equivocarse al recitar el resumen de la enseñanza católica cientos de veces y no habían sido capaces de tomarse dos minutos para ayudarles a comprender mejor la fe en la resurrección.

Esto me lleva a deducir que la cuestión de  por qué los católicos están tan mal formados no es un misterio. No hace falta ponerse a estudiar tendencias culturales, políticas o religiosas, la influencia del clericalismo y del anticlericalismo o las consecuencias del nominalismo del siglo XII. Por suerte (o más bien por desgracia) la realidad es mucho más sencilla: los católicos están tan mal formados porque no se les forma en absoluto. No es que las dificultades frustren los intentos de formarlos, sino que directamente ni siquiera se intenta.

Hay incontables oportunidades de formar a los fieles: explicando partes de la liturgia en la Misa, aprovechando la homilía, en charlas cuaresmales, pascuales o navideñas, en la clase de religión para los niños, en funerales, entierros, bodas y bautizos, haciendo uso del arte cristiano de nuestras iglesias, en las catequesis de primera comunión y confirmación o en los cursillos prematrimoniales, entre otras muchas. Pero la realidad es que esas oportunidades generalmente no se aprovechan, sino que se pierden en vaguedades, sentimentalismos o en hacer lo mínimo para cumplir el expediente.

Lo mismo se puede decir de los padres, que parecen ignorar su propio deber de formar a los hijos en la fe y que esperan que eso ya lo hagan en el colegio o en la parroquia. Como si no supieran por experiencia propia que la formación que les proporcionarán a los niños en esos lugares es limitada (o en algunas ocasiones inexistente) y, en todo caso, de nada servirá si los hijos ven que sus padres no le dan importancia.

Por supuesto, para formar antes hay que formarse, porque nadie da lo que no tiene. Si el que supuestamente debería formar no sabe nada, difícilmente podrá ayudar a otros en esto. Gracias a Dios, esto tampoco es un obstáculo difícil o complicado. La realidad es que el 99% de los sacerdotes, religiosos, catequistas y padres de familia aprenderían muchísimo sólo con leer el catecismo. No hace falta más. Es cierto que es un dato triste en el sentido de que tantos que deberían saber apenas saben nada, pero también resulta muy esperanzador porque indica que la solución de esa ignorancia es relativamente sencilla: basta leer un libro que todos tienen o deberían tener en sus casas.

Volvemos a lo mismo: si los que deben formar a otros carecen de los conocimientos necesarios es, simplemente, porque no les da la gana adquirir esos conocimientos, que están al alcance de cualquiera en su nivel básico. No hacen falta cursos complicados, licenciaturas en Teología o doctorados en Sagrada Escritura, porque antes de eso hay muchísimo que todos podemos aprender con sólo molestarnos en leerlo o preguntarlo. Como es lógico, más allá de ese nivel básico the sky’s the limit, como dicen los ingleses; el cielo es el límite. Siempre hay posibilidades de profundizar más, leer más, preguntar más y saber más, porque la Teología es la reina de las ciencias y compensará abundantemente cualquier tiempo y esfuerzo que se le dedique.

Antes de que algún bienintencionado me diga que lo importante es la misericordia y que todo eso de la formación es un intelectualismo que no tiene importancia para la fe, me permito recordar que enseñar al que no sabe es una de las obras de misericordia. Los anteriormente mencionados sacerdotes, religiosos, catequistas y padres de familia tenemos un grave deber de formar en la fe a aquellos que nos están encomendados y, si no lo hacemos, la realidad es que no tenemos misericordia.

De nada sirve decirse, si uno es padre de familia, que lleva a sus hijos a un buen colegio o a una estupenda universidad; no basta, si se trata de un sacerdote, con pensar que su parroquia tiene eficientes servicios sociales; no es suficiente, para los catequistas, organizar muy bien la celebración de la primera comunión. Tenemos un grave deber de formarnos y de aprovechar cualquier oportunidad para formar a aquellos que Dios nos ha encomendado. A tiempo y a destiempo, como decía San Pablo, porque la formación en la fe es parte de la evangelización.

Ahí está la cuestión: que no evangelizamos. Y mientras sigamos sin evangelizar, millones de católicos seguirán dejando innecesariamente la fe todos los años, hasta que ya no queden millones de católicos. Y cuando el Señor nos pregunte el último día por qué permitimos que esas ovejas se perdieran, sólo podremos decir, horrorizados y avergonzados de nosotros mismos, que no nos dio la gana ayudarlas. Dios no lo permita.

152 comentarios

  
Pub
Falta hambre de Dios. La mundanización acelerada empezó en los años sesenta con la televisión y el espectacular desarrollo económico: Casi todos son ricos en España: ricos en cosas materiales o en deseo de poseerlas, y los ricos y el reino de Dios son incompatibles. Tal vez hace falta una experiencia personal de enfermedad, fracaso o frustración para descubrir la belleza de una fe viva. La formación está al alcance de todos en internet o en EWTN, pero falta el hambre de trascendencia.
06/06/16 6:16 PM
  
cjuarez
(1)Por alguna razón una buena parte de las generaciones de Padres de Familia que hoy tienen entre 40 y unos 75 años se desentendió de su compromiso de educar a los niños en la fe- y de darles un ejemplo de vida.

(2)Lo mismo sucedió en muchos colegios católicos - en los casos en que si de daba la clase de religión y catecismo- o se le trataba como una clase secundaria, casi como un "break" de las clases "reales". Luego el buenismo, que hacia aprobar a todo el mundo aunque muchos no supieran o comprendieran nada de la fe católica. Además, estas clases se trataban desde el aspecto mas didáctico hablando de un Dios "teórico", en lugar de utilizar la clase como un instrumento para acercar más a los jóvenes y niños al Dios verdadero y que estos empiecen desde pequeños a tener una experiencia personal con Cristo.

(3) Muchos católicos tienen un complejo de inferioridad, de culpabilidad y de vergüenza, porque nos hemos creído las leyendas negras y gritos d guerra de los anticristianos y de los protestantes. "Que la misa es aburrida", "Que el catecismo es mucho rollo", "que si las cruzadas, la inquisición, la quema de brujas y Galileo, y el genocidio en América...., etc." A muchos sacerdotes, catequistas y laicos simplemente les da vergüenza hablar de catolicismo o de la doctrina católica - lógicamente no puede esperarse que formen en la fe a nadie. Más bien los forman en valores - pero ni siquiera eso parecen estar hacienda bien muchos.

(4) Donde nosotros fallamos más es donde los protestantes tienen más éxito - introducir a los neófitos en la fe, de tal forma que ellos por su propia cuenta luego siguen preparándose, estudiando y leyendo la Biblia (aunque con sus doctrinas humanas, malas interpretaciones y Biblia amputadas). Como nuestras clases de religión y catecismo no logran muchas veces ni sembrar un semillita de fe en los niños y jóvenes, pues hay pocas posibilidades de que estos en un futuro sigan leyendo a Biblia o formándose en la fe.
06/06/16 6:39 PM
  
Haddock.
Hizo falta el Concilio de Trento, donde se "inventaron" los seminarios, para entender lo fundamental que es formar bien a los sacerdotes que a su vez formarán a los fieles. Cuando un protestante que se había aprendido de memoria la biblia discutía con un cura católico que apenas sabía la fórmula de absolución, algo chirriaba. Pero "oportet haereses esse" para que nos pongan las pilas.

Hoy en día es diferente.Hace falta ser un vago o un desinteresado para no poder superar el atractivo del fútbol, del cotilleo del famoseo o del bar para no estar mínimamente formado.

¿Por qué los católicos menores de 60 años están tan mal formados?

¡ Por huevones !

06/06/16 6:51 PM
  
Andres
Interesante tema que incluso en las diosesis mas prometedoras a veces queda en falta. Es como dices, una obra de misericordia, y una causa del problema es esa, el enfriamiento de la fe produce enfriamiento de la caridad, lo cual no solo significa que se ayuda menos a los pobres, sino que tambien las obras espirituales quedan de lado, difundiendo la ignorancia.
Una aclaracion, la liturgia bien vivida es base de la formación, porque una buena charla no se prolonga mas de media hora o una, pero la liturgia la vivimos todas las semanas y mas de ser posible.
De ahi la radical importancia de una liturgia bella, y, me permito decir, sin interrupciones aclaratorias, porque a la liturgia vamos a rezar, adorar, y no es propiamente el tiempo de aprender mas que el dedicado a la homilía.
En la parroquia donde voy hay misa tradicional. Nunca hubo necesidad de parar la misa a aclarar nada o guia alguna. Los fieles llevan sus misales, los cantos se practican fuera de la misa, el sacerdote hace las aclaraciones antes o despues de finalizada la misa o en la homilia. Y si, los textos cada tanto se leen de antemano, y uno comienza a prepararse desde el jueves o viernes para la misa del domingo.

Saludos
06/06/16 7:10 PM
  
Roberto
Están mal formados porque en America se lleva décadas diciendo que la doctrina y el catecismo no sirven para nada, que la único importante es el "Evangelio de Jesus" que sería es algo así como una manual para ser bueno, imitando a un gran hombre que dio un lindo ejemplo que debemos tratar de seguir en todo aquello que nos acomode y apetezca. Se ha enseñado que la fe es puro sentimiento .. En definitiva , nadie ha catequizado a los fieles...
06/06/16 7:26 PM
  
gambino
Muy buen post.

Cuando he leído el título creía que se refereía a que los católicos somos muy feos y que estamos muy achaparrados y jorobados.

Pero no, he entrado en el post y me he dado cuenta de que se refería a la educación.

Parte de la culpa de la mala formación de hoy en día se debe a que la gente se ha desacostumbrado a leer. Estamos acostumbrados a ver películas, noticias en la tele, tweets, etc, todo muy corto, con mucha imagen y que no necesita reflexión.

Luego claro, coges el Catecismo o la Biblia y entre que te cuesta encontrar un hueco en el día y que no estás acostumbrado a leer, pues como que cuesta un poco.

Creo que la Iglesia debería hacer esfuerzos en formar a la gente con los medios de hoy en día. ¿No tiene 13TV en España? ¿Por qué no aprovecha y produce y emite series de dibujos animados y películas en donde se explique el catecismo de una manera amena para los más pequeños? ¿Por qué no se hacen programas divulgativos para los más mayores?

Por ahí había una serie de anime que se llama "En el Principio: Historias de la Biblia" dirigida por Osamu Dezaki (ignoro si será católica o protestante o qué). Se encuentra en youtube.

Cosas así habría que promocionar, hacerlo asequible, ameno, algo parecido al Érase una vez el hombre, pero en versión católica. Quitar los malentendidos de la leyenda negra, hablar bien de la evangelización de América, etc, etc...
06/06/16 7:30 PM
  
Juan Mariner
El problema es que donde hay patrón no manda marinero. No sé si me entienden...
06/06/16 7:48 PM
  
Antonio1
Muy buen post, Bruno.
También hay que achacarlo a la propia desidia de los católicos. Yo reconozco que recibí una formación muy completa con sacerdotes muy preparados en el colegio y parroquia. Y que los que queríamos podíamos profundizar en muchos temas. Pero no todos se quedaban ahí.
Hoy en día no será por falta de oportunidades, de posibilidades,de medios.
Las bases de una formación mínima cristiana (mínima pero que ampliaría con mucho lo que hay) se pueden encontrar gratuitamente en internet en cinco minutos.
Luego está el tema de padres que regalan consolas, móviles y artefactos por la primera comunión y no se les ocurre regalar Biblias, catecismos, libros de oración. Que no se preocupan de rezar y educar a sus hijos en la fe, en fin, es lo que hay.
06/06/16 8:03 PM
  
Bruno
Pub:

"Falta hambre de Dios"

Cierto. Es un círculo vicioso, porque cuanto más se conoce a Dios, más hambre se tiene de Él y cuanto más hambre se tiene de Él, más se esfuerza uno por conocerle.

Dichosos los que tienen hambre y sed de justicia, porque ellos serán saciados.

"La mundanización acelerada empezó en los años sesenta con la televisión y el espectacular desarrollo económico: Casi todos son ricos en España: ricos en cosas materiales o en deseo de poseerlas, y los ricos y el reino de Dios son incompatibles"

Sí. Estamos aburguesados. En Carmina Catholica incluí un poemilla que hablaba de eso:

El sofá

Dijo un demonio a su amigo:
¿Sabes cuál es la invención
con más aviesa intención,
que trajo más mal consigo
y ha sido el peor castigo
del siglo que acabó ya?
Ni guerras de aquí o allá,
ni políticos, ni teles,
ni teólogos infieles:
nada hay peor que el sofá.

Porque un cristiano burgués
que el paraíso ha buscado
en quedarse bien sentado
y en poner altos los pies,
deja sin segar la mies,
de escándalo es dura losa,
es sal que se ha vuelto sosa,
luz tornada oscuridad
y la infernal Majestad
de él se ríe victoriosa.

06/06/16 8:28 PM
  
Eagleheart
Porque la Iglesia docente no se aplica bien a ello, y la Iglesia discente carece de guía.

¡Saludos!
06/06/16 8:29 PM
  
Jesús Priego
Creo que el planteamiento es erróneo. Es precisamente porque la formación es mala que aún existen muchos católicos de compromiso. Haga usted un examen y pregúntele al común si lo que acontece en la eucaristía es un fenómeno simbólico o real. Evidentemente, lo segundo es mucho más complejo de creer. No es sólo un problema de formalidad, es de sustancia. Teniendo un conocimiento por encima de la palabra se vive más cómodamente, en unos momentos en que la religión está acorralada por las costumbres y el conocimiento científico.
06/06/16 8:34 PM
  
Bruno
cjuarez:

"Muchos católicos tienen un complejo de inferioridad, de culpabilidad y de vergüenza, porque nos hemos creído las leyendas negras y gritos d guerra de los anticristianos y de los protestantes".

Pues sí. Hay que tener en cuenta que, a diferencia de lo que sucedía en otras épocas, actualmente todo el mundo recibe una anti-catequesis ambiente, que nos afecta muchísimo, sin que nos demos cuenta.

Hoy en día, si alguien no recibe una buena catequesis católica, no se queda en un paganismo natural, sino que casi inevitablemente desemboca en el pensamiento apóstata de nuestra época, que es activamente anticristiano.

Y los que han r
06/06/16 8:40 PM
  
Luis J.
Un sobrino recientemente hizo la Primera Comunión. Días antes mis hijos y yo estuvimos hablando con él. Ni tan siquiera sabía que Cristo había resucitado. Manda huevs o no manda huevs...
06/06/16 8:41 PM
  
Bruno
Haddock:

"Hizo falta el Concilio de Trento, donde se "inventaron" los seminarios, para entender lo fundamental que es formar bien a los sacerdotes que a su vez formarán a los fieles"

Muy buen ejemplo. Lo que vivimos no es único de esta época, al menos en sustancia. Y tiene solución, como la tuvo entonces.


"Cuando un protestante que se había aprendido de memoria la biblia discutía con un cura católico que apenas sabía la fórmula de absolución, algo chirriaba"

En bastantes casos, si no recuerdo mal, ni siquiera se sabía la fórmula de la consagración.

"¿Por qué los católicos menores de 60 años están tan mal formados? ¡ Por huevones !"

Ja, ja. Buen resumen del artículo.
06/06/16 8:43 PM
  
Bruno
Andrés:

"Una aclaracion, la liturgia bien vivida es base de la formación, porque una buena charla no se prolonga mas de media hora o una, pero la liturgia la vivimos todas las semanas y mas de ser posible. De ahi la radical importancia de una liturgia bella"

Completamente de acuerdo.

"y, me permito decir, sin interrupciones aclaratorias, porque a la liturgia vamos a rezar, adorar, y no es propiamente el tiempo de aprender mas que el dedicado a la homilía"

Eso ya no lo tengo tan claro. El fin principal de la liturgia es el culto a Dios, obviamente, pero eso no excluye necesariamente que aprendamos o que la Iglesia se preocupe por que lo hagamos. La misma existencia de la homilía lo prueba y no veo por qué en el resto de la liturgia no se pueda velar por que los fieles aprendan lo que deben aprender. A fin de cuentas, para poder dar culto bien, hay que aprender a hacerlo.

Ciertamente, así lo prevé la Iglesia en la liturgia ordinaria, donde el misal y otros documentos y normas recogen en muchas ocasiones la posibilidad de una monición aclaratoria. Por ejemplo, Sacrosantum Concilium 35.3: "Incúlquese también por todos los medios la catequesis más directamente litúrgica, y si es preciso, téngase previstas en los ritos mismos breves moniciones, que dirá el sacerdote u otro ministro competente, pero solo en los momentos más oportunos, con palabras prescritas u otras semejantes."

En cuanto a la forma extraordinaria, el mismo Concilio de Trento mandó que se hicieran esas aclaraciones en diversos puntos de la Misa, para que los fieles los fueran entendiendo: "manda el santo Concilio a los Pastores, y a todos los que tienen cura de almas, que conservando en todas partes el rito antiguo de cada iglesia, aprobado por la santa Iglesia Romana, madre y maestra de todas las iglesias, con el fin de que las ovejas de Cristo no padezcan hambre, o los párvulos pidan pan, y no haya quien se lo parta; expongan frecuentemente, o por sí, o por otros, algún punto de los que se leen en la Misa, en el tiempo en que esta se celebra, y entre los demás declaren, especialmente en los domingos y días de fiesta, algún misterio de este santísimo sacrificio" (Sesión XXII, cap. VIII)

En cualquier caso, creo que estamos completamente de acuerdo sobre el tema del artículo, aunque lógicamente se pueda discutir sobre cuáles son las formas concretas más adecuadas o convenientes de formar a los fieles.
06/06/16 9:08 PM
  
Bruno
Roberto:

"Están mal formados porque en America se lleva décadas diciendo que la doctrina y el catecismo no sirven para nada, que la único importante es el "Evangelio de Jesus" que sería algo así como un manual para ser bueno..."

Si sólo fuera en América...
06/06/16 9:09 PM
  
Bruno
Gambino:

"Cuando he leído el título creía que se refereía a que los católicos somos muy feos y que estamos muy achaparrados y jorobados".

Je, je. Muy bueno. He tenido que volver a leer el título para entenderlo.

"Parte de la culpa de la mala formación de hoy en día se debe a que la gente se ha desacostumbrado a leer. Estamos acostumbrados a ver películas, noticias en la tele, tweets, etc, todo muy corto, con mucha imagen y que no necesita reflexión".

Si, en el blog he visto, por ejemplo, que si un post es largo, la cantidad de lectores baja exponencialmente. Ya no estamos acostumbrados a leer con esfuerzo.

"Luego claro, coges el Catecismo o la Biblia y entre que te cuesta encontrar un hueco en el día y que no estás acostumbrado a leer, pues como que cuesta un poco"

Bueno, yo me refería a los que tienen obligación de formar a otros y, por lo tanto, deberían estar especialmente motivados para formarse.

"Creo que la Iglesia debería hacer esfuerzos en formar a la gente con los medios de hoy en día. ¿No tiene 13TV en España? ¿Por qué no aprovecha y produce y emite series de dibujos animados y películas en donde se explique el catecismo de una manera amena para los más pequeños? ¿Por qué no se hacen programas divulgativos para los más mayores?"

Al comienzo, la televisión de los obispos se planteó así, como una especie de Radio María en televisión y yo creo que dio muchos frutos, sobre todo entre la gente sencilla. Después, por alguna razón, se dio un giro completo y María Visión se convirtió en lo que es hoy: un canal generalista más bien tirando a birrioso y cuya mayor gloria parece ser que no es "tan malo como los otros".

Creo que no hace falta decir que no soy un fan de 13tv.

"Cosas así habría que promocionar, hacerlo asequible, ameno, algo parecido al Érase una vez el hombre, pero en versión católica. Quitar los malentendidos de la leyenda negra, hablar bien de la evangelización de América, etc, etc..."

Aprovecho para recomendar un libro magnífico y baratísimo sobre el tema: Hechos de los Apóstoles de América, del P. Iraburu. Todo lo que he dicho en este artículo se aplica perfectamente a ese libro: el que no lo lea, es porque no quiere. Que luego no se queje
06/06/16 9:17 PM
  
Bruno
Juan Mariner:

"El problema es que donde hay patrón no manda marinero. No sé si me entienden..."

Bueno, yo he dedicado el artículo fundamentalmente a los que tienen el deber de formar, porque su responsabilidad obviamente es mucho mayor.
06/06/16 9:26 PM
  
Miguel García Cinto
Estimado Bruno:
Comparto gratamente su artículo con puntos y comas.
Ayer domingo en mi parroquia no se rezó el Credo, preceptivo en domingos y solemnidades. El Credo corto llamado "Símbolo de los Apóstoles", es más común proclamarlo en los tiempo litúrgicos de Cuaresma y Pascua. Y el Credo Niceno Constantinolopolitano, más largo que el anterior pero mucho más completo, debería rezarse en el resto del año litúrgico, pero casi todos los sacerdotes optan por el corto, porque el largo no se prodiga.
Muchos planes pastorales trienales o quinquenales, y muy poco en la formación más elemental.
PAZ Y BIEN.
06/06/16 9:26 PM
  
Luis Fernando
Voy a ser claro. Es preferible usar SOLO el Catecismo. Para el tipo de formación bíblica que se da en la mayoría de las parroquias donde se da algo, es mejor que no se dé nada, porque en gran medida está podrida de la exégesis histórico-crítico liberal. El otro día me llegó a casa una Biblia juvenil que dicen que es la releche de buena, y me dio tanto asco la introducción a los libros que la tiré a la basura.

Quien recibe ese tipo de formación, no le dura un minuto a un protestante bien formado. Yo me tuve que empapar de lecturas patrísticas y de la teología anterior al CVII para poder hacer una apologética medianamente seria.


Y por cierto, para debatir con Testigos de Jehová y mormones, es mejor usar material protestante evangélico. Está mejor hecho y da más resultado.
06/06/16 9:42 PM
  
Roberto I.
Gracias por el artículo Bruno, completamente de acuerdo. Sólo me gustaría agregar un punto. A Dios gracias tuve la oportunidad de ir a un colegio donde la formación cristiana se tomaba en serio y era bastante completa, especialmente comparado con la media actual. Aún así creo que no exagero si digo que más de la mitad de mis compañeros una vez en la universidad han perdido la fe, o al menos la práctica de esta. Hay hartos factores que influencian en lo que pasa después, y no viene al caso entrar en detalle, pero creo que la "in-formación" cristiana es condición necesaria, pero no suficiente para una buena formación. Es fundamental que esta vaya acompañada también de un Anuncio, incluso me atrevería a decir que debería ser respuesta a un Anuncio del amor de Dios. En una sociedad cristiana, donde la fe era descontada, bastaba con la formación intelectual, porque la fe venía de la familia y el entorno. Hoy no podemos asumir ni uno ni menos lo otro: por eso creo que ambas dos: Kerigma y formación, no pueden separarse. El primero sin el segundo te deja cojo y "con hambre", mientras que el segundo sin el primero entra por una oreja y sale por la otra. Saludos!
06/06/16 9:47 PM
  
Bruno
Antonio1:

"También hay que achacarlo a la propia desidia de los católicos"

Sí. Sólo he hablado de los que tienen la obligación de formar a otros, porque me parece que es el caso más sangrante, pero ciertamente todos deberíamos formarnos en la fe, en especial ahora que, como dices, es mucho más fácil que antes.

"Luego está el tema de padres que regalan consolas, móviles y artefactos por la primera comunión y no se les ocurre regalar Biblias, catecismos, libros de oración. Que no se preocupan de rezar y educar a sus hijos en la fe, en fin, es lo que hay".

En mi experiencia, esos pobrecillos o bien ellos mismos no tienen casi fe o bien nadie los ha formado y no tienen ni la más remota idea de qué hacer para formar a sus hijos. O una combinación de ambas cosas. Tienen buena intención, pero poco más.
06/06/16 9:53 PM
  
Bruno
Luis J:


06/06/16 9:56 PM
  
Luis Fernando
Luis J, es altamente probable que sus catequistas no creyeran en la resurrección real de Cristo.

En multitud de parroquias, los dos o tres años de catequesis consisten en mantener entretenidos a los niños durante una hora a la semana haciendo dibujitos, cantando y aprendiendo conceptos pelagianos.
06/06/16 10:03 PM
  
Óscar M
La conclusión de toda esta mala formación es obvia: que sirve de comidilla para los enemigos del catolicismo. Nunca antes en la historia el catolicismo había tenido tantos frentes que atacar - relativismo, cientificismo, Islam, indiferentismo, progresismo, laxitud moral, ateísmo - y nunca antes la feligresía, por lo menos en su aspecto más general, había sido tan poco curiosa intelectual y doctrinalmente. El católico de hoy, al ser timorato, con una formación espiritual e intelectual paupérrima, y con un complejo de inferioridad lamentable, está totalmente desarmado. A esto contribuyen también la pobre formación de buena parte de los sacerdotes - hay casos verdaderamente aberrantes de simpleza y memez intelectual - y al descuido generalizado de la liturgia. Con este panorama, resulta difícil que el catolicismo se convierta en el mundo de hoy en una fuerza decisiva, en un motor civilizatorio como el que hablaba Christopher Dawson en sus escritos.

Buena parte de la solución está en nosotros los fieles. Exigir una misa digna y que contribuya a reforzar su dimensión espiritual, a reforzar el sentido del misterio del Sacrificio; exigir de los sacerdotes buenas homilias (nada de la improvisación y rodeos de las actuales homilias); que el fiel tenga la voluntad y autodisciplina - sin obviar en muchos casos la guía de un buen director espiritual - de su formación espiritual e intelectual por medio de lecturas, catecismo, apologética, conocimiento de la liturgia, conocimiento básico del funcionamiento de la Iglesia y del Derecho Canónico (ya alguien mencionó que entre más hambre se tiene de Dios, mayor la necesidad y obligación de conocerle). Hoy día existen todo tipo de medios para superar la tibieza crítica del catolicismo actual. Un católico bien formado intelectual y doctrinalmente no sólo es un motivo de ejemplo para otras personas, sino que es un primer paso para superar la actual crisis del catolicismo.
06/06/16 10:06 PM
  
Bruno
Roberto I.:

"por eso creo que ambas dos: Kerigma y formación, no pueden separarse"

Sin duda, muy buena precisión. De otro modo, Cristo se habría limitado a escribir un catecismo, en lugar de dejarnos la Iglesia (y la familia cristiana, que es una Iglesia en pequeñito).

Por otra parte, me atrevo a decir que, cuando un sacerdote no se preocupa por formar a los fieles en la fe, en muchas ocasiones es por un problema profundo que él mismo tiene de falta de fe, ya sea porque la ha perdido o porque la ha convertido en un mero humanismo. En esos casos, probablemente lo que necesita es que alguien le proclame otra vez el anuncio cristiano, para que se enamore de nuevo de la fe y esté deseando transmitirla.
06/06/16 10:07 PM
  
Santi
Vale. Todos de acuerdo. Pues empecemos. Bruno, por favor, qué aconsejas. Además del Catecismo, exactamente qué lecturas nos darían una formación mejor, LF habla de más cosas ( teologia anterior al Concilio) Concretemos aquí por favor. Más allá del Catecismo que aconsejáis? Gracias.
06/06/16 10:08 PM
  
Palas Atenea
Mi experiencia personal parece indicarme que la formación familiar es más importante que la de los colegios católicos. En el colegio dónde daba clases yo era la única profesora que había estudiado en escuela, instituto y escuela de magisterio, todos ellos estatales, las demás maestras habían estudiado en colegios de monjas incluso la carrera de magisterio. Para mi sorpresa su formación era muy inferior a la mía porque yo había vivido la religión en mi casa y estudiado con sacerdotes-era la época de Franco-que daban clases de religión, mientras que ellas habían sido internas. No es lo mismo rezar el rosario en tu casa porque es costumbre familiar que hacerlo en el colegio porque lo dicen las monjitas. Mi formación, seguramente, sería menos ritualista pero fue más viva. Además las familias católicas transmiten una sensibilidad especial para ahondar en la doctrina, a la primera explicación lo captas, sabes dónde encajar la doctrina y, a medida que aprendes, lo comentas en casa y da lugar a conversaciones de tipo religioso y, si había algo que suscitara discrepancias, se las preguntábamos al párroco.
El hecho de que tus padres y abuelos, a los que respetas, sean católicos impide que te avergüences de serlo y dificulta entrar en una secta o cambiar de religión.
Eso sí, todo lo que sé sobre los protestantes lo he aprendido con las lecturas y el transcurso del tiempo porque ellos de herejes sabían más bien poco.
06/06/16 10:11 PM
  
Sss
Off topic.

Hace cinco minutos en 13tv han puesto un anuncio de Multiopticas donde dos lesbianas se besan apasionadamente, mientras se oye en Off: "Sal del armario".

El enemigo en casa. Y la equis de la casilla de la renta se va a ir a donde yo sé

06/06/16 10:17 PM
  
jomigiur
Cuando uno vive centrado en Jesucristo, quiere amarlo cada vez más y por tanto quiere conocerlo más y esto requiere formarse y aprender.
Cuando uno vive centrado en Jesucristo, quiere amarlo cada vez más y por tanto ama al prójimo porque aprendemos que Cristo quiere ser amado en los demás, especialmente en los mas necesitados.
Cuando uno vive centrado en Jesucristo, quiere amarlo cada vez más y por tanto ora más, porque aprendemos que está vivo y que es Dios y queremos imitarle, seguirle y estar con El , pero necesitamos escucharle, pedirle, alimentarnos de El.
Cuando le ponemos en el centro y nos descentramos de nosotros mismos aprendemos la alegria de la humildad perfecta, ciencia de la cruz y sabiduria perfecta
06/06/16 10:19 PM
  
Luis Fernando
Oscar:
A esto contribuyen también la pobre formación de buena parte de los sacerdotes

LF:
A nivel bíblico, no es que sea pobre. Es que es una vergüenza. En mis 16 años largos desde que regresé a la Iglesia, solo he encontrado un sacerdote que maneje la Biblia con más facilidad que yo: El P. Iraburu. Que la manejen igual, dos o tres más. Y ese manejo lo obtuve como protestante. Como neo-católico me tocó aprender a usar la Tradición y el Magisterio, no la Biblia.

Es decir, en ocho años como protestante de a pie, aprendí a usar la Escritura infinitamente mejor -aunque no para bien- que la inmensa mayoría del clero católico. ¿Y queremos que los fieles puedan plantar cara a los protestantes y las sectas?

Je... me río por no llorar.

Es más, eso no va a cambiar a corto-medio plazo por una sencilla razón. No hay formadores suficientes para revertir esa deficiencia.
06/06/16 10:20 PM
  
Luis López
Yo creo que la respuesta es muy fácil. Cuántos católicos en España han leído y siguen leyendo con asiduidad, meditación y provecho las Sagradas Escrituras (por supuesto, con la ayuda del catecismo, como mero complemento de la maravilla que es sumergirse en la Palabra de Dios).

Si en España se lee poco, la Biblia sencillamente no se lee. Al católico español le basta la patrona de su pueblo, la romería de turno y el cura para cuando vaya a morirse.

Y ahora es peor que antes, porque antes en las Misas -a las que iban muchos más católicos que ahora- lo excepcional era oír una mala homilía. Y gracias a ello el católico medio -que sólo tenía la Biblia en su casa porque era un libro primorosamente encuadernado- tenía una elemental formación en los aspectos básicos de la verdadera fe católica. Y los libros de religión de mis abuelos enseñaban con claridad todos los aspectos de nuestra fe, incluso los más desagradables (como el juicio o el infierno).

Ahora es peor. De diez misas, dichoso el que oye al menos una homilía decente. Y en cuanto a la educación religiosa, sólo digo que yo sería hoy un ateo convencido si la religión católica es lo que leo en los libros de religión católica de mis hijos.
06/06/16 10:23 PM
  
Bruno
Miguel García Cinto:

"Ayer domingo en mi parroquia no se rezó el Credo, preceptivo en domingos y solemnidades. El Credo corto llamado "Símbolo de los Apóstoles", es más común proclamarlo en los tiempo litúrgicos de Cuaresma y Pascua. Y el Credo Niceno Constantinolopolitano, más largo que el anterior pero mucho más completo, debería rezarse en el resto del año litúrgico, pero casi todos los sacerdotes optan por el corto, porque el largo no se prodiga".

A mí, cuando era niño, me gustaba mucho más el "largo", con todos sus artículos sobre el Espíritu Santo. Es triste que la razón para dejarlo de lado sea su longitud.

"Muchos planes pastorales trienales o quinquenales, y muy poco en la formación más elemental"

Sí, ya hablamos de eso en una ocasión: Planes pastorales, excusas eclesiales.
06/06/16 10:28 PM
  
Palas Atenea
Antonio 1: Yo nunca he sabido a quién llamamos pobres porque, por mucho que mi abuelo supiera quién era Luis Vives y tuviera libros de Donoso Cortés, no dejaba de ser un obrero de fábrica que en tiempos difíciles llegó a trabajar sólo tres días a la semana y mi padre era empleado de ferretería. Ahora bien, los habrá más pobres, pero ricos, lo que se dice ricos no eran. Todos tuvieron que arreglarse con la educación primaria, muy bien aprovechada eso sí, pero hasta los catorce años. Una educación anticuada que ha sido mofa y befa de generaciones posteriores.
Siempre me he preguntado cómo es posible que ni siquiera tuvieran faltas de ortografía y cómo mi padre distinguía a un moravo de un transilvano porque nació en 1915 y para 1918 el Imperio Austrohúngaro ya no existía. ¿Sería que leían mucho el periódico? ¿Sería que leían libros? ¿Sería que sentían un gran respeto por la cultura? ¿Será que hay clases distintas de pobres más o menos letrados?
06/06/16 10:28 PM
  
Bruno
Sss:



06/06/16 10:32 PM
  
Luis Fernando
Luis López, durante siglos la mayoría de la población no sabía leer. Por tanto, no podía leer la Biblia. Pero lo que sí puede hacer todo el mundo es OÍR la Biblia. Quien acude a Misa todos los días acaba escuchando lo esencial de la Escritura muchas veces a lo largo de su vida. Y quien lo hace todos los domingos... menos, pero también.

Pero eso... tampoco es hoy posible en muchas parroquias, porque ponen a leer a gente que no sabe leer en público, que no se prepara las lecturas, que suponen un tormento para los oídos.

Un párroco que permite eso demuestra tener una absoluta falta de respeto por la Palabra de Dios y por sus fieles.
06/06/16 10:33 PM
  
Bruno
Palas:

"Antonio 1: Yo nunca he sabido a quién llamamos pobres porque..."

Creo que estás respondiendo a mi respuesta a Antonio1.

Y me temo que es un malentendido. Cuando escribí "pobres" me refería a "pobrecillos" o "pobres hombres", no a pobres en el sentido económico-social.

Voy a cambiarlo para que se entienda bien.
06/06/16 10:36 PM
  
Palas Atenea
Bruno: Creo haber explicado más de una vez que a la pregunta sobre el Credo de Nicea mi anterior párroco me contestó que era un tratado de teológia ininteligible para la mayoría de los fieles. A mi madre, una fiel del común, le encantaba el Credo largo precisamente porque era amantísima de la Trinidad y es el Credo Trinitario por excelencia. Mira por dónde.
06/06/16 10:37 PM
  
Bruno
Palas:

"Creo haber explicado más de una vez que a la pregunta sobre el Credo de Nicea mi anterior párroco me contestó que era un tratado de teológia ininteligible para la mayoría de los fieles"

Yo era un niño y me encantaba. Me da la impresión de que esa idea del párroco era más bien lo que él había decidido que tenían que pensar los fieles y nunca se le había ocurrido la peregrina idea de preguntarles a ver qué pensaban de verdad.
06/06/16 10:39 PM
  
Palas Atenea
Pues, humildemente, pido perdón a Antonio 1 por mi error.
06/06/16 10:39 PM
  
Luis Fernando
A mí de pequeño lo de "Dios de Dios, luz de luz, Dios verdadero de Dios verdadero, engendrado, no creado...", me sonaba a música celestial.

En Madrid se rezaba mucho ese credo. En Aragón y en Andalucía no lo he rezado en Misa nunca.
06/06/16 10:41 PM
  
Javier Almenar
No estoy de acuerdo con el titular. Muchos católicos sí están bien formados, los que no lo están son muchos bautizados no practicantes.

Y muchos protestantes tampoco lo están, ya que si tuvieran una sólida formación en religión y teología dejarían de ser protestantes para ser católicos.

Y ya se sabe que a los católicos comprometidos en una sólida formación teológica se les tacha enseguida de integristas, preconciliares, encubridores de delincuentes,...

Roberto I. La fe "no se pierde". Quien dice que le sucede eso es que nunca la ha tenido.
06/06/16 10:42 PM
  
Jaime I.
Javier Almenar:
Si la fe es una virtud teologal, es decir, solo puede ser regalada por Dios. Por lo tanto si uno deja de pedir al Señor que le regale constantemente la fe, esta puede "perderse".
Uno no puede ver a Dios si este no se te muestra y te regala la fe.
06/06/16 11:10 PM
  
Palas Atenea
Doy la razón a Luis Fernando en lo que dice de la Biblia. El primero que se compró una biblia en mi casa, la Nácar-Colunga, no fue ni mi padre, ni mi madre, ni mi abuelo, ni yo. Fue ni hermano cuando tenía 16 años. Dijo: "de aquí parte todo, por aquí empezaré". Yo creo que el me enseñó a mi, para mi vergüenza porque es mi hermano pequeño.
Las generaciones anteriores no habían sido adiestradas en el manejo de la Biblia. En las escuelas se estudiaba Historia Sagrada, así que el AT era el gran desconocido y el NT, menos, pero también en su integridad.
La diferencia entre ambos era que el primero se contaba prescindiendo del texto sagrado mientras que el segundo se leía el texto pero siempre siguiendo el año litúrgico o con textos escogidos por algún sacerdote, de manera que la primera vez que leí los cuatro evangelios me sorprendió encontrar partes de ellos que desconocía.
Es muy difícil encontrar un católico que haya leído El Cantar de los Cantares o Números, generalmente se leen a los profetas o el Libro de los Proverbios o los Salmos. El Cantar de los Cantares me gusta mucho pero confieso que con el Libro de los Números no he podido nunca, me pierdo entre minuciosidades contables.
06/06/16 11:18 PM
  
Marco
Muy interesante tema.
Yo creo que el católico medio siempre ha dependido de la formación de sus pastores. Ahí es donde se halla el punto. Católicos fieles particulares podemos estar súper formados pero eso cambiará muy poco las cosas. El católico confía en su pastor. Roguemos por la formación de los pastores. Eso sí marcará un antes y un después. Saludos
06/06/16 11:55 PM
  
Rosita
Porque la apostasía está instalada en gran parte de la Iglesia desde hace muuuuuchos años. Porque se toleró la deformación doctrinal; no se condenaron los errores; se catapultaron sacerdotes herejes a las sillas episcopales, y bueno...¿qué quieren?
No le pidan manzanas al olmo.
07/06/16 1:17 AM
  
Juan Andrés
Si bien es cierto que la Iglesia institucional ha caído en un manejo sentimentaloide de Dios, olvidándose de aquello de fe, entendimiento y voluntad, también es cierto que hemos sido nosotros los católicos los que nos informamos más del nuevo fichaje de nuestro club de fútbol que de la historia de la Iglesia, la Biblia y las doctrinas. Dios está por ahí, como el oráculo de Delfos o el templo de los griegos, al que acudir en caso de alguna necesidad, tipo talismán. Personalmente, pese a mis 50 años ya largos, solamente hace apenas diez en que, por pura gracia de Dios, salí a buscarlo, porque lo necesitaba, con todo mi esfuerzo personal, y lo que he encontrado me ha dejado pasmado de mi ignorancia. Y eso se debe a la defección de la Iglesia, es la única responsable. Y los padres, frente a escuelas modernistas o protestantizadas, tenemos una lucha diaria que ni les cuento. Si la educación formal es mala no es por culpa del alumno sino por todos los ideólogos que inventan su sistema en un escritorio y lo tratan de imponer a la fuerza; si la catequesis es mala en todos sus ámbitos no es por culpa de los asistentes, sino que quienes ya no quieren evangelizar (¡es qué es tan duro ese mensaje!). Por donde se lo mire terminamos cayendo en los pastores de todo nivel, que también se manejan con ideologías. La inquietud de la búsqueda del Amado la genera el mismo Dios o los catequistas, desde padres, profesores, sacerdotes, pontífices, todos ellos en comunión, caso contrario, es todo esfuerzo por convencer el error del otro y nada termina bien.
07/06/16 1:18 AM
  
Bonilla
Saludos.
soy cristiano evangelico. mi impresion es que la mayoria de los catolicos recibe una catequesis muy pobre. Un amigo mio, inteligentisimo, egresado de escuela catolica primariay secundaria, catolico practicante, me pregunto si la Iglesia Catolica creia en la Segunda venida de Cristo!
yo procedi a darle un estudio relampago sobre el credo "y vendra de nuevo en gloria a juzgar a los vivos y muertos".El habia recitado esas palabras desde chico y aun asi no los habia entendido.
no digo esto para polemizar.
tienen que instruir a sus fieles, sino otros lo haran por ustedes. paz.
07/06/16 3:08 AM
  
Luis Fernando
Bonilla, lo que usted dice es la pura verdad.

Por eso el catolicismo va camino de ser superado por el protestantismo evangélico en el continente americano.

Eso sí, la Iglesia Católica seguirá empeñada en no hacer proselitismo, en despreciar la apologética para formar a los fieles, en hacer ecumenismo de salón que no vale para nada, en hablar del calentamiento global, en decir lo malo que es el capitalismo yankee, lo malos que fuimos los españoles, etc.

07/06/16 7:23 AM
  
Luis Fernando
He intentado recordar si en el colegio católico donde estudié, (los P. P. Escolapios de Getafe), se nos animó alguna vez en clase de religión a estudiar la Biblia. Y solo tengo duda de si lo hizo el buen sacerdote vasco que nos daba esa clase en 1º de BUP, y que murió de un infarto esas Navidades. El resto, toda la EGB y 2º de BUP, ni por un casual.

Gracias a Dios, mis padres me regalaron una Nácar-Colunga siendo muy pequeño. No diré que la leía cada dos por tres, pero sí me acuerdo que cuando cada cierto tiempo habría sus páginas, me pasaba mucho tiempo leyendo
07/06/16 9:20 AM
  
Palas Atenea
Bonilla: Los evangélicos no tienen mejor formación que nosotros, la tienen distinta. He oído programas evangélicos y me parecen bastante infantiles. Una cosa es el conocimiento de la Biblia y otra es su interpretación. En general lo poco que he oído es bastante reiterativo y carece de la riqueza aportada por los Padres de la Iglesia y la Tradición. El Catecismo de la Iglesia Católica es una joya.
07/06/16 9:38 AM
  
Luis Fernando
Ciertamente la formación de los protestantes evangélicos ha empeorado bastante en las tres últimas décadas. Sobre todo en el ámbito pentecostal. Entre reformados, bautistas y asambleas de Hermanos sigue siendo como siempre.
07/06/16 9:48 AM
  
javier
Siento discrepar con el diagnostico del artículo y de los comentarios. La fe cristiana no es una fe de eruditos sino de gente pobre, humilde y analfabeta. Y la unidad de la Iglesia no se cimenta en el conocimiento de su doctrina sino en la obediencia humilde de las ovejas al pastor, Jesucristo. El conocimiento y la formación hinchados por el egoismo individualista lleva a la herejía. La verdadera sabiduría es don de Dios, y Él elige a quien se la da y a quien no. El humilde no emprende "empresas que superan su capacidad", pero se deja llevar por el suave yugo de Cristo, pues Él es el Camino, la Verdad y la Vida.

«Yo te bendigo, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque has ocultado estas cosas a sabios e inteligentes, y se las has revelado a los pequeños. Sí, Padre, pues tal ha sido tu beneplácito. Todo me ha sido entregado por mi Padre, y nadie conoce quién es el Hijo sino el Padre; y quién es el Padre sino el Hijo, y aquel a quien el Hijo se lo quiera revelar»
07/06/16 9:52 AM
  
rastri
“creo en la resurrección de los muertos”, en lugar de “creo en la resurrección de la carne”.
______________

Independientemente de que todo movimiento en este mundo vive, como zombi, más muerto que vivo.

Quisiera preguntar a Bruno qué es lo que él entiende con " creer en la resurrección de la carne".

Porque si yo, una vez, muerto, y descompuesto, he de resucitar con el mismo cuerpo y carne que actualmente tengo. Pues, gracias, le regalo la susodicha promesa de salvación, porque yo no la quiero,

Ahora bien si como yo entiendo y creo:
Que sí; que resucitaré como en un nuevo Paraíso Terrenal; en mente y cuerpo de cielo- atmósfera y Tierra, planeta Tierra nueva, libre de todo este actual mundanal instinto que tanto condiciona mi mórbido pensamiento y obra;

Entonces, sin tentar sobre el día y la hora de mi morir y resucitar; Sí que como viejo ser responsable espero morir; para que como ser nuevo ser responsable tener, el derecho comprado, a poder resucitar; Y cuanto antes sea: mejor.







07/06/16 10:04 AM
  
Luis Fernando
Javier, lo que usted dice se contradice con el claro mensaje de Dios a través del profeta Oseas:

Oseas 4,6:
Perece mi pueblo por falta de conocimiento. Puesto que tú rechazaste el conocimiento, Yo te rechazo de mi sacerdocio. Puesto que olvidaste la Ley de tu Dios, Yo también me olvidaré de tus hijos.

El mensaje va con advertencia los malos sacerdotes que no forman al pueblo de Dios en las cosas del Señor.

Pero es que además también contradice lo que enseña el apóstol San Pablo, que exhorta constantemente a enseñar y aprender la sana doctrina.

Y por último, decía San Jerónimo que quien no conoce la Escritura, no conoce a Cristo. Gran verdad.

07/06/16 10:07 AM
  
javier
Fernando, gracias por su respuesta. Quizás mi respuesta es incompleta pero no contraria a la escritura.

Debería añadir, acordando con usted, que los elegidos para el ministerio sagrado, tienen el deber grave de conocer la escritura, puesto que es su deber alimentar a su pueblo con la Palabra y la predicación. Pero esa no es una vocación universal, ni mucho menos uniforme en todo el pueblo de Dios. Para el cristiano, lo fundamental es la Santidad. Y a la santidad se va por los sacramentos. De ahí el misterio de la Iglesia, que los dispensa. El pueblo fiel puede y debe creer, con fe cierta, que dichos sacramentos son absolutamente suficientes en orden a su salvación eterna.

Dice Jesús: "Mi madre y mis hermanos son aquellos que oyen la
Palabra de Dios y la cumplen."

Como ve, los sacerdotes (en el lugar de Cristo) predican, el pueblo fiel oye, y todos cumplen. Lo contrario sería absurdo, puesto que la Iglesia nunca a prescrito la obligación grave de estudiar la Biblia a los iletrados.




07/06/16 11:08 AM
  
Palas Atenea
Javier: No te falta razón en lo que dices, hay una especie de introducción del Catolicismo en el ser como por ósmosis que es el poder de la Gracia y del Espíritu Santo, muchas de esas personas sencillas son más difíciles de ser captadas por sectas o por otras confesiones que los más eruditos. A veces la conciencia cristiana de esas personas es notable, lo sé porque lo he comprobado. Ahora bien, por ser católicos de esa manera la evangelización en estos tiempos tan críticos es más difícil, les pasa como a los buenos que, habitualmente, no pueden dar explicaciones de porqué lo son. Eso es lo más importante, lo básico, el fundamento y, por tanto, difícil de verbalizar. Suelen evangelizar mediante el ejemplo pero no contestan a preguntas comprometidas por falta de formación. C.S.Lewis y Chesterton eran buenos comunicadores y su capacidad de llegar a la gente era notable, como lo era la de San Pablo o San Agustín. Son distintos talentos.
07/06/16 11:09 AM
  
Antonio1
Mi experiencia personal en el colegio;

Se enseñaba a manejar la Biblia desde muy pronto. Recuerdo que el primer resumen de texto que realicé nunca, en primaria, fue de los viajes de Pablo.

Se enseñaban los evangelios en profundidad, desde pequeño sabía a quién dirigía su evangelio Mateo, qué era el secreto mesiánico de Marcos, qué diferencias de estilo, de composición había entre los sinópticos y san Juan.
En séptimo de EGB dedicamos un mes a hablar del infierno.
En primero de BUP me daban clases de exégesis bíblica, aún recuerdo una clase de una hora dedicada solo a las bodas de Caná.
En segundo de BUP dimos un curso de historia de la Iglesia completísimo.
En Tercero analizábamos argumentos teológicos y filosóficos frente a las tesis de Feuerbach o Marx.

Sinceramente no me puedo quejar.

Luego en la parroquia en catequesis y comunidades tratábamos temas monográficos como la Virgen María o la oración.
07/06/16 11:10 AM
  
Luis Fernando
Leche, dí que colegio era ese, Antonio. Es una joya.

A los colegios católicos que he llevado a mis hijos eran tan "buenos" que en casa me tenía que dedicar a explicarles lo erróneo de las herejías que les enseñaban, como por ejemplo que no había infierno y que el Dios del Antiguo Testamento no es un ser malvado.
07/06/16 11:13 AM
  
Antonio1
Hasta tal punto es así que un día unos testigos de Jehova llamaron a mi casa y tuvieron la mala suerte que estamos unos amigos y yo haciendo un trabajo de sociales (no me acuerdo si estábamos en séptimo o en octavo). Se tuvieron que ir con dolor de cabeza.😄. No volvieron a llamar.
07/06/16 11:19 AM
  
Antonio1
Sí es cierto que cuando nos explicaron el infierno era para quitarnos ideas infantiles de que el demonio tenía cuernos y rabo. Pero se decía muy claramente que el infierno existía, que los hombres somos responsables de nuestros actos y que tras la muerte te puedes topar con la ausencia de Dios, por tu propia responabilidad.
07/06/16 11:28 AM
  
Quico
Cuando yo era niño en mi casa había una biblia Nacar Colunga que nos había regalado un amigo...judío, pero mis padres no la leían porque no la entendían (no hay que desatender la dificultad de leerla si no se tiene alguna clase de guía). Yo me la tragué de pasta a pasta con diez años; pero debo confesar que fué algo así como un desafío personal: "esto lo leo yo sí o sí" y no me dejó ninguna huella duradera... salvo el deseo de conocerla y algunas frases dispersas. Después de mi alejamiento de la fe en la universidad, me convertí años más tarde de modo espontáneo y tomé por mi cuenta la Biblia de Jerusalén de cuando mi hermano iba a un grupo juvenil católico que criaba polvo en un estante desde hacía mucho y un viejo catecismo descuajaringado. Fue una fiebre brutal de encuentro con Dios; me pasaba las tardes leyendo y anotando en los márgenes las referencias cruzadas: Dios me hablaba con tanta claridad que era casi aterrador. La amé con pasión, la conocía como la palma de mi mano; era Palabra con mayúscula. En mi opinión lo que falta en muchos católicos esa relación viva con la escritura y con la doctrina. Años después asistí a unas reuniones parroquiales sobre el Apocalipsis y los profetas...se me cayó el alma a los pies. Era difícil ser más superficial y anodino. Toda la profunda riqueza, los significados simbólicos, la novedad de la Palabra quedaba reducida a unos cuantos conceptos prefabricados que se encajaban mal que bien al texto para volver a decir lo que ya sabíamos de antemano -todo muy solidario y opción por los pobres-. Como el libro que seguían como guía decía que el hijo del hombre que venía sobre las nubes en Daniel era el pueblo de Israel y no una profecía sobre Jesús (crítica histórico-literaria exclusiva, ya saben) el sacerdote que dirigía el grupo lo dió por sentado y evidente. Me atreví a objetar que la escritura es más profunda que sus solos sentidos superficiales y que incluso un profeta puede decir más de lo que él mismo es consciente porque es Dios también quién habla. Me cortó con un gesto de la mano como diciendo "eso no va a ningún sitio". Después solo con grupos de gente pobre de espíritu he visto como leían la Escritura y la aplicaban a sus vidas. Pero la pobreza que interesa hoy en tantos ambientes eclesiásticos no parece ser la pobreza de espíritu, sino solo la material.
La Iglesia -como Cristo- tiene un corazón en el que hay fuego; y ese fuego es luz y calor: conocimiento y amor. Verdad y Caridad. Si se quita uno de los dos ya no es fuego, el amor sin verdad es ciego, la verdad sin amor es gnosticismo. A quien no ha descubierto el fuego es complicado hacérselo entender, pero se vuelve imposible si lo cubrimos con el hielo de las filosofías materialistas implícitas en tanta crítica teológica moderna. Nadie puede dar lo que no tiene y no puede transmitir el fuego el que no lo ha encendido. A partir de ahí no se puede apasionar a nadie por un conocimiento por el que uno mismo no está apasionado ni se puede transmitir una riqueza en la que solo se cree por convencionalismo. Con tanta gente en la Iglesia que cree que lo único importante es "la opción por los pobres" ¿qué tiene de particular que no se sienta sed de Palabra o que se la reduzca a mera autoconfirmación? Hay que enseñar a descubrir la sed de Dios, de belleza y de verdad. Desde ahí el deseo de conocer y amar se despierta solo.
07/06/16 11:34 AM
  
W. F.
Hace cosa de 5 años empecé a frecuentar una parroquia tradicional de FSSP y otros movimientos tradicionalistas o bi-ritualistas. Nadie hace pausas durante la misa o celebración litúrgica para explicar lo que se hace. Para eso está el sermón y la catequesis. En el caso de mi parroquia, hay grupos de catequesis separados por edades : niños, adolescentes, jóvenes trabajadores, adultos, a parte de la preparación para los sacramentos. A eso se suman todas las charlas y conferencias durante cuaresma y adviento, con predicadores invitados, generalmente monjes benedictinos, o las peregrinaciones con meditaciones o las presentaciones de libros religiosos.

Una iniciativa que tiene mucho éxito son los grupos de catecismo en un café. Hay varias comunidades que lo están haciendo. Son ciclos de conferencias temáticas organizadas en un bar, en día de semana por la noche. La única obligación es consumir. Esto tiene la ventaja de atraer a gente que ni en su vida se le ocurriría pisar una iglesia. Viene tanta gente que hasta hay asistentes de pie por los rincones y escaleras.

Lo que aprendí en estos 5 años supera con creces (y corrige un buen número de herejías que me habían enseñado en el colegio) lo que pude haber aprendido durante 20 años de formación "católica".
07/06/16 11:53 AM
  
Manu
Pienso sinceramente que todo mal procede de no darle a la celebración eucaristica la importancia que merece en función de lo que sucede, nuestras abuelas y bisabuelas aun sin entender el latín sabían que ahí se celebraba algo sobrenatural que en la sencillez de sus vidas les llenaba el alma. Ahora es todo mas mundano y claro la eucaristía actual y toda clase de experimentos es un rollo que hay que inventar no se cuantas fórmulas para entretener y por ahí empieza la muerte y decadencia de lo mas importante para el cristiano , solo la eucaristía celebrada con solemne dignidad puede saciar la sed de las almas que se mueren por la verdad aun sin saberlo y no estoy hablando de la misa tridentina cualquier misa solemne de por ejemplo movimientos como los heraldos del evangelio aclaran dudas de la importancia de lo que se está celebrando
Bendiciones
07/06/16 12:07 PM
  
Yolanda
¿Por qué los católicos están tan mal formados?
_______________

¿Porque han ido a colegios "católicos"?
07/06/16 12:35 PM
  
Cristiano Nuevo
Yo he tenido un "gran" catequista; mi propio abuelo. Las pocas cosas que aprendí hasta los 20 años se lo debo a él y no es hasta hace pocos años que descubrí lo equivocado que estaba sobre la Iglesia pero ha sido leyendo en lugares como este, si es por él o mi propio círculo familiar o personal seguiría tan paganizado como el resto.

Cuando nos quejamos de lo mal que está la fé en el ámbito juvenil no nos paramos a pensar que se debe a años y años de formación tibia y buenista en las generaciones que nos precedieron.
07/06/16 12:45 PM
  
Palas Atenea
Debes de ser joven, Cristiano Nuevo, porque el buenismo de mi abuelo y de los de su generación era cero. Detrás de la foto de mi madre puso mi hermano: "Fue la roca de la fe". Blandos por dentro y duros por fuera y a nosotros ninguna concesión nos hacían. Nos trataron como adultos desde la más tierna edad y su realismo era total, pero guardo una carta de mi abuelo en la que se nota un amor de la mejor calidad. No estaban equivocados sobre la Iglesia, no estaban equivocados sobre casi nada y a ellos les debo el encaje de las desgracias con una confianza total en la Providencia y en Dios. Suelo orar más en alabanza a Dios que en peticiones y si pido algo es que Jesucristo, Nuestro Señor, haga su voluntad en mi como vi que ellos afrontaron la vida y la muerte entregados a la Voluntad Divina.
07/06/16 1:59 PM
  
Luis Fernando
Pues a dos de mis hijos les dijeron que el infierno no existe "porque Dios no puede permitir que alguien esté condenado para siempre" y "porque eso no es compatible con el amor de Dios".

Eso en dos colegios católicos de diferentes congregaciones religiosas.

Y más cosas que no digo, porque ¿para qué?
07/06/16 2:24 PM
  
Daniel M.
Este post me ha hecho darle gracias a Dios por el catecismo que mi esposa se encontró un día en su salón de clases. Nadie nunca lo fue a buscar, así que nos lo quedamos.

Pero algo que me ha ayudado más que el catecismo es el haber entrado al Camino Neocatecumenal. Inmediatamente cuando leí el título del post lo que pensé fue "es culpa de los padres por no transmitirle la fe a sus hijos", pero es porque en el camino (por lo menos en donde estoy yo) se nos insiste mucho en eso. Además, el sólo asistir a las eucaristías, celebraciones y anuncios es bastante para uno poder formarse como cristiano. Por eso también le doy gracias a Dios, y creo que sería bueno un catecumenado postbautismal para todos (incluso si no es dentro del Camino Neocatecumenal, como tal).
07/06/16 2:48 PM
  
Palas Atenea
¿Realmente hace falta que le digan a una que Dios Padre no tiene barba, el demonio no tiene cuernos y el Espíritu Santo no es una paloma? No recuerdo haber comentado tal cosa con nadie de puro obvia.
07/06/16 3:04 PM
  
Thomas Hennigan
Soy sacerdote y he sido Profesor de Teología durante muchos años. en varios países. También he enseñado Sagrada Escritura. En HIspanoamérica los católicos se van con las sectas por varias razones, entre las principales, la falta de evangelización y catequesis. También el Pastor Evangélico funge como un sustituto de padre donde la familia está en crisis. Algo así sucede con las comunidades NC. Otra es que las parroquia allí muy grandes y parece ser una estructura grande. He visto en Perú como en algunas diócesis se está superando esto dividiendo las parroquias en zonas cada una con su consejo y se sigue un excelente plan pastora, de manera que esas diócesis no hay mucha acogido a los evangélicos. Se da mucha importancia a la formación de los agentes de pastoral que dirigen y coordinan las zonas. Es una labor imprescindible porque hay pocos sacerdotes y siempre va a haber. Suele haber un gran número de grupos parroquiales, se de oración. misioneros, bíblicos, litúrgicos, pastoral social etc. en las parroquias. En Perú se dan también las Hermandades.
En cuanto a España, y también Irlanda, que es mi patria, ha habido un catolicismo cultural con abundantes sacerdotes, pero cuando llegaron los cambios, la Iglesia (obispos y curas) no se adecuaron a la nueva situación y la urgencia de otro tipo de pastoral, de la evangelización etc. Si ha habido un párroco celoso en una parroquia se ha mantenido, si ha habido uno de otro tipo, se ha malogrado y vaciado, cosa que ha sido bastante frecuente. En países tradicionalmente católicos no hay ni ha habido mucho interés en el conocimiento de la Sagrada Escritura y hay una ignorancia supina acerca de ella. . Si uno les quiere remediar esto a través e algún curso bíblico, no les interesa. Salen con la excusa de que no tienen tiempo, pese a que todos ellos tienen abundante tiempo para ver la televisión. Pasa lo mismo, si no les ofrece charlas o cursos sobre otros temas, o catequesis de adultos. No vienen o vienen unas cuantas de las mas devotas. Además, una vez que los niños reciben la Primera Comunión, ya no vuelven y menos sus padres. ¿Cómo se puede esperar que un niño de 10 años tenga unos conocimientos sobre la fe adecuadas para enfrentarse con la cultura secularista reinante hoy en día, cuando por otra parte en su casa desde el bautismo hasta llegar a la catequesis para la Primera Comunión, ambos sacramentos siento ocasiones sociales para las familias y poco más, que tengan una adecuada iniciación en la fe y la vida cristianas?

En cuanto a las homilías, me han dicho en las reuniones del clero que no deben de sobrepasar los 6-7 minutos. En general, lo que más le interesa a la gente, y al parecer al clero, es que sean breves. Habiendo enseñado el tratado de liturgia, incluyendo la homilía, considero que no es posible cumplir lo que la Iglesia propone acerca de la homilía dominical en 6 minutos, máxime considerando la casi total ignorancia de la Sagrada Escritura que caracteriza a los católicos españoles. Creo que deberían de ser bíblico-catequéticas y que se podría seguir el esquema de temas entregado en el Directorio Homilético publicado por la Santa Sede el año pasado, 2015. Me parece importante que se le entregue a la gente un contexto de la lectura sobre la que se basa la homilía. Además se distraen mucho y hay que estar muy atento para ver si están atendiendo. También habría que enseñar a la gente que la iglesia es un espacio sagrado dedicado al culto de Dios y, "casa de oración" y que se vayan disponiendo con un poquito de silencio para atender mejor a la misa.
En cuanto la la sugerencia de explicar algún aspecto del Credo después de recitarlo, no estoy de acuerdo, Si se dan moniciones, se podría hacer una breve referencia a eso allí, aunque las moniciones han de ser breves. O en todo caso, uno puede predicar sobre el Credo, y otras partes de la liturgia.

En fin, me parece que los obispos debieran estudiar a fondo cómo se está realizando los sacramentos de Iniciación Cristiana, porque, como señalo arriba, parecen más que nada unas ocasiones sociales para que la gente no evangelizada ni catequizada, que es la gran mayoría celebre una ocasión social. En el bautismo se comprometen a educar cristianamente al hijo, pero lo que parece es que no tienen ni idea de lo que significa tal compromiso, o si la tienen, no están por la labor de realizarlo. No se puede catequizar a gente que ni ha estado objeto del kerigma ni la didajé. La pastoral presupone el proceso de evangelización y catequesis, que de suyo deben de ser continuas, pero queremos aplicar una pastoral a gente que apenas está evangelizada y menos catequizada. Donde estoy yo el 3% de los bautizado asisten a misa, y la mayoría son señoras mayores de 60, de manera que en una generación más, van a desaparecer estas parroquias. No participa casi ningún joven. Tampoco hay plan para revertir esta situación. Se está formulando un plan pastoral para el próximo año basado sobre la Laudato Sí el Papa Francisco, pero el 97/% de los bautizados ni están ni se les espera. Con unos resultados de este tipo, cualquier negocio habría quebrado hace tiempo. ¿No se está regando fuera de tiesto y haciendo caso omiso de la realidad?

07/06/16 3:15 PM
  
Eduardo Chafer
Me temo que el olvido del credo niceno contantinopolitano, y la difusión de las doctrinas pagólicas han convertido a buena parte de los cristianos españoles en auténticos arrianos, con perdón de los arrianos.
07/06/16 3:26 PM
  
Haddock.
Qué curioso.
Leo en muchos comentarios el nombrar a la Nácar-Colunga. También fue mi primera biblia, heredada de un hermano mayor y del año de mi nacimiento. Posteriormente me compré la primera edición de 1944, a dos tintas, y primer volumen de la BAC, por cierto.
Tengo miles de libros editados a través de cinco siglos, desde un Badius Ascensius de 1517 hasta el libro del cardenal Sarah; pero la fascinación que esta biblia me causaba de pequeño y que se sigue manteniendo; la sensación de que entre dos tapas se encierra el Infinito con desiertos lejanos, voces atronadoras y luces divinas, se imponen a todos los demás.



07/06/16 3:30 PM
  
Palas Atenea
Haddock: En España Alberto Colunga y Eloino Nácar fueron los primeros que tradujeron la Biblia del hebreo y el griego. Editada por la BAC tuvo un gran prestigio y para la mayoría de los católicos fue la primera que leyeron. La lectura de esta biblia en concreto suele hacer que otras versiones no gusten, por lo menos eso me pasa a mi. La mía creo que es de los años 60, no tengo el privilegio de poseer la primera edición que coincide con el año de mi nacimiento. Acostumbrada a leer la Palabra de Dios a partir de su traducción sigo prefiriéndola a cualquier otra.
07/06/16 3:54 PM
  
Luisfer
Pues a mí, en Instituto Público me dieron buena formación. Estudiamos los libros de la Biblia y fuimos avanzando desde 1º a 3º de BUP profundizando en los temas a medida que pasaba el tiempo. Probablemente eso no pasa ya y el valor de la cultura y el conocimiento ha menguado, pero no sólo en el ámbito de la religión si no en todas las facetas de la vida. El saber actualmente no es un valor en si mismo. Al igual que no se motiva para leer, aprender, comprender, analizar y pensar, mucho menos a plantearse la religión (y el catolicismo en particular) como un hecho importante, vital, maravilloso en la vida.
07/06/16 4:23 PM
  
pepiño
Mi experiencia al responder el por qué de esa mala formación es: 1- Porque como dice Bruno, casi nadie forma. Ahí se pierde el 80-90% de los feligreses. 2- Porque los que quieren formar con doctrina sana son arrinconados por la envidia de los demás. Ahí se va otro 10%. 3- Porque los pocos que quedan que aceptarían con gusto asistir a sesiones decentes se pierden en el mar de opciones que la Iglesia Católica ofrece. Cada una de las realidades eclesiales (movimientos órdenes religiosas, etc...) enseña lo que le parece y cómo le parece. Todas tienen licencia para hacerlo porque están aprobadas por la Iglesia. Este último punto es el que más escuece, porque muchos presumen de tener y dar una muy buena formación...y tela. Y en términos generales, lo conveniente sería que los creyentes en general tuvieran claro los preceptos básicos de la fe. Poco me impresiona un protestante - que conozco varios y tampoco son unos eruditos precisamente - que se sepa la Biblia de memoria mientras niega la existencia del Purgatorio.
07/06/16 4:42 PM
  
JCA
Francamente, no creo que los católicos estén mal formados, es que están deformados. El problema es sobre todo interno, de formadores ignorantes cuando no saboteadores. Lo más que oigo en catequesis son chorradas buenistas y solidarias. Y los que predican la doctrina "fetén", entonces son fariseos apegados a la letra de la ley.

Ya que estamos con anécdotas, vamos con un caso de telepredicación, que ni eso se hace o se puede hacer. Recuerdo el caso en Barcelona del acoso y derribo de la emisora en UHF alegal Sant Josep TV (a diferencia de las evangélicas, cuando no las de tarot y pornos, que había a porrillo), tanto por los poderes políticos como la inacción del arzobispado, una emisora que tenía una audiencia aceptable (se calculaba en unas 80.000). Era lo único decente que había al retransmitir EWTN.

Y no nos olvidemos de que Radio María sólo se puede oír en Barcelona por TDT, no FM; eso sí, con la basura de Ràdio Estel no hay problema, pero es que éstos son de la cosa nostra.
07/06/16 6:35 PM
  
Higinio Fernández
Plantear que los católicos están mal formados implica sugerir que el cristianismo tiene "forma".
Nada más lejos de la realidad, el cristianismo tiene tanta forma como el agua de mar o las galaxias de Sirio.

Somos informes en doctrina, porque sólo una doctrina informe puede agitar psedópodos de misericordia hacia los que no piensan como uno.

Somos amorfos en moral, porque no juzgamos.

Somos deformes porque nos hacemos uno con el pecador y compartimos su miseria y su pecado.
Lo explico en mi opúsculo "¿Quién soy yo para juzgar a los pepinillos en vinagre?" Editorial Juan XII, Buenos Aires, 16.666 páginas.
07/06/16 7:09 PM
  
Miguel García Cinto
Palas Atenea:
Es verdad cuanto dices de Luis Fernando. Recuerdo al padre Iraburu, que en una ocasión nos decía más o menos, que los que asisten diariamente a Misa y, siguen atentamente los textos bíblicos, terminan conociendo lo esencial de la Biblia. Yo soy un bicho raro de seglar que, junto con una feligresa de mi parroquia (ambos jubilados), asistimos diariamente a Misa con nuestro misal, otros feligreses lectores, me preguntan las lecturas del día, dándoles el misal para que las repasen.
PAZ Y BIEN.
07/06/16 7:14 PM
  
antonio
El facilismo, no tomarse en serio!!!!!lo que es lo más serio de nuestras vidas, soy un converso,32 años, metiendo, y de que forma la pata,y llegando a una angustia existencial, como dice Victor Franlk, en el hombre en busca de su sentido, terrible.
Pero todo, tengo un hermano que menciona mi nombre, y dice, siempre agarra un libro y se pone a saber, encontrar a una mujer, que con toda su familia, fue una bendición!!!
Pero después me la tome en serio!!!no sólo fue conocer una mujer para casarme, la religión es los más importante, m e ayudado muchisimo en mi profesión, que estaba a la deriba, San Juan Pablo II, me lei todos sus documentos, el director Espiritual muy letrado, letradisimo, pero por mi parte, tengo una bibioteca, enorme, en una casa sencilla, e hijos que se fromarón en mi casa, leyendo los libros.
Observando siempre con quien estaban, lo que en los libros de espiritualidad llaman malas companias.
La ignorancia, vencible que es culpable,pesima formación telogica, se vió en esté sinodo, el modernismo, que como virus afectan a la iglesia,
Padre Saénz,y/o como termitas,Padre Iraburu.Saber que las generaciones postconciliares, se iran que dios no lo permita, al infierno, siendo católicos, de asistencia a Misa es Gravisimo, no predicar la Castidad, y el pudor,fundamentales para estar en GRACIA, de Dios, no saben los que es la Gracia, Y/o hay dejarse lavar la cabeza, por los superiores, cuando el Sacerdote tiene la maxima responsabilidad, es como en el hospital, mate a esté enfermo, dandole esto, NUNCA.
Ignorancia, más ignorancia, los grupos de poder parroquiales!!!!!, quedar bien con todos, los judas abundan, y los sanhedrines como.
Por aca está Monseñor V.Fernández, lavandole la cabeza a los Sacerdotes, donde se ira El, Los Sacerdotes, y los Obispos que permiten eso.
Es evidente que el ultimo documento es una pierda de escandalo!!!!!!
Recuerdo, tus analisis, Infocatólica,Sinodo poner, y están.Telogos que han perdido la Fe, del Padre Iraburu.Fideismo!!!!!!!!Santas Misas Validas, pero Sacrilegas!!!!!!!
Es una costumbre, estar cerca del Obispo!!!!soy amigo de fulano, y saco pecho, en lugar de poner a CRISTO!!!!!!!!, en el centro de la Mira!!!!Los abuelos Católicos grandes se van todos a cielo, recuerdo a mi madre de 92 años,me dice mi nombre y sabia todo el Catecismo, me dice cuando comenta que aplauden, eso es un teatro, y relata mi nombre.La protestización de la Iglesia!!!!!!
La acedia en mi sed me dieron vinagre, padre Boghorge, te pones de rodilla, y te tenes que cuidar la espalda.
El santo Rosario, brilla por su ausencia, en los jóvenes, y ponerse de rodillas, cuando llegan la peparación es ruido y más ruido.
Se Están jugando el CIELO!!!!!!!!!!!!!
Pésima Formación en los Seminarios!!!que hay que ser autodidacta.

Las generaciones jóvenes, llenas de amor propio y soberbia.
El Catecismo Universal es la solución es Magisterio, recuerdo cuando en el diario oficial de la Iglesia, que lo leia, San Juan Pablo II, lo citaba, ya no era El, Benedcito XVI, los mismo, documentos con enormes citas, bibliograficas, los Santos Padres Concilios manifestando en sus escritos que claramente habia una manifestacion Magisterial del Continuidad.

Quién leyo los libros de Santos que he puesto en tus post!!!
Los Dones de Espiritu Santo del padre Philipon.Tantas enciclicas, cartas pastorales, las puse en el Blog del Padre Aberasturi.Desde 1978, en adelante.SOLO ESCRITURA.Por supuesto hay Sacerdotes, y obispos que si, pero por donde frecuento, no están enterados.

Que Dios te Bendiga y lo haga con la Iglesia.
Esperanza, poner en el Google, la Juventud Católica Francesa, y u n link, con la americana.200.000.000, de católicos en Afica, y no son tontitos, el Cardenal sarah, Napier,Arinze, y orar la Oración Santa Teresa, más vale un alma, que llega a la unión divina, que muchas que se agitatn estilmente, momovientos nuevos que se destacan por una dentadura im´pecable, con una mueca de está todo bien, no te des vuelta por que te matan.

Saludos y Seguimos Sumisos, que bien se esta!!!!!Ja!!!Ja!!!

Y como siempre pienso en la EUCARISTIA, está el SEÑOR!!!!Todo es un inmeso don de EL, para no envaneserce y temblar, el Conocimiento es para Amar a CRISTO!!y CONOCERLO CADA VEZ MÄS!!!
07/06/16 7:41 PM
  
Palas Atenea
Miguel, bicho raro de seglar, que Dios te bendiga y sigas con tan buenas prácticas.
Que la paz sea contigo.
07/06/16 9:27 PM
  
Yolanda
Mi experiencia en el colegio es muy similar a la de Antonio1 : nivelazo desde muy pequeñitas hasta el bachillerato

Pero Antonio1 quizá ha olvidado la experiencia paralela a esa formación.

Al mismo tiempo que se nos formaba en contenidos, con profundidad, rigor y exigencia, había una actitud (creciente conforme avanzábamos en edad) de desvalorizar todo eso y empezar la labor de socavar sus cimientos en convivencias (ya no ejercicios espirituales), charlas y grupos de debate (ya no sermones), misas divertidas, participativas, con guitarras, canciones con letras light (ya no el Pange lingua) , curas con vaqueros, camisa de cuadros y melenas, hablando de sexo, de compromiso social y de que el pecado se llamaba "error" o "fallo" ,el demonio no era demonio y los milagros no eran milagros... etc

De ahí salió la apostasía en masa de una generación. Y también los católicos de cafetería, los católicos "progres" (o sea,católicos no católicos) y todo lo demás, como la siguiente generación de católicos que no saben el Credo.
08/06/16 12:26 AM
  
Carlos de México
Estimado Bruno:

Una excelente reflexión. Creo que una razón es el exceso de sensiblería. Con pena veo cómo las Misas se han vuelto un espacio de manifestaciones emocionales, en donde las personas sustituyen el recogimiento y la oración por mímicas -que no son otra cosa-, levantando las manos durante el Padrenuestro y en otros momentos; dándose el saludo de paz como si estuvieran en el parque, de espaldas al Pan recién consagrado; cantando las canciones de "guitarrazos", como dice Vittorio Messori, etc.

El otro día me tocó un señor en la banca de enfrente, que me hizo pensar, primeramente, que era sacerdote, porque prácticamente concelebraba, "espejeando" al sacerdote celebrante; después creí que era sordomudo, porque, especialmente en el Padrenuestro, cada palabra era acompañada de un ademán específico.

La formación, la simple lectura, son tareas arduas, que exigen concentración, indagación de los conceptos difíciles, preguntar a quien sí sabe, es decir, es labor intelectual. No así el acto social, que es a lo que veo que se ha reducido la Eucaristía en muchas partes.

La expresión de los sentimientos y las emociones, si bien son importantes, no sustituyen jamás a la devoción que surge de una fe robusta, de un conocimiento cabal de las partes de la Misa, de los conceptos de nuestra fe, de la lectura de los tiempos actuales a la luz de la Palabra, etc.

Y todo esto lo veo tristemente consentido por los sacerdotes, como si lo que desearan es cumplir y no salvar almas. Los ministros extraordinarios de la Comunión, las lecturas mal hechas, la permisividad en la vestimenta de los fieles, la falta de compostura de familias enteras, etc., son manifestaciones de un compromiso sacerdotal al vapor, que no quiere enemistarse con sus feligreses y, mucho menos, incomodarlos con catequesis que evidencien la ignorancia colectiva.

Y mi insistencia en el tema sensiblero es porque nos hemos quedado justamente en la superficie de los actos, se ha perdido el sentido de lo sagrado, se ha banalizado el Misterio. La forma es fondo y la solemnidad del culto es por sí misma catequetica. Cuántos testimonios de protestantes o agnósticos que se convirtieron en una Misa, con sólo ver el recogimiento del sacerdote, la devoción de los fieles y la profunda sencillez del culto. Nuestros sacerdotes necesitan mejor formación y nosotros, los padres de familia, necesitamos menos sofá, menos TV y más oración y testimonio con la esposa y con los hijos.

Afmo. en Cristo,
Carlos.
08/06/16 12:57 AM
  
antonio
Pido perdón por los de los nuevos movimientos, y sus caras, conozco, grandes personas.
Hay Lugares donde hay gandes centros, pero mirados entre ojos,de formación. hay Sacerdotes y obispos muy buenos.
Siempre la tendencia a generalizar, no esa asi.Lo del sinodo puso en evidencia, recuerdo tus comentarios, la gran ignorancia, de muchos padres conciliares, y el documento final, fue influido por Monseñor Victor Fernández,,en el Blog de Soley, salio la estrategia del Santo Padre para llevar a sus amigos,descripta por una vaticanista, muy cuestionada, por católicos, muy fieles, los que conozco, francamente, formados y muy buenos está escandalizados.De hecho en la publicación de la Vaticanista, habia criticas de todos los colores, autora de un libro con permiso del sumo Pontifice,el Señor Soley, escribio creo en la sobrenaturalidad de la Iglesia.Evidentemente han señalado, el Padre Iraburu, graves distorciones en su redacción.Movimientos que se opusieron, en estos momentos y que se quite el documento final.
Que se debe quitar, la libre interpretación la condena de la iglesia de la Moral de situación!!!!!!!
Hablamos de la formaciíon en casa, se forman en la mia!!,no los deforma nadie, y aparte con gran libertad, ya piensan, son libres!!!
Eso es hablando del tema del post, lo que pasa con la juventud, Católica Francesa, harta del ateismo, y del modernismo se formo en sus casa, con la tutela de sus padre, formada, buen gusto, y militante, amantes de la Liturgia Tradicional, puedes observar como llenaron las calles de Francia.
Los padres son los primeros formadores, con el ejemplo, y aportandole lecturas , para pensar
Que Dios te bendiga y lo haga con la Iglesia.
08/06/16 2:02 AM
  
antonio
Perdón por lo errores gramaticals, termino de trabajar.Lo de Monseñor, me hizo Saltar!!!!!!Ja!!!!Ja!!!!Igual que en todo tiempo y lugar, se haga la Santa Voluntad de Dios.


Seguimos sumisos,que bien se está!!!!!
08/06/16 2:07 AM
  
Beatriz Mercedes Alonso (Córdoba - Argentina)
SAN JERÓNIMO, en una carta a Eustoquio, CUENTA DE QUÉ MANERA FUE LLEVADO POR UNA GRACIA EXTRAORDINARIA A LA LECTURA ASIDUA DE LA SAGRADA ESCRITURA.

Era en la época en que comenzaba a hacer vida monástica cerca de Antioquía; la elegancia de los autores profanos le atraía mucho todavía, y leía con preferencia las obras de Cicerón, Virgilio y Plauto. Entonces recibió una gracia: durante el sueño, vióse transportado al tribunal de Dios, que le preguntó con gran severidad quién era. "Soy cristiano", respondió Jerónimo. "Mientes", le replicó el soberano Juez; "tú eres ciceroniano; porque donde está tu tesoro, allí está tu corazón". Y dio orden de que lo azotasen.
"Comprendí muy bien, al despertar", continúa el santo, "que aquello había sido más que un sueño, pues aun llevaba marcados en mis espaldas los golpes de látigo que había recibido. Desde aquella fecha comencé a leer las Santas Escrituras con más entusiasmo que el que había puesto en la lectura de los autores profanos".

Por eso en una carta al mismo Eustoquio dice: "QUE EL SUEÑO NO TE SORPRENDA SINO LEYENDO, Y NO TE DUERMAS SINO SOBRE LA SAGRADA ESCRITURA". (extraído de "Las tres edades de la vida interior", de R. Garrigou-Lagrange, O.P. – Cap. XVI: "La lectura espiritual de la Escritura, y de las obras y vidas de los santos").

Excelente post, Bruno. Que el Espíritu Santo te siga iluminando. Rezo diariamente por todos los blogueros de InfoCatólica para que Dios los bendiga y la Santísima Virgen María y San José los protejan siempre.
08/06/16 4:15 AM
  
pepiño
Por cierto, no se qué pasa con el formato de saltos de línea y puntos y aparte del texto que cuando se envían desaparecen y aparece todo el texto como mazacote.

He probado a poner o quitar la viñeta
de abajo, pero es o mismo, ¿algún consejo sobre el tema?
08/06/16 9:53 AM
  
Antonio1
Yolanda, a mí las con vivencias me las daban los mismos sacerdotes que me daban religión.

Yo preferir prefiero Palestrina, Josquin Des Prez o el gregoriano, pero tampoco entiendo que una guitarra no pueda ser un instrumento de uso litúrgico.
Por cierto, uno de los curas que me daba religión, que era también el profesor de música era el segundo organista de la catedral de Sevilla.
08/06/16 10:21 AM
  
Antonio1
En todo caso el nivel de formación religiosa que tuve yo fue muy superior al que tuvieron mis padres, (y mis abuelos) que no habían manejado una biblia en su vida. La formación religiosa de la España de la posguerra fue un auténtico desastre.
08/06/16 10:24 AM
  
Antonio1
Es más, mis padres se preocuparon de formarse ya de adultos, en comunidades de adultos de mi colegio, y era yo quien les tenía que resolver muchas dudas.
08/06/16 10:26 AM
  
Catholicus
Bahar el nivel de formación en doctrinas claras era una exigencia imperiosa para, en unas estanterías mentales huecas, poder ellos llenar las mentes con las nuevas doctrinas vaporosas. Estas sí, dogmáticas.

El trabajo de los demoledores
08/06/16 12:48 PM
  
Palas Atenea
Antonio 1: No. Yo soy de la posguerra y cuando quieras te demuestro que lo que dices no es verdad. ¿O acaso crees que no conozco a Palestrina o a Tomás Luis de Victoria? Hacer ejercicios de soberbia sin darse uno cuenta, del tipo "yo sé más que nadie" y me eduqué en un colegio de elite, en una web donde nadie presume de eso, no viene a cuento.
Todo el mundo cuenta sus experiencias personales con sus luces y sus sombras, verbigracia Yolanda. A mi no me enseñaron a utilizar la Biblia y ella observa carencias en algunas vivencias, sólo tú rozas la perfección.
08/06/16 1:50 PM
  
Roberto
Os digo lo que veo al menos aquí en España.
Lo primero, cuidado al utilizar con demasiada ligereza el término "católico" o "fiel". Esto es una valoración personal y discutible; pero entiendo que solo se puede decir que es cristiano, católico o fiel al que ha tenido de verdad una experiencia de encuentro personal con Cristo que le ha cambiado la vida. Si esto no se ha dado, pues sinceramente, no se es católico. Y no hablo de perfeccionismos morales o coherencias inmaculadas, que eso no lo tenemos ninguno.

Luego está el tema de la formación, que es importantísima. Evidentemente que la pastoral católica ha estado centrada en el culto y la sacramentalización (a veces con deficientes o incompletas catequesis), y eso solo ni evangeliza ni convierte, y menos en un país de misión como es España. Los que nos hemos intentado formar mejor (que no es que seamos mejores ni peores que el resto), creo que nos hemos "buscado la vida" por nuestra cuenta, leyendo, estudiando, conferencias, cursos, etc
Y a otros muchos esto sinceramente no les ha interesado. El que quiere algo encuentra tiempo hasta por debajo de las piedras, conozco mucha gente que para el pádel, el gimnasio, la caza, el coleccionar sellos o el cine tiene tiempo o lo saca de donde puede.
La formación católica seria no tiene muchos candidatos, porque ofertas hay. Un cura conocido que está en un pueblo mediano me lo decía; en la parroquia organizan cursos bíblicos y vienen cuatro y el del tambor, y generalmente los mismos y que ya están implicados en labores pastorales.
Eso es lo que tenemos mayormente.
08/06/16 2:03 PM
  
Yolanda
Palas y Antonio1:

Mis padres fueron niños de posguerra con una formación religiosa excelente. Peto no olvidemos que en las zonas rurales esa formación no estaría al alcance de centros rurales agrupados a lis que mo se asistía más allá de los 9 años y curas que veían a los ninos los domingos en catequesis durante no más de 3 años.
A las personas que a los 13 años empezaban a trabajar (o antes) ahí se les acababa la formación. Y cuántas niñas con 9 ó 10 años entraban a servir en una casa donde el seguir formándose quedaba al capricho de la señora de la casa.

La formación de aquella época dependía demasiado de la suerte.

Y no tengo nada en contra de la guitarra, sino de lo que representó en su día. A veces pienso que lo que hicieron los curas progres en los 70, por un lado fue una catástrofe, pero por otro sí contribuyó a que algunos adolescentes, confusos en aquel maremágnum de ideologías, acontecimientos históricos, presiones sociales etc nos mantuviéramos, a pesar de todo, dentro de la Iglesia.
08/06/16 2:40 PM
  
Palas Atenea
Yolanda: Sé que fue así en las zonas rurales pero no en otras, por eso te concedo razón en que la suerte tuvo mucho que ver, pero ese mismo factor funcionó antes, funciona ahora y funcionará mañana. Me acuerdo que la Condesa de Campo Alange-María Laffitte y Pérez del Pulgar-que dirigió el Seminario de Estudios sobre la Mujer durante 20 años hizo un estudio sobre el analfabetismo en la mujer hacia 1900 y el porcentaje era-creo recordar un 75% (podría estar equivocada porque en este momento no dispongo del libro para consultarlo). Teniendo en cuenta que procedo de familia de obreros y menestrales tanto mis bisabuelas como mis abuelas-nacidas en el s. XIX-tendrían que haber sido analfabetas, sin embargo de mis cuatro bisabuelas-nacidas en la década de 1860-1870-dos eran analfabetas pero las otras dos estaban alfabetizadas y mis dos abuelas-nacidas en la década de 1890-1900-estuvieron escolarizadas. A mis padres, nacidos en 1915 y 1922, ni los menciono porque personas que discuten sobre la capital de Noruega-mi madre decía que Oslo y mi padre que Cristianía-saben algo más que las cuatro letras (los dos tenían razón porque Oslo se llamó Cristiania hasta 1924, año en que volvió a su nombre original, razón por la cual cada uno estudió en la escuela un nombre distinto). Sorprendentemente también sabían que Candia era el nombre antiguo de la isla de Creta.
El libro de la Condesa de Campo Alange daba también un dato curioso: la lista de las primeras mujeres que estudiaron en la universidad, y la mayoría de ellas, con la excepción de alguna de Barcelona, procedían de pueblos grandes de Zaragoza, Ávila, Salamanca o Toledo y no de las grandes capitales. Así que nacer en Álava, fuera cual fuese la clase social, suponía una probabilidad mucho más alta de estar alfabetizada que nacer en Málaga.
08/06/16 4:13 PM
  
antonio
Acabo de poner, los comentarios del documento, sobre la pensadora australiana, lean es asi.

Tenia las letras pequeñas, y no leia en pequeño, escribia,pero se entiende NO.

Si corre peligro la Verdad, la Fe, está en Juego!!!!!!!!!!

Y corre peligro el Amor al Prójimo, y como se nota!!!!, una proyección del mismo el bien común, no se puede sin la verdad ver a un pobre.

Sabemos si ,estamos en Gracia de Dios ,si amamos a nuestros hermanos,Garrigou ,las tres edades, lo vincula a la primera carta de San Juan, sino somos homicidas, carta sublime.Y como se nota!!!!

Excelente el aporte del padre.

Que Dios te bendiga y lo haga por la Iglesia!!!!!!!!!

En las familias se forman los hijos, con excelentes Sacerdotes.!6 años a 30, juventud inedita en Francia.
08/06/16 7:11 PM
  
Yolanda
Cierto todo lo que dices, Palas.

De todos modos, aquí hablamos de la escasa formación de los católicos en cuanto a los contenidos de su fe, como si en otros ámbitos fuéramos sabios. La ignorancia es general, así que la Religión no es algo excepcional.
08/06/16 10:45 PM
  
Juanlu - Sevilla
Bruno: preguntas ¿por qué los cristianos están tan mal formados?
Aquí te pasó una respuesta: tenemos en esta web el testimonio del P. Diego Cano, misionero, que periódicamente relata las auténticas maravilla que el Espíritu Santo hace por sus manos en tierras abandonadas a toda suerte. Una labor impagable.
Repase los comentarios a suscrextos. No suelen llegar a 5. Cuando hay 10 es milagroso.
A diferencia de esto, cualquier tontada ultramontana en forma de post, automáticamente en esta web es comentada por decenas de comentaristas. Creo que el mío es el 98, o el 99 o el 100 a este post que, sinceramente, frente al testimonio del P. Cano no aporta nada.
08/06/16 11:17 PM
  
Palas Atenea
La formación católica iba a la par de la cultura general porque mis antepasados unos acudieron a centros católicos y otros no, pero clases de religión recibieron todos y todos ellos conocían los papas correspondientes a sus respectivas vidas. Mi padre nació con Benedicto XV y mi madre a los inicios del papado de Pío XI, y como eso sabían muchas otras cosas más. Que su formación tenía importantes fallos, de acuerdo, pero formación religiosa tenían y no inferior a la que se da ahora porque se han corregido cosas pero se han abandonado otras. Desde luego los Novísimos los tenían muy presentes sin cuestionarlos y no sufrieron contaminación alguna de religiones protestantes y mucho menos orientales, que es una cosa que hoy pasa mucho, como confundir la resurrección con la reencarnación y las Tres Personas Divinas de la Trinidad con una energía o con el panteísmo.
08/06/16 11:18 PM
  
María
Estoy totalmente de acuerdo con todo lo que se dice en este artículo. Hay muchas oportunidades que se están desaprovechando. Con poquito que se aprovecharan se avanzaría muchísimo, porque sí hay mucha hambre de Dios. El tema que menciona como ejemplo de la Misa, me parece uno de los más básicos y que poco se aprovecha. Son muchísimos los católicos que solo van a Misa el domingo "por costumbre". ¿Cómo desaprovechar entonces el único momento que tienen para formarles?
Gracias por el artículo. Tomemos nota todos con la responsabilidad que atañe a cada uno en su estado y misión.
09/06/16 11:12 AM
  
Antonio1
No vengo a presumir de nada. Vengo a contar una realidad. Los libros de texto de religión con los que yo estudié en los años setenta y ochenta eran los mismos libros de religión que se daban en todos los colegios de España. Mi colegio era un colegio concertado no un centro privado de élite.

09/06/16 12:19 PM
  
Antonio1
En España nunca se ha enseñado a manejar bien la Biblia hasta el Concilio. Estaba mal visto. Se veía con sospechas, las mismas que llevaban a la censura a cientos de joyas literarias.
09/06/16 12:21 PM
  
hidaspes
Este déficit formativo, siendo triste en todos los aspectos de la fe, es especialmente dramática en cuanto a la liturgia y significado de los Sacramentos. Somos (en primera persona, por ser autocrítico) auténticos ignorantes sacramentales. Y qué decir del sacramento matrimonial, por el que tantos hemos clamado una prolongada y exhaustiva formación-prematrimonial, que acompañe a los novios, o incluso a todo joven que sienta vocación matrimonial pero no tenga aun una relación de noviazgo, al objeto de acceder a dicho sacramento con una formación correcta y afrontar así las dificultades y momentos dolorosos que inevitablemente surgirán.
09/06/16 1:29 PM
  
Notung
Ojo con el catecismo, que lo mismo somos herejes (!!!): "Este sano realismo de la Iglesia Católica, la Iglesia Católica nunca enseñó ‘o esto, o aquello’. Eso no es católico. La Iglesia dice: ‘Esto y esto’. 'Haz la perfección: reconcíliate con tu hermano. No lo insultes. Ámalo. Pero si hay algún problema, al menos ponerse de acuerdo, para que no estalle la guerra'. Este sano realismo del catolicismo. No es católico ‘o esto o nada’. Ello no es católico. Eso es herético. Jesús siempre sabe caminar con nosotros, nos da el ideal, nos lleva hacia el ideal, nos libera de este enjaulamiento de la rigidez de la ley y nos dice: ‘Pero, hagan hasta donde puedan hacer’. Y Él nos entiende bien. Este es nuestro Señor, eso es lo que nos enseña".
09/06/16 5:14 PM
  
Beatriz Mercedes Alonso (Córdoba - Argentina)
javier: No se puede amar lo que no se conoce.

CATECISMO DE LA IGLESIA CATÓLICA
PRÓLOGO
"PADRE, esta es la vida eterna: que te conozcan a Ti, el único Dios verdadero y a tu enviado Jesucristo" (Jn 17,3). "Dios, nuestro Salvador... quiere que todos los hombres se salven y lleguen al conocimiento pleno de la verdad" (1Tm 2,3-4). "No hay bajo el cielo otro nombre dado a los hombres por el que nosotros debamos salvarnos" (Hch 4,12), sino el nombre de Jesús.

Bendiciones.
09/06/16 7:10 PM
  
JUAN NADIE
ANTONIO 1
Me dejas perplejo con lo de tu colegio. Yo he ido a algunos buenos y creo que he tenido bastante suerte con el tema de la enseñanza de la religión, pero no he llegado a tanto.
Sin embargo me sorprende que con ese pedazo de formación infantil, defiendas a veces posturas bastante heterodoxas.
10/06/16 12:00 AM
  
antonio
Es notable,es muy importante, leyendo comentarios, de gente, que opino bien en otros post, en el de la pensadora australiana, no aciertan.

No tengo Nada con el Pensador Mario Debenetis, es mas se pudo haber ido al cielo, y tengo amigos con sus ideas, y les mando enfermos.Pero Ponerlo en un documento, no es lo más féliz, y en blog del Padre, ni Mu, porque hay que poner razones, es excelente como explica todo.Desde el 374, voy a imprimir todo.
No entienen que hay un orden de Infabilidad, la Veritatis explendor, y la Fides et ratio, están sobre el codigo de derecho Canonico,y la Fides et Ratio, que deben ser leidas juntas.
He Escrito Moral, Libertad, y Verdad, están en el Catecismo, y en Compendio de Doctrina Social de la Iglesia, lo mismo que matrimonios.
En la Pascendi 2010 en mi poder al estar afectada la Fe, no puede actuar el primer don del Espiritu Santo,Dones del Padre Philipon, el don de Inteligencia en fin ignorancia!!!!!!!

Formar la Inteligencia, y llegar hasta CRISTO!!!!

Que Dios te bendiga y lo haga con la Iglesia.ha y seguimos sumisos que bien se esta, los nietitos, los niños!!!!Saludos a ellos.Muchas Gracias siempre!!!!Estamos unidos en la EUCARISTIA!!!!!!!!!!!el Pan que une el cielo con la tierrra.
10/06/16 2:40 AM
  
Enrique
Creo que la "Evangeli Gaudium" exhorta específicamente a corregir aquellos vacíos u omisiones que encontramos dentro de nuestra Iglesia. Aunque existen muchos sacerdotes y laicos comprometidos que hacen un trabajo de evangelización muy importante, todavía tenemos muchas iglesias particulares que tiene y viven el concepto de que los creyentes llegarán por sí solos a los templos y que no es necesario salir a hacer trabajo comunitario, de evangelización de inculturar la Palabra en los diferentes ámbitos de la vida de las personas. Falta mucha actitud evangelizadora en todos nosotros, Siempre esperando que otros hagan o actúen y nosotros no. Falta un programa de evangelización más decidido y que llegue a todos.
10/06/16 5:22 AM
  
HECTOR
Mi humilde opinion. Vivo en un lugar de México. veo con mucha tristeza que somos muy atacados los catolicos por las distintas sectas. No soy teologo, pero he tratado de conocer mi religión catolica, me apena ver como salen grupos de gentes a tocar las puertas para inducir a las personas sobre la lectura de la biblia, y terminan obligando adquirir las revistas atalayas, que solo atacan la religión católica y las personas que los escuchan por pena y respeto solo afirman pero no opinan ni evitan los ataques. La gran mayoría fueron católicos. y como ahí los obligan a cumplir dicen que conocer y es mejor esa agrupación y se valen de los señalamientos hacia algunos sacerdotes, pero si les preguntamos por la religión católica. no conocen nada. les he dicho que es una verguenza el haber dejado su religión irse a otra y hablar mal de la que profesaban sin haberla conocido. Desconocen por completo los fundamentos o aspectos sencillos del catolicismo, y me parece una falta de respeto a sí mismo, y a sus valores que es lo escencial del ser humano. primero estan sus valores y principios como persona y como hijo de Dios.
10/06/16 5:27 AM
  
Antonio1
Juan Nadie:
Dime una sola postura heterodoxa que yo haya defendido, una sola.
10/06/16 11:27 AM
  
Fruela
Solo voy a decir una cosa: EN LA FORMACIÓN DE LOS FIELES, LA IGLESIA SE JUEGA SU FUTURO.
10/06/16 12:26 PM
  
Encarni Morales
Señores y señoras:
Totalmente de acuerdo con el artículo. Desde hace años no se pone el esfuerzo necesario en la formación cristiana de los católicos. Muchos se dejan llevar por la inercia y si hablas de una verdad de f,e la cuestionan. Es muy importante la ayuda social y es responsabilidad de todos, pero no podemos convertir las iglesias en locales de una ong. La iglesia es el cuerpo de Cristo y los sacerdotes se ordenan para que los fieles nos podamos alimentar de El. Muchos católicos comulgan sin aceptar la presencia real de Cristo en la Eucaristía. Yo pienso algunas veces que le catequesis infantil se debería impartir a los padres para que ellos después ormmen a sus hijos. No veo adecuado que el cuerpo amado de nuestro Señor sea repartido sin discernimiento ni exigencia de una vida de fe. Nos extinguiriamos (la iglesia es eterna) si fuese por nuestro cuidado. Y la confesión; el hermoso Sacramento del que casi no se habla... en todas las homilías debería glosarse su belleza y necesidad. Pero la esperanza en la vitalidad de la iglesia es grande y Dos no deja de cuidar a los que ama.
Encarni
10/06/16 1:36 PM
  
antonio
Buscando Frases de Benedicto XVI.4. "El papa no es ningún oráculo y (...) sólo es infalible en escasísimos casos".
Totalmente de acuerdo a Fruela!!!!!!!!!
La Ignorancia vencible es un gran pecado!!!!!!
Ahi está el Catecismo Universal de la Iglesia, Catolica!!!!!!!!El Compendio de Doctrina Social, que catequista lo conocen.
Solo aparentar en la Iglesia!!!!estoy al lado del Obispo!!!!
Es hermosima la Iglesia!!!!!!!!, lo primero es Magisterial, es oblicación Saberlo,
El Magisterio iluminado po el Padre Iraburu, para evitar errores aprendo muchisimo, contigo!!Ilumina todas las realidades temporales, el Cuerpo Mistico, que se extiende desde el Cielo hasta la Tierra, en la tierra los Mártires, desde monseñor Shi hasta Siria, Pakistan, Africa, son nuestros Hermanos, SED de APRENDENDER!!!!!!!, despertarla, pero si vi a una Señora, bajita, con anillos resplandecientes, y el cabello de la peluqueria, y ni me saludo, somos hermanos y/o no!!!!Y Dirige la Liturgia!!!!!!!!!Es de terror!!!Que Se convierta!!!!
Tener el Denzinger!!!!!Cuanta gente la veo de rodillas, en la Iglesia, llegar a murmurar, a criticar, a confesarse!!!!!!!!!!Orar el Rosario, de rodillas!!!!!Medio desnudas, y/o un desfile de modas.
La gente sencilla!!!La Castidad, el Pudor, la Sencillez, les recuerdo que hay una bientaventuranza del Señor en relación a esto.Fundamentales para estar en estado de GRACIA, la GRACIA, !!!!!!
Que belleza la Resantisima Misa, el mismo instante de la Sagrada Pasión, la union con Cristo!!!!!!!!!!!Donde lo podemos encontrar en la EUcaristia, Novo Millennio, Ineunte, debemos ser contemplativos del Rostro Sufriente del SEÑOR,la Cara de pedernal de Majestad absoluta, de acuedo a las ESCRITURAS, le Arrancaron la Barba de acuerdo a las escrituras,La Sagrada Pasión, la unica Pasión, desde la entrada a Jerusalen hasta la soledad y el abandono en la Cruz, con la corredentora por excelencia la Santisima Virgén Maria, recibimos con Cristo en la Eucaristia, todos los dones que tenemos!!!!!ESTA ES SEÑOR; AMOR INFINITO;JUSTICIA INFINITA; MISERICORDIA INFINITA; OMNIPOTENCIA INFINITA, TANTO RECIBIMOS, la IGLESIA, hermosima!!!!la Union de los Mártires, etc
Infierno in finito para los que indignamente la reciben es tanto, que no mpodemos ofender al SEÑOR,EL SACRILEGIO, es más grave, que muchisimos pecados Graves.El Santo Cura de Ars, Scholla Veritatis, ES ASI!!!!!!!

La Reforma de la Iglesia es urgente!!!!!!!!!

El MODERNISMO ponerlo en evidencia!!!!!Virus en las Venas de la Iglesia, Padre Saénz, y Termitas en el Seno de la Iglesia!!!!!

No nada contra la Ciencia, es un movimiento destructivo que afecta a la Iglesia, en su totalidad, y que pone en juego el amor al projimo.

Que Dios te bendiga y lo haga con la Iglesia.




10/06/16 1:50 PM
  
javier
Hola Beatriz,

Es cierto lo que dices, pero los medios por los que conocemos a Dios los dispone Jesucristo:

"Todas las cosas me han sido entregadas por mi Padre; y nadie conoce al Hijo, sino el Padre, ni nadie conoce al Padre, sino el Hijo, y aquel a quien el Hijo se lo quiera revelar."

Todos los libros, estudios, erudición, conocimiento, no valen absolutamente para nada si no proceden del Espíritu Santo.

¿De que le sirven al rabino Jonathan Sacks sus 17 doctorados honoris causa, si no comulga el cuerpo y la sangre de Cristo? No conoce a Cristo, luego no conoce al Padre. Y eso, por mucho que sus conferencias en la Universidad de Cambridge sobre el libro del Génesis sean de lo más interesante.

Afortunadamente, los católicos, conocemos que solo por el bautismo y la confirmación, y por tanto, por la pertenencia a la Iglesia, Jesucristo nos comunica su Espíritu Santo.

Nada te turbe, nada te espante, solo Dios basta.







10/06/16 5:56 PM
  
Beatriz Mercedes Alonso (Córdoba - Argentina)
Javier: Una cosa no quita la otra. Bendiciones.
10/06/16 10:11 PM
  
Beatriz Mercedes Alonso (Córdoba - Argentina)
Antonio1: Luis Fernando te preguntó que colegio era ese y se te pasó responderle. Bendiciones.
10/06/16 10:15 PM
  
Chimo de Valencia
Antonio1, no se ofusque. Antes del "Concilio" - supongo que se refiere al Concilio Vaticano II - había mucha más libertad para razonar y pensar a la luz de la fe que la que ha habido después. Y una de los efectos más preocupantes de esta situación es el creciente analfabetismo religioso de nuestra clase gobernante con las nefastas consecuencias que ello puede acarrear.
11/06/16 12:39 AM
  
Feri del Carpio Marek
¿Por qué los católicos están tan mal formados? Porque la fe no es tan importante, lo que importa son las obras, ayudar a los pobres. Ya dijo San Pedro que no todo el que diga Señor Señor entrará en el Reino de los Cielos, y San Pablo que la fe sin obras está muerta, ¿cierto? Y si no dijeron eso, no importa, lo digo ahora yo, porque no es tan importante conocerse la Biblia, ni ir a la misa los domingos. Lo que importa es ser un hombre de bien, trabajador, que hace todo porque sus hijos salgan adelante, mejor dicho, su hijo, porque hay que ser responsable y hay que dar al hijo todo aquello de lo que nosotros fuimos privados. ¿Alabar a Dios? ¿Leer la Biblia? Eso es de fanáticos y de hipócritas.
11/06/16 1:00 AM
  
Feri del Carpio Marek
Y si alguien considera que enseñar la fe es igual o más importante que enseñar los valores que debe poseer un buen ciudadano, no merece llamarse católico, no entendió nada del evangelio, que es tan simple que ni siquiera hace falta leerlo, sino practicarlo, ahh, ahí está la cosa difícil, y eso es lo que nos diferencia a los hombres de bien, no ir a misa los domingos, al final, yo siempre estoy en contacto con Dios, ni ir a confesarse, total yo me confieso directo con Dios que es puro amor, y ni siquiera necesito confesarme, porque a Dios no le importa que le pidan perdón, le importa que amemos al prójimo, y eso hago yo, ayudo a todo el mundo, y soy muy humilde.

Creo haber dado una idea de que por qué los católicos están mal formados, y espero que eso ya no sea más una preocupación.
11/06/16 1:13 AM
  
Feri del Carpio Marek
Se me olvidaba destacar entre los valores, el más importante debe ser el de la tolerancia, tener una mente abierta.
11/06/16 1:16 AM
  
la verdad nos hará libres
Creo como Antonio1 y Yolanda que la educación religiosa recibida en muchos colegios religiosos fue bastante buena.
Me alegra que Yolanda matizara su primer comentario con este párrafo: " A veces pienso que lo que hicieron los curas progres en los 70, por un lado fue una catástrofe, pero por otro sí contribuyó a que algunos adolescentes, confusos en aquel maremágnum de ideologías, acontecimientos históricos, presiones sociales etc nos mantuviéramos, a pesar de todo, dentro de la Iglesia."
No hay duda de eso.
En cuanto a la "apostasía", no se debe tanto a falta de formación religiosa, (en el sentido de que la gente no conozca lo que dice la doctrina) sino al contraste entre la doctrina mal entendida y acompañada de fundamentalismo literalista bíblico y el conocimiento científico de la realidad y el sentido común que van en sentido contrario.
Hay quien lo arregla con juramentos antimodernistas y poniendo límites al pensamiento encerrándolo en un ghetto y hay quien prefiere las exégesis bíblicas adecuadas que otros desprecian como "liberales" y el desarrollo coherente de lo que es fundamental en nuestra fe sin miedo a la libertad de pensamiento.
Dios nos ha dado el cerebro para usarlo en la búsqueda de la verdad y sabemos que la Verdad nos hará libres.
11/06/16 2:31 AM
  
la verdad nos hará libres
Ah, y por ahí decía alguien que en Andalucía no había rezado nunca el credo "largo". Pues me extraña, porque desde luego tanto en Cádiz, como en Málaga, como en Sevilla, llevo toda la vida viendo como se rezan los dos.
Y sobre apostasías, personalmente a mí lo que supuso en su día una prueba para mi fe fue el fundamentalismo de los que mandan que se callen los "Galileos."
Afortunadamente sé en quien he creído y sé muy bien que la ciencia no va en contra de la fe -para nada- aunque se lo parezca a los de los dos extremos, ateístas y ultraortodoxosexcomulgadores de "herejes modernistas".
No lo digo con ánimo de polemizar, sino para dejar constancia aquí de otra mirada, la de muchísimas personas que tenemos fe, porque no tenemos miedo a la libertad.
11/06/16 2:47 AM
  
Fruela
A la verdad...creo que tienes una visión bastante simplista del fenómeno de la apostasia masiva de estos años pasados.
No fue una sola causa, sino una conjunción de factores que contribuyeron de diversas formas a la pérdida de fe de mucha gente. Sería muy largo analizarlas todas ellas, pero podríamos agruparlas en internas y externas.
Las internas proceden todas ellas de una pérdida de fe de los pastores de todos los niveles, y podríamos agruparlas a su vez en doctrinales, morales, litúrgicas, de costumbres y otras muchas, una de las cuales tiene tintes bastante siniestros, como es la infiltración en la Iglesia de la Masonería y el Marxismo hasta niveles insospechados. Como consecuencia, la política de nombramientos episcopales y superiores de órdenes religiosas ha ido favoreciendo casi exclusivamente a los más progres, hasta el punto de ser una excepción el caso contrario. Todo esto ha favorecido el desmadre a todos los niveles y de todas las formas posibles. Durante el pontificado de Pablo VI se ha producido tal caos que indujo a muchos a pensar que la barca de Pedro se iba definitivamente a pique. El que no dudó en excomulgar a Mnr. Lefebre, consintió todas las herejías habidas y por haber sin decir ni pío. Bueno, sí que dijo aquello del humo de Satanas, pero ¿qué hizo a continuación? Nada, mejor dicho: siguió nombrando obispos infames por doquier.
Dentro de las causas externas podríamos nombrar al NOM, con sus Bilderberg, Kisinger, Rockefeller, etc.; el marxismo, existencialismo, feminismo y tantos otros "ismos", especialmente activos en los últimos años. Todos ellos, enemigos declarados de la Iglesia.
Pero estas causas externas no habrían tenido demasiada importancia si las internas no hubieran sido tan decisivas.
Unas y otras, dieron por fruto una opinión pública cada vez más alejada del cristianismo, con películas y espectáculos infames, con programas de TV asquerosos, revistas insultantes, etc., etc.
Consecuencia: el rebaño de Jesucristo, en plena desbandada. Juan Pablo II intentó, junto con Benedicto XVI remediar la situación. Pero el daño era tan grande que fue como querer parar una caída por una pendiente muy pronunciada. En mi humilde opinión, creo que las medidas que se tomaron fueron insuficientes y poco enérgicas para la situación. Fueron calmantes del dolor para un cancer avanzado. Ahora tenemos a alguien que en vez de poner remedio, dice que todo eso está muy bien y que hay que seguir avanzando. Por la pendiente cuesta abajo, claro.
11/06/16 12:27 PM
  
Palas Atenea
La verdad ha sido la primera víctima del modernismo como bien dice Rémi Brague. Actualmente no hay verdad sino verdades, todas ellas subjetivas. Si hay alguna víctima de la época en que vivimos esa la verdad. Por otro lado libertad y verdad son conceptos distintos, se puede vivir en un campo de concentración y ser un buscador de la verdad-Solzhenitsyn lo consiguió-y se puede vivir en una sociedad libre y aturullado por información manipulada. La primera consecuencia que tiene la verdad no es excomulgar herejes, sino lo feo que se ve uno mismo en el espejo.
11/06/16 3:59 PM
  
la verdad nos hará libres
Gracias por vuestras respuestas aunque no todo lo veo de la misma manera pero no creo que sea ni el sitio ni el momento para matizar y puntualizar mi punto de vista.
Sólo una cosa: libertad y verdad obviamente son conceptos distintos, pero están relacionados. La verdad nos hará libres.
Por otra parte, el preso que es capaz de buscar la verdad, tiene la libertad interior que le permite hacerlo, aunque carezca de otras libertades menos importantes.
Buscar la verdad le resultaría mucho más difícil si hubiera sido víctima de un lavado de cerebro.
Lavado de cerebro y coacción de la libertad de pensamiento que son una constante en todas las sectas. Pero el catolicismo no es una secta, si no, no sería católica.
De acuerdo en que la verdad es una, en el sentido de que es la adecuación del pensamiento con la realidad.
Pero la realidad es diversa.
En el caso Galileo, la verdad del heliocentrismo fue víctima del error de los fundamentalistas literalistas que no sabían leer la biblia adecuadamente. Y eso siguen diciendo como excusa los ateistas de hoy día, que se empeñan en que consideramos la biblia un libro de historia o un libro de ciencias dictado por Dios. Los extremos se tocan.
El ataque a la verdad puede venir desde cualquier dirección.
Y ahora os dejo porque me voy a un bautizo de una pareja de niños adoptados de origen ruso, de siete y cuatro años, cuyos padres y padrinos seguro que entran en lo que consideraríais modernistas, pero tienen fe y quieren que sus hijos se bauticen.
Os pido una oración para Miguel y Paula, en este día tan especial.
Paz y bien.
11/06/16 5:18 PM
  
Beatriz Mercedes Alonso (Córdoba - Argentina)
la verdad nos hará libres: Dices "para dejar constancia aquí de otra mirada, la de muchísimas personas QUE TENEMOS FE, porque no tenemos miedo a la libertad".

¿CUÁL?

Bendiciones.
11/06/16 7:38 PM
  
JUAN NADIE
ANTONIO 1
Por tu respuesta da la impresión de que te ha sentado mal lo que te he dicho. No pretendo ofenderte,pero... sinceramente es que es así. No te estoy llamando hereje. La última la que te contesta LF sobre la celebración por parte de la Iglesia del aniversario de la reforma. Yo creo que si lees tu post y la respuesta de LF es para que te parases a pensar mucho acerca del rumbo que llevas.
11/06/16 9:16 PM
  
Palas Atenea
Tu conexión entre la libertad y la verdad se parece más a la de Zapatero: "La libertad os hará verdaderos" que a la de Jesucristo: "La verdad os hará libres". No es necesaria la libertad para perseguir la verdad, hay una jerarquía en los conceptos que hace a la verdad superior a la libertad e imprescindible para que ésta se dé, al revés no funciona. Para los cristianos la Verdad es Jesucristo, en cambio la libertad no llega ni siquiera a ser una virtud, como sí lo es la Justicia. Todo cristiano es libre desde el momento que toma sus decisiones sin que un rayo del cielo le fulmine cuando peca.
La verdad tiene un lado muy feo que pocas personas están dispuestas a aceptar: la mirada hacia uno mismo. Si esa mirada te hace verte guapo y encantador estás muy lejos de ella, la libertad a la que se refiere Jesús tiene mucho que ver con esa verdad personal que se mira en Él.
11/06/16 9:39 PM
  
la verdad nos hará libres
Beatriz, entiendo por el uso de las mayúsculas que su pregunta ¿cuál? se refiere a cuál es mi fe.
Mi fe es que Jesucristo es Camino Verdad y Vida. Y lo he encontrado en la Iglesia Católica, porque así lo ha querido él.
Un saludo en Cristo.

Palas,
Veo que está usted mucho más cerca de Zapatero y más enterada de sus boutades que yo, de modo que no pondré en duda que él dijera esa majadería - YO NO, como se puede ver.
Estoy segura de que ese amor a la verdad que profesa la hará rectificar -a menos que a esa fealdad que dice le quiera añadir una nariz de Pinocho.
Y si lo cree de buena fe, le rogaría que me muestre en qué punto concreto la conexión que establezco entre verdad y libertad se aleja de las palabras de Jesús: LA VERDAD NOS HARÁ LIBRES.
Porque precisamente yo he dicho que esa es la conexión y no otra: RELEA.
Y si Jesús anuncia que la verdad nos hará libres, será que él sí considera un bien la libertad, digo yo.
No sé si lo que le parece mal es la afirmación siguiente: "el preso que es capaz de buscar la verdad, tiene la libertad interior que le permite hacerlo". Pero es pura lógica.
Y no podría buscar la verdad si hubiera caído en la alienación de un lavado de cerebro sectario. Eso es un hecho.
No sé cuál de estas cosas le parece mal ni por qué.
En cuanto a verse guapísimo, yo no he dicho nada que tenga la menor relación con eso.
Y no entiendo la insistencia en que hay que verse feo y no guapo etc. No creo que haya que mirarse tanto al espejo: con dar por sentado que uno es feo y necesita mucha luz celestial embellecedora, es suficiente; ni siquiera creo que sea bueno dedicarse a ver lo feo que es uno -eso es otra forma de dar importancia a la propia imagen, y la cirugía estética es cosa de Dios.
Lo importante es mirar a Dios en Jesús y dejar que la mirada de Dios te transforme.De ahí surgirá todo lo bueno que podamos hacer, de dejar que Dios actúe. Pienso yo. Sin afán de imponer mi pensamiento a nadie, que cada cual sabrá de sus cosas. Simplemente yo paso de concursos de belleza o feísmo.
En fin, si alguien se ha acordado de mis sobrinos, gracias por su oración.
Paz y bien.

11/06/16 11:50 PM
  
Palas Atenea
¡Qué literal eres! Me refiero a feo o guapo por dentro, como es natural.
"La verdad es la luz que enfocamos sobre las cosas que deseamos conocer, y que nos asegura su dominio; pero es también lo que vuelve sobre nosotros indicándonos lo que deberíamos hacer y no hacemos, lo que deberíamos ser y no somos; más aún la verdad es la que saca a la luz todos nuestros pequeños secretos oscuros que preferiríamos dejar en la sombra, la que nos echa en cara, como se suele decir "nuestras cuatro verdades". Mientras que nosotros codiciamos la primera forma de verdad, huimos de la segunda. Ahora bien, si amáramos verdaderamente la verdad, deberíamos querer también que proyecte toda su luz sobre nosotros" Rémi Brague.
12/06/16 8:57 AM
  
la verdad nos hará libres
La literalidad es toda suya, guapa :) (expresión muy andaluza sin ánimo de describir a nadie literalmente). No creí necesario aclararle que e refería a concursos de belleza y feísmo de interior, como es natural y obvio: "... dar por sentado que uno es feo y necesita mucha luz celestial embellecedora es suficiente".
Respeto ese dualismo de usted con cita inclida, pero la verdad es una, como usted misma dijo antes ¿recuerda? Así que no veo la necesidad de impedir que la misma luz que ilumina el exterior ilumine el interior. No veo la necesidad de engañarse a uno mismo, ni de etiquetarse. La luz es la que aporta belleza al interior y lo transforma. No tiene sentido conservar "tesoros" de mi propiedad a donde no quiera que llegue la luz. Ni tampoco creo que ninguna acción sobre la realidad sea efectiva prescindiendo de la verdad de uno mismo y de sus circunstancias. Creo, en definitiva, que la verdad es bella y que la verdad nos libera.
La verdad nos hará libres.
PS
Sigo sin saber qué parte de lo que he dicho justifica que me tirara un zapato - quizás que respeto su opinión, aunque yo tenga otra. Pero lo cierto es que cada casa es cada casa, y Dios en la de todos, eso es lo que yo deseo y espero.
Y no desearía recibir mayor atención por su parte, puesto que estamos de acuerdo en no estar de acuerdo, y tampoco hay que acaparar el blog.
Paz y bien
12/06/16 10:14 AM
  
la verdad nos hará libres
Las prisas y el deterioro de mi teclado han hecho que no aparezcan varias letras, espero que se entiendan las palabras: "me" "incluída" etc.
Y disculpen que no tenga más tiempo para discutir sobre interiores -ayer tuve una celebración y queda trabajo pendiente.
Gracias por su interés.
12/06/16 10:17 AM
  
Antonio1
Juan Nadie:

El que no acepte el magisterio de la Iglesia en materia de ecumenismo desde el Vaticano II pasando por Juan Pablo II, Benedicto XVI o el papa Francisco, puede buscarse otra a Iglesia. Ser católico no es obligatorio.
12/06/16 11:42 AM
  
Antonio1
O sea, que la crítica que haces a mi ortodoxia es estar de acuerdo con una decisión de nuestro papa apoyada por la jerarquía. Bueno, señal de que vamos bien.
12/06/16 11:44 AM
  
Antonio1
Completamente de acuerdo en todo con La verdad nos hará libres.
12/06/16 11:51 AM
  
Palas Atenea
La mujer que en el Evangelio de hoy lloró sobre los pies de Jesús se "etiquetó" a si misma como pecadora. ¿Por qué iba a llorar si no? Hemos pasado de no juzgar al prójimo a no juzgarnos a nosotros mismos, con lo que la verdad no tiene gran cosa que decir.
12/06/16 12:09 PM
  
Luis J.
La cuestión no es determinar la relación entre verdad y libertad, siendo ésta consecuencia de aquella, pues la verdad no es consecuencia de nada, sino causa de todo. A mi modo de ver sería más interesante dilucidar la conexión entre verdad y realidad, pues podríamos decir que realidad es todo lo que acontece pero no ciertamente que todo lo que acontece forme parte de la verdad. En el Reino de Dios, realidad y verdad son la misma cosa. Y estoy de acuerdo en que el primer efecto de la verdad en el hombre es esa mirada a sí mismo y a su realidad, y que cuando eso ocurre vemos que somos feos de narices. Si alguien no se ha encontrado alguna vez con ese espejo, es porque no era Cristo quien se mostraba ante él, o ella.
12/06/16 2:21 PM
  
la verdad nos hará libres
Como dije antes, y no hay dos sin tres: "eso se da por sentado" (que somos pecadores, que no hay más belleza que la luz de Dios).

La pecadora del evangelio de hoy no lloraba porque repentinamente se había descubierto pecadora, eso lo sabía de sobra de siempre y si no ya se encargaría el fariseo de recordárselo -que debía estar agradecida porque siendo ella tan fea como era Dios no la fulminaba con un rayo.
La mujer lloraba de agradecimiento porque había descubierto la luz acogedora y sanadora de Dios, su amor y su perdón sin límites. Sus ojos no están puestos más que en Jesús que es el que puede iluminar su vida.

No obstante ya dije que cada cual es cada cual y al fariseo de la historia que parece considerarse "gente guapa" e incluso duda de Jesús por acoger a pecadoras en vez de colaborar con el Padre en su fulminación, ese sermón del espejo tal vez no le vendría mal, si como parece cree que él es muy guapo en comparación con la mujer aquella. Pero yo no lo sé, él sabrá si vive en esa ilusión tan absurda de que brilla con luz propia.
Después de todo hay gente pá tó.
Pero ya se encargará Dios de iluminar a cada uno según su idiosincrasia, pienso yo.
12/06/16 4:50 PM
  
Palas Atenea
Luis J: De acuerdo en todo.
La mujer no lloraba de agradecimiento, se arriesgó a que Jesús la despreciara. Lloraba de arrepentimiento porque, seguramente, había oído hablar a Jesús y sus palabras le habían revelado la realidad-como bien dice Luis J.-de su situación. El consuelo le vendría después al ver que Jesús la había perdonado. Y entonces se sintió libre.
Efectivamente la relación está entre verdad y realidad. A veces se vive fuera de la realidad por autoengaño como le pasó a Vasily Grossman, el cual pasó por las víctimas de Katyn, por las de la colectivización forzosa, por las de el Gran Terror y por muchas cosas más sin analizarlas hasta que, al final de su vida, a Stalin le dio por perseguir a los que llamó "cosmopolitas desarraigados", es decir judíos, y cómo él lo era esa injusticia hizo que se le cayeran las escamas de los ojos y escribiera sus dos últimas novelas: "Vida y destino" y "Todo fluye" en dónde aparece la verdad oculta. Por eso dice bien Luis J. que en el Reino de Dios verdad y realidad son la misma cosa.
12/06/16 9:00 PM
  
JUAN NADIE
Antonio 1
No es por esto en concreto, y lo sabes, es por otras muchas cosas, y respecto al ecumenismo, es que dices cosas que no son.

Yo acepto el CVII no solo en el ecumenismo, pero acepto todos los anteriores, especiamente Trento, probablemente el concilio cumbre de la Iglesia.

Pero cuestionar la celebración por parte de la Iglesia Catolica del aniversario de la Reforma, para ellos ruptura para nosotros, no es atacar el ecumenismo. Es que es de sentido común. En vez de enfadarte piensa un poco y leete despacio la respuesta de LF.
12/06/16 11:33 PM
  
la verdad nos hará libres
Esa mujer, estigmatizada por todos, conocía de sobra su miseria. Lo que no conocía hasta haber oído a Jesús, eran sus palabras de amor y vida. Y es el amor lo que la impulsa a entrar en la casa, arriesgándose a que la echara el FARISEO, porque ella sabía que le iba la vida en acercarse a Jesús. Precisamente porque le había oído antes.
El evangelio es claro.
Sobre todo lo demás de Stalin y tal puede que tengan razón. No tengo ni idea de en qué sentido utlizan los conceptos de realidad y verdad -incluso el de Reino.
Pero la cuestión que me interesa es la del evangelio. Es importante.
13/06/16 1:55 AM
  
Chimo
"la verdad nos hará libres". Empiece por saber cuál es la verdad para ser guiada por ella, porque de momento, en Vd. no veo más que mitos y prejuicios anticatólicos que le habrán enseñado desde su más tierna infancia y que Vd. quisiera que fueran verdad. Aparte de que la Verdad no es algo sino Alguien.

Con el proceso a Galileo, el histórico, la Iglesia Católica salvó al método científico de la idolatría al que lo encumbraría décadas después la llamada "Ilustración". Como recuerda Paul Feyerabend, prestigioso filósofo de la ciencia, el proceso a Galileo fue razonable y justo, y la Iglesia se atuvo más a la razón que el propio Galileo. Infórmese antes de hablar un un portal serio como este.
13/06/16 9:52 AM
  
Chimo
Lo malo de este post es que por algún error no se pueden moderar los comentarios y aparecen publicados automáticamente. Sería bueno para controlar los exabruptos nada inteligentes de Antonio1 y "la verdad os hará libres".
13/06/16 9:54 AM
  
Luis J.
Para explicar el evangelio para mí se hace necesario observar atentamente las grandes conversiones que hubieron en la historia, caso de San Agustín o San Pablo. Es innegable que en sus historias el arrepentimiento es una constante. San Pablo lamentaría haber sido un ferreo perseguidor del Señor, y todo el relato de las Confesiones de San Agustín está motivado por ese sentimiento de un pasado echado a perder. La mujer lloraría entonces por una mezcla, la más preciosa de todas, de arrepentimiento y esperanza, de dolor y de alegría, de culpa y de perdón. El Señor nos muestra en qué cosa nos hemos convertido a causa del pecado, pero al mismo tiempo nos mostrará qué cosa somos realmente. Unas criaturas que para Él merecieron padecer aquel calvario y aquella cruenta y lenta muerte. Ya le decía que en el Reino de Dios verdad y realidad se identifican. Aquella mujer lloró arrepentida pues habiendo adquirido conciencia de su pecado se mostraba a sí misma horriblemente fea, pero sus lágrimas fueron el camino que le condujera a ese lugar que el Señor le tenía dispuesto. Las lágrimas de arrepentimiento si no vienen cargadas de esperanza y alegría son lágrimas de cocodrilo. No recuerdo haber derramado en toda mi vida lágrimas más hermosas que aquellas. No recuerdo momento de mi vida más dichoso que cuando el Señor, mostrándome mi fealdad, llenó todo mi ser de misericordia y de amor.
13/06/16 3:14 PM
  
Gregory
Entre los católicos ha prevalecido un catolicismo cultural por encima de un catolicismo por convicción, no es fácil romper con el primero, pero solo eso no es fácil pero no imposible. Es preciso volver a la apologetica la hemos dejado por un afán de no ofender para caer en un activismo intenso pero vació.
13/06/16 5:47 PM
  
la verdad nos hará libres
Luis J.
Creo que tiene razón respecto a las lágrimas de arrepentimiento esperanza y alegría. Lo de la fealdad es lo que me parece menos relevante, pues esta mujer no se creía guapa por dentro, acostumbrada como estaba a que se lo echaran en cara los demás y porque esta mujer estaba movida por el amor que no hace mirarse a uno mismo sino mirar a quien se ama.
Y también tengo esa experiencia inolvidable de las lágrimas de arrepentimiento de esperanza y de alegría ante un Padre que te espera en la puerta de tu casa antes de que hayas vuelto. Lágrimas sobre todo de alivio y de agradecimiento.
Chimo,
Me desconcierta su comentario: no veo exabruptos por parte de nadie.
Tampoco tengo prejuicios anticatólicos sino todo lo contrario, soy católica por convicción y elección. Y de pequeña fui educada por los padres mejor formados y más buenos cristianos que se pueden tener, a los que desde luego reconozco no llegar a la suela del zapato.
En cuanto a Galileo le doy la razón en parte, porque he visto circular versiones demenciales del asunto: incluso he leído que la inquisición quemó a Galileo en un blog ateísta.
Pero no es mi caso. Yo he juzgado el caso con veracidad. Puedo comprender que mandaran callar a Galileo en medio de la confusión de los que se escandalizaban desde una concepción bíblica equivocada que les hacía creer que la teoría heliocéntrica iba contra la fe, buscando asesoramiento en científicos obsoletos geocéntricos.
Galileo tenía razón y con el tiempo se la dieron. Afortunadamente como la Iglesia está movida por el Espíritu no se les ocurrió hacer un dogma del geocentrismo.
Porque la fe y la ciencia no están enfrentadas, para nada. Otra cosa es que se haga un buen o mal uso del conocimiento científico.
Y esa es mi opinión, no mi exabrupto. Se puede no estar de acuerdo, pero no me explico como puede uno darse por ofendido.
En todo caso, no pretendía molestarle.
Paz y bien.
13/06/16 6:50 PM
  
cristina moreno
Bruno, 100% de acuerdo.
Pero por lo que escribo es para darte las gracias por tu tono.
Estoy harta de leer blogs donde el escritor siempre está enfadado...
19/07/16 5:31 PM
  
Elena
Estoy completamente de acuerdo con el artículo, muchos están o estamos mal formados no tanto por que no nos hayan instruido bien(que en parte así fue) sino por que cuando fue nuestro turno de aumentar nuestro conocimiento no le dimos la importancia. Hace un par de años participé en la catequesis para niños como catequista y cuando desconocía algún tema buscaba información en el catecismo para poder entender y explicar mejor esos temas pero me encontré con varios problemas tanto con los padres de los niños como con las catequistas y era que el querer buscar más información, el decir lo que es con definición en mano, al parecer era falta de humildad, que el querer conocer más era un acto de soberbia que el instruir lo mejor posible era tratar de humillar al resto de las catequistas que de buena voluntad se habían ofrecido a ¿enseñar? el catecismo que a mi pesar noté, apenas si podían leer y que ademas era un defecto haber ido a la universidad, por que nuevamente era ser soberbio al compartir tanta información haciendo uso de tecnología y que ellas eran humildes y solo enseñaban lo "poco" que sabían y hasta ahí. Creo que es una mala formación solapar la falta de interés por aprender y conocer sobre los temas de fe e incluso de mejorar como persona y a su vez tratar de disfrazarla de humildad. El mal uso del significado de las palabras ha hecho que la ignorancia se propague disfrazada de humildad y misericordia.
19/07/16 8:34 PM
  
Víctor
Mucho de la pésima formación que tenemos los católicos es responsabilidad directa también de los curas, obispos y demás jerarquía de la Iglesia, hoy por hoy la Misa la tratan como un rito que debe entretener a la gente, con cantos y actividades protestantes en media celebración, también ese dejarse "misericordiar" en donde corregir al otro se convierte en un "estar juzgandolo y solo Dios puede juzgar", un desapego a la liturgia que bien realizada presenta un montón de signos que nos hacen entender mejor a nuestro Señor, tantos ataques a personas que si no están de acuerdo con algo que dijo o hizo el Papa, las tachan de malos católicos o peor antipapas, como si el Papa pudiera hacer o deshacer a su antojo la doctrina milenaria de la Iglesia, entre muchas cosas que es muy duro reconocer, porque incluso hemos perdido nuestra identidad católica en nuestra vida, votamos por candidatos presidenciales que están en contra del cristianismo y a favor de innumerables aberraciones. En mi caso particular, era catequistas de Confirmación para adultos y profundizábamos el catecismo actual y la objetividad del Catecismo Mayor, pero mi Párroco decidió darme vacaciones permanentes xq lo que yo enseñaba (que está en el catequismo, ejemplo, la insolubilidad matrimonial y la necesidad de que los sacerdotes sean varones) era contrario a sus homilías nefastas y cargadas de herejías. Así el Demonio nos está atacando desde adentro.
20/07/16 5:10 PM
  
Gustavo Garcia
Me parece un tema de sumo interes e importancia. En una ocasion le comentè a un hermano sacerdote que si èl no estaba preocupado por el abandono de la iglesia catolica de muchos fieles y simplemente me contestò NO, se van los que tienen que irse..... En lo personal ahora me preocupa mas el hecho de que estemos abandonando la iglesia porque no tenemos una relacion personal con Dios. .... No nos acercamos a la Biblia, no incentivamos su lectura en privado o en grupos con tutores o guias. .....Se espera que los padres demos formacion a los hijos y se nos olvida que en Latino America muchos padres no entendemos mas alla del rezo del rosario y lo que. a suerte de buen torero, hemos dado en llamar "religiosidad popular," que no requiere mas que una buena imaginacion y piedad para saborearla, cayendo facilmente en la practica de la santeria, brujeria y cristianismo o ritos exteriores ...... Lloro y sangro no por los que se van a otros grupos religiosos, sino porque me temo que no estamos adorando a quien es el UNICO digno de recibir todo el poder, riqueza y sabiduria, honor y fuerza, gloria, alabanza y gratitud. .....
22/07/16 12:27 AM
  
Diego Fabian valverde
Dios los bendiga .bueno voy a narrar lo siguiente : yo era un joven católico deseoso de servir a mi Dios . Me metí en el seminario y me faltaba 1 año para ordenarme de sacerdote lo cual había recorrido 6 años en el seminario siempre fuy muy unido a la renovación carismática y anelaba los dones del espíritu santo. Rogaba a Dios por q me usará .Cuando una vez Dios trato conmigo y me hablo por un sueño diciéndome que me amaba y que el miraba como Muchas personas creyendo que lo que hacían lo hacían pensando q lo agradaban pero realmente lo ofendian. Yo le dige en mi sueño ¿oh mi Dios como agradarte y que es lo que hacen? "El respondió buscad mi palabra y aferrate a ella por que fuera de ella lo demás es abominacion" cuando comencé a mirar que mi iglesia católica tenía cosas que no estaban en la biblia ejemplo tenía más sacramentos como comunión ,confirma ,y muchas imágenes después en mi corazón sabía que mi iglesia no fue realmente fundada si no Hasta el año 331 por constantino y todo lo q supe de mi iglesia por estudios sabía que había una gran mentira que yo desconocía en lo que aprehendí en el seminario y me aferre a la idea de dejar el sacerdocio . Ustedes no saben como le meten tantas mentiras a uno en el seminario .yo lloré y le pedía a Dios q me quitará la idea de esa vocación y Dios me hizo conocer una iglesia pequeña pero llena de un mover espiritual donde Dios me concedio dones de revelación ,profecía ,lenguas y sanidad . Hay mire a un Dios diferente y me bautize ya grande y acepte a dios.
24/07/16 12:49 AM
  
juan
Muy bueno el artículo, yo agregaría algo más y también importante, la iglesia católica ha sido atacada desde hace siglos, por los protestantes , anglicanos etc., estos han creado una "historia negra sobre la iglesia católica" deberiamos aclarar perfectamente estás mentiras sobre su comportamiento en la inquisición por ej. . Hoy estamos siendo atacados, también por las nuevas ideologías como la de género, los feminismos radicales, los lobys, el intrucionismo de los políticos y gobiernos en la educación, sexual y valores en general. Hoy más que nunca los sacerdotes y los fieles deben estar unidos para destruir todos los ataques de este mundo globalizado y endemoniado. que quiere destruir el " el alma del hombre" y condenarla. Hoy más que nunca todos los católicos debemos unirnos para salir de este pozo de iniquidad y destruccción.En este mundo tan materialista, de : culto al cuerpo, de darle gusto al cuerpo, de liberttinaje, del amor al vil dinero, de todo vale, ¿como lucha un católico contra todo eso ?. con fe, oración, con un gran sacrificio en aprender la verdad de nuestro señor y saber explicarla. También con conociemiento de la "verdad" de lo que fue y es la iglesia, y también con el ejemplo.
25/08/19 12:45 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.