Las más guapas

Para desasnar un poco a los lectores jóvenes e impartirles algo de la sabiduría ganada con los años, me ha parecido oportuno traer al blog una frase leída por ahí en Internet, del P. Manuel Martínez Cano:

“¿Por qué las mujeres católicas son más guapas? Porque la gracia de Dios perfecciona la naturaleza”.

En una frase humorística, claro, pero, como dicen los yanquis, it’s funny because it’s true, es divertida porque es verdad. Ceteris paribus, las católicas son más guapas que las que no lo son.

No me refiero simplemente a la belleza interior (que también), sino a la belleza en el sentido más habitual de la palabra. La belleza externa de una mujer es algo indefinible, que no se puede reducir a la física y las matemáticas. Incluye siempre un nosequé que hace que sea una belleza humana y no simplemente física o biológica.

Hay muchos factores naturales que intervienen en ello, por supuesto, pero la gracia de Dios tiene ese nosequé en grado sumo y hace que la belleza de una chica católica sea incomparable con la de las que no lo son. A fin de cuentas, toda belleza creada es reflejo de la Belleza de Dios y la gracia no es más que eso: la presencia de la Belleza de Dios y sus efectos transformadores en el ser humano. De esto se sigue casi necesariamente lo que señala la frase del P. Cano.

Más castizamente, la sabiduría popular solía decir que algo (o alguien) era “más feo que un pecao”. En efecto, no hay nada menos bello que el pecado y, en particular, el peor de los pecados, que es la desesperanza, tan frecuente (y poco menos que inevitable) entre las agnósticas de hoy, pobrecillas. Del mismo modo, el culmen de la fealdad humana es la pornografía, que produce una profundísima desesperanza y tristeza en el que la consume.

No es casualidad, por otro lado, que se hayan dedicado innumerables poemas a la belleza de nuestra Señora. ¿Por qué, si en los evangelios no se la describe físicamente? Porque María es la llena de gracia y la fealdad del pecado no la rozó siquiera. Ninguna otra mujer ha reflejado como ella la belleza de Dios. Además, y tomando prestado un viejo argumento español sobre la inmaculada concepción, podemos preguntarnos: ¿quiso Dios que María fuera la más bella de las mujeres de la tierra? ¿Cómo no iba a quererlo, si se trataba de su Madre? Pues entonces, quiso, pudo (porque era Dios), luego lo hizo. Creó a su Madre como la más bella de las mujeres, hermosa como Tirsá, encantadora como Jerusalén, majestuosa como las estrellas del cielo, bella como la luna y refulgente como el sol.

Las mujeres católicas, como hijas de nuestra Señora, se parecen a ella y están tocadas por su hermosura. No hay nada más bello que una mujer rezando en silencio ante el sagrario. ¿Por qué creéis que, hasta hace muy poco, las mujeres se ponían un velo o mantilla cuando entraban en la iglesia? Para que no nos deslumbrara su belleza, como Moisés cuando salía de ver a Dios en la Tienda del Encuentro.

Volviendo a los lectores jóvenes: no seáis cenutrios. Buscad a buenas católicas, que además de ser buenas, son más guapas, y lo digo por experiencia. Si conoces a tu futura mujer en un bar, la probabilidad de que tu matrimonio sea un desastre se multiplica por mil. Si tu novia baila bien, estupendo, pero asegúrate sobre todo de que rece bien, porque en el matrimonio se reza mucho más de lo que se baila. Como decía el viejo poema inglés, tu esposa no podrá quererte como te mereces si no quiere mucho más a Dios que a ti.

¿Recuerdas esa frase del Evangelio: buscad el reino de Dios y todo lo demás se os dará por añadidura? Pues esto es algo parecido. Busca una novia que sea buena católica y, por añadidura, te encontrarás con que es mucho más guapa que las demás.

Curiosamente, por alguna razón teológica que escapa a mi limitada inteligencia, esto no se cumple en los varones católicos, que somos, si cabe, aún más feos que los demás. A ellas, sin embargo, no parece importarles.

92 comentarios

  
FSolano
La mujer más bella del mundo después de Nuestra Señora ha sido santa Juana de Arco.
20/11/19 3:54 PM
  
Santiago Pizano
Doy fe de que es verdad. La santidad realza la belleza de una mujer. El problema es que las buenas católicas son difíciles de encontrar. Al menos en mis pagos. Saludos desde Buenos Aires.
20/11/19 4:07 PM
  
Tannhäuser
Me ha dejado "descolocao", D. Bruno. Pero le doy la razón, porque he conocido a varias mujeres muy ancianas, una de ellas mi madre y puedo dar fe de que eran de una belleza inenarrable; una belleza no erótica, pero con la que ninguna veinteañera podría competir.
20/11/19 4:10 PM
  
Fulgencio
Perdón, en el párrafo quinto creo que hay un lapsus después del dicho "eres más feo que un pecao".
20/11/19 4:27 PM
  
Bruno
Fulgencio:

"creo que hay un lapsus"

Es muy probable, porque lo he escrito en el tren. Le agradezco que lo señale, pero no consigo descubrirlo. Tendrá que ser más explícito.
20/11/19 4:31 PM
  
Bruno
Santiago Pizano:

"El problema es que las buenas católicas son difíciles de encontrar"

Je, je. Creo que algo parecido ha sucedido siempre. Ya lo decía, hace unos tres milenios, el Libro de los Proverbios: Mujer hacendosa, ¿quién la hallará? Su valor supera en mucho al de las joyas.

Aunque la dificultad sea todavía mayor en nuestra época, merece la pena esforzarse.
20/11/19 4:38 PM
  
Jorge Cantu
"Curiosamente, por alguna razón teológica que escapa a mi limitada inteligencia, esto no se cumple en los varones católicos, que somos, si cabe, aún más feos que los demás. A ellas, sin embargo, no parece importarles."

Muy cierto, pero me queda claro que aquí aplica también el milagro de la Gracia divina y se hace notar de extraña y particular manera en nosotros, anti-estéticos varones, para que la mujer católica llegue al colmo de apreciarnos.
20/11/19 4:43 PM
  
Bruno
FSolano:

"La mujer más bella del mundo después de Nuestra Señora ha sido santa Juana de Arco"

Me ha sorprendido mucho eso. Nunca lo había oído.
20/11/19 4:43 PM
  
Pedro 1
No, la mujer más bella y más hermosa del mundo es mi madre.
20/11/19 4:55 PM
  
Pedro 1
Después de la Madre de Dios, claro.
20/11/19 4:58 PM
  
Juan Andrés
Lo que ocurre es que la Verdad, el Bien y la Belleza están interconectados. Y son atributos de Dios. Cuando un alma se aleja de la Verdad, va cayendo en el mal y esa situación tarde o temprano se refleja en el cuerpo de alguna manera a través de la fealdad en los gestos adustos, el vestir, o desvestir, la ausencia de sonrisas, etc., se trata de almas desquiciadas, a quienes se les va diluyendo, o quitando por mera consecuencia, la gracia que tienen ab initio. Basta ver partícipes de una marcha feminista y abortista o del orgullo, y compararlos con quienes participan en marchas a favor de la vida, para advertir esta situación.
20/11/19 5:18 PM
  
Manoletina
Jajajaja. Mi Pepe Jacobo rompió el molde de guapo, listo, alto, fuerte y rezante! Los hombres en gracia también pueden asemejarse al "más bello de los hombres". No tanto como Pepe Jacobo, claro.

El otro día, con esta frase subí la foto de una monjica, que con la sonrisa y felicidad de su rostro expresaba una belleza que traspasan a y la de Rita Maestre, que es objetivamente guapa, pero la expresión de amargura, odio y resentimiento la afean considerablemente.

Está más que estudiado, que aparte de los tópicos que se dicen que el hombre se fija en la mujer, las curvas y tal, después de eso, donde realmente ven guapas o no a las mujeres en al hablar con ellas, en la sonrisa, la expresión, el modo de hablar.
Hay hombres enanoradisimos de sus mujeres por eso, aunque no sean ninguna top model.

Y es que la fe te transforma.

Una de las cosas que más me ha dicho un hermano mío con respecto a mi adolescencia y eso que he pasado los embarazos y la edad se va notando, es "como te ha cambiado la cara". Y lo dice para bien, a pesar de que tengo la nariz más grande!!!!!
20/11/19 5:20 PM
  
Palas Atenea
Protesto. Fue mi madre. Mi madre tenía las proporciones áureas, la distancia entre los ojos, el tamaño de ojos, boca y nariz proporcionados, las manos-las dibujé y las tengo enmarcadas- el pelo suave y levemente ondulado, la piel tersa. Una maravilla. Y además una personalidad como de una pieza, autoridad sin pasarse y una habilidad manual que parecía que sus manos volaban sobre la tela, sobre las flores, sobre cualquier cosa.
Tenía un pequeño defecto que la hacía más graciosa.
Y todo esto lo digo teniendo en cuenta que yo no la quería nada, como ya os habréis dado cuenta.
20/11/19 5:22 PM
  
Manoletina
Pedro 1, eso me lo dice mi hija de 5 años:

Eres la mamá más guapa del mundo...... Después de la Virgen Maria.

Eres la mamá más buena..... Después de la Virgen Maria.

Los peques sí que tienen claras las cosas (por la Virgen, no por mi)
20/11/19 5:23 PM
  
Manoletina
Jajajaja, Palas, no es subjetividad. Es la Verdad Intrínseca del Amor.
20/11/19 5:24 PM
  
Bruno
Manoletina:

"Mi Pepe Jacobo rompió el molde de guapo, listo, alto, fuerte y rezante! Los hombres en gracia también pueden asemejarse al "más bello de los hombres". No tanto como Pepe Jacobo, claro."

No sé, no sé. Yo al Pepe Jacobo lo conozco y mencionar su nombre en la misma frase que la palabra "bello" me produce la misma impresión que negar el principio de no contradicción.

:)
20/11/19 5:28 PM
  
Palas Atenea
En cuanto a los hombres, no estoy de acuerdo. Tengo ante mi vista la foto de mi abuelo, el recuerdo de un amigo y varias otras pistas que me dicen que los hombres católicos tienen un no sé qué y un qué se yo especial.
Ya saben aquello de:
Fina estampa, caballero
Caballero de fina estampa
Un lucero que sonriera bajo un sombrero
No sonriera más hermoso
Ni más luciera caballero
Y en tu andar, andar, reluce la acera al andar, andar,
Y, además, si son "feos, católicos y sentimentales", que dijo Valle Inclán, entonces también tienen algo indefinido que gusta toda la vida.
Dedicado a mi amigo Haddock.
20/11/19 5:30 PM
  
Manoletina
Como el pp no contradicción.... Sasto:

Para negar que Pepe Jacobo es guapo tienes que asumir que es guapo en todo contexto y bajo cualquier interpretación. Es la condición de posibilidad de la belleza en sí.

Y lo que digo, por disyuncion, o es verdad, o el enamoramiento por cansinismo, frente a toda espevtativa, funcionó de verdad.
20/11/19 5:36 PM
  
Palas Atenea
También está la belleza extraña de la transfiguración. No la Transfiguración del Tabor sino la transfiguración del sufriente. En eso parece que estoy dotada porque yo advierto una belleza, también llamada ternura, en ciertas personas que están padeciendo. No sabría cómo explicarlo pero creo que muchos católicos son capaces de ver eso: la transfiguración de las pústulas, la cara cerúlea o la vejez. Como si saliera una luz de dónde, el que no es católico, solo ve decadencia.
Y cómo no sé decirlo mejor el que quiera entender que entienda. Hay unas manos artríticas, en posición de oración, pintadas por Durero que puede que ayuden a entender lo que malamente trato de expresar.
20/11/19 5:56 PM
  
Guillermo PF
Iba a añadir cierta aportación que el párrafo final me tira por tierra. Mejor me la guardo porque de hecho ya contaba con que se iba a malentender seguro.
En cualquier caso, si todo lo que aplica para ellas desaplica para ellos, quiere decir que la fundamentación queda bastante traída por los pelos. Si es que iba en serio, que esa es otra.
Y desde luego, todo lo bien que los deja a ellos como afortunados electores, las deja a ellas fatal por justo lo contrario.
Pero claro, será "un nosequé".
20/11/19 7:10 PM
  
Palas Atenea
Nosotras ya hemos dicho que no estamos de acuerdo con ese párrafo. Uséase Manoletina y yo, que somos las dos única féminas que hemos pasado por aquí.
20/11/19 7:15 PM
  
Parmandil
Lo de que los hombres católicos sean más feos... Pues como que depende. No es lo mismo San Francisco Javier que San Carlos Borromeo, la verdad. Estoy de acuerdo con Palas Atenea.
Guillermo PF: Si mira en la zona de "categorías", verá que pone "humor".
20/11/19 7:19 PM
  
Gloria de Chile
Hace un mes que no abría Infocatólica.
Y los leía todos los días.

Ha habido muchas cosas. Todas malas. Mi país hoy parece Irak después de Isis. Y cada día empeora.

Habíamos trabajado tanto...

El próximo 8 de diciembre se consagrará Chile a la Santísima Virgen en todas las Misas. Eso es muy bueno.

Me encantó leer este post tierno y divertido. Ha sido un buen momento para descansar y compartir, aunque sea muy de lejos, pensamientos semejantes.
Somos católicos y es una alegría y un agrado leer temas, aunque parezcan ligeros, escritos por otros católicos.
Ha sido un verdadero descanso.

Dios los bendiga.
20/11/19 7:53 PM
  
Palas Atenea
Parmandi: El parámetro de belleza masculina, más bien de jovenzuelo imberbe, es San Luis Gonzaga. Por algo mi abuela le decía a mi hermano, en edad púber, que era "más bonito que un San Luis". A partir de esa edad no se especificaba la belleza de un hombre.
Es más, no sé si, ni siquiera en la Edad de Oro, había un adjetivo calificativo para eso porque el que utilizamos ahora: guapo, significaba lo mismo que actualmente en Cuba. En tiempos antiguos lo que se describía era otra cosa, tanto en hombres como en mujeres: la donosura o donaire. Siempre me ha parecido que Juan Donoso Cortés tenía los apellidos más adecuados para su persona.
En América, por lo menos hasta hace poco tiempo, se conservaban adjetivos, ya obsoletos en España, que describían el porte, el aire, la gracilidad...Chabuca Granda fue la última compositora que describía a las personas a la antigua. Mi abuela utilizaba el adjetivo "gentil", por ejemplo, en la 3ª acepción de la RAE.
20/11/19 7:53 PM
  
Palas Atenea
Dios te bendiga a ti, Gloria de Chile, y que la Santísima Virgen del Carmen, Santa Patrona, os ampare e interceda por tan gran país ante Dios. ¡Ánimo!
20/11/19 7:56 PM
  
Hechos

Es claro que la mujer católica posee belleza que le viene del interior por su trato con Dios y que ella sabe cultivar muy inteligentemente.

El varón católico, si tiene trato frecuente con Dios, cultivará la elegancia y el saber estar en cualquier circunstancia y estas dos cualidades suplirán de muy largo la fealdad externa,del que la tenga.

Los hombres de antaño, cristianos, eran de una pieza. Ahora veo algunos guapetes por la calle, blanditos, blanditos. Esos guapetes no creo que enamoren, si lo intentan, a una mujer de verdad.
20/11/19 8:00 PM
  
Palas Atenea
Sí, exacto, de una pieza, como conformados por un ser inalterable que se sustenta en Dios. En el católico esa era una característica, de tal manera que desde la niñez hasta la ancianidad había un hilo conductor. Por eso mi hermano cuando me ve hacer collages o "subir p´a arriba con el aeroplano" (levitar solían decirme), por mi afición a los héroes y a los santos, se enternece sobremanera porque ve la niña que fui. En mi casa todos envejecieron suavemente sin dejar nunca de ser lo que fueron y perfectamente adaptados a las edades del hombre.
20/11/19 8:10 PM
  
Parmandil
Palas: Lo decía más que nada por la impresión que me causan los cuadros representándolos. Ribadeneira, a la hora de describir a San Francisco de Borja, decía que tenía "el rostro largo y hermoso". Eso no lo leyó algún pintor que lo representó más bien como el duque Drácula. Es un placer leer sus comentarios, Palas.
20/11/19 8:16 PM
  
Néstor
El conde Drácula, perdón. A mí me hizo acordar un pasaje de Chesterton donde uno dice que su mujer es la más hermosa del mundo y el otro le contesta que qué causalidad, la suya también.

Saludos cordiales.
20/11/19 8:20 PM
  
Néstor
No causalidad, sino casualidad. No es tema para Hume.

Saludos cordiales.
20/11/19 8:21 PM
  
Parmandil
Néstor: Lo de duque Drácula era un chiste. Por lo de que Borja fue duque.
20/11/19 8:23 PM
  
Néstor
Entonces no fue causalidad, perdón, casualidad :)

Saludos cordiales.
20/11/19 8:43 PM
  
Parmandil
Néstor: Disculpe, no entiendo su último comentario.
20/11/19 8:44 PM
  
Néstor
Es un mero chiste, no importa.

Saludos cordiales.
20/11/19 8:57 PM
  
Haddock.
De acuerdo con el bloguero que la inimaginada perfección de la feminidad fue la inagotable belleza de la nunca suficientemente alabada Virgen María, Madre de Nuestro Señor y Madre nuestra.
Pero ante ciertas opiniones de los comentaristas nego maiorem y todo lo que se mueva.
Como Pero Rodríguez de Lena en su Passo Honroso o como Don Quijote, nadie cruzará el puente que defiendo sin enfrentarse con mi acero, si no reconoce que el compendio y epítome de la belleza femenina es mi mujer, con sus dientes grandes, con sus arrugas viejas y su barriguita, heraldos de la vejez que asoma.Con su vocación de entrega, con su generosidad plena.
Quien aquesto negare me tendrá enfrente blandiendo la espada del agradecimiento, forjada en el yunque de la gracia que no reblandeció la pena.

20/11/19 9:38 PM
  
Manoletina
Haddock!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Tu mujer tiene una sonrisa que quita el sentío.
Una mirada dulce de ojos claros, unas formas serenas y NO TIENE PANZA!!!!



20/11/19 9:58 PM
  
Palas Atenea
Ya puedes defender la fermosura de tu santa esposa, ya, que nadie negara tamaña verdad. Al menos nadie que la conozca porque, si felones hubiere que tal cosa pudieren negar ¡Henos de Pravia! que decían en "La Venganza de D. Mendo" los infanzones pravianos dispuestos a sacar el acero. Tu acero y el mío defenderán esa empresa.
20/11/19 10:03 PM
  
Palas Atenea
Y Manoletina también, que ha estado muy certera en cuanto a lo de la sonrisa y la dulzura y la inexistente panza.
20/11/19 10:06 PM
  
Palas Atenea
Pero bonito, bonito, lo que me dijo a mi un católico de pro: "eres lo más parecido a un hada madrina que he conocido". Parece chestertoniano. Imaginaos a un ateo diciendo una cosa así.
20/11/19 10:15 PM
  
Melissa
En efecto, cuando un hombre se encuentra con una mujer virtuosa, simplemente la contempla y admira su rostro, porque sabe que no es como las demás.
Contemplarla para él, es estar en paz y sabiduría ante la presencia de la chica virtuosa.

Sus ojos se quedan tan clavados en su rostro, que no sabe cómo disimular y lo intenta, y cuando la observa, siente que está levitando.

Y encima, la chica sabe que la contempla, sabe que no la mira como a las otras, lo sabe por CÓMO LA MIRA.

Es más, ni él mismo sabe qué tiene esa chica, tiene algo que le atrae muchísimo, pero no sabe el qué. Pero es el Espíritu de Dios que está sobre ella.

Hace poco supe que, las chicas que tenemos ese Don de ser contempladas así por la mayoría de los chicos (por no decir todos) es una misión. ¿Cuál? La belleza de una mujer que es de Dios, tiene como misión hacer presente el Espíritu de Dios por dónde vaya, y que el hombre cuando la vea, pueda contemplar la semejanza de Dios en ella.

Y otra cosa, la mujer que tiene este don, ha de ser consciente que no le pertenece, sino que es un Don que Dios le ha concedido porque quiso, para que los demás, puedan ver en ella, a Él mismo.

Y por último, la chica que quiera que la miren así, sólo es VIVIENDO EN GRACIA con Dios.

Muchos hombres decís que no todas las chicas católicas tenemos este Don, esta gracia, es porque aquí se cumple:
Libro de los Proverbios: Mujer hacendosa, ¿quién la hallará? Su valor supera en mucho al de las joyas.

Gracias Señor por este Don♥️
Bendiciones
21/11/19 1:08 AM
  
María de los Ángeles
Muchas gracias por la parte que nos toca, me ha causado bastante gracia la parte final.
Es un artículo muy agradable.
Dios lo bendiga.
21/11/19 7:10 AM
  
Aven
Aquí hay un hombre que es la excepción que confirma la regla. Pier Giorgio Frassati...
Verdadero y divertido artículo! , cómo dirían los ingleses.
21/11/19 9:28 AM
  
Palas Atenea
Ayuda mucho morirse a los 24 años, otro tanto le pasó a San Luis Gonzaga. Ya sé que se puede nacer feo, pero en circunstancias normales con 24 años estás hecho un pibe.
Mi sobrina-nieta tiene un año y un día le dije a su abuela-consuegra de mi hermano-que la niña se parecía a ella. Entonces mi sobrina, en un aparte, me dijo con los ojos como platos: "¿no habrás dicho eso en serio?" y yo le miré y le dije: "tu suegra tiene 84 años, ¿has conocido alguien que esté estupendo a su edad? ¿qué aspecto crees que tendrá tu hija con 84 años?". El parecido no implica el enorme salto que hay que dar entre una niña de un año y una señora de 84. Los jóvenes no suelen darse cuenta de ello y toda comparación con un viejo les parece insultante, como si el viejo hubiese nacido así y no hubiera pasado antes por todas las edades del hombre. Los parecidos son indicios, pinceladas, pero los dientes maravillosos no resisten la edad, los ojos brillantes se apagan y las narices perfectas crecen, y sin embargo hay un algo que recuerda el parentesco. Ya se sabe que una suegra gorda y vieja no es el mejor metro patrón para medir la belleza de una niña, pero la niña no es hija del viento.
21/11/19 10:29 AM
  
Luis López
Las mujeres más hermosas de la tierra son las que llevan a Cristo y a su bendita madre en el corazón. La belleza de la mujer es el ámbito de la vida donde vemos con más claridad que la Gracia perfecciona a la naturaleza.




21/11/19 10:33 AM
  
Ninoto
"Volviendo a los lectores jóvenes: no seáis cenutrios. Buscad a buenas católicas, que además de ser buenas, son más guapas, y lo digo por experiencia. Si conoces a tu futura mujer en un bar, la probabilidad de que tu matrimonio sea un desastre se multiplica por mil.".

Nada fàcil esto. Sobre todo porque en las parroquìas no hay jòvenes.

Ademàs. Alguna vez al terminar la misa a la salida intentas acercarte a alguna chica y decirla algo. Y se te queda mirando en plan wtf. Si es difìcil encontrar el amor hoy dìa en la calle. Lo es màs aùn en una parroquìa.
21/11/19 10:43 AM
  
Parmandil
Pero, Palas, no negará que hay hombres a los que le favorece la edad, ¿verdad?
21/11/19 10:51 AM
  
Palas Atenea
Sí, a Santo Tomas Moro y al Obispo Clemens August Graf von Galen, entre otros. El primero más fino, el segundo tipo panzer, pero a mi me da una impresión de solidez muy reconfortante.
21/11/19 11:10 AM
  
Parmandil
Cierto. A Santo Tomás Moro le sentaban muchísimo mejor los años que a Enrique VIII (normal, ser cismático tiene que pasar factura). Ahora es difícil encontrar hombres así.
21/11/19 11:25 AM
  
rastri
Busca una novia que sea buena católica y, por añadidura, te encontrarás con que es mucho más guapa que las demás.


-¡Mandeeeee,..!
21/11/19 11:31 AM
  
Javidaba
Para una instalación eléctrica, se nos autorizó el paso a la clausura de un convento de monjas carmelitas. Al entrar acudía la comunidad a la iglesia, y la hermana portera nos señala :
- Miren ustedes, esa hermana cumple hoy 95 años. Lleva 77 de carmelita.
- ¿Podemos acercarnos a felicitarla?, preguntamos.
- ¡Claro!, se pondrá muy contenta.
¿Contenta?. ¿Sólo contenta?... Nos acercamos a ella, ya en silla de ruedas, y al levantar su mirada para atendernos, nos dejó prendados y prendidos en su mirada de bellísimos ojos azules, destacando en la serenidad sonriente de su semblante.
No fue subjetividad mía, pues han pasado siete años desde entonces, y los cuatro electricistas que entramos, aún lo comentamos alguna que otra vez, concordes en su belleza.
Belleza que desde el momento de percibir su mirada, me hizo entrar en algo así como oración, o algo cercano a la oración:
Enseguida de su mirada me vinieron al magín las palabras : "por que ha mirado la pequeñez de su esclava", de Nuestra Madre en el Magníficat, como "explicación" a la gracia de iradiante belleza de aquella monja anciana.
Y es que, la mirada divina sobre la persona, como don y gracia que son, trasluce la limpieza interior, e incluso me atrevía a pensar entonces, y lo sostengo desde entonces que, pues Dios nos conoce ya en nuestro estado de resucitados (que en nosotros no es más que esperanza), su mirada, es poderosa para hacerse traslucir en la mirada y la faz de quienes le llevan dentro.
21/11/19 11:43 AM
  
Echenique
Dios es Verdad, Bondad y Belleza, que van unidas, no se pueden disociar. Las hijas de Dios, por la recepción del bautismo, participan de las tres.
21/11/19 12:53 PM
  
Palas Atenea
Parmandil: Enrique VIII le daba a to: comía, bebía, etc...y Santo Tomás Moro tenía 13 años más que él. En igualdad de edades, efectivamente, Moro estaba mucho mejor porque en algunos retratos de Enrique VIII su edad es semejante a la que representa Santo Tomás en los suyos más conocidos, pero no hay ni color. Santo Tomás Moro tenía las virtudes morales en grado de eminencia y en cambio el rey no tenía ni Prudencia, ni Justicia, ni Fortaleza, ni Templanza. La potestad de las virtudes para "aguapar" a una persona la desconozco, pero bien pudiera ser que fueran fuente de colágeno e hicieran efecto de lifting.
21/11/19 1:51 PM
  
Roberto
No se muy bien que decir, pero las relaciones hombre-mujer me parecen un gran montaje social y cultural (de natural hay poco realmente).
El hombre tiene que asumir el maldito rol de ir detrás de la mujer, tomar iniciativas, hacer que le gustes, ...........para que al final sea ella la que decida, aunque tu eres el que tiene que echar la carne en el asador para convencerla.
Si no tomas la maldita iniciativa, te quedas solo. Igual da que sea creyente como increyentes; los hombre, cuando somos jóvenes parecemos tontos yendo detrás de ellas, cuando no deberíamos hacerlo, y deberíamos pasar más del asunto femenino.
No estoy a favor de la ideología de género, pero eso de que la relación hombre-mujer es natural me parece una falacia. Ellas te eligen por muchos intereses que tienen , te evalúan, te observan y te van a cazar si les conviene.
21/11/19 3:39 PM
  
Parmandil
Palas: La virtud de la templanza algo tendría que ver, seguro. Tanto por exceso como por defecto. A buen seguro que no se maltrataba como hizo San Ignacio después de su conversión (anda que cuando le dio por no cortarse cabello ni uñas...). Lo cual no quita que su paisano tuviera un "algo" aun después de aquello.
21/11/19 4:14 PM
  
estoy cansado
Caras vemos... Eso lo aprehendí temprano, Dos amigas, una con rostro de "madonna" de Rafael y cuerpo de Raquel Welch en su mejor tiempo. La otra, menos agraciada, quedaba apenas para el reojo de la preciada presa que significaba la amiga a la jauría depredadora... A la postre, la primera, mala persona, vagabunda, ladrona y recontraputa. La segunda, inteligente, honesta, excelente profesional, mejor esposa y madre, y con una calidad humana extraordinaria... y yo de sonso la dejé pasar...

Ere criterios estéticos te veas...

La estética o es solo forma sino también sustancia, y lo sustancial puede resignificar las formas. Es ese el fundamento del arte, v lo que hace que las virtudes "hermoseen" a las personas.


21/11/19 4:32 PM
  
Jorge Cantu
Néstor:

Hermano, tengo entendido que en España la palabra "chiste" tiene un significado diferente al que le damos en Latinoamérica. En España, según recuerdo, significa algo así como "chuchería" o "baratija".
21/11/19 5:14 PM
  
Parmandil
Jorge Cantu: Broma, gracia.
21/11/19 5:22 PM
  
Adriana
De los hombres digo lo mismo. Cuándo asistía a los congresos de la RC aquí en Bogotá (Colombia), conocí muchos chicos que eran muy marianos, y me atrevo a decir que la Virgen María hermosea el alma y la mirada de sus hijos. Un hombre que emana esa exquisita belleza que pone María Santísima, los hacer ver muy atractivos y verlos predicar de Ella, muy bellos. Lo digo por experiencia personal y ajena, yo no era la única que se daba cuenta de ello.... miren, un predicador que en su juventud tuvo una hermosa conversión y que se hizo muy mariano es Felipe Gómez, aquí en Colombia. La cantidad de admiradoras que tuvo y especialmente verlo hablar de la Virgen.... muy especial, y lo digo con sumo respeto y admiración.....
21/11/19 5:22 PM
  
Palas Atenea
Parmandil: La Virtud de la Templanza, como su propio nombre indica, no tiene ni exceso ni defecto porque entonces se destempla. En realidad ningún virtud acepta eso, imagínate a alguien que se pasa de justo o de prudente, es sencillamente impensable: el que no llega no es y el que se pasa tampoco, solo aceptan el punto exacto.
21/11/19 6:23 PM
  
Parmandil
Palas: Creo que me he expresado mal. Me refería a no excederse ni con los placeres ni con las mortificaciones.
21/11/19 6:32 PM
  
Palas Atenea
Esa es la Virtud de la Templanza.
21/11/19 6:36 PM
  
Parmandil
Eso. Que no me refería a que se pudiera uno exceder uno con la templanza. ¡Se que es imposible!
21/11/19 6:44 PM
  
Parmandil
Sé.
21/11/19 6:46 PM
  
Luis Piqué Muñoz
Yo diría que las católicas son Más Guapas ¡sólo si se parecen a la Virgen María, la Santísima, la Purísima! La Dulzura, la Pureza, la Belleza debe distinguir a las Buenas Católicas ¡como su hemosísimo, celestial e ideal Modelo la Virgen Santísima! Pero cuidado la Santidad ¡que es lo que distingue a la Belleza, sólo Importa la Belleza Espiritual que en la Princesita sale, brota, al exterior en su precioso Físico! no pertenece sólo a las Católicas ¡y menos a las de pacotilla Nazis ¡Feministas! de ahora! sino que es Universal y pertenece a todas las Mujeres Buenas, Santas ¡a todas las Princesitas sean de la Religión o Raza que sea! ¡LAS CATÓLICAS NO SON UNA SECTA! Hay que estar abierto ¡como Dios, Jesús, en el Antiguo y Nuevo Testamento! a cualquier Hombre, a cualquier Princesita aunque en apariencia esté lo más alejada de la práctica de la Religión de Dios ¡Viva el Amor! ¡Viva la Princesita! ¡Viva la Virgen! ¡Viva Dios!
21/11/19 6:47 PM
  
Haddock.
A mí mismo, que soy un efebo bellísimo floreciente en su adolescencia, una tarde estando en oración en la iglesia se me puso al lado una presencia que me dijo:
-Hola. Zoy Praxíteles.
-¿El escultor?
-Er mismo. Y te quiero como modelo ¡Guapo!
-Pero siendo griego ¿Por qué hablas con acento andaluz?
-Ej que eto de vení a España desde el Hades cada vez e má complicao.

Dicho lo cual se le incendiaron los ojos y grabó a fuego en el reclinatorio el número de su móvil. Naturalmente no me lo apunté, que siempre he tenido cierto recelo ante los paganos.

Sí. Aquí está un testimonio científico de que los católicos tenemos una belleza particular. Y a quien de esto disintiere, le reto a discutir sobre "Treatement of unstable diabetes mellitus in the light of Mao Tse-Tung's thought"

Y juro que ese artículo apareció en la revista China's medecine 7, en julio de 1968, como nos recordó el doctor Pedro Laín Entralgo.



21/11/19 6:54 PM
  
Juan Mariner
Bruno: los liberales y los marxistas menos enloquecidos y más inteligentes de tierra siempre se casaban antaño con mujeres sinceramente católicas: eran liberales y marxistas, no tontos.
21/11/19 8:35 PM
  
Juan Mariner
Corrijo: "de mi tierra" no "de tierra".

Añado: como dijo un gran profesional médico, la demanda siempre es superior a la oferta en estos casos, imagínense encontrar mujeres católicas... y además compitiendo con inteligentes "no católicos", que de tontos no tienen un pelo.
21/11/19 8:41 PM
  
Anacoreta
Qué gran cosa es la belleza que trasciende el alma en gracia por la gracia de Dios. Qué bella entre las más bellas, María la Madre de Dios, cincelada en áurea poesía por las manos de Dios. Dulce Madre del alma, Madre de Dios y Madre mía. Qué bella es una madre que siempre ruega a Dios y cuya prole alegra con una sonrisa al Dios su creador.
Seguro que las féminas de este blog algo tendrán de este candor. Y seguro que los "ephebes viris", sean hirsutos, entrados en canas, calvos o cubierto de cogulla monacal, también placen del candor de Dios, en elevada contemplación ante la suma Belleza del Amor de Dio, reflejada en sus criaturas y en toda su creación. Alabado seas por siempre mi Señor.
Sr. Bruno, perdón, es que hoy desde el campanario se ven las cosas mejor.
21/11/19 9:10 PM
  
doiraje
Bueno, dado que entre bromas y veras aquí parece que todos estamos encantados de conocernos, quiero romper una lanza por los feos, por todos los feos que en el mundo han sido y somos. Y por enlazarlo con el anterior post del blog, que iba de la fealdad de las iglesias, recordar que no hay iglesia fea sin su sagrario, aunque a veces haya que buscarlo escondido en algún rincón.

Un poeta muy muy feo, tan feo como sus innumerables y graves pecados, lo llamaba su "pájaro azul":

https://www.youtube.com/watch?v=lyMS4qJ8NXU
https://www.youtube.com/watch?v=1lV31gJRsLY
21/11/19 9:33 PM
  
doiraje
...y aunque el poeta feísimo, por puro pudor ante su miseria, no identificaba su pájaro azul con la blanca paloma sin mancha del Espíritu Santo que nos habita, no contradice la verdad de Dios de que somos templo de Su Espíritu.

Tal vez sea azul nuestro pájaro de Dios porque no le da el aire, porque está cianótico. A pesar de tantas cosas, de tantos miedos que nos obligan a ocultarlo, como hizo el poeta feísimo, hay que compartirlo, aunque sea con temor y temblor.
21/11/19 10:02 PM
  
Palas Atenea
Hay un misterio muy grande en la belleza, Anacoreta. Muchas veces he pensado en Nuestra Señora y he repasado las pocas referencias a ella en los Evangelios, por ejemplo cuando iban por Pésaj a Jerusalén, una de las veces el Niño Jesús quedó atrás en el templo, y pienso que no podía ser una belleza deslumbrante porque hubiera llamado demasiado la atención, y no parece que fuera así. Por lo que la belleza de la Virgen, igual que el hecho de Jesús fuera el Mesías, no parece que fuera evidente para todos. Eso nos lleva a la ceguera con la que vivimos, que abrimos los ojos pero no vemos. Todo lo referente a Dios, incluida su Madre, es misterioso.
21/11/19 11:33 PM
  
María
Entiendo el tono de humor utilizado al final del artículo, pero debo decir, con permiso de las féminas que antes que yo, han pasado por aquí, que a mi Dios me regaló el más bello de los hombres cristianos. Mejorado como el buen vino, con los años, y cada vez más guapo detrás de las ojeras cada vez más grandes que los hijos le han causado.
Bella su sonrisa y Bellas sus incansables manos que rezan y cuidan de todos nosotros.
Ni en tono de humor podría darle la razón, Bruno.
Y sirva esto a modo de náufrago;)

21/11/19 11:37 PM
  
Scintilla
Retomando una entrada anterior, la de la fealdad de las iglesias, que es como el negativo de este, el de la belleza física de los templos del espíritu que Dios nos ha llamado a ser: ¿han visto el zulo que la diócesis de Cádiz ha autorizado como parroquia en Bolonia? Creo que gana a todas las demás por goleada, porque ahí se ve que no había ninguna intención artística, por muy poco inspirada por Dios que estuvieran, sino puro odio. Es como la entrada a una cárcel de cuatro paredes de cemento enlucido. Del Santo Ángel, encima. Que, por cierto, qué poco han salido: todos con nuestra Señora, claro, pero hombre, pa fama de guapos, y guapos sin sexo además, y esforzados -mira que tenernos por trabajo-, los ángeles. Y hasta está la cosa esa que tiene nuestro idioma, el ángel, que es cosa distinta de la gracia. Pero no me enrollo que de todo esto no sé, aunque admiro lo que inspira.
22/11/19 1:41 AM
  
Gabriela
Yo creo que es mucho más difícil encontrar un NOVIO que sea buen católico y que no sea superficial.. Saludos!
22/11/19 3:55 AM
  
Scintilla
Gabriela: intente hacerlo católico si ve en él madera de virtud. A la madre de san Agustín, santa Mónica, le llevó toda una vida, pero lo consiguió. Y a la inversa con las novias. Tampoco se ha hablado de esto aquí y es un tema recurrente en la literatura contemporánea, de PAul Claudel a lo de la Señorita Prim.
22/11/19 10:12 AM
  
Manoletina
Es que lo de convertir tú al marido o al novio trae muchos calentamientos de cabeza.

Cuando yo era moza, había visto tantos de esos casos, de chicas que intentaban convertir al novio, y nunca lo conseguían del todo, que le dije a Dios : si quieres que me case, a mí me buscas uno ya convertido de fábrica. Además de eso, le puse unos cuantos requisitos al novio, yo pensando "a ver donde lo encuentras, majo todopoderoso". Creía yo que le estaba haciendo la jugada perfecta a Dios, porque no quería casarme.

La jugada me la hizo Él.... Y realmente estoy muy contenta y feliz.

Lo mejor es darle el follón a Dios, no al novio.
22/11/19 10:24 AM
  
Pepe Jacobo
Llego tarde a esta conversación y no he podido leer la mayor parte de los comentarios... pero tengo que decir que estoy totalmente de acuerdo con Bruno, aunque sin duda me alegra la belleza que es capaz de ver en mi Manoletina, eso es algo que solo el amor puede hacer...
Eso si, yo siempre he subscrito aquello de que el hombre y el oso cuanto mas feo mas hermoso. Y sin duda eso vale para los católicos también.
22/11/19 12:14 PM
  
Pepe Jacobo
Es normal que sea en las católicas (y, especialmente, entre las santas) donde veamos esa belleza que la gracia atrae. La belleza es más afín a la mujer que al hombre y no lo digo porque la belleza de Manoletina me subyugue cada mañana (que es así). Es que es más apropiado a lo femenino. Un hombre bello siempre tendrá algo de áspero y duro no termina de ser afín al hombre la belleza.
Y, aunque Díos sea la Belleza en si misma y Cristo el mas bello de los hombres... nos ha dejado a su Madre como ejemplo supremo de Belleza. Y sin duda nos deleitaremos con su belleza en el Paraiso. Y la de todas las santas, incluida la primera de las mujeres, la Primera Eva, la madre de los que vivimos.
Por cierto, me gusta lo de que el velo era para que no nos deslumbre su belleza. Pero también decir que ver a las niñas y a las mujeres con un bonito velo (los hay feos también...) en la Iglesia transmite una belleza especial, que es una lastima que hayamos renunciado a ello.
22/11/19 12:37 PM
  
Scintilla
Esos dolores hicieron santa a Mónica, Manoletina. No pidió comodidad, sino la conversión del irredento. Y por eso ella es santa, por su heroica virtud amando a esposo e hijo: borracho, pegador y pagano el uno, soberbio, lujurioso y veleidoso el otro. Ahí hay madera de santidad de una pieza. La quiero mucho, a santa Mónica. Como a santa Elena.
22/11/19 1:55 PM
  
Manoletina
Ya Scintilla, no me refiero a que no haya que rezar por la conversion de los demás, más si es un hijo o un marido, sino a la opinión ingenua de muchas chicas católicas que creen que pueden echarse un novio cualquiera y luego ir ellas poco a poco llevándolo a la fe. Que eso suceda pasa pero en menos casos en los que o no se convierte el novio o no llega a tener una fe genuina.
He visto muchos casos así. Es una pena y comprendo que la situación para muchos jóvenes está difícil, para encontrar un buen marido o mujer católico para casarse. Pero la realidad es que intentar convertir a alguien con quien sales, habitualmente no acaba bien.
22/11/19 2:37 PM
  
Manoletina
Y es que ese es un consejo que por desgracia Dan muchos curas a los jóvenes. A mi me lo daban, el de "tú ve atrayendo poco a poco a tal, que las mujeres sabéis hacerlo". Creo que es un error. Mejor soltera en el Señor que con un novio que no te convence o no tiene fe de verdad.
22/11/19 2:41 PM
  
Anacoreta
Doña Palas, yo la hacia a usted de "yucas" con la cuadrilla de su entorno por las tabernas romanas, limítrofe al rio Tiber, chapuzón de Pachamámas -que mira que eran feas las condenadas-; pero hete aquí, que viene usted para alentarnos en el misterio de la belleza. Qué gran acierto hacer mención a tal sublime cualidad, donde Dios resplandece en su Misterio. " Oh Belleza siempre antigua, siempre nueva. Tarde te ame", escribía el docto S. Agustín, con la nostalgia de los días de su vida pasados en ausencia de esa Belleza tan amada. Nostalgia no de los días vacíos, sino de los días transcurridos sin haber sido llenado del misterio amoroso de Dios. "Tarde te amé", Belleza encarnada. Felices los esposos, que al despertar en la mañanas, se reconocen el uno en el otro en ese misterio de amor compartido.
22/11/19 2:47 PM
  
Oriol
Como no he leído todos los posts, quizá repita lo que ya se ha dicho, pero, ¿verdad que en este artículo Bruno también ha querido mandarle un guiño a su esposa? ;-)
22/11/19 4:45 PM
  
Hechos

Hola, Palas.

Yo sí creo que la Virgen era una mujer bellísima.

De faz y rostro inigualables, aunque sus facciones lógicamente cotespondieran a la raza hebrea. Pero es que he conocido mujeres palestinas con una cara de ensueño.

Tú te basas en que la Virgen parece que no llamaba la atención cuando caminaba en público.

Pero es que además de su recato natural, que le confería total elegancia, es seguro que llevaba "toca", no conozco la palabra exacta que define esta prenda hebrea, pero sí sé que en aquella época y país todas las mujeres honradas la llevaban para cubrir sus cabellos, era una especie de mantilla, opaca, parecida a las mantillas que las católicas usaban para escuchar Misa.

Creo que la actitud, que supongo, de Nuestra Señora aumentaba su Belleza y le hacía invisible a los ojos de los menos buenos.

Saludos cordiales, Palas.
22/11/19 6:10 PM
  
Raquel D. Catequista
La belleza... ¡Qué buenos y bellos comentarios! Gracias, Bruno, por el post. ( Te envié Reminiscencias; ¡gracias!)
Como padres de familia, a mi se me ocurrió en la adolescencia de mi hijo, invitarlo a ORAR por quien sería su esposa. Hicimos un cuadro y lo coloqué con la imagen de una joven... Al pasar los años, luego de sus estudios profesionales, fuimos a una gruta de la Virgen aparecida en Salazar de las Palmas, norte de santander. Qué bella sorpresa, cuando los vi, orando ante la Virgencita La Ojona, dándole gracias. Ella le contó que había orado ante esa imagen unos años atrás pidiéndole que la amistad se convirtiera en noviazgo, y ya son esposos. Ahora, cuando le contamos que él oraba por ella desde la adolescencia, se alegró muchísimo! Y qué alegría para mí, que me fue fácil aceptarla como suegra... (que dizque son tan difíciles...) Me preparé leyendo el libro de Rut. Y quién no se enternece al leerlo?... Es una satisfacción llevar hasta el Sacramento al hijo, con la esposa que ha escogido y que le resulta así, persona de oración, como él. Dos profesionales del siglo XXI, felices... ¡ Bendito sea DIOS! (Lo considero una ayuda de mi hijita muerta de niña, Lisseth)
22/11/19 6:31 PM
  
Emilio
Pues en esta ocasión discrepo (sin que sirva de precedente, pues tú me presentaste como producto de ficción para alabar tus en-gendros mentales):
¿No habíamos quedado en que nuestros valores estaban depositados en el BBVA (Bondad, Belleza, Verdad y -el más importante- Amor-ágape)?.
Me he tenido que restregar los ojos para saber en qué pagina web me hallaba y en qué blog; pero siendo "la espada de doble filo" no sé si me he perdido algo. Yo he visto en las pasarelas bellezones y no se me ocurre preguntar si son católicas.
¡Ay, Bruno, tan a-cendrado (?) apologeta como ex-imio (!) poeta!: ¿estás de broma?. Si no fuera por no manchar estas páginas, te pondría algunos ejemplos de pecadoras que ya, ya...Quedémonos en la belleza interior y cuidémonos de las hipócritas que se las saben todas. Dicho sea con todos los respetos.
En lo que sí estoy de acuerdo es en eso de que "el hombre y el oso cuanto más feo más hermoso", mira por dónde (es que nos lo quieren quitar todo, ¡acaparadores!).
23/11/19 12:49 PM
  
Granaíno
Las mujeres católicas se extinguieron hace años, igual que los dinosaurios. Ahora solo quedan sucedáneos, beaturronas protestantizadas.
23/11/19 3:33 PM
  
Tito España
Cien por cien con la tesis del artículo. Tengo la prueba a mi lado desde hace 52 años de matrimonio y 5 de noviazgo previo. Era santa y lo sigue siendo. ¿Prueba? Aguantarme a mi todo este tiempo.

Tema aparte: espléndida obra pictórica al principio. Creo que es de Fortuny, ¿es así?
24/11/19 8:08 PM
  
pleset
no estoy de acuerdo. Los hombres católicos son también más guapos.
25/11/19 12:27 PM
  
Churrinche
Ver a los caballeros quejándose de la falta de solteras católicas cuando es evidente por cualquier foto de cualquier evento católico que la proporción es tres ellos cada siete ellas... por favor...

Pónganse las pilas, muchachos...
26/11/19 10:29 PM
  
Ja
Las mujeres más guapas que conozco son novicias, postulantes y profesas. Por algo será...
27/11/19 1:21 AM
  
Bruno
Tito España:

"Tengo la prueba a mi lado desde hace 52 años de matrimonio y 5 de noviazgo previo"

¡Felicidades!

"Tema aparte: espléndida obra pictórica al principio. Creo que es de Fortuny, ¿es así?"

No. José Gallegos y Arnosa, genial pintor romántico jerezano.
29/11/19 9:27 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.