Lección de Barrio Sésamo para pseudo-católicos progres

El 28 de enero escribí un post al que di el título de “Una lección de Barrio Sésamo para los socialistas". Trataba simplemente de enseñar a los abortistas la diferencia entre estar dentro de algo y ser ese algo. Es decir, un embrión o feto humano está dentro de su madre, pero no forma parte del cuerpo de la madre.

Bien, hoy toca dar una lección similar a aquellas personas que son incapaces de distinguir la diferencia entre haber sido bautizado como católico y profesar la fe católica -y por tanto, ser realmente católico-. Miren ustedes, es muy fácil. Les voy a poner un ejemplo que quizás puedan entender. Martín Lutero fue bautizado como católico. Es más, recibió la primera comunión. Cuentan incluso las crónicas que recibió el sacramento de la confirmación. Y hay incluso quien asegura que fue ingresó en la orden de los agustinos y fue ordenado sacerdote. Ahora bien, ¿ustedes llamarían católico a Martín Lutero? ¿verdad que no? Bien, pues entonces, ¿por qué se empeñan en llamar católicos a los que, como Lutero, no aceptan la autoridad de la Iglesia en materia de moral y de doctrina?

Aprendan ustedes estas ecuaciones y dejarán de hacer el ridículo llamando católico a quien no lo es.

Católico = acepto la autoridad doctrinal del magisterio de la Iglesia
Ortodoxo = acepto la autoridad doctrinal de mis obispos pero no del Vicario de Cristo y Sucesor de Pedro.
Protestante evangélico = creo en el libre examen de las Escrituras y no me someto a magisterio eclesial alguno
Protestante liberal = creo en lo que me da la real gana, sobre todo si sirve para desacreditar a la Biblia como libro inspirado por Dios.

Miren ustedes, no se puede ser católico bajo la definición de ortodoxo, protestante evangélico y protestante liberal. O sea, no. Que no hay forma, oigan. Que no se empeñen en lo contrario. Que lo que no puede ser, no puede ser y además es imposible.

Conclusión. Es católico… quien profesa la fe católica. Así de simple. Da igual que un colegio o una universidad se llamen católicos si no lo son. Ahí tienen ustedes el ejemplo de Notre Dame, que hoy ha expuesto Bruno Moreno en su blog. La frase:
frase de uno de sus profesores de filosofía:

… ahora se reservan el derecho a rechazar doctrinas en las que insisten sus obispos y a interpretar a su manera las doctrinas que sí que aceptan

… es la descripción exacta de un protestante, no de un católico. Y da lo mismo que se la quieran aplicar a millones de bautizados en la Iglesia Católica. Si tú pintas de negro un coche que salió de fábrica pintado de blanco, no puedes decir que es un coche blanco. Es negro.

No hace falta que me den las gracias. Ha sido un placer.

Luis Fernando Pérez Bustamante

32 comentarios

  
David
Según su definición, gran cantidad de Papas y de católicos en realidad jamás lo fueron ya que ni siquiera tuvieron la oportunidad de someterse a la autoridad temporal vigente. Ni siquiera la práctica de la teología sería posible. Todos esos fieles, santos y teólogos católicos que creyeron durante siglos que Dios tenía barbas, que María no subió en cuerpo y alma al cielo, que el espíritu se insuflaba más tarde a mujeres que a hombres (y días después a la fecundación), que los ignorantes indígenas americanos iban al infierno, o que existía el limbo... Es absurdo. El catolicismo evoluciona (o si Vd. quiere, lo que los hombres católicos conocen sobre la esfera celestial), y el lugar más propicio para enseñar, discutir, indagar y mostrarlo es la Universidad. Para transmitir el estado actual de la doctrina al pie de la letra está la catequesis y los seminarios, que es algo distinto.

---

LF:
Usted es incapaz de distinguir entre aquello que es dogma de fe o pertenece al depósito de la fe de aquellas teorías teológicas que son encajan en esa descripción. E ignora igualmente que el desarrollo dogmático, expuesto tan brillantemente por el Beato Newman, parte precisamente de la profundicación en lo Revelado y enseñado previamente por la Iglesia. Negar una enseñanza repetida insistentemente por el magisterio no es evolucion dogmática. Es herejía o cuasi-herejía.

Por tanto, su argumento no tiene el menor sentido.
13/03/12 12:42 PM
  
David
Ah, vamos avanzando. Ya reconoce Vd. que en lo Revelado "se profundiza". Perfecto. Luego el estado de la Revelación en la autoridad temporal vigente puede ser objeto de discusión incluso de controversia. Bien, ¡¡pues eso es lo que tiene cabida en una universidad católica, Sr. mío!!

---

LF:
Que no, señor mío, que no es ese el problema. Que lo que ocurre, por ejemplo, en Notre Dame no tiene nada que ver con eso. Léase el blog de Bruno.
Respecto a la opinión pública dentro de la Iglesia, ya he escrito algunos artículos sobre el tema:
http://infocatolica.com/blog/coradcor.php/la_importancia_de_la_prensa_segun_pio_xi
13/03/12 12:54 PM
  
David
Bueno, bajar a lo concreto de lo que se hace en Notre Dame ya entra en el terreno de la opinión y la interpretación. La cuestión no era esa, sino el hecho de que Vd. se había subido al burro integrista según el cual siquiera intentar hacer el acto de producir un cógito que difiriera un ápice de la literalidad de la versión corriente del catecismo lo arrojaba a uno a las tinieblas exteriores de la Catolicidad. Me alegro de que rectifique.

Un saludo.

---

LF:
No, yo no me he subido a ningún burro integrista, a menos que usted considere integrista la enseñanza del Concilio Vaticano II sobre el papel del Magisterio de la Iglesia.
Yo hablo de un principio general. El católico acepta la autoridad del magisterio. No entro en casuísticas.
13/03/12 1:27 PM
  
Asclepio
Muchas gracias.

Por su escasa tolerancia. Sabe perfectamente a que me refiero.

Respetuosos saludos.
13/03/12 1:40 PM
  
Esteban
Ya es lástima que David se tenga la lección tan bien aprendida; quizá la aprendiese en Notre-Dame o en los años gloriosos de Comillas donde el profesor de Moral Fundamental despachaba a puntapiés en medio de la clase la "Veritatis Splendor", hermosa forma de someter a controversia el pensamiento pontificio, mientras gritaba "¡Qué se habrá creido ése por el simple hecho de ponerse una bata blanca!", en alusión al Papa.

Para burro integrista, y cojitranco, el de los pseudo-progres (tan falsos, taimados y perfumados que hasta un progre pata-negra no se reconocería en ellos) empeñados en que no se enseñe la doctrina católica en un centro académico...católico. Porque una cosa es contrastar opiniones [el mundo es de todos, claro, también de necios e impostores] y otra bien distinta sostener desde la cátedra exactamente lo contratio que el magisterio de la Iglesia... de la que estos sinvergüenzas cobran todos los meses. A otro perro con ese hueso. Porque si en la Asociación de Amigos de las Ranas pillan a un empleado destripando ranas a la hora del café, duraría en su puesto horas veinticuatro.
13/03/12 2:04 PM
  
Uf
Yo no me se la letra pequeña pero opino que quizás sea correcto decir que sí, que son católicos (están válidamente bautizados), PERO son miembros MUERTOS de la Iglesia, porque está en pecado mortal, en este caso por apostasía, blasfemia, casi seguro que sacrilegio, etc...

Y aprovecho para contar esto, que no tienen desperdicio...

http://www.diarioya.es/content/el-new-york-times-publica-un-ataque-a-la-iglesia-en-primera-p%C3%A1gina

Las cosas que saca el NYT en portada. Esto sigue su marcha prevista...
13/03/12 2:11 PM
  
Percival
Yo lo digo de otra manera (y en referencia al cristiano en general): está el que ES hijo (por el bautismo) y el que se COMPORTA como hijo (vive en gracia, lo que incluye, necesariamente, la comunión con la Iglesia, o dicho de otra forma, la unión con los otros hermanos en la fe y la caridad, y la sujeción a la autoridad de fe).
El primero, hijo a secas, es amado y objeto de salvación, pero no ama, ni obedece, ni venera, ni... A la larga es como si no fuese hijo. Y eso puede fraguar un destino de perdición. Sólo la conversión lo devuelve a la familia.
El segundo es el hijo de verdad, verdad. Y es como Jesús: que ha venido a cumplir la voluntad del Padre, y a servir.
Casi todos somos hijos, que están intentando ser buenos hijos. Vamos en esa dirección.
Por lo visto, hay otros que van en dirección contraria. Ojalá no se pongan demasiado lejos de Dios.
13/03/12 2:14 PM
  
carlos
claro como el agua de una fuente cristalina.
13/03/12 2:44 PM
  
bek
El gran mal de nuestro mundo es la ignorancia. ¿Cómo pedir fe de adultos a personas que lo último que aprendieron fue en la Primera Comunión (y dependiendo el catequista ni eso)? En España se desobedece en su mayoría lo enseñado por la Iglesia referente a moral sexual y justicia social. Y por desgracia, a veces, animado desde los púlpitos. Sin embargo, ¿quien puede tirar la primera piedra? Conozco gente maravillosa con un conocimiento mínimo del Magisterio y que, sin embargo, me dan diariamente lecciones de caridad que ya quisiera yo vivir de igual modo. ¿Hasta que punto podemos saber si la ignorancia es culpable o no? Prefiero no meterme en esos "berengenales". Dios sabe más.
13/03/12 2:50 PM
  
Gunsalvus
Muchas gracias por tus artículos!
Siempre he pensado exactamente lo mismo que tú. Si no se identifican con la fe católica, ¿por qué siguen ahí para cambiar la Iglesia y no se van y fundan una nueva? Si a mí no me convence, por ejemplo, el taoísmo, pues no me hago taoísta o lo dejo si ya lo soy, no me pongo a dar la brasa para que cambien sus doctrinas. Pero claro, es mucho más dañino atacar desde dentro y eso el diablo ya lo sabe... (aunque algunos dirán que al evolucionar el catolicismo ya no hay que creer en el diablo...)
Que algo evolucione implica que se desarrolla a partir de un principio que se mantiene. Del principio: "Jesucristo es Dios" se puede evolucionar a que "ha sido engendrado por el Padre eternamente"... pero no se puede evolucionar a que "Jesucristo no es Dios". Eso no es evolución sino ruptura; no es catolicismo sino otra cosa.
Y si uno de los dogmas del catolicismo es que Dios nos habla a través de la Iglesia (a pesar de las imperfecciones de sus miembros), cuando no creo eso entonces no soy católico, soy otra cosa.
La evolución no viene de romper con lo anterior, sino de profundizar en ello. No viene de talar el árbol y plantar otro nuevo, sino de que el mismo árbol de nuevas ramas y frutos.
13/03/12 3:03 PM
  
Fede
¡Excelente artículo, Luis Fernando!

Debemos recordar al comentador "David" --y similares-- que Dios está presente en su Iglesia, y la guía providencialmente a través del Magisterio y la Tradición; tanto así, que los católicos nombramos a ambos "depositum fidei".

En otro sentido, más técnico, también recordarles cómo existen dos acepciones de "tradición": a) La Tradición apostólica; la eterna, la que no cambia jamás por ser material de revelación divina protegido por la Providencia. b) La tradición teológica, disciplinar, litúrgica, devocional, etcétera, que sí PUEDE cambiar ("evolucionar" o "prufundizarse"), BAJO EL ARBITRIO DEL MAGISTERIO. Aquí se incluye algo de eso que él menciona: "las barbas", "que el espíritu se insuflaba más tarde a mujeres que a hombres", etc.

Por lo tanto, tiene usted toda la razón, Luis Fernando: el católico verdadero es quien se somete al Depósito de la Fe, en obediencia al Magisterio y la Tradición.

En esto se marca la diferencia entre un SANTO REFORMADOR y un HEREJE. El reformador, guiado por el Espíritu Santo, abreva en la eternidad del "depositum fidei", y propone "locuras" (como San José María Escrivá, en su tiempo, o San Francisco de Asís, en el suyo). El hereje, abreva de su propia soberbia, y de la bilis del diablo.

Perdón si escribo largo.

Saludos.

13/03/12 4:49 PM
  
Pepe
Muy acertadas las definiciones.
13/03/12 5:36 PM
  
Juan Mariner
Con los años, todos vamos aprendiendo quién es católico y quién no lo es.
13/03/12 6:00 PM
  
Hermenegildo
Luis Fernando: yo creía que estaba fuera de duda que Martin Lutero fue fraile agustino.

---

LF:
Sí, claro. Todo lo que digo de él en esa parte es cierto. Bautizado, confirmado, ordenado.
13/03/12 6:05 PM
  
Forestier
Esteban: Es una frase feliz que tiene su gracia la que has escrito "los pseudo-progres (tan falsos, taimados y perfumados que hasta un progre pata-negra no se reconocería en ellos"
Pues sí, el "club de los progres", como todo club, tiene sus grados y categorías. hay los progres tradicionales, losmediopensionsitas, los taimados, losperfumados con "chanel" y los arribistas. Por eso los progres "pata negra" están preocupados porque en la ceremonia de la confusión, están apareciendo como las setas una panda de neoprogres que no les llegan a la suela de los zapatos a los "verdaderos progres", a los de siempre, a los que han ejercido en monopolio su propio territorio. Estos pardillos de "iniciados" a la progresía, son, como bien dices simples "pseudoprogres".
13/03/12 6:39 PM
  
Malaquías
La mayoría de los Católicos no practicantes siguen creyendo en Dios, siguen considerandose Católicos a pesar de no ir a misa ni confesarse ni rezar. La mayoría quiere algún día volver a ser practicante.


---

LF:
Pudiera ser, pero ¿usted como sabe eso?
13/03/12 7:28 PM
  
Malaquías
Porque ellos, se consideran Católicos no practicantes. Si no creyesen en Dios se considerarían ateos.

---

LF:
Bien, pero de ahí a querer ser practicantes, hay un trecho.
13/03/12 8:28 PM
  
Chimo
Juvenal, ya sabemos que te disgusta que el número de católicos en el mundo crezca a razón de 15 millones cada año, y que ya se ha alcanzado por primera vez en la historia el número de 1200 millones.

Si bien es cierto que hay muchos no practicantes, algo que siempre ha sucedido, no es menos cierto, por contra, que muchos no bautizados quisieran ser católicos y no pueden serlo por la falta de libertad religiosa de sus países. Lo uno por lo otro. Además el bautizado no practicante no deja de ser católico y ha recibido la gracia del sacramento, aunque de momento se empeñe en rechazarla o no acogerla.

---

LF:
Eso de que el bautizado no practicante no deja de ser católico... es según y como.
13/03/12 8:50 PM
  
David
Muchas gracias por sus amables consideraciones. No obstante,

Esteban, la libertad de cátedra y con ella la de conciencia no es un malévolo ataque a la verdad (como se colige de sus despreciativos calificativos, necio e impostor) sino una garantía de que ésta tendrá una oportunidad frente a quienes traten de imponer su errado criterio. Anatemizar la discrepancia y encastillarse soberbiamente en la certeza íntima, por muy evidente que ésta se presente, no conduce más que a la estupidez de tener que pasarse luego los siglos pidiendo perdón a generaciones de Galileos Galilei... Como dijo Machado, en mi soledad he visto cosas muy claras que no son verdad.

Gunsalvus, al contrario de lo que Vd. piensa, debería ver un signo de profunda piedad en el hecho de no querer salirse del redil. Como Vd. dice, lo fácil para el "hereje" es coger los bártulos e irse con la música a otra parte, ya que si se sabe uno en excomunión "latae sententiae" ya no habría temor alguno en perder la gloria. Pero esas personas siguen considerando que su fe (lo que su recta conciencia les ordena creer) es enriquecedoramente verdadera y que la suprema misión de su religión, la católica -con cuya doctrina siguen identificándose en parte significativa-, es incorporar todo lo que sea verdad... independientemente de en quién y cómo haya decidido esa Verdad manifestarse.

Fede, efectivamente en el catolicismo Dios está presente en su Iglesia, es decir, en todos y cada uno de los bautizados y no exclusivamente en una jerarquía cuya misión es canonizar e impartir magisterio. Debe entenderse precisamente esto: que la función no es la finalidad en sí misma, sino el medio de alcanzarla. La verdad NO se encuentra en la autoridad, sino la autoridad en la verdad, y ésta puede manifestarse hasta al más sencillo de los bautizados. La autoridad debe descubrir esa verdad (por vía de revelación, pero también profana, mediante la razón y la experiencia moral de la comunidad cristiana), canonizarla y luego enseñarla.

La distinción que Vd. hace entre ambas tradiciones resulta del todo punto inútil, pues es imposible distinguirlas a priori, aunque el delirio o una autoridad mal entendida pueda llevar a considerar lo contrario. Es un problema lógico, circular ¿Cómo sabe Vd. si la discrepancia abreva en la eternidad o en la bilis del diablo? Yo se lo digo: no lo sabe más que a posteriori, cuando el "signo de los tiempos", por usar el hallazgo hermenéutico, pone las cosas en su sitio. Por eso conviene no ser un extremista plantando apresuradamente la hoguera o el altar.

---

LF:

Vuelve usted a ignorar que existe una diferencia fundamental entre lo que puede estar sujeto a discusión, que por lógica cada vez es menos ya que apenas quedan materias doctrinales que no hayan sido objeto de definición magisterial, con lo que son dogmas y doctrinas pertenecientes al depósito de la fe.
Por ejemplo, ¿es discutible desde el punto de vista católico la ordenación sacerdotal de mujeres?
No.
¿Lo es el limbo?
Sí.
13/03/12 8:54 PM
  
Gonzalo
Juvenal, ¿Y los que quisieran ser católicos y no pueden ser por la falta de libertad religiosa de sus paises? Qué triste es que no sepas valorar lo que tienes.
13/03/12 8:56 PM
  
Jordi
A mí me parece que la relación se puede condensar de la siguiente manera:

1. Católico = acepto la autoridad doctrinal del magisterio de la Iglesia

2. Ortodoxo = acepto la autoridad doctrinal de mis obispos pero no del Vicario de Cristo y Sucesor de Pedro

3. Protestante = pertenezco a la comunidad bíblica (de la Biblia sin libros deuterocanónicos) y soy libre en todo lo demás


Quizás quedarían otros casos más especiales: anglicanos, coptos, iglesias escindidas como los católicos viejos...

---

LF:

Sí, claro. Y los testigos de Jehová, adventistas, mormones...
13/03/12 10:03 PM
  
Fede
David: efectivamente, como dice Luis Fernando, vuelve usted a ignorar una diferencia fundamental. Ya se la mencionó el articulista, ya se la mencioné yo, y, ahora, se la menciona el Catecismo de la Iglesia Católica, en el canon # 83:

"La Tradición de que hablamos aquí es la que viene de los apóstoles y transmite lo que éstos recibieron de las enseñanzas y del ejemplo de Jesús y lo que aprendieron por el Espíritu Santo. En efecto, la primera generación de cristianos no tenía aún un Nuevo Testamento escrito, y el Nuevo Testamento mismo atestigua el proceso de la Tradición viva.

Es preciso distinguir de ella las "tradiciones" teológicas, disciplinares, litúrgicas o devocionales nacidas en el transcurso del tiempo en las Iglesias locales. Estas constituyen formas particulares en las que la gran Tradición recibe expresiones adaptadas a los diversos lugares y a las diversas épocas. Sólo a la luz de la gran Tradición aquéllas pueden ser mantenidas, modificadas o también abandonadas bajo la guía del Magisterio de la Iglesia".

Si es usted católico --realmente católico-- no tendrá ningún problema con aceptar la doctrina de la Iglesia contenida en el Catecismo, pues sabrá que ésta es una verdad disponible para todos, hasta el más pequeño de los bautizados.

Un saludo cordial.
13/03/12 10:29 PM
  
aníbal de la cruz
Luego de leer el artículo de Luis Fernando Pérez he ido a "beber" de las aguas de la progresía católica, concretamente en "Atrio". Lo que ahí se afirma sobre el amonestado teólogo Tamayo es, como no podía ser menos, diametralmente opuesto a lo que aquí se afirma. Baste con señalar lo de siempre en estos casos: "Tamayo es un profeta de Cristo y de los nuevos tiempos del diálogo interreligioso y de la solidaridad con los últimos, en tanto los obispos católicos casi sin excepción son unos carcas tremendos que ejercen de autoritarios y castradores de la libertad de pensamiento". "Todo cristiano que se las dé de profético, alternativo, solidario con los pobres y altermundista debe solidarizarse con Tamayo, ahora que es víctima -"mártir" casi de la intolerancia jerárquica- de la dictadura de los obispos católicos". Etcétera. Todo aderezado con injurias contra la Iglesia, los obispos, contra el Papa...

El asunto no es baladí, esto es, el conflicto. Porque la pregunta que ha de formularse todo cristiano deseoso de ser fiel a Jesucristo y a su Iglesia no puede ser otra: ¿a quién he de "obedecer", en mi seguimiento del Solo Santo que es Dios, según me manifiesta Cristo, al Papa o a los múltiples heterodoxos que se tienen libremente a sí mismos como católicos y que pretenden pontificar más que el Papa?

Pues eso: el asunto no es baladí. Porque los santos y santas de DIOS, ¿a quién obedecieron...? No logro figurarme a Francisco de Asís justificando el aborto, mucho menos legitimándolo (ya entonces se practicaban abortos, bien se sabe, y desde tiempo inmemorial, con el suministro de hierbajos y mejunjes abortivos), aunque sé que eran otros tiempo aquellos... Y sin embargo la progresía católica casi sin excepción lo hace.

El asunto no es baladí, es de capital importancia, sin duda afirmaría que para el bien del Evangelio, de la Iglesia, de la nueva evangelización, de la llamada "economía de la salvación" misma.

Una confesión muy personal: creer en el misterio salvífico que es Cristo desde la triple fidelidad al Evangelio, la Tradición y el Magisterio puede ser empresa ardua, llena de baches, de claroscuros, solo que ¿por qué, sistemáticamente, para casi toda la progresía católica que se precie, un fiel católico deseoso de ser fiel al Evangelio, la Tradición y el Magisterio se convierte por arte de eso mismo, en un católico conservador, de derechas, o hasta integrista no raramente?

---

LF:
El nombre de los mártires, de los profetas, de los santos y del mismísimo Señor es ultrajado por los herejes pseudo-católicos. Cada vez que la Iglesia cumple con su obligación de velar por la sana doctrina, esa jauría de heterodoxos sale a la opinión pública a rasgarse las vestiduras, a cumplir con su papel de plañideras profesionales de la mentira.
En mi opinión, sería deseable una mayor contundencia canónica por parte de nuestros pastores. Es decir, la Iglesia tiene instrumentos más que de sobra para alejar a los lobos del rebaño. Utilícense. Con todas las precauciones pastorales necesarias de manera que la caridad no se vea violentada y de forma que se deje siempre la puerta abierta a la conversión. Pero utilícense.
13/03/12 11:06 PM
  
aníbal de la cruz
Luis Fernando:

Completamente de acuerdo con tu añadido a mi reflexión. Sabedor de que no voy a actuar como "delator o chivato o soplón", pues las ideas circulan con gran libertad por Internet, invito a los interesados a que acudan a "Atrio" y lean el artículo del coordinador, el señor Antonio Duato, sobre Tamayo ("Qué pasa en Palencia" se titula, creo).

Las rabiosas injurias de un tal Javier Renobales Scheifler espetadas con muy radical saña contra la Iglesia católica, realmente parecen "diabólicas". Un amigo mío muy apreciado no dudaría un segundo en calificar tamaño proceder con tamaño adjetivo.

Qué pasada.
14/03/12 12:32 AM
  
Juan
Luis Fernando cada vez me convenzo más de que la secta más peligrosa es la progresista. ¿Que no harán los progres por serlo? Es además la que exige los mayores sacrificios a sus adeptos. Eso de estar comulgando con la última tontería que se le ocurra a los teólogos, comunicadores, políticos, científicos... que se autollaman progresistas ha de suponer un esfuerzo continuo porque a la mínima se quedan antiguos y se les puede aplicar un insulto mayor que fascista, ¡carcas!.
14/03/12 4:25 AM
  
Juan
Para ver hasta donde llega la progresía pongo este enlace http://www.citesavila.org/web/es/quienessomos.asp del EL CENTRO INTERNACIONAL TERESIANO-SANJUANISTA DE ÁVILA. En él se pueden consultar los congresos, cursos, masters, jornadas... que estos santos progres carmelitas descalzos tienen como ponentes y profesores: al místico Pagola, a la mística Forcades y así a una turbamulta que no se si causarían horror a santa Teresa y a san Juan de la Cruz o todavía más horror a la afortunadamente extinta Inquisición. ¡Será por místicos! ¡Perdón! No me vaya a quemar algún bloguero progre. ¡Será por [email protected]! ¡Y luego dicen que no se reza!
14/03/12 5:01 AM
  
Percival
Juan: corruptio optimi, pessima.
14/03/12 12:08 PM
  
María de las Nieves
Los católicos bautizados son miembros de hecho y derecho de la Iglesia católica, el Bautismo imprime caracter y aunque desobedientes son Hijos de Dios,y por tanto miembros de esta Iglesia santa y pecadora,son miembros y dicen que rechazan al Papa, pero no a Jesús, yo también soy pecadora aunque confiese la autoridad del Papa.
Y a la vez la gracia no crecerá en ellos y en mí,hasta ser reconciliados con los sacramentos,digamos que son desobedientes como los hijos ,pero no herejes,salvo rechazo pertinaz, que obligaría a ex-comunión visible o que ellos pidan marcharse.

Hay otras personas ordenadas,de vida consagrada, catequistas, profesores de Religión,etc que por su misión,deben enseñar y vivir la doctrina de la iglesia y no parte de sus ideas,estas personas por su misión de servicio si hacen lo contrario a la fe, deben ser llamadas al orden,pues ahí se manifiesta la unidad de la iglesia, un solo Señor, una sola Fe.
No es posible fundar otra Iglesia, sin sucesión Apóstólica.
Luego están los teologos católicos o no católicos,que pueden estudiar la Fe y Revelación desde ángulos distintos,para clarificarla y darle una visión más o menos explicita a veces la oscurecen.Pero nunca podrán proponer una verdad de fe para creer, fuera del Dogma, del Magisterio, de la Tradición, de las Sagradas Escrituras.El asunto es complejo, pero la verdad de Jesús es bien clara "el que cree en mi palabra tiene vida eterna",el mensaje y la maduración personal en la fe es crecimiento constante hata la visión celestial y paticipación en la vida divina.

---

LF:
Quien es católico y rechaza al Papa, rechaza a Cristo. Y quien rechaza a Cristo, no sé cómo puede ser llamado católico.
14/03/12 3:57 PM
  
Jordi
Me parece que el cristianismo puede :

1. Católico

2. Ortodoxo (por el Cisma)

3. Protestante (por la Reforma)

4. Sincréticos: Modernas derivaciones del siglo XIX al XXI, como los testigos, mormones y cientos de sectas, grupos y movimientos de todo tipo que "usan" de Jesús o los evangelios (gnósticos, bajais...) pero que su doctrina no es cristiana (el Vaticano no les reconoce su bautismo)

5. Judíos mesiánicos: lo disgrego porque me parece un movimiento curioso, pues son practicantes judíos y a la vez, creyentes en Cristo, los Evangelios y las Cartas. Nacido en el siglo XX y reducido a Israel.


El protestantismo, por lo que he oído, se considera sólo una comunidad bíblica que está libre en todo lo restante, a pesar de que ello les ha causado dos problemas: un plurimorfismo anarquizante y, de otro lado, una infinidad de comunidades denominacionales, no denominacionales e incluso interdenominacionales, como por ejemplo, una comunidad luterana que se dedica a una temática concreta -Israel, ecumenismo- y que admite otros grupos cristianos.
14/03/12 4:37 PM
  
JMCG
HACER UN CENSO. La Iglesia podría hacer un Censo de los católicos anual actualizado, no sólo un número de personas anónimas, sino dando nombres y apellidos. Así cada uno tendría la oportunidad de saber si la Iglesia lo toma como uno de sus hijos o no, y podría tener la oportunidad de "apuntarse" o "borrarse" voluntaria y conscientemente, o si la Iglesia se lo permitiera, porque la Iglesia no puede echar a nadie, ¿o sí? ¿cómo?
14/03/12 6:22 PM
  
osacar
No quiero ser grosero, pero no resisto la tentación de decirle que, con esas definiciones que usted nos ofrece, se nota que su teología es muy pobre. Por eso simplifica hasta más no poder. Normalmente, las personas con visión estrecha creen que con una frase ya está todo dicho y, sobre todo, juzgado y condenado.

---

LF:
Sí, mi teología es muy pobre. Pobrísima. Lo sabe todo el mundo que me lee...
Cierto que soy capaz de responder sin un solo fallo a tests doctrinales de cierto nivel (p.e), pero es por pura casualidad.
Eso sí, será muy pobre, pero mi teología es católica.

Por cierto, si se da cuenta, el título del post quiere decir algo. Lo de simplificar en este artículo tiene una razón de ser. Conviene decir cosas elementales, que pueden entender hasta un niño de 7 años. Pero vamos, con gusto podría escribir un post sobre la diferencia entre homousios y homoiusios, otro sobre las polémicas cristológicas derivadas de las tendencias monofisitas fortalecidas tras el concilio de Éfeso -y que no se solucionan hasta Calcedonia- e incluso otro sobre la cuestión del filioque y otro más sobre la cuestión de la apokastasis en los Capadocios. Lo que ocurre es que no quiero aburrir al personal, ¿sabe?
14/03/12 8:34 PM
  
Gunsalvus
David, si uno no quiere abandonar el redil por buena voluntad, como usted dice, debe escuchar al Pastor. La recta conciencia de un católico le llama a obedecer al Magisterio y a seguir la Tradición (imitando a Cristo, que se hizo obediente hasta la muerte). Por supuesto que la fe Católica se ha enriquecido con las aportaciones de los santos a lo largo de los siglos y lo seguirá haciendo con la gracia de Dios, pero este enriquecimiento jamás ha venido de la desobediencia al Magisterio o la Tradición.
Y por cierto, la suprema misión de la religión Católica no es "incorporar todo lo que sea verdad", creando una especie de amalgama filosófica. La suprema misión de la religión Católica es predicar a Cristo, y éste crucificado, y realizar la salvación (que Él trajo al género humano por su obediencia hasta esa muerte de Cruz) por medio de la obediencia y los sacramentos. Para recopilar doctrinas más o menos buenas no era necesaria ni la encarnación (ya estaban los profetas) ni la Iglesia (ya estaba el pueblo de Israel).
15/03/12 8:44 AM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.