19.02.12

(169) De Cristo o del mundo -XI. Los mártires de los primeros siglos. 1

–Yo…

–Ya. Y punto.

«Decíamos ayer» (Fray Luis de León)… cómo Cristo y los Apóstoles veían y hablaban del mundo presente pecador. Describiré ahora cómo veían los cristianos de los primeros siglos el mundo en que vivían o, por mejor decirlo, mal-vivían.

Las pequeñas comunidades cristianas, a partir de la primera de Jerusalén, se van multiplicando por todo el Imperio romano. No se distinguen en ellas todavía más que pastores y laicos, aunque tam­bién hay algunos ascetas y vírgenes, que vi­ven en sus familias o aislados, o quizá a ve­ces asociados, en modos hoy escasa­mente conocidos.

Desde el año 64 hasta el 313 vive la Iglesia en una situación mar­tirial. Roma, habitualmente tolerante con todas las religiones indígenas o extranjeras, sin embargo, emite en el año 64 contra los fieles de Cristo un edicto de proscripción, el llamado institutum neronia­num: que «los cristianos no existan»: «cristiani non sint». En efecto, ne­gándose los cristia­nos a dar culto al emperador y a otras mani­festaciones de la religiosidad oficial romana, se hacen infractores habituales del derecho común, y vienen a incurrir en crimen de lesa majestad (lex majestatis).

Leer más... »

10.02.12

(168-2) La Fraternidad de San Pío X y la Iglesia indefectible

La Fraternidad Sacerdotal de San Pío X, al parecer, sigue sin aceptar las condiciones exigidas por la Sede Romana para reintegrarse a la unidad de la Iglesia Católica. Mons. Fellay, Superior general de la Fraternidad, en un sermón pronunciado en el Seminario de la FSSPX en Winona (2-II-2012, Minnesota, USA), dijo que las dificultades para la aceptación no provenían de las situaciones prácticas que la Santa Sede ofrecía a la Fraternidad, sino que se centraban en las cuestiones doctrinales. Conocemos el audio de su predicación y su transcripción en inglés, un tanto imprecisa, al tratarse de un lenguaje coloquial. Cuando dice “nos vimos obligados a decir que no. No firmaremos", (And that’s why we were obliged to say no. We’re not going to sign that), se refiere, según entiendo, al Preámbulo que les había sido entregado por la Congregación para la Doctrina de la Fe, esperando de la FSSPX su aceptación. Según parece, no han estimado posible aceptar las condiciones requeridas para su vuelta a la unidad de la Iglesia. Quiera Dios que ésta se logre en un futuro próximo.

Leer más... »

2.02.12

(168) De Cristo o del mundo -X. Caminos de perfección en el N. T.

–A ver qué nos dice hoy, jefe.

–Le veo a usted de muy buen ánimo. Bendigamos al Señor.

Los dos artículos anteriores nos muestran cómo Cristo y los Apóstolesestablecen caminos para la perfecta vida evangélica, y cómo lo hacen en referencia 1.-a los pastores, 2.-a los laicos en general, y 3.-a los re­nunciantes, es decir, a aquéllos que, por especial don de Dios, renuncian a poseer bienes de este mundo.La vida de estos que renuncian al mundo se configura de un modo más claro en el siglo IV, cuando cesan las persecuciones, como lo veremos más adelante.

Leer más... »

26.01.12

(167) De Cristo o del mundo -IX. Los Apóstoles y el mundo

–Y ahora vamos a ver lo mismo en los Apóstoles. Jo.

–Póngase cómodo, porque esa relación entre Iglesia y mundo la iremos considerando hasta llegar al tiempo actual.

En los apóstoles, evidentemente, no vamos a encontrar en su consideración del mundo sino una prolongación fiel de la doctrina de Cristo. Pero nos hará bien escuchar concretamente sus enseñanzas, en las que podremos apreciar nuevos matices y desarrollos. No incluyo en este artículo –lo dejo para más adelante– la doctrina sobre el mundo que da San Juan en el Apocalipsis. En este libro sagrado hallamos, sin duda, la más alta visión de la relación Iglesia-mundo.

El mundo creación. En el Antiguo Testamento, en los salmos concretamente, la contemplación gozosa y admirada del mundo creado y la alabanza del Creador se expresan con gran frecuencia y con formidable elocuencia. Toda esa espiritualidad creacional sigue vibrando en la Iglesia de los Apóstoles, especialmente en su liturgia, porque en ella sigue hablando Dios por los libros sagrados de Israel. El Salterio, en concreto, es el libro del Antiguo Testamento más veces citado en el Nuevo. El entusiasmo por el Creador y por su mundo creado, que los Salmos expresan, sigue vibrando en la primera comunidad apostólica: «siempre en salmos, himnos y cánticos espirituales» (Ef 5,19; Col 3,16).

Leer más... »

19.01.12

(166) De Cristo o del mundo -VIII. El Salvador del mundo

–Yo estaba ya pensando que…

–Como ve, se equivocaba. Continúo la serie De Cristo o del mundo. Y ya que va para largo, por eso mismo la interrumpiré cuando sea oportuno con artículos sobre temas diversos. De momento sigo explorando la mente de Cristo en su visión del mundo a la luz de los Evangelios.

¿Qué debemos pensar y sentir del mundo en que vivimos? Lo mismo que pensó y sintió Cristo, lo mismo que Él hoy piensa y siente. Conocer lo que ciertos autores o asociaciones cristianas piensan y sienten hoy o pensaron ayer acerca del mundo, antes o después de Constantino, en el tiempo medieval de Cristiandad, antes del Concilio Vaticano II y después, solamente tiene interés si nos ayuda a conocer el pensamiento de Cristo. «Ésta es la vida eterna, que te conozcan a ti, único Dios verdadero, y a tu enviado, Jesucristo» (Jn 17,3). «Tened los mismos sentimientos que tuvo Cristo Jesús» (Flp 2,5).

Leer más... »