Leído para Ud. “Destapando al liberalismo». De Daniel Marín Arribas

 Para el P. Olivera Ravasi, SE: con el deseo de que estas líneas le ayuden a profundizar aún más en nuestra Santa Fe Católica y en nuestro legado hispánico. En gratitud por su apostolado y ejemplo de sacerdocio” (dedicatoria de Daniel Marín Arribas, 7-12-2020).

Daniel Marín Arribas, Destapando al liberalismo. La Escuela Austríaca no nació en Salamamca, SND, Madrid 2018, 159 pp.

Hemos recibido con agrado el libro que su autor nos enviara desde España con mucha generosidad.

Docente universitario y economista Daniel Marín Arribas (a quien hemos invitado a hablar alguna vez en nuestro canal de Youtube) se ha dedicado en los últimos años, con esa férrea tenacidad que sólo los españoles tienen, a desmitificar un mito imperante entre ciertos círculos propagandísticos acerca de la escuela de moda en algunos centros intelectuales: la escuela austríaca de economía.

¿De qué trata “Destapando al liberalismo”? En realidad, de lo que específicamente dice el subtítulo de que “La Escuela Austríaca no nació en Salamanca”. Ese es el propósito específico del autor: analizar la falaz auto-apropiación de algunos pensadores (principalmente Huerta de Soto) a la famosa escuela salmantina de Suárez, Vitoria o Juan de Mariana, entre otros.

Es decir, no es éste un vademécum contra la ideología liberal (que para eso ya están las encíclicas papales o el famoso librito de Sardá y Salvani, “El liberalismo es pecado”, o el trabajo de Bojorge, “El liberalismo es la iniquidad”) ni contra una corriente económica puntual, sino contra «un posicionamiento ideológico…que se encuentra contra las teorías económicas que llaman ‘socialistas’» (p. 25) y que, para lograr adeptos entre la gente de “derechas” (es decir, muchos católicos), necesitan hacer surgir de la historia de la Iglesia, a la mentada “escuela austríaca” de economía que, en realidad, “tiene presupuestos más protestantes o judaizantes que no católicos” (p.27).

Para muestra de “concordancia total” con el catolicismo, basta un botón nomás. Para Hayek, por ejemplo (premio nobel de economía y uno de los mentores de esta escuelita) “es natural todo aquello que ha crecido espontáneamente y no ha sido diseñado deliberadamente por un sujeto”, de allí que no pueda haber un derecho natural inmutable pues “el derecho es producto, no de una voluntad racional, sino de un proceso de evolución y selección natural” (p.47); como vemos, un positivismo jurídico edulcorado que permitiría “naturalmente”, si se impone en el tiempo, tanto el sexo tántrico como la sodomía o la misa tradicional al ser, el liberalismo, “el respeto irrestricto del proyecto de vida del prójimo” (como el loco aunque simpático Milei dixit).

Marín Arribas va desarrollando a lo largo de su libro tanto el pensamiento de la escuela austríaca como su intento de enraizamiento en la famosísima Escuela de Salamanca, en parte, receptora de la escuela tomista (y decimos “escuela tomista” porque negamos que, en bloque, la salmantina sea la legítima heredera del pensamiento del Aquinate, claro está; que Suárez sea heredero de Santo Tomás es tan injusto como decir que Huerta de Soto o Hayek lo sean de Mariana…).

El “precio justo”, la “teoría del valor”, el análisis de los pensadores liberales (principalmente dedicados a la economía) y dos apéndices (“La Escuela de Salamanca contra la Escuela Austríaca” y “¿Dios es libertario?”), hacen de este ameno libro, una buena introducción para comenzar a entender esta interna planteada desde hace ya algunos años, entre ciertas filas “conservadoras” que tratan de escapar de la “izquierda”, desconociendo el verdadero pensamiento católico y perenne.

Porque creer que, para combatir al marxismo hay que hacerse liberal, es como pensar que para evitar caer en la teología de la liberación, hay que pertenecer hoy al Opus Dei

Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi, SE


- CURSOS https://cursos.quenotelacuenten.org/

- Editorial y librería: https://editorial.quenotelacuenten.org/

- Youtube: AQUÍ y active la campanita.

- Whatsapp: Haga clic AQUÍ y envíe un mensaje con la palabra ALTA.

- Telegram: Suscríbase al canal aquí: https://t.me/qntlc

- Twitter: https://twitter.com/PJavierOR

– Para donaciones: AQUÍ

Ud. está recibiendo esta publicación porque aceptó su envío.

 

 

 

 

41 comentarios

  
Feri del Carpio Marek
Parece muy interesante este tema. En efecto, hay muchísimos conservadores, en particular católicos (conservadores en el buen sentido del término), que acríticamente adhieren al libertarianismo, o paleolibertarianismo como matizan algunos.

Ahora, la comparación final me parece muy infeliz: el liberalismo es la iniquidad (al decir del p. Bojorge); el opus Dei tendrá sus defectos, como toda obra donde intervienen hombres, pero no es la iniquidad ni mucho menos.
03/02/21 1:11 PM
  
Joseph González
Estimado padre Olivera.
Acerca de la posición del profesor universitario Jesus Huerta de Soto que tiene sobre la Escuela de Salamanca y la relación con la Escuela Austriaca de Economía creo que le convendría ver la siguiente conferencia:

"Los Escolásticos y la Ciencia Económica - Jesús Huerta de Soto"

https://youtu.be/2fjoJXfiqy8

También puede consultar su magnum opus, "Dinero, Crédito Bancario y Ciclos Económicos" particularmente a su comentario en la nota a pie de página n.º 76 de la página 71 de la obra. Lo puede descargar gratuitamente en pdf.

Estoy seguro de que usted verá de que no tiene nada que ver con el liberalismo que condena la Iglesia.

Reciba un cordial saludo.
03/02/21 1:31 PM
  
Fernando Romero Moreno
Es verdad que no se puede ver el origen del liberalismo en la Escuela de Salamanca aunque sí se pueda decir que es la fundadora de la Economía Moderna, como de algún modo han sostenido Schumpeter, Oreste Popescu o Thomas Woods. También está clara la condena al liberalismo en sus tres grados (como lo explicó León XIII), incluido el liberalismo económico individualista. En cambio no hay condena a instituciones políticas y económicas modernas como la democracia constitucional, la división de poderes, el control de constitucionalidad, un régimen que garantice los derechos y deberes naturales de la persona humana, el capitalismo o economía de mercado, etc. Si quien lo hace se fundamenta en el individualismo, el utilitarismo o el personalismo, caerá en mayores o menores errores, pero seguro no estará exento de varios. Hay quienes en cambio defienden estas instituciones fundamentados en la Doctrina Social de la Iglesia y se consideran conservadores, siendo más o menos ortodoxos según los casos. Basta pensar en intelectuales como Russell Kirk en Estados Unidos, Gonzalo Fernández de la Mora en España o Eduardo Ventura en la Argentina. Otros intentan algo similar y se llaman liberales. No defienden los errores relativistas o positivistas que Ud. menciona aunque tengan deficiencias, por ej. en la noción de bien común, en las relaciones Iglesia- Estado, en los límites de los derechos individuales, etc. Es lo que sucede con pensadores como Gabriel Zanotti o Francisco José Contreras. Pero sus errores no son menos graves que los propios de referentes como Charles Maurras o José Antonio, muy seguidos en ciertos ambientes nacional-católicos (y por quienes yo tengo gran aprecio). Empero, tengo para mí que el liberalismo de Zanotti ( y el de otros católicos) no encuadra en los tres grados señalados por León XIII sino en un cuarto grado, que implica ciertos errores pero menos graves. En cuanto a la licitud y conveniencia de usar el término liberal, tanto León XIII como San Pío X pedían que no se criticara como necesariamente heterodoxos a los católicos que, llamándose liberales, no defendían ningún punto condenado por la Iglesia, aunque desaconsejaban el uso de ese término, sin condenarlo. Es lo que sucedía en España con Alejandro Pidal y Mon o Joaquín Sánchez de Toca. Yo no soy liberal sino que milito en el nacionalismo católico y tradicionalista argentino, teniendo simpatías sobre por el carlismo, aunque con influencias también del falangismo, del tradicionalismo no carlista, del conservadorismo anglosajón y del distributismo. Pero aclaro estas cosas pues veo que algunos, al intentar una crítica de los errores liberales, se olvidan del principio que exige distinguir sin separar y unir sin confundir. Intenté explicárselo a Daniel Marín Arribas en un debate que tuvimos en Facebook, sin buenos resultados. Dado el contexto cultural y político actual (defender la hipótesis sin renunciar a la tesis), creo que es lícita la alianza de tradicionalistas con ciertos liberal-conservadores como Agustín Laje, Nicolás Márquez, Miklos Luckacs, Mamela Fiallo, Jorge Soley Climant, Javier Villamor, Thomas Woods, Ron Paul, Santiago Abascal, Javier Ortega Smith, Carlos Polo, José Antonio Kast, Marion Marechal Le Pen, Sara Winter, Samuel Ángel, etc. En cuanto al Opus Dei de hoy es verdad que tiene problemas que no se pueden ignorar. Pero quien conozca a fondo los escritos, las enseñanzas y las varias biografías de San Josemaría (como sucede con este servidor), sabrá distinguir el ortodoxo carisma fundacional de esta institución de los errores que defienden algunos de sus miembros, que en no pocos casos tienen que ver con las ambigüedades de ciertos textos de Vaticano II o del Magisterio post-conciliar no definitivo.
03/02/21 3:40 PM
  
Cipriano. Venezuela
Cono todo respeto pero pienso que rechazar un término de tanto alcance como "liberalismo", sin hacer las debidas distinciones, y dándole tanto a Hayek como al padre Sardá y Salvani el monopolio de establecer los contenidos y significados de los derivados de la palabra "Libertad" (de incuestionable relevancia metafísica) es creer que los católicos son gafos, y creer que los marxistas y socialistas no se frotarán las manos al ver que, mientras cuestionamos indiscriminadamente el liberalismo, ellos se quedan con el que les interesa: el liberalismo filosófico (relativismo), rechazan el liberalismo político para quedarse con el totalitarismo, y segregan al liberalismo económico para quedarse con una economía colectivista, centralizada y dispensadora del estado de bienestar.
03/02/21 5:35 PM
  
Mateusz
En Instituto Mises de Polonia hemos traducido artículo de Rothbard contra el protestantismo (vinculamos protestante con revolución y comunismo): https://mises.pl/blog/2021/01/28/rothbard-komunistyczny-mesjanizm-w-reformacji-protestanckiej/?fbclid=IwAR0J86CN6-Fm8HgT7lrzRE07tOXWBHA6LI5MUFF17Xb1BqOREuMgyos5ENs
03/02/21 8:35 PM
  
Mateusz
En Hiszpania, Galitzia, hay un párroco tradicionalista que analiza con perspectiva crítica esta controversia entre austriaca escuela y catolicismo no paleo. https://www.navarraconfidencial.com/2020/10/22/p-ripoll-la-defensa-del-libre-mercado-es-inherente-a-un-orden-economico-tradicional/
03/02/21 8:36 PM
  
DG
Estimado Cipriano: El libro "El liberalismo es pecado" de Félix Sardá y Salvany fue elogiado por nada más y nada menos que la Sagrada Congregación del Índice, por lo que no es una obra cualquiera. Si se la cita, es porque tiene una aprobación y una alabanza muy importante por parte de Roma. Por cierto, el libro de Sardá es sólo uno entre los muchos que condenan al liberalismo. Existen otros, como por ejemplo, "El error del liberalismo" de Louis Billot. Además, si según usted el término "liberalismo" es de tanto alcance y por ello se deben hacer, supuestamente, "las debidas distinciones", ¿por qué no aplicar la misma lógica cuando se trata del comunismo, el socialismo o el marxismo? ¿Por qué se debe rechazar con dureza al comunismo, el socialismo y el marxismo en su totalidad, pero cuando se trata del liberalismo, hay que ser permisivos y hacer "las debidas distinciones"? Que Dios lo bendiga y lo guíe. Saludos cordiales.
04/02/21 12:07 AM
  
María de Jesús
Que poco afortunada su frase final. Como siempre el padre Olivera paseando por la cornisa y a veces el que nos la cuenta es el.
04/02/21 5:43 AM
  
Cristián YáñezDurán
Efectivamente hay puntos en que los liberales conservadores coinciden con el Catolicismo. Pero hay uno insalvable y fundamental, el Reinado Social de Cristo. Implica que todo esté transido de catolicismo e incluso que el poder político esté subordinado a la Iglesia. Esto, a su vez, mplica entre otras cosas, la condena de la democracia liberal y de los Derechos Humanos.
04/02/21 12:38 PM
  
Cristián Yáñez Durán
Padre, su colofón es la mejor síntesis que he leído.
De antología.
04/02/21 12:40 PM
  
Akáthistos
No llego a entender cómo en estos tiempos de grave peligro comunista, de gran difusión de ideas marxistas y de Estados agigantados con mucho empleo público y subsidios para financiar la población, se les ocurra atacar al liberalismo.
Cuando las grandes empresas son marxistas, porque los monopolios son tiranías y abuso de poder asociados con los Estados, con la política y la corrupción. (Donde hay un político, hay cohecho)
Con el peligro de un gobierno mundial, ya de hecho, que quiere sacar la propiedad privada, que las organizaciones internacionales (del NOM) dictan las leyes y decretos para los países, que no deciden nada.
Cuando el marxismo siempre quiso sangre y destrucción para imponerse por la fuerza. Stalin mató más gente que Hitler.
La Doctrina Social de la Iglesia es muy importante. Para iluminar a los pensadores en las verdades de Fe y las virtudes. Pero si vemos que hay una crisis doctrinal en varios aspectos (liturgia, moral, teología), entonces no sé cómo se va a aplicar a un área más mundana como la economía.
Recomiendo los videos de Los Liberales, que tiene una óptica y un lugar por esfuerzo propio e iniciativa privada y eso se reconoce.
04/02/21 1:36 PM
  
mercedes
Creo que la muchos de los católicos que conozco son liberales económicamente,inclusive los "más católicos",suelen ser los peores..Hay un divorcio entre religión y billetera y veo que ésto,trae en muchos casos,hijos rebeldes y/o en el mejor de los casos,hijos con las mismas costumbres que sus padres.
04/02/21 1:53 PM
  
mercedes
Sara Winter¡¡¡¡ por favor,averiguá quien es realmente.
04/02/21 6:38 PM
  
Cristián Yáñez Durán
Para los defensores del liberalismo.

El peor enemigo del Catolicismo y, por ende, de la Ley Natural, ha sido el Liberalismo. Las condenas del Magisterio contra él son solemnes. Es un cáncer que corroe el intelecto y entre cuyos efectos está el Marxismo, su hijo natural.
El Liberalismo es luciferino por esencia, pone un simple atributo del acto voluntario como fin en sí mismo, la libertad. En definitiva, el liberalismo es preferirse uno antes que a Dios. Es el pecado de Satanás.
Como la historia lo ha demostrado y Dostoyevski lo ha acuñado, "de padres liberales, hijos socialistas".
05/02/21 3:18 AM
  
Cristián Yáñez Durán
María de Jesús,

La comparación del Padre es exacta. Ante los hechos no hay argumento que valga.
05/02/21 3:22 AM
  
Fernando Romero Moreno
Mercedes:
Sé quién fue Sara Winter y su pasado lamentable (Femen y demás). Y sé quién es ahora, en que ha cambiado de ideas y de conducta, luego de su conversión al catolicismo. Es una ex-activista más del progresismo militante que se nos suma, como ya sucediera en el pasado con Bernard Nathanson, Amparo Medina o Patricia Sandoval, entre otros. En la actualidad defiende ideas políticas conservadoras y es muy crítica del aborto, la ideología de género, el feminismo ideológico, la izquierda cultural, etc. Y está relacionada con el gobierno liberal-conservador de Jair Bolsonaro en Brasil.
05/02/21 4:13 AM
  
Cipriano. Venezuela
Estimado DG: Sugiero distinguir las vertientes del liberalismo y su aplicación práctica en la sociedad, porque sería lo que me interesaría y además es el tema. El forista Fernando Romero Moreno en su excelente post (el primero) insinúa algunas. Usted podría encontrar distinciones del comunismo, el socialismo y el marxismo en un diccionario especializado. No obstante le recomendaría, sin agotar el punto, el libro “Camino de Servidumbre” del mismo Hayek. Con todo, en la misma realidad podrían constatarse los resultados prácticos de esas doctrinas.
Ahora, que el libro del padre Sardá haya sido elogiado por la Sagrada Congregación del Índice no le exime de críticas, igual podría ser el de Billot, lo contrario sería saltarnos la falacia de autoridad, y como se ve, no se trata de cuestiones de herejía o criterios heterodoxos.
Creo que el simple título del libro “El Liberalismo es pecado”, por ser su autor un pastor de la iglesia católica, induciría a muchos fieles a un rechazo a priori del liberalismo, y eso es lo que trato de advertir, considerando además que el libro es de 1884 y que al día de hoy ha transcurrido mucha agua bajo el puente.
Que Dios lo bendiga igualmente.
05/02/21 5:27 AM
  
Cristián Yáñez Durán
Para los que aún no entienden, como Cipriano.

El Liberalismo debe ser rechazado en bloque, no ya por un Católico, por el sólo hecho de estar condenado por la Iglesia, sino porque como todo error filosófico es una aberración intelectual.
Es evidente que hay muchos matices y el liberalismo actual se identifica no pocas veces con el conservadurismo. Por supuesto, un católico tiene muchas más cosas en común con Kast que con un DC, pero Kast valora positivamente la democracia y los DD.HH., defiende el Catoiicismo porque el "cree que es la verdad" pero respeta todas las opiniones. Pero es un insulto a la inteligencia respetar todas las opiniones. Nada fuera del Catolicismo es respetable, se puede tolerar es decir se puede soportar hasta que se pueda eliminar. Y sí, el Catolicismo es totalitario, no puede sino serlo porque es la única doctrina capaz de elevar la naturaleza humana y conducirla a su fin. Esto en todos sus aspectos: individual, familiar, político, económico, artístico. Ningún aspecto de la vida humana puede legítimamente sustraerse al influjo del Catolicismo. Y como Dios es celoso, no puefe tolerar ninguna ideología, como lo es Liberalismo. Era la magnífica tarea de ese portento de la Civilización, el Tribunal del Santo Oficio.

Por otra parte, el conservadurismo es y siempre ha sido liberal. Es una mona vestida de seda. Su fin no es el Reino de Dios. Tiene aspectos tolerables, oposición al aborto, al divorcio a la ideología de género, respeto a la autoridad, etc. Pero su raíz está podrida, se origina en el culto a la libertad, una aberración intelectual y moral. No hay que olvidar que en la raíz de la ideología liberal están personajes de ideas y moral tan aberrantes como Hobbes y Locke.

Personajes como Axel Kaiser, Laje Luckacs, etc., podrán tener buenas intenciones y ser gente decente, pero adolecen de pésima formación filosófica, cuando no de ignorancia. Para ellos la libertad está ante todo. Como decía el gran Donoso Cortés "Ponen altares a los principios y cadalsos a las consecuencias".
05/02/21 11:07 AM
  
DJ L
"Porque creer que, para combatir al marxismo hay que hacerse liberal, es como pensar que para evitar caer en la teología de la liberación, hay que pertenecer hoy al Opus Dei…"

O si uno tiene un hijo tonto, enviarlo al seminario. Que encima le pagan la carrera y tiene trabajo seguro.

Estoy contigo, Mª Jesús, que el P. Javier ha patinado en esta frase pero el que mucho publica mucho se equivoca y también mucho acierta. La labor del P. Javier es de mucho agradecer, aprovechémosla mientras se pueda.
------------
Se ve que su padre no pensaba lo mismo..., salvo que sea seminarista.
05/02/21 1:36 PM
  
Cristián Yáñez Durán
DJL,

Su grosería es impresentable.
Y si ud. es de la obra, le da toda la razón al Padre.
05/02/21 3:26 PM
  
DJ L
:))))))))))))))))))) Saludos P. Javier. Gracias por sus publicaciones. Le seguimos en mi casa.
05/02/21 5:27 PM
  
Akáthistos
Respeto mucho los comentarios de Cristián Yáñez Durán.
Pero, la libertad no es algo malo para Dios. Porque Dios creo al hombre libre, y tanto respeta la libertad de su criatura predilecta que permite que se condene eternamente en uso de su libertad.
Si Dios respeta la libertad del hombre a quien dotó de alma, con razón y voluntad, y lo hizo amo de la Creación, entonces defender la libertad no es anticristiano.
Si Dios respeta la libertad que nos dio, ¿va a venir un super político o un magnate a decirnos lo que tenemos que hacer "por nuestro bien"?
Le han hecho mala fama al liberalismo sus enemigos, que tomaron su nombre para defender la postura conservadora de los oligarcas déspotas que explotan gente.
El seudoliberalismo no es el liberalismo.
Es un tema muy complejo.
El comunismo es intrínsecamente malo, dijo un Papa.
San José era capitalista, leí una vez, porque tenía su taller y sus herramientas.
El actual sistema económico es un mercantilismo, grandes empresas con políticos progresistas. Que quiere grandes impuestos. Y la gente no ahorra, el ahorro es la riqueza de las naciones. La gente consume en cuotas y los poderosos ganan con la financiación y estupidización de la gente, cada vez más esclava, bancarizada y fiscalizada.
Ntra. Sra. de la Merced ruega por nosotros.
05/02/21 6:04 PM
  
JOSÉ IGNACIO
Me parece que el debate de este artículo, queda bastante obsoleto, con la puesta en marcha de la AGENDA 2.030. (https://www.youtube.com/watch?v=EkOQWAIHn9g&feature=emb_logo -<20ms- Puede resultar polémica la alusión a Trump y a El Diestro.)
Puestos a aconsejar, aconsejo: "LA PIEDRA ROSETA DE LA CIENCIA POLÍTICA", De D. Gil de la Pisa ¡Lo clavan! (El libro y el vídeo)
05/02/21 6:10 PM
  
Joseph González
Estimado padre olivera.
Llevo leyéndole casi todas las semanas desde que empezó su andadura en Infocatolica hace varios años ya, y no logro entender porque trata de promover (o eso es lo que yo entiendo) al sr. Marín como “gran conocedor de la Escuela de Salamanca” cuando - como bien ha demostrado por escrito en esta web un sacerdote compañero suyo - no hace más que retorcer de forma sesgada las palabras del padre Juan de Mariana a su conveniencia, además de descalificar a aquellos que opinan diferente a él, haciendo para ello, falacias del hombre de paja.

Ejemplo de ello, es el de denunciar al historiador y divulgador de la Escuela Austriaca de Economia Tom Woods –autor que usted conoce- y que según el sr. Marin "acusa a los Papas de no tener ni idea de economía, y que aconseja que se callen" cuando en realidad Woods, simplemente, explica que los Papas cuando hablan de economía no están protegidos por el Dogma de la Infalibilidad Papal, y por tanto, se pueden equivocar como cualquier otra persona. Sostener lo contrario es no entender dicho Dogma de la Infalibilidad.

Me gustaría añadir que usar falacias del hombre de paja para deformar los argumentos del contrario no sólo es un reflejo de una profunda deshonestidad intelectual sino que también atenta contra la caridad cristiana.

Ya sabe padre, que no te la cuenten.

Atentamente.
05/02/21 8:57 PM
  
Santiago
Padre, lo sigo siempre y lo re banco.
Pero no entiendo su burla hacia el Opus Dei.
Si tiene una crítica constructiva, hágala. Pero creo que su comentario no es muy feliz.
Saludos
05/02/21 11:46 PM
  
DG
Estimado Cipriano:
Lo explicaré de otra manera, que tal vez no lo he hecho con la claridad suficiente.
Tomemos, por ejemplo, al marxismo, que como bien sabemos está condenado por la Iglesia. Existen muchas ramas y variantes del marxismo: austromarxismo, bordiguismo, Escuela de Budapest, Escuela de Frankfurt, leninismo, marxismo libertario, maoísmo, neogramscismo, neomarxismo, etcétera. Si usáramos el mismo razonamiento que usted está aplicando al liberalismo, se podría alegar que, como por ejemplo la Iglesia no ha condenado explícitamente a la Escuela de Budapest, es posible ser católico y partidario de la Escuela de Budapest a la vez. Evidentemente, esto no tiene sentido.
El mismo problema surge cuando usted menciona que el libro de Sardá es de 1884. Veamos lo que sucede, verbigracia, con el socialismo. El socialismo no ha sido condenado por la Iglesia en alguna encíclica desde el 15 de mayo de 1931, cuando Pío XI promulgó la carta "Quadragesimo anno". ¿Deberíamos suponer, entonces, que un católico puede seguir cualquier vertiente del socialismo que haya aparecido después de esa fecha?
He mencionado a la Sagrada Congregación del Índice porque usted, en su primer comentario, se había manifestado en contra de darle a Sardá el "monopolio de establecer los contenidos y significados de los derivados de la palabra libertad". Permítame decirle que se equivoca: no se le está dando a Sardá ningún monopolio, sino a Roma. Roma tiene la potestad de condenar y validar ideas y no existe ninguna falacia de autoridad al reconocer esto, que es una piedra angular de la Vera Fe. Así como la antedicha Congregación elogió la obra de Sardá, al mismo tiempo condenó la de Celestino de Pazos, que pretendía refutar los supuestos errores de aquella.
Que Dios lo guarde y la Virgen lo acompañe.
Saludos.
06/02/21 12:26 AM
  
mercedes
Fernando,las últimas noticias de Sara Winter,no son las mejores.Con respecto a los liberales provida,algunos o todos ellos muy provida,(les tengo afecto por lo que nos une),lamento decirles,que al final,el liberalismo engendra abortos.Piénsenlo un poco y coincidirán conmigo.
06/02/21 5:39 AM
  
Markus
Para Cristián Yañez la libertad es mala, ahora Dios foto al hombre de libre albedrío y por tanto libertad, por tanto del argumento se deduce que una persona que bajo su libertad decide creer en Dios, es malo. Por poner un ejemplo.
06/02/21 1:28 PM
  
JSP
1. La Verdad debe imperar y estar presente en el orden de cualquier sociedad. En la Escuela de Salamanca se desarrolló este orden cristiano y son principios racionales iluminados por la fe católica.
2. En una sociedad actual, donde conviven millones de personas, cabe preguntarse si para que esa sociedad sea libre, sociedad entendida en las interrelaciones entre las personas,
3. Juan de Lugo (1583-1660) tiene una sentencia famosa: "Pretium iustum mathematicum licet soli Deo notum". ¿Es por ello un libertario, es esta sentencia liberalismo?
4. El cardenal Juan de Lugo se planteó si está dentro de la capacidad humana llegar a descubrir el precio del equilibrio de las cosas. A lo que afirma que el precio justo de equilibrio de las cosas depende de tan inmensa cantidad de circunstancias que solamente Dios puede llegar a conocerlo.
5. Por ello, es pecado grave el intento continuo de los economistas o del ser humano el querer modelar, planificar y/o diseñar la Economía, la realidad de la acción humana. Pecado de ir contra la Providencia de Dios.
6. El comercio no es más que un conjunto de intercambios. En esencia, intercambios que las personas llevan a cabo voluntaria y pacíficamente. La cosa es tan simple como te doy algo que es mío y me das algo que es tuyo (esto nadie lo puede negar). Se trata del ejercicio del derecho de propiedad. El intercambio que no es pacífico y voluntario, y en el que no salen ganando las dos partes es a lo que conduce el socialismo: a la ruina económica irremediablemente. De manera que en el análisis del intercambio debemos ser realistas y no perdernos con sofismas.
7. Ojo con lo que se dice de la Escuela de Salamanca o Escuela Española de Economía, pues puede llevar a la misma afirmación del socialista Richard Henry Tawney: “la auténtica herencia de las doctrinas de Santo Tomás de Aquino es la teoría del valor-trabajo. El último de los escolásticos es Karl Marx”. Y ser marxista y liberal de Dios sin enterarse siquiera.
06/02/21 5:44 PM
  
Cristián Yáñez Durán
Markus,

Le agradecería señalar dónde digo que la libertad es mala.
La libertad es un ser, por consiguiente es buena en sí. Simplemente he indicado que sostener que la libertad sea un fin en sí misma, como hace el liberalismo, es un absurdo y sostener cosas absurdas, como lo es la médula del liberalismo, es malo. La libertad siempre es para algo. Jamás puede ser fin, porque en sí misma es pura indeterminación, condición sine qua non para que nos podamos determinar a hacer algo. Algo que es el fin de tal o cual acto voluntario.
Por lo demás, el liberalismo jamás ha creído en el libre albedrío. El liberalismo es una pseudo filosofía que identifica libertad con falta de coacción externa. Eso es libertad física. El libre albedrío es una tesis exclusivamente católica.
La libertad es la capacidad de la voluntad para determinar nuestros actos respecto a un fin. Esto, a su vez, implica que el fin debe ser conocido previamente. Por eso, es la verdad la que hace libre. Decir que la libertad nos hace verdaderos es absurdo; o sea, se puede decir, pero no se puede pensar.
Obviamente, somos libres respecto a la determinación, pero que nuestros fines y medios sean en sí adecuados a nuestro actuar no es algo que podamos elegir. Sólo podemos elegir fines y medios conformes a nuestra naturaleza ordenada por la recta razón. Y es evidente que no elegimos nuestra naturaleza.
06/02/21 6:14 PM
  
Fernando Romero Moreno
Mercedes: no sé cuáles son las últimas noticias sobre Sara Winter. Me interesaría saberlas. En cuanto al liberalismo ideologico reafirmo que es erróneo, aunque haya que distinguir entre las distintas vertientes. Y me consta que muchos liberales son contrarios al aborto, no habiendo cambiado de opinión nunca, al margen que tengan errores en otros temas. Coincido en la crítica al liberalismo economico que no hay que identificar necesariamente con el capitalismo o la economía de mercado, como bien enseñaron León XIII, San Pio X, Pío XI, Pío XII, Pablo VI, Juan Pablo II y Benedicto XVI. O pensadores tradicionalistas como Ramiro de Maeztu, Michel de Penfentenyo, Julio Meinvielle, Carlos A. Sacheri, Marcel de Corte, Gustave Thibon, Plinio Correa de Oliveira o Roberto Gorostiaga.
07/02/21 2:24 AM
  
Cristián Yáñez Durán
Estimado, Akathistos.

Jamás he dicho que la libertad sea mala. Sería un absurdo metafísico afirmar algo así y, además, un error teológico.
Claramente leyó mal o creyó leer algo que nunca he escrito.
07/02/21 4:26 AM
  
mercedes
Fernando,yo no diría pensadores TRADICIONALISTAS,refiriéndome a Meinville y a Sacheri,volverían a morir ,si por tradicionalismo,vos te referís a no aceptar el Concilio Vaticano ll.Tal vez te refieras solamente a que no son liberales.
07/02/21 2:40 PM
  
mercedes
Fernando,el Padre Meinvielle y Carlos Sacheri,no eran TRADICIONALISTAS,en todo caso amaban la tradición como TODO católico común.
08/02/21 12:22 AM
  
Fernando Romero Moreno
Mercedes: me refiero a que fueron referentes del nacionalismo católico y tradicionalista de la Argentina, no a tradicionalstas opuestos frontalmente a Vaticano II.
09/02/21 12:18 PM
  
Fernando Romero Moreno
Metcedes: aún no me has dicho cuales son las malas novedades de Sara Winter...
09/02/21 12:21 PM
  
mercedes
Fernando,te contesto primero lo de Sara Winter,la noticia del 2020,era que ella lideraba un grupo paramilitar en Brasil de extrema derecha,grupo 300.Las noticias dicen que este grupo hizo una marcha armada frente al Congreso Brasileño,pero recién estuve tratando de corroborar este dato(que estaban armados) y no lo encontré,asique,nobleza obliga,olvidate de lo que dije de S.winter.Con respecto al otro tema ,Sacheri y Meinville,no solo no estaban opuestos FRONTALMENTE al Concilio,sino que lo aceptaban ÏNTEGRAMENTE,en todo caso estarían en desacuerdo con las interpretaciones que vinieron después.
09/02/21 1:07 PM
  
mercedes
??
11/02/21 2:05 AM
  
Mateusz
Buenos días,

Creo que esta entrevista al profesor carlista Bastos que es reciente puede ayudar a clarificar cosas

https://youtu.be/G6VlLefgIaY

DO WIDZENIA!
14/02/21 10:20 AM
  
Fernando Romero Moreno
Mercedes:
En un todo de acuerdo

Fernando Romero Moreno
16/02/21 12:51 PM
  
mercedes
Fernando,me alegra que coincidamos,te mando un saludo.
19/02/21 11:08 AM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.