Esotérica afirmación de un liberal favorable al alquiler de úteros

Juan Ramón Rallo es un liberal “pata negra” -o sea, no parece que pretenda ser católico practicante- que, sin duda por su capacidad y valía profesional, se ha incubado mediáticamente en el medio comunicación liberal por excelencia de este país. A saber, Libertad Digital/Es.Radio. Aunque su especialidad es la economía, su último artículo demuestra bien a las claras cuál es su posicionamiento moral sobre algo tan repugnante como que una mujer pueda alquilar su vientre para “incubar” el hijo de otros. Dice:

El rapapolvo experimentado por el Partido Popular en las pasadas elecciones municipales y autonómicas parece que está siendo interpretado por sus dirigentes como una llamada al enroque reaccionario y liberticida de la formación política. Sólo así se entiende que el Gobierno, después de haber anunciado a bombo y platillo hace seis meses que introduciría una enmienda en la reforma del Registro Civil para permitir la inscripción de hijos de españoles nacidos en el extranjero por procedimientos de gestación subrogada, haya decidido de repente y sin explicación alguna dar marcha atrás en su promesa.

Por si queda alguna duda de su apoyo a esa “transacción” económica consistente en “yo te vendo mi mi cuerpo y tú me compras el hijo”, sigan leyendo:

Recordemos que la gestación subrogada es una técnica de reproducción asistida consistente en que una mujer gesta voluntariamente al embrión de otra pareja que carece de un útero propio. Del mismo modo que la donación de esperma o la fecundación in vitro son técnicas de reproducción asistida perfectamente legítimas, aceptadas y razonables para aquellas parejas que sufren de algún tipo de esterilidad que les impide engendrar un cigoto, la gestación subrogada debería ser vista como una técnica de reproducción asistida igualmente legítima, aceptable y razonable para todas aquellas personas que sí sean capaces de engendrar un cigoto pero que carecen de un útero en el que acoger su desarrollo embrionario.

Que un liberal esté a favor de semejante actividad económica no tiene nada de particular. Pero créanme que es esotérico que el señor Rallo pueda llegar a pensar y decir esto:

Debe ser que, en los últimos días, Rajoy habrá caído en la cuenta de que la expectativa de arañar un puñado de votos del conservadurismo antiliberal bien le vale violar el Convenio Europeo de Derechos Humanos. Como de costumbre, los políticos no dudan en minar las libertades de los ciudadanos para mantenerse en la poltrona, para acrecentar su poder o, simplemente, para imponerles sus sectarios prejuicios morales a personas que legítimamente no los comparten.

¿Rajoy queriendo arañar votos del conservadurismo antiliberal?, ¿en serio? ¿Se ha tomado don Juan Ramón algo que le ha sentado mal? ¿Rajoy queriendo imponer sectarios prejuicios morales? ¿El presidente que mantiene el derecho al aborto?, ¿el presidente que mantiene el “matrimonio” homosexual?, ¿el presidente bajo cuyo gobierno la asignatura de religión sufre un golpe mortal en Bachillerato? ¿De qué prejuicios morales habla este hombre? ¿Acaso Rajoy tiene alguna moral que no sea la que le recomendaron seguir en alguna logia cuando visitó México tras perder sus segunda elecciones contra el insigne Zapatero?

Pero ojo, resulta que en este tema del alquiler de úteros, el PSOE está en contra -por poco tiempo, sospecho-. Tan es así, que había introducido una emienda que “contemplaba imponer multas, cerrar los locales y clausurar las páginas webs de todas aquellas personas o instituciones que promocionaran, facilitaran o incentivaran el uso de la gestación subrogada“. Aunque la han retirado, no parece que los socialistas estén por el momento muy por la labor de facilitar esa actividad que convierte a los seres humanos más pequeños en objetos de compra y venta.

Seamos serios. Si Rajoy ha retirado ese proyecto no es por arañar votos a los conservadores antiliberales -la mayor parte de ellos le seguirá votando aunque aprobara él mismo la eutanasia-, sino porque no tiene la más mínima intención de mantener una sola batalla con los socialistas en nada que tenga que ver con cuestiones morales.

Lo bueno del artículo del señor Rallo es que puede ayudar a los escasos católicos políticamente conservadores que tienen todavía dudas de a dónde puede llevarles el ir de la mano con los liberales “pata negra”. Aunque en realidad, el “problema” de esos católicos es que son en esencia mucho más liberales que conservadores. A eso ha contribuido mucho el hecho de que los propios medios de comunicación de la Iglesia hayan alentado, promovido y facilitado ese “matrimonio” anti-natural entre el catolicismo y el liberalismo. No solo en materia económica, que también,sino en cuestión de valores. ¿Y dónde queda la “defensa” de la Doctrina Social de la Iglesia dentro de la propia Iglesia? Pues en manos de los que se han amancebado con la izquierda política de este país.

Y a los pocos que decimos no a ambos adulterios, se nos califica de fachas, reaccionarios, inquisidores, nostálgicos del anterior régimen y demás lindezas. Así nos va. Así nos irá.

Luis Fernando Pérez Bustamante

65 comentarios

  
rojobilbao
“matrimonio” anti-natural entre el catolicismo y el liberalismo.

Los libros del profesor Fco. José Conteras, catedrático de Filosofía del Derecho, demuestran claramente el error de esta afirmación.

Rallo está equivocado en su defensa de los vientres de alquiler, pero el liberalismo es la mejor opción, especialmente para el catolicismo. El liberalismo no es un sistema monolítico. Hay liberales provida y prochoice. Como hay conservadores o socialistas idem.

----

LF:
Yo me refiero al liberalismo "pata negra". También hay socialistas provida, pero lo que es, es.
03/06/15 10:46 AM
  
frayescobabcn
Uuuuuyyyyy lo que hassss diiiiicho LF!!!

Estas diciendo que un auténtico católico es el apostólico y romano?? Que fuera del venerado y sacrosanto liberalismo NO hay salvación?? Que la Fe se confirma con Obras?

Más de uno en la CE seria capaz de acusarte de ultramontano..

En fin.. ironías aparte, esto es realmente TERRIBLE.

----

LF:
No tengo solución, lo sé.
03/06/15 10:55 AM
  
Pablo Z.
El artículo de Rallo lo leí ayer y es un magnífico ejemplo de la pertinencia de la advertencia de San Pablo en Romanos 1

"porque, habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios ni le dieron gracias, antes bien se ofuscaron en sus razonamientos y su insensato corazón se entenebreció: jactándose de sabios se volvieron estúpidos"

Tengo amigos liberales "pata negra" y su problema es que parten de una antropología errónea. Al menos el padre del liberalismo económico, Adam Smith, tenía claro que el corazón humano tenía una clara tendencia al mal y él proponía el libre mercado precisamente como forma de disciplinar los impulsos egoístas, porque en un mercado perfectamente libre nadie tiene el poder de imponer sus apetencias a los demás y uno tiene que llegar a un equilibrio con las pretensiones ajenas.

Estos liberales se meten en el círculo cerrado de sus sofismas y ya no salen de ahí. No se dan cuenta de que el ser humano tiene una naturaleza caída. Para ellos el único problema moral importante es el de la "libertad" individual entendida como ausencia de impedimentos. No ven que un recto ordenamiento social ha de poner los justos límites precisamente al deseo humano.

Sólo se puede plantear el de la libertad entendida como ausencia de impedimentos a cumplir la voluntad de uno mismo como el mayor problema cuando se asume que todo deseo lo que sale del corazón humano es naturalmente bueno y su satisfacción es legítima por casi cualquier medio.

Se comienza por prescindir de Dios y se termina por no ver ningún problema en el comercio o trata de seres humanos. Dios se apiade de su alma e ilumine su razón con Su Amor.

---

LF:
Pues eso. Tú lo has dicho.
03/06/15 11:02 AM
  
Pablo Z.
El penúltimo párrafo me ha quedado raro con errores de redacción. Cosa de las prisas.

Quería decir que los liberales plantean que la libertad entendida como ausencia de impedimentos para cumplir la voluntad de uno mismo es el mayor problema moral. Lo que hay detrás de ese enfoque es que han asumido la absurda hipótesis de que todo deseo que sale del corazón humano es naturalmente bueno y su satisfacción es buena con la única condición que no se haga con violencia o coacción directa.

Tratan al ser humano como una mera máquina que constantemente crea y satisface deseos buenos, y a la sociedad como puro sistema de engranajes. Es una ideología destinada al fracaso y a la aberración porque sencillamente el ser humano no es así.

---

LF:
O sea, pelagianismo en vena...
Pues no funciona.
03/06/15 11:20 AM
  
Alberto
A Pablo Z: El liberalismo originalmente NO es optimista de cara a la antropología: todo lo contrario. De ahí que pretendan la separación de poderes y un gobierno pequeño.

La idea de un gobierno pequeño perfectamente encaja con la subsidariedad de la Doctrina Social de la Iglesia.

---

LF:
Me huelo que la antropología negativa de un sector importante del liberalismo es de carácter protestante, con un concepto herético sobre la depravación del hombre tras la caída.
03/06/15 11:40 AM
  
santir
Compartiendo en parte, la preocupación por las técnicas de reproducción no naturales, creo que se obvia algo importante que sí se dice en el artículo de Rallo. ¿En qué situación legal quedan aquellos niños que han nacido en otros países por gestación subrogada de padres españoles?¿Les negamos la nacionalidad española por el pecado de sus progenitores? Por que ésta es legal en otros países donde el gobierno de España no tiene ninguna competencia.


---

LF:
Convertimos en delito la gestación subrogada realizada fuera de España y les quitamos la patria potestad a esos "padres", poniendo a los niños en el circuito de adopción. Así se lo pensaban dos veces antes de hacer eso.
03/06/15 12:00 PM
  
Juanjo Romero
Creo que el problema del liberalismo, y más aún en España, es una cuestión de polisemia.

La raiz antropológica del "liberalismo" de Fco. Contreras o de Carlos López Díaz, no es la de Rallo o de otros descafeinados de Ayn Rand. Es más, las disputas terminológicas entre "liberales", muchas veces son tan encarnizadas como las que hay entre carlistas (CT vs CTC).

Se puede compartir, o no, las posturas de Contreras o López Diaz (a mí me parecen muy sugerentes), pero no creo que se les pueda calificar de maridaje antinatural porque ellos se consideren liberales.

Así que en ese sentido estoy completamente de acuerdo con Urko. No es que sean "liberales" provida, profamilia, pro...., es que la base sobre la que edifican, su concepto de la dignidad humana, es profundamente católica. Pero lo dicho, no voy a discutir sobre la etiqueta "liberal".



---

LF:
El liberalismo "pata negra" es el que es. Si hay liberales que no asumen los principios del liberalismo que chocan contra el catolicismo, en mi opinión habría que decir que no son auténticos liberales. Aunque si se quieren seguir llamando liberales así mismo, me da igual. En todo caso, no pueden aliarse con los liberales como Rallo. Ni poco ni mucho. Así lo veo.
03/06/15 12:09 PM
  
Pablo Z.
Hola Alberto.

Sí, es justo lo que he sugerido. No conozco a todos los liberales históricos pero sí me he leído la obra de Smith y su escepticismo antropológico es bastante evidente. No tiene nada que ver con estos liberales a ultranza fanatizados, que son al pensamiento de Adam Smith lo que algunos marxistas al pensamiento de Marx (que, aunque erróneo, es mucho más rico e interesante que algunas simplificaciones posteriores).

Aparte Adam Smith cuando se refiere al libre mercado está hablando de la economía en ningún momento se pone a pontificar sobre lo bueno que es que los mecanismos comerciales penetren en las relaciones familiares, núcleo de la sociedad.

Se han quedado con lo accesorio y superficial del pensamiento de Adam Smith y han prescindido del núcleo de su reflexión.
03/06/15 12:30 PM
  
Joaquín
El problema es, como siempre en estos casos, de significado de las palabras. ¿Qué quiere decir ser "liberal" exactamente? Eso por no hablar de que esa palabra signfica en Estados Unidos algo que difícilmente puede describir las ideas de Rallo o de Jiménez Losantos, porque en ese país "liberal" significa en realidad lo que aquí "izquierdista" o "progresista", más o menos. Discutir sobre si fulano o mengano es "liberal", o si es compatible el ser "liberal" o católico es ocioso a menos que tengamos una definición clara y precisa de la palabra "liberal". Y no la tenemos.
03/06/15 12:45 PM
  
rojobilbao
Rallo es un anarcocapitalista, una de las variantes del liberalismo. No es más liberal ni menos que otros. Pertenece a una de las ramas.

La compatibilidad entre liberalismo y catolicismo es tan factible como real.

03/06/15 12:47 PM
  
Juan Mariner
El "matrimonio entre católicos y liberales" viene promovido interesada y torticeramente por la jerarquía en España desde hace muchos años (en otros países desconozco lo qué pasa), y a COPE y 13TV me remito.

Da igual que salgan cien teólogos heterodoxos soltando herejías y demás tonterías, o monjas politiqueras abortistas (no es casulaidad que se actúe al final contra ellas cuando se ha quejado Fdez. Díaz ante los obispos porque ya las ve un incordio para el PP catalán) y variopintos análogos; lo que no se puede admitir de ninguna manera es que "sinceros católicos" se organicen o vayan por libre (qué se han creido, quien manda manda).

Los heterodoxos "no son el problema" (nunca lo han sido), sí lo son los ortodoxos; y a los ortodoxos hay que atarlos corto, controlarlos y neutralizarlos para llevarlos al mismo lugar "pactado" por los poderosos del NOM como todo el mundo (España no debe ser ninguna excepción): homosexualismo, destrucción de la familia, juego y drogadicción generalizada, corrupción institucionalizada, explotación laboral...

Algunos, estratégicamente, se arrimaron a órdenes netamente católicas (siendo su currículum eclesiástico más que dudoso) para identificarlas cuando menos con los democristianos del Partido Popular con la ayuda inestimable de miembros infiltrados (muchos de ellos altos cargos), la consecuencia de todo esto es que el Opus Dei, CyL o los Quicos han quedado al final como abortistas, corruptos, gaymonistas y divorcistas, con nula sensibilidad por la DSI (no siéndolo). Una estategia diabólica que hay que denunciar y desmontar llamando a cada uno por su nombre.
03/06/15 12:49 PM
  
Francisco Javier
Que cada uno se llame a sí mismo como quiera siempre y cuando sea católico y siga la Doctrina de la Iglesia.

Pero que no quieran convertir "lo católico" como todo aquello que siga el Liberalismo. Que no sé si se dan cuenta, pero es lo mismo que denuncian de los de la Teología de la Liberación, solo que no en la versión Marxista.

Dios y la Fe son demasiado grandes como para reducirlos a ideologías humanas.
03/06/15 12:53 PM
  
María
Y luego ¿ por que se escandalizan ante la prostitución? Pues si una señora vende unos achuchones por dinero, o por un perfume caro, o por que le paguen el alquiler de la casa ¿Qué es lo que está mal? (no lo digo bajo la moral de Dios), pues lo mismo que alguien te limpia el coche, la casa o te saca los niños a pasear, te alquila el apartamento de veraneo o te alquila su útero. Visto así tan ricamente. Si es que el que no se consuela es porque no quiere.
03/06/15 1:19 PM
  
Pepito
En realidad el mercado no será nunca libre mientras los comerciantes que en él actúan sean esclavos del feo vicio del afán de lucro.

El liberalismo concede una excesiva eficacia a la iniciativa individual como tal. Lo que hace el individuo, aunque sea movido por su egoismo particular, es siempre lo mejor en vista a conseguir el bien común de la sociedad. Así nos luce el pelo.
03/06/15 1:24 PM
  
Luis I. Amorós
No existe oposición entre liberalismo y conservadurismo. El liberalismo incluye varias corrientes, siendo las más destacadas y conocidas el conservadurismo y el progresismo, que comparten lo fundamental y difieren en los detalles.

Lo que tu llamas liberalismo "pata negra" de Rallo no es sino el llamado liberalismo libertario, una corriente de origen anglosajón que tiene unas décadas pero que está en crecimiento. Se postulan como los liberales más puros, pues están en contra de toda injerencia del estado en prácticamente cualquier aspecto de la vida (moral, social, económico).

Tienes un resumen en la wikipedia de lo que son:
es.wikipedia.org/wiki/Libertarismo

Ellos se definen como los amantes más radicales de la libertad. Yo tengo claro que son, sencillamente, los postuladores ideológicos del egoísmo más salvaje y disolvente, la estación final de la decadencia de Occidente. A mi juicio, tan satánicos como un exaltado jacobino, sólo que en versión yanqui individualista en vez de francesa estatalista.

No les pierdas de vista porque son el futuro a corto plazo. A medio plazo serán el último estertor de los estados demoliberales.

Los que les llevan el botijo en España son el grupito de anglosajones y sionistas (subvencionados) de Jiménez Losantos y su LD. Su principal ideólogo es Arcadi Espada.

A propósito, Ciudadanos (del discípulo espadiano Rivera) es el partido que más se acerca a los postulados de estos hijos de satanás. Lo digo para los católicos más que despistados que sufrimos en este país y que han acogido alborozados el ascenso del viejo/nuevo partido ciudadano. Desde el punto de vista de la moral personal y social son mucho más corrosivos que Podemos.
03/06/15 1:27 PM
  
Pablo Z.
Y es que ya advierte San Pablo también que la apelación a la libertad no justifica o excusa la elección del mal.
03/06/15 1:46 PM
  
Joaquín
¿Dónde dice eso?
Por otra parte, aquí nos encontramos otra vez con un enredo de palabras, en este caso con la palabra "libertad". Cuando los antiguos griegos hablaban de "libertad" no estaban usando esa palabra en el sentido que le da San Pablo. Y cuando los "liberales" del siglo XVIII y XIX hablaban de "libertad" no estan usándola en ninguno de esos dos sentidos.
03/06/15 2:06 PM
  
Pablo Z.
Creo que se puede usar Gálatas 5:13 aunque efectivamente puede estar refiriéndose a otro concepto distinto de la libertad.

Yo realmente estaba pensando en 1 Pedro 2:15-16:

"Tal es la voluntad de Dios, que obrando el bien, amordacemos la ignorancia de los hombres insensatos; como (hombres) libres y no como quien tiene la libertad cual cobertura de la maldad sino como siervos de Dios" (Nácar-Colunga)

Me he equivocado de Apóstol y realmente la cita no dice lo que yo decía pero sí que entra en la cuestión de la libertad usada como pretexto para hacer el mal.

Y es que ahí tenemos, en un solo versículo, el retrato del reverso tenebroso del liberalismo, su alfa y su omega.
03/06/15 2:35 PM
  
Maga
Madre mía, menuda rallada tiene el Rallo ese, pues, qué quieras que te diga, LF? Cada vez estoy más seguro de que el Liberalismo Ortodoxo es inmoral y anticristiano. Tiene un tufo a eso de seréis como dioses.
03/06/15 2:38 PM
  
Almudena
Supongo que al Sr. Rallo no le parecerá mal tampoco el libre comercio de órganos, un riñón por ejemplo te saca de muchos aprietos, y la sangre también te da para terminar el mes holgadamente.
Totalmente demoníaco, pata negra pero negra negra, nunca mejor dicho.
03/06/15 2:40 PM
  
Carmen A.
Creo que en esta maraña de términos y conceptos vamos a necesitar con urgencia un DICCIONARIO CATOLICO.
03/06/15 2:55 PM
  
Carmen A.
Luís I. Amorós: La inforación que suministra wikipedia no siempre es segura.
03/06/15 3:00 PM
  
Gerardo
Luis Fernando:

Como Católico y como libertario te digo que estoy completamente en contra de tu afirmación en el sentido de "ese “matrimonio” anti-natural entre el catolicismo y el liberalismo".

Sin embargo, aunque igualmente reconozco que soy "fan" de Juan Ramón Rallo en muchas de sus disertaciones económicas, creo que en este caso el señor Rallo está, como dirían Les Luthiers "reflexionando fuera del recipiente".

El liberalismo (al menos el decente) solo puede partir de la base de la irrenunciable dignidad de la persona humana (es decir, del individuo) y la venta de bebés, además del asesinato de miles de ellos, que implican mecanismos como la fecundación in vitro y los vientres de alquiler son tan malignos como profundamente antiliberales, porque someten la vida misma de la persona al arbitrio del Estado o de un tercero.

Una pifia semejante cometió Murray Rothbard al aprobar el aborto. Quizá se deba a que a muchos liberales les da miedo entender y reconocer que la libertad solo es el comprensible y sustentable a partir de los principios de la filosofía y de la teología cristiana en general y católica en particular.

Quizá buscan nadar, al menos un poquito, en el mar del modernismo ateo, que les permita (eso creen) evadir las consecuencias morales de sus actos, aunque, en el camino, con afirmaciones en defensa del aborto, la fecundación in vitro o los vientres de alquiler, vayan en contra de cualquier lógica sanamente liberal.
03/06/15 4:16 PM
  
Francisco José Delgado
El liberalismo es un amplio espectro de doctrinas que simplemente plantean la necesidad de limitar el poder del estado frente al individuo. Sólo por eso el liberalismo es preferible para un católico que cualquier otra doctrina política. El problema es que la condena en bloque del liberalismo ilustrado, que venía cargado de añadidos modernistas, ha hecho que se olvide que el liberalismo primero fue propuesto por los escolásticos españoles del XVI. Tal vez habría que diferenciar, como hacen los useños, entre los paleolibertarios y los liberales.
Hay principios de la DSI como el de subsidiariedad que en la práctica sólo puede defenderse desde posturas libertarias tradicionales, recordándole a los gobernantes que no pueden decidir sobre la vida del ser humano. El gobernante está para defender la libertad del ser humano y para mirar por el bien común. Por eso un gobernante liberal estaría en contra de los vientres de alquiler.
En el caso que comenta el post, Rallo se comporta como un liberal ilustrado, no como un "pata negra". No creo que Vitoria, Mariana o Molina estuvieran de acuerdo con sus planteamientos.
03/06/15 4:23 PM
  
Jose
Luis Fernando: tu intransigencia y ausencia de ética hacia el prójimo no te viene heredada por el fascismo, la nostalgia o la Inquisición.
La nostalgia añora tiempo mejores; es una emocion muy bonita la nostalgia por lo que conllevan los recuerdos pasados al recordarlos en el momento presente.
El fascismo es un movimiento político, con detractores y personas a favor, destinado a convivir con otras maneras de pensar.
La Inquisición nos traslada a la Edad Media, la caza de brujas... momentos en los que condenaban a gente por decir que la Tierra es redonda y no plana.

No voy a enaltecer y agrandar tu ego diciendo que eres un facha,con inquisidor o un nostálgico.
No te diré que tu intransigencia difiere, de lejos, muy de lejos, con los valores reales que transmitió Jesús en vida.
Tampoco te diré que la libertad, el respeto, el no juzgar al prójimo (porque tú también serás juzgado), la humildad... son valores éticos que cualquier ser humano, sea de la religión que sea, debería lanzar al servicio de los demás y de uno mismo.

No te voy a decir nada de eso, porque tu ego, tu guión vida y posición en la vida te dirán que TÚ ESTÁS BIEN Y YO ESTOY MAL.
No te lo diré porque, prejuzgándote, Luis Fernando, lanzarás media sonrisa cínica y pensarás cuán equivocado estoy. Y luego saldrás con demagogia del tipo "cómo te atreves si tú estás haciendo lo mismo!"

Así que no te diré nada, Luis Fernando.
Me quedaré callado y seguiré haciéndome feliz y haciendo feliz a cuantos me rodean.
03/06/15 4:35 PM
  
Luis Fernando
Os cuento algo. De un tiempo a esta parte me he dado cuenta que detesto escribir este tipo de posts. Ha llegado un punto en el que me importan un pimiento los políticos, los liberales, los comunistas, los peperos, los sociatas, los podemitas, los "ciutadans" y en general cualquier cosa que huela a política.

Si de mí dependiera, este sería el último artículo que tenga algo que ver con la política en general y la de España en particular. Pero supongo que la actualidad me forzará a volver a escribir sobre esta basura. Pero vamos, no os perderéis nada no leyéndome. Yo mismo no me leería.
03/06/15 5:11 PM
  
Maga
Jose, para no decir nada, veo que no has parado de insultar a Luis Fernando. Tan malo no será, si ha dejado publicar tu comentario, aunque....lo cierto es que el único que sale retratado aquí eres tú mismo.

---

LF:
Comentarios como ese recibo muchos. Lo mismo empiezo a darles paso, a menos que contengan blasfemias o insultos gruesos, para que se vea lo que hay.
03/06/15 5:14 PM
  
Pablo Z.
Yo le tengo una profunda manía a la noción de "individuo". Un perro también es un individuo. Los católicos deberíamos tener reservas al utilizar esa palabra porque esconde una concepción materialista del ser humano.

El cristiano piensa en términos de PERSONA, cuya plenitud no se realiza en la individualidad sino en la comunión con Dios. Somos individuos igual que podemos ser "un conjunto de células" pero lo que nos define es que somos criaturas de Dios llamadas a ser Sus hijos adoptivos. El término "individuo" elimina a Dios de la esfera de la definición de lo que es el ser humano reduciendo a éste a una sola de sus características (su aspecto individual )

El término "individuo" debería ser de uso "técnico", no de uso primordial para referirnos a la PERSONA. Ningún ser humano se realiza en su individualidad, sólo podemos realizarnos a través de la relación con el otro y, según la fe cristiana, con el Otro. Eso y no otra cosa quería decir Aristóteles con lo de el hombre es un "animal político". Para el liberalismo, sin embargo, lo importante es la individualidad, amputando de la definición del ser mismo de la persona, de su esencia como ser, esa dimensión fundamental para su desarrollo que es el otro (y el Otro) con el que se relaciona.

03/06/15 5:19 PM
  
Maga
Luis Amoros, me permito hacer un último comentario : Has dado absolutamente en la Diana con tu comentario. Es más, lo que dices no es que sea motivo de un post, sino de ensayos enteros. Este anarcoliberalismo o anarcoindividualismo, del que hablas y que representan aquí Lo Santos y cía, se está infiltrando subrepticiamente en toda la sociedad. Es más, ,es la "moral" de nuestra sociedad. Yo también lo veo, como mínimo, tan peligroso como el Marxismo y pienso que más, porque es un virus del que no es fácil defenderse ni conseguir un antídoto, por no ser un corpus dogmático cerrado, aunque obviamente, ,aunque lo digan lo contrario, son muy dogmáticos. Es justo el modelo defendido por Fuckuyama, aunque partirse este de premisas Hegelianas y es la forma de Gobierno , que va a dominar todo el mundo. El PP ya apunta muchísimo a esto con Aguirre y cía, pero Ciudadanos es todo esto en estado puro. Es más, cuento una anécdota : hace unos 9 años, Espada estaba intentando ya fundar en Madrid Ciudadanos y un primo mío casi se afilia a ellos y lo que le disuadio es que muchos de sus miembros pertenecían a Sociedades Secretas Norteamericanas (supongo que no muy alejadas de la Masonería ). Por último, recomendaría a todos leer "El libertino y el Nacimiento del Capitalismo " de Juan Velarde, reconocido economista liberal. Es muy elocuente lo que se cuenta ahí.
03/06/15 5:39 PM
  
Joaquín
El sr. Rallo parece que no se ha dado cuenta de que su "argumento" podría usarse sin apenas modificaciones para defender la esclavitud (porque vamos, si alguien quiere venderse como esclavo a otro, ¿quién es el Estado para oponerse, suponiendo que la transacción se haga libremente).
Me pregunto si no fue así como se reintrodujo en Europa durante los siglos XV y XVI. Porque, por mucho que les pese a los "progres" como Jose, durante la Edad Media la esclavitud retrocedió grandemente, fue durante el "humanismo" renacentista que reapareció, fueron los "civilizados" protestantes ingleses los que convirtieron el tráfico de esclavos en un gigantesco negocio y el "tolerante" y "humanitario" Voltaire se enriqueció con ese negocio.
¿Que a qué viene esto? A que, como nos descuidemos, reintroducirán la esclavitud por la puerta de atrás empezando por los vientres de alquiler.
03/06/15 6:44 PM
  
Yolanda
Así que, después de tantas monstruosidades como se leen en todo el asunto de eso que los egoístas más caprichosos llaman "maternidad subrogada", el problema es la calificación de "liberal pata negra" o liberal del montón del tal Rallo.

Una a vez confirmado -por sus propias opiniones- que Rallo es un monstruo, los defensores de la cuadratura del círculo, como Rojo Bilbao, a saber, de que liberalismo y catolicismo son compatibles e incluso se exigen mutuamente, no les queda otro remedio que recurrir a la falacia del falso japonés (o como se llame): si Rallo es un monstruo, entonces no es un verdadero liberal.

Pero resulta que sí lo es, es liberal hasta el extremo, liberal quintaesenciado, liberal a tope. Llevar a sus últimas consecuencias el liberalismo lo convierte en liberal de medalla de oro.

El problema no está en la inconsecuencia de Rallo. Ese pobre desdichado es consecuentísimo. Inconsecuente es querer casar liberalismo y catolicismo. Y hablo del liberalismo económico: no existe el libre mercado. Nunca ha existido. Para disfrazar de libertad un mercado en el que no hay dos partes libres, sino una libérrima y otra forzada o , en el mejor de los casos, seducida, es para lo que se inventan eufemismos tan repugnantes como el de " maternidad subrogada", bonita solución para las pobres gentes que carecen de un "útero propio" (palabras de Rallo, casi las que más me escandalizan).

Terrible es el eufemismo de la maternidad subrogada. Pero también terrible es la expresión "alquiler de úteros" . No se alquila un útero, caballeros: se alquila una mujer entera. Una a gestación compromete el cuerpo entero, la persona toda. Una gestación es una experiencia total que implica al a ser humano gestante al cien por cien: el cuerpo todo está gestante, no sólo el útero; la mente está gestante las 24 horas de cada día de gestación, de parto, de puerperio, de tormenta hormonal propia del embarazo y de revolución hormonal brusca en el postparto, de retirada de la leche igual de brusca cuando arrebatan al hijo que se ha gestado lentamente sin dejar un momento de sentirlo.

Esta práctica que Rallo defiende como transacción libre, y que el mundo asido a la patraña de la teoría gender edulcora llamándola generosidad, es un acto por el cual se alquila un ser humano y se vende otro. No puede haber nada más intínsecamente sucio. Nada menos libre, por cuanto el pequeño ser objeto de la compraventa es incapaz de prestar su consentimiento para nacer del más triste de los modos: para satisfacer un capricho. Y el consentimiento del ser humano alquilado está visiblemente viciado, como se aprecia con un simple mirada a la desigualdad entre el que paga y la que se alquila. Eso es liberalismo puro. Le añadan "pata negra" o le pongan peguillas de segundo orden a la denominación, es liberalismo. ¿Qué, si no?

Muchos otros detalles se pueden añadir para acabar de caracterizar el alquiler de mujeres para la compra de niños como la peor de las atrocidades a la que hemos llegado la humanidad decadente y sin rumbo. Pero lo dejo ya. Quede claro que se trata de liberalismo y que lo que se alquila no es un útero.

Muchas

-----

LF:
Sospecho que tras el "Muchas" querías haber escrito algo más, :D
03/06/15 7:22 PM
  
Joaquín
Yolanda: los liberales "clásicos" habrían llamado al alquiler de vientres como lo que es: ESCLAVITUD. No me parece justa tu postura.
03/06/15 7:39 PM
  
Cos
Bueno, ya se ha dicho todo y con comentarios muy buenos. En principio en España el "liberalismo" no habría que confundirlo con el "anarco-liberalismo", pero esa etapa ya se ha terminado. Se han quitado las caretas, son todos progres.
Don Luis Fernando, se que no le gusta hablar de economía en el portal, pero diría que la base económica del liberalismo parte de una idea incontestable y es que las relaciones comerciales son la base de la prosperidad de los pueblos, que es imposible establecer los precios de las cosas y los sueldos de los trabajadores, o las propias estructuras de estas relaciones comerciales, si no es a través de la oferta y de la demanda. Esos son los principios económicos del liberalismo. Cuanta menor injerencia mejor adaptación hay del mercado a las realidades y necesidades de las personas. El mercado precisa de flexibilidad y ahorro. La tradición política española no tenía una tendencia al intervencionismo mas allá del intento de preservar los privilegios de algunos -privilegios que se reforzaron con la llegada al poder del liberalismo en el XIX, por cierto. A través de lo que se llamaba el mercantilismo, y a través del robo generalizado a la Iglesia-. Por lo que a mi corresponde hasta ahí estaría todo perfecto. Claro, perfecto asumiendo un estado que garantizase en la medida de lo posible cumplir con la doctrina social de la Iglesia por supuesto, porque el sistema supone un mundo desigual. El problema es que no existe un sistema económico perfecto, no lo hay. El redistributismo tiende a conducir a la pobreza.
El problema de los anarco-liberales, los que se acercan a psicópatas como Ayn Rand, es que no entienden nada. Pivotan todo su discurso en torno a una idea que no comprenden, es mas ni siquiera se preguntan sobre ella -es un poco patético-: La libertad. Si, a mi también me parece algo diabólico.
Rallo pertenece al instituto Juan de Mariana. Juan de Mariana intentó buscar una solución escolástica a la economía y se dio cuenta de que no era posible. Pero Juan de Mariana si escuchase a Rallo decir esta sarta de bobadas cuando lo llamase a la palestra a dar la lección, lo que hubiese hecho sería darle con la regla en los nudillos y dejarlo para las reválidas de Septiembre.
03/06/15 7:41 PM
  
Hermenegildo
¿Rajoy visitó una logia en Méjico? ¿Se hizo masón?

----

LF:
Eso dicen. Me da lo mismo que lo sea o no. Actúa como si lo fuera.
03/06/15 8:03 PM
  
Yolanda
Joaquín, los liberales clásicos llamaban esclavitud a la esclavitud, pero la defendían porque, de no existir, el azúcar del té de las cinco se ría por las nubes. Y eso les habría desestabilizado el mercado. El liberalismo falla en la primera de sus premisas: la ficción de libertad de las partes en las transacciones aparentemente consentidas. También es muy liberal ofrecer sueldos de miseria con contratos temporales y horarios inhumanos y ausencia de derechos laborales, puesto que nadie obliga a firmar contratos tan desventajosos para el trabajador. Salvo que tengas tres hijos, 47 años y hayas consumido el subsidio de desempleo, vivas con la pensión de la abuela y tu desesperación te empuje a desear no haber nacido. Liberalismo.
03/06/15 8:05 PM
  
Maga
Hermenegildo, lo de la iniciación de Rajoy en 2008 en México en la Masonería es algo que afirma el Padre Manuel Guerra.
03/06/15 9:13 PM
  
Daniel
Terrible artículo de este señor Rallo. Pondré mucho cuidado en no tomar en serio sus opiniones económicas.
Gran verdad la que dice Yolanda.
Que yo recuerde el liberalismo está condenado por la Iglesia, al igual que el comunismo.
03/06/15 9:16 PM
  
Pablo Z.
Los casos de abusos laborales que comenta Yolanda entran perfectamente en la denuncia de San Pedro de quienes utilizan la libertad como coartada para hacer el mal.

Hay situaciones y abusos que son perfectamente permisibles dentro del esquema liberal pero que son totalmente inmorales en un planteamiento católico.
03/06/15 9:20 PM
  
David de Noruega
Yo pensaba que lo de la incompatibilidad del liberalismo y el catolicismo ya estaba resuelta, Roma locuta causa finita.

En el año 1884 Felix Sarda i Salvany escribio un librito llamado "El Liberalismo es Pecado". Se armo un follon y fue denunciado a Roma. La congregacion del indice se pronuncio sobre el libro, diciendo "en el primero [El liberalismo es pecado] nada halló contra la sana doctrina, antes su autor don Félix Sardá y Salvany merece alabanza, porque con argumentos sólidos, clara y ordenadamente expuestos, propone y defiende la sana doctrina en la materia que trata".

El libro esta disponible en la web. No es muy largo pero es bastante claro.
03/06/15 9:41 PM
  
Carmen A.
Daniel: Recuerdas bien.
03/06/15 9:41 PM
  
Victor Somovilla
Saludos LF parece que se quiere dar importancia este señor hablando de que Rajoy apuesta por los supuestos conservadores antiliberales cuando si Rajoy ha hecho algo eso ha sido derruir aun mas cualquier atisbo de moral catolica.
No me sorprende nada tambien le he oido decir que el abriria las fronteras totalmente sin ningun control, para estos señores la persona es pura economia (se parecen al marxismo en eso) lo demas no importa y hacen de la libertad un valor absoluto cuando no lo es.
Los liberales son 4 gatos(como los tradicionalistas) pero la pena es que han sido los mimados en los medios de comunicacion de la Iglesia quizas este Rallo sea la version gore pero con alguna excepcion definirse como liberal es incompatible con ser catolico
03/06/15 9:56 PM
  
Horacio Castro
Cuántos buenos comentarios para un excelente post. Muy interesantes los de Pablo Z. Excelentes los de Yolanda; se le olvidó intuir que algunos genios pueden estar investigando la utilización de úteros porcinos ‘para evitar problemas sociales’ (total la moral también se diseña y fabrica).
03/06/15 10:18 PM
  
Luis I. Amorós
Gerardo:

"El liberalismo (al menos el decente) solo puede partir de la base de la irrenunciable dignidad de la persona humana (es decir, del individuo)"

El liberalismo es una doctrina, y como tal no es decente o indecente. Lo serán o no sus seguidores. Lo que importa a los seguidores es cuán coherentes son con esa doctrina. Y lo que importa a la doctrina es cuán cerca o lejos está de la Verdad.

Antes que el liberalismo moral, económico y político está el filosófico, sobre el cual pivotan aquellos. No se comprenden sin este.

Y el liberalismo filosófico se funda sobre las tres autonomías: la autonomía de la razón con respecto a la fe, la autonomía del orden temporal frente al sobrenatural y la autonomía del individuo frente a la comunidad/sociedad. Si no se aceptan esas premisas, no se es liberal, por muy convencido que esté uno.

A partir de ahí viene todo lo demás: los derechos humanos, la libertad de opinión, la libertad de tráfico de mercancías (esa que garantizaban a cañonazos los británicos en las décadas de 1850-1860), etc, vienen detrás. Y por muchas cosas aprovechables que uno pueda intentar escarbar en ellas, todas están heridas de raíz por los postulados del liberalismo.
Y, sobre todo, son inferiores en todos los órdenes a las enseñanzas católicas dos veces milenarias sobre derecho, justicia, misericordia y libertad.
Lo que pasa es que llevamos ya muchos muchos años machacándonos en la escuela y los medios de comunicación sobre las bondades de las "libertades" liberales, mientras que el derecho político cristiano y la doctrina social de la Iglesia no la enseñan ni los curas. Por eso la inmensa mayoría de la gente no sabe de la misa la media, y opina sin apenas datos.

Los católicos estamos desarmados frente a la propaganda liberal.

Y llevamos más de dos siglos intentando atar al catolicismo la mosca liberal por el rabo. Y mientras el liberalismo ha triunfado en Occidente, agoniza el catolicismo (entiéndase como orden de normas morales basados en la ley natural y el derecho cristiano, no me empiecen a sacarme otra vez cifras estadísticas sobre supuestos católicos sobre el porcentaje de la población general). Que cada uno saque las consecuencias lógicas de este hecho.

Decía un sabio que los distintos tipos de liberalismo se resumían en dos: los que eran liberales de cintura para arriba (donde está la cartera), y los que eran liberales de cintura para abajo. Yo personalmente pienso que se puede ser liberal en ambos lados de la cintura, como demuestra el día a día.

Pero muchos buenos, sinceros y devotos católicos siguen desesperados por casar su liberalismo militante con su catolicidad reivindicada. Tienen mucho trabajo por delante. Infinito.

Y en los medios de comunicación de la Iglesia, en vez de estar explicando con lenguaje entendible la magnífica obrita de Sardá y Salvany, tuvimos de pastores del rebaño a Losantos y Cía durante lustros.

Ahora todos a preguntarse en todos los blogs por qué el voto católico ya no cuenta, por qué no se enseña moral cristiana ni en los colegios católicos o porqué la práctica sacramental ha caído en picado.




---

LF:
Vale más este comentario que el post.
03/06/15 10:36 PM
  
Percival
LF: no te canses. El tema es muy importante, como para que se deje pasar.
Luis Amorós: muy bien todo. Y gracias por decirlo tan claro.
Yolanda: Chapeau! Das en la diana realmente importante: independientemente de lo que haya dicho este señor o de lo que sostenga el liberalismo, el modo en que se piensa y se trata todo el asunto es profundamente inhumano, anti-humano. Y no se puede ceder ni siquiera en el vocabulario que algunos usan para domesticar todo este despropósito criminal, que se va viendo como normalito.
03/06/15 11:01 PM
  
Pablo Z.
Excelentes comentarios Luis I. Amorós.

Quiero traer aquí una cosa que he encontrado en el facebook de rallo:

https://www.facebook.com/JuanRamonRallo/posts/429607313878216

Después de dar un repaso a todas las formas artificiales de concepción de la vida humana tales como fecundación in vitro e inseminación artificial (todas ellas condenadas por la Iglesia pero social y legalmente admitidas), lanza la pregunta:

"¿Por que motivo sólo el método artificial de la gestación (la gestación subrogada) nos parece una compraventa de niños y los otros cuatro no? ¿Por qué sólo la gestación subrogada debe estar prohibida mientras la fecundación in vitro está permitida? ¿Por qué vemos razonable que las personas estériles tengan hijos mediante donación de gametos pero las personas sin útero no? Absurdo, arbitrario y liberticida."

La verdad es que Rallo lo plantea de una forma perfectamente lógica y hay que darle toda la razón: Si aceptamos la fecundación in vitro, realmente no hay ningún motivo para rechazar la gestación subrogada.

La génesis histórica del problema está en otro lugar, en la anticoncepción y en la separación consiguiente de la sexualidad y de la reproducción; todos los males relativos a la sexualidad y la reproducción que han venido después: Aborto, gaymonio, uniones civiles, gestación subrogada, etcétera tienen su origen en la aceptación social de la anticoncepción. Cuando separamos en nuestra mente la sexualidad de sus consecuencias e implicaciones morales y éticas ya no hay motivo para rechazar todas las demás aberraciones.

Si os fijáis, hoy en día el único mal sexual es la violación -incluyendo la pederastia, aunque ya veremos si no se termina aceptando esto-, es decir, la relación sexual debida a la violencia y coacción. Todo lo demás está bien. Hay que admitir que Rallo es coherente hasta el extremo con el liberalismo: si es consentido, no se deben poner límites a nada.

Rallo representa sólo un momento o fase concreta de la degeneración de la sociedad y de la cultura occidental. Pero en cierta manera él también es una víctima de esta sociedad, ¿A cuánta gente de su generación se les ha enseñado que la anticoncepción es un mal y que no se debe separar la sexualidad de su aspecto reproductivo? Apostaría a que si alguien le dice eso le sonaría completamente a chino y a que jamás se lo ha planteado en serio.
03/06/15 11:06 PM
  
Yolanda
Pero muchos buenos, sinceros y devotos católicos siguen desesperados por casar su liberalismo militante con su catolicidad reivindicada. Tienen mucho trabajo por delante. Infinito.
_________________

E imposible.
03/06/15 11:43 PM
  
Gutierre
Está muy bien que Luis Fernando utilice el término úteros de alquiler para sustituir al eufemístico vientres de alquiler y al todavía más eufemístico de maternidad subrogada. Aunque pienso que sería más descriptivo y contundente hablar de compraventa de bebés.
04/06/15 12:00 AM
  
Ricardo de Argentina
Muy bueno el comentario de Luis Amorós.
Y el de Yolanda también.

Cualquiera con dos dedos de frente y mínima formación/información sabe de la incompatibilidad de ser liberal y católico.
Pero es que el liberalismo ha triunfado. Y después de las Grandes Guerras ha arrasado en sus dos variantes, izquierda y derecha.
Así que bueno... ejem..., ¡no es el caso de quedarse fuera, hombre!
De carne somos, ¿o no?
04/06/15 12:58 AM
  
Esteban Rodriguez
La gravedad de la depravación moral de los úteros de alquiler, más aun cuando se utiliza como eufemismo la infumable cursilada de la maternidad subrogada, no radica sólo en que la base de la acción moral sea la repugnante compraventa de un ser humano. Tal acción, como la entienden estos liberales amorales, consiste en el libre contrato entre dos partes, pero lo que se vende es un tercero y ese tértium no es propiedad de ninguna de las partes,ni de la que lo vende ni de la que la compra. Por tanto la mayor gravedad de la inmoralidad radica en que se trata de una apropiación indebida , es decir de un robo. Se trata de un contrato entre ladrones en el que sujeto robado queda legitimado por el derecho positivo.

Para entender bien el asunto resulta elocuente la foto que ilustra el postre o incluso el famoso spot de coca cola. Se trata de dos homosexualidad cuyo desorden , al margen de la sodomia, llega al extremo de apropiarse de otra persona a la que roban una madre . Aunque si los compradores fuesen dos heterosexuales el robo seria el mismo, no obstante es una práctica mucho más frecuente entre los homosexuales varones, por razones obvias.
El tema es que ese niño objeto de la compraventa, tiene necesariamente un padre y una madre, y no por un capricho de la iglesia romana precisamente. Su padre es el que aportó el espermatozoide y su madre la que aportó el óvulo. Si alguno de los homosexuales aportó el espermatozoide ese es su padre, si fue un donante ajeno a la pareja,entonces también le robaron a su padre. Si la mujer que alquila el útero también aportó el óvulo, esa es su madre. Pero si fue otra "donante" la que lo aportó, entonces esa será su verdadera madre.
El caso que ese niño se ve privado de su verdadera madre en todos los casos, y de padre y madre en algunos. Un auténtico robo , que estos liberales, tan defensores de la propiedad privada, pretenden legitimar en una esquizofrenica contradicción.


LF. Si te gusta como artículo publicado en mi columna.Dale título.
04/06/15 3:31 AM
  
Faramir
Como la mayoría de los comentaristas ya ha calificado el pensamiento de Rallo (al que yo le he escuchado defender la legalización de la prostitución y de las drogas en aras al respeto de la libertad individual y la sacralidad de los acuerdos entre adultos libres), respondo a un comentarista, un tal Jose , que escribe:

"La Inquisición nos traslada a la Edad Media, la caza de brujas... momentos en los que condenaban a gente por decir que la Tierra es redonda y no plana."

Ya San Agustín escribió que la Tierra era redonda. Y la comisión que, nombrada por la reina Isabel I para estudiar el plan de Colón de alcanzar China navegando hacia el oeste, dictaminó que era irrealizable porque el radio de la Tierra era mayor que el aceptado por Colón... Y tenía razón. Ocurrió que América estaba en su derrota.

Así que la Inquisición jamás persiguió a nadie por sostener que la Tierra era redonda.

Allá los que no quieran ser católicos, ¡pero los exijo que no mientan, jopé!

---

LF:
No es que mientan. Es que son unos pobres desgraciados ignorantes. Gente sin formación, que se traga la basura que les sueltan por ahí. Dan más pena que otra cosa
04/06/15 8:43 AM
  
javier
Durante casi 10 años de mi vida, me consideré liberal o muy liberal, seguidor de Milton Friedman primero (no sé cuantas veces habré visto la serie "Free to choose"), Ayn Rand, y luego de Ludwig von Mises, Murray N. Rothbard, Frederich Hayek. Escuché con veneración todo el curso sobre introducción a la economía (accesible en youtube) del ilustre Jesús Huerta de Soto (del cual Juan Ramón Rallo es su más "dilecto" discipulo, tal y como el dice) así como el portal del Instituto Juan de Mariana, del Mises Institute (Lew Rockwell, Tom Woods, Ron Paul, Peter Schiff, etc) y de Hans Hermann Hoppe, el principal exponente del anarcocapitalismo a nivel mundial.
Lo que puedo decir después de esos 10 años siendo un verdadero fanático del dogma liberal es que el Liberalismo es la herejía más venenosa y peligrosa a la que debe hacer frente la Iglesia, y que está amenazando su misma existencia. Es un lobo con piel de cordero que se infiltra sibilinamente para perdición de muchas almas, muchas entre mi propia familia.
Con la gracia de Dios, hace 3 años me convertí a la fe católica y abandoné el credo liberal. Podría decir tantas cosas sobre las innumerables mentiras en las que se fundamenta pero no acabaría en todo el día.
Que Dios nos libre del Liberalismo.

---

LF:
Bendito sea Dios que te ha concedido la conversión.
04/06/15 8:56 AM
  
Luis I. Amorós
Javier:

"Lo que puedo decir después de esos 10 años siendo un verdadero fanático del dogma liberal es que el Liberalismo es la herejía más venenosa y peligrosa a la que debe hacer frente la Iglesia, y que está amenazando su misma existencia. Es un lobo con piel de cordero que se infiltra sibilinamente para perdición de muchas almas, muchas entre mi propia familia.
Con la gracia de Dios, hace 3 años me convertí a la fe católica y abandoné el credo liberal. Podría decir tantas cosas sobre las innumerables mentiras en las que se fundamenta pero no acabaría en todo el día."

Pues no te calles, Javier. Hay días de sobra para denunciar y combatir el mal disfrazado de bien.

Precisamente por su conocimiento del asunto puede hacer un gran bien a muchos católicos. La conversión es una gracia y un regalo infinito de Dios.
Tal vez en compensación su labor en la Iglesia sea desenmascarar el pecado que le alejó de Dios, para que otros no caigan en él.

Ame al prójimo, Javier. Ámelo con aquello que usted pueda hacer por su bien.
Dios se lo premie y le bendiga abundantemente, dándole ciento por uno.
04/06/15 10:47 AM
  
javier
Hola Luis, meditaré sus palabras, gracias.
En respuesta al "pecado que me alejó de Dios" le he decir que no fue el Liberalismo en si. Fue la soberbia de pensar que podía y debía dirigir mi vida exclusivamente a través de mi entendimiento y el abandono a los "deseos de mi corazón". El demonio tienta, pero es uno el pecador.

A todos los católicos que simpaticen con el Liberalismo les diría, que toda pobreza material y espiritual proviene del pecado y que no es posible construir un "Reino de los Cielos" en la tierra con hombres pecadores. El pobrema del mundo no es la falta de Libertad, el problema del mundo es la falta de Obediencia.

No coman del árbol de la Sabiduría y del Conocimiento aunque sean agradables al paladar sus argumentaciones y razonamientos, pues conduce a la muerte. Coman del árbol de la Vida, el árbol de la Cruz, que ha sido plantado en el calvario para salvación de todos, ahí encontrareis el Reino y la Vida en abundancia. Jesucristo marcó el camino, para que nosotros le sigamos con nuestra propia cruz.
04/06/15 1:35 PM
  
hidaspes
¿Y se puede ser parcialmente liberal y católico? Recuerdo ahora a nuestros hermanos de los Estados Unidos, a cuyos pastores (Burke, Nolan y otros) hemos venido alabando y felicitando acá con mucha frecuencia, destacando siempre la frescura, coherencia y capacidad de movilización de la Iglesia en esas tierras a la hora de defender la fe. ¿Son fieles sin fisuras ni matices esos hermanos a la doctrina salvadora de la Iglesia de Cristo? Sin duda. Y habiéndose formado en Estados Unidos, ¿no tendrán una visión de la vida pública tan estatalista-paternalista como nosotros? ¿no proclamarán con naturalidad que son fieles hijos de la Iglesia y a la vez partidarios del principio de la libertad de las personas en el mercado, del principio de subsidiariedad estatal, del respeto a la propiedad privada conforme al uso generoso que predica la Doctrina Social de la Iglesia, de la libre competencia en un marco de justicia e igualdad, de la estabilidad presupuestaria y el "santo temor al déficit público", que el valor de los productos es justo cuando responde a la ley de la oferta y la demanda sin añadidos monetarios artificiosos por el gobernante de turno ...? ¿Son menos o peores católicos que los hermanos de España o Francia, naciones de acusada mentalidad estatalista e intervencionista? Por más vueltas que le doy no acabo de ver la incompatibilidad entre mi fe católica y la adhesión a esos principios. No acabo de ver la oposición entre ese pensamiento y el depósito único de la fe que es el Magisterio solemne de la Iglesia. Por añadidura, hay abundante bibliografía sobre la defensa católica del principio de libre mercado.

Yo creo que el problema es, ante todo, de significado. Hay que dar un concepto de liberalismo a los efectos de nuestro acervo doctrinal. Para que de esa manera uno pueda afirmar con propiedad si es o no liberal.

04/06/15 3:23 PM
  
javier
Hidaspes no ha oido usted decir:

"«Felices los que tienen alma de pobres, porque a ellos les pertenece el Reino de los Cielos. Felices los pacientes, porque recibirán la tierra en herencia. Felices los afligidos, porque serán consolados. Felices los que tienen hambre y sed de justicia, porque serán saciados. Felices los misericordiosos, porque obtendrán misericordia. Felices los que tienen el corazón puro, porque verán a Dios. Felices los que trabajan por la paz, porque serán llamados hijos de Dios. Felices los que son perseguidos por practicar la justicia, porque a ellos les pertenece el Reino de los Cielos. Felices ustedes, cuando sean insultados y perseguidos, y cuando se los calumnie en toda forma a causa de mí." (Mateo 5, 3:11)

"«Cualquiera que venga a mí y no me ame más que a su padre y a su madre, a su mujer y a sus hijos, a sus hermanos y hermanas, y hasta a su propia vida, no puede ser mi discípulo. El que no carga con su cruz y me sigue, no puede ser mi discípulo. ¿Quién de ustedes, si quiere edificar una torre, no se sienta primero a calcular los gastos, para ver si tiene con qué terminarla? No sea que una vez puestos los cimientos, no pueda acabar y todos los que lo vean se rían de él, diciendo: "Este comenzó a edificar y no pudo terminar". ¿Y qué rey, cuando sale en campaña contra otro, no se sienta antes a considerar si con diez mil hombres puede enfrentar al que viene contra él con veinte mil? Por el contrario, mientras el otro rey está todavía lejos, envía una embajada para negociar la paz. De la misma manera, cualquiera de ustedes que no renuncie a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo." (Lucas 14,26:33)

"Lo que quiero decir, hermanos, es esto: queda poco tiempo. Mientras tanto, los que tienen mujer vivan como si no la tuvieran; los que lloran, como si no lloraran; lo que se alegran, como si no se alegraran; los que compran, como si no poseyeran nada; los que disfrutan del mundo, como si no disfrutaran. Porque la apariencia de este mundo es pasajera." (1 Corintios 7,29:31)

Lbre competencia, propiedad privada, estabilidad presupuestaria... son categorias del mundo, y nosotros hemos muerto al mundo para nacer al cielo.

04/06/15 5:42 PM
  
Cos
hidaspes, yo soy de tu línea de pensamiento. Si es por teminología yo lo he resuelto diciendo que soy católico capitalista social. Yo creo que está bien dicho. LA deuda lleva a la pobreza, la falta de flexibilidad al colapso de las empresas económicas, los precios no se pueden regular -no se pueden simplemente- si no es a través del mercado . . . Del intervencionismo que decir, intervencionismo de unos estados ateos . . .
De hecho, consider que la doctrina social de la Iglesia es la mejor base desde la que se puede construir el sistema de libre mercado más justo.
El problema es que el término "liberal" engloba toda una filosofía, una filosofía relativista y anticatólica.

04/06/15 6:46 PM
  
hidaspes
Estimado cos, ni que decir tiene, comparto su criterio. Ciertamente curioso su encuadre: católico capitalista social. Lo apunto, por si acaso, con su permiso.
Estimado javier, no creo que nadie de entre nosotros, fieles hijos de la Santa Iglesia Católica, cuestione que la búsqueda de la justicia del Reino de Dios es nuestro sino en este mundo. La cuestión es si en ese humano transcurrir, si en nuestro camino de santidad en este valle de lágrimas, estamos sirviendo al Reino de los Cielos a tráves de la Doctrina Social de la Iglesia por medio de principios como los precitados. Humilde servidor, desde luego, no ve que lo uno sea incompatible con lo otro. Y a la inversa, veo serios inconvenientes en muchos de los principios de máxima intervención y regulación que se asumen con naturalidad entre mis compatriotas, acostumbrados desde pequeños al papel omnímodo del "Estado del Bienestar" (Bienestar del Estado en mi opinión).

Un saludo.
04/06/15 7:42 PM
  
Pablo Z.
Eso de que la deuda lleva a la pobreza es muy relativo, de hecho la deuda es tan buena que no hay capitalismo sin crédito. Quien diga que la deuda es mala está condenando al capitalismo a la muerte. Así que el discurso liberal sobre la deuda es esquizofrénico. Al igual que ocurre en la familia y en cualquier empresa supongo que en las administraciones públicas habrá una deuda necesaria, otra deseable, otra buena, y habrá también una deuda mala y destructiva. El buen gestor y el político prudente debe saber discernir. Y te aseguro que no hace falta saber mucho de economía para saber que endeudarse para pagar gasto corriente es malo.

Yo creo que hoy en día las administraciones no se deben endeudar mucho pero mi razón para ello es la evolución demográfica. Si hay menos personas en el futuro no podemos endeudarnos como si en el futuro fuera a haber tantas personas (tanta economía y tantos ingresos, por tanto) como hoy. La baja natalidad era también el dato que nos permitía entender hace quince años ya que la inversión inmobiliaria era un sinsentido, porque sabemos desde hace mucho que lo más probable es que la población española descenderá, no sabemos exactamente cuánto pero descenderá de forma sensible.

En cuanto a la flexibilidad laboral, ésta es de dos tipos, interna y externa. En España y en el discurso liberal se entiende por flexibilidad laboral la externa, es decir, la precariedad sociolaboral (hay que llamarlo como lo que es). En otros lugares la flexibilidad laboral se entiende de otra manera y se orienta a la organización y métodos de trabajo interno de la organización.

En cuanto al intervencionismo, la mera existencia de una legislación es intervencionismo. Pero eso no es malo, ¿no?

La perspectiva capitalista se basa en el error del deseo del crecimiento económico continuo -> más riquezas = mejor, pero los católicos sabemos que eso no es cierto. Es deseable un mínimo de dignidad material pero el crecimiento infinito de su riqueza no debe ser el fin último de una sociedad. Yo no deseo un país con una minoría ultrarrica y un 50% de pobres como ocurre en Estados Unidos.

Es cierto que el trabajo digno no se puede establecer por ley pero el empresario católico debe pensar antes en las necesidades sociales y en la de sus trabajadores que en el mero hecho de ganar dinero. Hay situaciones en las que ambas cosas están en contradicción. Yo lo veo a mi alrededor. Hay mucho empresario cara dura que está dispuesto a cualquier cosa con tal de ganar dinero. Eso es bueno desde una perspectiva liberal, pero es malo desde una perspectiva católica, tan malo que explotar indignamente a tus trabajadores sólo para ganar más dinero es algo que puede llevarte al infierno.

Hay mucha demagogia superficial en el discurso liberal, incluso en su vertiente meramente económica.

Y ya que estamos aquí diré que es una cosa que hecho de menos, la inspiración cristiana en el empresariado español. Estoy seguro de que nos iría mucho mejor si la clase más dinámica del país fuera evangelizada.

04/06/15 7:43 PM
  
Pablo Z.
En general en el ámbito de la gestión empresarial hay un error de corte naturalista, en la que el despido equivale a la selección natural de Darwin, es como si no hubiera remedio, hay un fatalismo en relación al despido que exculpa de responsabilidad a los líderes empresariales y sociales. Pero muchas veces el fracaso no es del trabajador sino de los gestores, que generalmente no suelen ser castigados por sus errores. Despedir a la gente es la solución fácil. Estudiando en un MBA me llamó muchísimo la atención lo hondo que tenemos asumido que el trabajador es una cosa que la empresa puede usar y tirar. Se habla del valor de las personas pero eso es mentira. Casi nadie cree en ello.

Los empresarios católicos (los fieles a Jesucristo) que se han distinguido en su trabajo siempre han buscado lo mejor también para sus trabajadores y siempre lo han tenido como un criterio fundamental de actuación. En la ideología liberal que ve al mercado como un mecanismo automático y amoral de mero ajusto de deseos y dinero esa dimensión está completamente ausente. Cada uno que busque su interés egoísta y listo, todo está bien.

Pues no, no está bien. Cada uno está llamado por Dios a hacer algo con su vida, algo por Dios y por el prójimo.
04/06/15 7:50 PM
  
Pablo Z.
Termino: como estudiante de economía a mí siempre me dio la sensación que la gente (mis compañeros de clase, etc) entendía a Adam Smith y al liberalismo (y se imparte así, de hecho) como una licencia para hacer lo que te da la gana, el mercado ya hará el resto.

Pues no, el mercado no es Dios ni es el sujeto de la historia ni tenemos licencia para ser egoístas. Estamos llamados a santificar el mercado, no a sustituir a Dios por el mercado porque ya vemos que sin el aliento del Espíritu Santo también el mercado se convierte en un mecanismo demoníaco de destrucción.

Siento la chapa pero es que he visto de cerca yo también los efectos que tiene en la persona la demagogia liberal. Algunos de esos efectos son sutiles, como el del primer párrafo de este último mensaje, pero esos efectos son los peores porque para cuando nos damos cuenta ya nos han alejado completamente de Dios.
04/06/15 7:54 PM
  
hidaspes
Por lo demás, no quiero eludir el necesario esfuerzo de argumentación y sustituirlo por falacias facilonas. En particular, soy consciente de que citar casos de personajes famosos que son católicos confesos y coherentes, a la par que liberales, en el sentido expuesto en mis anteriores comentarios, sería invocar una simple falacia ad autoritas en vez de un argumento de fondo. Y sin embargo, no me resisto a citar algunos casos llamativos.

Cítese, por ejemplo, el mismo medio que Luis Fernando menciona, "Libertad Digital". Para quienes no lo frecuenten, decirles que LIbertad Digital tiene una largísima lista de colaboradores, columnistas y analistas varios, pertenecientes a numerosas facciones o familias del movimiento liberal-conservador: los hay conservadores fiscales, conservadores sociales, anarco-libertarios como el aludido Juan Ramón Rallo, neoconservadores como muchos de los analistas del GEES... Quiero ahora detenerme en uno de ellos, el genial Pablo Molina, del que me declaro lector asíduo. D. Pablo es un sensacional columnista y escritor, de fino, elegante y cultivado sentido del humor, del que suele servirse como hilo conductor de sus artículos y libros, dando a sus juicios y valoraciones un sentido divertido e informal que ciertamente me resulta atractivo. D. Pablo no tiene apuros en declararse liberal, en el sentido de oponerse a sobrerregulaciones inoperantes e ineficaces, niveles fiscales confiscatorios, monopolios estatales que desvirtúan el justo valor de los productos... Y en paralelo a todo ello, es un católico coherente y firme, que defiende el derecho a la vida a ultranza, a la institución natural de la familia y el matrimonio, que se opone de manera contundente a los consabidos ataques del régimen a la libertad de los padres de elegir educación católica para nuestros hijos y a la imposición del adoctrinamiento en el culto al falso dios Estado socialista y relativista.

En resumen, yo creo que tenemos bastante confusión acerca del término "liberal". Da la sensación de que es mencionar el palabro y nos equiparan a los delirios paganoides de los sangrientos sans-cullottes de las logias parisinas del terror jacobino. Y no es eso.

---

LF:
Yo sigo siendo asiduo lector de LD. Pero lo que digo en el post es literalmente cierto. Es el medio liberal por excelencia de España.
Pablo Molina me parece un tipo magnífico.
04/06/15 7:56 PM
  
Cos
Pablo Z. A ver, tampoco quiero extender mucho la cosa, además tampoco soy un experto. Por supuesto que tiene que haber regulación, el liberalismo absoluto es una utopía, y una tomadura de pelo. La cuestión del capitalismo es la capacidad de tener capital. Tiene que haber crédito pero el ahorro es lo fundamental. Ahorro en las familias y ahorro en las empresas. De hecho es posible que estemos ante las puertas de la crisis de la deuda. Una crisis que puede dejar en nada a la que estamos viviendo.
Si digo que la doctrina social de la Iglesia tiene que ser la base desde la que se construya el sistema estoy diciendo que Dios debería de ser el centro de la vida social, obviamente. Entonces el sistema funcionaría mucho mejor. Pero la economía es algo que está en continuo cambio, las empresas deben de adaptarse continuamente a la realidad del mercado, sino quiebran. O se crece o se decrece. Además el mercado es algo demasiado sutil como para llegar a controlarlo, crea sus propias estructuras ¿Quién sabe como puede ser el mercado dentro de 200 años, por ejemplo? Y querer controlar el mercado conlleba a determinar que es lo que debe consumir y lo que no debe de consumir la gente. Al final resulta un estado totalitario e ineficiente como los que se han conocido en el siglo XX.
No hay que confundir lucro, que es lo que permite obtener ahorro, com avaricia. Aunque si, generalmente van unidos, de ahí lo del camello y la aguja. Lo fundamental es crear una nueva sociedad cristiana.
Bueno, es solo mi opinión.
04/06/15 10:25 PM
  
JUAN NADIE
Editado:
¿Hace falta expresarse así de alguien a quien difícilmente conoces bien?
04/06/15 10:52 PM
  
javier
El liberalismo económico entra en constante dialéctica negativa con el socialismo, estatalismo, etc.
Lo que hace condenable al liberalismo no es aquello que contrapone al socialismo sino aquello que ambos comparten, especialmente con el naturalismo:

- Que el hombre es bueno por naturaleza (Russeau).
- Que el hombre es señor de la historia.
- Que cada uno tiene derecho a buscar la felicidad individualmente.
- Que la ciencia es la impulsora del progreso y de la humanidad.
- Que se puede construir una sociedad al margen de Dios y de sus preceptos, basandose exclusivamente en leyes y postulados "cientificos" al margen de la revelación.
- Que todo progreso material, la abundancia de riquezas, es positiva.
- Que las creencias religiosas son subjetivas y al no ser "cientificas" pertenecen necesariamente a la esfera privada de la persona.

Esto se opone claramente con lo que enseña la Iglesia:
- El hombre es malo por naturaleza, naturaleza caida (pecado original)
- Solo Dios es el señor de la historia.
- La felicidad corresponde a la participación en el Reino, que es la Vida eterna. La vida terrena es solamente un prólogo, un valle de lágrimas.
- Que la ciencia, al ser el estudio de la creación, no puede contradecir lo que dicta la revelación, que es la máxima fuente de verdad.
- Que todo poder en el cielo y en la tierra proviene de Dios y que debemos atarnos en obediencia especialísimamente los goberantes y reyes, que serán juzgados con rigor si no ostentan su poder conforme al mandato de Dios.
- Que todo lujo y riqueza es sumamente peligrosa, porque ata el hombre a la tierra, y le impide volar hacia el camino de la santidad.
- Que hemos recibido el evangelio para llevarlo a todas las naciones, para que se conviertan y reconozcan a Jesúcristo como el Mesías, el Hijo del Dios Vivo.
05/06/15 10:14 AM
  
klausm
El liberalismo niega la existencia de una "naturaleza humana". El comunismo también.

El liberalismo habla de un yo sin límites, donde los apetitos de los más capaces (los que han sobrevivido a la selección natural de los más fuertes -darwinismo social), no tienen límite ni tasa. El resto, los perdedores que se fastidien con J.

El comunismo niega el yo, la individualidad. La masa es lo importante. Todo se explica por la lucha de clases. El marxismo leninismo actual se ha transformado en ideología de género, y ahora las dos clases que luchan son hombre/mujer.

La alianza de estas dos ideologías, es algo diabólico para destruir la familia. Monseñor Reig Pla, ha descrito muy bien este fenómeno.

09/06/15 10:36 AM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.