InfoCatólica / Cor ad cor loquitur / Archivos para: Diciembre 2021

27.12.21

Hablar con Dios. Hablar de Dios

Te sientas en el último asiento del último banco del templo. Allá donde apenas puedan darse cuenta de tu presencia. Quieres contemplar más que participar, aunque repites de corazón todas las frases y oraciones que ya recitabas siendo niño. Tampoco entonces gustabas de sentarte en los primeros bancos.

Dejas atrás dos décadas de batallas, polémicas, debates, denuncias, cruzadas, quijotismo y algunas dosis de vanidad y soberbia disfrazadas de falsa caridad. Lo que de bueno hiciste, fue por gracia. Lo que de malo, por tu pecado.

Te tapas bajo la manta buscando adentrarte en el diálogo con el Señor. Ya no te quejas de nada, pero tampoco pides mucho. Y sospechas que aquello que pides que más te gustaría recibir no te será concedido, pero ya aprendiste a aceptar que ese «no» es lo mejor para ti. También de niño te adentrabas tapado en ese lecho donde sólo estabais Dios y tú. Entonces pedías poco y preguntabas más. Con los años fueron respondidas tus preguntas por Aquel que siempre ha guiado tus pasos, por Aquel que ha evitado que te despeñes cuando te has separado de Él.

Bien sabes que solo hay algo que se acerca a la maravilla de hablar con Dios: hablar de Dios. Pero no es fácil encontrar un alma con la que compartir semejante don.

Vuelves a tu infancia sin ser niño. Sabes que allí aprendiste a amar a quien más te ama. Y no necesitas más.

Luis Fernando Pérez Bustamante

PD: Este es mi post de despedida de quienes habéis sido mis lectores en InfoCatólica. Seguiré trabajando en este portal pero mi etapa como bloguero católico finaliza ya. Lo que venga después, si es que viene algo, sólo el Señor lo sabe. Me habéis dado mucho más de lo que os haya podido dar yo, así que estoy en deuda con vosotros. Dios nos guarde para la vida eterna.

24.12.21

Todos los días es Navidad

Os felicito la Navidad con algo que escribió Lidia, a quien Dios tenga en su gloria, hace 29 años, y que conservo en la que fue mi primera web:

Navidad, día de alegría, amor y paz

Una vez al año celebramos con júbilo y alabanza la venida de un niño que habría de salvarnos.

En esos días cambiamos, sentimos su amor verdadero y nos gozamos. Las familias se reúnen y cantan cánticos. Parece que nos sentimos a Dios más cercanos.

Pero, ¿sabéis?… todos los días es Navidad.

Cuando paseamos a diario por la calle y, sin saber porqué, nos alegramos y le cantamos por su venida, es Navidad.

Cuando nos sentimos abatidos, derrotados y las más negras tinieblas se ciernen sobre nosotros sin saber porqué y de repente, sin pedirlo, tenemos la VICTORIA en Él, es Navidad.

Cuando en la negrura de la noche que envuelve el mundo, alguien caído, sin sentido en su vida, rodeado de miseria, odio y apatía, encuentra la estrella brillante que le devuelve a la vida, perdonando sus pecados y sanando sus heridas y llegándose al Niño nacido y resucitado le entrega su vida, ese momento, ese día es Navidad todavía.

Lidia, navidades de 1992

Feliz Navidad para todos. Y que el Niño Dios vuelva pronto.

Luis Fernando y familia