11.06.19

Cuál será ese regalo especial que he recibido esta mañana

Llego de Gascones ahora mismo. Los martes suelo celebrar por la mañana para poder disponer de un día algo más tranquilo a lo largo de la semana. Siempre hay alguien, aunque no crean que muchos: dos, tres, quizá cinco el día que acuden las religiosas catequistas con alguna voluntaria de Cáritas. Siempre… o casi siempre.

Hoy he celebrado no solo, sino, mejor dicho, sin pueblo. Llegué a la parroquia con suficiente antelación para preparar y prepararme sin prisas. Toque de campana y… nadie.

Estos días raros en que celebro sin pueblo he decidido tomármelos como un regalo especial que me hace Dios que me permite celebrar sin prisas, sin preocupaciones, sin tener que estar pendiente del pueblo, de la gente. El primer capricho que me doy es el de celebrar en el altar mayor, exento, pero “ad orientem”. Tan fácil como dar media vuelta y oficiar vuelto a Cristo.

Leer más... »

7.06.19

Vaticano III o Trento II

No sé los años que algunos llevan pidiendo un Vaticano III. Tampoco sé muy bien para qué. Si de lo que se trata es de libertad para que cada uno haga lo que quiera y se organice como le parezca, eso ya lo tenemos. Estamos instalados en la Iglesia del “depende” en la que lo único fijo son los horarios de misas y casi que tampoco.

A mi modo de ver la Iglesia hoy padece dos gravísimos problemas, posiblemente más relacionados entre sí de lo que nos parezca.  

Uno de ellos es el del acomodamiento al mundo. Nos hemos dejado comer la moral, vivimos pidiendo perdón por nuestras maldades y avergonzados de nuestra fe y nuestra historia. Basta que dos inútiles nos mienten las cruzadas o la evangelización de América y corremos a esconder las supuestas vergüenzas. Nos han soltado a la cara no sé cuántas veces que somos malos, muy malos, y nos lo tragamos sin anestesia.

Leer más... »

5.06.19

Se desploma la práctica religiosa en España

Lo vemos y lo decimos todos, pero no cabe duda de que tiene especial importancia que lo afirme y reconozca nada menos que el obispo portavoz de la Conferencia Episcopal, monseñor Luis Argüello, durante un desayuno con el Nueva Economía Fórum.

Años llevamos tratando de maquillar los datos. Ya saben: que si no es para tanto, que ha bajado la natalidad, que depende de cómo se mire, que… Los sacerdotes lo vemos día a día. Las bodas bajan, los bautizos, primeras comuniones… Es triste encontrarte con gente que te dice, a sus setenta años, que son ya la última generación.

Lo más que hemos conseguido es que se reconozca que sí, que los datos de bodas, comuniones y bautizos han caído un poco. Buscamos compensar hablando de la cruz en la declaración del IRPF, de la asistencia a procesiones y peregrinaciones. Es igual. Vamos cayendo.

Leer más... »

2.06.19

LA REPAM NOCHA

Parece que aquí todo quisqui va mostrando las cartas, la patita, las intenciones y el traspuntín. Hasta ahora, con disimulo, ahora, a pecho descubierto y calzón quitado.

Me he enterado que hay una cosa que se llama Red eclesial panamazónica, usease, lo del REPAM, que es una red o asociación o agrupación o similar que dice de sí misma que “La REPAM se coloca al servicio de los pueblos de la Pan-Amazonía, busca luchar en defensa de sus sabidurías ancestrales, de sus territorios y de su derechos …” En fin, no voy a entrar en esto, aunque daría para mucho. Sería demasiado por el momento.

Leo hoy la noticia de que esta REPAM y la Asociación Venezolana de Educación Católica se unen para crear conciencia ecológica entre los más jóvenes. Atentos. Muy atentos.

Leer más... »

30.05.19

Una duda existencial

Hay que jorobarse lo que le hace pensar a uno algo tan simple como limpiar el coche. Esta mañana he dedicado un ratito a esta tan humilde como necesaria tarea de adecentar el vehículo ¡incluso por dentro!, que el polvo se mete por todos los rincones.

Oigan, que todas esas llaves las llevo en el coche de manera habitual para poder manejarme en mis parroquias: templos parroquiales, casas parroquiales, ermitas… 

El caso es que no sé si debo tener cargo de conciencia. Porque, claro, cada llave es una frontera y un muro que cierro a los demás, y lo de cerrar muros es bastante poco evangélico. A lo mejor lo que debo hacer es dejar todo abierto, arrancar cerraduras y tirar las llaves a la reguera. A lo mejor…

Leer más... »