23.09.10

Yorleni Fabiana del Carmen

Me van a disculpar, los he hecho venir hasta aquí con el nombre que recién inventé y que utilicé como título para esta entrada; pero no se aflijan, a pesar de que fue truco barato para llamar su atención estoy segura que para cuando terminen de leer me habrán perdonado.

Leer más... »

22.09.10

18.09.10

16.09.10

15.09.10

Corazones reventados

Yo no se, pero alguien que tenga corazón humano, cuando la realidad le presenta un joven dependiente de banco muy decente y con maneras de señorita, no puede menos que recibir ese impacto a manera de gracia y ternura; máxime si el dependiente le recibe con una enorme sonrisa, le atiende magníficamente como si fuera el único cliente del mundo y además lo despide con un “Dios la acompañe”.

Leer más... »