Las profecías de Sor Elena Aiello, mañana será beatificada

Beata Elena AielloEstaba dudando el orden varios artículos. Pero la actualidad manda. Mañana es 14 de septiembre, fiesta de la Exaltación de la Santa Cruz. Sigue siendo escándalo y necedad, pero ahora no de modo tan marcadamente disyuntivo como en la época de San Pablo.

Será el cuarto aniversario de la Carta Apostólica Summorum Pontificum. Y, casualidades de la vida, fecha del trascendental encuentro entre los lefebvrianos con Mons. Fellay a la cabeza y el Card. Levada. Por las informaciones disponibles «pintan bastos». Ojalá podamos celebrar buenas noticias. Mucho me temo que quieran seguir «debatiendo sobre temas doctrinales desde fuera», porque allá se quedarán: fuera. Probablemente no todos y haya cisma, aún así no deja de ser una desgracia.

Pero también mañana será beatificada Sor Elena Aiello en Cosenza, y ahora en serio, espero que no sea fruto de ‘casualidades de la vida‘.

Sor Elena es poco conocida en España, fundadora, mística, portadora de estigmas y numerosas revelaciones privadas. Murió en 1961. Benedicto XVI firmó el 2 de abril de 2011 el decreto relativo al milagro atribuido a su intercesión.

Supongo que no estoy en los circuitos adecuados, pero me llama la atención la ‘densidad’ de santos y de personas con fama de santidad en esa época que tuvieron revelaciones y que hoy no aparecen.

Beata Elena Aiello sudando sangre un Viernes SantoEn marzo de 1922 mientras practicaba en privado la devoción de los «trece viernes» de San Francisco de Paula, recibió los estigmas al tiempo que su rostro sudaba sangre. Desde entonces la efusión de sangre en su cara es un fenómeno que se repetirá cada viernes de marzo y especialmente en Viernes Santo; al fenómeno físico del sangrado se unía el dolor, la privación de los sentidos, el hablar proféticamente en nombre de Jesús, de María o de San Francisco de Paula. En 1928 con Gina Mazza dan inicio en Cosenza a las Mínimas de la Pasión (Suore Minime della Passione di Nostro Signore Gesù Cristo), con el objetivo de honrar la Pasión del Señor y socorrer espiritual y materialmente a los pobres, especialmente a la infancia necesitada.

De ella se cuentan muchas profecías y avisos. Los más llamativos fueron los dirigidos a Mussolini, primero advirtiéndole de lo bien que le iría si no participaba en la Guerra Mundial y lo mal que lo pasaría Italia si lo hacía, y después el trágico fin del propio Duce:

¿Os acordáis cuando el 7 de julio del año pasado me preguntabais que le podría ocurrir al Duce, y que yo os respondí que si no permanecía unido al Papa, tendría un fin peor que el de Napoleón? Ahora os repito las mismas palabras: si el Duce no salva Italia haciendo todo cuanto diga y haga el santo Padre, pronto caerá

Soy algo escéptico ante el fenómeno de la profecía. Pero escéptico, no incrédulo. A veces es difícil separarlas de interpolaciones posteriores o de añadidos subjetivos de la persona que las recibe. Pero haberlas haylas.

En el caso de Elena Aiello, quizá la más famosa es la que recibió el Viernes Santo de 1954:

Escucha bien lo que digo y comunícalo a todos: Mi Corazón está triste por los muchos sufrimientos que amenazan a este mundo. La justicia de nuestro Padre Celestial está ofendida gravemente. El mundo está inundado por una crecida de corrupción. Los gobiernos de los pueblos se han levantado como demonios en carne humana, y mientras hablan de paz, preparan la guerra con instrumentos devastadores, para aniquilar pueblos y naciones. Innumerables escándalos llevan las almas a la ruina, especialmente de la juventud.

El hogar, fuente de la fe y de santidad, está manchado y destruido.[…](Los hombres) continúan viviendo pertinazmente en sus pecados. Cerca está el azote para limpiar la tierra del mal. La Justicia divina reclama la satisfacción de tantas ofensas y maldades que cubren la tierra y no se puede tolerar más. Los hombres obstinados en sus culpas no se vuelven a su Dios. La gente no se somete a la Iglesia, y desprecia a los sacerdotes por haber muchos malos entre ellos, que son causa de escándalos.

[…]El mundo será invadido por grandes desgracias, revoluciones sangrientas, huracanes terribles, inundaciones de ríos y mares.

Levanta la voz, hasta que los sacerdotes de Dios presten oído a mi mensaje, y avisen a los hombres que el tiempo está cerca, y si no se convierten a Dios con oraciones y sacrificios, el mundo se verá envuelto en una nueva guerra […] Nubes con rayos de fuego, y una tempestad de fuego pasarán sobre el mundo, y el azote será el más terrible que ha conocido la historia. Durará setenta horas. Los impíos serán aplastados y eliminados. Muchos se perderán, porque permanecen en sus pecados"…

Las horas de las Tinieblas están cerca […] Yo me inclino sobre el mundo y detengo la Justicia de Dios, de otra manera estas cosas hubieran sucedido ya. Hacen falta oración y sacrificios, que vuelvan a los hombres a Dios y a mi Corazón Inmaculado. Propaga a gritos todo esto, en todo el mundo, como eco verdadero de mi voz. Hazlo saber porque ayudará a salvar muchas almas e impedirá mucha destrucción en la Iglesia y en el mundo.

Este aviso está muy en la línea de Garabandal, otros en la de Fátima y Akita, quizá por eso goce de buena difusión. Pero hay revelaciones mucho más tiernas, íntimas, reconfortantes de la misma Elena. Quizá otro día.

La beatificación de Sor Elena no supone un sello de certeza a sus revelaciones privadas. Sólo el reconocimiento del grado heroico en el ejercicio de las virtudes cristianas y que ya está en el cielo. Ni siquiera es un marchamo a los evidentes fenómenos místicos. Así que cada uno saque las conclusiones que quiera. Yo sólo quería compartirlo con vosotros.

28 comentarios

  
antonio grande
Yo acepto todo eso como verdad. Y es exactamente lo que siempre ha ocurrido y seguirá ocurriendo. Porque eso es lo que pone la Biblia en los Dos Testamentos. No veo nada anormal en estas revelaciones.
13/09/11 4:26 PM
  
jose menchon
Muchas gracias por compartirlo. Me ha gustado. Siempre va bien conocer el testimonio de personas que han sido fieles al Señor. Lo de las revelaciones da mucho que pensar....y que llevar a la oración. Saludos!
13/09/11 4:40 PM
  
Catholicus
Tampoco hay que andar pidiendo perdón 3 veces por tener en cuenta las profecías. Es un mandato evangélico el no despreciarlas y sí examinarlas.

Hay un espíritu muy negativo en la Iglesia española desde hace muchos decenios de despreciar de entrada las revelaciones y apariciones privadas. La Biblia advierte exactamente contra eso.

Por cierto, lo mismo de la guerra le dijo la monja catalana que avisó a Franco de preparar un movimiento para salvar a España años antes, que no se le ocurriese entrar en la guerra al lado de Hitler. Menos mal que el Caudillo sí hizo caso a las advertencias divinas.
13/09/11 5:45 PM
  
Sergei
El anuncio de la purificación del mundo por el fuego está en línea con el P. Pío, con la Beata Ana M. Taigi, con San Juan Bosco y con tantos otros que han visto el castigo del "Día del Señor".

Gracias por informar sobre su beatificación. No tenía ni idea.
13/09/11 5:46 PM
  
Augusto Espíndola
Gracias por compartir esta información. Hay una Sra de nombre Luz de María Bonilla que reproduce mensajes de Jesús y de su madre y son en completa consonancia a los mensajes de Fátima, La Salette, Akita y sobre todas las cosas de Garabandal. Hoy más que nunca estan vigentes esos mensajes especialmente los de Garabandal al referirse a los sacerdotes que no creen y arrastran con ellos a muchas almas al infierno.
13/09/11 5:52 PM
  
Cartago
"En el caso de Elena Aiello, quizá la más famosa es la que recibió el Viernes Santo de 1954".
Hay dos tipos de profecías : las que lo son sobre lo que ya ha sucedido y las que de tan generales sirven para cualquier caso, ambas son falsas profecias.
La que pone Juanjo es una mezcla de ambas, se puede aplicar a practicamente cualquier tiempo pasado y a cualquiera posterior a la fecha en que se "recibió", resumiendo farsa y más farsa, alimento para crédulos.
13/09/11 5:57 PM
  
Antonio MR
Hace algun tiempo recibi unas supuestas profecias de un vidente catolico español, en ellas se hablaba de una serie de acontecimientos antes de que se produjera el llamado GRAN AVISO, esos acontecimientos comenazaban con una crisis financiera, hablaba que tras esto la economia se recuperaria levemente para luego volver a caer y no levantarse ya, estos mensajes son del año 2001, no se si realmente vienen o no de la divinidad, pero si se que muchos santos y misticos, incluso nuestra propia madre han advertido a esta generacion que si no cambiamos el rumbo Dios actuara de manera contundente, no es algo nuevo (La Salette, Lourdes, Akita, Fatima, etc...), no atender estos llamados es una negligencia, la situacion mundial de grave crisis economica, revoluciones en distintos paises arabes, y el propio estado de la Iglesia me hacen pensar que estamos empezando a vivir las consecuencias de haber desoido las palabras de la Virgen.
13/09/11 6:19 PM
  
Catholicus
Sergei, en puridad no hay que confundir el "Día del Señor" con el "Día de Yahveh", que es a lo que te refieres. Las traducciones no ayudan mucho, pero son dos "días" distintos.

El día de Yahveh es ese terrorífico, de un castigo mayúsculo del que se habla en el Antiguo y Nuevo Testamento y que abarca los capítulos centrales del libro del Apocalipsis y tantas profecías siguen anunciando.
13/09/11 6:24 PM
  
Luis López
No podemos ser tan ciegos para no darnos cuenta de que las profecías de naturaleza apocalíptica de esta vidente son plenamente coherentes y complementarias con otras como La Salette, Fátima o Akita (aprobadas por la Iglesia) o Garabandal, Medjugorge o El Escorial (no aprobadas a día de hoy).

Más que nunca los cristianos de nuestra generación debemos estar atentos a los signos de los tiempos con el bagaje que nos encargó el Señor: las lámparas encendidas y las cinturas ceñidas.
13/09/11 6:25 PM
  
Catholicus
Cartago,
El mismo Papa se hizo eco muchas veces del enorme número de apariciones que estaban sucediendo a lo largo del mundo como verdadero signo a tener en cuenta.

Los católicos no pueden despreciar las revelaciones privadas. Nos quedamos sin un buen montón de fiestas, de patronas de pueblos, naciones y continentes, sin la mitad de órdenes religiosas y probablemente de movimientos, sin la mitad de las devociones piadosas y no sigo porque no acabo.

La Revelación Pública es lo único que termina con el Evangelio, no que un Padre deje de hablarle a sus hijos según los tiempos.
13/09/11 6:30 PM
  
rastri
-Que estamos en momentos críticos de la definición del hombre. Y aquí ver y comprender; medir y definir el derecho del hombre para con su Dios, Y de Dios para con el hombre: Solo los sordos y ciegos en su necedad lo niegan

-Que estamos a punto de que el mundo -la Tierra- se vea sorprendida por inexplicables fenómenos de etraña naturaleza: Solo los avisados lo saben.

Dice el Cristo que el hombre por sí mismo no puede salvarse. Pero que lo que para el hombre es imposible no lo es para Dios.

-Y yo, hoy día ya, veo que al menos que Dios no intervenga, despertando a la sociedad de sus elegidos de éste, su mórbido spicodélico paraíso de ambiciones terrenales. Ésta, nuestra sociedad actual tal como va, sin posibilidad de vuelta atrás, desaparecerá en el abismo de su propia autodestrucción moral, psíquica y físicamente. Y digo bien almenos que Dios no intervenga.

-Que yo sea un avisado de Dios o de la Virgen al respecto, ni lo niego ni lo afirmo. Pero yo digo lo que ya hoy día veo.
13/09/11 6:39 PM
  
Francisco Javier
Tienes razón en que las profecías es mejor tomarlas con cautela Juanjo. Haces una buena distinción: escéptico, no incrédulo.

Yo a veces pienso en las profecías y en lo que quieren decir. Y en esta parece ser que se nos avisa de una guerra nuclear:


""Levanta la voz, hasta que los sacerdotes de Dios presten oído a mi mensaje, y avisen a los hombres que el tiempo está cerca, y si no se convierten a Dios con oraciones y sacrificios, el mundo se verá envuelto en una nueva guerra […] Nubes con rayos de fuego, y una tempestad de fuego pasarán sobre el mundo, y el azote será el más terrible que ha conocido la historia. Durará setenta horas. Los impíos serán aplastados y eliminados. Muchos se perderán, porque permanecen en sus pecados…""


Eso sí. No hace falta ser profeta para saber que si el hombre sigue así de autodestructivo, eso se hará realidad tarde o temprano.

13/09/11 7:41 PM
  
Juanjo Romero
No esperaba tantos comentarios, a la noche respondo, muchas gracias por los aportes, son muy sugerentes.

13/09/11 7:57 PM
  
MR (Monárquico y Republicano)
Yo también soy muy escéptico con las profecías... Pero eso no quita que lo que dijo Sor Elena es para ser tenido en cuenta. Si dijo lo que dijo en 1954, no sé que diría ahora si viese la situación actual, mucho peor que la de entonces... Encomendémonos a Nuestra Señora para que interceda por nosotros y Dios no nos dé lo que, en justicia, nos corresponde.
Claro que, aun no queriendo repetir una discusión pasada, diría que no hace falta ninguna que se nos castigue: estoy con Francisco Javier en que somos unos bestias autodestructivos, ya nos encargamos nosotros sólos.
13/09/11 8:03 PM
  
Maricruz
Creo que es oportuna tu recomendación de encargarle la reunión de mañana.
13/09/11 10:13 PM
  
Antonio MR
La profecia de las 70 horas habla sobre los tres dias de oscuridad, un castigo divino que acabara con la mayor parte de los hombres (todos los pecadores no arrepentidos) y que precedera a la 2º venida de Cristo, esa profecia la han anunciado mas de 50 santos y beatos desde el S. IV hasta el S. XX y esta anunciada en el antiguo y nuevo testamento, es un castigo originado en el cielo no en la tierra.
13/09/11 10:40 PM
  
CLAUDIO
www.profeciasyrevelaciones.blogspot.com
14/09/11 5:54 AM
  
Gloria
"NO APAGUÉIS AL ESPÍRITU. NO DESPRECIES LAS LAS PROFECÍAS. EXAMINADLO TODO Y QUEDAOS CON LO BUENO" San Pablo I Tes. 5.19

Estimados Hermanos...
Los signos son evidentes... hasta los escépticos, ateos, etc comentan que lo que está sucediendo no es normal...

Lo que he aprendido es lo siguiente: Convertirse, cuidar celosamente la vida de Gracia, comunión diaria de preferencia, hacer sacrificios y ayunos por toda la humanidad... para que se convierta y regrese a Dios, pedir la gracia de la humildad, rezar el Santo Rosario, consagrarse al sagrado Corazón de Jesús y al Inmaculado Corazón de María y por último: no tener miedo, tener esperanza porque Él ya viene! Vienen los tiempos de plenitud! Si es necesario dar la vida, pedir la gracia de darla con gran valentía!

El Antiguo y Nuevo Testamento, grandes santos de todos los tiempos, Garabandal, La Salette, Fátima, Christina Gallagher, Medjugorje, Catalina Rivas, las escuelas de María (España), en fin son innumerables las personas que han recibido tan hermoso don y la gracia de compartir lo que el Cielo les ha revelado...

En este link he encontrado mucha paz, esperanza y he sido alertada ...
Tener las lámparas con aceite para cuando llegue el Señor... que no nos encuentre desprevenidos.

Bendiciones!

http://diospadresemanifiesta.com/
14/09/11 6:16 AM
  
Gloria
Hermoso texto para reflexionar.... (Dios Padre se Manifiesta cuenta con Nihil Obstat)

"Hay almas que están buscándoMe y, os pido, Mis pequeños, que cuando llegue un alma a vosotros, un alma que necesita saber más de Mí, ayúdenles, por favor a encontrarMe, y denles Vida, no las asustéis con lo que vosotros estáis creyendo que va a suceder, elucubrando negativamente, dadles la Esperanza de lo que os acabo de decir, que viene algo bellísimo y que se deben juntar todas las almas para unirse como verdaderos hermanos y empezar a formar este Nuevo Mundo que será de una verdadera hermandad de corazón.
Gracias, Mis pequeños."
Mensaje a J.V.(Dios Padre se Manifiesta)
14/09/11 6:21 AM
  
Estmin
Bien el artículo, Juanjo, aunque si hay pasajes que se reproducen literalmente (y se puede hacer, porque están bajo licencia Creative Commons), tal vez sería más correcto entrecomillar y citar la fuente.


Saludos



NdB Ya esta corregido el error. Muchas gracias.
14/09/11 8:31 AM
  
Maren
Estas profecías están en absoluta consonancia con Garabandal, Ana María Taigui, Akita... y tantas otras. Coincido con Catholicus en que en la Iglesia Española en general se desprecian estas profecías. Acordémonos de que en Ezkioga (Guipuzcoa) hubo unas apariciones en las que la virgen anunciaba la guerra civil y tampoco nadie hizo caso y todavía sufrimos las consecuencias. Démosles una oportunidad a estas profecías , sobre todo basados en la coherencia que todas ellas contienen y desechando las falsas que también las hay.
14/09/11 9:39 AM
  
pepeluis
El aparicionismo es un mal. Una cosa es que Dios, faltaría más, puede manifestarse o permitir que se manifieste un alma del cielo, y otra que la riada de supuestas apariciones sean verdaderas.
Siempre se dieron, pero antiguamente la Santa Inquisición se encargaba de debelar muchas de esas falsas apariciones.
Quizá por eso las auténticas se han hecho últimamente a niños inocentes, incapaces de forjar en su imaginación cosas semejantes.
Las verdaderas, como Fátima, se han cumplido. Las otras, no. Supuestos castigos y terribles sucesos que no se han producido.
Incluso en La Salette, hay una primera manifestación verdadera, donde todo se cumplió al pie de la letra, y hay una segunda tanda de revelaciones, escritas 30 años más tarde que nunca se cumplieron, ni los videntes fueron beatificados.
Un primer criterio para saber de la verdad de las apariciones es que no contengan herejías. Y esta que se cita las contiene.
Porque es rotundamente falso que el Corazón de María esté triste. En el cielo no hay nadie triste. El gozo y la felicidad son infinitos. Y eso es dogma de Fe. Dios no sufre, ni la Virgen ni los Santos, actualmente. Pueden presentarnos una visión de algún momento en el que estaban en la tierra padeciendo, pero ahora es completamente falso que sufran o estén apenados.
14/09/11 9:40 AM
  
uribarri
pues nada, pepeluis, te vas al Sagrario y se lo cuentas tú mismo. Y le recuerdas que en la Salette si nuestra Señora apareció llorando era de pura risa, o si en Fátima apareció la imagen de los sagrados corazones desagarrados era puro símbolo.

14/09/11 10:25 AM
  
rastri
Soy algo escéptico ante el fenómeno de la profecía. Pero escéptico, no incrédulo
_______________________

Una de cal y otrade arena. La duda,.. condición humana; Más por si acaso,.. no soy incrédulo. Esta es la política general del creyente a quien ni obliga ni condena el compromiso moral de la exhortación.

Y no obstante tanto más y mejor que todas éstas u otras modernas visionarias profecías, existe habla el Evangelio. Para algunos libro vivo de palabra viva que procede de un Dios vivo que como exhortación constante los mantiene en constante vigilia de vivos.

Claro que, amén del Apocalipsis, para ver y entender lo que este libro dice a propósito del fin de los tiempos, hoy mejor que ayer y menos que mañana, hay que despergaminar la exhortación. Y no ser escépticos sino crédulos y aceptar que si su palabra es palabra viva, lo es para nosotros en nuetro tiempo; Pues otrora del ayer, como no estuvimos, no somos responsables.

Pues cuando llegue el choque de los elementos, de nada servirá al escéptico o al incrédulo de hoy pretender que Cristo pudo hablar para los de ayer, o habla para los que vengan; Pero no que hable para nosotros.

-Choque de los elementos,.. y sus maremotos, sus terremotos.. sus centrales de nucleares con sus caballos de fuerza desbocados, silos preparados para la guerra; con las irradiaciones de sus colas de escorpión atormentado al hombre sin dejarle morir. (Ap.9,1-12)

Entre otras profecías de este libro: Esto sí que será una guerra nuclear no querida pero sí sufrida.









14/09/11 1:31 PM
  
Antonio Sebastián
Este tipo de profecías son para mi intensamente inquietantes. Pero no creo que la acogida del EVANGELIO haya de ser por medio del terror, sino por el camino de la conversión sincera, desde lo profundo del interior del ser humano. La conversión del alma creo que es el camino hacia DIOS NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO. Alabado sea DIOS
14/09/11 8:41 PM
  
pepeluis
Queridos uribarri y Alejandros:
Perdón por la tardanza en responder. NO había vuelto a entrar.
No es al Sagrario donde debo ir, sino a este foro, que es donde está el error. Al Sagrario ya voy, pero no para consultar la doctrina, pues la doctrina me la da la Santa Madre Iglesia, no la descubro yo solo ante el Sagrario.
Jesucristo no sufre en la Misa. El Sacrificio de Cristo se renueva en cada Misa, sí, pero ahora es INCRUENTO. Dogma de Fe. Es propiciatorio, es decir, verdadero sacrificio en pago de nuestros pecados; latréutico, de adoración; impetratorio, para rogar por nuestras necesidades; y eucarístico, de acción de gracias; pero de ningún modo es cruento ahora.
Ni Cristo, ni la Virgen María ni los que gozan de la presencia beatífica de Dios sufren lo más mínimo en el cielo.
Las apariciones de La Salette se cumplieron en un primer momento, las que anunciaban malas cosechas. Las posteriores, reveladas 43 años más tarde, para finales del siglo XIX, 35 años de sufrimientos y persecución, 25 años de falsa paz y el castigo final, jamás se cumplieron. Ni París fue devorada por el fuego, ni Marsella sepultada por las aguas, ni chocaron los astros, ni nada parecido.
Tampoco se han cumplido las del Escorial.
17/01/12 2:51 PM
  
zulma
No hay profecia mas grande que la fe, ni amor mas sufrido que el de un padre y una madre,verlos caer en el avismo del pecado debe superar toda alegria ya estos esten en el cielo oen el infierno jesus ysu mad re no son la excepcion la salvacion de sus hijos es la meta y el sacrificio eterno el medio para ese fin
29/01/14 3:19 AM
  
Carlos
Gracias por compartirlo, que Dios te bendiga.
Nos queda aún el Rezo, la oración y la devoción a María para mitigar lo que ha de venir y de este modo ayudar a los demás,
23/02/14 8:58 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.