Traducir los evangelios

El Nuevo Testamento se escribió con toda seguridad en griego helenístico con léxico prestado de lenguas semíticas. De dicho idioma se ha traducido a múltiples idiomas, siendo el fundamental el latín, en la edición denominada Vulgata cuyo autor fue San Jerónimo. Existieron traducciones al latín anteriores, la denominada vetus latina, pero debido a que eran varios los traductores y las calidades, la vulgata se instaló como la canónica. Del latín a las lenguas romances o desde el griego directamente es como han llegado a nosotros las Biblias en español. Podríamos pensar que cada uno en su estilo, todas pudieran servir, pero cuando conoces algunas cuestiones técnicas de ciertos casos particulares, caes en la cuenta de que las traducciones son decisivas. Trataré de mostrarlo con 3 ejemplos de diferente importancia y en todos los casos de la mano de ilustres católicos.

Comencemos por la menos relevante, pero, quizá la más hermosa. Veamos un fragmento en lengua española según la traducción aceptada por la CEE para las misas. Lo encontraremos en Jn 21, 15s y es Benedicto XVI quien nos lo mostró en una audiencia en 2006.

15Después de comer, dice Jesús a Simón Pedro: «Simón, hijo de Juan, ¿me amas más que estos?». Él le contestó: «Sí, Señor, tú sabes que te quiero». Jesús le dice: «Apacienta mis corderos». 16Por segunda vez le pregunta: «Simón, hijo de Juan, ¿me amas?». Él le contesta: «Sí, Señor, tú sabes que te quiero». Él le dice: «Pastorea mis ovejas». 17Por tercera vez le pregunta: «Simón, hijo de Juan, ¿me quieres?». Se entristeció Pedro de que le preguntara por tercera vez: «¿Me quieres?» y le contestó: «Señor, tú conoces todo, tú sabes que te quiero». Jesús le dice: «Apacienta mis ovejas.

Pues bien, nos cuenta Benedicto XVI que en griego, el verbo filéo expresa el amor de amistad, tierno pero no total, mientras que el verbo agapáo significa el amor sin reservas, total e incondicional. Así Jesús preguntará a San Pedro las primeras dos veces ¿me amas (agapâs-me) con este amor total e incondicional? Y San Pedro contestará sabiendo que le ha fallado al Señor y que su amor da para lo que da “Señor, te quiero (filô-se)". La tercera vez, Jesús sólo dice a Simón: “Fileîs-me?", “¿me quieres?” ya no le pide todo, le pide lo que le pueda dar y San Pedro contestará “ Señor, tú conoces todo, tú sabes que te quiero (filô-se)". Este precioso juego de palabras con una profunda carga emocional y contenido se escapa en la traducción al español y deben ser las notas las que salven la distancia entre ambas lenguas. La escena pierde mucho alejada del griego original.

 

El siguiente caso llego a conocerlo gracias a Fulton Sheen, obispo estadounidense famoso por sus intervenciones televisivas. En un libro de reciente publicación en España (“Dios y el hombre”, Rialp) nos indica referente al nacimiento de Jesús un tema interesante. Así, en San Pablo, en especial en Gálatas 4, 23-29, podemos ver en el original en griego algo que no se puede apreciar bien en las traducciones.

23pero el hijo de la esclava nació (gegénnêtai) según la carne y el de la libre en virtud de una promesa. 24Estas cosas son una alegoría: aquellas representan dos alianzas. Una, la del monte Sinaí, engendra (gennôsa) para la esclavitud, y es Agar; 25en efecto, Agar significa la montaña del Sinaí, que está en Arabia, pero corresponde a la Jerusalén actual, pues está sometida a esclavitud junto con sus hijos. 26En cambio, la Jerusalén de arriba es libre; y esa es nuestra madre. 27Pues está escrito: Alégrate, estéril, la que no dabas a luz, rompe a gritar de júbilo, la que no tenías dolores de parto, porque serán muchos los hijos de la abandonada; más que los de la que tiene marido. 28Pero vosotros, hermanos, sois, como Isaac, hijos de la promesa. 29Ahora bien, lo mismo que entonces el que había sido engendrado (ho gennêtheís]) según la carne perseguía al que había sido engendrado según el Espíritu, así ocurre ahora.

Para los nacimientos se utiliza en la Biblia y en este pasaje de Gálatas de manera llamativa, la palabra griega gennao (y sus diversas formas) que viene a significar procrear, engendrar, generar. Así las 33 veces que se menciona el nacimiento de un niño en el Nuevo Testamento se recoge el término gennao. Pero no se utiliza dicho término para el nacimiento del Señor, para ello se empleará un término derivado del verbo ginomai que tiene varios significados pero que se utiliza como “nacer” únicamente para Jesucristo. Así será el verbo utilizado en Galatas 4,4

4Mas cuando llegó la plenitud del tiempo, envió Dios a su Hijo, nacido de mujer (ginomai) , nacido bajo la ley,

 

Para el tercer caso nos acercaremos a la nueva edición (ampliada) del maravillo libro de Vittorio Messori “Hipótesis sobre María”. Todo el caso girará sobre el versículo Juan 1,13, un versículo del prólogo.

11Vino a su casa, y los suyos no lo recibieron. 12Pero a cuantos lo recibieron, les dio poder de ser hijos de Dios, a los que creen en su nombre. 13Estos no han nacido de sangre, ni de deseo de carne, | ni de deseo de varón, sino que han nacido de Dios.

Lo que nos cuenta Messori, basándose en el trabajo del mariólogo (toda una autoridad) Ignace de la Potterie SJ es lo siguiente. El versículo 13 debiera traducirse como “No de la sangre, ni de querer de la carne, ni por voluntad de hombre, sino de Dios él (Jesús) fue engendrado”. La diferencia estriba en el verbo, primero. En plural en la versión oficial de la Conferencia Episcopal Española y en singular en la versión “correcta”. En singular al ser Jesús el sujeto y en plural al serlo aquellos que creen en su nombre. Tal disparidad no puede ser válida en ambos casos, una es errónea. Los testimonios escritos más antiguos avalan la traducción “fue engendrado”, entonces ¿por qué dicho plural que confunde? Desde el siglo IV se utiliza el plural “fueron engendrados” que obliga a cambiar al sujeto, ¿por qué? Habría que buscar en la herejía docetista la causa. Esta herejía sostenía que Jesús no tenía naturaleza humana y bien había salido de María, pero como “tubo” del que salir, sin ser alimentado en su vientre ni crecer en él. Y para ello se apoyaban en este mismo texto que niega que naciese “engendrado de sangre” porque no tenía un cuerpo, propiamente hablando. Para quitar este arma a los herejes se modificó la traducción se puso el verbo en plural y varió el sujeto. Esto se podía hacer (estando mal)`porque la virginidad de María no se ponía en duda por nadie. Y resulta que este texto es clave sustentadora de dicha virginidad. Y es que la expresión “sangres” en la Torah significa la sangre derramada durante el parto. Así, si decimos que ni de querer de la carne, ni por voluntad de hombre estaremos refiriéndonos a la virginidad ante partum y si decimos No de la sangre estaremos haciendo referencia a la virginidad in partu y post partum. Así san Juan nos proporciona en el prólogo de su evangelio la constatación de la triple virginidad de María.

 

Como se ve, tres casos (no los únicos) que muestran la importancia de las traducciones en algo tan importante como son los evangelios. Dos mil años estudiándolos y seguimos “descubriendo” cosas relevantes, bien desconocidas, bien olvidadas.

24 comentarios

  
Cordá Lac
Sin ser especialista, no hay más que recurrir al enterramiento de Moisés para ver que la traducción de la CEE atribuye a los hombres algo que en todas las demás biblias se atribuye a Dios. ¿Qué más cosas que hizo Dios se atribuyen a los hombres en esa traducción: también la redención?

Deut 34, 5-6

Versión Vaticano:
5 Allí murió Moisés, el servidor del Señor, en territorio de Moab, como el Señor lo había dispuesto. 6 Él [en la versión de internet, sin acento] mismo lo enterró en el Valle, en el país de Moab, frente a Bet Peor, y nadie, hasta el día de hoy, conoce el lugar donde fue enterrado.

Versión CEE:
5 Y allí murió Moisés, siervo del Señor, en el territorio de Moab, como había dispuesto el Señor. 6 Lo enterraron en el valle de Moab, frente a Bet Peor; y hasta el día de hoy nadie ha conocido el lugar de su tumba.

Como no podía ser de otra manera, en la versión de la CEE la última frase se convierte en un sinsentido: ¿los israelitas entierran a un gran personaje y no conocen el lugar de su tumba? ¡Sinsentido!
07/06/21 10:51 PM
  
Pedro 1
Simón Pedro estuvo con Jesús tres años escuchando y viendo cosas que si se escribiesen una por una, ni todo el mundo bastaría para contener los libros. Les habló del amor de su Padre y de su amor por ellos. Les pidió que amasen a Dios y al prójimo como Él los amaba.
Simón Pedro le dice: "Señor, ¿a quién vamos a acudir? Tú tienes palabras de vida eterna; nosotros creemos y sabemos que tú eres el Santo consagrado por Dios".

Y más tarde: "Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente".
Entonces le respondió Jesús: Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás, porque no te lo reveló carne ni sangre, sino mi Padre que está en los cielos.
Y yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.
Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos.
Entonces mandó a sus discípulos que a nadie dijesen que él era Jesús el Cristo.

Y cuando Jesús se les aparece por tercera vez después de su gloriosa resurrección y le pregunta a Simón Pedro si lo ama más que los otros, ¿éste va a salir con evasivas, por peteneras, y le va a decir que sólo lo quiere? No lo creo
Observemos que comienza diciendo: "Sí, Señor, tú sabes que..." De repente hace una larga cambiada y le dice: ...te quiero".
Si fuese como usted dice, habría dicho: No, Señor, yo sólo te quiero.
Yo creo que en ese texto, amar y querer agapan y filein significan lo mismo.
------------------------
NOTA DEL BLOGGER: Como dejo claro en el texto, es Benedicto XVI quien sostiene el tema de las formas de traducir amor.


08/06/21 12:46 AM
  
Eck
Corda Lac, pasa lo mismo con las biblias traducidas por los judios al español, conocidas por su fidelidad perruna al hebreo :
-Arragel:
E murió ende Moisén, siervo de Dios, en tierra de Moab, por la boca de Dios.E enterrólo en el valle, en tierra de Moab, en derecho de la casa de Pagor, e non sopo varón su sepulcro fasta el día de oy.
-Ferrara:
Y murió allí Moseh, siervo de Adonay, en tierra de Moab, por dicho de Adonay. Y enterró a él en el valle, en tierra de Moab, escuentra Beth Pehor; y no supo varón a su sepultura fasta el día este.

08/06/21 12:58 AM
  
África Marteache
¿Es que alguien puede leerse la Biblia de Ferrara?
08/06/21 8:04 AM
  
José Díaz
Otro error de la actual versión de la CEE: en el Antiguo Testamento, uno de los nombres más empleados para referirse a Dios es el de Señor de los ejércitos, Yahveh Sebaot. Es un nombre que aparece más de doscientas veces a lo largo de toda la Sagrada Escritura. Pues hasta donde yo sé, ese nombre ha sido eliminado de la traducción de la CEE y sustituido por 'Dios del universo' , que es exactamente la fórmula del Sanctus en la Misa 'novus ordo'. Como es sabido, la primera parte del Sanctus está tomada de Isaías 6, donde el profeta cuenta su vocación. En ese texto a Dios se le llama Yahveh Sebaot, no Dios del universo. La manipulación es clara y evidente. ¿Qué se pretende con ello? ¿otorgar un pretendido apoyo escriturístico a una defectuosa traducción litúrgica? Un saludo
08/06/21 10:13 AM
  
JacinTonio, laico, desde Madrid
Las traducciones correctas de las Sagradas Escrituras, con ser mucho, no lo son todo. Luego están las presentaciones pastorales correspondientes y las meditaciones que cada fiel hace de modo particular, y que han de verse libres de cualquier inquietud científica que suponga un esfuerzo perdido o un "echar balones fuera", en el intento de recoger frutos espirituales de las lecturas, toda vez que no somos expertos en Biblia, y no podemos esperar a formarnos para poder leerla con fidelidad. Tenemos que acudir irremediablemente al "sensus fidei". Y a la Tradición, por supuesto. Pero nunca privarnos de leer la Biblia, y los Evangelios en particular, por falta de formación, a condición, claro está, de leerlos en comunión con la Iglesia.
08/06/21 10:57 AM
  
Luis Piqué Muñoz
La Biblia canónica ¡LA MEJOR! es la Vulgata en Latín traducida al Castellano del original Griego. Las variaciones o interpretaciones que hay en ella corrigen el original Griego ¡1000! Así el Padrenuestro de la Vulgata que se ha Rezado durante 2 milenios ¡desde que existe la Iglesia! es Perdona nuestras deudas como nosotros perdonamos a nuestros deudores ¡ya que rascarse el Bolsillo ¡LA AVARICIA, EL ÍDOLO DE ORO! es mucho más difícil ¡MERITORIO! e Importante que perdonar las Ofensas! ¡Viva la Biblia! ¡Viva la Palabra de Dios! ¡Viva Dios! ¡Viva Yo! Ja, Ja, Ja
P:D: A ver si miras ¡Y CONTROLAS! tu Blog porque el Director ha suprimido ¡Graciosamente! ¡la Gracia de Dios, que por cierto es un Guasón ¡UN BUFÓN COMO YO! mi Comentario sobre los Viejos ¡Hasta ahora no había pasado! ¡Ay! Ja, Ja, Ja.
----------------------------
NOTA DLE BLOGGER: Buenas, yo oculté el comentario. Las bufonadas no son mal recibidas si no son inapropiadas. Un saludo
08/06/21 12:45 PM
  
J. Pereira
Luis Piqué Muñoz,
respecto al "perdona nuestras deudas así como..." otro día oí de un sacerdote una explicación muy convincente: que no solo debemos pedir perdón y perdonar las ofensas, pero lo que debemos a Dios que, aunque no sea ofensa, y no hacemos, por ejemplo: la oración y el loor constantes. Y así también, entre los hombres dejamos de hacer muchas cosas que son deudas (morales) aunque no ofensas, como el consuelo, una limosna etc. Así que la expresión deudas abarca un concepto más amplio que ofensas.
08/06/21 2:35 PM
  
J. Pereira
Como en el ejemplo arriba, es una lastima que se va deshidratando el significado profundo de los antiguos y venerables textos y oraciones - como en el Gloria y en el Sanctus.
08/06/21 2:40 PM
  
M.Angels
Otro caso muy llamativo: la sustitución de la palabra "alma" por "vida".
1.¿De qué le aprovecha al hombre ganar todo el si pierde su alma?
2. ¿De qué le aprovecha al hombre ganar todo el mundo si pierde su vida?
No es lo mismo, ¿verdad?
La frase 1 apunta a trabajar para la vida eterna.
La frase 2 más bien sugiere "disfrutar de la vida". No apunta a la Vida Eterna, o de un modo muy indirecto. El significado es totalmente distinto.
08/06/21 4:23 PM
  
Urko
Gracias a todos por los comentarios, observo que es un tema que interesa.
08/06/21 5:39 PM
  
Pampeano
Otro asunto más moderno. No voy a poner los textos y artículos sobre el particular para no alargar este comentario. En lugares de la Escritura donde decía "sodomita" algunas Biblias han puesto actualmente "homosexual", lo cual es un error, a mi ver, gravísimo, y una rendición. Trataré de ser escueto: a) la actividad sexual entre personas del mismo sexo es muy antigua, como es de saberse, pero siempre se refirió a "algo" que hacían varones y mujeres con otros de su mismo sexo, y se miraba al acto y no a la persona; b) hasta que un pícaro, creo recordar allá por comienzos del siglo XX (no tengo el dato concreto ahora) inventó los términos homo y hetero sexual, lo cual generó toda la historia de la enfermedad hasta los años 70 del siglo pasado en que se empezó a hablar de algo ontológico o genético. Se dejó de ver lo que el sujeto hacía (pecado) para pasar a centrarse en el sujeto en si mismo considerado; c) a partir de entonces la actividad sexual no fue algo que se hacía sino algo que se es, y allí apunta el concepto homosexual (el "Dios te hizo así" es paradigmático); d) atacar el sujeto por lo que hacía sexualmente hablando es a partir de entonces un menoscabo a su propio ser o persona. Visto esto así asentar en las Escrituras homosexual en lugar de sodomita es un grosero error no sólo de traducción, sino antropológico. Y sus consecuencias están a la vista. Saludos.
08/06/21 5:59 PM
  
M.Angels
Pampeano: me parece muy interesante su comentario, creo que tiene razón. Lo cual demuestra que no es nada inocente cambiar una palabra por otra, por muy sinónimas que sean.
Y a veces no tan sinónimas.
A parte del caso de " alma" y "vida", que poca sinonimia tienen, está por ejemplo el cambio completo de frases en algunas oraciones. El Gloria de la Santa Misa, por ejemplo.
En latín: Gloria in excelsis Deo, et in terra pax hominibus bonae voluntatis".
Tanto en la versión al catalán como al castellano se traduce "Paz a los hombres QUE AMA EL SEÑOR". "QUE ESTIMA EL SENYOR", en catalán. Es evidente que la frase en latín dice algo diferente. Dice "hombres de buena voluntad". Resalta una actitud de los hombres, la "buena voluntad", que podría traducirse como " disponibilidad" para conocer y servir a Dios. Es a éstos a quienes se promete la paz. El Señor ama a todos los hombres, cierto, pero el don de la paz, en el cántico de los ángeles, va unido al requisito de la "bonae voluntatis", no a otra cosa.
08/06/21 6:54 PM
  
Cordá Lac
No lo había sacado a relucir antes, pero ya que algunos comentarios van sobre oraciones de hogaño, añado dos comentarios.
1.- En la(s) lengua(s) vernácula(s) del Este de España se tergiversa el Padrenuestro (la Biblia, por tanto) en la última petición con la inclusión de la palabra «cualquier» antes de «mal». De esa manera, ya no se puede decir en la misa que se va a recitar la «oración que Cristo nos enseñó», ya que se termina diciendo «... líbranos de cualquier mal», en vez de «líbranos del mal».
2. En la parroquia a la que asisto, el sacerdote da la bendición final con un: «la bendición del Dios todopoderoso en amor, Padre...». No sé por qué limita la omnipotencia de Dios en la bendición. No sé por qué a los asistentes la bendición no nos viene del Dios todopoderoso en justicia, o del Dios todopoderoso en misericordia, etc. Todos los atributos estarían incluidos si, como se ha hecho siempre, nos diera «la bendición del Dios Todopoderoso», ahora sí, en mayúscula.
08/06/21 11:24 PM
  
keparoff
Sin ir muy lejos, traducir "líbranos del malo", por "líbranos del mal", altera el significado del Padrenuestro, y en un sentido que tiene mucha trascendencia.

Da a entender que el Demonio es solo una personificación primitiva del mal, en genérico. Algo arcaico que hoy ya no se lleva.
09/06/21 1:11 AM
  
Mundo Editorial
Estimado blogger, tiene usted razón. Hay mucha incertidumbre en torno a los Evangelios. Para empezar, los Evangelios se escribieron en griego, y no en hebreo, como se podría pensar. Fueron escritos mucho después de la muerte de Jesús. El de Marcos, que es el más antiguo, en el año 70, se dice. Si se escribieron en griego, es porque iban destinados a personas del mundo helénico, indudablemente. Hay muchas manipulaciones, sin duda. Desde los originales hasta el S V, se ha hecho de todo. Hoy nadie puede asegurar lo que estaba escrito en los originales. Los Evangelios no pueden tomarse literalmente. Esa es mi opinión.
09/06/21 10:03 AM
  
Luis Piqué Muñoz
¡Gracias, Amigo, J Pereira! ¡Un Saludo!
09/06/21 11:59 AM
  
Jordi
filéo y agapáo son peligrosos, porque quien ama debe de cumplir los mandamientos. Se usa a la ligera la palabra amor, más bien en un sentido de Dios laxo, consentidor, flexible, contemporizador, relajado, licencioso y libertino, porque no tiene en cuenta el cumplimiento de los mandamientos.
09/06/21 7:08 PM
  
Pedro 1
Comentario sobre Juan 1, 13

La Sagrada Biblia, versión oficial de la Conferencia Episcopal Española explica en una nota: “Aunque algunos Padres leen la frase en singular en singular y la refieren así a Jesucristo, el testimonio de la totalidad de los códices hace preferible la lectura en plural”. Lo mismo dice la Biblia de Jerusalén.

El texto en griego es:
9 Ἦν τὸ φῶς τὸ ἀληθινόν, ὃ φωτίζει πάντα ἄνθρωπον, ἐρχόμενον εἰς τὸν κόσμον.
10 ἐν τῷ κόσμῳ ἦν, καὶ ὁ κόσμος δι᾽ αὐτοῦ ἐγένετο, καὶ ὁ κόσμος αὐτὸν οὐκ ἔγνω.
11 εἰς τὰ ἴδια ἦλθεν, καὶ οἱ ἴδιοι αὐτὸν οὐ παρέλαβον.
12 ὅσοι δὲ ἔλαβον αὐτόν, ἔδωκεν αὐτοῖς ἐξουσίαν τέκνα θεοῦ γενέσθαι, τοῖς πιστεύουσιν εἰς τὸ ὄνομα αὐτοῦ,
13 οἳ οὐκ ἐξ αἱμάτων οὐδὲ ἐκ θελήματος σαρκὸς οὐδὲ ἐκ θελήματος ἀνδρὸς ἀλλ᾽ ἐκ θεοῦ ἐγεννήθησαν.
οἳ es el pronombre relativo plural masculino en nominativo y el verbo ἐγεννήθησαν está en plural.

La traducción al español es:

9 La Palabra era la luz verdadera que ilumina a todo hombre, viniendo a este mundo.
10 En el mundo estaba, y el mundo fue hecho por ella, y el mundo no la conoció.
11 Vino a los suyos, y los suyos no la recibieron.
12 Pero a todos los que la recibieron les dio poder de hacerse hijos de Dios, a los que creen en su nombre;
13 los cuales no nacieron de sangre, ni de deseo de carne, ni de deseo de hombre sino que nacieron de Dios.

En el Nuevo Testamento Trilingüe de Bover-O´Callaghan, una nota remite a Jn 3, 5 s que dicen: "
El que no nazca de agua y de Espíritu no puede entrar en el Reino de Dios. Lo nacido de la carne, es carne; lo nacido del Espíritu, es espíritu. No te asombres de que te haya dicho: Tenéis que nacer de nuevo. El viento sopla donde quiere, y oyes su voz, pero no sabes de dónde viene ni a dónde va. Así es todo el que nace del Espíritu.

Juan 1, 13 quiere decir que la filiación divina es distinta de la carnal. Nosotros nacemos de Dios a través del bautismo, lo que nos hace participar en la vida de Cristo a través de la fe y de la gracia santificante. Lo explican los puntos 496, 505 y 526 del Catecismo.
10/06/21 4:09 PM
  
Pedro 1
Don Urko:
Dice usted que no se utiliza el verbo gennao para el nacimiento del Señor, sino que se emplea ginomai únicamente para Jesucristo, como en Galatas 4,4.
Pero me parece que no es cierto. Yo he encontrado Lucas 1, 35:
καὶ ἀποκριθεὶς ὁ ἄγγελος εἶπεν αὐτῇ, Πνεῦμα ἅγιον ἐπελεύσεται ἐπὶ σέ, καὶ δύναμις ὑψίστου ἐπισκιάσει σοι· διὸ καὶ τὸ γεννώμενον ἅγιον κληθήσεται, υἱὸς θεοῦ.
Ofrezco dos traducciones por el precio de una:
El ángel le contestó y dijo: El Espíritu Santo vendrá sobre ti, y la virtud del Altísimo te cubrirá con su sombra, y por eso el hijo engendrado será santo, será llamado Hijo de Dios". Respondiendo el ángel, le dijo: El Espíritu Santo vendrá sobre ti, y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra; por lo cual también el Santo Ser que nacerá, será llamado Hijo de Dios.
τὸ γεννώμενον es un participio pasivo de gennao, “lo que ha sido engendrado”.
También he encontrado Mateo 1, 20:
ταῦτα δὲ αὐτοῦ ἐνθυμηθέντος ἰδοὺ ἄγγελος κυρίου κατ᾽ ὄναρ ἐφάνη αὐτῷ λέγων, Ἰωσὴφ υἱὸς Δαυίδ, μὴ φοβηθῇς παραλαβεῖν Μαριὰμ τὴν γυναῖκά σου, τὸ γὰρ ἐν αὐτῇ γεννηθὲν ἐκ πνεύματός ἐστιν ἁγίου·
Solo ofrezco una traducción:
Así lo tenía planeado, cuando el Angel del Señor se le apareció en sueños y le dijo: «José, hijo de David, no temas tomar contigo a María tu mujer porque lo engendrado en ella es del Espíritu Santo.
γεννηθὲν es el participio aoristo neutro de gennao en voz pasiva.
11/06/21 8:48 PM
  
Pedro 1
Mejor "lo que está siendo engendrado" o "lo que está siendo engendrado", porque τὸ γεννώμενον es un participio presente.
11/06/21 8:53 PM
  
Mundo Editorial
Oigan, son ustedes unís expertos. Veo que dominan el tema. Deberíamos seguir con él, me apasiona.
11/06/21 11:33 PM
  
Luis Piqué Muñoz
No es correcto decir engendrado por el Padre ¡El Padre proviene del Hijo y el Espíritu Santo, el Hijo del Padre y el Espíritu Santo, y el Espíritu Santo del Hijo y el Padre! Las Tres Personas, aunque distintas ¡SON IGUALES, EL MISMO DIOS! El Espíritu Santo es anterior al Padre y al Hijo, fué Creado por mí ¡LUISITO! hace cuatro Cuatrillones de Años y el Padre y el Hijo ¡LA SANTÍSIMA TRINIDAD! hace tres Trillones de Años. Los Angeles fueron Creados hace un Billón de Años ¡YO Y GRACE KELLY SOMOS ETERNOS! (!?) ¡Ay! Ja, Ja, Ja ¡Viva Dios! ¡Viva Yo! Ja, Ja, Ja
12/06/21 12:37 PM
  
África Marteache
Pampeano: También en algunas biblias donde antes ponía justo ahora ponen bueno, pero la palabra tzadik en hebreo no es bueno sino justo en el sentido que los judíos le dieron desde siempre. Es cierto que la mayor parte de los libros de la Biblia, incluidos los Evangelios, están escritos en griego y no sé la palabra que en griego explique ese concepto. Para un judío es justo aquel que camina según la Ley de Dios y es el adjetivo de mayor rango moral que puede llevar una persona. Así son justos Job, San José, San Juan Bautista y la última vez que aparece el término en los Hechos de los Apóstoles se aplica al Centurión Cornelio. Pero yo estoy hablando de la Nácar-Colunga, que es mi Biblia preferida, no de las más modernas.
También en el episodio del Bautismo de Jesús, cuando Jesús dice: "Déjame hacer ahora, pues conviene que cumplamos toda justicia. Entonces Juan condescendió" (Mt, 3, 15) Indica claramente que San Juan entendió que Dios quería que la Ley se cumpliera en su Hijo.
Es curioso que justo y justicia aparezcan muchas veces en el Evangelio de San Mateo, menos en el de San Lucas, apenas en el de San Marcos y no aparezcan en el de San Juan, como si a medida que se le alejaran del marco judío la palabra fuera perdiendo su connotación de cumplimiento de la Ley.
Yo me interesé por el término por la importancia que tuvo y sigue teniendo entre los judíos y quise ver si los Evangelios la recogían, comprobé que sí pero luego he visto que ha desaparecido como si los traductores actuales temieran que ya no fuera comprendida por nosotros.
12/06/21 3:21 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.