29.09.21

Mons. González Chaves reflexiona en el Año de San José sobre su grandeza y su santidad singular

Mons. Alberto José González Chaves

Galardón Alter Christus Atención al Clero y a la Vida Consagrada

Nació en Badajoz en 1970 y fue ordenado sacerdote en Toledo en 1995 por el Cardenal Marcelo González Martín. Su primer destino pastoral fueron las parroquias de Peñalsordo y Capilla, en la provincia de Badajoz, pero pertenecientes a la archidiócesis de Toledo. De 2006 a 2014 ha trabajado en la Congregación para los Obispos, en la Santa Sede. En 2008 se doctoró en Teología Espiritual en el Ateneo Pontificio Regina Apostolorum, de Roma, con una tesis sobre “Santa Maravillas de Jesús, naturalidad en lo sobrenatural". Posee un Master en Bioética. En 2011 Benedicto XVI le nombró Capellán de Su Santidad. Desde 2015 es Delegado para la Vida consagrada en Córdoba. Dirige Ejercicios Espirituales y y dicta conferencias y cursillos en España e Hispanoamerica. Es autor de artículos y libros de Espiritualidad y Liturgia, y d3 numerosas hagiografías como las del Venerable Cardenal Rafael Merry del Val, San José Maria Rubio, el Beato Marcelo Spínola, Santa Maravillas de Jesús, Santa María Micaela del Santísimo Sacramento, Santa Génova Torres, San Juan Pablo II, el Beato Tiburcio Arnaiz… Su última obra es la biografía del más reciente Doctor de la Iglesia y Patrono del clero secular español, San Juan de Ávila.

En esta ocasión, con motivo del Año de San José, reflexiona para InfoCatólica sobre la grandeza de su figura y su santidad singular.

San José es un gran santo, y no sólo por ser el esposo de la Virgen, que es muchísimo, sino que tiene en cierta manera entidad propia. ¿Por qué?

Permítame comenzar respondiendo aparentemente en sentido contrario a la formulación de su pregunta. Si efectivamente San José es, no sólo un gran santo, sino el más grande de todos los santos, lo es precisamente por ser esposo de María y no se podría decir que su santidad tiene entidad propia, como no puede predicarse esto de ningún santo, ni siquiera de la Santísima Virgen. En el prólogo a su Evangelio dice San Juan Evangelista del Bautista: “No era él la luz, sino testigo de la luz”. Otro tanto podríamos decir de San José, aunque (interpreto que este es el sentido de su pregunta) su santidad es totalmente personal, libre y voluntaria. El Evangelio le llama sencillamente vir justus, varón justo. La misión o predestinación de San José, postulaba, como la de María, una santidad singular. Apoyado en toda la Tradición desde los más antiguos Padres de la Iglesia, escribe el Padre Garrigou-Lagrange que desde la infancia Dios concedió a José todas las gracias: piedad, virginidad, prudencia, fidelidad… San Jerónimo enseña en una homilía sobre el Evangelio de San Lucas que San José es llamado justo por la posesión perfecta de todas las virtudes. Algo muy parecido subraya San Juan Crisóstomo.

Por tanto, ¿por qué la santidad de José es singular?

Siguiendo en esto, como en tantas cuestiones josefinas, al Padre dominico Marceliano Llamera en su obra “Teología de San José”, aduciremos cuatro motivos: 1. Su matrimonio con María. 2. Su paternidad terrena sobre Jesús. 3. Su inclusión en la unión hipostática 4. Su cooperación a la redención del género humano.

Como esposo de María, San José condivide con ella la misma condición y por tanto tiene igual dignidad, gracia y santidad, salvando, naturalmente, la distancia con la maternidad divina, que es exclusiva de María. Como su esposo, José comparte con Ella, no sólo la dignidad y, proporcionalmente, la gracia, sino también el amor mutuo y la comunicación de los bienes, derivada de todo matrimonio, que en el caso del de José y María fue máxima, por la plenitud de la gracia. Predica San Bernardino en su Sermón primero sobre San José que, pues que María fue gratia plena, del tesoro de su Corazón ofrendó a José cuanto él podía recibir y, en este sentido, Ella no sólo deseó, sino que impetró para José la participación en su plenitud de la gracia. “Si la bienaventurada Virgen - dice el santo de Siena - impetra tanto para los pecadores enemigos de su Hijo, ¿cuántas mercedes no conseguiría para este tan amoroso, solícito y filial nutricio, esposo de su pudor y de su amor castísimo? También, como sucede en todo matrimonio cabal, compartió José con María la más completa semejanza de costumbres. San Pedro Damián llega a decir que José fue hecho a semejanza de la Virgen su esposa: de ahí su eximia santidad.

La segunda causa que postula una santidad singular en José es su paternidad legal sobre Cristo, a Quien amaba como a su Dios y como a su hijo y de Quien era amado con verdadero amor filial y, al decir de los teólogos, causativo de la gracia. En el sermón ya citado dice San Bernardino que San José alcanzó gran perfección y santidad muy alta porque en su trato con Cristo guardó tres cosas: pureza reverencial, radiante fidelidad y caridad ardentísima. “¿Quién negará - se pregunta - que teniendo a Cristo en sus brazos y, con su mirada y su conversación filial, Jesús imprimiría en su corazón el gozo inefable de la paternidad?”

El tercer capítulo que exige del glorioso Patriarca una santidad altísima es su pertenencia al orden hipostático. Después de María, José ha sido la criatura humana más unida a la Humanidad del Verbo, quien más se ha acercado al principio y fuente de toda gracia y quien después de María ha sido más amado por Jesús. Santo Tomás de Aquino relaciona la mayor proximidad a Cristo al mayor conocimiento de los misterios de la fe. Por tanto, cuanto José más se aproximó a Cristo, principio de la gracia, tanto mejor participó de la plenitud de la santidad.

El cuarto título de su excelentísima santidad es su cooperación, absolutamente intransferible, a la redención del género humano. Bien entendido que Jesucristo es el único Mediador, nos gusta llamar a San José “corredentor”, como, en el surco de la Tradición, hacemos con María. Porque él está ordenado en los planes de Dios a los mismos fines de la Maternidad divina y de la Encarnación del Verbo, para la salvación del género humano. Por eso, el mismo decreto trinitario que asocia a San José a la Encarnación del Verbo, incluye su incorporación a la obra redentora de Jesucristo. Y si Dios concede a los hombres Su gracia y Su santidad según la dignidad de la misión a que les destina, es evidente que el esposo de María Corredentora y padre singular del único Redentor, en cuanto “corredentor” también él, tuvo que estar poseer una santidad eminente.

Además, esta santidad de José nunca dejó de crecer. Enseña el Concilio tridentino (sesión VI, canon 24) que la justicia recibida no sólo se conserva, sino que se aumenta ante Dios por las buenas obras, las cuales no son sólo fruto y señal de la justificación sino también causa de su aumento. La gracia puede crecer de modo intensivo: entitativamente; y extensivo: produciendo nuevos efectos. Según Santo Tomás de Aquino, tales aumentos se verifican por cualquier acto meritorio. Así también, la caridad en esta vida puede aumentar sin limitación. Según el insigne dominico y gran tomista, Padre Garrigou-Lagrange, los maravillosos progresos de la gracia de San José escapan a nuestra comprensión: “Apenas podemos vislumbrar qué admirables progresos en la fe, santidad y amor se efectuaron en el alma de José. Tanto más se ocultó el carpintero en la tierra cuanto es más glorificado en los cielos”. Si desde su primera infancia todos y cada uno de los actos de caridad de José fueron intensísimos, y todas y cada una de sus obras de virtud aumentaban en gracia, hay que concluir que él crecía constantemente en santidad, obrando siempre con toda la fuerza de la gracia habitual que Dios le daba, sin oponer él ningún impedimento de pasiones, defectos, negligencias o distracciones. Del mismo modo estuvo lleno de los dones del Espíritu Santo por los que se movía con prontitud bajo la inspiración de Dios en la ejecución de todas sus obras.

La razón de este imparable crecimiento en santidad era la presencia y familiaridad continua con Jesús y María, por los que tenía un conocimiento abismal del misterio de la Encarnación y un constante y perfecto ejemplo de todas las virtudes. Escribe San Bernardino de Siena: “Si nosotros, miserables, aprovechamos tanto de la convivencia con los santos, que respecto a la Virgen nada son, ¡cuánto ha de estimarse que aprovecharía José con la presencia y trato de la Santísima Virgen!”

También es opinión teológica que es muy probable que San José esté ya en cuerpo y alma en el Cielo, al igual que la Santísima Virgen.

Ciertamente, la “asunción de San José a los cielos” se cree piadosamente entre los devotos josefinos, que es tanto como decir entre los buenos católicos, insertos en el surco de una fe y tradicional, sencilla y por eso muy profunda, heredada de sus mayores. En realidad habría que hablar más propiamente de la resurrección de San José, para lo cual primero tenemos que pensar en su muerte. ¿Abandonó esta vida, como quiere San Epifanio, poco después de haber cumplido Cristo los 12 años? ¿Dejó José este mundo, como afirman otros, durante la predicación del Salvador? ¿Siguió a Cristo como uno de sus discípulos, como pretenden otros? ¿Llegó a sobrevivir a Cristo y sufrió al ser pospuesto a San Juan, cuando el Redentor le encomendó en la cruz el cuidado de su Madre, como defendieron algunos de modo peregrino? Es razonable que si José hubiese vivido durante la Pasión del Señor, habría estado al pie de la cruz y Jesús no habría tenido la necesidad de encomendar a su Madre a ningún otro. O por fin, como parece la opinión más acertada, ¿se durmió en el Señor antes de empezar Cristo su vida pública? Sabemos con toda seguridad que José vivía cuando Jesús, a sus 12 años, se quedó en el Templo de Jerusalén. Pero su figura es silenciada en las bodas de Caná y en el ministerio de Cristo, cuando avisan al Salvador de que su Madre y sus hermanos están fuera y Le buscan (Mt 12, 47). Acerca de la muerte del Patriarca nazareno escribe San Bernardino: se ha de creer piadosamente que en su tránsito tuvo presentes a Jesús y a María. ¡Cuántas exhortaciones promesas, consuelos, iluminaciones, inflamaciones y revelaciones de los bienes eternos recibiría en la hora de su muerte de su esposa Santísima y del dulcísimo Hijo de Dios, Jesús!” Por tanto si, como parece lo mas lógico, José murió antes de la Pasión de Cristo, debió descender con los demás justos del Antiguo Testamento al seno de Abrahám, “el limbo de los justos”. Y sólo después de la resurrección de Cristo habría venido su plena glorificación, de la que escribe el canciller Juan Gerson: “Cuánto ha de ser estimado el justo José en la gloria y los cielos, si fue hallado tal y tan grande en la miseria y en la tierra. Si, según Cristo, ‘donde Yo estoy, ahí también estará mi siervo’, sin duda, estará más próximo a Jesús en los cielos quien en su ministerio haya sido más cercano, sumiso y fiel a Jesús, después de María, en la tierra". La gloria esencial consiste en la visión facial de Dios. Ese premio a nuestras buenas obras guarda proporción con el mérito, y éste radica en la caridad. Así, según sea el grado de gracia y de caridad al dejar este mundo (o sea, el grado de santidad), así será la gloria con que seremos eternamente bienaventurados en el Cielo. Si la santidad de José es la mayor después de la de la Virgen, también su gloria es, después de la de María, la mayor de todos los santos del Cielo.

Esto se refiere a la gloria esencial, pero, la pregunta que tratamos de responder versa sobre la gloria accidental de San José, o sea, la gloria de su cuerpo. En realidad la cuestión es la siguiente: ¿la asunción de San José al Cielo en cuerpo y alma sería un privilegio cuya conveniencia se deduce de su misión de esposo de María y padre virginal de Cristo? ¿Es una conveniencia análoga a la de la asunción de la Santísima Virgen María, cuya dignidad de Madre de Dios pide que Ella sea glorificada por su Hijo también en su cuerpo? Recordemos que según San Mateo, en la muerte de Cristo, “se abrieron los sepulcros y muchos cuerpos de santos que habían muerto resucitaron, y saliendo de sus sepulcros después de la resurrección de Cristo vinieron a la ciudad santa y se aparecieron a muchos” (Mt 27, 52-53). Pero, si habla el primer evangelista de una resurrección verdadera y real y si aquellos santos que resucitaron no murieron más y siguieron a Jesús a la gloria, ¿estuvo San Jose entre aquellos resucitados? Que aquella a la que alude Mateo fue una verdadera resurrección lo afirman multitud de Padres de la Iglesia y de exegetas: Clemente Alejandrino, Orígenes, Eusebio, Agustín, Jerónimo, Crisóstomo, Epifanio, Gregorio Magno, Teodoreto, Beda el Venerable, Maldonado, Cornelio a Lapide, Calmet, Lagrange, etc. Pero divergen estos teólogos sobre si aquellos resucitados fueron llevados con Cristo al Cielo o volvieron a morir. De la primera opinión son Ignacio de Antioquía, Clemente Alejandrino, Eusebio, Ambrosio, Jerónimo, Epifanio, Beda, Cayetano, Soto, Suarez, Maldonado, Cornelio a Lapide, etc. También Santo Tomás en sus escritos de juventud, como el Libro IV de las Sentencias y el Comentario a San Mateo. Opinan que aquellos resucitados murieron de nuevo San Agustin, San Juan Crisóstomo, Teodoreto, San Gregorio Magno y Santo Tomás de Aquino ya en la Summa Teológica, adhiriéndose a San Agustín. Según esta opinión, la mayoría de autores posteriores proponen como más cierto según el relato evangélico y los méritos del Santo Patriarca, que él está entre los que subieron con Cristo a la gloria. Desde Gerson a San Bernardino de Siena, esta sentencia es mantenida casi unánimemente por todos los escritores josefinos. En cabeza de los cuales está, con su incomparable obra “Suma de los dones de San José”, el dominico Isidoro de Isolano. También lo defienden San Francisco de Sales y San Alfonso María de Ligorio.

Sin embargo de todo lo expuesto, hay que afirmar que no tenemos apoyo alguno explícito ni de la Sagrada Escritura ni de los Santos Padres, por lo cual, como mucho puede insinuarse la conveniencia de que el Santo Patriarca resucitara, aunque aquellos otros a los que alude el evangelio no resucitasen verdaderamente. Las razones para insinuar esto son la dignidad especialísima de San José, el amor con que Jesús y María “exigían” su participación de José en la resurrección de Ellos, la afinidad física de José con el Redentor y con su Madre y su contacto íntimo con la Humanidad de Cristo, que parece exigir que tampoco él participase de la corrupción del sepulcro. En suma, parece razonable que la Sagrada Familia, que había iniciado la nueva vida divina del género humano antes que ningún otro cristiano, iniciase también conjuntamente la vida gloriosa y resucitada con anterioridad a todos los demás. No pareciera muy lógico que, resucitados Jesús y María, aun esté sin resucitar el padre virginal del primero y el esposo santísimo de la segunda.

Incluso, aunque tampoco está definido, que pudo ser igualmente preservado de la culpa original, pues así convenía para el esposo de la Virgen y padre del mismo Dios.

De modo análogo a la posibilidad de la resurrección y asunción de San José, desde el siglo XV los escritores josefinos se vienen preguntando por otros privilegios del Santo Patriarca, como la de su inmaculada concepción, su santificación en el seno materno o la extinción de la concupiscencia o fomes peccati. Fundamentalmente hay tres opiniones acerca del momento en que José fue santificado. Unos afirman que fue concebido, como María, sin pecado original. Otros sostienen que, como Juan Bautista, fue santificado en el vientre de su madre. Otros, en fin, creen que, igual que los demás israelitas, sería santificado en el momento de la circuncisión. Ya el cardenal Lambertini, después papa Benedicto XIV, nota que la primera opinión, o sea, la concepción inmaculada de San José, no es nombrada siquiera por los Santos Padres y autores antiguos, puesto que carece de sólido fundamento en teología; tanto, que no han faltado algunos autores muy ortodoxos que la han calificado de sospechosa de herejía. Porque la Inmaculada Concepción de María es en Ella un privilegio exclusivo.

Mas bien se aboga por la santificación de José en el seno de su madre, sentencia que tiene a su favor a Gerson, Isidoro de Isolano, Bernardino de Bustos, San Alfonso María de Ligorio, Juan de Cartagena y otros muchos. Santo Tomas de Aquino no lo enseña, aunque tampoco lo niega explícitamente, como hacen por ejemplo Cayetano, Suarez, los cardenales Lambertini y Gotti, Lepicier, etc. No admitida la santificación milagrosa de José en el seno materno, él recibiría la primera gracia en el rito de la circuncisión, con la cual los hijos de Israel quedaban libres del pecado original. Según enseña Santo Tomas (STh III,q. 70, art. 1-4), la circuncisión confería la gracia en cuanto signo de fe en la Pasión futura de Cristo. Respecto al fomes peccati, fue totalmente extinguido en San José. Si el desorden de la concupiscencia es una secuela del pecado original y José no había quedado exento de él, debería heredar esa propensión a los movimientos desordenados. Lo que defienden muchos autores es la conveniencia de que en San José nunca pasase la concupiscencia a su acto segundo, o sea, que estuviese ligada en él. Así se comprende mejor lo que hemos tratado en la primera pregunta, la plenitud de gracia de José después de la Virgen María, lo que es tanto como decir su confirmación en la gracia, efecto de su unión transformante con Dios, grado supremo de perfección al que puede llegar el alma en esta vida, llamado también matrimonio espiritual, descrito admirablemente por Santa Teresa y San Juan de la Cruz.

Se habla de la Santísima Virgen como omnipotencia suplicante, pero igualmente el poder intercesor de San José es muy grande. Santa Teresa afirmaba no recordar nada que hubiese pedido al Santo Patriarca que él no lo hubiese concedido. ¿Podría nombrar a otros santos y papas convencidos del gran poder intercesor de San José?

La intercesión de los santos, su oración constante ante el trono de la Trinidad por nosotros, es un dogma, una verdad de fe definida por el Tridentino, que la subraya con tres afirmaciones. Primera, que los santos que reinan con Cristo ofrecen a Dios sus oraciones por nosotros, los hombres viadores de la tierra. Segunda, que es muy provechoso invocarles en común, como hacemos, por ejemplo en la Santa Misa, y particularizadamente, como hace también la Misa cuando en el Canon romano enumera a los apóstoles y a los santos más salientes de los primeros tiempos de la Iglesia; o en el día de la fiesta de cada santo, o en el rezo diario de la Hora de Prima, con su hermoso Martirologio. Tercero, que esta intercesión de los santos en nada se opone a la mediación suprema y universal de Cristo, único Salvador y Mediador entre Dios y los hombres (1 Tm 2, 5), ni la disminuye. Esta oración de los santos por nosotros ha sido querida por Dios, no porque haya alguna deficiencia en Él, sino precisamente por Su infinita bondad, como razona bellamente Santo Tomás de Aquino. Ya que las cosas han de dirigirse a Dios por los medios más aptos y próximos a Él, y estando los santos en la Patria más cerca de Dios, la ordenación de la Ley divina requiere que nosotros, mientras vivimos en el cuerpo peregrinando hacia Dios lleguemos a Él por mediación de los santos (STh, Supp., q. 72, art. 2). A nivel psicológico y afectivo, hay una razón conmovedora: como en la Patria celeste los santos conocen nuestras oraciones, son “felices” y “disfrutan” atendiéndolas y socorriéndolas. Por eso, continúa el Aquinate: “Como cada bienaventurado ve en la esencia divina lo que requiere la perfección de su bienaventuranza, los santos desean conocer las cosas que les pertenecen y conviene que las conozcan en el Verbo. Así pues, pertenece a la gloria de los bienaventurados prestarnos ayuda a nosotros: así se constituyen ellos en cooperadores de Dios”.Y sigue explicando que los santos ruegan por nosotros dos modos: con oración expresa, cuando conmueven con sus votos los oídos de la divina Clemencia en nuestro favor; y con oración interpretativa, mediante los méritos que no sólo les alcanzan gloria a ellos en presencia de Dios, sino que se traducen en sufragios y oraciones por nosotros, así como la Sangre de Cristo derramada por nosotros nos impetra constantemente el perdón de nuestras culpas. Por parte de los bienaventurados la oración es siempre eficaz; si falla algunas veces es por nuestra culpa. Los santos en el cielo impetran lo que Dios quiere realizar por su oración y lo piden porque estiman que sus oraciones han de ser cumplidas según la voluntad de Dios. “Cuando ellos piden algo para nosotros con una oración no sólo interpretativa sino expresa, siempre son escuchados porque no piden sino lo que Dios quiere que pidan y lo que ha de realizarse según la divina voluntad” (STh, II-II, q. 83, art. 11 ad 2).

Ahora bien, ¿de qué depende la mayor o menor eficacia y poder de la oración de los santos por nosotros? ¿Valen lo mismo antes Dios las oraciones de todos los bienaventurados? ¿O el ser atendidos en nuestras súplicas depende de nuestra devoción? Con su claridad diáfana señala el Doctor Angélico dos principios que aclaran esta cuestión. Primero: la eficacia de la oración de los santos del cielo en nuestro favor depende de la perfección de su caridad y de la mayor unión que tienen con Dios en la gloria. O sea: los santos que tienen más caridad desean más nuestro bien y ruegan más por nosotros y, como están más unidos a Dios, sus oraciones son más potentes, así como el sol ilumina y calienta más que otros astros porque tiene más luz y más calor y está más cerca de nosotros (STh, II-II, q.83, art. 11). Segundo: la eficacia y oración de los santos no depende sólo de sus méritos y de su gloria esencial, sino también de los méritos accidentales adquiridos mientras vivieron. Por eso en ciertas circunstancias conviene acudir a algunos santos aunque parezcan menores, porque en virtud de algunos episodios de su vida Dios les ha concedido ser abogados principales en algunas causas especiales.

Según estos dos principios tomistas, queda claras la eficacia y la universalidad de la intercesión de San José. Considerando el grado de gracia y de gloria del Santo Patriarca y los méritos especiales que adquirió en esta vida en virtud de su misión especial cerca de María y de Jesús, se concluye que, salvo el de la Santísima Virgen, su Patrocinio es el más excelente y poderoso de todos, y también el más universal, como gustaba de certificar Santa Teresa diciendo que a otros santos Dios les ha dado gracia para alguna necesidad pero San José socorre en todas, espirituales y temporales, y a todas las personas de cualquier estado y condición. De modo especial el Patrocinio del Bendito Patriarca se extiende a la Iglesia universal, por declaración del Beato Pío IX en 1870. San José vela también muy especialmente sobre las almas que deben por su estado aspirar a la perfección con más intensidad, como sacerdotes y religiosos; y sobre los padres y las familias cristianas; sobre los trabajadores, las vocaciones, los moribundos, etc.

Con particular intensidad exhortó a encomendarse a San José como cabeza de la Sagrada Familia el Papa Leon XIII en sus Letras apostólicas Neminem fugit en las que se lee: “El designio de la divina Providencia constituyó a aquella Familia para que cada cristiano de cualquier condición y lugar, si a ella eleva su alma, fácilmente pueda encontrar motivo e invitación para cumplir cualquier virtud”. Y en su Encíclica Quamquam Pluries: “Todos, de cualquier condición y lugar que sean, se encomienden y se entreguen al patrocinio y tutela del bienaventurado José. Tienen en José los padres de familia la más excelente norma de vigilancia y providencia paterna…” Y sigue subrayando el especial patrocinio de San José sobre los casados, los hijos, los nobles ricos, los obreros y pobres, las vírgenes, etc.

Poco después de proclamar a San José Patrono universal de la Iglesia Católica el 8 de Diciembre de 1870 con el decreto Quemadmodum Deus de la Sagrada Congregación de Ritos, el Beato Pío IX, el 7 de Julio de 1871 en el Breve Inclytum Patriarcham, razonaba el motivo de la declaración del patrocinio josefino en aquellos “tristísimos tiempos, cuando la misma Iglesia, perseguida en todas partes por sus enemigos, es oprimida por tan grandes calamidades que los hombres impíos imaginan que las puertas del infierno prevalecerán contra ella”. Es difícil no reconocer un paralelo muy evidente con nuestro momento actual, en el que se ha intensificado la necesidad de invocar a San José por la razón que aducía el Beato Pio IX en la carta adjunta al decreto: “que la Iglesia, en la triste situación de estos tiempos, agitada por múltiples calamidades, pueda, sin embargo, por su Patrocinio servir segura a Dios con toda libertad una vez destruido todo error y adversidad”. Medio siglo más tarde, Benedicto XV en su Motu proprio del 25 de Julio de 1920 con ocasión del 50 aniversario de la proclamación del Patrocinio de San José insistía: “Nos, confiados grandemente en su patrocinio, a cuya vigilancia y providencia quiso Dios encomendar su Unigénito encarnado y la Virgen madre, ordenamos a todos los prelados del mundo católico que en tiempos tan necesitados para la Cristiandad exhorten a los fieles a invocar con diligencia a San José”.

Como vamos citando la autoridad de numerosos santos, valga ahora por todos los testimonios el de nuestra incomparable “Santa de la raza” en el capítulo 6 del Libro de su Vida: “Tomé por abogado y señor al glorioso San José y encomendéme mucho a él. Procuraba yo hacer su fiesta con toda la solemnidad que podía. Vi claro que de esta necesidad como de otras mayores de honra y pérdida de alma este Padre y Señor mío me sacó con más bien que yo había pedido. No recuerdo hasta ahora haberle suplicado cosa que la haya dejado de hacer. Es cosa que espanta las grandes mercedes que me ha hecho Dios por medio de este bienaventurado santo, de los peligros que me ha librado así de cuerpo como de alma, que a otros santos parece les dio el Señor gracia para socorrer en una necesidad, a este glorioso santo tengo experiencia que socorre en todas y que quiere el Señor darnos a entender que así como le fue sujeto en la tierra, que como tenía nombre de padre, siendo ayo, le podía mandar, así en el Cielo hace cuanto le pide. Esto han visto otras algunas personas a quien yo decía se encomendasen a él, también por experiencia; y aun hay muchas que le son devotas de nuevo experimentando esta verdad… Querría yo persuadir a todos, fuesen devotos de este glorioso santo por la gran experiencia que tengo de los bienes que alcanza de Dios. No he conocido persona que de veras le sea devota y haga particulares servicios que no la vea más aprovechada en la virtud, porque aprovecha en gran manera a las almas que a él se encomiendan. Paréceme ha algunos años que cada año en su día le pido una cosa y siempre la veo cumplida. Si va algo torcida la petición, él la endereza para más bien mío. Si fuera persona que tuviera autoridad de escribir, de buena gana me alargara muy por menudo en decir muy por menudo las mercedes que me ha hecho este glorioso Santo a mí y a otras personas… Sólo pido por amor de Dios que lo pruebe quien no me creyere, y verá por experiencia el gran bien que es encomendarse a este glorioso Patriarca y tenerle devoción”.

Si María roza el orden hipóstatico al ser la verdadera Madre de Dios, igualmente la paternidad de San José es algo trascendente, pues su función de padre nutricio era mucho más profunda que dispensarle de lo necesario.

La grandeza de San José estriba en su doble y única misión de esposo de María y padre nutricio o virginal de Jesús. Este segundo constituye el verdadero fundamento de la dignidad excelsa del Santo Patriarca y no puede separarse de su matrimonio con María, sino que depende de él. Cuando hablamos de paternidad inevitablemente pensamos en la generación. Santo Tomas de Aquino enseña (STh I, q. 27, a. 2) que las voces paternidad, maternidad y filiación son consecuencia de la generación. Y distingue (STh III, q. 32, a. 3) diferentes clases de paternidad y filiación, según los diversos grados de semejanza entre el engendrado y el generador o progenitor. Habla el Doctor Angélico de paternidad divina, paternidad natural y paternidad adquirida o adoptiva, ya sea humana o espiritual. La paternidad divina es exclusiva de Dios, a Quien conviene con puridad el nombre de Padre, pues que lo es plenamente respecto del Verbo. Ab aeterno Dios es Padre de su Hijo, y sólo el Verbo, Jesucristo, es estrictamente Hijo de Dios Padre, según esa eterna generación. Padre natural se llama al que da la vida material humana, y esta es la paternidad propia del hombre que engendra a otro de su propia sustancia creando así el vínculo físico que arranca de la procreación carnal y el vínculo moral o afecto espiritual que deriva de la anterior. Hablamos, en fin, de paternidad adoptiva o adquirida, por analogía con las precedentes, distinguiéndose una doble especie de adopción: la humana en el orden natural, y la divina en el sobrenatural. Por ésta segunda nos llamamos y somos hechos hijos de Dios por cierta generación espiritual (Cf. Ef 1, 5; Gal 4, 4-6; 1Cor 4, 15).

La Sagrada Escritura da expresamente a San José el título de padre de Jesús. Recordemos, en primer lugar, la Presentación en el Templo : “Al entrar sus padres con el Niño Jesús…” (Lc 2, 27). Más abajo, en el versículo 33: “Su padre y madre estaban admirados por lo que se decía del Niño”. En los versículos 41 al 43 se habla por tres veces de “sus padres”, en plural. Por fin, en el versículo 48 encontramos el testimonio de la misma Virgen Santísima diciendo al Niño hallado en el templo: “Tu padre y yo te buscábamos angustiados”. En el capítulo siguiente de su Evangelio, Lucas dirá: “Al empezar Jesús su vida pública tenía treinta años y era, según se creía, (ut putabatur) hijo de José” (3, 23). Y también en Lucas (4, 22) se lee: “Todos, maravillados de las palabras de gracia que salían de su boca, decían: ¿no es este el hijo de José?” Así también Mateo (13, 55): “¿No es éste el hijo del carpintero?” Menos directamente, Marcos (6, 3): “¿No es éste el carpintero?” Y Juan (6, 42): “¿No es éste Jesús, el hijo de José, cuyo padre y madre nosotros conocemos?”. Es evidente la función de padre que ejerce José en la Sagrada Familia: a él encarga el ángel imponer al Niño el nombre de Jesús (Mt 1, 21), tomar al Niño y a su Madre y huir a Egipto (Mt 2, 13-14), y volver de allí (Mt 2, 19-21). Jesús obedece a José como su padre y está sumiso a él (Lc 2, 51).

Pero, ¿en qué sentido es José padre de Jesús? Sabemos bien que de ninguna manera puede hablarse de una paternidad natural, habiendo sido virginal la concepción del Verbo, y perpetua la virginidad de María. ¡Se trata de dos dogmas de fe!

De modo peregrino, algunos han hablado de “paternidad física sobrenatural” o de “paternidad natural incompleta”. Según una sana Teología católica, inserta en el surco del Magisterio y de la Tradición, hemos de evitar un maximalismo peligroso, por infundado. Sabemos por la fe, a través de la Escritura, que Cristo fue concebido en el seno de María por obra y gracia del Espíritu Santo, sin concurso de varón. En realidad la Encarnación es obra de toda la Santísima Trinidad, pero decimos que la Tercera Persona es causa eficiente de la concepción de Cristo “por apropiación”, pues al Paráclito se atribuyen especialmente las obras de amor, gracia y santidad. A pesar de lo cual no llamamos al Espíritu Santo “padre de Cristo”, pues no produjo la naturaleza humana de Cristo de su propia sustancia, sino que solamente ejerció su virtud para producirla. En nada disminuye la verdadera humanidad de Cristo el hecho de que Él haya sido concebido de modo distinto a todos los demás hombres, o sea, sin cooperación humana de varón alguno, pues, como explica Santo Tomás, siendo el poder de Dios infinito, todo efecto producido por cualquier causa puede proceder inmediatamente de Dios.

Es impropio hablar, sin matices, de una paternidad de San José, real, verdadera, propia y plena, en el sentido absoluto de las palabras. Por eso se ha venido recurriendo a otras denominaciones como las de padre legal, putativo, nutricio, adoptivo o virginal de Cristo. Incluso, padre vicario del Padre celestial. Pero también esta nomenclatura expresa sólo aspectos parciales de la paternidad del Santo. José es padre legal en cuanto que así aparecía ante la ley, social y públicamente, y en cuanto que lo era, tal como prescribía el Antiguo Testamento. Es padre putativo en el sentido de que los demás pensaban que era el padre de Cristo. Es padre nutricio porque, como un verdadero padre de la tierra, alimentó a Jesús, le estrechó entre sus brazos, y tuvo la mayor solicitud para que no faltasen el sustento y la protección al Niño y a su Madre. Y es padre adoptivo porque su paternidad respecto de Jesús tiene semejanza con la paternidad humana adoptiva, ya que no hay generación corporal y sin embargo existen oficios, deberes y derechos mutuos entre el padre y el hijo. Más bien podríamos decir que San José fue adoptado como padre por Jesús. Según Cornelio Alápide, San José fue más padre de Cristo que el padre adoptivo es padre del hijo adoptado. Y San Agustín afirma que San José fue un padre mucho más unido a Cristo que si lo hubiera sido sólo adoptivo. También se ha llamado al Bendito Patriarca padre virginal de Jesús. San Pío X indulgenció esta breve jaculatoria en forma de suspiro: “¡Oh José, padre virginal de Jesús!” La Iglesia en su liturgia llama a San José vicario del Padre celestial en su prefacio propio: “Paterna vice custodiret”: custodió a Jesús “haciendo las veces de padre”.

Concluimos que la paternidad de San José para con Jesús es distinta de toda otra paternidad natural, física o adoptiva, lo cual no hace que no sea una verdadera paternidad nueva, única y especial, absolutamente singular porque no procede de la generación natural sino que se funda en un vínculo moral querido por el mismo Dios. Se trata de un vínculo moral paterno tan real y verdadero como verdadero y real es el vínculo del matrimonio entre María y José. San Agustín, el mayor defensor de la paternidad y virginidad de San José entre los Padres de la Iglesia, escribe en su obra De consensu evangelistarum: “Si Lucas refiere que Cristo nació de la Virgen María y no del contacto con José, ¿por qué le llama padre si no porque rectamente entendemos que es esposo de María, no por unión carnal, sino por concierto conyugal? Porque nació de su esposa, ciertamente es padre de Cristo mucho más íntimamente que si lo hubiese adoptado de fuera”. Al Águila de Hipona seguirán la practica totalidad de los escritores eclesiásticos posteriores. Santo Tomas de Aquino afirma: “Del mismo modo José es padre de Cristo que esposo de María, no por la unión de la sangre sino por el derecho matrimonial” (STh III, q. 28, a. 1 ad 1). Es deliciosa la comparación de San Francisco de Sales en las “Recreaciones” con sus primeras Visitandinas (19): “Si una paloma lleva en su boca un dátil y lo deja caer en su jardín ¿no decimos que la palmera es propiedad del jardinero? Pues si el Espíritu Santo, habiendo dejado caer este divino dátil como divina paloma en el jardín de la Santísima Virgen, jardín sellado y rodeado por todas partes con el voto de virginidad y castidad inmaculada que pertenece a San José como la mujer o esposa pertenece al esposo, ¿quién dudara que se puede afirmar con verdad que esa divina palmera que produce frutos de inmortalidad pertenece al excelso San José?” La imagen había sido ya usada muchos siglos antes por San Efrén: “Se dice que los varones de las palmeras hacen fecundas a las hembras si las cubren con su sombra sin mezclarse con ellas ni comunicarles su sustancia: así José es llamado padre aunque no fuese varón de la virgen”.

Por último, debemos subrayar que, a nivel psicológico y afectivo José fue verdadero padre de Jesús por su corazón, por sus sentimientos auténticamente paternales. Es conmovedor el racionamiento del gran Bossuet en su primer panegírico sobre el Patriarca: “Quizá preguntéis de donde tomara José ese corazón paternal si la naturaleza no se lo daba. ¿Acaso estas inclinaciones naturales puedes ser adquiridas por libre elección y el arte puede imitar lo que la naturaleza no inscribe en los corazones? Si San José no es padre, ¿cómo tendrá amor paternal? Es aquí donde debemos comprender que el poder divino actúa en nuestras obras. Por un efecto de tan excelso poder, San José tiene corazón de padre y, si la naturaleza no se lo ofrece, Dios se lo coloca por su propia mano. El verdadero padre de Jesucristo, Dios, que lo engendra desde la eternidad, habiendo escogido a José para servir de padre en el tiempo a su Hijo único, de alguna manera ha hecho surgir en su corazón una chispa del amor infinito que el Padre posee a su Hijo. Esto es lo que da a José amor de padre. Y, como es cierto que José siente en sí mismo un corazón paternal formado instantáneamente por la mano de Dios, siente también que Dios le ordena emplear para con Jesús una autoridad de padre".

En la hermosa oración con que el Papa León XIII mandó terminar el rezo del Santo Rosario durante el mes de octubre suplicando la protección universal del Bendito Patriarca, alude al “paterno amor con que abrazó al Niño Jesús”. El famoso converso Padre Faber, después oratoriano, escribe lindamente en su obra Bethlehem: “José amaba a Jesús con un amor filiar tan grande que, repartido entre todos los padres del mundo, a todos haría felices en un grado tal que ellos mismos no podrían creerlo. Este amor de José a Jesús excede en grandeza y santidad a todo lo que ha existido de amor paterno en la historia. Era esta paternidad de José para con Jesús tan grandiosa, tan amplia y variada, que todas las paternidades de la tierra podrían participar de ella sin agotarla”.

Por Javier Navascués

14 comentarios

  
Ramón montaud
Es la primera vez que he leído, aparte de la Virgen, la ausencia del pecado original en otra persona, si San José está libre de pecado debe haber tenido una asunción a los cielos como la Virgen.
Patrón Universal de la Iglesia Católica (un poco tarde su proclamación), a requerimiento de los obispos que había asistido al Concilio Vaticano I.
Su proclamación se da cuando Roma deja de ser dominio del Papado justo ese año en Septiembre.
29/09/21 9:38 AM
  
JOSÉ IGNACIO
Imperdible vídeo del P. Fernando Umaña (1h,04m),: "LO QUE NO SABÍAS DE SAN JOSÉ"
Con toques de humor, aborda, entre otros temas:
a) supresión, en la traducción, de la palabra "GAR" (Suena así = En efecto); cuando el Angel le dice: "...No temas, porque "En efecto"...
b) San José, acompañó a María a la Visitación. (No dice que fera así; pero que "no pudo ser de otra manera") ; Asegura que avalado por SJPII.
Juzguen Vds. no lo lamentarán. (A mí me dio un magnífico enfoque)

Saludos.
29/09/21 10:33 AM
  
Pedro de Torrejón
San José y la Virgen María son los padres humanos de Jesús de Nazaret. San José y su Esposa la Virgen María ,permanecieron siempre vírgenes ; y padres del Mesías de Israel.

La Virgen concibió por Obra del Espíritu Santo, y San José la aceptó como Esposa y Madre de Cristo . Tan necesario fue San José cómo María ; para que Dios Todopoderoso. Llevará a cabo el Misterio de la Encarnación.

San José y La Santísima Virgen María son los padres de Cristo y de la Iglesia.!!!


29/09/21 12:41 PM
  
Vladimir
Es lamentable constatar cómo tanta gente reza el Rosario y nunca dirigen a San José, ni siquiera una jaculatoria. Se debe ampliar la perspectiva del Rosario, para que ya no esté dirigida sólo a la Virgen, sino a toda la Sagrada Familia.
Cristo, para el armónico desarrollo de su condición humana, necesitó tanto de María como de José, de una Madre y de un Padre.
Sin José, sin su paternidad, no se podría hablar de una auténtica Encarnación del Verbo Divino.
"Santa María, Madre de Dios y Esposa de José, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén."
29/09/21 2:58 PM
  
Fabio
En vez de rezarle a tantos santos, pidan a Jesús ya que el UNICO mediador entre Dios y los hombres (1 Tim 2,5)
29/09/21 3:45 PM
  
Rodrigo
Parece que tenemos un "proto" por aquí. Fabio, ¿por qué no se cansan de molestar con estas citas únicas de la Escritura como si diciendo una, estuvieran diciendo todo? ¡Qué pereza! En todo caso, para que entiendas de una vez, la gracia divina presupone la naturaleza humana; sin carne, sin humanidad sería todo cuestión de ángeles. Jesús para los protos es casi un espíritu puro. No porque nieguen su realidad humana, sino porque se niegan a reconocer las consecuencias parciales de su humanidad. Les encanta decir que Jesús tuvo hermanos biológicos, que Maria y José tuvieron relaciones con cualquier pareja. Hasta aquí, todo bien humano y conveniente para ustedes. Pero al hablar del padre legal y por adopción de Jesús y de su madre lo único que los protos suelen hablar es que fueron padre y madre. Vaya! Dos figuras congeladas de las que nada se arriesgan hablar si no está "escrito". La Bíblia, entienda, de una vez es como una fotografía. Si quiere, un gran video. Pero ambas realidades no agotan todo. La Escritura necesita contextos; la divinidad del Señor implica su contexto humano el cual va mucho más allá de unas citas bíblicas que hablan de su vida antes de su ministerio público. ¿Cuánta cosa no vivió Jesús con sus padres? Pero protos no suelen pensar en esas cosas... No suelen tener en cuenta que cuando un hijo desea algo de su padre, pero lo teme por algún motivo, le pide a la su madre y viceversa. Tan humano, tan común, tan cotidiano! Y es que no estoy hablando de Jesús, María y José necesariamente. Hablo de nosotros, sobre todo. Cuando oramos al Padre en Nombre de Jesús está muy bien y correcto. La cita que usted dijo ilustra está realidad muy bien. El Padre, empero, es demasiado misericordioso. Él sabe que a veces, por temor nos morimos de miedo de hablarle o, incluso, concientes de nuestros muchos pecados, acongojados de tanta vergüenza, tememos dirigirse la palabra. Decía el poeta francés Charles Péguy, quien vivía con una mujer que no era su esposa y cuya realidad él sabía pecaminosa, algo así: mi último recurso cuando me veo lleno de pecado es rezar el Ave María porque amo demasiado a mi mujer y no logro orar el Padre Nuestro. El Padre Nuestro habla de santificar el nombre de Dios, de hacer Su voluntad en la tierra, en su vida como en el cielo. Imposible en la realidad objetiva de Péguy. Por ello, decía que le hablaba a Santa María, la mamá de Jesús, el Ave María como una especie de última tabla de salvación. No que María sea salvadora de algo o divina. Nunca fue, nunca será. Y sí que María y José o incluso los demás santos en cuanto vivos, al lado de Dios en el cielo, pueden hablarLe como amigos, como cercanos y obtener del Padre cosas que no logramos más pedirle. Eso hacemos con amigos, familiares, etc... usando los contactos. Usted podría todavía con un corazón de piedra decir que Jesús es aún así el único mediador entre Dios y los hombres. Bueno... Tanto el Antigo Testamento tiene mediadores entre el Padre y los hombres tales como los patriarcas y profetas como el Nuevo Testamento. El propio Padre Nuestro es una oración directa al Padre. Es la oración que el mismo Verbo Encarnado enseñó y, en ella, en ningún momento, Jesús dice: todo eso en mi nombre a mi Padre. Es derechito al Padre. En el Padre Nuestro los bautizados oran al Padre directamente sin Jesús. En la primera parte de Ave María, Gabriel enaltece María, dice que el Padre está con ella y que hay un fruto bendito en su vientre, Jesús. En fin... sólo hay problema en pedir a San José, a María Santísima cuando perdemos de vista que ningún favor obtenido de Dios vendrá sin la mediación única y soberana de Cristo, pero la cita no prohíbe que haya coloquios en un nivel inferior, con los amigos del Señor para que Él, como mediador, presente todo al Padre. Además...¿quién es usted y cualquier proto para decir a quien oramos o no? Qué aburrida esta vida espiritual de vários protestantes: no oran a sus ángeles de la guardia (bíblicos y que nos cuidan), son unas piedras frías que sólo ven la Trinidad y todo el resto de amigos del Señor lo tiran a un closet de seres congelados. Es una fe triste, pobre, negativa e incapaz de mirar todas las consecuencia de la humanidad de Jesús. Exaltar a José, a María y a todos los demás santos es Exaltar a Dios, el creador y santificador de toda esa muchachada.
Ahora, su usted dijera que el texto puede pasar del punto por exceso de teolegúmenos, de razonamiento e mucha imaginación y forcejeos teológicos, yo diría; ok... hasta puedes tener razón. Charlemos sobre esto. El texto es una entrevista en forma de reflexión espiritual embasada en muchos autores de peso, pero no implica que 100% sea correcto. En todo caso, ni de lejos, su pretensión de bajarse un enorme y buen texto con dos frases de una cita bíblica sola es aceptable. En realidad, es deplorable y pobre.
29/09/21 5:04 PM
  
Vladimir
Jesús es el único mediador entre Dios y los hombres; en cuanto Redentor, no hay otro Salvador. Sólo El pudo abrirnos las puertas de la Salvación. Pero la Intercesión es algo que todos podemos ejercer por los demás. Es una exigencia intrínsica del amor, pedir unos por la salvación de otros y Dios lo quiere, porque nos involucra en la salvación de la humanidad. La Biblia está repleta de ejemplos, de cómo por la fe de unos se curan otros, de como por la acción de estos llega el milagro a aquellos. Con Biblia en mano, es imposible decir que la relación con Dios, es entre él y yo, dejando de lado a los demás. Somos un cuerpo, como dice San Pablo, donde nos comunicamos todos los bienes, de un miembro a otro.
Gracias a que Cristo nos salvó, es que sabemos que la intercesión de los Santos es eficaz, pues qué nos podrían alcanzar los Santos, si el Cielo estuviera cerrado para nosotros?
El Cielo es la perfección en el Amor, y qué clase de Amor tendrían los que están allá, si no se ocuparan del bien de sus hermanos que todavía estamos aquí?
Santa María, San José, Angeles, Santos y Bienaventurados todos, RODGAD POR NOSOTROS.
Almas benditas del Purgatorio, ROGAD POR NOSOTROS.
29/09/21 5:13 PM
  
Luis López
Gracias Padre Alberto por esta preciosa y profunda semblanza espiritual y teológica de San José, un santo que, como bien indica Santa Teresa de Jesús, tiene un inmenso poder intercesor por su cercanía especial a María y a Nuestro Señor.
29/09/21 7:50 PM
  
Vladimir
Mons. González Chavez ha logrado, aquí, una síntesis apretada pero muy completa de lo que sería un Tratado de Josefología.
Comento un punto solamente.
En el caso de María estamos tan acostumbrados a vincular la Concepción Inmaculada con la Gloriosa Asunción, que hemos llegado a pensar que hay una relación de dependencia entre ambas realidades. Pareciera que no es así, pues, en referencia a San José, siempre se ha defendido una (la Asunción) con la tolerancia y hasta aceptación de la Iglesia (Ejemplo, Juan XXIII), mientras se ha desautorizado la otra (Inmaculada Concepción) a través de expresas manifestaciones del Magisterio (Ejemplo, Juan Pablo II).
29/09/21 7:59 PM
  
Ecclesiam
Excelente artículo.

La inmaculada concepción de san José quizá debería profundizarse para eliminar toda sospecha de herejía; misma sospecha acaeció durante un tiempo sobre la Inmaculada Concepción de María, pues parecía negar la redención universal de Jesucristo.

Para empezar a ser devotos de san José, puede ser buena idea rezar la oración del Papa León XIII justo después de la Salve al acabar el Santo Rosario:

A vos, bienaventurado San José, acudimos en nuestra tribulación, y después de invocar el auxilio de vuestra Santísima Esposa, solicitamos también confiadamente vuestro patrocinio. Por aquella caridad que con la Inmaculada Virgen María, Madre de Dios, os tuvo unido y, por el paterno amor conque abrazasteis al Niño Jesús, humildemente os suplicamos volváis benigno los ojos a la herencia que con su Sangre adquirió Jesucristo, y con vuestro poder y auxilio socorráis nuestras necesidades.

Proteged, oh providentísimo Custodio de la Sagrada Familia la
escogida descendencia de Jesucristo; apartad de nosotros toda mancha de error y corrupción; asistidnos propicio, desde el Cielo, fortísimo libertador nuestro en esta lucha con el poder de las tinieblas y, como en otro tiempo librasteis al Niño Jesús del inminente peligro de su vida, así, ahora, defended la Iglesia Santa de Dios de las asechanzas de sus enemigos y de toda adversidad, y a cada uno de nosotros protegednos con perpetuo patrocinio, para que, a ejemplo vuestro y sostenidos por vuestro auxilio, podamos santamente vivir y piadosamente morir y alcanzaren el Cielo la eterna felicidad.

Amén.
29/09/21 8:08 PM
  
enrique Cheli Pedraza
/ Rogamos, para pedir la intercesión de san José, descendiente de la Casa de David, al recordar en esta conmemoración , que muchos santos, han recomendado la devoción al Santo Patriarca , el esposo de la Virgen María por Voluntad de Dios, especialmente por quienes se encomiendan a su patrocinio y recordarán recitar las siguientes letanías solicitando gracias, favores y bendiciones en su nombre.
/ Oramos, a fin de ponernos, bajo la protección de San José, el mayor de los santos, después de María, teniendo presente que Juan XXIII, decía:" sostén de las familias, esperanza de los enfermos, consolación de los moribundos, terror de los demonios, protector de la Iglesia Santa. Nadie es tan grande, después de la Virgen María", pidiendo por los difuntos de la pandemia china , por las Almas del Purgatorio y por la conversión de los pecadores agonizantes, q, les sea concedida la gracia de la penitencia final
/ Imploramos , para no olvidar, encomendarnos a san José en vistas a ,q, el morir, nos encuentre en "estado de gracia" y sean advertidos a tiempo por su intercesión quienes se hallan en situaciones que contradicen la Voluntad de Dios, e, instalados en algunos de los 7 pecados o tendencias e inclinaciones capitales y corren el riesgo por toda una eternidad de hipotecar su futuro escatológico post mortem por estar seducidos, obnubilados y esclavizados por ilusiones sin futuro y nadie les haya sugerido visualizarse" sub specie aeternitatis"...
30/09/21 12:21 AM
  
Devoto josefino
Si María es "Madre de Dios" (Concilio de Éfeso), ¿San José puede ser llamado "Padre de Dios"?
30/09/21 2:29 PM
  
Vladimir
No soy teólogo ni algo que se parezca, pero he leído mucho sobre San José y he constatado que son escasísimos los autores que, a lo largo del tiempo, se han animado a darle, a San José, los títulos de "Padre de Dios" o "Padre de la Iglesia".
Me imagino que es porque todavía hay mucho camino que recorrer en cuanto a determinar, primero que nada, en qué sentido José es Padre de Cristo.
01/10/21 9:28 PM
  
Vladimir
Aunque, oficialmente, a San José no se le ha dado el título de "Padre de la Iglesia", ella (la Iglesia) nos ha invitado siempre a llamarlo e invocarlo con el título de "Padre", y no es para menos, dado que él ha prestado el servicio de su Paternidad a quien es Cabeza de la Iglesia y de la cual somos el cuerpo.
Ya León XIII enseñaba que José, por cuanto es Esposo de María y Padre de Jesucristo, viene a poseer cierta AUTORIDAD PATERNAL sobre la multitud de los cristianos. (Cf. la Encíclica Quamquam Pluries, No. 3).
Dice Juan Pablo II: "San José continúa desempeñando su providencial y “paterna” misión en la vida de la Iglesia y de todos los hombres" y
la devoción con que a él se dirigen los cristianos de todas las partes del mundo, "confirma el hecho singular de esta paternidad sin límites" (Homilía en la Ciudad de Térmoli, 19-3-1983).
En la reciente Carta Patris Corde, de Francisco I, se concluye con una oración en la que aparece esta invocación: "Oh, bienaventurado José, muéstrate padre también para nosotros ...".
Santos como Teresa de Jesús y Josemaría Escrivá, no dudaron en llamarlo su "Padre y Señor".
02/10/21 8:33 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

28.09.21

Ernesto Ladrón de Guevara: “La Hispanidad, más allá de una comunidad política, es un orden civilizador”

Ernesto Ladrón de Guevara es un intelectual vasco. Doctor en Filosofía y Ciencias de la Educación y diplomado en Magisterio en Pedagogía Terapéutica. Fue procurador de las Juntas Generales de Álava y destacado miembro del Foro de Ermua.

Nos habla del nuevo proyecto que ha iniciado, llamado Unidad Hispanista. Valora la razón de ser del mismo como Secretario de la mencionada asociación, que preside Javier Barraycoa.

¿Cómo nace Unidad Hispanista y con qué objetivos?

Unidad Hispanista surge de un grupo de compañeros de la Asociación Hablamos Español que luchamos día tras día para lograr que se respeten los derechos individuales en materia de lengua en las comunidades autónomas, y denunciamos la perversión del sistema educativo que lo ha dejado de ser para convertirse en un aparato de propaganda ideológica.

Preocupados por el ataque sistemático a la lengua española para crear plataformas de desconexión de partes de nuestra querida patria, con el brutal adoctrinamiento y deformación de la historia en las aulas, decidimos pasar a algo más profundo que es analizar los porqué. ¿Por qué se manipula la historia de una manera tan grosera? ¿Por qué se adoctrina a los niños de forma tan inmisericorde y sin ningún reparo ni cuestionamiento moral? ¿Por qué la gente es tan ignorante respecto a nuestro pasado glorioso? En definitiva, por qué hay una ingeniería social para la modificación cognitiva de las masas y para guiarlas como rebaño hacia una descomposición que solo nos produce profundas grietas y muchas desgracias de cara a las generaciones futuras. Y llegamos a la conclusión de que si la fractura territorial es el principal problema para los españoles y su futuro, la solución será volver a reunir las piezas del puzle roto y recomponerlo.

Y en esta reflexión nos encontramos con Patricio Lons y su “Comunidad Hispanista” y con Marcelo Gullo y su visión geopolítica de la reconstrucción de la Hispanidad y del rescate del pensamiento del gran Ramiro de Maeztu, asesinado por las hordas rojas en octubre del 36, al poco de iniciarse la Guerra Civil; simplemente por sus ideas hispanistas, brillantísimas. Estos ingredientes nos hicieron reflexionar sobre la necesidad de hacer algo al respecto y así nace Unidad Hispanista. En ese momento buscamos a alguien que pudiera representarnos con la dignidad y el carisma que merece la idea que perseguimos y le pedimos al presidente de Somatemps, Javier Barraycoa que aceptara la presidencia. Debemos agradecerle que la aceptara y nos sentimos muy honrados de que nos represente.

Leyendo el manifiesto fundacional se aprecia que es un movimiento que se opone al pensamiento único mundialista y a la ingeniería social y agenda globalista que se impone desde el Foro Davos y desde el Foro Sao Paulo y otros lugares…

Es así. Efectivamente el pensamiento del Foro Davos y sus derivaciones, el Foro Sao Paulo y otras expresiones filocomunistas nos lleva a la eliminación de facto de la autodeterminación de las personas y de su dignidad, a la capacidad de los individuos a definir su futuro personal y su lugar en el mundo. A la desaparición de las soberanías nacionales. La Hispanidad y su núcleo fundador, España, quedarán abducidas en un Nuevo Orden en los que la civilización occidental tal como lo entendemos, de origen cristiano, como no puede ser de otra manera, quedará neutralizada y su antropología cultural eliminada. Hace tiempo que llevamos en ese proceso y no hay más que observar la deriva de España hacia un nihilismo y un relativismo preparador para ese nuevo espacio de esclavitud y la anulación de nuestra dignidad como personas.

Nosotros estamos en el punto contrapuesto a todo eso. Queremos recuperar los valores civilizatorios y humanizadores de la Hispanidad, lo que supuso en el avance de la evolución humana y lo que nos proporciona no solamente a nosotros, los hispanos sino al mundo como orden realmente generador, como acostumbraba a calificarlo el filósofo Gustavo Bueno que se declaraba un ateo cristiano, queriendo significar que aún no creyendo en Dios no veía otra alternativa para la humanización de las sociedades que el orden cristiano.

No hay más que ver la degradación que sufrieron los países que pertenecieron al ámbito unitario católico desde que se separaron de la madre patria y cayeron en las garras del entramado neomarxista. Se han convertido en regímenes controlados por el narcoterrorismo, con unas estructuras económicas inviables y que son pasto de los buitres financieros internacionales que se hacen con la propiedad de los patrimonios. Hoy en España vamos en esa dirección y hay que corregir el rumbo. Esto no es conspiración sino una triste realidad y una dictadura a nivel global a la que hay que hacer frente, efectivamente.

¿Por qué pretenden combatir esta peligrosa deriva mediante los grandes ideales de la Hispanidad?

No hay otra salida que esos ideales. La Hispanidad, como dicen el profesor Marcelo Gullo y el profesor Patricio Lons, fue la experiencia de la historia de la humanidad más gloriosa y fértil en la evolución de las sociedades. Cuando los españoles tras la bandera de Borgoña que representa la Cruz de San Andrés, llegaron a América con el mandato de Isabel la Católica reflejado en su testamento, recibido y cumplido por su esposo el rey Fernando, llevaron una misión evangelizadora que tenía como eje el respeto a la dignidad y a la identidad de los amerindios, su protección y tratamiento como iguales a los conquistadores. Recibieron la consigna de hibridarse con aquellas personas que vivían en el neolítico y practicaban el canibalismo y llevarlos a un desarrollo que fue un salto de varios siglos en pocos años en aquellas poblaciones. Con los españoles se acabaron los sacrificios humanos a miles que practicaban los incas y los aztecas, sometiendo a esclavitud y masacre a otras tribus que vivían en un verdadero genocidio.

En el siglo XVI se dio otro gran salto en la civilización con la Escuela de Salamanca y el dominico Francisco de Vitoria y otros, superando el criterio del derecho de conquista por el cual los que dominaran otros territorios disponían de los bienes y personas, por otro principio generador de civilización que era trasladar a esos territorios liberados las instituciones, universidades, hospitales, el ordenamiento urbano de las ciudades, y modos de vida de la metrópoli. De eso salieron beneficiados los aborígenes americanos, formado un mestizaje sin parangón y un espacio mundial generador que ha sido alabado por grandes hispanófilos anglos como James Braun Scott, Charles F. Lummins, Humboldt y otros del ámbito protestante. Era incuestionable la gran gesta de la hispanidad.

Solamente aquellos que quisieron combatir al Imperio Español para sustituirlo en el control y hegemonía mundial fueron capaces con la mayor obra de propaganda de guerra jamás conocida de destruir aquel concepto. Y lo lograron gracias a la estupidez propia de los hispanos, que bajo una supina ignorancia creímos aquellas mentiras de la Leyenda Negra y aún hoy, o sobre todo hoy, seguimos de forma ovejuna creyéndolas. Somos culpables de nuestros propios males.

La Hispanidad no es un sentimiento sino un sólido referente, una idea política, una comunidad política…y mucho más.

Efectivamente va más allá de una comunidad política. Es un orden civilizador. Es un modelo de vida en comunidad. Es una forma verdaderamente democrática, más allá de la idea de democracia que hoy tenemos. Es un paradigma desde el cual se generaron los derechos humanos y el derecho internacional público tal como hoy lo conocemos.

No solamente es un sentimiento, sino una realidad a la que hemos dado la espalda cayendo en manos de sofistas y demagogos. Debemos de recuperar el orgullo de ser hispanos, pues tenemos derecho a tenerlo y el deber de reconocerlo y transmitirlo a las generaciones venideras.

No se entiende lo que ocurre a España. Cualquiera de los dominios fundantes de los nuevos imperios depredadores como el anglo no dejaría pasar la oportunidad de hacer series de películas, de documentales, seminarios, departamentos universitarios, etc con la gran gesta que hicimos los españoles en el mundo en tiempos de los Austrias. Aquí llevamos siglos con el complejo de inferioridad, fustigándonos con los tópicos y falsedades negrolegendarios y renegando de nuestro ser. Es de una torpeza y una cortedad de miras sin límites.

En el siglo XVIII queríamos parecernos a los franceses y nos ocuparon. Tuvimos que pasar una guerra para liberarnos de su bota. En el siglo XIX renunciamos al legado antropológico y aún hoy seguimos así en línea de continuidad, fragmentándonos y dividiéndonos, enfrentándonos entre españoles. Vamos directamente al abismo.

Por todo ello, ¿Podemos considerar la Hispanidad un auténtico motivo para la esperanza?

Es el único motivo de esperanza. Europa no nos va a sacar del atolladero, va a aprovecharse de nuestra debilidad. Ya lo ha hecho en estos últimos cuarenta años. Somos un lugar de veraneo, sin fuerzas de producción, sin fuentes de energía con el efecto de encarecimiento sin límite de la misma, en manos de multinacionales, y sin la capacidad de producir alimentos y comercializarlos cuando fuimos la despensa de Europa.

La única solución es formar un mercado interior entre los países que formamos el Imperio español, aglutinar todas las fuerzas y materias primas que encierra ese enorme espacio hispano, y tener una potencia militar suficiente para podernos defender de los intrusos. Defendernos los unos a los otros. Pero para ello, hay que acabar antes con el Foro Sao Paulo que es la mano negra que maneja los hilos de la descomposición para que los poderes financieros internacionales nos parasiten sin cuartel.

¿Qué supone tener como presidente a un gran intelectual hispanista como Javier Barraycoa?

Supone dar fortaleza al movimiento. Dar un salto en la notoriedad bajo la aureola de luchador y pensador que tiene un hombre de una generosidad sin límites que es Javier Barraycoa. Como ya he dicho en una pregunta anterior, contactamos con él porque ninguno de los que iniciamos este movimiento nos creíamos con el poder de convicción suficiente para llegar a la masa de la población. Hoy creemos que sí la tenemos gracias a un hombre carismático como es Barraycoa.

¿Qué necesitáis para crecer?

Necesitamos lo que está usted haciendo con esta entrevista. En definitiva, darnos a conocer. Que el gran público conozca nuestro mensaje regenerador. Que la gente en general se acerque a la verdad histórica. Que se liberen del lastre de la propaganda antiespañola. Que sean atraídos por la fecunda esperanza de un nuevo patriotismo. Aquel que nos enseñó el gran Ramiro de Maeztu, asesinado en el 36 por tener ideas propias. Las personas solo somos libres cuando defendemos la verdad. La verdad nos hace libres.

Por Javier Navascués

3 comentarios

  
Ramón montaud
Lo de formar un mercado interior con los paises iberoamericanos está en sintonia con las declaraciones formuladas por AMLO, Presidente de Mexico, pero sin contar con España.
Se está en una tendencia de rechazo irracional hacia la conquista española y es un mal momento para plantear lo que se plantea.
Es lamentable lo que le pasó a D.Ramiro de Maetzu, fuera del ámbito militar de la Guerra Civil, como de los 13 obispos asesinados, 8000 religiosos y religiosos y sacerdotes, y seglares por el mero hecho de ir a misa, pero desde el punto de vista militar los nacionales no actuaron correctamente en los acontecimientos posteriores a la toma de Badajoz en Agosto del 36.
28/09/21 1:23 PM
  
pedro de Madrid
Ramón montaud, muy brevemente, no vale la pena perder tiempo y menos con usted que es muy inteligente. Los republicanos no la deseaban, querían una dictadura del proletariado y ante esto, el pueblo español, 10 millones, (14 eran los republicanos) bajo el mando de Franco, se aplicó la ley. En el caso de Badajoz, NO SE RINDIERON, además decían que en las filas nacionales había muchos sacerdotes y por ello el General Varela les dijo, si no se rinden, entrar a decir misa. Franco sólo condenó a los asesinos que no pudieron huir. Al llevarse todo el oro la república, pasé mucha hambre en mi niñez y eso no se olvida.
28/09/21 8:13 PM
  
Mariana

Los republicanos exiliados en Méjico han hecho mucho daño porque generalmente son marxistas disfrazados que quieren quitar la fe odiando la tradición. Son muchos seguidores de jesuitas teólogos de la liberación.

Están tan agradecidos con el comunista Cárdenas que les les dió asilo, que piensan como él.

Y se ostentan como intelectuales.

Viva Franco.
28/09/21 9:59 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

27.09.21

Miquel Blanc: “El aborto es la mayor injusticia de la historia, con 55 millones de muertos cada año”

Miquel Blanc, informático de sistemas, adorador nocturno y uno de los pioneros de Emaús, es uno de los coordinadores de la campaña de 40 días por la Vida que está teniendo lugar en Barcelona del 22 de septiembre al 31 de octubre en la ciudad condal.

¿Puede explicar brevemente cómo nace la iniciativa 40 días por la vida y en qué consiste?

40 days for live, comienza en el estado de Texas en 2004. De la mano de un grupo de católicos, como respuesta frente a una nueva clínica abortista abierta en el área de Bryan-College Station.

40 días de oración, rosario en mano y ayuno. Ya en 2004, con la agenda 20/30 en marcha por el nuevo orden mundial, con el aborto como bandera de este nuevo orden, había que hacer algo, 40 días un número bíblico, 40 días pidiendo la intervención del cielo contra un enemigo de proporciones gigantescas, enfrentados por un puñado de católicos, con muy pocos medios, pero convencidos que con la ayuda del cielo todo es posible.

¿Por qué decidió encargarse de este apostolado en Barcelona?

Porque desde siempre el apostolado provida ha sido para mi el más importante, si todos nosotros no ponemos fin al aborto, el aborto pondrá fin a nuestra civilización, tal cual. Porque representa la mayor injusticia de toda la historia de la humanidad, con más de 55 millones de no nacidos matados cada año en los vientres de sus madres. Niños que no se les reconoce el derecho a nacer. Vidas con propósito en el eterno presente d Dios. Futuros discípulos de Jesús, futuros padres de familia, futuros premios nobel, etc que no se les permite nacer.

Ustedes han decidido hacerlo dos veces al año en cuaresma y ahora en septiembre ¿Por qué?

Porque las campañas de 40 días por la vida son 2 al año, en la que más de 612 ciudades nos unimos en lo que es la movilización mas grande de la historia, con mas de 1 millón de voluntarios por el fin del aborto. En España pensábamos que, si hacíamos más de una campaña al año, los voluntarios se cansarían, porque es cierto que los católicos comprometidos estamos en muchas cosas. Pero finalizada la campaña de cuaresma, hicimos un test a los voluntarios que habían participado, mas de 400. Y nos contestaron 103. El resultado del feedback fue sorprendente. Solo bajaba el 15% de participación en el caso de hacer otra campaña en otoño. Y muchos voluntarios nos animaban a rezar más.

El pasado 12 de mayo, el PSOE presentó una proposición de ley, establece que «el que hostigue o coarte la libertad de una mujer que pretenda ejercer su derecho a la interrupción voluntaria del embarazo (eufemismo que enmascara el acto de matar al bebé que lleva dentro), promoviendo, favoreciendo, o participando en concentraciones en las proximidades de lugares habilitados para interrumpir embarazos, causando un menoscabo en la libertad o intimidad de esta, será castigado con la pena de prisión de tres meses a un año o de trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a ochenta días».

Por lo que, desde la coordinación de 40 días, aplicamos la máxima Ignaciana “Agere Contra”. Es decir, cuando el enemigo te presenta batalla, no solo hay que enfrentarlo sino también vencerlo. Por lo que con la nueva ley del Psoe, que perseguirá a los provida, ha sido ya presentada en el congreso, el pasado martes 21. Víspera de nuestro inicio de la 6ª campaña. Por ese motivo decidimos no solo hacer una 2ª campaña en el mismo año, sino en dos abortorios a la vez.

En esta ocasión están teniendo más dificultades, puesto que, como ha dicho, el gobierno proabortista considera acoso la labor que hacen los rescatadores en las clínicas abortivas….

Con el proyecto de ley presentado en el congreso el pasado martes, la verdad es que todo el sector provida está muy preocupado, pero pensamos que nos está animando a todos los provida a unirnos y a pelear más. Están habiendo mas voluntarios que nunca.

Es algo que aún no ha entrado en vigor, pero que en unos meses será una triste realidad…

Por término medio, un proyecto de ley tarda unos cinco meses desde que el Consejo de ministros lo envía al Parlamento hasta que, aprobado definitivamente por el Congreso, sancionado y promulgado por el Rey y publicado en el BOE, se convierte en Ley. Por lo que hasta la próxima cuaresma seguimos amparados por el artículo 16 de la constitución española, que defiende el derecho fundamental de libertad religiosa.

Pero sinceramente tengo bastantes dudas que este proyecto de ley llegue a aprobarse, ya no solo porque atenta contra un derecho fundamental recogido en la constitución. Sino porque los mas afectados son los médicos y sanitarios que ejercen su derecho de objeción de conciencia y la misma ley quiere atacar. No concibo que ningún gobierno democrático ataque de la forma que intenta hacer el actual gobierno, a través de la ministra de igualdad, Irene Montero. La libertad de conciencia. Es una línea roja que ningún gobierno que se considere democrático, puede traspasar.

En la actualidad son aproximadamente un 70% del personal sanitario que ejerce la objeción de conciencia frente al aborto y la eutanasia.

Es un síntoma de decadencia de civilización que al que defienda la vida se le trate como a delincuente…

En mi opinión, es un signo claro de una decadencia moral excepcional. Una civilización que quiere matar el amor en los corazones de las personas. Son los primeros signos del inicio de la mayor persecución religiosa de la historia, orquestada por el nuevo orden mundial, la ideología de género. Hay de aquellos que vayan contra sus postulados. En el caso de los provida, estamos delante de las bienaventuranzas: Bienaventurados los perseguidos por causa de la justicia, porque de ellos es el Reino de los cielos. Bienaventurados seréis cuando os injurien, os persigan y digan con mentira toda clase de mal contra vosotros por mi causa. Alegraos y regocijaos porque vuestra recompensa será grande en los cielos.

Por lo tanto, este año están sintiendo además de la presión política la mediática, ¿Cómo están gestionando la situación?

Como es de esperar, Si el mundo os odia, sabed que me ha odiado a mí antes que a vosotros,….. Recordad lo que os dije: «No es el siervo más que su amo. Si a mí me han perseguido, también a vosotros os perseguirán; si han guardado mi palabra, también guardarán la vuestra. Juan 15,18-21

La pasada semana nos vinieron a ver desde Tv3, para el programa “Planta Baixa”, entrevistaron a una voluntaria, y en el programa, solo abortistas, es muy, muy doloroso que digan de nosotros que ejercemos “violència extrema i masclista”. Un debate sin ningún provida, todo lo que se decía de nosotros era totalmente asqueroso.

Y muchos más medios están publicando informaciones que no son ciertas…

Pues claro, la mujer que aborta, no es libre, no es consciente que, si mata al amor que lleva dentro, pierde lo mas importante de la vida. Nadie habla del síndrome postaborto, que deja a la mayoría de mujeres muertas en vida. Nosotros hacemos firmar a todos los voluntarios la declaración de paz, que básicamente consiste en participar de forma silenciosa, modesta, con amor, rezando por las mamás, por los papás, por las clínicas abortistas. Además, es muy llamativo ver como las sociedades que mas aborto ejercen, tienen una tasa de natalidad negativa, que necesitan cada año traer inmigrantes para que las economías no se hundan, resulta muy paradójico. Vemos como las sociedades avanzadas, que imponen la ideología de género al resto del mundo, están muriendo en un suicidio lento y constante. Yo personalmente no logro entender como no se ofrecen ayudas a las mamás, como no se permite dar a los hijos en adopción como en EEUU, no entiendo como con tasas tan preocupantes que demuestran que nuestra actual civilización, se muere. No entiendo que no se defienda la vida. Solo se puede entender desde el misterio del mal y del enorme negocio económico que representa el aborto.

¿Por qué es importante seguir luchando por la vida ahora más que nunca, a pesar de la presión?

Literalmente para salvar a la civilización que nos dejaron nuestros mayores, ¿Qué dirá de nosotros las futuras generaciones? Desde siempre he tenido la certeza que el aborto es una ascua de la que ningún católico puede sentirse libre, sin duda Dios nos pedirá cuentas a todos, primero a los que nos decimos cristianos. ¿Qué hicimos frente al mayor genocidio de la historia? También tengo la certeza, que estamos como estamos por el silencio de los buenos. Porque nosotros no hacemos nada, el mal avanza. Ya no hay margen ni tiempo.

Por último nosotros somos en cada campaña, la voz de los sin voz.

¿Cómo se puede participar en estas jornadas y cómo se les puede ayudar?

Pueden inscribirse en el link de abajo:

https://40diasporlavida.online/

Por Javier Navascués

12 comentarios

  
Centurión Cornelio
Ya si el Rey se aviene a firmar esto, apaga y vámonos.
27/09/21 11:54 AM
  
Juan Mariner
Ante las cifras del aborto, muchos pastoreadores cómodos y autosatisfechos se ponen a hablar de terrorismo, guerras, hambrunas, desastres naturales y políticos...,que son cosas más "populares" y más bien vistas por el Mundo como denuncia al uso. Hay que denunciarlo TODO, y el aborto provocado es un genocidio programado que clama al cielo.
27/09/21 1:07 PM
  
Ramón montaud
Soy pesimista. El mimetismo entre legislaciones es una incógnita para mí, pero muy real, solo dos países no han legalizado el divorcio, la legislación sobre el aborto, el matrimonio homo, la eutanasia, se contagian y copian en las distintas legislaciones.
Acerca del aborto, si había alguna esperanza en EE.UU., esta va a finalizar con la iniciativa legislativa
de los Demócratas, y lo que se fragua es ese país se irradia al resto.
Dicho esto Jesús ya nos dio ejemplo del poder de la oración y del ayuno.
27/09/21 1:18 PM
  
Luis Piqué Muñoz
En la Gran Ramera USA hay condenados por defender la Vida ¡con Años de Prisión! ¡Ay! El satanismo mediático no es más que el Poder satánico de la Tiranía democrática y los Ricos Avaros que son los que mandan, utilizando medios e Instituciones para degradar y someter al Pueblo, al Hombre, y evitar Revoluciones como la luciferina del 68, Origen con la masonería del Mundo actual, en definitiva se trata de engañar al Pueblo, el Hombre, con el Igualitarismo, la No discriminación, los sacrosantos derechos de la Mujer, incluido el aborto ¡y no Repartir la Riqueza Mundial cada Vez más concentrada en Pocas Manos, 400 o 500 Familias! ¡Muera el aborto! ¡Muera los Ricos Avaros! ¡Muera la Tiranía democrática! ¡Muera el Nuevo Nazismo Feminista! ¡Viva el Inocente! ¡Viva Dios!
27/09/21 2:39 PM
  
Marta de Jesús
Ramón, pues no sea pesimista. El Mal nunca tendrá la última palabra. Es normal que pase. Estaba visto. Creían, soberbiamente que podrían mantener la civilización cristiana, sin cristianismo. Pero se está viendo que no. Lo cual era lógico. Y lo gracioso es que en vez de reconocerlo, están justificando la aniquilación de dicha cultura y la vuelta de la barbarie.

Aborto y eutanasia infantil... asesinato de hijos.
Eutanasia adulta... asesinato de padres/abuelos/tíos...

Dios tenga piedad de nosotros y de los millones de fallecidos bárbaramente🙏
Resto fiel 💓✝️🕊️🛐
27/09/21 3:06 PM
  
Diógenes
El acompañamiento que dan los rescatadores a las mujeres que van a abortar no es acoso. Al contrario es como una luz que la ilumina en la oscuridad para que no caigan en la charca pútrida del aborto. Les avalan las numerosas mujeres que han salvado de caer en esa inmundicia y los hijos prenatales que han llegado a nacer y a seguir viviendo y creciendo en una sociedad que, para vergüenza de todos, dispone de una ley que autorizaba a matarlos cuando vivían y crecían en el vientre de sus madres. Estos "rescatadores", lejos de ser perseguidos y sancionados, deberían gozar de protección, y su trabajo de una subvención. El bien que hacen a la sociedad es impagable. Son personas que se esfuerzan por desvelar la verdad de los trapos sucios de la ignorancia, la desinformación y las falsedades en que se funda la ideología y la industria del aborto. Ayudar a las mujeres para salvarlas de abortar ¿es malo? Al contrario. Es un bien social al que debería dedicarse el Ministerio de Igualdad. En vez de proteger y fomentar la maldad del aborto, procurar que se respete la vida de todos los seres humanos, sin distinción, y evitar que haya mujeres que sufran la degradación de entrar en un abortorio para que las desembaracen de su hijo como si se tratase de un tumor maligno.
27/09/21 5:05 PM
  
Forestier
Hace años, un profesor muy cultivado sobre cuestiones sociales y bíblicas, me vaticinó que llegará un momento, en que todos los niños/ñas que han sido abortados, se levantarán conjuntamente para dar el merecido castigo a los individuos que a lo largo de la historia han realizado abortos o los han favorecido. Pues no sé, pero si fuera verdad, sería algo realmente apocalíptico.
27/09/21 6:34 PM
  
Solmia Bendita
No por favor! No seamos hombres de poca fe. No hay que ser pesimistas. Estamos llamados por el Señor, de una u otra forma, a contribuir, a ser fieles por la causa. Si no quien quedará? Se habla de que la civilización podría desaparecer, eso no es cualquier cosa, es cosa grave para la humanidad y para la obra y el propósito de Dios...imaginense si también desaparecemos los activistas, los voluntarios, los Provida? Y Como dice el amigo: nos tocará rendir cuentas por nuestras omisiones, infidelidades, incoherencias y tibieza que es lo peor. ¡¡¡ANIMO!!!
27/09/21 7:34 PM
  
Luciano Tanto
Aborto. El método más antiguo y difundido de control de la natalidad. ¿Fingen ignorarlo o realmente creen que es "mal moderno" ?. No, lo sé: mero clericalismo.
27/09/21 10:35 PM
  
Jordi
Mire, organice un grupo y convenza a Bergoglio... Antes teníamos a Juan Pablo II y Benedicto XVI...
28/09/21 2:09 AM
  
Pierdomo
No se puede decir que se está contra el aborto y consumir sus productos, ya sea en formato "elixir eterna juventud" o a cacareada "vacuna"
28/09/21 7:38 AM
  
María José Nazaret
Permítanme recomendar el video provida:
Películas Cristianas Mitosis Cortometraje
Sólo dura 14 minutos.
28/09/21 10:40 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

24.09.21

María García, presidenta del OLRC: “El laicismo radical está echando raíces profundas en España”

La periodista María García preside desde hace 9 años el Observatorio para la Libertad Religiosa y de Conciencia. Nos hemos puesto en contacto con ella para valorar el informe de este año.

¿Cómo nace el Observatorio para la Libertad Religiosa y de Conciencia y con qué objetivo?

El OLRC nace en 2006 como asociación civil, con el objetivo de defender la libertad religiosa en España. Somos una asociación civil registrada en el Ministerio del Interior. Este es el décimo año que publicamos el Informe. No recibimos ninguna ayuda pública. La mayoría de personas que realizan el informe (salvo yo, que me ocupo a tiempo parcial) son voluntarios. Contamos con un consejo asesor que son profesores de derecho, catedráticos, periodistas, etcétera, que revisa el informe. El informe sirve de fuente para otros informes, como el del Departamento de Estado de Estados Unidos o el de Open Doors. Todos los casos que son delitos de odio, los enviamos también para el informe sobre delitos de odio de la OSCE. El informe es de todas las religiones.

¿Por qué cree que este año han aumentado un 37% los ataques a la libertad religiosa?

Creemos que el laicismo radical, que intenta eliminar la religión del ámbito público, está echando raíces cada vez más profundas en nuestro país. Además, muchos gobernantes, pero también algunos grupos y ciudadanos, han aprovechado la pandemia para atacar o limitar la libertad religiosa. Por ejemplo, con aforos muy limitados (más que en otros sitios) en los templos.

¿Por qué la religión católica es la más atacada?

La religión católica es la mayoritaria en nuestro país. Pero, además, ciertos grupos laicistas radicales, y algunos partidos políticos, como los que están en el gobierno de la región, intentan eliminar la religión de la escena pública y las raíces cristianas de España.

Especialmente por el mismo gobierno que no respeta las libertades que defiende la Constitución.

El PSOE, con 43 casos, es el que más vulnera la libertad religiosa, seguido de Podemos, con 23, e Izquierda Unida con 17. Como vemos, los partidos que gobiernan la nación y que deberían respetar la libertad religiosa de todos los ciudadanos son los que más vulneran la libertad religiosa. La salvaguarda de este derecho no beneficia únicamente a los creyentes, sino que favorece a toda la sociedad, al promover la convivencia pacífica entre los ciudadanos.

Por eso, pedimos a los gobernantes y legisladores:

Que respeten el derecho fundamental a la libertad religiosa, tanto desde el punto de vista individual como colectivo.

Que garanticen los tratados firmados por el Estado español con las diferentes confesiones religiosas, a fin de promover la convivencia pacífica entre los ciudadanos.

Las medidas anticovid han incrementado esta persecución, aunque solo son 1 de cada 5 casos.

Casi un 20% de todos los casos tiene que ver con el covid. Se ha aprovechado la pandemia, o las medidas para intentar controlarla, para atacar o limitar la libertad religiosa.

Hemos recogido casos de:

-Parar eucaristías que se estaban celebrando en casas solo entre convivientes, o en catedrales donde solo había 20 personas.

-Prohibiciones de cantar en celebraciones, como en Aragón, cuando sí se estaban celebrando conciertos.
-Que los aforos de los templos sean más reducidos que otros lugares como tiendas o teatros, llegando incluso al caso de Castilla y León, donde se permitían solo 20 personas, independientemente del tamaño del templo.

-O procesiones burlescas cuando estábamos en confinamiento.

Madrid, Cataluña y Andalucía las más atacadas… ¿Por qué cree que se concentra en estas regiones?

Estas regiones son de las más pobladas. Pero además, muchos de los ataques que tuvieron lugar el 8 de marzo, día de la mujer, por parte de grupos feministas radicales, tuvieron lugar en Cataluña. Esto, sumado al laicismo beligerante de algunos partidos nacionalistas, hace que esta región sea la que concentra más casos.

Háblenos de la utilidad de estos informes en aras a denunciar la situación y evitar que se produzcan…

Nuestro informe sirve de fuente para otros informes como el del Departamento de Estado de Estados Unidos, el más importante de la materia. También enviamos los casos que son delitos de odio a la OSCE para su informe de delitos de odio. Con este informe, llegamos a organismos internacionales para dar a conocer la situación de la libertad religiosa en España. Además, al recopilar todos los casos en un solo informe, podemos mostrar una fotografía de la situación de los creyentes en nuestro país.

¿Como valoran la labor de asociaciones como Abogados Cristianos?

Consideramos esencial la labor que realizan asociaciones como Abogados Cristianos. De hecho, colaboramos frecuentemente con ellos. Nosotros solo recopilamos los casos, pero no podemos denunciar porque no contamos con los medios para ello. Por ello, es esencial que existan asociaciones como Abogados Cristianos para que este derecho fundamental, que es el más íntimo de la persona, sea respetado.

¿Quiere añadir algo más para finalizar?

Creo que es esencial que una persona que sea víctima de un delito de odio por sus creencias religiosas, lo denuncie ante la Policía. Nosotros formamos parte de la Comisión de Seguimiento del Plan de lucha contra los delitos de Odio del Ministerio del Interior, y es muy importante que no banalicemos los delitos de odio a los creyentes. Algunos medios se empeñan en visibilizar solo algunos delitos de odio, pero cuando hay un ataque violento, sea físico o verbal, a un creyente, o se ataca a un templo, también es un delito de odio, que normalmente ni se denuncia ni aparece en muchos medios de comunicación.

Además, cualquier persona que tenga conocimiento de un ataque a la libertad religiosa, nos lo puede remitir a nuestro correo electrónico [email protected], para que podamos incluirlo en nuestro informe. Y las personas que quieran que les enviemos el informe en formato digital, nos pueden escribir a ese mismo correo.

Por Javier Navascués

11 comentarios

  
Jorge Cantu
Ese Observatorio debe ser declarado 'de Interés Nacional'.
24/09/21 8:16 AM
  
Ramón montaud
El informe debe ser muy, muy objetivo, por no tener ayuda pública, salvo excepciones, no haber gastos en personal ya que son voluntarios, y gracias a la calidad de los miembros del Consejo asesor en la revisión del informe, entendemos como el Departamento de Estado de EE.UU., tiene en cuenta el informe.
24/09/21 10:29 AM
  
Cordá Lac
Pues como casi siempre se cae en la trampa de aquello que se critica. ¿Cómo? Con adjetivos redundantes que parecen indicar que hay otras posibilidades aceptables: «Laicismo ¨radical¨», en este caso.
24/09/21 11:47 AM
  
José María
La libertad religiosa es contraria a la Fe Católica.
24/09/21 8:28 PM
  
Jorge Cantu
José María:

"La libertad religiosa es contraria a la Fe Católica".

De acuerdo, teológicamente lo es y seguirá siendo, y en la práctica en un mundo ideal (al cual debemos aspirar, sin duda), pero en un país pagano, bajo régimen perseguidor, sin 'libertad religiosa' la Iglesia no puede subsistir. Incluso si hay que aliarse tácticamente con otras confesiones hay que hacerlo, también por caridad hacia la dignidad humana de esas personas no porque estemos teológicamente de acuerdo con ellos.

Vivimos hoy en tiempos de trabajar, conquistar y defender los mínimos porque la otra única otra opción disponible es: los 'nada'.
24/09/21 11:36 PM
  
Centinela
Edward Pentin que transmite las noticias del Vaticano en Ingles su web en National Register y en su prooia web muestra un resumen del directir etwn sobre los datos historicos de las docesis y las leyes 2020 para revisar la reaccion de esas docesus en el 2021..En USA estamos viendo el fenomeno de las ordenes ejecutivas que coercionan a los empleadores a obligar a sus empleados a hacer cosas en su cuerpo.

Algunos gobernadores permiren las exensiones por enfermefad discapavidad o por motivos religiosos.
Aqui se anañiza la reaccion de los Obispos de USA para apoyar la libertad de conciencia que es el punto mas importante del Concilio Vaticano II

Lo s hobiernos ecigen pruebas de la conciencia religiosa y unos obispos explican que esa concieMMB cia religiosa se asienta sobre la conciencia moral de naturaleza universal.

Otros obispos pisan esa conciencia ya que ellos tambien expiden ordenes ejecutivas en sus seminarios y argumentan que no hay motivo religioso para oponerse a la situacion invasiva del cuerpo humano.
25/09/21 7:33 AM
  
Centinela
Copio del articulo de Edward Pentin como se intenta recuoerar la libertad de culto con medudas judicisles en USA

"Dos importantes autoridades católicas no episcopales, el Centro Nacional Católico de Bioética (NCBC) y la Asociación Médica Católica, también se han pronunciado públicamente a favor de las objeciones religiosas y de conciencia. Según los informes, el continuo apoyo del NCBC a la objeción de conciencia provocó que el cardenal Cupich, uno de los defensores episcopales más estridentes de la vacunación COVID-19, presionara a la junta del NCBC para que se retractara de su posición. Los miembros de la junta se negaron con razón, pero el 17 de agosto, la NCBC emitió una declaración adicional en la que subrayaba que es "extremadamente importante adoptar tanto el respeto por el bien común como la
25/09/21 7:45 AM
  
Centinela
"extremadamente importante adoptar tanto el respeto por el bien común como LA CONCIENCIA"

( se comio esta frase esencial).

El analisis del director ewtn sobre libertad culto en el 2020 y 2021 explica:

"Un avance alentador, en comparación con las acciones que se llevaron a cabo en muchos estados de EE. UU. Durante las primeras etapas de la pandemia, es que la capacidad de los gobiernos para restringir injustamente el derecho a la adoración se ha reducido drásticamente esta vez. California, uno de los estados que transgredió más atrozmente contra la libertad religiosa en sus políticas pandémicas, acordó recientemente una orden judicial permanente que requiere que el estado se abstenga de volver a imponer restricciones discriminatorias contra los servicios de adoración de la iglesia
. En el futuro, de acuerdo con los precedentes de la Corte Suprema que surgen de casos iniciados contra políticas injustas de COVID-19 que apuntaban al culto en California y en otros lugares, cualquier medida preventiva impuesta a las iglesias debe aplicarse igualmente a otras instituciones consideradas como "infraestructura crítica" o " servicios esenciales."

25/09/21 10:21 AM
  
Centinela
El analisis sobre libertad de culto ewtn contibua:


"De manera similar, en el otro lado de la nación, el gobernador de New Hampshire, Chris Sununu, firmó un proyecto de ley que designa las casas de culto como "servicios esenciales". En consecuencia, ahora están protegidos contra restricciones más estrictas que las impuestas a empresas comerciales como ferreterías y licorerías, que, a diferencia de las iglesias, pudieron permanecer abiertas durante la ronda inicial de cierres del estado.
Este creciente consenso a favor de la protección de los lugares de culto es una gran noticia para los católicos fieles, que sufrieron profundamente las largas semanas de separación forzosa de la Eucaristía y los demás sacramentos durante los cierres iniciales de iglesias pandémicas del año pasado.
25/09/21 10:22 AM
  
Tere
Hace unas 4 horas fui a Misa en un pueblo de suiza.
Cada domingo asisto con mi familia.
En Suiza los laicos gobiernan las parroquias.
La conferenci episcopal decreto que mas de 50 personas no pueden asisitir sin pasaporte verde a Misa.
Y entresemsna nadie se acuerda de semejante cosa.
Pero los Domingos los laicos encargados reciben un sueldo de la Iglesia Estatal y ese dia cumplen un rol administrativo-liturgico.
Solo piden a un sacerdote que oficie y se vaya.

Pues un grupo de laicos me pidieron el pasaporte verde para entrar a Misa en Suiza.
Normalmente van ancianos y pocos.
Hoy habia fiesta partoquial e invitaron a muchos.
Cuando intente entrar a la Misa Dominical me dijeron que no podria entrar.
Los ancianos debian mostrar su codigo en movil.
Y asi espere a ver si no conseguian el quorum de asistencia 50.
Y esta vez llegaron mas de 50.
Con la verguenza..me impidieron a mi a mi familia entrar.
Tuve que buscar un Misa y encobtre una tradicional en ese momento llena de familias que nos sonreian mucho.

El futuro esta alli.

Como San Pablo dice no hay que dejarse llevar por las pasiones porque su fruto es la corrupcion.
En la partoquia de laicos
Tenia ganas de armar un escandalo. Pero un sabto sacerdote guardaba paz y calma yme dijo espera afuera y seguro no llegan al quorum.

La segunda parroquia no era governafa por laicos es de Lefevre..pero que se han acercado a Benedicto xvi...y alli se abrian las puertas con el viento..pense en el Espiritu Santo
26/09/21 2:09 PM
  
José
Sólo hay persecución contra los Cristianos (Católicos principalmente) y contra los Judíos (en menor medida porque son muy pocos, pero también les han metido el dedo en el ojo cuando han tenido ocasión). Eso sí, contra los moros no hay... . Esos cortan cuellos y de paso matan Cristianos y Judíos, con lo que son colaboradores necesarios de los laicístas. Pero éstos laicistas, tan progres y feministas ellos, que comparten mesa y mantel en el Ramadán y les rinden pleitesía a los Imanes, no les quedará otra que convertirse al Islam (cosa que harán) con tal de no perder el pellejo. Dentro de poco el burka será de lo más feminista. Y al colectivo LGTBI lo colgarán de las grúas como en Irán porque como dijo Lenin, la homosexualidad no es mas que "una degeneración de la decadente sociedad burguesa". Gente sin moral y sin escrúpulos con el único culto a su Mismidad, que están al sol que más calienta y que son capaces de sacrificar a sus allegados por cuotas de poder.
26/09/21 11:18 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

23.09.21

Robert Kimball y Mari Carmen Zurbano, matrimonio que defiende la familia a nivel internacional en el MFC

Robert Kimball y Mari Carmen Zurbano son responsables de la zona Nordeste europea del Movimiento Familiar Cristiano (MFC) y presidentes diocesanos de Pamplona-Tudela. En esta entrevista hablamos con ellos de su vinculación a este movimiento de la Iglesia y de aspectos relativos a la familia católica.

¿Qué supone para ustedes ser presidentes europeos del MFC y cuál es su principal función?

El Movimiento Familiar Cristiano (MFC) es una asociación pública y movimiento apostólico de la Iglesia Católica, de carácter seglar y eminentemente familiar. Tiene por objetivo promover los valores humanos y cristianos de la familia en la comunidad, para que la familia sea formadora de personas, educadora en la fe, defensora de la vida y por lo tanto comprometida activamente en el desarrollo integral de la comunidad a través de sus miembros. Ayuda a los matrimonios y las familias a descubrir, vivir, y transmitir las virtudes y valores cristianos fundamentales de la familia. Sus miembros se esfuerzan por ser testigos de la fe cristiana y actuar como conciencia crítica de toda la realidad social desde la perspectiva de la familia. Nuestra participación activa en el MFC como presidentes europeos nos ha permitido profundizar en nuestra vida conyugal y familiar, estar más unidos en el amor, y cumplir con nuestra vocación cristiana como esposos, padres y abuelos. También nos ha impulsado a ayudar a otras familias a vivir su fe con un mayor compromiso y mejorar la convivencia familiar entre todos los miembros de la familia, superando los problemas surgidos en el hogar mediante el diálogo y la práctica religiosa.

¿Por qué es importante seguir defendiendo la familia a nivel internacional?

La familia ha sido, es y seguirá siendo la célula básica de la sociedad y sin ella todo intento por lograr un auténtico progreso social está condenado al fracaso. Determinados sectores sociales, políticos y mediáticos en todo el mundo pretenden socavar los cimientos del modelo matrimonial y familiar cristiano y privar a la familia de su papel central en el desarrollo espiritual, cultural y humano de la sociedad. Urge formar a las familias para que sepan defender los valores cristianos del matrimonio y la familia en el entorno social en el que se mueven y en el ámbito cultural y político donde se deciden las políticas que afectan a las familias.

Desde su posición, ¿cuáles son las principales amenazas que percibe sobre la vida familiar?

Las principales amenazas para las familias es el individualismo, el materialismo y el hedonismo (la búsqueda desmesurada del placer) que destruyen los fundamentos de una sana vida familiar. Fruto de este ambiente anti-familiar es la ideología de género con una serie de planteamientos que tienen graves consecuencias para el bienestar de los matrimonios y familias. Frente a esta ideología tan nociva para las familias, se precisa una intensa labor educativa a fin de que las nuevas generaciones usen la sexualidad con un profundo agradecimiento a Dios y conforme a los fines para los cuales fue creada por Él.

¿Nos podrían hablar de la importancia de rezar unidos en el hogar?

Rezar juntos en el hogar tiene muchos frutos. Los padres e hijos profundizan en su fe, se sienten más unidos, aprenden a superar los problemas de la convivencia conyugal y familiar apoyándose en su fe en Dios y promoviendo el perdón de las ofensas, rezan por las intenciones de los demás miembros de la familia, y buscan un rato para la interiorización personal y el diálogo con Dios en medio de un ritmo de vida muy acelerado que impide la reflexión y el sosiego necesarios.

Igualmente es algo esencial educar a los hijos según las enseñanzas de la Iglesia.

Dios ha encomendado a los padres la gran misión de ser los primeros y principales educadores en la fe de los hijos. Se trata de una vocación que asumimos el día de nuestra boda por la Iglesia. Compartimos nuestra misión educadora con los profesores de religión y catequistas pero la responsabilidad principal es de los padres. Educar en la fe y en las virtudes y valores cristianos es fundamental para que los hijos alcancen la madurez en la fe y el máximo desarrollo espiritual y humano.

¿Qué podría comentarnos del libro que escribió sobre espiritualidad familiar y conyugal?

En palabras de Mons. Carlos Escribano, arzobispo de Zaragoza, que escribió el prólogo: “Esta obra sobre la espiritualidad conyugal y familiar nos puede ayudar a profundizar sobre lo que la espiritualidad significa para la familia cristiana y a buscar caminos efectivos que permitan a las familias vivirla con alegría y fecundidad. Ofrece un elenco de propuestas prácticas que a lo largo del libro se nos procuran para poder concretar un camino espiritual en nuestra vida familiar cotidiana: la vivencia en familia del año litúrgico, las oraciones familiares, el descubrimiento de la Palabra de Dios en el hogar, la vida sacramental, la devoción a María… Tantos y tantos caminos y propuestas que seguro que alientan nuestro deseo de avivar una solida espiritualidad familiar".

Además de la Santa Misa, ¿qué tipo de devociones suelen practicar habitualmente?

Procuramos rezar en familia siempre que sea posible, reflexionamos sobre las lecturas que se proclaman en la misa, vivimos con profundo espíritu cristiano las principales solemnidades litúrgicas como son la Navidad, la Semana Santa y la Pascua, y visitamos templos y santuarios marianos fomentando la devoción a la Santísima Virgen y a los santos. Asimismo, evaluamos los sucesos políticos y sociales desde una perspectiva cristiana, empleando la metodología del “Ver", “Juzgar” y “Actuar".

¿Cómo experimentan a diario que la oración da pleno sentido a su vida familiar?

La oración es fundamental para el crecimiento espiritual de todos los miembros de la familia. Somos testigos de que la oración ha enriquecido nuestra relación conyugal y nos ha ayudado a superar con fe, esperanza y caridad los principales retos que han surgido en nuestra vida conyugal y familiar. Mari Carmen y yo hemos fomentado la oración durante nuestro noviazgo y hemos inculcado la oración en los hijos desde pequeños.

La Sagrada Familia es ciertamente el modelo de familia católica.

La Sagrada Familia de Nazaret es el máximo modelo para todas las familias, incluyendo la católica, porque la Virgen María, San José y Jesús practicaban todas las virtudes en un hogar impregnado por el amor, el perdón, la comprensión y la generosidad. Vivían intensamente la santidad por que cumplían perfectamente con la voluntad de Dios en todo lo que hacían.

Por último, ¿qué podrían decirnos de su vinculación al santuario de Nuestra Señora de los Remedios de Mendía?

Nos casamos hace 46 años en este santuario y hemos puesto nuestro matrimonio bajo la protección de la Santísima Virgen. Estamos convencidos de que por la intercesión de la Virgen María, se obró un milagro que salvó la vida a una de nuestras nietas mientras estaba en el vientre materno.

Por Javier Navascués

1 comentario

  
Rodrigo
Gracias por vuestro testimonio y vuestra entrega. Sois un ejemplo de fe, y unas bellísimas personas.
24/09/21 10:36 AM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.