InfoCatólica / María Lourdes Quinn / Categoría: ........ - Mártires

28.12.08

El aborto y un proyecto de ley extremista en los EE.UU. (Lc. 2, 35)

La Patrona de los Santos Inocentes cuya fiesta se celebra hoy es la Virgen de los Desamparados, Patrona de Valencia, bajo cuyo manto aparecen dos niños que les representan. Oímos en el Evangelio de la Fiesta de la Sagrada Familia que Simeón anunció a la Virgen María: “una espada te traspasará el alma” (Lc 2, 35). ¿No traspasaría su alma ver la matanza de los bebés hoy en día por medio del aborto?

Hay un villancico muy triste sobre la matanza de los Santos Inocentes, “Coventry Carol". Es el más antiguo que se conserva en inglés y todavía se oye en los EE.UU. Dice en español: 1. Canción de cuna, para tí, niño pequeñín: “By, by, lully, lullay” (2X) 2. O hermanas, además, ¿qué podemos hacer para conservar este día, este pobre chiquitín por quien cantamos “By, by, lully, lullay?” 3. Herodes el Rey, en su ira, encargó este día a sus hombres de valor ante su vista a todos los niños pequeños a matar. 4. Entonces, ¡ay de mí!, pobre niño, por tí, y para siempre en duelo lo diré. Para tu partida, no digas ni cantes: “By, by, lully, lullay”.

La letra de la canción se ve con fondo blanco en el siguiente vídeo con estadísticas del aborto en los EE.UU. (en inglés, con una traducción a continuación del vídeo):

Leer más... »

13.12.08

¿Sabía lo popular que es en Suecia una santa italiana? (Mc.1, 8))

Santa Lucía está inscrita en la Martirología Romana y en el Canon de la Misa (por el Papa S. Gregorio Magno) y se le ha tenido devoción desde tiempos remotos (como indican citas tempranas de su fiesta y la dedicación de iglesias con su nombre), pero fue el encuento de la inscripción sepulcral de la santa en 1894 lo que aclaró las dudas que pudieran haber de su existencia histórica por falta de detalles de su vida por fuentes próximas al tiempo de su martirio. Su cuerpo incorrupto está en Venecia.

No extraña que se le tenga mucha devoción en Siracusa (Sicilia), Italia, donde vivió. Su madre no quiso que se consagrara a Cristo hasta que se curó por intercesión de la santa en un peregrinaje, pero fue denunciada como cristiana por el novio que su madre le había encontrado antes del milagro. Se piensa que durante el proceso dió fiel testimonio de lo que dijo S. Juan Bautista en el Evangelio del Segundo domingo de Adviento: “Él os bautizará con Espíritu Santo” (Mc. 1, 8) . Recordó al prefecto la promesa de Jesús a sus discípulos que ante gobernadores: “No seréis vosotros los que habléis, sino el Espíritu Santo el que hable en vosotros”. e insistió que “los que viven piadosa y castamente son templos del Espíritu Santo” y que “Si por fuerza mandas que mi cuerpo sea profanado, mi castidad será honrada con doble corona”. Eso resultó en su martirio tras muchos tormentos.

No extraña que por su popularidad en Siracusa creció la tradición de que viene en su fiesta a traer dulces y regalos a los niños buenos, volando sobre un burro. ¿No recuerda un poco esto a Papá Noel? Lo que sí podría extrañar es que un país protestante desde hace siglos como Suecia, conmemore a esta santa católica con celebraciones populares que se difundieron desde allí por toda Escandinavia, aunque queden pocas referencias a su origen católico (como pasó con S. Nicolás).

Leer más... »

30.11.08

Es hora de despertar (Mc. 13, 33), (Jn 1, 41)

Comienza el ciclo litúrgico B con el Evangelio del 1er domingo de Adviento, en la que Nuestro Señor advierte a los apóstoles que hay que velar y que “Lo que os digo a vosotros, lo digo a todos…” (Mc. 13, 33). “No habló así solamente para los que entonces le oían, sino también para los sucesores de aquellos, los anteriores a nosotros, para nosotros mismos y los que sigan después de nosotros hasta su última venida.” (S. Agustín) Recordemos, entonces al Apóstol San Andrés (que aparece en santoral de hoy) y que transmitió lo que oyó de Jesús practicando las virtudes teologales de “fe, esperanza y caridad” (1 Cor. 13, 13), las cuales “fundan, animan y caracterizan el obrar moral del cristiano. […] Son infundidas por Dios en el alma de los fieles para hacerlos capaces de obrar como hijos suyos y merecer la vida eterna.” (Catecismo de la Iglesia Católica, (CIC) 1813). Examinémolos, pues, en la vida del Apóstol para también vivirlos este Adviento mientras velamos por el Señor.

Leer más... »