El Orgullo Gay y el derecho de los padres

El Orgullo Gay y el derecho de los padres

Con motivo de la Semana del Orgullo Gay, el secretario del colectivo LGTBI de La Rioja, don Jesús Cárcamo, ha sido entrevistado por una televisión local. En ella ha dejado claro que uno de los principales objetivos de su Asociación es el adoctrinamiento de los niños en las escuelas sobre Ideología de Género desde que los niños tienen uso de razón.

Con motivo de la Semana del Orgullo Gay, el secretario del colectivo LGTBI de La Rioja, don Jesús Cárcamo, ha sido entrevistado por una televisión local. En ella ha dejado claro que uno de los principales objetivos de su Asociación es el adoctrinamiento de los niños en las escuelas sobre Ideología de Género desde que los niños tienen uso de razón, y es que, y en este punto estamos de acuerdo con él, la gran herramienta para la transformación es la educación. Los niños y niñas acogen con normalidad, según él, estas enseñanzas, que sin embargo chocan con padres y madres con ideas raras en la cabeza, y que no aceptan lo que hay. Y es que estos revolucionarios sexuales saben que el camino para imponer sus ideas sólo se puede lograr mediante el adoctrinamiento y reeducación de los niños, a quienes hay que enseñar desde pequeños para que vean la diversidad sexual como un bien moral deseable.

¿Qué tenemos que pensar sobre lo que dice el secretario riojano de GYLDA? En primer lugar veamos lo que dicen sobre ello nuestra Constitución y la Declaración de Derechos Humanos de la ONU.

Constitución Española: «Las normas relativas a los derechos fundamentales y a las libertades que la Constitución reconoce se interpretarán de conformidad con la Declaración Universal de Derechos Humanos» (art. 10-2). «Los poderes públicos garantizan el derecho que asiste a los padres para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones» (art. 27-3).

Declaración de Derechos Humanos: «Los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos» (art. 26-3).

Está claro que si el lobby LGTBI pretende imponer sus ideas se va a encontrar cada vez con más Asociaciones de padres con «ideas raras» en la cabeza como ya lo hace en La Rioja la Asociación «los Niños son intocables» que van a tratar de impedir que sus hijos reciban un adoctrinamiento contrario a sus convicciones y que van a tratar de luchar legalmente y amparados en la Constitución para que este tipo de adoctrinamiento lo reciban sólo y exclusivamente los hijos de los padres que estén de acuerdo con ello.

Es indudable que, a lo largo de la Historia, la homosexualidad ha sido reprimida en numerosas ocasiones, incluso salvajemente, como sucede todavía hoy en Irán, donde se les condena a muerte. Un homosexual tiene la misma dignidad que cualquier otro ser humano y nadie debe ser objeto de acoso, violencia, insultos y discriminación injusta. Los proyectos educativos tienen la necesidad de luchar contra cualquier forma de injusta discriminación. Tan sólo hay que perseguir los auténticos delitos, como la pederastia y la corrupción de menores. «La Iglesia cree que el hombre y la mujer, en el orden de la Creación, están hechos con necesidad de complementarse y para la relación recíproca, para que puedan dar la vida a sus hijos. Por eso la Iglesia no puede aprobar las prácticas homosexuales. Pero los cristianos deben respeto y amor a todos los hombres, con independencia de su orientación sexual, porque todos los hombres son respetados y amados por Dios» Catecismo YouCat nº 65). Ahora bien, tampoco hemos de permitir que la Ideología de Género busque «imponerse como un pensamiento único que determine incluso la educación de los niños» (Francisco, Exhortación Apostólica «Amoris Laetitia», nº 56), llegando incluso como sucede en varias leyes de Comunidades Autónomas a criminalizar la disidencia. En pocas palabras hemos de respetar los derechos de los demás, pero a la vez hemos de saber defender y exigir que se respeten nuestros derechos.

El ideal democrático consiste en proteger y respetar los derechos humanos que posee el hombre por su dignidad intrínseca. Muchos de estos derechos son «valores fundamentales, como el respeto y la defensa de la vida humana, desde su concepción hasta su fin natural, la familia fundada en el matrimonio entre hombre y mujer, la libertad de educación de los hijos y la promoción del bien común en todas sus formas. Estos valores no son negociables» (Benedicto XVI, Encíclica «Sacramentum caritatis» nº 83). No basta con hablar de democracia, hay que practicarla. Una democracia sin valores es un totalitarismo visible o encubierto.

Los postulados de la Ideología de Género han sido aprobados por la ONU, la UNESCO, el Parlamento europeo, donde por cierto se encargó y se aprobó el informe sobre lo que debía ser la educación afectivo-sexual a una diputada austríaca, Ulrike Lunacek, conocida defensora de la pederastia, a la que llama «educación afectivo-sexual interactiva y libre de tabúes», así como varios Parlamentos nacionales y la mayor parte de nuestras comunidades autónomas. Ello nos indica que hemos de ejercitar una vigilancia muy activa, para defender nuestros derechos y evitar la corrupción de nuestros menores.

 Pedro Trevijano

 

14 comentarios

Forestier
No lo digo por puritanismo lingüistico, pero esa generalización actual de priorizar los adjetivos antes que los sustantivos me parece incorrecta: los homosexuales, los funcionarios, los alcohólicos, los creyentes. Los ciudadanos somos en primer lugar "personas": las personas homosexuales, las personas ludópatas, etc, pues respetando el sustantivo, queda más patente la diferencia entre el ejecutor y lo ejecutado. Es una persona homosexual, una persona alcohólica, etc, y como tal, tiene toda la dignidad de persona, pero, no sus tendencias, sino la homosexualidad ejercida, se contrapone a la recta razón natural (en el orden fisiológico, anatómico, psicológico, etc.)
18/07/19 9:53 AM
maru
Así tiene que ser, como.vd. indica, Padre.
18/07/19 11:13 AM
Manoletina
Esta gente va a tocar donde mas duele, en los niños, y efectivamente van a hacer mucho daño.

Pero la verdad, tampoco se puede blanquear al negro con lejia. Los niños se resisten naturalmente a esta bazofia. Lo de que ellos lo aceptan mejor que los padres es puro desiderio y propaganda. De hecho, los padres progres se las ven canutas muchas veces al luchar contra la improba tendencia de los niños a dividir los juegos en masculinos y femeninos, es ser mas violentos o mas socializantes segun sexo, en dar diferente uso a un mismo juguete, etc.

Es como si esto, que no es mas que la tendencia de naturaleza humana, fuera para ellos una especie de concupiscencia derivada de algun extraño subtipo de pecado original que desde niños nos llevara a asumir roles de genero.

Muchas gracias Don Pedro, por tratar tantas veces sobre ideologia de genero. Es realmente un jinete del Apocalipsis y pocos lo quieren ver.
18/07/19 2:15 PM
pedro de madrid
Hay que centrarse en lo que dice el padre don Pedro Trevijano, la imposición de los homosexuales de que su conducta es irreprochable y por tanto, debe enseñarse en colegios, para adoctrinar equivocadamente a la niñez juventud. sin tener en cuenta lo que dice, sobre el derecho de los padres, la Constitución y la Declaración de los Derechos Humanos, es decir, de forma descarada, quieren saltarse las leyes y que la justicia y la sociedad lo tolere, contando con aliados a ciertos medios de comunicación amorales
18/07/19 4:24 PM
Luis Piqué Muñoz
¡Se Pervierte al Niño desde el Vientre de la Madre, y no sólo los sodomitas ¡sino el Hombre moderno! Los Padres Hoy no quieren tener más Hijos ni casarse y se divorcian o separan a la Menor ¡con el consiguiente Sufrimiento Bestial ¡la Bestia! del Inocente, el Niño! A la Mujer moderna sólo le interesa la Fornicación y la promiscuidad a Ejemplo del Hombre ¡Y si estas Palabras son duras lo siento y Pido Humildemente Perdón, pero estamos ¡Ay! en plena Apostasía y los Ultimos Tiempos como para dedicarnos a Hablar ¡simplemente! de Cursis e inexistentes Derechos de los desnaturalizados Padres! Y Finalmente, querido Amigo Sacerdote, admirado Padre, no olvide la Palabra de Dios, la Biblia ¡la sodomía es considerada el pecado más Nefando, más Grave, AntiNatura! ¡se necesitaron el resto de las 12 Tribus ¡11! para exterminar a la Sodomita de Benjamín! ¡y en fin Dios Castiga a Sodoma! ¡Ay, la evidencia de la dura y clara Realidad cristiana, Católica Padre! Además en la Roma Antigua ¡cuyo Derecho es la Justicia en la que se basa la Civilización Occidental! la sodomía era Castigada con Pena de Muerte ¡lo que no impedía que fuera masiva y aceptada! Y en la Antigua Grecia, pese a la extendida práctica sodomita ¡no estaba Bien Vista y era criticada por Sabios y Grandes Filósofos! No escribo para que me Publiquen ¡sino para el Libro de la Vida! ¡Muera la Sodomía! ¡Viva la Verdad! ¡Viva la Justicia! ¡Viva Dios!
18/07/19 6:23 PM
Luis Piqué Muñoz
¡Es usted un Valiente, Padre, y esa es la madera de los Santos! Y en unos duros y Salvajes Tiempos de satánica Corrección Política que acobarda a las Masas ¡y también ¡Ay! a la Santa Iglesia Católica moderna! Nada más. Muchas Gracias ¡Saludos muy Cordiales, y toda mi Admiración! ¡Viva el Valor! ¡Viva la Virtud! ¡Viva el Papa! ¡Viva la iglesia! ¡Viva Dios!
18/07/19 6:46 PM
DARIAS
La ley del péndulo se cumple siempre. Ahora toca un extremo del balanceo simétrico al opuesto que los homosexuales sufrieron tiempo atrás. Lo extraño es que una institución atemporal y supuestamente iluminada por un conocimiento sobrenatural, como la Iglesia no se anticipe a estas contingencias poniendo remedio a tiempo. Muy por el contrario estuvo siempre pendiente de marginar al que se quedaba fuera , al que no seguía la regla. ¿Qué habría pasado si décadas o incluso siglos atrás hubiese acogido y escuchado a los gays como unos hijos de Dios más?. Así, sin apriorismos ni maniqueismos de sobreactuada superioridad moral.. ¿Qué habría pasado si desde dentro los gays hubiesen reclamado su lugar y acercado a otros que como ellos reclamasen curar sus heridas ?. ... Pero no, es mejor el fariseismo del rasgamiento de vestiduras, l sentirse amenazados, el segrerar a los buenos pecadores de los malos pecadores . En fin, suma y sigue, o mejor, resta y sigue . De victoria en victoria hasta la derrota final.
19/07/19 12:06 PM
Gregory
La lucha contra la ideología del genero no parece facil, sobre todo cuando los medios de comunicación la corrección política les amparan.Los padres deben asumir el rol de educadores de sus hijos ser sus guías. Me llama la atención que se diga que se trata de una educación afectivo sexual, es preciso amar a los hijos no creo que sea difícil.
19/07/19 3:43 PM
juanlui
Patrañas LGTBI. Detrás de sus supuestos derechos sólo hay imposición.
Lo peor es que lo más sagrado que tiene una sociedad, las conciencias de sus niños, está siendo educado por pervertidos viciosos.
Negar que la cultura gay es una cultura lasciva y promiscua es no saber de qué va la cosa.
Si los homosexuales, su cultura, han estado reprimidos hasta hace poco era para evitar precisamente la infesta plaga que ahora, en los tiempos del relativismo moral, podia traer.
20/07/19 7:24 AM
JoaquinDiaz
El acoso sexual sobre adolescentes vulnerables es algo que se está presentando en la actualidad y que adquiere nuevas formas. Una de ellas, es la que ejercen algunos homosexuales sobre compañeros heterosexuales. Aquí una conversación "retocada" de un caso real:
Adolescente con fracaso escolar (AFE).
- No quiero mantener relaciones sexuales contigo. Yo soy heterosexual.
Adolescente homosexual (AH).
-Eso es una tontería
AFE:
- Te he dicho que no.
AH:
- Vente conmigo. Te llevaré a un sitio y verás como cambias.
AFE:
- No.
AH:
- Eres un fracasado. No vales para nada. Serás un inútil toda tu vida.

No reproduzco las palabras, ni la literalidad de los mensajes porque serían de contenido altamente obsceno y sádicos. Estos mensajes se reproducen una y otra vez, diariamente.
AH no cesa de insultarle, de hundir cada vez más a AFE en su sentimiento de fracasado y de acosarlo diariamente con sus demandas para mantener relaciones sexuales. AFE está en tratamiento por un problema de ansioso/depresivo.
Ante esto habría que denunciar , aunque no sea políticamente correcto. ¿o no?; ¿o lo dejamos?
.
20/07/19 1:54 PM
Juan Mariner
Darias: muy sencillo, arriba, en lo alto, antaño estaban los Apóstoles; cuando la Iglesia adquiere todo el poder social, están ya los aristócratas ocupando sus puestos (hay aristócratas que dejan de comportarse como tales para abrazar a Cristo sin lugar a dudas); cuando caen los aristócratas, están los burgueses (y muchos burgueses dejan de comportarse como tales para abrazar a Cristo sin lugar a dudas); ahora, los burgueses quieren integrar a esta minoría influyente y todo son ventajas... Necesitamos a auténticos Sucesores de los Apóstoles, de lo contrario, domesticados como estamos desde siglos, iremos dando bandazos aquí y allá para regocijo de los poderosos de turno y sin aplicarnos "íntegro" el Evangelio ("Ve y no peques más")...
21/07/19 2:11 PM
Mª del PIlar
Joaquín Díaz: Me temo que la denuncia resultaría eficaz en el sentido contrario, pero tal y como están las cosas...no soy especialista, pero sigo la actualidad en este campo y creo que se metería en un lío ¿...ahora los que no tenemos derechos somos el resto del mundo?
Es necesario el asociacionismo familiar, para defender nuestros derechos.
Si hemos sido capaces de unirnos en cooperativas para defender los productos del campo...¿no vamos a ser capaces de defender lo que más importa: nuestros hijos?
La unión hace la fuerza. Si Dios está conmigo, ¿quien contra mi?
21/07/19 3:40 PM
Néstor
Desde siempre para la Iglesia los homosexuales son hijos de Dios, si están bautizados. Eso no quita que si practican la homosexualidad están (fuera de los casos en que hay motivos subjetivos de inimputabilidad) en pecado mortal y en riesgo de condenación eterna, cosa que no es incompatible con el ser bautizado.

Saludos cordiales.

21/07/19 6:39 PM
Hechos

Un genio me explicó que la hoja de ruta del lobby gay comprendía tres fases:

1) La victimación. Declarar por nefas y por befas que los gays han sido acosados, maltratados, criminalizados y todos los -ados habidos y por haber.

2) Igualitariedad. Inundar las sociedades con saturación con la creencia de que es exactamente igual ser homosexual que heterosexual, que no existe diferencia alguna y que como consecuencia los homosexuales deben tener los mismos y todos los derechos que tienen los heterosexuales ( esto les resultó muy fácil, porque la gente piensa en globo y no se dieron cuenta del verdadero fin que buscaban, que era el derecho a adoptar niños).

3) Superioridad. Los homosexuales son superiores a los heterosexuales. Campañas a tutiplén donde se vea lo guapos, limpios, cultos, amables, inteligentes que son los gays. Que todo el mundo desee ser chupigay.

Pues la fase 3, que es hasta donde el genio llegó, ya ha concluído.

Pero como consecuencia de que no todos pensemos que ser gay sea lo mejor, sino más bien contranatura, comenzaron las tácticas comunistas de criminalización de quien no piense como ellos y a más a más el peor adoctrinamiento en los colegios.

Y sí, saben muy bien lo que hacen, un bombardeo continuo de los niños desde pequeños con esa locura de ideas les deja marcados y condicionados para toda la vida.

¿Por qué creen ustedes que Pablo Iglesias quiere la Tv. española y el ministerio de Educación?

Para adoctrinar, efectivamente, en
27/07/19 8:52 AM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.