Beatriz C. Rossell: “Peregrinar a Covadonga ha sido un derrame de caridad y nos ha quitado complejos”

Beatriz C. Rossell es la creadora de «Teresa Rossell dibujos», un estudio de ilustraciones católicas artesanales para mayor gloria de Dios. Ha sido una de las peregrinas a Covadonga. Nos cuenta la experiencia de la peregrinación desde su perspectiva de artista. Pueden seguirla en su web «Teresa Rossell dibujos» y en Instagram.

¿Qué ha supuesto para usted haber participado en la primera peregrinación Nuestra Señora de la Cristiandad -España, un evento tan especial?

La peregrinación ha supuesto un canal rebosante de gracias que jamás habría imaginado. Cuando mi amiga Marta, una de las organizadoras, me comentó la idea no pude resistirme y desde ese momento le dije que contase conmigo y mi pobre oración para que el proyecto llegara a buen puerto si Dios lo veía bien. Nunca había participado en una vivencia de esta categoría y con este sentido penitencial y ello me asustaba, pero confiaba en que Nuestra Señora me ayudaría a llegar a su Casa en Covadonga.

Además, le tengo una devoción muy especial a Nuestra Señora de Covadonga. Cuando recibí el Bautismo recién nacida, mis padres me llevaron ante la preciosa talla de la Santina para presentarme a la Virgen María. Aquella, siendo un bebé, fue mi primera peregrinación y la tuve muy presente en esta, dando gracias a Dios por mi familia y por todo el esfuerzo que han hecho por transmitirme el fuego de la Caridad hacia Nuestro Señor y su bendita Madre, Santa María.

Además ha peregrinado con el Capítulo mismo de Covadonga, aunque usted es de Cantabria, esperemos que al año que viene puedan tener su propio capítulo….

En el Capítulo de Nuestra Señora de Covadonga me sentí en casa. Sólo conocía a Marta, nuestra Jefa, pero rápidamente todos congeniamos y nos pusimos al servicio unos de otros. Conocerlos ha sido un regalo muy grande y estoy segura de que saldrán grandes amistades radicadas en el Corazón del Señor, que es el mejor sitio para ser y sentirse amigos.

No puedo dejar de citar a don Raúl Velasco, sacerdote de la Archidiócesis de Toledo que desempeñó la labor de capellán de nuestro capítulo. Fue nuestro aliento espiritual y físico, pues nadie subía las empinadas cuestas como él. Se preocupó por cada uno de nosotros de forma muy especial y nos acompañó durante todo el camino dando ánimos y dirigiendo los momentos de oración.

Yo soy montañesa y me gustaría que el próximo año saliera un capítulo desde mi tierra y que (por pedir que no quede) llevara el nombre de la Reina y Madre de la Montaña, Nuestra Señora Bien Aparecida. Nos pondremos manos a la obra como hicieran nuestros antepasados en la Reconquista junto a don Pelayo y el duque Pedro de Cantabria.

¿Cómo valora el ambiente católico vivido estos días?

El ambiente fue inmejorable. En todo momento se respiraba la alegría natural de los que se saben hijos de Dios. La contemplación de tantas personas bajo la bandera de Santa María, cada una desde un lugar geográfico distinto y condiciones diferentes, era una oportunidad para dar gracias a Nuestro Señor por la catolicidad de la Iglesia.

Podría definir aquello como un derrame de caridad: caridad con Dios, en primer lugar, pues es lo que nos movió para estar allí; y la caridad con nuestros prójimos, que durante aquellos días fueron los peregrinos. Recuerdo la ayuda que nos prestábamos cuando nos quedábamos descolgados por la dureza del camino. Serán inolvidables las palabras de ánimo, las conversaciones en la cumbre, los consuelos espirituales que nos proporcionaban los sacerdotes, el intercambio de comida e, incluso, el tráfico de vaselinas para evitar rozaduras en los pies.

¿En cierta manera se ha empezado a recuperar la cristiandad, al manifestar sin complejos y con alegría la fe?

Allí no existían los respetos humanos que tantas veces nos atacan en la vida ordinaria. La naturalidad con la que se daban los vivas a Cristo Rey y María Reina o se cantaban himnos católicos debe servir de acicate para borrar el excesivo amor propio que tenemos al confesar nuestra fe en público. No podemos tener vergüenza al expresar que Cristo es el Rey de nuestra vida y que debe reinar en España porque, los que descaradamente hacen el mal, no tienen ningún tipo de reparos en sus acciones. No podemos acobardarnos.

Hemos de ser testigos de la Verdad en todo momento y hasta las últimas consecuencias. El martirio tiene formas muy diferentes y tenemos ejemplos impagables. Los mártires regaron con su sangre los campos de España y no negaron a Cristo. Nosotros no podemos quedarnos a medias. O todo o nada. Si la peregrinación sirve para quitarnos complejos, bendito sea Dios que la ha permitido.

Y con la Misa Tradicional como el centro de todo… ¿Cómo la ha vivido?

Era el mejor momento de cada día. Suponía ir al manantial a descansar y retomar las fuerzas para aliviar el cansancio del día. Era el pozo de Sicar. Nos sentíamos como el profeta Elías cuando, desfallecido en el desierto, recibió la visita de un ángel que le dio pan y agua, en los que halló la fuerza para caminar cuarenta días con sus cuarenta noches. Además, la Santa la Misa Tradicional es la forma excelsa para glorificar a Dios y a ella le debo mi conversión. El silencio que reinaba entre los peregrinos cuando empezaba y la reverencia y piedad manifestadas por todos parecía un anticipo del cielo en la tierra. Hacía mucho tiempo que no contemplaba tanta belleza.

La circunstancia de celebrarse en los prados contiguos a las iglesias, por la prohibición de realizarla en su interior, dotaba de singular atractivo a la estampa que siempre quedará grabada en mi corazón. No hay mejores bóvedas que las del cielo azul. El esfuerzo ímprobo que la organización tuvo que realizar en la última semana para adaptar la liturgia a su nuevo espacio, debido al imprevisto cambio de criterio, es digno de todo elogio.

También ha estado muy presente la devoción a María y el patrocinio de San José.

Santa María era el mayor estímulo que podía tener para caminar. Siempre lo ha sido. En todos los momentos de mi vida, cuando he pensado en arrojar la toalla en mil cosas, la presencia de mi Santa Madre ha impedido el desastre. Coincidió, además, con el aniversario del inicio de mi conversión. No pude tener mejor celebración que ofrecerle a Ella, el acueducto de todas las gracias, esta pequeña penitencia.

Uno de los momentos en los que esa devoción se manifestó de forma muy intensa fue en la plaza que antecede a la basílica de la Virgen donde todos los peregrinos, arrodillados y exhaustos, cantamos a pleno pulmón el Laudate Mariam una y otra vez.

¿Y qué decir de San José, el bienaventurado Esposo? Él también fue peregrino buscando posada. Siguiendo su ejemplo, caminamos para que a Nuestro Señor Jesucristo, a quien tanto cuidó este gran santo, el más grande de todos tras la Virgen María, nunca le falte el cobijo en nuestro corazón y en el de esta España a la que tanto quiere y que tanta gloria le dio.

¿Cómo le ha ayudado a una artista como usted el contacto con la naturaleza y la belleza de la creación?

La Creación es la fuente de inspiración en mi oficio. Lo bonito y lo bello ya lo ha creado Dios. Yo solo puedo copiarlo. Las estampas que pinto siempre llevan motivos de la naturaleza entre los que destacan las flores. ¡Me encantan las flores! Son los puntitos de alegría con los que el Señor salpicó sus campos. Cada una guarda un significado, representa una virtud y me gusta que acompañen a las ilustraciones de Nuestra Señora y de los santos. En la hermosa Asturias tuve oportunidad de fijarme en su flora, similar a la de mi tierra, y descansar contemplando las altísimas montañas que custodian y protegen ese antiguo principado. Estar al aire libre tanto tiempo despeja la mente, desembota el corazón y permite volver al taller con las ilusiones renovadas y las ideas frescas.

Para abundar en la dicha, mi querido Capítulo repartió estampitas recordatorias con una ilustración de la Santina que preparé con toda ilusión para este acontecimiento.

¿Qué es lo que más le ha enriquecido cómo católica y como persona?

En primer lugar, poder asistir a la Misa Tradicional, la de siempre, la que el papa San Pío V codificó a perpetuidad en la Bula «Quo Primum Tempore» y estar en el momento preciso en el que la Misa estaba siendo cuestionada.

En segundo lugar, compartirlo con personas tan buenas. Mis compañeros de capítulo, los buenos amigos a quienes hacía mucho que no veía y los samaritanos que ayudaban cuando las fuerzas escaseaban. Y, cómo no, los sacerdotes. ¡Qué esfuerzo hicieron! No hay palabras para agradecerles el testimonio que dieron pese a todo con sus sotanas y su alegría y los consejos espirituales que nos regalaban por el camino. A todos los llevo en mi corazón y en mi oración.

¿Por qué animaría a otras personas a participar el año que viene?

Esta peregrinación no puede quedarse en flor de un día, sino que es necesario que crezca y se refuerce para dar gloria Dios con la defensa de la Santa Misa Tradicional y honrar a nuestra Madre. España necesita una reconquista espiritual. El virus del liberalismo y las modas de cada momento han infectado casi todo y es preciso proclamar los derechos de Dios de ser amado por sus hijos. Los que hemos recibido el don de la fe, ¡qué regalo más grande!, no podemos escondernos y sería un gusto que el próximo año se multiplicaran los peregrinos y los miembros del Capítulo de los Ángeles de la Guarda (quienes rezan desde sus casas por los frutos de la peregrinación).

La peregrinación de Nuestra Señora de la Cristiandad es un buen medio para trabajar el resto del año por el Reinado Social de Cristo.

Por Javier Navascués

17 comentarios

  
Manoletina
Guapas!!!!!
20/08/21 12:25 PM
  
Manoletina
Don Javier, por favor, debería haber usted comentado (aunque fuera como de pasada) que esta chica guapa, lista, buena, culta, simpática y con mucha fe.... ESTÁ SOLTERA.

Un poquito de porfavó.
20/08/21 12:46 PM
  
Tulkas
Iba a decir lo mismo: muy guapa.

¿ No quedan hombres de verdad o qué pasa?
20/08/21 1:42 PM
  
Ramón montaud
Siguiendo el comentario de Doña Manolita indicar que le ha faltado decir joven y esto se nota en la afirmación referido al martirio. " No podemos quedarnos a medias. O todo o nada'. Puntualizar que hubo cristianos en las persecuciones del Imperio romano que no quisieron llegar al martirio. Enhorabuena por la experiencia vivida con la celebracion extraordinaria de la Santa Misa, (tradicional) ahora limitada en su celebración.
20/08/21 1:52 PM
  
Ecclesiam
"Habla a Aarón y a sus hijos, y a todos los israelitas y diles: Si alguno de la casa de Israel, o de los forasteros residentes en Israel, en cumplimiento de un voto, o como ofrenda voluntaria, presenta una ofrenda que como holocausto ofrece a Yahveh para que os alcance favor, la víctima habrá de ser macho, sin defecto, buey, oveja o cabra. No ofrezcáis nada defectuoso, pues no os sería aceptado."
Levítico 22, 18-20

El arte, que imita la naturaleza, debe guardar siempre las proporciones y medidas debidas. No le es acepto a Dios que se haga, para su gloria, algo defectuoso. Y esto tiene mucha más importancia en el arte cristiano, pues representar las cosas sagradas de manera defectuosa es, objetivamente, un sacrilegio (seamos conscientes de ello o no). No es digno de las cosas divinas ser representadas de modo deficiente, el arte sagrado debe ser esplendoroso, aunque sea sencillo, debe ser representación fiel y solemne de las cosas divinas, aunque se haga con pocos recursos.

Esto lo digo por si la joven lee, pues sus dibujos deben mejorar para mejor representar lo sagrado, dejando de lado la caricatura, que, fuera de las cosas sacras se puede discutir, pero en lo sagrado es indiscutible, no cabe ese modo de dibujar para las cosas divinas, ya que rebaja la dignidad que debe representar fielmente el arte sacro, esto es, el arte de las cosas sagradas.
20/08/21 2:17 PM
  
Manoletina
Ecclesiam, por favor, no hagas alarde de incultura.

El arte sacro es aquél que está destinado "al culto".

Beatriz no hace arte sacro, sino "imágenes religiosas", es decir, sus dibujos no se utilizan para la liturgia o la veneración.

Tu consejo es totalmente irrelevante, además de impertinente.
20/08/21 3:49 PM
  
Beatriz Teresa
Ecclesiam, buenas tardes:

Gracias por tomarse el tiempo en leer y responder.

No me dedico al arte sagrado. Mi trabajo nunca quedará expuesto en el retablo mayor de la Catedral de Burgos. Como mucho, en el cabecero de la cama de algún niño para que aprenda a rezar pero nadie venerará mis estampas ni las sacarán en procesión para el culto público. No soy Fra Angélico ni Martínez Montañés.

Ofrezco a Dios mi trabajo, que desempeño de la mejor manera posible aunque, seguramente, de forma imperfecta.

Si mis dibujos no le gustan, cuestión que acepto (no a todos nos gusta lo mismo), y los considera caricaturas, no era necesario citar fuera de contexto un pasaje del Levítico. Las Escrituras no están para lanzarlas a la cabeza del otro.

Un saludo,

Beatriz T.
20/08/21 5:56 PM
  
Ramón montaud
Perdón a Manoletina por llamarla Manolita. Creo que la información que se daba era la experiencia tenida en el viaje a Covadonga y todas las preguntas que se le formulan a Beatriz guardan relación con el viaje.
En la séptima pregunta responde en las cuatro primeras líneas con una idea de Santo Tomás de Aquino de su Suma teológica sobre la existencia de Dios.
Como ha aparecido uno de los cinco libros de la Torá israelí? Y para que?
20/08/21 6:54 PM
  
Ecclesiam
Entiendo por arte sacro "el arte de las cosas sagradas", sea en la música, pintura, etcétera.

En este aspecto, da igual cuál sea el fin, ya litúrgico, ya ornamental o decorativo, etc. Por eso, no hay diferencia, en este sentido, entre arte sacro o arte religioso.

Las cosas sagradas y las cosas santas (Dios, los santos, ángeles, etcétera) siempre y en todo lugar deben ser reverenciadas como tales, y por ende, el arte de ellas debe estar hecho en conformidad a las mismas, repito, sin importar el fin al que se destinará tal trabajo artístico, sino sólo por la dignidad ontológica del Ser Divino y las cosa sagradas.

Sin embargo, esto no es algo que yo me saco de la manga, el doctor en teología, el padre José María Iraburu, dice exactamente lo mismo (y en un tono mucho más duro) en su entrada "(298) Así sí, y así no", y esto sobre una postal navideña que, obviamente, no estará destinada al culto divino.

Cierto que sobre los gustos no se disputa, pero esto no es sobre gusto, pues hasta el mismo gusto debe guardar siempre un substrato objetivo para que pueda ser respetable (si, por ejemplo, nos gusta beber veneno, es obvio que el gusto o el órgano del gusto sufre una enfermedad, y por ende, está mal), y aquí hablo precisamente de eso.

El texto de la Sagradas Escrituras no está fuera de contexto, porque es evidente allí la sentencia de "No ofrezcáis nada defectuoso, pues no os sería aceptado.", ya que, el sentido literal es el de no ofrecer una víctima para el sacrificio del culto antiguo que sea defectuosa, el sentido moral es no hacer ninguna obra que carezca de la perfección debida a la misma, sobre todo cuando la obra ha de ser representación de las cosas divinas y sagradas, ya que esos animales eran representación de la Divinidad (al representar el Sacrificio de Jesucristo en la Cruz) y eran, además, consagrados a Dios; lo cual es enseñanza clara de que, toda obra hecha dirigida, no sólo al culto de Dios, sino sobre todo a ser representación de Dios y las cosas sagradas, deben ser hechas sin defecto.

Por eso siempre la Iglesia ha entendido que a Dios siempre se debe dar lo mejor, y esto no sólo en la liturgia, sino también en el arte no dirigido al culto divino; de ahí que, por ejemplo, tenemos las grandísimas obras del Renacimiento que no están dirigidas al culto divino, pero que exhalan enorme reverencia y dignidad de las cosas divinas y sagradas (aunque no todas ellas, lastimosamente).

Y sí, ciertamente las Escrituras Sagradas no están hechas para ser lanzadas a las cabezas del otro, sino para asestar las cabezas del otro, ya que para eso está hecha la espada, y la Palabra de Dios es espada: «Tomad, también, el yelmo de la salvación y la espada del Espíritu, que es la Palabra de Dios» (Efe 6, 17)
20/08/21 7:09 PM
  
Mª Pilar
Muy interesante la entrevista con esta joven pintora.
Me encanta su estilo por su sencillez, bondad y belleza. Me recuerda las ilustraciones a dos tintas de mi catecismo infantil. Que siga adelante¡¡¡ En las ilustradores de libros infantiles y de adultos y en la publicidad escasean esto, ahora predomina el "feismo", los monstruos y lo maléfico...
En cuanto a los comentarios de "Eclesiam" tal vez tendrían sentido en relación a ciertas imágenes y arquitectura religiosa contemporánea. Pero aquí sus comentarios no vienen al caso.
Que los comentarios despisten y desvíen del mensaje central, generando una nueva controversia, resulta muy recurrente en las webs católicas y sospecho que no es casual.
Quedémonos con las vivencias y buenos frutos de esta Peregrinación.
21/08/21 10:36 PM
  
Ecclesiam
Mª Pilar:

Mi afirmación se sostiene en que "Las cosas sagradas y las cosas santas (Dios, los santos, ángeles, etcétera) siempre y en todo lugar deben ser reverenciadas como tales, y por ende, el arte de ellas debe estar hecho en conformidad a las mismas"

Pero no sólamente yo lo digo, lo sostiene el mismo padre Iraburu en su artículo "(298) Así sí, y así no", y tiene razón. Justamente el predominio del feísmo hace que tengamos este tipo de imágenes religiosas, que no son dignas de las cosas que deben representar. He llegado a ver que alguien no ha querido mantener la fe precisamente por la ridiculez e infantlisimo con que se representaba a Dios y las cosas sagradas en el arte religioso que hacían uso en su catequesis de joven. Además, representar de ese modo a las cosas religiosas no sólo es perjudicial para los mayores, también para los niños, pues les hace entender (aunque no lo queramos) que Dios y las cosas santas son igual de importantes que las demás cosas representadas de ese modo; osea, son cosas imaginarias y fantasiosas; pues no pueden contemplar lo sacro a través de imágenes a modo de caricatura, ya que se muestra a lo sacro o las cosas santas/sagradas con igual dignidad que lo profano, rebajando así la dignidad y reverencias debidas a las cosas de Dios y a Dios mismo.

Me parece que sí viene al caso porque al principio el autor del blog hace mención a su labor de hacer "ilustraciones católicas artesanales para mayor gloria de Dios".

Pues bien, yo lo comento porque es necesario que, para que se de gloria a Dios, se haga debidamente las obras artísticas. A Dios no le basta la buena intención, es necesario que se haga correctamente la obra bien intencionada: «No ofrezcáis nada defectuoso, pues no os sería aceptado».

Por supuesto, estoy al tanto de que estas cosas pueden ser "eclesialmente incorrectas", pero, «¿Es que me he vuelto enemigo vuestro diciéndoos la verdad?» (Gal 4, 16) y también: «Más vale una reprensión abierta que un amor callado. Los golpes de un amigo son leales, los besos de un enemigo son falsos» (Pr 27, 5-6).
22/08/21 12:34 AM
  
Daniel
Gracias, Teresa, por tu bonito testimonio. Ni caso a los comentarios estúpidos que circulan bajo el anonimato de internet.
22/08/21 9:47 AM
  
Juanjo Romero
Beatriz, me encanta la entrevista. Pasa de los trolls.

22/08/21 9:50 AM
  
Daniel
En mi anterior comentario debería decir Beatriz, no Teresa. Disculpa, Beatriz. Y una vez más: a mí también me encanta la entrevista!!
22/08/21 2:42 PM
  
Ecclesiam
Es de notar que sólo Manoletina y Beatriz hicieron el esfuerzo de presentar algún argumento, aunque luego no hayan seguido con la disputa.

Si mi postura es errada, corregir al que yerra es un acto de misericordia espiritual; si no es en atención a mi persona, al menos en atención a los que leerán mis comentarios.

El que sea anónimo es, precisamente, para que los hombres se centren en la verdad de lo dicho y no en la persona que lo dice; de ese modo, el que ama la verdad la aceptará aunque sea de un anónimo, pues toda la verdad, dígala quién la diga, proviene del Espíritu Santo; el que no ama la verdad, la rechazará bajo cualquier falso alegato, y todo esto por causa de la verdad: «Este niño [que es la Verdad] está destinado en Israel para que unos caigan y otros se levanten; será signo de contradicción, para que sean descubiertos los pensamientos de todos» (Lc 2, 34-35).
22/08/21 6:42 PM
  
Beatriz Teresa
¡Gracias por las amables palabras de todos!
01/09/21 9:17 PM
  
Ecclesiam
De lo que no cabe duda es que, cuando lo único que se arguye al contrario es que el otro es un "troll" o dice comentarios "estúpidos", se ha caído tan bajo y se está en un pozo tan oscuro como los peores sofistas de la antigua grecia o los más necios ateos del nuevo milenio; señal clara de que los católicos estamos peor que éstos, porque los antiguos paganos o los nuevos ateos no tienen la gracia y el conocimiento de Dios, más nosotros sí, lo que nos hace 7 veces peores y más culpables.
21/09/21 5:31 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.