Simeón

Confía, como Simeón, en las palabras de Dios. Vive de la fe. Él cumplirá sus promesas y te dará mucho más de lo que esperas.

Mi mano abierta aguarda tocarte y Dios escuchará la vieja carne que suplica. La soledad, será soledad fecunda. Mi nombre, Simeón, que significa “Dios ha visto”, es un memorial constante en la retina de mi esperanza.

¡Llevo tanto esperando! Dios prometió que mis ojos le verían… Hoy es mi turno en el templo.

«Había en Jerusalén un hombre llamado Simeón, hombre honrado y piadoso, que esperaba la liberación de Israel y se guiaba por el Espíritu Santo. Le había comunicado el Espíritu Santo que no moriría sin antes haber visto al Mesías del Señor. Movido, por el mismo Espíritu, se dirigió al templo» (Lc 2, 25-27).

Cuando el Señor se compromete lo hace por toda la eternidad. No cambia de opinión… Aquella palabra que quemó tu pecho y que tú quizás olvidaste, sigue ardiendo en su Corazón.

Simeón, anciano, acompañado de recuerdos y nostalgias acoge a la Sagrada Familia. La serena confianza, sostiene ahora en sus brazos a la Gloria de Israel.

Y con Dios en mis brazos todo es nuevo: volví a oler a tierra mojada, y a algas de mar; a flores… el olor a mi madre que todavía guardo en mi mente.

«Bendijo a Dios diciendo: Ahora, Señor, según tu promesa, puedes dejar a tu siervo irse en paz. Porque mis ojos han visto a tu Salvador, a quien has presentado ante todos los pueblos; luz para alumbrar a las naciones y gloria de tu pueblo Israel» (Lc 2, 28-32).

Al levantarlo percibí cómo sería alzado por los sacerdotes en la Santa Misa… Cuánto gozaba cuando era tratado con amor. Vi su soledad en el sagrario, la cruz, la resurrección y el sufrimiento de una Mujer.

El anciano, memoria de la precariedad, improductivo en el presente, viajero próximo de un futuro incierto… el que nunca brilló, se funde con la Luz.

Confía, como Simeón, en las palabras de Dios. Vive de la fe. Él cumplirá sus promesas y te dará mucho más de lo que esperas.

Lo que Tú quieras, como Tú quieras y cuando Tú quieras. Nunca es tarde para ser eternamente joven, nunca es tarde para enamorarse de Ti.

Ignacio María Doñoro, sacerdote

155 comentarios

Ali
Lo que más me hacer ver la luz es saber que Dios siempre guarda su palabra y siempre la cumple. Que lo que hizo con Simeón lo hará también conmigo y con todos nosotros. A veces esperamos que Dios obre al momento, pero es muy importante saber esperar... esperar confiando en Él a pesar de que todo pueda parecer contrario.
Un escrito muy profundo y que nos puede ayudar mucho en la vida de fe. Un saludo.
25/01/10 1:48 PM
jose antonio bernet sanchez
muy bueno animo y adelante con lo que estas haciendo
un fuerte abrazo
25/01/10 2:12 PM
Cristofer
Nunca es tarde para encontrar a Dios

Gracias Padre Ignacio por tus articulos.
25/01/10 2:30 PM
María
Me ha emocionado mucho, Padre, lo que sucedió a Simeón, al levantar a Jesús: "percibí cómo sería alzado por los sacerdotes en la Santa Misa… Cuánto gozaba cuando era tratado con amor. Vi su soledad en el sagrario, la cruz, la resurrección y el sufrimiento de una Mujer". Me quedo con esto para meditarlo sin cesar...
Gracias, Padre Ignacio María, por esta nueva meditación.
25/01/10 2:50 PM
Loli Martínez
Gracias Páter por este nuevo artículo. Este como los anteriores son muy buenos "puntos" de meditación.
Este me conmueve especialmente en la fe y la confianza del anciano Simeón en la palabra de Dios.
25/01/10 4:40 PM
Fernando
Saber esperar es tener fe y confianza en Dios... ¡Cuantos quebraderos de cabeza y tristezas nos ahorraríamos si vivieramos así! Saludos Padre Ignacio, y gracias por el artículo!!
25/01/10 4:41 PM
RAUL JOSE LOPEZ PARDO
SIMEÓN TENIA FE. CREIA EN EL SALVADOR Y SU PROMESA Y NO DUDABA EN ESTAR JUNTO A ÉL. POR REGLA GENERAL EL HOMBRE SOLO TIENE FE EN LA QUE VE. EN LO QUE LE ENTRA POR LOS SENTIDOS Y ES INCAPAZ DE CREER EN LO INTANGIBLE Y ESPIRITUAL. LA FRASE "LA FE MUEVE MONTAÑAS" SE PODRIA APLICAR EN EL CASO DE SIMEÓN. CON FE LOGRAREMOS ALCANZAR MUCHAS METAS Y SER RECOMPENSADOS. ¿PORQUÉ ENTONCES NO TENEMOS ESA FE EN EL SALVADOR SI SOMOS RECOMPENSADOS POR ÉL? ¿SOLO TENEMOS FE EN LO QUE SABEMOS QUE PODEMOS ALCANZAR? LA VERDAD ES QUE NO SE QUE RESPONDER A ESTAS PREGUNTAS. ES POSIBLE QUE SI ALGUIEN LO PUEDA HACER ES AQUEL QUE TENGA FE EN JESÚS. YO LA TENGO Y ALGUNA VEZ LOGRARÉ CONTESTAR ESTAS DOS PREGUNTAS. GRACIAS PADRE POR ESTA HERMOSA REFLEXION. UN FUERTE ABRAZO.
25/01/10 4:49 PM
Daniela Prada
Que bonita enseñaza deja eso que vivió Simeón, son cosas de las cuales debemos meditar cada día en nuestra vida y llevar la enseñanza a un feliz término, gracias por estos escritos Padre.
Dios lo siga bendiciendo abundantemente.
Daniela María Prada de Bucaramanga, Colombia
25/01/10 4:56 PM
Gustavo Villegas
Que hermoso es saber que Dios cumple sus promesas, El es amor. Soy un joven de Chile, y me sorprende el saber que Dios actua por igual en todas partes, eso demuestra su misericordia, hoy en dia, hay tantos simeones, que, a diferencia de el, no conocen el obrar de Dios...
que Dios nos ayude a dar testimonio de Cristo resucitado a nuestros hermanos
25/01/10 5:08 PM
Alejandro Melero
Como siempre Padre,maravilloso texto que nos acerca más y más a Dios,a su Eterno Amor.
Emocionados como Simeón,nos atrevemos a dar gracias a Dios,porque nuestros Ojos vieron al Salvador.
Por su Infinita Misericordia,podemos incluso recibirle en nuestro cuerpo,pidiendo purifique nuestra sangre con la suya.
Como Simeón,confiamos en Dios,confiamos en que su palabra es cierta y verdadera,sus promesas se cumplirán,y dejaremos hacer su Santa Voluntad.Ese es el camino de la felicidad.
Por eso sabemos que Simeón fue feliz,por que recibió con humildad al Niño Dios,y amando la Voluntad de Dios,murió santamente.
El sufrimiento de Nuestra Santa Madre,al decirle Simeón una espada traspasará tu alma,tendrá como único motivo los dolores del Hijo,su persecución y muerte,la incertidumbre del momento en que sucedería,y la resistencia a la gracia de la redención,que causaría la caída de muchos.

Después de cada comunión,que es única e irrepetible,también podemos decir nosotros:Mis ojos han visto a tu Salvador.
Gracias de nuevo Padre por llenarnos con estos escritos del Amor de Dios.

Que la Paz de Jesus y Maria reine siempre en tu corazón.♥♥♥✝✝✝
25/01/10 5:19 PM
Williams Ferrer
Hola padre hermoso articulo, que enseñanzas nos deja.. Gracias por escribir estas cosas que llenan a las personas de fe y de esperanzas.. Quien te escribe Williams Ferrer- Venezuela
25/01/10 5:20 PM
Campanilla
¡Llevo tanto esperando! Dios prometió que mis ojos le verían...Hoy es su turno en el templo.

Hoy por fin es tu turno en el Templo...hombre honrado y piadoso, que te dejas guiar por el Espíritu Santo.

Ahora, Señor, según tu promesa puedes dejar a tu siervo irse en paz.

El Señor cumple sus promesas y te dará mucho más de lo que esperas.
25/01/10 6:07 PM
Campanilla
Querido amigo, que tendrán tus escritos, que le quitan la pena a cualquiera...Dios, sólo Dios!!

Un beso
25/01/10 6:43 PM
Jean-François Escourrou
En esa historia del Santo Evangelio, pienso sobre todo al Corazón de nuestra Madre... : Su alegría cuando escuchó las profecías de Simeón sobre la gloria de Su Hijo, y su dolor cuando le dijó que sufrirá mucho...
25/01/10 9:29 PM
JuanDiego
Doy gracias al Señor por la obra que realiza en usted, por la paz que me llena al leerle. Por estas palabras que invitan a ponernos en Su presencia....nunca es tarde para quien es Eterno.Su amor no conoce de promesas incumplidas, y yo le pido un corazón nuevo, docil a su Voz. un fuerte abrazo.
25/01/10 9:57 PM
DEISEN
Padre, me he emocionado mucho con sus palabras y a la vez me da el aliento para seguir confiando aún más en nuestro señor, cuanta verdad hay en sus palabras, por siempre brille la luz del señor sobre cada hogar, de este mundo, amén. Padre desde CHILE mi tierra querida le envío un caluroso abrazo y muchas bendiciones y una vez más gracias por sus espectaculares escritos, se le quiere mucho por estos lados....
25/01/10 9:57 PM
Beatriz zamudio de colombia.
Gracias padre. si es hermoso saber que Dios todo lo que promete lo cumple y nunca es tarde para entregarnos a su amor ,y que hermoso es saber que el se quedo en nosotros se sumerge en un pedacito de pan que humildad que amor màs grande es el amor fiel y verdadero, que nos enseña que el tambien hábita en cada hijo suyo,Señor gracias por tù amor.
25/01/10 10:30 PM
sebastian -- Colombia
gracias padre, por tan maravillosos articulos, y si es cierto todo lo que el señor promete lo cumple, y siempre quiere lo mejor de nosotros y a demas nos entrega su fiel amor y hace que todos nuestros sueños se cumplan y se vuelvan realidad...
25/01/10 11:07 PM
José Carlos
Gracias Padre, por este artículo tan bonito, impresionante, profundo y conmovedor.
25/01/10 11:12 PM
Hector Jesus de la Torre Balleza
bienaventurado simeon que vio cumplida la promesa de Dios hecha por los profetas y que ellos mismos deseaban ver, no puedo imaginarme la alegria que simeon tuvo en el señor, el encuentro con Jesus, la gloria y perdicion de muchos en Israel.

el canto evangelico de simeon lo recitamos en las completas y lo siento como abandonarse en el señor

felicidades padre , buen articulo
25/01/10 11:32 PM
Alejandro
Que poco sabemos esperar en las cosas de Dios. Dios tiene otras medidas distintas a las nuestras. El sabe darnos a su tiempo lo que nos conviene.Si realmente tuviera esta confianza en El, no perdeía nunca la paz interior, su presencia dentro de mi.
Tu te presentas ante mi en cada Eucaristía y yo ni me entero. Haz que vea mas con los ojos de la fe, para no dejarme contagiar de las cosas del mundo.
25/01/10 11:35 PM
Padre, gracias. Sencillas palabras, pero un alma que espera la respuesta a una promesa, a veces se desanima, pq el tiempo pasa, y aun no llega. Pero he aprendido que Dios tiene su tiempo, y casi nunca es nuestro tiempo. El hace todo nuevo y hermoso, El siempre llega a tiempo.
25/01/10 11:38 PM
Aveces, muchas veces es eso lo que nos falta querido Padre, Vivir la FE y aferrarse a la Cruz de Cristo. Nos creemos tan autosuficientes, que por nuestra soberbia tropezamos y culpamos a Dios de todos los daños que nosotros mismos nos hemos causado. Afirmamos con toda certeza, cuando nuestro conocimiento está vacio de FE y se aferra en la razón humana, razón que nos hace tropezar cuando intentamos correr en el camino de la sabiduria. Pero allí está El, un pequeño niño que se presenta en el templo y mezcla entre doctores, hablando como uno de ellos, enseñandonos que no hace falta aveces la experiencia para conocer.
Allí está Él, el humilde que viene a iluminar la vista del pobre Simeón; quién esperaba conocer al autor de la Vida antes de su muerte. Allí está Simeón, un viejo loco enamorado de Dios.

Si todos fuesemos como Él, dejaríamos de sufrir tanto, si nos abandonasemos y pensasemos en que somos hijos de Dios y El nos proveerá. Si nos pusiesemos a pensar que El nos ama más que a las aves y peces que alimenta. Si tan sólo tuviesemos FE. Si tan sólo se la pidiesemos al Espíritu Santo para que nos la brinde.

Aveces tengo mucho que aprender de cada una de las palabras que escribe inspirado por Dios, querido Padre. Dios le bendiga!
25/01/10 11:56 PM
Hector Jesus de la Torre Balleza- Diocesis de tampico.Tamaul
¿Cuánta alegría habrá experimentado el bienaventurado Simeón al contemplar el misterio que Dios había prometido por boca de sus santos profetas y que ellos mismos no pudieron ver realizada? ¿Cuánta alegría experimentamos al contemplar la nueva alianza, que los profetas predijeron y que ellos no pudieron ver, realizada en la eucaristía? este cantico me hace experimentar el abandono en la misericordia de Jesús porque mis ojos han visto a tu salvador que es mi salvador. Gracias Padre Ignacio por compartir lo que hay en su corazón.

Saludos desde Tampico Tamaulipas México

Dios le bendiga mucho.

VIVA CRISTO REY
VIVA LA VIRGEN DE GUADALUPE
VIVA EL PAPA BENEDICTO XIV
VIVA LA IGLESIA CATOLICA
25/01/10 11:57 PM
Aveces, muchas veces es eso lo que nos falta querido Padre, Vivir la FE y aferrarse a la Cruz de Cristo. Nos creemos tan autosuficientes, que por nuestra soberbia tropezamos y culpamos a Dios de todos los daños que nosotros mismos nos hemos causado. Afirmamos con toda certeza, cuando nuestro conocimiento está vacio de FE y se aferra en la razón humana, razón que nos hace tropezar cuando intentamos correr en el camino de la sabiduria. Pero allí está El, un pequeño niño que se presenta en el templo y mezcla entre doctores, hablando como uno de ellos, enseñandonos que no hace falta aveces la experiencia para conocer.
Allí está Él, el humilde que viene a iluminar la vista del pobre Simeón; quién esperaba conocer al autor de la Vida antes de su muerte. Allí está Simeón, un viejo loco enamorado de Dios.

Si todos fuesemos como Él, dejaríamos de sufrir tanto, si nos abandonasemos y pensasemos en que somos hijos de Dios y El nos proveerá. Si nos pusiesemos a pensar que El nos ama más que a las aves y peces que alimenta. Si tan sólo tuviesemos FE. Si tan sólo se la pidiesemos al Espíritu Santo para que nos la brinde.

Aveces tengo mucho que aprender de cada una de las palabras que escribe inspirado por Dios, querido Padre. Dios le bendiga!
26/01/10 12:03 AM
Kathleen Ann Lewis
Gracias Padre, El Papa dice usan esto por evangelizacion y es muy bueno. Mi espanol es muy mal pero Simeon es muy importante a mi por que 2/2 es anniversary de esposa. Pienso es muy importante a imitar Fe y esperanza y amor. Dios te Bendiga toda hacer por Dios y Iglesia.
26/01/10 12:54 AM
Jorge Rubén Mora
Queremos ver tantas cosas muchas veces en la vida...! nuestros afanes son tan superficiales, que nuestras esperanzas se desvanecen ante tanta superficialidad...! porque en definitiva querer ver... no es otra cosa que esperar... como lo hizo Simeón...! pero el espero en Dios...! nosostros en cambio esperamos de muchas personas y caemos en constantes desesperanzas porque los hombres fallamos Dios no...! Gracias Padre por ayudarme desde este pasaje biblico y reflexión suya, ayudarme a repensar sobre mi esperanza que muchas veces no esta centrada en ver lo único realmente imprescindible en la vida...! El Amor de Dios...!
26/01/10 12:58 AM
Amado
Simeón tuvo al Niño Jesús en brazos durante unos instantes. Nosotros lo hemos recibido muchas veces en la Sagrada Comunión. Que podamos oler las algas, a tierra mojada; las flores, el olor a mi madre que todavía guardo en mi mente. Pero si no lo sentimos, Cristo está realmente vivo dentro de nosotros. No importan los sentimientos, sino que Él está allí.
26/01/10 2:57 AM
Ivonne
Me hes un agrado haber podido, encontrarle entre tantas personas.....un amigo incondicional...Padre Ignacio....y agradecida por el artículo q´ nos regala a la reflexión...Cariñosamente.....Ivonne.
26/01/10 4:04 AM
Diego Maria Chow
Saludos Cordiales, a todos en especial a el Rev. P . Ignacio Maria. Muy Significativo el mensaje atravez de Simeon , hombre que el cual sus ojos de pecador vieron el rostro del Cristo Vivo del Emmanuel Entre Nosotros. Asi como dice nuestro querido autor debemos ser como Simeon, que confiaba en la Palabra del Senor y seguia sus caminos, que por medio de este maravilloso articulo del cual Dios nos hablo atravez de tan Maravilloso ser humano , encontremos el verdadero , camino , verdad y vida que lo es Cristo Salvador. Dios los Bendice a Todos y la Maria Madre Cooredentora nos GUARDE EN SUS BRAZOS DE AMOR. Saludos, felicitaciones y gracias a todo el equipo que hace presente esta palabra divina , para el pueblo santo de Dios y bendiciones en especial por Nuestro querido autor Rev.P. Ignacio Maria.

Fraternalmente

Diego Maria Chow - Puerto Rico
26/01/10 5:37 AM
Yolanda Sanjuán
Padre Ignacio María, he estado viendo la página de Sos Infancia y me parece extraordinario que siendo tan de Dios sea de los más necesitados. La Iglesia necesita una renovación espiritual, sin olvidar jamás los dos palos de la cruz: la relación con Dios, palo vertical y la relación con los hombres, palo horizontal. Gracias.
26/01/10 8:06 AM
Juan Maria Contreras
Una vez mas nos deleita con tan sabias palabras, con tan profundo proposito, el de alimentar nuestra fe mas y mas para deverdad vivir, para vivir en el Senor y con el Senor aqui en la tierra, en esta peregrinacion de vida, hasta llegar a la Divina presencia Del Todo Poderoso. Dios nos a dado a todos y cada uno un espiritu fuerte, nos da todas la fuerzas que Dios sabe qeu nececitaremos en esta vida, para todas y cada una de las veces en que seamos tentados por el maligno, asi de grande es el amor de Dios, pero busquemosle tambien, que el dia a dia, minuto a minuto nos espera que le busquemos y le imploremos, que le alabemos y que deverdad le seamos los hijos que somos de el, despojemonos de todos los miedos y dudas, que esas son cosas de este planeta, en Dios y solo en Dios recibiremos toda la fuerza para vencer al maligno, por medio de la fe, la comida para el espiritu, el resultado de la paz, para tener un alma y un corazon en paz, que al final asi es como Dios quiere a todos vernos, confiados y entregados totalme en el, por que asi el lo quiere, "denle al Cesar lo que es del Cesar, y denle a Dios lo que es de Dios", nosotros todos somos de Dios, entreguemonos a el con total plenitud y tranquilidad, que el nos ama mas alla de lo que nos podramos imaginar, alimentemos nuestra FE, para fortalezer nuestro espiritu, nuestra alma, esa gran alma que Dios nos dio a todos y cada uno, con tanto amor.
Gracias papa Ignacio, por tan hermosos y reflecivo articulo, por transmitir el amor de Dios atraves de ti, de tus palabras y tus acciones, te quiero mucho papa, te llevo en mi corazon siempre, y te estare eternamente agradecido =)
26/01/10 8:51 AM
GLORIA Z.
Padre, la semana pasada le eché en falta. Por favor, no nos deje sin sus artículos.
26/01/10 10:04 AM
pablo garcia de cortazar
querido padre ignacio:muchisimas gracias por tu articulo es muy bueno por que yo me identifico:llevo tanto esperando,Dios me prometio que mis ojos le verian.Hoy es mi turno en el templo. Aquella palabra que me quema en mi pecho y que yo olvide sigue ardiendo en mi corazón. Porque encontramos el verdadero camino,verdad y vida que lo es cristo salvador. Dios nos bendice a todos y que nos guarde en sus brazos de amor un fuerte abrazo: pablo garcia de cortazar
26/01/10 11:30 AM
almahispana
Gracias Páter por hacerme participe en tan bella lectura. Qué emotiva ensenñanza nos ofreces en el texto de hoy: el bueno de Simeón y la esperanza en el Mesías. En verdad cuando se tieen fe y humildad todo es posible, pues como bien refieres, la Palabra del Señor es perenne, eterna.
Un fuerte abrazo.
26/01/10 12:32 PM
Luisa Gutierrez Martín
Es verdad, creemos que los ancianos son improductivos. Sólo quien produce sirve para la sociedad y tiene un valor. Tenemos que aprender de nuestros mayores. Un abrazo para todos.
26/01/10 12:49 PM
LORENA MAS
Padre Ignacio María, leo cada día sus artículos con más entusiasmo. Son una chulada.
26/01/10 1:06 PM
Virginia Mota Vidaurre
Es muy intenso todo y muy conmovedor. Estoy muy segura, P. Ig. María, de que todo esto que sucedió con Simeón tiene un tinte nuevo en cada persona, porque Dios da a cada uno la palabra que necesita en cada momento. Pero lo que sí me ha hecho surgir una fuente de amor en el alma han sido estas bellísimas y poéticas palabras suyas: "Y con Dios en mis brazos todo es nuevo: volví a oler a tierra mojada, y a algas de mar; a flores… el olor a mi madre que todavía guardo en mi mente".
¿Cómo se puede sentir así a Dios?
Padre, pero no puedo dejar de admirarme por tener tan alta sensibilidad de Dios. Hemos leido en grupo su artículo. Usted habla el lenguaje de Dios, y es muy fácil para todos asimilar tanto en pocas palabras, dichas así, como las dice usted. Gracias por estar enamorado de Jesucristo.
Un beso de parte de mi grupo, que aún no le conoce pero le sigue. Mi problema laboral se solucionó por las oraciones que pedí a todos. Gracias.
26/01/10 1:28 PM
FAUSTINO MANZANO
Dios siempre es el mismo. Dios no se inmuta. Dios es fiel. Es un amor para siempre. Somos nosotros los que nos olvidamos del primer amor. Pero en Cristo, todo es presente. Cuando el Señor se compromete lo hace por toda la eternidad. No cambia de opinión… Aquella palabra que quemó tu pecho y que tú quizás olvidaste, sigue ardiendo en su Corazón.
Un abrazo, Padre Ignacio María.
26/01/10 2:04 PM
A. Joseph
Querido padre Ignacio María, es un gran placer leer este escrito. Es lleno de Dios. Soy cristiano mas no catolico. Pero respecto lo catolico que me ha acogido con tanto amor en su iglesia en España. Me gusta mucho lo que escribe y veo el amor a Dios. Deseo que usted saber que rezo al leerle, que siempre leo sus bellas lecturas y rezo a Dios. Es el único ecumenismo, nuestro mismo Dios. Hasta pronto padre.
26/01/10 2:25 PM
IVÁN CARDONA
Hola soy Iván Cardona, Escritor de las Librerías Minuto de Dios en Colombia, manifiesto mi apoyo y seguimiento como lector a este excelente blog
26/01/10 2:35 PM
AINTZANE DESDE BILBAO- PAIS VASCO- ESPAÑA
Le he mandado la ficha de suscripción a SOS Infancia.
Gracias Padre Ignacio María
Dios nunca se queda corto,da mucho más de lo que le pedimos y esperamos.Pedidle con insistencia recibireis MUCHÍSIMO MÁS.
26/01/10 2:51 PM
LUIS ANGEL ZARATE
Hola padre.. Le quiero dar las Gracias por compartir su articulo, esta muy bueno.. Gracias por recordarmelo una vez mas que Dios lo que promete lo cumple y por ese compromiso de eternidad que solo Él lo puede hacer.. Y porque este articulo me da mucho mas aliento, para el camino largo q me toca recorrer, desde mi juventud y hacia lo q Él diga..

UN ABRAZO FUERTE DESDE ARGENTINA
26/01/10 3:44 PM
AURA MARIA ARISTIZABAL GIRALDO
HOLA!!! MI NOMBRE ES AURA MARIA ESCRIBO DESDE CALI-COLOMBIA

CON GRAN ALEGRIA DE ENCONTRAR PERSONAS EN TODAS PARTES DEL MUNDO HIJOS DE UN MISMO PADRE Y UNA MISMA MADRE.

QUE DIOS Y LA SANTISIMA VIRGEN MARIA LOS BENDIGA LOS LLENE DE AMOR FE Y ESPERANZA Y ASI CON LA FE DE SIMEON Y GUIADOS POR EL ESPIRITU SANTO SEAN SANTOS Y FELICES...

BENDICIONES
26/01/10 4:13 PM
Alba Ferreras
Padre este escrito es una bellísima oración. Ha enriquecido mucho mi alma contemplar esta escena del propio Simeón hablándonos en primera persona. Era una escena que no tenía mucho sentido para mí, pero ahora ha cobrado un significado muy profundo gracias a su exposición tan hermosa.


Gracias, padre, no lo olvidaré.

A. F.
26/01/10 4:36 PM
Alfredo Arrieta
Oremos por los ancianos
que se encuentran solos
y abandonados.
Miremos si en nuetra familia
permitimos algo asi.
Un abrazo en Cristo querido
hermano Ignacio María.
26/01/10 4:52 PM
Rafael Maria (( colombia))
gracias una vez mas, por estas palabras llenas de sabiduria y de aliento ara todos nosotros que muchas veces pensamos que ya no tenemos oportunidad de ver al buen Dios, asi sea en nuestro ultimo momento de vida, siempre lo veres, aun que si nos esformzamos mas lo senteriemos todos nuestros dias en nuestro corazon y a nuestro lado, ya que el mismo nos da las promeas y si es asi las cumple... solo ay que saber esperar en el señor jesus.... gracias padre por recordarnos siempre el buen Dios!!! gracias ☺
26/01/10 5:17 PM
Un cambio radical se operará en la sociedad humana: para que la vida no sea más un acto de conquista, donde triunfe el más fuerte o el más astuto, sino un acto de bondad y de sabiduría en que el más justo sea victorioso.

"Nunca es tarde para ser eternamente joven, nunca es tarde para enamorarse..."
26/01/10 5:56 PM
Un cambio radical se operará en la sociedad humana: para que la vida no sea más un acto de conquista, donde triunfe el más fuerte o el más astuto, sino un acto de bondad y de sabiduría en que el más justo sea victorioso.

"Nunca es tarde para ser eternamente joven, nunca es tarde para enamorarse..."
26/01/10 6:15 PM
Sergio Melero
Gracias padre por regalarnos estos bonitos textos,que nos llenan de la sabiduría de Dios.
Realmente impresionante,pensar en como Simeón vivió toda su Vida esperando a que se cumpliera en su vida el Milagro que Dios le había prometido:Ver al Salvador,al Redentor del mundo.
Como él,nosotros esperamos también ver cara a cara al Señor,ver su rostro,y tener ese encuentro con Él.

Dios te Bendiga siempre P.Ignacio y La Virgen te ilumine siempre.Amén.
26/01/10 6:32 PM
Anahí
Padre es una bellísima escena evangélica y me invita a reflexionar sobre Dios de una forma muy agradable, porque al leer su bello escrito, se para el tiempo y surge la oración...

Dios está actuando en el alma mientras tanto. Y no se puede quedar un alma indiferente ante tanta grandeza de Dios y ante tanta humildad al mismo tiempo.

Dios cumple sus promesas. Siempre las cumple, nunca falla. Lo vemos en el anciano Simeón. Dicen que quien ve a Dios ya no puede desear nada más en la vida, y sólo desea estar con él. Esto es lo qeu le pasó a Siméon, lo que a muchas personas que, al borde de la muerte, han visto a Dios, que vieron el Amor y ya no desearon otra cosa que fundirse con él. Amen.

Gracias, Padre Ignacio María, es un escritor espitual impresionante. Quisiera saber si tiene escrito algún libro de meditación.

Con cariño, que Dios le bendiga, Padre.
26/01/10 7:44 PM
Antonio Cerviño
Querido y aprecido Pater, hoy vivimos en el mundo de lo desechable, todo se tira, el vaso, los pañales, etcra. Ya no sabemos quien arregla los cuchillos eléctricos, usamos tenedores desechables, a los deportivos ya no se le ponen medias suelas, se tiran, se tira todo, producimos más y más basura. Hoy día no solo se tiran todas esas cosas, hasta los matrimonios y las amistades son desechables. Cada día la TV nos muestra el mundo desechable, los cambios, los amores efimeros, el crimen socialmente admitido del aborto. La madurez el equilibrio, la responsabilidad son valores ocultos, no se muestran. Normalmente la vejez nos trae la muerte y la muerte para una persona de fe, es la vida eterna y alli no hay lugar para el pecado. Simeon es una muestra de madurez y fe y asi nos lo muestras, asi como su ruego al Señor, para que lo deje irse en paz. Esa es la prueba de su creencia en el mundo futuro y con desparpajo de querer llegar a El. Dentro de cada uno de nosotros está la fuerza del ser y del amor a Dios, sigue despertando nuestro interior, que no desechemos cosas tan importantes y valiosas. Gracias Natxo
26/01/10 8:53 PM
claudio lopez
hola saludos desde chile!! valparaiso y ovalle!, supe por una amiga la obra que hace muchas bvendiciones y que Dios le siga iluminando en esta gran obra un abrazoy bendiciones!!
26/01/10 9:31 PM
pablo maria
querido padre ignacio: eres una persona muy buena me gusta siempre tus articulos porque yo me identifico mucho con esas palabras que son muy profundas y las guardo con mucho cariño en mi sagrado corazón un fuerte abrazo de pablo maria
26/01/10 10:11 PM
Ángela (Bucaramanga-Colombia)
"Aquella palabra que quemó tu pecho y que tú quizás olvidaste, sigue ardiendo en su Corazón".

Esperamos en las promesas de una vida futura, de una resurrección final. Y esas promesas se cumplirán igual que la promesa de Simeón se cumplió.

Cuando todo se haya cumplido tendremos la satisfacción de haber vivido de la fe, pero ya no servirá la fe, porque ya tendremos la visión de Dios.

Un saludo, Padre.
27/01/10 4:19 AM
Paqui
Padre Ignacio María, no es posible describir una escena bíblica con más belleza. Es el pobre anciano ya, que no tiene nada que esperar, el que en este caso se nos presenta con una confianza y fe en Dios incalculables. Y Dios no le defrauda, pues aquello que le prometió, se lo da en su ancianidad... Simeón ya ha rejuvenido eternamente, porque sus ojos han visto a Dios. Es la visión de Dios lo que da la eterna juventud.

Padre, cómo me ayudan sus artículos. Muchas gracias por ello. Un abrazo desde Lugo.
27/01/10 9:29 AM
ENHORABUENA
Simeón, un gran personaje a imitar por todos, sobre todo por los ancianos. Que sepan que Dios llegará pronto, el día de la muerte, lo verán y será la mayor alegría de sus vidas, ya eternamente felices.
Saludos, Padre Ignacio.
27/01/10 10:54 AM
Diego Pradera
Al templo fue Simeón,
Un justo que a Dios temía,

En el cual moraba Dios,
De quien respuesta tenía
Que al Verbo Eterno encarnado
Con sus ojos le vería.

El cual postrado por tierra,
Recibió al Sacro Mesía
De los brazos de la Virgen
Que en sus manos lo ofrecía.

Tomado pues en sus brazos,
Todo lleno de alegría,
Cantó aquel divino canto
Que la Iglesia refería,

Y así se cumplió lo escrito
En forma de profecía:
«El viejo llevaba al mozo,
Y el mozo al viejo regía».

Diego Cortés.
27/01/10 10:58 AM
EDITH PATRICIA
Tengo a mi abuelito conmigo de 98 años. Pido para él que tenga un rayito de luz antes de encontrarse con Dios. Bendiciones.
27/01/10 11:06 AM
Lola
Es un texto hermosísimo. La biblia tiene grandes ejemplos para que los meditemos. Es una maravilla. Hay que darse cuenta también en este texto de la importancia de los ancianos, ahora que se les devalora tanto.
27/01/10 1:54 PM
LORENA
"Nunca es tarde para ser eternamente joven. Nunca es tarde para enamorarse de ti".

Es verdad. Yo creo que hay personas que descubren a Dios jóvenes, y otras lo descubren ya maduras, incluso otras personas en la ancianidad. No importa, Dios llama a cada uno cuando quiere. Es que Dios es el que dirige las almas y él sabe por qué llama cuando llama, aunque no lo podamos comprender. Lo malo sería que luego los trabajadores que ha llamado al principio del día tengan envidia de los que ha llamado al final, pues el premio será vivir en Dios tanto para unos como para otros.
Estas reflexiones sobre Simeón no se pueden echar en saco roto, hay que dar fruto, hermanos.
Padre Ignacio María, siga ayudándonos, que la semana pasada nos faltó y le echamos de menos.
27/01/10 2:25 PM
JOSÉ LATORRE
Simeón es el hombre de fe y de confianza, el hombre fuerte en Dios, que sabe esperar. Esa es su grandeza. Y esperó toda una vida...
Sus escritos son reconfortantes, padre, voy haciendo yo también mi propio libro de oraciones con ellos. Gracias.
27/01/10 2:45 PM
Alejandro Melero
¿Qué se nos dice de Simeón? Que era justo y piadoso. Esto es lo que mínimamente se puede pedir a una persona correcta. Que sea justa, es decir que de a cada quien lo que le corresponde y que sea piadosa, es decir que se incline humildemente ante el creador, que le reconozca y predisponga su espíritu para entrar en contacto con Dios permanentemente. Que sea Dios quien inspire su vida. Ese es un hombre piadoso, que puede ver y reconocer la presencia cotidiana de Dios, que espera en Él, que está en Su búsqueda permanentemente, que puede ver sus manifestaciones a cada paso…

Simeón ha encontrado el sentido de la vida. No hay nada más importante que su encuentro con Jesucristo, con el Salvador. Y es capaz de reconocer inmediatamente una gran Verdad, que cimienta toda la vida y prédica de Jesús: que Él es la luz que ha venido al mundo. Que el que cree en Él y sigue lo que Él ordena, tendrá vida eterna. Que Jesús es, finalmente, como el ácido aquél que sirve para separar el metal precioso de las impurezas. La sola presencia del Señor en nuestras vidas sirve para que inmediatamente los hombres nos decantemos: por un lado los que estamos con Él y por otro los que están en su contra. O recogemos o esparcimos. Para Él, no hay términos medios: “Éste está puesto para caída y elevación de muchos en Israel, y para ser señal de contradicción… a fin de que queden al descubierto las intenciones de muchos corazones”.

Contraste de la vida: El mismo Infante está llamado para ser: Luz y gloria y a la vez escándalo y roca dura contra la que muchos se estrellarán. ¡Pobre Madre María, la espada que desde entonces atravesó su Corazón! ...

Bien podemos hoy cantar como la Iglesia lo hace en Laudes: "Iglesia santa, esposa bella, sal al encuentro del Señor, adorna y limpia tu morada y recibe a tu Salvador...".

Una vez más,mil gracias Padre por estos textos inspirados de Dios.

Que la Paz de Jesus y Maria reine siempre en tu corazón.♥♥♥✝✝✝
27/01/10 4:55 PM
Petro
El Señor dio la luz de su vida a Simeón, la alegría de su vida. Él siempre esperaba que llegara ese momento. Y siendo ya anciano volvió a nacer. Al ver a Dios todo se hizo nuevo y volvió a ser la primera vez en todo, porque Dios hace nuevas todas las cosas. Volvió a recordar su infancia y sus primeras sensaciones...

Simeón sabía que esperando llegaría el día...

Qué poca fe tenemos... ¿Por qué no nos decidimos a ser como Simeón?...

Un abrazo.
27/01/10 6:54 PM
"El anciano, memoria de la precariedad, improductivo en el presente, viajero próximo de un futuro incierto… el que nunca brilló, se funde con la Luz".

AL IGUAL QUE ORAR A DIOS CANTANDO ES ORAR DOS VECES, LAS VERDADES EXPRESADAS EN PROSA EXQUISITA VALEN EL TANTO AL DUPLO.
27/01/10 9:04 PM
Antonio Marquez
Padre Ignacio María, como siempre me ha dejado sin palabras.Gracias por fortalecer nuestra fe, como siempre, con esta recreación evangélica tan sencilla, profundas y poética. Es un placer leerle. Y es un gusto rezar también con estos escritos. Siga así. Saludos.
27/01/10 9:08 PM
leandro
gracias padre por todo! me gustaria ser como usted cuando sea grande, asi puedo hacerle bien a muchas personas. gracias por animarme a ser cada dia mejor. leandro de Argentina
27/01/10 9:34 PM
Cofradía del Cristo del Perdón
Al levantarlo percibí cómo sería alzado por los sacerdotes en la Santa Misa… Cuánto gozaba cuando era tratado con amor.
Tratad bien a Dios en la Santa Misa!!!!!
27/01/10 9:50 PM
Somos una comunidad de Bs As Argentina. Somos testigos de las gracias y alegrias que Dios nos regala, incluso hasta el momento de cargar con nuestra cruz. Paz y bien. El Señor te bendiga
27/01/10 10:27 PM
JOSETXU
Nunca es tarde para ser eternamente joven, nunca es tarde para enamorarse de Ti.AMEN,PADRE IGNACIO MARIA, AMEN Y MUCHAS GRACIAS
27/01/10 10:36 PM
María
Al leer: "Había en Jerusalén un hombre llamado Simeón, hombre honrado y piadoso, que esperaba la liberación de Israel y se guiaba por el Espíritu Santo. Le había comunicado el Espíritu Santo que no moriría sin antes haber visto al Mesías del Señor", me llama muchísimo la atención ver que se dice que Simeón era guiado por el Espíritu Santo. Es la peersona de la Santísima Trinidad de la que menos se habla y sin embargo es tan importante... Espíritu Santo, guíanos a todos. Sé nuestro compañero de camino, que nos conduce por el camino recto y no deja que nos desviemos por caminos equivocados.
'¡Ven Espíritu Santo, ilumina los corazones de tus fieles y enciende en ellos el fuego de tu amor! ¡Ven Espiritu Santo y será renovada la faz de la tierra!
El Espiritu Santo debe formar parte de nuestra vida.
27/01/10 11:51 PM
Anne
MI MANO ABIERTA AGUARDA TOCARTE
Mis manos están abiertas esperando, Señor, que vengas y me dejes tocarte. Mis ojos también alerta vigilando tu llegada. Mi corazón expandido de amor aguarda al tuyo. Los años han pasado y sigo temblando soñando, imginando, el Gran Día en que la Visita anhelada.
Gracias, Padre Ignacio María, es usted un sacerdote que habla palabras de amor de Dios y llega hasta lo más hondo del alma. Gracias.
28/01/10 6:59 AM
Maria Teresa Pereira-Sampaio Rogeon
Seigneur, je me réjouis car tu es venu habiter le temple de mon cœur. Je crois en ton amour. J’espère en ta miséricorde. Mon cœur attend impatiemment l’accomplissement de ta promesse. Merci d’être venu me trouver aujourd’hui. Je désire répondre à ton grand amour.

Merci,Ignacio María Doñoro
28/01/10 11:06 AM
lucía
Qué impresion m he llevado viendo todo lo que sucedió a Simeón. La aventura mayor de su vida la vivió en sus últimos años. Dios es grandioso. Siempre está preparado para darnos una sorpresa de amor. Muy bello escrito padre Ignacio Ma, gracias. Pues que se ilusionen nuestros mayores, porque Dios siempre está a las puertas esperando para darnos una gran alegría.
28/01/10 11:28 AM
Guillermo
Excelente artículo P. Ignacio María. Felicidades. Simeón tra grandes luces a mi oscuridad. Es un gran escritor, P. Ignacio.
28/01/10 12:59 PM
Daniel Palacios
Padre Ignacio María, me ha tocado el corazón.
Simeón, tú que esperabas ver a Dios lo viste, y no sólo lo viste, sino que lo tomaste en tus brazos. "El anciano, memoria de la precariedad, improductivo en el presente, viajero próximo de un futuro incierto… el que nunca brilló, se funde con la Luz". Es fascinante. Nunca sabes qué día puede Dios darte la Luz, pero ese día llegará y te fundirás con él.
Padre, siga así, nos hace mucho bien. Leemos en la adoración sus meditaciones. Son de gran ayuda para la oración y para comprender el amor de Dios. Gracias.
28/01/10 2:47 PM
RAÚL IBÁÑEZ
Sobre la esperanza cristiana dice Mons. Demetrio Fernández:
"El marxismo ha predicado una esperanza, que al concretarse en la realidad histórica a lo largo del siglo XX, ha supuesto un rotundo fracaso. He ahí el progreso de los países socialistas del Este. Cuando en 1989 cayó el muro, pudimos constatar la pobreza inmensa de los que esperaban el “paraíso terrenal”, que nunca ha llegado. La esperanza marxista es el sueño de algo que no existe (utopía).Es una esperanza engañosa, porque pone en movimiento al hombre y a la sociedad, pero lo hace proyectando un espejismo, que nunca se realiza. Esta esperanza ha llevado al odio por sistema, a la lucha de clases, a la revolución e incluso al terrorismo.
La esperanza cristiana, sin embargo, es la certeza de una realidad que se nos brinda como regalo de Dios y como plenitud humana. Y Dios cumple siempre sus promesas. La esperanza cristiana brota de la certeza generada por la fe, no es una proyección del corazón humano que inventa lo que no tiene, soñando aunque sea mentira. Y lo que Dios nos promete ya existe, está preparado, lo veremos plenamente en el cielo, y lo vemos continuamente realizado por el amor en nuestras vidas. No es una utopía, sino una realidad futura, que se va haciendo presente en la medida en que esperamos y nos abrimos al don de Dios".
28/01/10 3:03 PM
Madre Helidora
En San Simeón tenemos un ejemplo de esperanza y fidelidad para las que ya estamos en edad avanzada.
La semana pasada las hermanas de la comunidad nos quedamos esperando su artículo, nos da mucha alegría saber que continua escribiendo.
Gracias P.Ignacio María Doñoro,sus artículos nos ayudan en la oración.
28/01/10 3:37 PM
Marco Cueter
TE BENDICIMOS SEÑOR, PORQUE NOS DEJASTE EN LOS SACERDOTES EXIMIOS PREDICADORES DE TU PALABRA. GRACIAS SEÑOR, PORQUE A TRAVÉS DE ESTE SIERVO TUYO, P. IGNACIO, SIGUES TOCANDO LOS CORAZONES DE TUS FIELES.
RVDO, DIOS BENDIGA SU MINISTERIO PASTORAL, SIGA PREDICANDO LA BUENA NOTICIA DEL EVANGELIO A TODAS LAS GENTES,
SU BENDICION,
MARCO CUETER DESDE MÉRIDA- VENEZUELA.
28/01/10 4:09 PM
ALBERTO
Querido Padre Ignacio María, unas palabras de belleza incalculable. Gracias por regalarnos esto para nuestras almas. Simeón era un siervo de Dios y pudo coger en brazos al Señor. ¡Cuántas personas cogen en brazos al Señor en las personas más pobres y necesitadas de este mundo!, como Simeón, pero también deben reconocerlo por medio de la fe.
Un abrazo, Padre.
28/01/10 9:00 PM
Alfredo.
Saludos Pater. Este artículo me produce gran consuelo. Me ayuda a entender, que aunque yo tenga momentos de desolación,o de desesperanza, o incluso me haya olvidado de Dios, Él nunca se olvida de nosotros. Así, el día menos pensado Dios cumple en nosotros todas sus promesas.
28/01/10 10:24 PM
Kris
Padre Ignacio Maria akabo de leer el magnifico artikulo y es aluzinante komo el anciano Simeon supo esperar en la promesa. Y lo k sintio kuando cogio en brazos al Salvador es más k bonito. Me enkantan sus artikulos.
Estoy estudiando pida x mis examenes Padre Ignacio María.
29/01/10 2:42 AM
J.R.V.
Estimado Padre Ignacio María:
El Espíritu Santo le había comunicado a Simeón que no moriría sin antes haber visto al Señor. Y Él esperó contra toda esperansa, pues el Espíritu le había hablado.
Creo que es Simeón un hombre que ve con la fe más que si viera con sus propios ojos, porque cuántas veces hemos sentido en nuestro interior algo que viene de Dios y lo hemos dejado olvidado. Pero Simeón no olvidó aquello y aguardó la promesa.
Pido a nuestro Dios y a Mamita María que Dios nos llene del don de la fe y de la esperansa.
Bendisiones, Padre, lindísimo escrito. Gracias.
J.R. VELASQUEZ
29/01/10 6:51 AM
Gladys Belinda Zuluaga
Bellísimo escrito sobre Simeón que nos ayuda Padre mucho. Aguardar la venida de Dios es lo más grande que podemos esperar. Que el Espíritu Santo nos conserve esa esperanza a todos los mortales. Por esa esperanza nos inundará de su alegría.
Bendiciones.
29/01/10 7:12 AM
Eduardo Jariod
Muchas gracias, Padre.
29/01/10 8:53 AM
Rosario Cos
Muchas gracias Padre Ignacio M. Nos gusta mucho leerle. Es maravilloso. Nunca pensé así en la figura del anciano Simeón. Dios hace cada alma como quiere y da a cada cual lo que quiere. Simeón fue un santo que supo confiar y esperar. Así es modelo para nuestra esperanza y confianza.

Gracias padre también por lo que hace con los niños que no tienen a nadie.

Charo C.
29/01/10 9:36 AM
Beatriz Fontecha
Ayer leimos su este escrito en nuestra Comunidad. Fue muy enriquecedor para todos. La semana pasada le echamos de menos Padre. Sobre todo había varias personas con ancianos en casa o en centros de día, y pudimos meditar sobre el valor de la ancianidad con Simeón. Todos pudimos valorarlos mucho más. Y tambien decidimos ayudarles a tener un poco más de fe y esperanza en Dios, porque viven un poco como si ya sus vidas no tuvieran ningún color y sin alegría. De parte de nuestro grupo tengo que decirle que nos gustaría conocerle y que viniera a darnos unas catequesis. Necesitamos presbíteros que nos ayuden, como usted. Un beso, Padre, gracias de parte de todo el grupo.
29/01/10 9:54 AM
Maria Eugenia Tejerina Carrizo
Padre soy Maria Eugenia Tejerina, ya le he dicho alguna vez que soy una persona mayor, como ya sabe, vivo en una residencia de ancianos. Me alegra cada semana con sus escritos.Me ha dado un poco de aliento al ver como Simeón terminó su vejez con la eterna juventud, como dice usted, porque vio a Dios.Eso pido yo,ver a Jesucristo cada dia por la fe, pero no tenemos misa todos los dias y no podemos acercarnos tanto como los de la calle al Señor.Gracias por tanto animo. un beso Padre Ignacio Maria.
29/01/10 10:37 AM
CH. J.
Padre me a gustó su escrito y quiero expresar mi respecto por el viejo Simeon.Soy un pecador mas creo en el Salvador y nos prometio un sitio en donde él esté. Creo en su promesa, Padre.

Llegará ese dia...
29/01/10 10:56 AM
Mª Teresa
Aprendemos de Simeón a ser como niños. Una fe que nos ayuda a vivir sin necesitar razonamientos humanos, sólo confiando, como el niño que coge la mano de su papá y se deja llevar sin pensar si le lleva por aquí o por allá.Porque el hijo confía en su padre tanto que ni siquiera se esfuerza por confiar, es su padre y ahí ya está la confianza incluida.Dios dijo que de los que son como niños es el reino de los cielos. Veo a Simeón como un niño con muchos años.

Padre Ignacio, siga enviandonos información de sus escritos y gracias por tanta ayuda como nos brinda en Infocatolica.
29/01/10 11:45 AM
Pedro Malo
¿Y por qué no se habla de la profetisa Ana?
29/01/10 12:40 PM
D. Mateo
Impresionante escena. La Sagrada Familia presentando al NIño en el templo y la promesa de Dios a un viejecillo que soñaba desde toda la vida. Sin palabras. Sólo felicitarle, Padre, es impresionante cómo nos lo cuenta.
29/01/10 1:16 PM
Tere
Nos ha gustado mucho este artículo, que como todos nos llega muy dentro padre Ignacio Mª. Qué grande sería que nosotros vieramos a Dios en cada comunión con nuestra fe. Felicidades por tener ese Espiritu que le hace hablar palabras llenas de Dios.
29/01/10 2:51 PM
ELO
´´ Mi mano abierta aguarda tocarte y Dios escuchará la vieja carne que suplica. La soledad, será soledad fecunda. Mi nombre, Simeón, que significa “Dios ha visto”, es un memorial constante en la retina de mi esperanza ´´.

ES HERMOSO PADRE TODO SU ESCRITO. ME GUSTA SOBRE TODO ESTE PRIMER PÁRRAFO UQE HABLA DE LA SOLEDAD FECUNDA, DE LA VIEJA CARNE ORANTE, DE LA ESPERANZA QUE VE... ES UN VERDADERO CONSUELO PODER MEDITAR PALABRAS TAN HERMOSAS, SENCILLAS Y PROFUNDAS.

Un abrazo a todos los lectores de infocatolica y especialmente al padre Ignacio María.
29/01/10 3:32 PM
HUMBERTO BUSTOS BENITEZ
LAS PROMESAS DE NUESTRO PADRE SE CUMPLEN , QUE TANTA FE Y CONFIANZA TENEMOS EN EL?, QUE TANTO ESPERAMOS EN EL?, SEREMOS CAPACES DE ESPERAR A QUE EL ACTUE?, QUE EL SE MANIFIESTE?, O CONFIAMOS MAS EN NUESTROS RACIOCINIOS, EN NUESTRA VOLUNTAD, TAL VEZ NUESTRA SABIDURIA?
QUE HERMOSO QUE NUESTRO PUEBLO TUVIERA CLARO QUE DIOS NOS HA PROMETIDO LA VIDA ETERNA, SI PERO QUE TAMBIEN TUVIERAMOS CLARO COMO ALCANZARLA, LAS ORACIONES SIN OBRAS NO LLEGAN, DEBEMOS COMPROMETERNOS CON NUESTRO PADRE, Y CUMPLIR NUESTRAS PROMESAS YA QUE SABEMOS QUE SUS PROMESAS SON UN HECHO.
SOMOS COMO SIMEON?,ESPERAMOS?, CONFIAMOS? , CREEMOS? TENEMOS FE? O SOLO SOMOS CRISTIANOS DE APARIENCIA Y POR DENTRO NO TENEMOS NADA.
1 Co 1,9

Dios, que siempre cumple sus promesas, es quien os ha llamado a vivir en comunión con su Hijo Jesucristo, nuestro Señor.
29/01/10 3:35 PM
AMADOR RUIZ SANZ
La semana pasada estaba esperando sus palabras como hombre que camina por el desierto buscando agua.
Soy ateo, pero vuelvo también a oler las algas y el olor de mi bendita madre cuando leo su artículo.
Gracias Padre Ignacio María Doñoro, gracias a usted y tal vez gracias a Dios.
Por favor no nos deje sin artículo esta semana.le necesito.
29/01/10 3:49 PM
Liliana gomez de Argentina
Bellísima meditación padre Ignacio.Qué hermoso saber que EL SEÑOR se compromete para siempre que a pesar de nuestras debilidades y caídas,EL no cambia de opiniónQue dulcemente transcurre nuestra vida cuando la esperanza en EL nos sostiene y la FE en SU Palabra nos sumerge en SU PAZ.Bendigamos a DIOS como Simeón por el don de la Fe ,enamorémonos cuanto antes del AMOR,porque ese AMOR no se termina y corramos a la Santa Misa a recibirlo en la Eucaristía ,aconsolarlo en EL SAGRARIO y a consolar a Nuestra Santísima Madre.y que pase lo que pase podamos decirle como Santa Maravillas de Jesús lo que TU quieras como TU quieras ,cuando TU quieras .
Muchas gracias Padre Ignacio por traernos al SEÑOR y dejarlo en nuestros corazones .
Que EL SEÑOR NOS siga bendiciendoy nuestra MADRE SANTÍSIMA protegiendo.,
29/01/10 5:15 PM
José Antonio Peña
Nos ha gustado mucho a mi mujer y a mi su escrito. Quisiera que nuestros hijos aprendieran lo bien que se vive cuando la fe impregna toda nuestra vida. Sus padres que hemos sido pecadores, recuperamos la fe y ahora quisiéramos que fueran nuestros hijos otros Simeones, y que pasaran la vida hasta que se hagan mayores aguardando la promesa de salvación de nuestro Señor. Porque el cielo llegará para los que viven para Dios con buena voluntad. Muchas gracias P. Ignacio María por todas sus palabras, que nos animan a seguir viviendo un amor a quien no ves pero que es todo en ti.
29/01/10 7:37 PM
GONZALO
Me ha dejado muy impresionado lo siguiente: "Cuando el Señor se compromete, lo hace por toda la eternidad. No cambia de opinión".

¿Por qué nosotros somos tan mediocres con el Señor, que no correspondemos a su fidelidad con la nuestra?

Un saludo cordial, padre.
29/01/10 9:49 PM
Borja
Es una bonita historia, y un relato formidable, Padre, le felicito por su talento. Recrear hechos del evangelio es una gran ayuda para comprenderlos mejor en su sentido más real. Es algo que deberíamos hacer con más frecuencia. Me es de gran ayuda. Gracias.
29/01/10 10:59 PM
Carmen BARRIOS
¡La soledad de Cristo en el sagrario!. El amor no es recibido en su propia casa.Padre Ignacio M. que el Señor le siga bendiciendo.
29/01/10 11:11 PM
Rosa Maria Duque Flores
[email protected],que hoy estás [email protected],quizá te sientas [email protected],que no importas,que tu mundo,cambia de color,deuno que al parecer era claro,y ahora se torna gris,frio,desierto! No importa si eres Jóven,si eres [email protected],si eres mayor..Dios nos habla a [email protected] las edades..en algún momento de nuestras vidas Dios se ha manifestado de alguna manera,y algo ha dejado allí muy profundo en nuestro corazón con su " Palabra " dice el Señor: " El cielo y la tierra pasaran,más mis palabras NO pasaran " el mundo,nos llena tanto de sus promesas,nos contamina,con sus placeres,con sus falsas alegrias,en fin,con todo lo que el contiene..al fin y al cabo es mundo..pero Dios cuando habla,lo hace directo al corazón..su palabra es como espada de doble filo que atraviesa nuestro corazón..por qué no creerle al Dios que nos creo? y porqué creerle al mundo que nos maltrata y busca nuestra perdición? Dichosos los que confian en el Señor,y No ponen en duda sus palabras; dichoso tú,dichosa yo,que hemos sido escogidos entre el los del mundo y hemos sido llamados a escuchar,creer y esperar en el Señor! Hoy nos dice el Señor Jesús por medio de su palabra: "Simeón" que másque creer en El..LE CREAMOS,por que El nunca falla,nunca miente,y nunca te ha dejado,siempre ha estado desde el principio,aún más cuando el resto de la gente se ha marchado y te ha dejado! El nos ha prometido que no moriremos sin antes verlo a El...y dónde está el Señor? Está en ese [email protected] que sufre hambre,desprotección,humillación,maltrato,soledad,miseria,enfermedad,sequedad,tristeza,llanto..en el [email protected] que en silencio sufre,y que agritos pide ser amado,en las calles,en los drogadictos,alcoholicos,etc! Está en la Sagrada Eucaristia,dandose a nosotros con el amor con que nunca nadie se nos ha dado..allí está Jesús..allí le veremos más claramente,que si pidieramos verle en un ser sobrenatural..El está presente y más cerca de ti de lo que imaginas,lo puedes tocar y lo puedes amar atraves delque sufre..solo es verle y creer en su rostro sufriente! Un Ejemplo vivo: La Madre Teresa de Calcuta,lo vió,lo amó y le creyó en eldolor del ser humano!
Creamósle a su palabra...Dios está aqui,en el aire que respiras..está en ti..está en mi!
Quién como Dios? NADIE! Veamosle en lo sencillo,en lo despreciable,en lo insignificante...luego tendremos la dicha dedecir como Simeón: " Ahora Señor según tu promesa,puedes dejar a tu siervo irse en paz..por que mis ojos han visto,a tu salvador, aquien has presentado ante todos los pueblos..luz para alumbrar a las naciones ygloria de tu pueblo Israel! Ayudemos al Señor aliberar nuestro pueblo de la esclavitud,y de la flagelación en la que se encuentra!
Gracias Padre Ignacio por su articulo tan hermoso!
Dios los bendiga a [email protected]!
Rosa Maria.
29/01/10 11:44 PM
Telly Ruiz
Hola Padre Ignacio, un saludo desde Santa Rosa CaliforniaEEUU
Quiero agradecerle por la reflexión tan hermosa acerca de Simeón. Personalmente creo que es muy difícil confiar en tiempos en los que Dios está ausente en la vida de tanta gente, pero me inflama mi esperanza descubrir a travez de su reflexión que, es posible, con Fé y confianza en Dios podemos llegar a descubrir la presencia de Dios en cada persona, solo necesitamos abrir el corazón y dar a los demás algo que aunque haya crisis, eso no cuesta dinero pero vale mucho más que eso, Amor; Cierto Padre, Confiar en Dios, tener Fé, tener Esperanza cierta de que Dios siempre cumple sus promesas y dá más de lo que nos imagnamos ahí está el secreto... Dios le Bendiga y Felicidades por éste web, lo voy a promocionar acá en EEUU. Le mando un fuerte abrazo en Cristo... Telly
30/01/10 12:13 AM
FELIPE SEGURA
Prosa poética, linda donde las haya Padre. Y la profundidad de su enseñanza es increible. "Él cumplirá sus promesas y te dará mucho más de lo que esperas". Es verdad, lo tengo comprobado, siempre te da más. Gracias, Dios mío.
30/01/10 4:42 AM
David John
Padre me gusta cómo encontramos en la biblia personajes que nos enseñan a ser fuertes en la fe como Simeón, a saber esperar con paciencia las promesas de Dios.
Desde Miami (USA),
un abrazo.
30/01/10 5:47 AM
Joseph
Al acudir al templo sabía que llegaría a ver a Dios y tomarlo en brazos. Nosotros al acudir a la misa podríamos sentir esa promesa de amor cumplida también.

Desde Manila - Filipinas, bendiciones Padre Ignacio María, me gustan sus artículos y le sigo cada semana. Gracias.
30/01/10 7:00 AM
L.M.L.
Soy Laura de SOS Infancia, de Logroño. Me gustan mucho sus artículos. Simeón cuando el niño Jesús fue presentado en el templo recibió de Dios el gran regalo de tomarlo en sus brazos. Siendo de SOS Infancia creo que cada día Dios me da más que a Simeón. El gran regalo de recoger al Niño Dios tirado en la calle, de vestir al niño Dios desnudo, darle un hogar, un techo; alimento al Niño Jesús, lo llevo al colegio... Le doy todo mi amor...
El Niño Dios abandonado, que nunca había sentido el amor de nadie, que nunca nadie se había fijado en él... es cogido como un hijito entre mis brazos y son colmadas todas sus necesidades básicas, y lo hago con mucho amor.
Siendo de SOS Infancia veo que se cumple la promesa de Jesucristo: "lo que hagáis con uno de estos pequeños, conmigo lo hacéis". Por ello, no dejo de darle las gracias, Padre Ignacio María, por la oportunidad que tenemos de volver a realizarse en nosotros de nuevo la promesa de Simeón, y no una sola vez, sino cada día.
Gracias por lo que hace con el Niño Dios, Padre Ignacio María, gracias. Y porque con su trabajo, todos recibimos esa oportunidad.
Animo a todos a tomar al niño Dios como yo cada día, y darle todo mi amor. SOS Infancia nos da esa maravillosa oportunidad. www.sosinfancia.es
Un beso.
La Rioja (España)
30/01/10 11:03 AM
LUZ MARÍA TORRES FERRIZ
Después del precioso relato que hemos leido, dice el evangelio que "Simeón les bendijo y dijo a María, su madre: Éste está puesto para caída y elevación de muchos en Israel, y para ser señal de contradicción ¡y a ti misma una espada te atravesará el alma a fin de que queden al descubierto las intenciones de muchos corazones". Les hizo estas dos profecías, movido por el Espíritu Santo. Supongo que la Virgen María en aquel momento pensó en el sufrmiento que aún tenía que sufrir.
Padre I. María, gracias por esta narración tan bonita y que hace brotar la oración en nuestro interior. Siga enviándome información.
30/01/10 12:24 PM
Paula
Simeón tenía que ser un hombre de Dios, porque no sólo recibió al Niño en sus brazos, sino que lo más importante fue que aguardó la promesa que Dios le había hecho. Creyó en esa promesa. Simeón a mí me representa la confianza en Dios.
Es muy fácil confiar en Dios, aunque para ello hay que olvidar los prejuicios y razonamientos humanos. Porque Dios no obra siempre según nosotros esperamos, sino que a veces escribe recto con renglones torcidos y tenemos que saber reconocerlo.
Nos acerca a Jesucristo, P. Ignacio María, por medio de estos artículos.

Paula.
30/01/10 12:52 PM
Marísol Álamos
Esta tarde meditaremos sus palabras en la Adoración. Nos inspira mucho con sus escritos. Estamos agradecidos. Todo lo que se hace por Dios no quedaría sin recompensa. Me siento parte del cuerpo de Cristo por la comunión de los santos y creo que debemos rezar unos por otros y comunicarnos nuestros dones. Padre, cuente con nuestra oración. Un abrazo en la Sagrada Familia.
30/01/10 1:38 PM
Virginia
***Confía, como Simeón, en las palabras de Dios.

Vive de la fe.

Él cumplirá sus promesas

y te dará mucho más de lo que esperas***.

Con estos consejos ya se puede vivir feliz durante toda la vida.
30/01/10 2:19 PM
Alberto
Èstupendo artículo. Felicidades.
30/01/10 3:22 PM
ADOLFO SANTIAGO
FIESTA DE LA PRESNETACION DE JESÚS EN EL TEMPLO.JUAN PABLO II:El acontecimiento que hoy celebramos nos remite a lo que hicieron María y José cuando, cuarenta días después del nacimiento de Jesús, lo ofrecieron a Dios como su hijo primogénito, cumpliendo las prescripciones de la ley mosaica.

Esta ofrenda se realizaría después de modo pleno y perfecto en el misterio de la pasión, muerte y resurrección del Señor. Entonces Cristo cumpliría su misión de "sumo sacerdote compasivo y fiel", compartiendo hasta las últimas consecuencias nuestra condición humana.

Tanto en la presentación en el templo como en el Calvario está a su lado María, la Virgen fiel, participando en el plan eterno de la salvación.
30/01/10 4:30 PM
Genesis
Simeón se funde con la Luz. Es maravilloso fundirse con Dios. Todo lo que Dios merece es nuestro amor.
30/01/10 5:59 PM
SERVIDOR DE CRISTO
Lindo escrito Padre Ignacio M. Debemos servir a nuestro Señor Jesucristo y a Mamita Linda María con todo nuestro Ser. Y que el Espíritu Santo nos dé siempre sus bendisiones como a San Simeón el Profeta y Anciano.

Dios le bendiga y María también.


Bejuma (Venezuela)
30/01/10 7:43 PM
Faustino Manzano
Voy leyendo sus artículos y quisiera cambiar. Necesito salir de la mediocridad y de la tibieza, pues esto lo aborrece el Señor. Me está ayudando mucho. No quiero el término medio. Necesito darlo todo.

Gracias, seguiré leyéndole con este objetivo.
30/01/10 10:15 PM
Patricia Inés
Soy Patricia de San Juan, República Argentina. Exelente esta reflexión. Muy significativa para los que estamos, en camino, de agradar con nuestras pequeñas obras al Señor. Bendiciones.
30/01/10 11:38 PM
LUNA
La promesa fue realizada por medio del Espíritu Santo. La tercera persona de la Santísima Trinidad. Parece que no se reza al Espiritu Santo tanto como al Padre o al Hijo. El Espíritu Santo es muy importante y quisiera que pensaramos en comensar la oración con el Espíritu Santo.
31/01/10 3:09 AM
Adelaida
Yo también tengo que cumplir las promesas que hice a Dios. Muchas gracias, P. Ignacio María, bendiciones.

Adelaida Aristizabal.
31/01/10 4:10 AM
Curro
Tengo que contar con Dios en mi vida, es de lo que me he dado cuenta tras esta lectura. Tener a Dios en mi pensamiento y en mi corazón y confiar en el Evangelio, porque todo lo que dice Jesucristo, lo cumplirá. Dice Luna que la oración al Espíritu Santo es importante. Muchas veces aparece en anuncios cortos en los periódicos una oración al Espíritu Santo que publica una persona y si lo rezas se te cumplirá lo que pides, en ese caso tendrías tú también que publicarlo. ¿Eso no es un poco supersticioso? Creo que nunca se ha manifestado Dios para que tengamos esos comportamientos, y que hay gente que se aprovecha de Dios para hacer una especie de juego. Y con Dios no se juega. Siento al Espíritu Santo como un fuego de Amor de Dios que vive dentro de mí y me habla al corazón y me orienta. Como un Espíritu de Amor compañero de mi alma. Me ha ayudado con su escrito como siempre, Padre. Un fuerte abrazo.
31/01/10 11:26 AM
Conchi
Gracias. Meditación maravillosa sobre Simeón.
31/01/10 12:00 PM
Leonor Gaitán
Muchas gracias por el correo con información de sus artículos. Nos ayuda mucho a mi marido y a mí. Simeón fue un anciano feliz porque justo recibió el gran premio al final de su vida. Muchas gracias, Padre, porque nos eleva a Dios con esta recreación evangélica. Un abrazo.
31/01/10 2:29 PM
Campanilla
Lo que Tú quieras, como Tú quieras y cuando Tú quieras.Nunca es tarde para ser eternamente joven, nunca es tarde para enamorarse de Tí.

Hoy es un gran día!!! Dios en el corazón, hoy he llorado de Amor...
31/01/10 3:30 PM
I.G.
La fe puede mover montañas. El amor es el motor de la vida. "Nunca es tarde para enamorarse de ti"
'HAZ SEÑOR QUE ME ENAMORE DE TI, CON UN AMOR QUE PUEDA MOVER MONTAÑAS Y SOBRE TODO QUE TE AME Y MI CORAZÓN SE MUEVA DE AMOR´

I. Gutierrez, Ontoño, 2010 +
31/01/10 4:52 PM
Mónica Álvarez Blanes
Querido P. Ignacio María. Soy Mónica Álverez, ya he comentado otros artículos como recordará.Tengo 89 años y aunque me cueste reconocerlo soy una anciana que se cree joven.Mis compañeros de residencia no son como yo porque tengo la eterna juventud que el amado Dios puso en mi alma cuando le conoci y me tocó con su amor. Me siento como Simeon, porque Dios cumplio todas sus promesas y ahora aguardo la gran promesa final, el día feliz en que Dios me aloje en la morada celestial que tenia preparada para mi desde todda la eternidad.Entonces tomare en brazos al niño Jesús y lo levantaré en alto como Simeon y tal vez conozca los misterios de Dios que ahora no puedo alcanzar a comprender y tal vez sea tambien profeta eternamente. Me identifico plenamente con este anciano y no es orgullo es reconocer la bondad y el don de mi querido Dios. Un abrazo P.Ignacio Maria y rece mucho por mi, que yo tambien rezo por toda esta familia que nos encontramos aqui cada semana en torno a las palabras que el Espíritu le inspira.

Mónica A. B. de Ciudad Real - España.
31/01/10 5:48 PM
ROCIO LASIERRA
Padre Doñoro, la Palabra siempre es Promesa. Toda Palabra de la Biblia se cumplirá. Ninguna quedará sin realizarse. Mantengamos la fe por encima de las apariencias mundanas, fe como Roca, confianza firme y estable. Porque de las nubes hacia abajo todo es vanidad, y hacia arriba es el lugar de la Palabra viva y cumplida, el lugar donde Dios colmará todos los deseos y promesas, y toda Palabra dada. Gracias Padre Doñoro.
31/01/10 6:11 PM
María José
Felicidades a Mónica Álvarez por identificarse totalmente con Simeón. Dios hace maravillas con las almas y da gracias abundantes a todos los que son de corazón sencillo y leal. Es usted una anciana pero que ya goza de esa eterna juventud que goza Simeón. Gracias por su pequeño testimonio. Me ha agradado mucho. Y eso que yo creo cada día un poco más, pero no soy practicante. Un beso, Mónica, sigue siendo como eres.
31/01/10 8:27 PM
Mari Carmen
Me entusiasman sus escritos tan emotivos y de gran profundidad espiritual pero sencillez a la vez.
La semana pasada esperamos su artículo padre, siga escribiendo, por favor, pues con gran ilusión le esperamos cada semana.

SED FELICES AMIGOS
31/01/10 8:55 PM
RAI SANTOS
QUERIDO PADRE UN TEXTO BESILIMO TENGO LA CONVICCION DE QUE SIMEON PUDO AMAR A DIOS POR SU FE Y QUE LA CONFIANZA AGRADO MUCHO A DIOS
1/02/10 3:44 AM
Fernando
En este momento de la vida de Jesucristo se produce un encuentro del Antiguo con el Nuevo Testamento. Simeón, un viejo ya al final de su vida, y Ana, la profetisa, representan a las personas del Antiguo Testamento que esperaban que llegara por fin el Salvador. Simeón representa las esperanzas que encontraron en la Ley y el culto. Para Ana los profetas encuentran el cumplimiento a sus predicciones con la venida de Jesús. Aquí se reunen el Antiguo y el Nuevo Testamento, y ya, de ahora en adelante, TODO ES NUEVO. Es un momento importante del Evangelio.
Padre Ignacio María, quiero ser sacerdote y desearía saber en qué parroquia está.
Fernando García Román
1/02/10 9:38 AM
María
Dios nos da su amor, y nos lo da como Dios. Ese amor tan grande, infinito, es el que hace surgir en nosotros la confianza plena, la esperanza tan grande que tuvo Simeón. Tengo que ser consciente de que no puedo medir a Dios con mi mediocre medida, porque Dios, cuando da algo, lo da todo, y su amor es infinito. Ese amor merece una confianza tan grande como la de Simeón. No es Simeón el que tiene el mérito de esa esperanza, o de esa confianza, es Dios quien lo merece por su Amor infinito.
No Simeón, hermanos, sino Dios, sólo Dios...
1/02/10 10:55 AM
Carla
Padre es muy intereesante tu escrito. Sigue mandándome información que me ace mucho bien.
1/02/10 12:51 PM
ASUS
TENEMOS QUE SEGUIR LOS PASOS DE NUESTROS ANTECESORES QUE FUERON FIRMES EN LA FE Y LA CONFIANZA, EN EL AMOR Y LA ESPERANZA,COMO NUESTRO SANTO SIMEÓN. QUE ASI SEA.
ASUN
1/02/10 1:54 PM
irene del val
Mi hijo tiene muchos libros religiosos en casa pero no los entiendo no tengo estudios.Su escrito padre me llena el corazon parece que está escrito para mi.
Gracias por esa claridad y por escribir para la gente sencilla.
1/02/10 3:20 PM
Ariel Rivera Araya (de Chile)
me parece hermoso saber que la esperanza en Dios siempre esta presente, aunqe uno no la sienta, siempre va a estar ardiendo en nuestro corazon...cuando la fe se va debilitando, la llama de la esperanza sigue ardiendo y muchas veces nos consume y nos envuelve...es bonito saber que Dios nos quiere y para el siempre seremos jovenes, siempre seremos sus pequeños..siempre seremos sus hijos, porque el asi lo quiso...un saludo enrome desde la Calera, Region de Valparaiso en Chile...¡¡¡¡
1/02/10 9:37 PM
Ariel Rivera Araya (de Chile)
hermoso..muchas gracias por permitirme comentar...siga asi es bueno expandir las palabras sabias de Dios..muchos saludos desde Chile
1/02/10 9:43 PM
Juan Maria Contreras
Creo yo que tanto la esperanza como la oracion, son una, que forma nuestra fe, la fe da amor, y Dios es amor. Vivamos con fe, y firmes en nuestra fe, despojemosnos de las dudas, de los miedos, de las preocupaciones, la fe hara eso, alimentemosla con al oracion, con ese bello regalo que nos a dado Nuestro Senor para poder mantenernos en comunicacion con El, para interceder por nuestro hermanos, para seguir dejando qeu cresca nuestar confianza en Dios, y veremos grandes milagros.

Un muy fuerte abrazo Padre Ignacio, desde Oregon, U.S.A
1/02/10 10:34 PM
Alejandro Melero
Al pensar en Simeón,pensamos en su profecía a Maria:Una espada atravesará tu corazón.
Por lo tanto,es imposible no pensar en Simeón,sin pensar en el corazón Immaculado de Maria.
Al venerar el Inmaculado Corazón de María, reverenciamos no sólo el corazón físico, real, de nuestra Santísima Madre, sino también su persona como fuente y fundamento de todas sus virtudes. Honramos expresamente su Corazón como símbolo de su amor a Dios y a los demás.
En la tercera aparición de Fátima, el 13 de junio del mismo año, la Santísima Virgen dijo a Luca: "Nuestro Señor quiere que se establezca en el mundo la devoción al Corazón Inmaculado. Si se hace lo que te digo se salvarán muchas almas y habrá paz; terminará la guerra.... Quiero que se consagre el mundo a mi Corazón Inmaculado y que en reparación se comulgue el primer sábado de cada mes.... Si se cumplen mis peticiones, Rusia se convertirá y habrá paz.... Al final triunfará mi Corazón Inmaculado y la humanidad disfrutará de una era de paz."

Hay textos en la Biblia que son los primeros en sugerir la veneración al Inmaculado Corazón de María. Después que los pastores llegaron al pesebre, leemos: "María observaba cuidadosamente estos acontecimientos y los guardaba en su corazón" (Lc 2, 19).
Después que María y José encontraron a Jesús, ya de doce años, en el Templo, "volvió con ellos a Nazaret, donde vivió obedeciéndoles. Su madre guardaba fielmente en su corazón todos estos recuerdos" (Lc 2, 51).
Y por supuesto,cuando Jesús fue presentado en el Templo,y Simeón hizo aquellas profecías.. Palabras que se hicieron realidad bajo la Cruz. Cuando el Corazón de Jesús fue perforado por la lanza, el Corazón de la Santísima Madre fue traspasado por una espada de dolor. El Corazón de Jesús latió por primera vez en el refugio del purísimo Corazón de María, su Madre, y este purísimo Corazón también recibió en espíritu el último palpitar del Corazón de Jesús.

Que experimentemos la bondad maternal de el Corazón y el poder de la intercesión de María ante Jesús ahora en vida y en la hora de la muerte. Amén.

Gracias P.Ignacio por hacernos meditar.

Alejandro M.Castellón-España.
1/02/10 11:03 PM
J.M.T.
Hoy es el Gran Día de la Presentación de Jesús en el Templo. Este artículo es precisamente hoy el día más adecuado para leerlo y disfrutar de esta fiesta meditando en el Evangelio. Encomendamos a San Simeón todas las vocaciones a la vida consagrada, especialmente. Que él las custodie.
Un escrito sencillo y profundo a la vez. Me ha enriquecido. Un abrazo en Cristo Jesús, P. Ignacio María, yo también soy sacerdote. J.M.T.
2/02/10 10:08 AM
luzmarina
GRACIAS PADRE IGNACIO POR LOS HERMOSO ARTICULOS QUE NOS ENVIA CADA DIA. UN GRAN SALUDOS DESDE AQUI MAR DEL PLATA ARGENTINA..
2/02/10 7:22 PM
Enedina Fernández Rodríguez
MUCHISIMAS GRACIAS P.IGNACIO, POR BRINDARNOS LA POSIBILIDAD DE PODER COMPARTIR ESTOS MARAVILLOSOS ARTÍCULOS, QUE NOS APORTAN TANTO BIEN A NUESTRAS VIDAS Y QUE NOS TRANSMITEN, ESTA UNIÓN CON LA PALABRA DE DIOS Y NOS AYUDA A VIVIR LA FÉ A TRAVÉS DE SUS ESCRITOS TAN EMOTIVOS,PERSONALMENTE, ME LLENAN MUCHISIMO, IGUAL QUE LA SENCILLEZ QUE TRANSMITE.
ES UN REGALO DEL SEÑOR ENCONTRARLE..
UN CORDÍAL Y ENTRAÑABLE SALUDO!
2/02/10 8:10 PM
Nicolás
Gracias por esa reflexión, Padre! Muy buena! Y lo breve y bueno es dos veces bueno! Desde Argentina, unidos en la oración!
2/02/10 8:34 PM
Victoria S.
Las promesas se cumplen. Y nosotros también tenemos que cumplir las promesas del bautismo.
3/02/10 9:20 AM
IGNACIO SAN ROMÁN PORTILLO
Simeón hizo una profecía a la Santísima Virgen: "Y a ti una espada te atravesará el alma". La Virgen María tuvo que saber desde aquel momento el gran sufrimiento que se le avecinaba. Desde luego Simeón estaba lleno del Espíritu Santo, hombre de Dios y que viviría conforme a la ley de Dios, sobre todo que viviría la ley del amor, para poder ser poseido por el Espíritu Santo con tanta fuerza. El Amor atrae a Dios, o bien, Dios es Amor y donde está Dios está el Amor.

Nacho
3/02/10 2:18 PM
María de la Pedraja
Precioso pasaje del Evangelio el del encuentro de Simeón con Jesús. Que sepamos ver al Señor cuando pasa a nuestro lado. Cuantas veces a lo largo de nuestra vida, es más cuantas veces a lo largo del día pasa el Señor a nuestro lado y nosotros no le hacemos caso, estamos absortos en las cosas de aquí abajo, en las cosas materiales, en el ajetreo de la vida,....pero la misericordia de Dios es infinita y nos espera con los brazos abiertos como en la parábola del hijo pródigo.
Cuantas veces pienso que poco le doy al Señor con todo lo que el me da, es tan agradecido! El nos da el ciento por uno siempre.
Gracias Padre Ignacio, su trabajo es de agradecer. Un fuerte abrazo
3/02/10 3:11 PM
olga maria
gracias padre!
"Él cumplirá sus promesas y te dará mucho más de lo que esperas" AMÉN!!
Dios le bendiga!
3/02/10 3:44 PM
Maria Jose Lopez Llanten
UN SALUDO EN CRISTO...DESDE CHILE...

que hermoso texto...al meditarlo, me doy cuenta del Amor infinito de Dios por cada uno de nosotros..
Porque "El cumplira sus promesas"...en El encontraremos la felicidad y el amor verdadero..
siempre hay tiempo..para creer...para volver a creer...para retornar a Dios, que todo lo espera...
El llamado..es a abandonarnos sin temor y dudas en las manos de Dios..dejar atras los miedos y dejarnos abrazar por su amor..
en ese camino estoy..estamos cada uno de nosotros...
porque..nunca es tarde para ser joven de corazon y espiritu..dejandonos amar por Dios..amando a quienes nos rodean..

UN ABRAZO Y MI ORACION

MARIA JOSE
3/02/10 10:48 PM
Maria Jose Lopez Llanten
UN SALUDO EN CRISTO...DESDE CHILE...

que hermoso texto...al meditarlo, me doy cuenta del Amor infinito de Dios por cada uno de nosotros..
Porque "El cumplira sus promesas"...en El encontraremos la felicidad y el amor verdadero..
siempre hay tiempo..para creer...para volver a creer...para retornar a Dios, que todo lo espera...
El llamado..es a abandonarnos sin temor y dudas en las manos de Dios..dejar atras los miedos y dejarnos abrazar por su amor..
en ese camino estoy..estamos cada uno de nosotros...
porque..nunca es tarde para ser joven de corazon y espiritu..dejandonos amar por Dios..amando a quienes nos rodean..

UN ABRAZO Y MI ORACION

MARIA JOSE
4/02/10 12:12 AM
Miliki García
Maravilloso artículo, Padre Ignacio María, gracias por la información, siga enviándome. Aprendemos cada semana de usted enseñanzas estupendas que nos alientan en nuestra vida, nos forman también como buenos cristianos, que también lo necesitamos, y de una manera muy sencilla y simple, nos llenamos de Dios por medio de un escrito profundo y muy a nuestro nivel.
Simeón fue un hombre santo, así lo espero para todos los ancianos del mundo.
Un abrazo a todos.
Miliki.
5/02/10 4:50 PM
JOSEFA
Simeón tenía fe como para esperar en Dios. Dios le había otorgado ese don y él no lo dejó perder, sino seguramente fue viviendo de esa fe, creciendo por la fe durante toda su vida. Así al final de sus años pudo ser llevado al templo por el Espíritu Santo, porque el Espíritu habitaba en él. Nunca había leido algo así, Padre, felicidades por su capacidad de tocarnos el corazón. Gracias.
JOSEFA (A Coruña)
6/02/10 12:27 PM
Maxi (Chile)
Mmmm, que bien me hace leer y reocrdar . como confiaba Simeon en Dios, quizas a a mi me cuesta aveces confirar en Dios , pk estamos acostumbrados a la inmediatez en todo, y bien sabemos que los tiempos de Dios claramente no son los de uno y simpre El nos darà lo que le pedimos cuando , el sabe que estamos preparados para recibirlos y sabremos aprovecharlo al maximo y de la mejor forma.Hace algun tiempo tome la Consigna de un sacerdotes Capuchino llamado Padre Pio que dice :"Solo reza y coonfia.... y no te preocupes"
6/02/10 3:40 PM
Hilda
Gracias Padre Ignacio por esta esperanzadora reflexión, que nos recuerda que Dios siempre, siempre cumple sus promesas. Que se haga Señor tu Santa Voluntad. Lo que tú quieras, como tú quieras y cuando tu quieras.

Que Dios le bendiga Padre Ignacio María, reciba un saludo desde Venezuela, Hilda.
6/02/10 5:48 PM
Hermano Mariano de Jesús
Querido Padre Ignacio:
La belleza de este texto y su caridad ardiente, es un canto de esperanza... una invitación a estar en vela esperando la manifestacion del Señor en nuestra vidas. Estar en vela significa transitar estos días con la mirada fija en la estrella de nuestras vidas como lo Magos de Orientes. Con paso firme y confiado en la meta, a pesar de las adversidades y persecuciones que encontremos en el camino hacia el Padre.
Estar en vela significa resguardar vigilantes el lugar santo donde se depositará el misterio de Fe como lo hizo el Bienaventurado san José, alejando en este tiempo todo lo que hace inhóspita la presencia de Jesús en nuestro Corazón.
Estar en vela significa aprender de María Santísima, su oración contemplativa en los días previos al natalicio del Divino Niño. Sumergiendo nuestro ser en la Divina Misericordia de nuestro Dios.
Estar en vela significa acercarnos al Señor, por medio de su Palabra de Vida, teniendo un contacto más cercano en estos días de convulcion, meditando y reflexionando sobre su riqueza en nuestras propias vidas. Vivir más íntimamente las celebraciones litúrgicas, especialmente las celebraciones eucarísticas dominicales. Siendo mas asiduos en la oración, privilegiando y comprometiendo de nuestro tiempo para visitar a Jesús Eucaristía, “Vivo y Presente” en el Sagrario. Abrir las puertas del corazón al hermano que sufre soledad, dolencias o necesidades, encontrando allí al mismo Señor.
Gracia querido Padre por su hermosa reflexion, estemos humildes y sigilosos como el bienaventurado Simeon, aguardando el Misterio de Amor en nuestra pequeñas vidas!
Hno Mariano de Jesús Eucaristía
6/02/10 8:08 PM
Muchas gracias D. Luis.
Me quedo con "Confía como Simeón en la palabra de Dios. Vive de la Fe. El cumplirá sus promesas y te dará mucho más de lo que esperas".
6/02/10 11:10 PM
ESPERANZA
Simeón era un hombre firme en la fe. Simeón era un hombre recto a los ojos de Dios. Él agradó a Dios. Era un elegido, uno de los hombre que iban a hacer historia en la Iglesia. Por ello el Espíritu Santo vivía en él. Era un elegido. Era un gran santo. Me ha encantado su artículo , P. Ignacio María, porque es muy reconfortante escucharlo contar así, como usted lo cuenta, con esa gracia, y también con la gracia de Dios, y con una chispa especial que hace de sus escritos una narración semipoética, inflama del amor a Dios que fluye al leerle, Padre, ánimo, siga así y no se canse, que nos gusta muchísimo y le seguimos como quien va siendo guiado en un camino especial que llega hasta el mismo corazón de Dios.
Gracias, P. Ignacio María y un abrazo muy fuerte.
8/02/10 11:20 PM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.