Mons. Arguello: lo que ocurre hoy en España lo «hemos venido abonando en las últimas décadas»
Monseñor Luis Argüello, Arzobispo de Valladolid

Impera el positivismo jurídico

Mons. Arguello: lo que ocurre hoy en España lo «hemos venido abonando en las últimas décadas»

El arzobispo de Valladolid, Mons. Luis Argüello, ante la más que posible aprobación de una ley de amnistía que deja impune el golpe de estado de los secesionistas catalanes de octubre del 2017, ha hecho una reflexión de carácter moral, espiritual y cultural sobre la situación en España.

(Ecclesia/InfoCatólica) Durante la presentación de la campaña del Día de la Iglesia Diocesana, el arzobispo ha subrayado que lo que se está viviendo estas semanas en España en el ámbito político «termina siendo la expresión de algunas corrientes culturales de fondo que hemos venido abonando en las últimas décadas: un elogio desmedido de la autonomía a todos los niveles, un elogio del individualismo con una pérdida de valoración de los vínculos que acontece en lo personal, en lo familiar y en lo social».

«¿En qué pilares se basa la convivencia?»

«Creo que en nuestra sociedad y en la organización de nuestra democracia impera el positivismo jurídico. Es decir, alcanzado el poder, cualquier decisión que se tome, siguiendo más o menos procedimientos democráticos, eso en sí mismo termina siendo ético, moral, porque la voluntad de poder lo ha decidido en la medida en que vivimos en un relativismo moral, pero, ¿cuáles son los criterios de lo que está bien o lo que está mal?», ha afirmado Luis Argüello.

Según el arzobispo de Valladolid, hay ahora mismo en España «una preocupación por la convivencia e incluso cuando se habla de los acuerdos adoptados se habla de que son acuerdos a favor de la convivencia. El asunto es, ¿en qué pilares se basa la convivencia?».

Los cuatro pilares de la convivencia

Luis Argüello ha asegurado que los que considera los cuatro pilares en los que se basa la convivencia – la libertad, igualdad, solidaridad y la seguridad jurídica – «están en entredicho y a partir de allí no es extraño que haya una preocupación en diversos sectores de la vida pública española».

Asimismo, Argüello ha afirmado que es «importante» que los ciudadanos tomen conciencia de la responsabilidad democrática, que expresen sus opiniones y que lo hagan «con verdad y firmeza» pero «nunca dejándonos arrastrar por emociones que dan pie, en el río revuelto, a ganancia de pescadores a los que la violencia y el caos les interesa».

Las cuestiones que afectan a «mi pueblo y a mi tierra me importan»

«España es una nación importante, asentada durante siglos, pero ciertamente una nación que se constituye desde la agrupación de diversos reinos. Esta vivencia que hemos tenido de nuestra historia común es importante poderla abordar juntos, pero ni el relativismo, ni el positivismo jurídico, ni la autonomía que hace elogio de la voluntad de poder, sin ninguna referencia ética, nos puede ayudar», ha subrayado Argüello.

Al concluir su intervención, Argüello ha remarcado que, como ciudadano y como obispos, las cuestiones que afectan a su «pueblo» y a su «tierra» le importan: «No es mi papel hacer juicios políticos, pero sí hago una reflexión cultural y espiritual».

 

15 comentarios

Oscar de Caracas
Monseñor Argüello usted también se hunde en la política; la democracia es un procedimiento político-electoral que consigue sus propósitos usando la demagogia y que degenera en "chusma-cracia" (por no usar el término griego equivalente) Estoy hablando del testimonio de Polibio, Sociales, Platón, Aristoteles terminando con este formidable documento de la Iglesia,
CARTA ENCÍCLICA

LIBERTAS PRAESTANTISSIMUM

DEL SUMO PONTÍFICE

LEÓN XIII

SOBRE LA LIBERTAD Y EL LIBERALISMO

Monseñor Argüelles vaya firme en la barca de San Pedro que jamás naufraga...y no se hunda en un régimen que usted desconoce profundamente y que apoya.
14/11/23 2:48 PM
Urbel
Muy cierto, la ruina de España se viene abonando en las últimas décadas. En concreto desde hace casi medio siglo.

Desde que en 1976 la Ley para la Reforma Política estableció en su artículo 1º.1: "La democracia, en el Estado español, se basa en la supremacía de la Ley, expresión de la voluntad soberana del pueblo."

La ley como expresión de la voluntad soberana del pueblo en lugar de como ordenación de la razón al bien común.

Error funesto confirmado y desarrollado por la infame Constitución de 1978, tumba de la España católica.

Es absurdo alzarse contra la ruina de España invocando la Constitución de 1978.

En las palabras clásicas de Vázquez de Mella, como levantar tronos a las causas y patíbulos a las consecuencias.
14/11/23 2:50 PM
Nèstor
“Durante el último siglo se han sucedido en Francia varios gobiernos políticos, cada uno con su propia forma distintiva: el Imperio, la Monarquía y la República. Al entregarse a las abstracciones, se podría finalmente concluir cuál es la mejor de estas formas, consideradas en sí mismas; y con toda verdad se puede afirmar que cada uno de ellos es buena, siempre que conduzca directamente a su fin, es decir, al bien común para el cual está constituida la autoridad social; y finalmente, puede agregarse que, desde un punto de vista relativo, tal o cual forma de gobierno puede ser preferible por estar mejor adaptada al carácter y costumbres de tal o cual nación. En este orden de ideas especulativas, los católicos, como todos los demás ciudadanos, son libres de preferir una forma de gobierno a otra precisamente porque ninguna de estas formas sociales se opone, en sí misma, a los principios de la sana razón ni a las máximas de la doctrina cristiana.”

León XIII, “Au milieu des sollicitudes”, 1892, n. 14.

Saludos cordiales.
14/11/23 3:27 PM
Masivo
Con la Constitución de 1876 hicieron más o menos igual.
14/11/23 3:47 PM
jandro
Es verdad, incluso se ha abonado la pederastia cuando se justifican palabras de señoras ministras conniventes con esa práctica
14/11/23 4:48 PM
Óscar Garjón Zamborán
Monseñor Argüello, dedíquese más a la unión de toda la Iglesia y a la reconciliación de todos los pecadores, a la conversión de los publicanos, etc. Esa es la misión de la Iglesia y no atender únicamente en su preocupación en la amnistía. Rece por los que amnistiados, para que vuelvan a no caer en los delitos incurridos, pero no se ponga de juez a juzgar.
14/11/23 5:38 PM
Nova
Menos mal que D. Luis Argüello no ha defendido, ni citado siquiera, la funestísima Constitución del 78, origen y causa de todo lo que nos está pasando en España. Y tiene mucha razón el Sr. Arzobispo: Lo que pasa ahora viene gestándose y desarrollándose desde hace décadas; concretamente, desde la Tra(ns)ición. Hemos llegado al punto que profetizó Blas Piñar, hace más de cuarenta años. No se le hizo caso, fue vilmente calumniado, perseguido y silenciado y así nos va ahora en España como nos va.
14/11/23 8:49 PM
martin
Los Santos son la Jurisprudencia viviente de Dios Cristo. Aquellas almas que han decidido conforme a las Enseñanzas de Su Señor, han padecido la inmediata ira del mundo, y han perseverado en el amor a Cristo, ayudando a sus hermanos para que sean mucho mejores que Ellos mismos
14/11/23 10:43 PM
Juan Mariner
En la conquista de la Moncloa, todos los grupos sociales que optan a ella se emplean a fondo. Dentro de una temporada, estos obispos van a quedar en ridículo, les dará igual: su "misión" ya se habrá cumplido. Como la pretendida amnistía nada tiene que ver con la religión y mucho con la politica y todo se va a quedar en nada, el fiasco será de ordago.
15/11/23 12:26 AM
Pedro de Torrejón
La amnistía ,y la regada de miles de millones de euros a los separatistas catalanes : es una INMORALIDAD espiritual , religiosa ,y política.

Muy bien por los obispos que se atreven a criticarla ; es su deber orientar al pueblo de Dios !!!
15/11/23 9:54 AM
Chico
La causa del despatarró nacional español es simple y claro:Se perdió la fe católica . Y los Obispos son cómplices con sus silencios aunque no unicos
15/11/23 12:33 PM
Sergio P.
"Desde que en 1976 la Ley para la Reforma Política estableció en su artículo 1º.1: "La democracia, en el Estado español, se basa en la supremacía de la Ley, expresión de la voluntad soberana del pueblo."

La ley como expresión de la voluntad soberana del pueblo en lugar de como ordenación de la razón al bien común."

Totalmente de acuerdo con Urbel. La democracia no como sistema político, respetable en sí, sino como fundamento de la toma de decisiones. Ése es el problema de raíz, del.cual surgen todos los demás, como el que nos ocupa.

Si en una monarquía la autoridad del rey sólo es legítima si sus decisiones se fundan en la ley natural y el bien común, exactamente lo mismo ocurre en una democracia: la autoridad de una mayoría de electores sólo es legítima si la decisión de dicha mayoría se funda en la ley natural y el bien común.

Las constituciones de las democracias modernas, incluída la española, basan sus leyes en el mero ejercicio de la soberanía, sin más, independiente de cualquier otro fundamento. Es el mismo problema del que adolecían las monarquías absolutas, donde la voluntad del rey se consideraba legítima por el mero hecho de ser la voluntad del rey, se ajustara o no al bien común. Pero si uno se atreve hoy a decir que la democracia moderna está tan viciada en su esencia como el absolutismo, te miran sorprendidos en el mejor de los casos, y te insultan en el peor.
15/11/23 3:32 PM
Pedro de Madrid
¿Quién lo abonó?
15/11/23 5:16 PM
alf
ay que olvidadizos fueron los obispos progres, hoy España no se si ha dejado de ser Católica como decía Azaña, pero desde mi punto de vista hay una desafección porque los obispos han hecho seguidismo a la dictadura woke y progre socio-comunista
15/11/23 8:25 PM
El gato con botas
Dice " lo hemos" y dice bien. La colaboración de la Iglesia en la creación de una sociedad desquiciada es total con su silencio desde hace 45 años.
Nunca ha querido hacer jamás apologética ni enseñar en sus colegios, universidades ni parroquias la verdadera cara de la izquierda.
Nunca un libro blanco del aborto, nunca del divorcio. Colaboración total con la izquierda.
Me vienen a menudo esas imágenes de piedra en el pantocrator en las catedrales donde se ven, entre otros , a mitrados entrando en el infierno. "
A los tibios los vomitará mi boca.
16/11/23 7:12 AM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.