El cardenal Nichols pide a los católicos británicos que obedezcan al gobierno y no vayan a Misa

Cita la Escritura para justificar su petición

El cardenal Nichols pide a los católicos británicos que obedezcan al gobierno y no vayan a Misa

Tras haber intentado sin éxito que el gobierno de Boris Johnson no prohibiera el culto religioso público, el cardenal Vincent Nichols ha publicado una carta instando a los católicos a ser obedientes a las restricciones gubernamentales.

(LSN/InfoCatólica) De nada han valido las cartas que la Conferencia Episcopal de Inglaterra y Gales y de algunos obispos por su cuenta pidiendo que, dada la eficacia de las medidas sanitarias que se toman en los templos, no se prohibiera el culto público durante el confinamiento decretaro por el gobierno de Boris Johnson.

Una vez aprobada la nueva ley por el Parlamento británico, el Cardenal Nichols, arzobispo de Westminster y primado católico de las naciones inglesia y galesa, ha publicado una segunda carta, instando a los católicos a obedecer las nuevas medidas.

«A pesar de los profundos recelos, es importante que nosotros, como ciudadanos responsables, observemos este Reglamento, que tiene fuerza de ley», dijo.

Nichols citó a Escritura para razonar su petición, buscando señalar la virtud de la obediencia a la ley: «Recuérdales que estén sujetos a los gobernantes y a las autoridades: que les obedezcan, que estén dispuestos a hacer el bien» (Tito 3,1). No citó, sin embargo, otro pasaje fundamental que señala los límites de dicha obediencia:

Pedro y los apóstoles replicaron: «Hay que obedecer a Dios antes que a los hombres»
Hch 5,29

El cardenal aseguró que «hacemos esto en solidaridad con tantos otros a los que se les imponen restricciones que afectan gravemente a sus vidas y medios de vida».

El purpurado dijo que creía que las leyes «no son un ataque a las creencias religiosas. Sin embargo, demuestran una falta fundamental de comprensión de la contribución esencial que hacen las comunidades religiosas al bienestar, la resistencia y la salud de nuestra sociedad», añadió.

Nichols concluyó su carta encomendando a los católicos a la oración y el servicio.

«Este camino de oración y servicio es el camino real que debemos tomar como un testigo de gracia en nuestra sociedad actual»

25 comentarios

Anticlimacus
Le ha faltado añadir que si el gobierno pide también que queméis unos granitos de incienso o a vuestro primogénito a Baal que también le hagáis caso, que es por vuestro bien so paletos.
6/11/20 8:28 AM
Francisco
Si, claro. A los supermercados sin problema, pero a misa no, verdad?
Qué pena.
Paz y bien
6/11/20 9:54 AM
Asombrado
Yo le recomendaría también que el Primado leyera las actas procesales de los Mártires de Abitinia y el testimonio que dieron.
Estoy asombrado y avergonzado
6/11/20 10:32 AM
JCA
Esta vez Nichols lo hizo mejor: primero hace la comedia y paripé contra el gobierno como coartada ante sus fieles, y después VUELVE a postrarse ante el gobierno, y lo que es peor: en plan Lutero justifica al príncipe retorciendo las Escrituras. Que le den.
6/11/20 10:54 AM
veritas liberabit
Los cardenales suelen ser personas sobradamente preparadas y, por tanto, sus decisiones -seguro que ponderadas- deben ser debidamente explicadas. Y no explica el porqué de su decisión, mejo dicho, explica una parte del porqué. Pero no explica porque obedecer una ley cuando menos, injusta civilmente.
De todos es conocido el "amor" que han profesado siempre históricamente los protestantes a los católicos (leer irónicamente). Y a pesar de tanto ecumenismo , éste sule ser unidireccional: de católicos a protestantes. Y aunque no es una decisión religiosas si que cabe pensar en que civilmente, independientemente de la creencia o no del poder civil, este "amor" influye. Y luego viene la pregunta permanente de muchos católicos : ¿no hay que resistir al poder civil cuando actúa indebidamente (no como explica San Pablo, para mantener el orden, etc.)? ¿qué hubiera pasado si hacen esto a los budistas, los musulmanes -por supuesto- y otros? ¿Sólo se hace caso, como está de moda, ante manifestaciones musulmanas o, en lo político, de la izquierda , que además actúa casi siempre de forma violenta? Siempre ha existido la "moral de guerra" y, desafortunadamente, la Iglesia ha debido explicarla y aplicarla. Ahora todo es "todovale", ¿"por que no eres ni frío ni caliente te vomitaré de mi boca" (Apoc. 3,16) ?
Y nuevamente en tono irónico: esperaba algo más catequético, bíblico, de derecho común y justicia, de todo un señor Cardenal, a los que tengo respeto por su función, pero también por su
6/11/20 12:25 PM
Catalán
La misa es opcional, pero el dinero del cepillo no. Eso no puede parar, irresponsables.
6/11/20 12:49 PM
Osvaldo
Sr. Cardenal, una pregunta: el aborto es ley ¿también debemos obedecer los católicos?.
6/11/20 1:20 PM
Miguel Angel
Pues creo que hace bien el Obispo. Se intenta que se cambie la norma, se argumenta, pero la asistencia a la Misa dominical puede ser dispensada en ciertas ocasiones y circunstancias. Es una ley eclesiástica y no divina. Hay que santificar las fiestas, pero será la autoridad de la Iglesia quien diga cómo. Y en este caso, exime a los católicos durante un tiempo de ello debido a las normas que la autoridad civil prevé.
No estoy de acuerdo con lo que hace el gobierno británico, pero los cristianos debemos obedecer la ley si no es injusta, y si la autoridad considera que por fuerza mayor debe prohibirse cualquier reunión social (y la Misa es eso y mucho más), pues debemos obedecer aunque no estemos de acuerdo.
Gracias, cuidaos y que Dios os bendiga!
6/11/20 1:54 PM
Matías
Respetuosamente, sugiero al señor Cardenal leer la obra llamada "The Autobiography of a Hunted Priest" (disponible en Amazon para Kindle).

Es una autobiografía escrita por un sacerdote católico perseguido en Inglaterra por cometer crímenes tales como celebrar misas, oír confesiones, asistir a los moribundos o, en general, hacer las labores que hacen los sacerdotes.

Se derramó demasiada sangre en Inglaterra, se pagaron costos demasiado altos, como para que S. Excelencia haga un llamado público para respetar una ley inicua que impide el culto divino. Era preferible el silencio y hacer el trabajo silencioso, en la medida de lo posible.
6/11/20 2:12 PM
Alejandro Galván
Por lo menos no ha recibido una llamadita diciendo que, ante esta actitud suya de desobediencia a la voz de Dios, expresada por la voluntad del pueblo, expresada por el gobierno, le aceptaba la renuncia de la Arquidiócesis de Westminster. Y que como ahora ya no tienen trabajo, que puede entretenerse redactando la solicitud de renuncia.....
6/11/20 2:35 PM
Antonio
Esto no se comprende. Viene el fin. Apeguemonos al Señor!. El Espititu Santo nos irá guiando.
6/11/20 2:49 PM
Tertium
Me sumo a usted Osvaldo, no tenemos pastores y los pocos que hay sus voces son misericordiadas.
Esta No es la Iglesia Catolica de nuestros padres y abuelos!
6/11/20 2:50 PM
SS
Sumisión y colaboración con el mundo.
6/11/20 2:52 PM
Boanerges
Vergüenza ajena.....y mejor no sigo.
¡¡Cuánta templanza hay que tener para seguir respetando a estos señores, que pisotean la sangre de tantos mártires, y del propio Jesucristo, con su obsecuencia al mundo!!....
6/11/20 3:55 PM
Maria
Muy cómodo cardenal Nichols. Desde su confortable despacho y sillón. Sin luchar por su Fé ni sus hermanos. En estos momentos lo único importante es la Fé y el Consuelo de la confesión y la comunión. Con protección, limpieza y normas no tiene por qué haber riesgos, eso si, hay que esforzarse y trabajar. ¡¡Menos mal que hay muy buenos sacerdotes!!. Esos son los que dan buen ejemplo. Sus palabras son las que diría alguien , tibio". Lo que más aborrecía Jesus
6/11/20 3:56 PM
jk
¿Si el estado dice hay que abandonar a Cristo pues no queda otra que obedecer? pues mejor cuelgue su habito cardenal si que le queda grande.
Señor danos cardenales y sacerdotes santos.
6/11/20 5:54 PM
alma
Es lo de siempre, cuando se quiere caer bien a todo el mundo a toda costa, dejas de tener principios y dejas de ser. Yo esto de las misas ,sinceramente, lo veo ya como un auténtico "pitorreo", cuando en cualquier autobús , metro , o local comercial de comestibles se supera con creces el aforo a cualquier oficio religioso en esta Europa decadente y apostata..
6/11/20 10:02 PM
Claudio
Está poseído por el espíritu misericordiador de Francisberg.
6/11/20 10:19 PM
Spes
🤯,,. 🤣,, Ah, qué que viejito tan ocurrente.
¿Y su nieve de qué sabor ??
¿Así que al gobierno hay qué obedecer??
🤣
7/11/20 12:28 AM
José A.
Hay que obedecera Dios antes que a los Hombres. "Santificarás las Fiestas" dice el Señor.
Acepto que se tomen ciertas medidas extraordinarias, aunque no me gusten como lo de comulgar en la mano, para evitar los contagios, si es por fuerza mayor y en aras de evitar sufrimientos y poner en riesgo la salud de mis hermanos de fe, pero prohibir asistir a Misa y por parte de un Prelado ya es demasiado.
7/11/20 12:47 AM
Sacapuntas
Me extraña que no se investigue lo que se hizo durante la 'gripe española' de 1918, seguramente sin polémicas.
Solo una vez leí que suspendió el culto. No recuerdo bien si fecha algo de los colegios además. También he visto fotos con mascarillas, por lo menos de enfermeras, y una caricatura de un diario con todas las visas que cabría ponerse para protegerse.
Alguien me ha hablado de que el boticario de se pueblo desinfectaba las monedas pero fue víctima de la gripe
7/11/20 1:35 AM
Chico
Señor líbranos de tontos con poder
7/11/20 2:32 AM
Guillermo Raigón Pérez de la Concha
El Sumo Sacerdote, ante el Sanedrín, prohíbe a ,Pedro y a los demás apóstoles que prediquen. Y eso no lo pueden permitir, eminencia. Con todas las normas de seguridad cumplidas, nadie -y menos un obispo- puede restringir la libertad de culto, a la que también se debe el Gobierno.
7/11/20 2:28 PM
Pilar Aizpun
¡Quė placer poder desobedecer sin temor a equivocarse! El problema no es desobedecer a este señor, el problema será encontrar una misa a la que asistir
7/11/20 3:39 PM
Pilar Aizpun
Esta no es una ley justa y se puede desobedecer
7/11/20 3:41 PM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.