El Papa presenta las enseñanzas de Juan Escoto Eriúgena

Benedicto XVI asegura que sin conversión no se puede comprender la Biblia

En la audiencia general de ayer miércoles, el Papa habló sobre Juan Escoto Eriúgena, «un destacado filósofo del Occidente cristiano», nacido en Irlanda en los inicios del 800 y fallecido alrededor del 870. El Santo Padre explicó que sólo mediante la continua purificación del corazón y de la mente se puede conquistar la comprensión de la Sagrada Escritura. Igualmente recordó que «la autoridad y la razón nunca pueden enfrentarse porque la verdadera religión y la verdadera filosofía coinciden».

(InfoCatolica) El Papa recordó las enseñanzas de Escoto, según las cuales la Escritura "fue dada por Dios para que el ser humano pudiera recordar todo lo que le había sido grabado en el corazón desde el momento de su creación "a imagen y semejanza de Dios" y que la caída original le había hecho olvidar. Gracias a la Escritura -escribe Escoto-, nuestra naturaleza racional puede ser introducida en los secretos de la auténtica y pura contemplación de Dios".

"La palabra de la Sagrada Escritura -añadió el pontífice- purifica nuestra razón un poco ciega y nos ayuda a volver al recuerdo de lo que nosotros, como imagen de Dios, llevamos en nuestro corazón herido por el pecado".

“Nuestro autor"- explicó el Papa- "dice que nuestra salvación comienza con la fe”, y añadió que “para hablar de Dios no podemos partir de nuestras invenciones, sino de lo que Dios dice de sí mismo en las Sagradas Escrituras” ya que, recordó del Pontífice,“Dios dice sólo la verdad.

Escoto, explicó el Santo Padre, “está convencido de que la autoridad y la razón jamás pueden ser contradictorias entre sí; está convencido de que la verdadera religión y la verdadera filosofía coinciden. En este sentido escribe: ‘Cualquier tipo de autoridad que no sea confirmada por una verdadera razón, debería considerarse débil... No es verdadera autoridad más que la que coincide con la verdad descubierta con la razón (...). Que ninguna autoridad te atemorice o te distraiga de lo que te permite entender la persuasión obtenida gracias a una recta contemplación racional. De hecho, la auténtica autoridad no contradice jamás la recta razón, ni esta última puede contradecir nunca una verdadera autoridad. La una y la otra proceden sin duda alguna de la misma fuente, que es la sabiduría divina’”. 

Todo ello, según el Papa, anima al uso de la razón, “que resulta de una certeza de que la autoridad verdadera es razonable porque Dios es la razón creadora”. 

Precisamente tal discernimiento es válido para la Escritura, la cual, recordó Benedicto XVI siguiendo las enseñanzas de Escoto, “aún procediendo de Dios, no habría sido necesaria si el hombre no hubiera pecado. Así que se debe deducir que la Escritura fue dada por Dios con una intención pedagógica y por condescendencia, para que el hombre pudiera recordar todo lo que le había sido grabado en el corazón desde el momento de su creación ‘a imagen y semejanza de Dios’ y que la caída original le había hecho olvidar” .

“No es el hombre quien ha sido creado para la Escritura”, “sino la Escritura la que ha sido dada para el hombre” –escribió también el teólogo irlandés-; “gracias a ella nuestra naturaleza racional puede ser introducida en los secretos de la auténtica y pura contemplación de Dios. O sea, la palabra de la Sagrada Escritura purifica nuestra razón, un poco ciega; nos ayuda a regresar al recuerdo de lo que nosotros, como imagen de Dios, llevamos en nuestro corazón”.

InfoCatólica cuenta con tu ayuda, haz clic aquí

Solo contamos con tu ayuda. InfoCatólica seguirá existiendo mientras sus lectores quieran.

Haz tu donativo

Por bizum (solo para España)

Qué es bizum

Por PayPal, selecciona la cantidad:

Si prefieres otras modalidades para poder donar (ingreso, transferencia, ...), haz clic aquí.

4 comentarios

Miguel Serrano Cabeza
[1.-]
Benedicto XVI está luchando como un león para recordarnos que el Magisterio de la Iglesia es un Magisterio vivo, de vivos y para vivos. No se trata de algo pasado y caduco, que ya no sirve y que sólo se puede interpretar a través del CV2. Más bien es el CV2 el que se ha de interpretar a la luz de ese Magisterio.

[2.-]
Si alguien "nota algo" en la Biblia de Jerusalén:

http://www.casadellibro.com/libro-biblia-de-jerusalen-bolsillo-modelo-1/2900000910599

Ha de saber que no es el único:

http://www.casadellibro.com/libro-leyendo-la-biblia-de-jerusalen-un-ensayo-sobre-errores-y-omision-es-en-su-exegesis/2900001031389

Y que siempre puede acceder a otras traducciones de los textos originales, modernas y copiosamente anotadas:

http://www.publicacionesadventistas.com/index.php?pagweb=book.php&libro=247

Manda... que tengan que ser ¡los adventistas! quienes pongan a disposición de los católicos una de las mejores ediciones de la Biblia.

Así vamos.

ADVENIAT REGNVM TVVM.
11/06/09 9:15 AM
Es inmensa la satisfacción y el agradecimiento que trae a mi alma esta noticia. Llevamos tanto tiempo oyendo que para creer hay que dejar de pensar o para pensar dejar de creer... La predicación autorizada, profunda, original de Benedicto nos hace mucho bien y marca un punto de referencia para las décadas por venir.

Gracias a Benedicto, entre otros, este siglo XXI no será la reedición del XX ni mucho menos del XIX.

Benedicat Deus Benedictum!
11/06/09 2:53 PM
punto
A Miguel Serrano Cabeza
Aporto una cita sobre la Biblia del link que aportas.
Cita de Panorama digital
"Famosa en el mundo de habla hispana, la traducción de la Santa Biblia realizada por Mons. Dr. Juan Straubinger sigue siendo la más erudita y completa en materia de anotaciones."
Lamentablemente, esta maravillosa Biblia, quizás la mejor que hay, es la misma de la Editorial Club de Lectores que estaba correctamente editada, en cambio, la primera y segunda edición de la Editorial de la Universidad Católica de La Plata, que es la que está ahora en venta, tiene cortada la introducción al Nuevo Testamento realizada por el ilustrísimo Mons. Straubinger."
Deduzco de estas citas que la versión puesta a la venta por "Publicaciones adventistas" es la del "club de lectores" de 1951. La de la Universidad de La Plata al parecer está amputada. Como tb lo estará la de "Apostolado Mariano" de Sevilla (edición popular con grabados de Doré y formato un tanto "Kitch").
Es una magnífica traducción sobretodo por las notas del piadoso Mons.Straubinger con muchas referencias a la Tradición Patrística. Es usada por los tradicionalistas argentinos de Mons. Lefevbre (con esto está dicho todo). Leyendo esta biblia y sobretodo viniendo de leer la de Jerusalén, la del Peregrino, y otras supuestamente católicas (con el nihil obstat), es como entrar en un remanso de catolicismo. Justo para hacer una lectura desde la Tradición justo con los ojos purificados que reclama el Papa Benedicto XVI. Lecturas así son un poderoso acicate para la vida de fe y vida espiritual. Como yo la he leído durante un tiempo y hace años, tuve la ocasión de comprobar (por lo menos a mí me lo pareció)que la de Herder de Ausejo, en cuanto a la traducción, parece que hace un calco (plagio?) de la del sabio alemán afincado en Argentina Straubinger. Esto que digo puede ser una impresión mía sin ninguna apoyatura en la realidad.
Lo que me extraña muchísimo es que sean los adventistas los que la comercialicen en España. Ojo, "el Club de Lectores" de España no edita cosas y debe de ser distinto del de Argentina.
Gracias por tu cita. Animo a los que quieran una buena biblia en castellano en su edición original de 1951 (y no la actual de la Universidad de La Plata) a que la adquieran. Estoy seguro que agradecerán la compra sobretodo por las notas, insuperables, e ntroducciones. Yo hace timepo la quería adquirir y ahora tengo la ocasión gracias a tu referencia
11/06/09 6:00 PM
Escoto Erígena fue un emanantista (negador de la creación), un panteísta, un racionalista (predominio total de la razón sobre la fe). Todo un ejemplo para la juventud. Yo es que no entiendo nada.
12/06/09 9:10 AM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.