Gordon Brown y el Papa coinciden en un plan mundial para erradicar la miseria

Receta anglovaticana contra la crisis: invertir en el mundo pobre

Con motivo de la crisis económica, muchos países y gobernantes piensan sólo en retirarse a sus cuarteles de invierno, quitar ayuda económica al Tercer Mundo, fomentar el consumo y transferir al Estado los agujeros económicos de los bancos y las empresas. Y sin embargo, la solución a la crisis está más bien en un gran plan generoso para crear riqueza en el Tercer Mundo, según Ettore Gotti Tedeschi, comentarista económico de "L'Osservatore Romano", el diario semi-oficial del Vaticano.

(P.Ginés/La Razón/InfoCatólica*) Gotti Tedeschi, católico ferviente, padre de cinco hijos, profesor de economía y presidente de Banco Santander en Italia, escribió el 30 de enero pidiendo una megainiciativa para los países pobres, que reconstruiría la economía mundial como el "Plan Marshall" reconstruyó Europa tras la Segunda Guerra Mundial, sin dañar la economía norteamericana.

Poco después, el 19 de febrero, coincidiendo con su visita a Roma y al Vaticano, el primer ministro británico, Gordon Brown, escribía en "L'Osservatore Romano" recogiendo el guante de la propuesta: "He iniciado conversaciones con el Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial y otros organismos para elaborar propuestas que, si son acogidas por el G20, podrían introducir miles de millones de dólares en las economías de los países en vías de desarrollo".

La cumbre del G20, un encuentro de los veinte países más desarrollados del mundo para combatir la crisis, tendrá lugar el 2 de abril, y Gordon Brown busca en el Vaticano apoyos para su plan. De hecho, ya el 18 de junio, el secretario de Estado del Vaticano anunció la petición del Papa de que se crease "un plan de acción internacional concertado dirigido a acabar con la pobreza extrema en el mundo".

Gotti Tedeschi lo explica así: "Hay que buscar riqueza para compensar las pérdidas allí donde haya más potencial para hacerlo rápidamente". Es decir, enriquecer el Tercer Mundo, "hoy con una capacidad productiva peligrosamente inutilizada", es la solución.

Gordon Brown alaba en su artículo la alianza británica con el Vaticano para vacunar a 500 millones de niños mediante el proyecto "International Finance Facility for Immunisation", y lo pone como ejemplo de colaboración. "En tanto que político, sé que cuando las religiones movilizan sus recursos se advierte vivamente", escribe el líder laborista y primer ministro de Gran Bretaña.

InfoCatólica cuenta con tu ayuda, haz clic aquí

Solo contamos con tu ayuda. InfoCatólica seguirá existiendo mientras sus lectores quieran.

Haz tu donativo

Por bizum (solo para España)

Qué es bizum

Por PayPal, selecciona la cantidad:

Si prefieres otras modalidades para poder donar (ingreso, transferencia, ...), haz clic aquí.

Esta noticia no admite comentarios.