Reclaman acuerdos con otras religiones cuando ya existen

El Bloque Nacionalista Gallego lleva al Congreso la revisión de los acuerdos del Estado con la Santa Sede

La Comisión de Asuntos Exteriores debatirá el próximo miércoles 7 de marzo una iniciativa del Bloque Nacionalista Gallego, que pide al Gobierno que revise los acuerdos con la Santa Sede y que extienda sus relaciones al resto de confesiones religiosas que tienen presencia en España, con base en los principios de «igualdad de trato y de no discriminación». Existen acuerdos con evangélicos, judíos y musulmanes.

(EP/InfoCatólica) En concreto, esta iniciativa, registrada por los dos diputados del partido nacionalista gallego, Francisco Jorquera y Olaia Fernández Dávila, reclama al Ejecutivo nuevas conversaciones con los representantes de la Iglesia para modificar los acuerdos internacionales suscritos con la Santa Sede en 1976 y 1979, de cara a "adecuarlos al carácter aconfesional de España, además de fijar un nuevo marco de cooperación, basado en la subordinación del mismo a los principios y derechos constitucionales".

Según informan, la Constitución de 1978 declara que "ninguna confesión tendrá carácter estatal". Igualmente, señalan que "esta afirmación rotunda" supuso la superación del estatus confesional que el Estado español mantenía hasta esa fecha, en virtud del Concordato de 1953 con la Iglesia católica, y por el cual el Estado se identificaba con dicha religión. Lo cierto es que la Constitución nombra específicamente a la Iglesia Católica y reclama al estado que tenga en cuenta las creencias religiosas de los ciudadanos.

Concretamente, en 1976 se realizó un acuerdo entre el Estado español y la Santa Sede que fue desarrollado, según apunta, por tres instrumentos más: el acuerdo sobre la enseñanza y asuntos culturales, el de asuntos económicos, y el de asuntos jurídicos. Todos ellos fueron firmados y entraron en vigor en 1979.

Reforma de convenios administrativos

Así, los diputados de la extrema izquierda nacionalista gallega quieren también que el Ejecutivo de Mariano Rajoy emprenda las acciones necesarias para reformar los convenios administrativos firmados entre el Estado y la Iglesia católica, para adecuar el marco de relaciones al ordenamiento jurídico, de manera que la actuación de la iglesia también esté presidida por el respeto a las leyes y a los reglamentos vigentes, como si tal hecho no ocurriera en la actualidad.

En este sentido, denuncian, sin ofrecer prueba alguna, que las relaciones entre la Iglesia católica y el Estado no se están sometiendo ni a la Constitución ni al ordenamiento jurídico español y con ello considera que la Iglesia "ha gozado de privilegios y ámbitos de decisión autónomos ajenos al control del Estado, incluso cuando tiene encomendadas tareas enmarcadas en servicios públicos, como es el caso de la educación religiosa". Sin embargo, la Constitución señala también el derecho a de los padres a que la educación de sus hijos sea conforme a sus valores morales y religiosos.

Además, insisten en que "no sólo en el ámbito educativo y en el cultural hay que efectuar una revisión del actual escenario de cooperación entre el Estado y la iglesia, sino también a nivel económico y jurídico".

Igualmente, detallan que estos acuerdos se firmaron justo cuando la Constitución se acordó y empezó a desarrollar, en una situación histórica "incierta" y sin un marco constitucional "de referencia". "La realidad social es distinta a la de hace veinte años", puntualizan.

InfoCatólica cuenta con tu ayuda, haz clic aquí

Solo contamos con tu ayuda. InfoCatólica seguirá existiendo mientras sus lectores quieran.

Haz tu donativo

Por bizum (solo para España)

Qué es bizum

Por PayPal, selecciona la cantidad:

Si prefieres otras modalidades para poder donar (ingreso, transferencia, ...), haz clic aquí.

6 comentarios

Luis
A mi me parece que en efecto, hay que hacer una revisión económica y jurídica de los acuerdos. Para empezar, el Estado que se mantenga al margen de los asuntos religiosos, y que se mantenga al margen de la gestión del patrimonio religioso, así como de todos los eventos religiosos. Y para acabar, ya puede ir abriendo comedores sociales, y ayudas al estilo de Caritas. Porque Caritas no está para hacer todo el trabajo que los Ayuntamientos no quieren. Así que a ver si revisan los acuerdos pero ya.
6/03/12 10:45 AM
Juan Mariner
Los pobres y necesitados deberán acudir también a las sedes del BNG, además de a las del PP, PSOE, IU, CIU, PNV...

La autofinanción de la Iglesia católica tras las desamortizaciones debe ser una pronta realidad, así quizás apartaríamos a gente nefasta de la Iglesia de los órganos estratégicos de dirección.
6/03/12 12:14 PM
clavel
Estos Señores no son del siglo XXI sino del XIX. ¿ Se enteran ?. Estudien y verán .
6/03/12 6:46 PM
Alf_3
Cómo decimos por acá:" La misma distancia hay de aquí pa'llá, que allá pa'cá". ¿Qué los Mormones, Testigos de Jeohova, Agnósticos, etc, etc; no tienen manos? Si tienen interés de mantener relacioes con el Estado Español, que hagan sus trámites correspondientes, o ¿Necesitan de 'pilmama'?. ¿Es esta la función de este par de diputados? Supongo tiene salario por sus puestos, ¿para esto cobran?
Quiera Ntra Sra del Pilar orientarlos hacia mayor servicio a la comunidad Gallega.
6/03/12 10:52 PM
Pedro Grijalva
BNG: Ya estáis tardando en abrir vuestro primer comedor social en Galicia. ¡Animaos!
6/03/12 10:58 PM
Me parece que los de BNG no han mirado bien las leyes
En su intento por decir que la Iglesia Católica tiene demasiado poder en España se han olvidado de estos articulos:

Ley 24/1992 por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado con la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España.

Ley 25/1992 por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado con la Federación de Comunidades Israelitas de España.

Ley 26/1992 por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado con la Comisión Islámica de España.
8/03/12 9:42 AM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.