Monseñor Munilla pide «amonestación» para el jesuita James Martin

Por enseñar que los LGTBI no están llamados a la castidad

Monseñor Munilla pide «amonestación» para el jesuita James Martin

Para el obispo de San Sebastian, las enseñanzas del jesuita son «barbaridades» que de tomarse en serio no se podría predicar ningún mandamiento.

(InfoCatólica) El obispo de San Sebastián, Mons. Ignacio Munilla ha pedido públicamente una amonestación para el sacerdote Jesuita James Martin, nombrado recientemente por el Papa Francisco como asesor de la Secretaría de Comunicaciones de la Santa Sede, por enseñar que los miembros del colectivo LGTBI «no están llamados a la castidad».

Las declaraciones y enseñanzas del jesuita James Martin han causado rechazo de parte de numeros líderes de la Iglesia católica, por entender que los mandamientos de Dios no aplican a los homosexuales.

El que tiene problemas con la pureza no se suele llevar bien con el sexto mandamiento

Ante esta postura, claramente contradictoria con la enseñanza católica, el obispo de san Sebastian ha respondido que «el que tiene problemas de pureza no se suele llevar bien con el sexto mandamiento».

La desautorización de la enseñanza del sacerdote jesuita se realizó durante el programa de Radio María "Sexto Continente", de Mons. Munilla. Durante el programa del pasado lunes, una oyente del programa aseguró:

«En medios religiosos salía la noticia de un jesuita que no es nuevo en la polémica, porque lleva tiempo siendo defensor de la causa del lobby homosexual. Este jesuita se llama James Martin, vive en Nueva York. La noticia que esta semana salía era que sostiene que los católicos LGTB no están obligados a practicar la castidad».

Y sobre las palabras de Martin, Munilla señala la doctrina católica:

«Obviamente la respuesta correcta la oyente ya la ha dado: Hay que decir que esa postura, tomada por el jesuita, es una infidelidad al magisterio de la Iglesia, segundo demuestra desconfianza en la gracia de Cristo y en tercer lugar es una falta de respeto hacia los propios homosexuales. ¿qué pasa» ¿Acaso son seres inferiores que no están llamados y no tienen la capacidad de vivir el Evangelio de Jesucristo?

Se basa en un argumento absurdo, diciendo que una doctrina no se convierte en tal hasta que no es aceptada por los fieles, y pone por ejemplo la doctrina de la Asunción de María a los cielos que cuando fue plenamente aceptada por los fieles es cuando la Iglesia proclama el dogma, y eso lo aplica al tema moral. Es absurdo. ¡Pero qué barbaridad!

Por este principio tan absurdo no se podría predicar ningún mandamiento. Los mandamientos de la Ley de Dios, suele ocurrir que a cada uno le molesta aquel que no cumple. Al que tiene un apego al dinero le suele molestar el séptimo mandamiento, el que tiene su corazón lleno de odios y rencores, el quinto mandamiento no le resulta simpática, y el que está siempre criticando y hablando mal de los demás no se suele llevar bien con el octavo mandamiento, y el que tiene problemas de pureza con el Sexto. Es decir, que es absurdo este planteamiento».

Necesita ser amonestado

Y continúa diciendo Munilla:

«Hay que decir que este jesuita ya ha recibido contestaciones bastante firmes, por ejemplo del arzobispo de Filadelfia, quien recientemente escribió una columna criticando la postura de este jesuita, y habló de las cartas de San Pablo, en las que claramente se refleja la inmoralidad de los actos homosexuales.

Ya sé que para muchos es un disgusto oír cosas así, también la Iglesia tiene que aplicar sus principios de disciplina interna, porque los ministros de Dios no están para predicar sus ideas o ideologías personales, y cuando hacen un uso abusivo de la cátedra que la Iglesia le ha confiado y sustituye la predicación del mensaje de la Iglesia por sus ideologías personales, obviamente tendrá que ser amonestado y llamado a la disciplina de la Iglesia. Oremos por ello».

Con información y transcripción del programa de InfoVaticana.

19 comentarios

Belen
Y qué pide para la activista LTBG que hizo el prefacio del último libro del papa? Así es imposible poner disciplina.Onos callamos todo y no, unas cosas sí las callamos,porque vienen de quien vienen y otras no las callamos.
29/09/17 5:53 PM
Vladimir
Lo que procede es amonestarlo Y QUITARLO de su cargo en el Vaticano. Es un escándalo que estas personas sean asesoras de la cúpula de la Iglesia.
29/09/17 6:22 PM
Leoncio
No sólo no amonestan a Martin sino que el Cardenal Arzobispo de Chicago ha puesto a su disposición la catedral.
29/09/17 6:31 PM
Ángel
Gracias monseñor Munilla. ¡Cuánto hacen falta más declaraciones de este tipo de más obispos (españoles y no españoles), para defendernos de la dictadura KGBTI...!
29/09/17 7:17 PM
José Luis
¡Bendito sea el Señor!, muy bien por monseñor Munilla.
29/09/17 7:18 PM
Clara Santana
Pido oración para el jesuita Martín y para todos los
consagrados y laicos que, de repente, no estamos pensando y/ o siguiendo la Palabra de Dios. Pidamos que el Espíritu Santo ilumine al Santo Padre Francisco, a nuestros líderes religiosos, a los consagrados, a los líderes Católicos y a todos los Cristianos para seguir y ensenar la verdad y para que nos apoye a vencer los desafíos que se jos presentan de acuerdo a los preceptos de Dios. Que el Espíritu Santo nos ilumine y ayude en este momento tan convulsionado de la
humanidad.
29/09/17 7:27 PM
Hernio
Bien, pero Munilla pide a otros que hagan lo que él no hace en su diócesis. Con el ejemplo, Munilla, con el ejemplo.
29/09/17 7:36 PM
Esteban Andrés
la enseñanza de la Iglesia es clara. Las posturas que se están difundiendo en contra de ella también son claras. Las cosas se hacen cada vez más evidentes. Es tiempo de prueba.
29/09/17 7:37 PM
Rexjhs
En coherencia con esta denuncia debería pedir también la corrección a quien impulsa la comunión de adúlteros porque su silencio en Radio María nos está dejando al pie de los caballos a los que sí lo hacemos.
29/09/17 8:05 PM
belen
Para Rexjhs. Te apoyo totalmente¿, queda algún obispo católico, que defienda la verdad, pero la verdad de verdad, caiga quien caiga?.
Mi respuesta es NO
29/09/17 8:32 PM
Jose
Gracias a Dios por estos pastores.
29/09/17 9:15 PM
Francisco Rodríguez Mateos
Bravo por mons. Munilla!
Y qué triste que un testimonio así sea tan raro en un obispo!
29/09/17 10:34 PM
Miguel Antonio Barriola
¿Dónde consta que Mons. Munilla no cumple en San Sebastián, con lo que
aquí delata sobre este jesuita, que se ha vuelto loco?
¿No fue recibido con total desconfianza por el localismo euskera y va
obteniendo maravillosa clarificación doctrinal y pastoral?
29/09/17 11:52 PM
Pedro xon
Pero como pueden vivir en castidad, si viven juntos, además no sé puede tolerar la homosexualidad. Apoyar a LTGB es apoyar al demonio para destruir la familia y llevar las almas al infierno. Obispos despierten, hay que hablar la verdad no a medias.
30/09/17 12:07 AM
Maribel
Doy gracias a Dios por esta clara y caritativa propuesta, que no sólo protegerá a todo aquel que esté confundido y se deje guiar por la Verdad, sino también protegerá a quien profiere semejantes mentiras y pecados. Ojalá a esa lista se añadieran otros jesuitas que han caído en el error y siguen pregonanándolo... Véase las Universidades Iberoamericana (UIA) en México, con sus rectores rebeldes y obcecados, por usar eufemismos
30/09/17 1:59 AM
Paul en California
100% de acuerdo con el obispo Munilla.
Hay que orar por el y los sacerdotes que actúan con valor.
Bravo !
30/09/17 2:16 AM
Ave Argentina
Estamos viviendo tiempos de confusión.El misterio de iniquidad se cierne sobre el mundo ,y sobre la Iglesia . Tendremos que rezar para que nuestros pastores tengan la valentía de confesar y confirmar a los fieles en la fé.Rezar por el Santo Padre , que el Espíritu Santo lo ilumine,le dé claridad en sus pensamientos y acciones,pedir a su Ángel guardián que lo proteja de incidiosos y malidicentes.
30/09/17 6:07 AM
JUANJO
Cuando se abamdona la teología escolástica no queda piedra sobre piedra.
30/09/17 8:42 AM
Mariana
Se llama pecado de escándalo?
1/10/17 1:30 AM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.