La sabiduría se cobija en el sentido común

La sabiduría se cobija en el sentido común

Ante tantas propuestas ideológicas interesadas ha llegado la triste circunstancia que se ha perdido la sindéresis en muchos momentos. Se trata de la capacidad natural para juzgar rectamente y poder distinguir entre el bien y el mal. En definitiva, usar la discreción y la sana razón, lo que popularmente se dice: «tener sentido común».

Ante tantas propuestas ideológicas interesadas ha llegado la triste circunstancia que se ha perdido la sindéresis en muchos momentos. El término sindéresis viene del griego synteréo, que significa observar, vigilar atentamente. Es la capacidad natural para juzgar rectamente y poder distinguir entre el bien y el mal. En definitiva usar la discreción y la sana razón. Lo que popularmente se dice: Tener sentido común.

Y si bien este sentido común es el que debiera regir, nos encontramos que por varias circunstancias, se ha perdido. No se entienden ciertas afirmaciones que se usan y que se aplican como si se tratara de un dogma. Por ejemplo, no se entiende que por defender la libertad se usen medios coercitivos como son la violencia o la degradación de la persona.

El Papa Benedicto XVI decía, hablando de la verdad y la caridad, que en estos tiempos, la verdad suele ser relativizada perdiendo su fuerza y obligatoriedad. La ‘verdad’ se convierte en ‘tu verdad’ o ‘mi verdad’ convirtiéndose en opinión, y cuando ésta va aunada al poder político deviene en formas de gobierno despóticas e injustas. O, cuando es mayoritaria, en trastornos de vida social absurda cuando se reclama por derechos humanos violentándose otros, incluso a su vez los más básicos y elementales como el derecho a la vida y la dignidad de la persona, propios de una sociedad contradictoria que ha perdido su sentido común, como por ejemplo se reclama el derecho al propio ejercicio de la libertad para decidir abortar o lesionar la justicia. Cuando esto sucede, se pone en peligro el verdadero desarrollo de los pueblos (Cfr. Cáritas in Veritate, 43).

El saber nunca es sólo obra de la inteligencia. Ya decía Oliver Wendel, poeta y médico estadounidense: «La ciencia es un magnífico mobiliario para el piso superior de un hombre, siempre y cuando su sentido común esté en la planta baja». Ciertamente, puede reducirse a cálculo y experimentación, pero si quiere ser sabiduría capaz de orientar al hombre a la luz de los primeros principios y de su fin último, ha de ser sazonado con la sal de la caridad.

En una época en la que la realidad virtual gana espacio y tiempo en la vida del ser humano conviene tener presente el origen de dónde se parte y el fin al que se dirige. Por eso el evangelio pone el dedo en la llaga cuando dice: «Vosotros sois la sal de la tierra. Pero si la sal se vuelve sosa ¿con qué se salará? No vale más que para tirarla fuera y que la pisotee la gente» (Mt 5, 13). Jesucristo nos muestra un camino certero y apoyado en el sentido que la misma naturaleza nos regala. Ante esta metáfora de la sal hay una cosa que es necesario evitar: perder el sabor.

Cuando se pierde el sentido auténtico de lo que es la vida y de lo que ella contiene en sí misma se sitúa en lo absurdo. Es la regla sin sentido de pensar lo mismo que la mayoría: se piensa y actúa como todos, se sustentan las mismas ideas, se vierten las mismas opiniones, se adoptan los mismos criterios: es como la sal que se ha vuelto insípida.

Se requiere una conversión especial para romper con los principios vacios del error mundano. «No os acomodéis a la mentalidad del mundo, antes bien transformaos mediante la renovación de vuestra mente de forma que podáis discernir cuál es la voluntad de Dios, lo bueno, lo agradable, lo perfecto» (Rom 12, 2).

La mente es la primera que ha de promocionar la conversión. No hay peor corrupción que aquella que se fragua en la mente. Es mucho peor que la corrupción del corazón puesto que en ella anida o la luz o las tinieblas. Ya lo advertía Jesucristo: «Los hijos de este mundo son más sagaces en lo suyo que los hijos de la luz» (Lc 16, 8). Una advertencia para tomar en cuenta y saber que para ser coherentes debemos aplicar el sentido común que parece el menos común de los sentidos.

10 comentarios

hornero (Argentina)
Con palabras comunes, Mons. Pérez González hace comprender un problema acuciante surgido en la inteligencia de nuestro tiempo: la pérdida del sentido común. Lo absurdo se pasea de boca en boca, de los ilustrados y de los analfabetos. Es suficiente afirmar que sus causas profundas son la acción del demonio que ha esparcido sus tinieblas por sobre la tierra, provocando este delirio mental tan generalizado. Para ayudar a la Iglesia, tan afectada por el mismo, y a la humanidad que corre hacia el abismo, viene la Virgen, enviada por Cristo, como Aurora que irradia la Luz de la gloria que Él le comunica de modo pleno. Este es el auxilio que Dios nos ofrece para desbaratar el error. La Aurora de María, no sólo restablece y afianza el sentido común, sino que ilumina con luz eminente a la inteligencia racional humana, capacitándola para conocer las realidades superiores del Reino, los misterios que “el Padre ocultó a los sabios y discretos, y reveló a los pequeños” (Mat 11, 25). María con su luz de Aurora abre las puertas de la inteligencia a la realidad del Paraíso, que se había ocultado después del pecado original; también libera progresivamente a a las creaturas de su esclavitud al pecado, permitiéndoles participar en la libertad de la gloria de los hijos de Dios (Rom, 8), Así, vivimos un tiempo de creciente transfiguración que prepara la venida del Reino glorioso de Cristo, luego de la derrota definitiva de Satanás y los suyos.


4/12/18 6:48 PM
JSP
Fe y razón. Sólo un matiz al título del artículo y en el ser humano: la sabiduría no se cobija en el sentido común, se cobija en la fe humana. La Resurrección de Jesús está fuera del sentido común. Newton decía humildemente que si descubrió la fuerza de la gravedad fue gracias a subirse en los hombros de los hombres gigantes que le precedieron. En Física, la mecánica cuántica nada tiene que ver con el sentido común.
4/12/18 8:36 PM
María de las Nieves
La Santísima Virgen María es invocada por los fieles cristianos como Trono de la Sabiduría.
El Espíritu Santo Paraclito se nos regala en el Sacramento de la Confirmación en forma de 7 dones y el mayor de todos es la Sabiduría divina.
El fiel cristiano en su oración invoca el Santo Espíritu "Ven Espíritu Santo llena los corazones de tus fieles y enciende en ellos el fuego de tu Amor"
De nosotros depende acoger ese inmenso regalo que nos santifica.
4/12/18 11:04 PM
Palas Atenea
JSP: ¿Qué quiere decir que la sabiduría se cobija en la fe humana? Los famosos 7 sabios de Grecia eran sabios, pero no sabemos si tenían fe. El sentido común, que según mi maestra, es el menos común de todos los sentidos, no tiene que ver ni con la Resurrección de Cristo ni con la mecánica cuántica. Ahora han hecho un "invento" y le llaman algo así como "inteligencia emocional". El sentido común se relaciona con la virtud de la Prudencia, principalmente, y rige lo contingente. Para otras cosas el sentido común tiene poco que decir. El católico es realista y hay que serlo para tener sentido común, pero esa facultad no les está negada a otras personas tengan la religión que tengan.
4/12/18 11:41 PM
Andrés-Eduardo Luis
El sentido común dice que la vida no empieza en el cigoto y termina unos cuantos: segundos, minutos, ... años después con la muerte de este. Esto no lo defiende Jesús, que es la Verdad, porque la vida que hay fuera del segmento [cigoto-muerte] sí la defiende la creación, que la adapta al medio, situación, entorno, ..... circunstancias, ... De no ser así, no existiríamos. Todos hemos venido de la vida humana extra segmento [cigoto-muerte]. Este dogmatismo impuesto por la jerarquía, en determinadas circunstancias, entorno, medio. .... extermina la vida, no en ustedes, célibes, que tienen esa vocación bendita, sino en los que tenemos vocación matrimonial. se ve muy claro en: "Jesucristo nos muestra un camino certero y apoyado en el sentido que la misma naturaleza nos regala."
6/12/18 11:21 AM
María de las Nieves
Andrés utilice un razonamiento científico para tratar el tema del origen corporal de la vida humana individualizada es decir nuestra corporeidad, que está hoy suficientemente estudiada y no es cuestión de opiniones .
Somos seres corpóreos espirituales,su última frase si es correcta.
Y la Sabiduría es un Don de Dios.
6/12/18 3:15 PM
Pedro Amate
Ya va siendo hora de ver todos los Dogmas de Fe con un Verdadero Sentido Común.

La Fe es perfectamente razonable, y así debe ser para que todo el mundo lo entienda.

Dios era un Misterio antes de la Venida de Cristo. El Hijo nos ha dado a conocer al Padre .Y a una pregunta de uno de sus Discípulos:" Muestranos al Padre y nos basta ",Jesús le respondió :" Quien me ha vista a Mí ,ha visto al Padre "

Es de sentido común la resurrección de Jesucristo. Jesús en la cena de Pascua se reunió sólo con sus Discípulos ,y les dio a comer su Cuerpo y su Sangré ; les quiso decir que si participaban dignamente del Pan y del Vino ; ellos mismos serían su Cuerpo Místico.Faltaba la Cabeza del Cuerpo,y consagró a Pedro dándole Todo el poder del Maestro.

Les faltaba el Espíritu de Cristo ,y el día de Pentecostés ,se convirtieron todos en otros Cristos ,dispuestos a derramar su sangre ,como lo hizo el mismo Jesús en la Cruz.

Es de sentido común ,que el Niño Jesús nacido en Belén de Judea,hace 2.018 años,es hoy día el Dios de la Historia y el Anciano de Días profetizado por el profeta Daniel :7.

Es de sentido común, que no podemos esperar al Verbo Encarnado,porque ya vino hace 2.018 años ,y está con nosotros Sacramentalmente en su Iglesia.

Es de sentido común, que es la Iglesia la que da a Luz en Apocalipsis: 12 ,y que es el Esposo de la Iglesia. ; el Dios de la Historia o el Anciano de Días ,quien arrebata al Hijo Varón a su Esposa, para sentarlo a la Derecha de Dios.
7/12/18 8:02 PM
Pedro Amate
Hay mucha confusión, en esto de la Segunda Venida de Cristo.

Después del Milenio Preliminar, o Primer Cumplimiento de la Historia de la Iglesia y de la Humanidad : el Diablo ha sido soltado de su prisión, y está engañando a las naciones de los cuatro ángulos de la tierra.

Este Primer Cumplimiento ,empezó en el 380 de nuestra Era ,con la confesionalidad cristiana del Imperio Romano,por el y emperador Teodosio ; y según muchos historiadores y contemplativos ,terminó con la Gran Guerra (1.914).Después, la Segunda Guerra Mundial, lo vendría a confirmar ; y por último el Concilio Vaticano II , lo vino a ratificar ,en 1.959.

El Diablo sido soltado, por un corto espacio de tiempo,que puede llevarnos hasta finales del presente siglo.

Satanás está engañando a los que deliberadamente quieren dejarse engañar, y para esto,tiene el control de la mayoría de los Medios.

Entre sus muchos engaños,está su empecinado empeño en apartar de la Iglesia a todos cuantos pueda ; está maximizando los casos de corrupción en la Iglesia ,y está invitando a la juventud a dar rienda suelta a sus pasiones ; a salir del armario y a abandonar la fe de la Iglesia ; en aumentar la LGTBI , y en cerrar los seminarios católicos.

El celibato y la castidad ha funcionado en la Iglesia durante más de 2.000 años,y seguirá funcionando ; nunca debemos abandonar a la Iglesia .Jesucristo es EL MISMO ,hoy, ayer y por los siglos ; EL QUE ES , EL QUE ERA ,Y EL QUE HA DE VENIR ; EL VERBO ENCA
10/12/18 7:58 PM
Pedro Amate
Jesucristo es EL MISMO, hoy ayer y por los siglos. Se encarnó, para no desencadenarse nunca más ,y ascendió a los Cielos para quedarse con nosotros definitivamente y para siempre.

No podemos esperar, al que ya vino ,y está con nosotros Sacramentalmente en su Iglesia ; el Sacramento de la Eucaristía, es el Sacramento de la Iglesia ; del Cuerpo Místico de Cristo. La Cabeza,es el MISMO CRISTO ; y Cristo es el Verbo Encarnado ; Dios hecho Hombre, el Dios de la Historia, Dios Con Nosotros ; el Anciano de Días.

La Iglesia da a Luz a un " Hijo Varón " ; al Reino de Dios ,todavía un Bebé recién nacido ,arrebatado por su Padre Dios ,el Esposo de su Madre la Iglesia ; para ser sentado a la derecha del Trono de Dios.

La " Mujer " de Apocalipsis :12 ,se asemeja a la Virgen Maria ,y el " Hijo Varón ",se asemeja a Jesús de Nazaret , pero no puede ser la Virgen Maria, esposa de San José ; ni el Niño nacido de la Iglesia puede ser el Niño Jesús, nacido en Belén de Judea ; sencillamente, porque el Nacimiento de Jesús de Nazaret, fue anterior a la Iglesia.

Jesús nació en Belén de Judea hace 2.018 años ,vivió en tiempos de Poncio Pilatos ,fue crucificado, muerto y sepultado ,al tercer día resucitó entre los muertos y ascendió a los Cielos.

Jesús regresó triunfante después de su muerte , resurrección y ascensión a los Cielos, el día de Pentecostés ,para quedarse en su Iglesia para siempre ; Jesús resucitado resultó ser su Cuerpo Místico ; cada Apóstol, un Miembro
12/12/18 7:06 PM
Pedro Amate
Jesús no se reunió con una multitud para instituir el Sacramento de la Eucaristía, y de la Iglesia; se reunió sólo con sus Discípulos.

Se dice,que la Iglesia somos Todos,y es Verdad ; el Reino de Dios somos Todos ; pero la Iglesia y el Reino de Dios es un Gobierno de Orden ; también hay un Sacramento, que se llama Sacramento del Orden Sacerdotal ; es un Gobierno " real" ,de realidad y de realeza; porque es un Gobierno teocrático ,cuyo Rey es Jesucristo.

Todos somos la Iglesia , y Todos pertenecemos al Reino de Dios ,pero como en todo gobierno , hay un orden. ; unos son los gobernantes, y otros los gobernados.

Jesús hablaba del Reino de Dios ,o Reino de los " Cielos ".También dijo :" Como los cielos están más altos que la tierra ,así mis pensamientos son más elevados que los vuestros ; y mis caminos,más elevados que los vuestros ; porque mis caminos,no son vuestros caminos,ni mis pensamientos, son vuestros pensamientos ".

Jesús hablaba de " un Rebaño Pequeño " , de una puerta estrecha,y de un camino angosto ; por donde,no Todos podríamos entrar ,y no Todos podríamos subir.

El " Rebaño Pequeño " , o Reino de los Cielos, es el Gobierno de Dios,en el Reino de Dios prometido para Toda la Humanidad ,digna de vivir para siempre en la tierra convertida en un Verdadero Paraíso Terrenal.

El Cuerpo Místico de Cristo ,es el "Rebaño Pequeño " ; en principio formado por doce Apóstoles , ( con la excepción de Judas, reemplazado por el Discípulo Matias
13/12/18 11:14 AM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.