Ontario aprovecha que el «cambio de sexo» es gratis

De 195 operaciones en 2014 a 1.365 en 2016

Ontario aprovecha que el «cambio de sexo» es gratis

Esto ha supuesto también un aumento en el gasto previsto a costa de los contribuyentes para estas intervenciones de 4,37 millones de dólares canadienses, cuando dos años antes era de 2,2 millones.

(Actuall/InfoCatólica) La provincia canadiense de Ontario ha visto como en los últimos dos años el número de personas que quieren someterse a una cirugía de reasignación de sexo se ha disparado de forma sustancial.

La cifras no dejan lugar a dudas: si entre el periodo de 2014 a 2015 se realizaron 195 operaciones, dos años más tarde, de 2016 a 2017, el dato se ha disparado por siete hasta las 1.395 intervenciones quirúrgicas, según datos del ministerio de sanidad canadiense.

Hay dos motivos que han propiciado este considerable aumento de personas transgénero que desean operarse. El primero es que se trata de una intervención «gratuita», ya que la asume el sistema de seguridad social canadiense, a costa de los impuestos de todos los canadienses.  

Esto ha supuesto también un aumento en el gasto previsto para estas intervenciones de 4,37 millones de dólares canadienses, cuando dos años antes era de 2,2 millones.

El otro motivo es la «liberalización» de este mercado. Y es que en marzo de 2016, el ministro de Salud, Eric Hoskins, modificó las regulaciones de Ontario para aprobar estas «reasignaciones de sexo».

Se pasó de necesitar la aprobación del Centro para la Adicción y la Salud Mental para someterse al tratamiento, a tan solo ser necesario el visto bueno de las consultas médicas en la provincia.

Es decir, de aquellos centros que se dediquen a realizar este tipo de operaciones. Lo «curioso» del caso no radica solo en el aumento de demandantes, sino sobre todo en el incremento de las peticiones de licencia por parte de centros médicos. Hasta 250 en un año. Hay mucho dinero en juego.

Pero el ministro de Sanidad del «premier» Justin Trudeau no se ha quedado atrás, y ya planea como ofrecer más servicios «gratuitos» de esta índole.

Para el 2018, ha prometido que las cirugías de vaginoplastia (la construcción de una vagina) y la metoidioplastia (la construcción de un pene) serán accesibles en Ontario, pues hasta ahora solo se realizan en Quebec y EEUU.

Canadá se ha convertido en uno de los países abanderados de la ideología LGTB, y concretamente la provincia de Ontario, cuyo gobierno podrá quitar la patria potestad a los padres que se opongan al adoctrinamiento LGTB.

10 comentarios

Palas Atenea
Vale, pues iré a Ontario a ponerme los implantes dentarios transexuales.
20/07/17 5:00 PM
misael
Creo que lo que pasa es que el gran despliegue de la ideología LGTTBI ha calado en los cerebros más blandos, que creen que "operándose" arreglan la contradicción que sienten entre mente y cuerpo.

Se equivocan, pero eso no se lo cuentan, porque no le dicen la cantidad de contraindicaciones que tendrán que soportar el resto de su vida.

Creo que veremos la próxima aberración: que [email protected] [email protected] [email protected], montarán asociaciones para pedir ser indemnizados por el gobierno canadiense y además de pagarles la operación habrá que darles una paguita de por vida. El dogma progre conduce a la locura. ¿ Alguien lo dudaba ? Ni siquiera el comunismo, que tenía ínfulas de científico, lo era en la teoría.
20/07/17 6:10 PM
Fuenteovejuna
Para que un/a homosexual trans pueda sentirse como el hombre o la mujer que eligió ser, no alcanza con el cambio de genitales -cosa que por otra parte no pasa de ser un delito de lesiones gravísimas- sino que también debe "pensar" como un hombre o una mujer.
Para eso la única solución es un trasplante de cerebro, cosa que ya sabemos que es imposible.
De modo que por más que el número de estas cirugías de reasignación de sexos aumente exponencialmente, los pobres desgraciados que salen del quirófano seguirán siendo lo que la madre naturaleza quiso que sean, un hombre o una mujer.
El problema de fondo pasa por la locura de un gobierno transitorio que pretende institucionalizar de manera definitiva una aberración sexual como si se tratara de un axioma indiscutible, obligando a la sociedad a aceptar -manu militari- una mentira abyecta como si fuera una verdad luminosa.
20/07/17 9:21 PM
Fuenteovejuna
Continuando con el comentario anterior, digo que así como el pescado se pudre por la cabeza, esta pesadilla se ha convertido en realidad porque el monstruo de la homosexualidad ha escalado hasta las cimas más encumbradas de este Occidente que alguna vez fue cuna de la Cristiandad, y desde allí y a través de la ONU difunde este perversión satánica castigando a los países más débiles que desobedecen sus políticas nefandas.
A quienes por ventura creen que esto cambiará como tantas otras cosas que cambiaron porque no pasa de ser una moda pasajera, lamento decirles que tendrán un amargo despertar porque viven de ilusiones.
La única forma de acabar con esta pesadilla será un castigo divino o la torpeza de los poderosos enfangados en el vicio que nos llevará a una guerra total que sólo traerá muerte, hambre y pestes por doquier.
Después todo será renovado y los que queden alabarán a Dios.
20/07/17 9:32 PM
Valero Martínez San Miguel
Yo les diría a los padres que no quieren someterse a que sus hijos sean educados en la locura LGTB que no teman a que se les quite la patria potestad.Si se unen serán tantos que el gobierno no tendrá presupuesto suficiente para internar a todos esos niños y hacerse cargo de ellos
21/07/17 12:05 AM
marcelo
Hermano Misael, muy bueno tu comentario, ellos creen que con una operación van a llegar a su verdadero ser. Pero sabemos que el ser lo alcanzamos en Cristo. Lo peor es que no hay vuelta atrás en estas mutilaciones carnales. En lo otro que Canada como Suecia y otros países laicos, que beban su copa hasta el fondo.
21/07/17 1:13 AM
Simón
Esta noticia, y estás prácticas, tarde ó temprano, se volverán contra los que se intervienen, como contra los médicos que practican esta clase de intervenciones. Es un acto contra natura, además de ser un negocio rentable para los médicos que practican esta clase de intervenciones.
¡Que Dios les perdone, porque la Naturaleza no les podrá perdonar!.
21/07/17 12:56 PM
Irma
Que vergûenza que algunos países puedan darse el lujo de gastar el dinero de los impuestos que pagan todos sus ciudadanos, para tener este tipo de cirugías, que no beneficia a nadie, ni siquiera a los mismos operados porque ese cambio no los hará ni hombres ni mujeres completos y sin embargo hay miles de seres humanos que mueren en el mundo por no poder satisfacer las necesidades básica de alimentación, acceso a medicina y otros muchos, ni siquiera tienen acceso a educación por falta de recursos económicos.
Hasta dónde va a llegar este mundo en el que se ha perdido los valores fundamentales de la humanidad, dejando paso a todos los vicios y libertinajes de algunos y amparados por leyes?
Es una verdadera paradoja
21/07/17 10:03 PM
Movaca
El cerebro no se opera y Dios no se equivoca.
22/07/17 5:36 AM
Carolina
Dios guardó los Diez Mandamientos en el corazón de cada ser humano. Aunque una persona sea operada muchísimas veces, siempre escuchará el llamado de Dios a la conversión a través de su conciencia.
22/07/17 7:55 PM

Dejar un comentario



Los comentarios están limitados a 1.500 caracteres. Faltan caracteres.

No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.

Los comentarios aparecerán tras una validación manual previa, lo que puede demorar su aparición.