Una vida radical y una canción de amor (Mc. 1. 11)

El Evangelio del domingo del Bautismo del Señor nos dice que tras el Bautismo de Jesús: “Se oyó una voz del cielo”(Mc. 1, 11), la voz de Dios Padre, que también se oye en la transfiguración del Señor diciéndoles a los apóstoles que escuchen a Su Hijo. El soplo del Espíritu Santo cambia vidas de maneras inesperadas, cuando se escucha a la Palabra hecha carne en el silencio, sea en un retiro del mundo o en medio de una multitud.


S. Antonio Abad (c. 250-356) permanecía años en la soledad del desierto para evitar la voz del mundo
, pero en ocasiones salía de su retiro para combatir la herejía arriana, para visitar a alguna comunidad de discípulos o para encontrarse con S. Pablo Ermitaño (por inspiración divina). También vivió cierto tiempo cerca de un cementerio (donde se pensaba vivían los demonios) para derrotar la superstición con la fe en Cristo.

¿Qué inspiró una vida tan radical? S. Atanasio nos dice que un día oyó en el Evangelio: “vende lo que tienes, da el dinero a los pobres – así tendrás un tesoro en el cielo- y luego vente conmigo”.

“Entonces Antonio, como si Dios le hubiese infundido el recuerdo de lo que habían hecho los santos y como si aquellas palabras hubiesen sido leídas especialmente para él, salió en seguida de la iglesia e hizo donación a los aldeanos de las posesiones heredadas de sus padres.

[…]Habiendo vuelto a entrar en la iglesia, oyó aquellas palabras del Señor en el Evangelio: ‘No os agobiéis por el mañana’. Saliendo otra vez, dio a los necesitados incluso lo poco que se había reservado, ya que no soportaba que quedase en su poder ni la más mínima cantidad. Encomendó su hermana a unas vírgenes que él sabía eran de confianza y cuidó de que recibiese una conveniente educación; en cuanto a él, a partir de entonces, libre ya de cuidados ajenos, emprendió en frente de su misma casa una vida de ascetismo y de intensa mortificación.”(Vida de S. Antonio)


El Señor sigue hablándonos hoy en día. Esto le pasó al compositor y cantante Martín Valverde:

“Yo estaba en un concierto [en Chihuahua, Méjico, febrero de 1990] y hago lo que siempre pido: “Por favor guarden silencio y hablen con Dios.” Es lo que siempre pido. En medio de ese mar me agarra el Señor muy amablemente del cuello y me dice: “Diles que los amo, diles que los amo, que les digas que los amo.” Yo se lo dije a lo S. Agustín: “Díselos Tú. Yo aquí estoy para lo que se ofrezca, pero no sé ni cómo arrancar.” Cerré los ojos y como dice S. Agustín […]: “el jubileo es un balbuceo”. Cuando me di cuenta había nacido posiblemente la canción más conocida del siglo pasado al final y al principio de este siglo. No hablo de que yo la haya compuesto. A mí me la dieron y ya no es mía, es nuestra. Dios se encargó de decírmelo al oído para decírtelo al tuyo: “Nadie te ama como Yo”. (Transcripción de lo que dijo en un concierto).

Se oye en este vídeo la canción de Martín Valverde “Nadie te ama como Yo”:

Letra de la canción como se oye en el vídeo

¡Cuánto he esperado este momento, cuánto he esperado que estuvieras así!
¡Cuánto he esperado que me hablaras, cuánto he esperado que vinieras a mí!
Yo sé bien lo que has vivido. Sé también por qué has llorado.
Yo sé bien lo que has sufrido, pues de tu lado no me he ido.

CORO (2X):
Pues nadie te ama como Yo, nadie te ama como Yo.
Mira la cruz, esa es mi más grande prueba. Nadie te ama como Yo.

Yo sé bien lo que me dices, aunque a veces no me hables.

Yo sé bien lo que en ti sientes, aunque nunca lo compartes.
A tu lado he caminado, junto a ti Yo siempre he ido.
Aun a veces te he cargado.
Yo he sido tu mejor amigo.

CORO (1X)

Pues nadie te ama como Yo, nadie te ama como Yo.
Mira la cruz: fue por ti, fue porque te amo.
Nadie te ama ni te amará, nadie te ama como Yo.


¿Y nuestra respuesta al Señor? “Si oís hoy su voz no endurezcáis vuestros corazones”
(Heb. 3, 15) “En sentido místico, huyendo nosotros de la veleidad del mundo y atraídos por la fragancia y pureza de las virtudes, corremos con los santos detrás del esposo […] Y la voz del Señor desde los cielos se dirige a nosotros, amados por Dios (Mt 5,9): ‘Bienaventurados los pacíficos, porque serán llamados hijos de Dios’, y entonces se complace en nosotros el Padre con el Hijo y el Espíritu Santo, esto es, cuando formamos un espíritu con Dios.” (S. Jerónimo)

“Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo,
como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.”

Pregunta del día [Puede dejar su respuesta en los comentarios]: ¿Qué pasajes de la Biblia, la Palabra de Dios, le han inspirado más en su vida?

Mañana: El encuentro con Jesús - “serían las cuatro de la tarde”(Mc. 1, 39)

12 comentarios

  
Noby
ML
La Pasión y el Prólogo,ambos del Evangelio de S.Juan.
17/01/09 8:55 PM
  
María Lourdes
Noby, preciosos pasajes los que escogió. La Pasión del Señor según S. Juan me llama la atención en particular porque es lo que muchos santos como San Francisco de Asís y Santa Clara pidieron que se les leyera en su lecho de muerte. Creo que el Papa Juan Pablo II también pidió que se le leyera el Evangelio de San Juan el día que fue llamado a la Casa del Padre.
17/01/09 10:56 PM
  
fan

Lo que me ha acompañado siempre son los Evangelios. Me da vergüenza decirlo pero es ahora cuando estoy prestando atención al resto del NT y poco al AT.

María Lourdes, me alegra que hayas escrito sobre S. Antonio Abad, tenía una idea equivocada de él. Hoy leyendo a von Balthasar no comprendía la referencia a S. Atanasio y S. Antonio Abad.
Gracias por aclarármelo.
17/01/09 11:04 PM
  
María Lourdes
Fan, se fijó primero en lo mejor de la Biblia, los Evangelios que contienen la vida de Nuestro Señor Jesucristo. Me parece normal que se preste atención primero a algunos pasajes más que otros, según crecemos en conocimiento. Hay pasajes que no entendía de pequeña que ahora puedo apreciar mejor.

Debí de haber mencionado en mi artículo que S. Atanasio era un discípulo de S. Antonio Abad.

Me alegro de que mencionó a von Balthasar porque de él no había leído nada hasta que le mencionó usted, y, mira por dónde, que parte de lo poco que leí lo voy a incluir en mi siguiente artículo. O sea que, muchas gracias a usted.
17/01/09 11:47 PM
  
Camino
En el minuto 2.20, María Lourdes, Pablo, el "hijo especial" de Martín Valverde, le pide precisamente esa canción, Nadie te ama como yo. Seguro conocerás ésta otra, no me gusta con perdón en el video la cantante que le acompaña, pero creo merece la pena si alguno no conoce la historia, acompaña bien a la Palabra de Dios.
http://www.youtube.com/watch?v=2JW7_fp16OQ

Tienes mucha razón en que hay que leer y releer la Biblia, pues Dios es compasivo y nos da su gracia preparándonos para ella, lo cual es igualmente gracia. Voy a ser acaparadora con mis "palabras de Dios":
El valle de los huesos secos que reviven Ezequiel 37
La mujer y el dragón, Apocalipsis 17
El sermón de la montaña, Mateo 5 y 6
La oración sacerdotal, Juan 17

18/01/09 9:16 AM
  
Foix
Muchos han sido los textos del Evangelio que me han conmovido. El comienzo y la Pasión de Juan y de Marcos, el Sermón de la Montaña etc Pero, como me gustaría resaltar un texto concreto elijo éste que me conmovió hasta las entrañas; es Marcos 7, 24-30:

Y partiendo de allí (Jesús), se fue a la región de Tiro, y entrando en una casa quería que nadie lo supiese, pero no logró pasar inadvertido, sino que, en seguida, habiendo oído hablar de él una mujer, cuya hija estaba poseída de un espíritu inmundo, vino y se postró a sus pies. Esta mujer era pagana, sirofenicia de nacimiento, y le rogaba que expulsara de su hija al demonio. El le decía: "Espera que primero se sacien los hijos, pues no está bien tomar el pan de los hijos y echárselo a los perros." Pero ella le respondió: "Sí, Señor; que también los perros comen bajo la mesa las migajas de los niños." El, entonces, le dijo: "Por lo que has dicho, vete; el demonio ha salido de tu hija." Volvió a su casa y encontró que la niña estaba echada en la cama y que el demonio se había ido.
18/01/09 5:37 PM
  
María Lourdes
Camino, muchas gracias por el enlace al vídeo de Martin Valverde. El primer "niño especial" que conocí fue un sobrino de mi madrina, que vive en España todavía. Jugamos de niños y no me acordé más de él, pero cuando le volví a ver, celebrando mis 18 años con su familia, ese adulto con corazón de niño, al verme se acordó de mi nombre y quiso jugar conmigo. Nunca olvidaré el rato que pasamos juntos. La canción me hizo echarle de menos.

Gracias por compartir esos pasajes. Algo del Sermón de la Montaña que me ha ayudado en momentos difíciles es lo que dijo Jesús sobre cómo nuestro Padre en los cielos cuida de los pájaros y viste las flores: "a cada día le basta su propio afán" (Mt. 6, 34).
18/01/09 8:33 PM
  
María Lourdes
Foix, la mujer cananea es verdaderamente impresionante. Siendo mujer, me conmueve mucho la delicadeza con la que Jesús trató a cada mujer que pasaba por su camino, sacando siempre lo mejor de cada una (la samaritana, la mujer con hemorragia, las mujeres de Jerusalén de camino al Calvario, etc.).
18/01/09 9:11 PM
  
María Lourdes
Algunos pasajes que más me llegan al corazón son la Virgen María al pie de la Cruz, Jesús defendiendo a la pecadora arrepentida que le lavaba los pies con sus lágrimas, pero también el que habla de diez leprosos que fueron curados por Jesús, pero sólo uno, el samaritano, volvió a Él enseguida para agradaecérselo. Ahora que los menciono, me doy cuenta de que todos tienen que ver con alguien a los pies de Jesús, mostrando allí lo mejor que podían su amor y gratitud al Señor.

Esos pasajes me echaron a la cara que muchas veces veía en mi vida cosas negativas, que no pasaban como yo quería, sin pensar en lo mucho que tenía que agradecer la gran Bondad del Señor conmigo. ¿Iba a seguir tan desagradecida como siempre o iba a usar mi vida para dar gracias al que nunca dejó de amarme sin límites? Si había algo que podía hacer por Él a través de mi prójimo, ¿por qué no hacerlo? Reconozco que no he llegado al punto de dejar de ser orgullosa y egoista con los que me rodean, de por fin abandonarme por completo a los pies de Jesús, pero esos pasajes me dijeron que no podía continuar como siempre, que algo tenía que cambiar en mi vida.
18/01/09 9:15 PM
  
María Lourdes
Salvador, su comentario fue borrado por consistir sólo en iniciales sin sentido (o al menos eso es lo que me parecían), pero gracias por pasar por aquí.
15/07/09 4:09 AM
  
José Noé López Concha
La inspiración en mi vida sobre los textos Biblicos son el Génesis, los libros sapienciales: Sabiduría, Eclesiástico, Eclesiastés, Salmos (salmo 23 sobre todo) y el Evangelio de San Juan (el profeta de la esperanza).
03/01/10 6:38 AM
  
María Lourdes
José Noé, gracias por compartir cuáles de los textos bíblicos le inspiran más. Pero, espero que comprenda que el enlace que dejó no era muy apropiado para este blog católico y por eso ya no aparece con su comentario. Aunque un poco retrasado, le deseo un feliz año nuevo.
07/01/10 11:10 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.