InfoCatólica / Que no te la cuenten / Categoría: Sin categorías

8.11.18

Presentación de "Que no te la cuenten" en Madrid. A cargo de Natalia Sanmartín Fenollera

Queridos lectores (principalmente aquellos que se encuentran en la Madre Patria, ESPAÑA):

Gracias a Dios y aprovechando la ocasión de un viaje cultural con algunos alumnos, podremos cumplir con una promesa que desde hace tiempo existía con ciertos lectores: presentar la obra “Que no te la cuenten” en la península ibérica.

Venga entonces la invitación para el lunes 12 de Noviembre próximo, a las 19 hs. en el salón de grados de la Facultad de Cs. Económicas y Empresariales, CEU Universidad San Pablo (Calle Julián Romea 23, Madrid).

La presentación estará a cargo de nuestra amiga Natalia Sanmartín Fenollera, autora del famoso “El despertar de la Señorita Prim“; contaremos también con la presencia de nuestro amigo y hermano, el P. Federico Highton, SE, misionero en la meseta tibetana, de paso por allí en esos días.

12.10.18

"No conviene que el hombre esté solo". Conferencia del P. Bojorge

Para oír o descargar el audio, hacer clic AQUÍ

 


PARA SUSCRIPCIÓN A LOS POSTS VÍA WHATSAPP, seguir estas indicaciones:

  1. Añadir a la agenda de contactos de su teléfono este número tal como está: 005491135809554 o bien +5491135809554 (pueden agendarlo como “Que no te la cuenten” o como deseen).
  2. Una vez agregado, enviar un mensaje vía Whatsapp con la palabra “ALTA” (es imprescindible enviar un primer mensaje para poder ser agregado a la lista).

Ya está. A partir del próximo post comenzarán a recibir automáticamente las nuevas entradas en sus teléfonos.

 

 

 

 

 

 

27.09.18

"Conoce tu misa". Un libro muy recomendable

Hace años los católicos recibíamos una buena o aceptable formación litúrgica. Bastaba ir a la capilla o a la parroquia para que, los mismos símbolos, nos hiciesen entender la realidad que se encontraba detrás de los colores, los gestos, las rúbricas, etc. Hoy, lamentablemente, ya no es así y es necesaria una nueva educación y explicación de qué cosa es la Santa Misa, ese Sacrificio incruento que reactualiza la Pasión de Nuestro Señor y Sus beneficios.

Resucitando de las tinieblas del olvido, a alguien se le ocurrió que sería bueno reeditar, con nueva traducción e imágenes más depuradas, el hermoso librito “Conoce tu misa” donde, en forma de “cómic” y con viñetas, tanto para grandes como para chicos se va explicando paso por paso la Santa Misa según la forma tradicional o -como se le dice hoy- “extraordinaria” o “tridentina".

Les dejo el link donde se puede adquirir este tesoro en formato digital y papel; una verdadera joya a color.

Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi

Formato digital

Formato papel


PARA SUSCRIPCIÓN A LOS POSTS VÍA WHATSAPP, seguir estas indicaciones:

  1. Añadir a la agenda de contactos de su teléfono este número tal como está: 005491135809554 o bien +5491135809554 (pueden agendarlo como “Que no te la cuenten” o como deseen).
  2. Una vez agregado, enviar un mensaje vía Whatsapp con la palabra “ALTA” (es imprescindible enviar un primer mensaje para poder ser agregado a la lista).

Ya está. A partir del próximo post comenzarán a recibir automáticamente las nuevas entradas en sus teléfonos.

 

 

 

 

 

 

1.09.18

Teodoro y su penitencia

Escrupulosos, jansenistas y carentes de ironía, abstenerse. Aviso.

 

Hay algo que no se dice (¡no se quiere decir!) y es que la inmensa mayoría de los casos de abusos sexuales cometidos por parte del clero, han sido obra de sodomitas empedernidos que, viendo un ambiente propicio en los seminarios, ingresaron a ellos como el zorro ingresa en el gallinero. 

Es decir, y para ser claros: no hay sacerdotes homosexuales, sino homosexuales que “trabajan” de sacerdotes. 

Esta es la primera y principal reflexión, con todas las putrefactas consecuencias que quieran sacarse, con perdón de la eufonía.

La segunda es similar a la primera y es que la pedofilia o efebofilia, lamentablemente no son cosa de hoy, ni en el mundo ni en la Iglesia sancta et meretrix[1], al mismo tiempo. Tanto es así que, en siglo de hierro (s. X), la plaga de la homosexualidad también había asolado a la Esposa de Cristo en su cara visible, como podemos leer en el siguiente resumen del “Liber gomorrhianus” de San Pedro Damián, obispo y doctor de la Iglesia.

La diferencia entre lo que sucedía antes y lo que sucede ahora es que, nadie justificaba el pecado; se pecaba y se pecaba fuerte; pero se sabía de la falta, no se promovía –por ello– al pecador.

A partir de todas estas reflexiones, se nos ocurrió compartir con los lectores el famoso romance español titulado “El cura y su penitencia”, interpretado por el inigualable Joaquín Díaz (por favor, óiganlo) para, luego, intentar una leve modificación para los tiempos que corren.

Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi

 

 

 

Teodoro y su penitencia 

Teodoro que dice Misa

en medio de Washington

se enamoró de un mocoso

desde que lo bautizó.

Mientras vivieron sus padres,

no lo pudo tocar, no.

Cuando murieron sus padres,

el joven solo quedó.

Un día del mes de mayo,

sin saberlo Viganó;

pasó por allí el mal cura, pasó por allí el traidor.

– Vente conmigo, Pepito;

Pepito del corazón.
Lo ha agarrado de la mano

y a su casa lo llevó.

Un día de Jueves Santo,

con el joven se acostó
la puso la mano al pecho,

y el cuerpo muerto quedó.

“– Obispos, obispos sados,

si queréis buen envión,

sacadme de aquí este niño,

donde no la vea Dios.

A la mañana siguiente,

a decir misa marchó
y al tiempo de alzar el cáliz,

del cielo bajó una voz.

– “Detente, traidor, detente;

detente padre traidor,
que no puedes decir misa,

ni consagrar al Señor”.

A la mañana siguiente,

para Roma se marchó
a que le confiese alguno

y le eche la absolución.

 

– Tranquilo, Teodor tranquilo,

que nadie te condenó,

y si nadie te condena

cómo he de hacerlo yo.

 

- Que te saquen el capelo,

que te quiten el reloj.

- Esa es mucha penitencia;

más chica la quiero yo.


– Que te reten un poquito

hasta que olviden de vos

– Esa es mucha penitencia;

más chica la quiero yo.


– Que te metan en un claustro

y que reces con ardor.

– Esa es mucha penitencia;   

más chica la quiero yo.

 

– Que te agarren entre cuatro

y que te partan en dos,

esa sí que es penitencia,

bien grande la quiero yo…

 

 

 

 

 



[1] Santa y prostituta al mismo tiempo. Santa por su fundador y prostituta por algunos de sus miembros.

 PD: si a ud. le consta la homosexualidad de algún sacerdote, no sea cómplice. Denúncielo con el obispo.


PARA SUSCRIPCIÓN A LOS POSTS VÍA WHATSAPP, seguir estas indicaciones:

  1. Añadir a la agenda de contactos de su teléfono este número tal como está: 005491135809554 o bien +5491135809554 (pueden agendarlo como “Que no te la cuenten” o como deseen).
  2. Una vez agregado, enviar un mensaje vía Whatsapp con la palabra “ALTA” (es imprescindible enviar un primer mensaje para poder ser agregado a la lista).

Ya está. A partir del próximo post comenzarán a recibir automáticamente las nuevas entradas en sus teléfonos.

 

13.07.18

Profanación, perdón y redención. Sobre la imagen de una Virgen

Las historias hay que contarlas completas.
Hace justo dos semanas tuvimos la triste noticia  de que, durante una madrugada, un hombre había destruido la imagen de la Medalla Milagrosa que se encontraba en la rotonda cercana a nuestra capilla.
Desde ese día, comenzamos a rezar a Nuestra Señora por el desagravio y pidiendo asimismo por la conversión de quien había cometido este grave pecado.
Dios todo lo ve pero hoy, además, también existen las cámaras… y el nombre del implicado salió a la luz  rápidamente. Y muchos le mostraron su descontento… 

Pues bien: hoy, luego de varias idas y venidas y de contactarlo personalmente, se hizo presente en nuestra Capilla. Pidió perdón y confesó sus pecados.

Ofreció comprar la nueva imagen de Nuestra Señora y colocar una ermita para la misma, comprometiéndose incluso a estar presente en el momento de la entronización que será –Dios mediante- a principios de Agosto.
“Todo coopera para el bien de los que aman a Dios” (decía San Pablo) “incluso los pecados” (agregaba San Agustín, que de esto sabía mucho).

María, refugium peccatorum, ora pro nobis.

Bendigamos al Señor.
Demos gracias a Dios.
Que no te la cuenten…

P. Javier Olivera Ravasi

PS: nos dicen que, en estos días, el autor del suceso hará una carta pública pidiendo perdón. Apenas esté lista, la subiremos también al sitio.

 


PARA SUSCRIPCIÓN A LOS POSTS VÍA WHATSAPP, seguir estas indicaciones:

  1. Añadir a la agenda de contactos de su teléfono este número tal como está: 005491135809554 o bien +5491135809554 (pueden agendarlo como “Que no te la cuenten” o como deseen).
  2. Una vez agregado, enviar un mensaje vía Whatsapp con la palabra “ALTA” (es imprescindible enviar un primer mensaje para poder ser agregado a la lista).

Ya está. A partir del próximo post comenzarán a recibir automáticamente las nuevas entradas en sus teléfonos.