13.07.08

La Palabra del Domingo - 13 de julio de 2008

Biblia


Mt 13:1-23

“1 Aquel día, Jesús salió de la casa y se sentó a orillas del mar.

2 Una gran multitud se reunió junto a él, de manera que debió subir a una barca y sentarse en ella, mientras la multitud permanecía en la costa. 3 Entonces él les habló extensamente por medio de parábolas.

Les decía: “El sembrador salió a sembrar. 4 Al esparcir las semillas, algunas cayeron al borde del camino y los pájaros las comieron.

5 Otras cayeron en terreno pedregoso, donde no había mucha tierra, y brotaron en seguida, porque la tierra era poco profunda; 6 pero cuando salió el sol, se quemaron y, por falta de raíz, se secaron.

7 Otras cayeron entre espinas, y estas, al crecer, las ahogaron.

8 Otras cayeron en tierra buena y dieron fruto: unas cien, otras sesenta, otras treinta. 9 ¡El que tenga oídos, que oiga!".

10 Los discípulos se acercaron y le dijeron: “¿Por qué les hablas por medio de parábolas?". 11 Él les respondió: “A ustedes se les ha concedido conocer los misterios del Reino de los Cielos, pero a ellos no.

12 Porque a quien tiene, se le dará más todavía y tendrá en abundancia, pero al que no tiene, se le quitará aun lo que tiene. 13 Por eso les hablo por medio de parábolas: porque miran y no ven, yen y no escuchan ni entienden.14 Y así se cumple en ellos la profecía de Isaías, que dice: Por más que oigan, no comprenderán,por más que vean, no conocerán.15 Porque el corazón de este pueblo se ha endurecido, tienen tapados sus oídos y han cerrado sus ojos, para que sus ojos no vean, y sus oídos no oigan, y su corazón no comprenda, y no se conviertan, y yo no los cure.

Leer más... »

Juan Pablo II Magno - Jesucristo

Juan Pablo II Magno

Era de esperar que, al igual que le ha sucedido a Benedicto XVI (y como prueba de esto ahí está su “Jesús de Nazaret”), la persona de Jesucristo fuera muy importante en la vida de Juan Pablo II Magno. Por eso en muchos de los documentos que escribió el Papa polaco aparece Cristo en su plenitud de Dios y en su plenitud de hombre, pues ambas realidades son la misma realidad.

Dice en la Exhortación Apostólica Christifideles Laici (34) que “Sólo Él tiene palabras, ¡Sí! de vida eterna”.

La eternidad prometida lo fue en boca de un hombre. “En cuanto hombre se ha convertido en sujeto suyo, uno de millones y millones, y al mismo tiempo Único”. Dice esto en la Encíclica Redemptor hominis (RH desde ahora), la primera de las suyas. Era, por tanto, Jesucristo, hombre como los demás pero Dios mismo.

Lo que Cristo ha sido, y es, para la humanidad, no dejó de ser contemplado por Juan Pablo II Magno. Así, “Es el cumplimiento del anhelo de todas las religiones del mundo y, por ello, su única y definitiva culminación” (Carta Apostólica Tertio millenium adveniente, de 1994)

No cabe, por tanto, buscar a nadie más, ni en otra religión ni en cualquier otra supuesta espiritualidad, pues Jesucristo es el ser divino esperado por la humanidad desde el principio de los tiempos, desde que el Génesis mostró la Creación y, en ella, al ser humano hecho vida y semejanza de Dios hasta nuestro mismo presente, tan atribulado para la fe.

Leer más... »

12.07.08

Embriones, laicismo y dignidad humana

Como el laicismo no deja ningún ámbito de la vida de las personas sin tocar y sin, por eso, estropear lo que toca y convertirlo en sujeto de sus caprichos, hay algo a lo que no podía resistirse porque, en verdad, es el origen de todo lo demás.

Como el laicismo no tiene ningún apego a lo que se pueda denominar vida ajena porque, entre sus postulados, se acomoda el nihilismo, el relativismo y todo lo que pueda ser o sonar a contrario al ser humano, era evidente que no podía evitar (ni quería, tampoco) algo tan fundamental para la humanidad al ser, por decirlo así, el sustrato sobre lo que se construye el resto de la existencia.

Como el laicismo no es, digamos, defensor de lo bueno, ni de lo admirable, ni de lo que vale la pena apoyar, ni de lo que es, ciertamente, fuente de esperanza para la humanidad, ni de lo que puede ser luz para el mundo, ni de lo que a cualquier persona puede ilusionar, ni de lo que se basa en el ser frente al tener, ni de lo que es, en fin, bueno y positivo, era de esperar que, cuando cayera en sus manos la posibilidad de manipular al ser humano desde su más tierno comienzo, iba a poner su ponzoñosa ideología a funcionar y, efectivamente, a matar.

Leer más... »

11.07.08

Principios laicistas.- y III.-Crucifijos y símbolos

El arzobispo de Valladolid, don Braulio Rodríguez Plaza, tras la inauguración, el pasado martes 8 de julio, de la XVIII Aula de Verano de la Diócesis de Valladolid en el Centro Diocesano de Espiritualidad manifestó, sobre la voluntad de retirada de los crucifijos de lugares públicos, que “Sólo demuestra la ignorancia de Zapatero

Y es que es difícil decir tanto y tan cierto en tan pocas palabras porque, en realidad, ser ignorante en determinado tema o asunto es manifestar un desconocimiento total sobre tal tema o tal asunto. Y tal es el caso.

Pero quizá será suficiente con mostrar un caso que, aunque de carácter particular, puede ser el modelo a seguir por quienes pretenden que la situación llegue a tal extremo; poner un ejemplo de lo que ni puede producirse ni es recomendable que se produzca.

Leer más... »

10.07.08

Educación para la Ciudadanía o el totalitarismo legal

El obispo de Sigüenza-Guadalajara, Monseñor José Sánchez González puso, como se suele decir, el dedo en la llaga, en lo tocante a la malhadada Educación para la Ciudadanía.

Algunas de las verdades que ha dicho el pastor que conduce la diócesis castellana, en una carta que dirigió a los medios de comunicación, han sido:

1.-No estamos de acuerdo con el método ni con determinados objetivos, ni con algunos criterios de evaluación. Menos aún, con su filosofía y la concepción, por ejemplo, de horizonte cerrado a la trascendencia, de relativismo y de ideología de género, que subyacen a esta ley

Es cierto lo que dice el obispo de Sigüenza-Guadalajara. Tampoco podemos, los cristianos y católicos, con el sentido primero y básico que tiene EpC. Para las personas que creemos en el Reino de Dios es muy importante reconocer que nuestras vidas tienen un sentido que va más allá de lo material que hay en la que vivimos en esta tierra.

Por eso no es posible entender admisible que se pueda negar la misma realidad de la trascendencia porque se impone el más terrible relativismo que no concede el beneficio, siquiera de la duda, a nuestra fe y a nuestra creencia en Dios ya que, cuando todo es aceptado nada, en realidad, se acepta sino que, utilizando tal argumento se le quita importancia a la fe.

Leer más... »

Principios laicistas.- II.- La eutanasia

El Obispo de Santander, Monseñor Vicente Jiménez Zamora, ha dicho, sobre la eutanasia, que “cualquiera que sean los motivos y los medios, es moralmente inaceptable“.

Parece que lo dicho por don Vicente queda meridianamente claro.
Además, ha insistido en que “el derecho a la vida es un derecho fundamental de carácter pre-político, en el que se basa todo el sistema de defensa y de tutela de los derechos humanos“.

Pero, ¿Qué se pretende con la eutanasia?

Dicen, aquellos que la defienden, que se trata de proporcionar un morir adecuado a las personas que se encuentran en una situación tal que les impide, es posible, decidir sobre la misma y, sobre todo, ser conscientes de que pueden acabar, rápidamente con tal sufrimiento. La solución es radical, pronta, poco valiente: se les mata y a otra cosa.

Eso sí, con todas las aceptaciones y acuerdos de la ley que para eso estamos en un sistema democrático y todo se soluciona echando mano al poder legislativo.

Leer más... »

9.07.08

Josep Miró i Ardèvol: honra mejor que barcos

Tengo que reconocer que cuando he leído la noticia que decía que el que fuera miembro importante de Convergencia Democrática de Cataluña había decidido dejar el partido que ayudó a fundar porque, en realidad, entendía que su fe la impedía seguir donde no la tenían en cuenta, he podido experimentar un gozo que proviene de saber que un católico ha hecho lo que, en verdad le correspondía (“donde es sí, sea sí y donde es no, sea no”, dijo nuestro Maestro)

Quizá pueda dar la impresión de que don Josep abandona el partido político en que militaba porque, al parecer, no podía manifestar las ideas que tenía en cuanto a determinados puntos del ideario de aquel.

En realidad, lo que más debe haber afectado a su rotunda personalidad es que en determinados temas relacionados con su arraigada fe católica el que hasta ahora era su partido se haya alineado con posturas, digamos, progres o pragmáticas.

El que esto escribe ha tenido una relación con don Josep desde distintos puntos de vista: como oyente de la COPE muchas tardes lo escuché en las tertulias de Cristina López Schlichting y pude admirar, además de su verbo inteligente y defensor de la fe, unas enormes ansias de transmitir las verdades del Evangelio; posteriormente, en la ya famosa manifestación del 18 de junio de 2005 en Madrid en defensa de la familia pude, en primera fila, volverlo a escuchar, ahora en directo, y, lo tengo que decir, me encandiló con su forma de manifestar un profundo arraigo de las mismas verdades del Evangelio citadas arriba.

Leer más... »

Principios laicistas.- I.-El aborto

Leopoldo Vives, director del Secretariado de la Subcomisión de Familia y Vida de la Conferencia Episcopal Española, manifestó el pasado lunes, 7 de julio, que con relación al aborto se insiste (por los sectores que lo defienden) “en decir que el aborto es un derecho, cuando es un gravísimo atentado contra la vida humana“.

Vives

Y esto dicho por don Leopoldo entra dentro de lo que es lógico esperar en una persona que, perteneciendo a la Iglesia católica, tiene la obligación grave de defender la vida desde que, en el momento de la concepción (Juan Pablo II Magno, en su Carta Encíclica Evangelium vitae (60) dice que “el ser humano debe ser respetado y tratado como persona desde el instante de su concepción”), surge un nuevo ser dotado de características propias distintas de la madre que lo lleva en su seno y del padre que lo engendró.

También Benedicto XVI (en la carta enviada a los obispos mexicanos por el cardenal Tarcisio Bertone) dice, refiriéndose a la vida, que “Este gran don nos impulsa a proteger y defender con firme decisión el derecho a la vida de todo ser humano desde el primer instante de su concepción, frente a cualquier manifestación de la cultura de la muerte

Por otra parte, bien sabemos que muchas personas entienden que el ser humano no lo es sino en cuanto haya nacido pues, siguiendo al mismo Código Civil Para los efectos civiles, sólo se reputará nacido el feto que tuviere figura humana y viviere veinticuatro horas enteramente desprendido del seno materno” (artículo 30) Por lo tanto, aquellos que entienden así las cosas, cualquier posibilidad de actuación sobre el feto es posible sin que ello les pueda producir ningún tipo de, digamos, malestar moral ni ético porque, al fin y al cabo, se limitan a cumplir la Ley. Para estas personas, muy preocupadas por los supuestos avances científicos manipuladores de embriones, la vida es un medio; un medio rentable.

Leer más... »

8.07.08

El buen legado espiritual de don Antonio Cañizares

El titular de la noticia decía lo siguiente:

Cañizares dejará el arzobispado de Toledo para ocupar en el Vaticano la Congregación de Culto Divino

La información sobre el titular abundaba en el qué del mismo diciendo:

El cardenal arzobispo de Toledo y Primado de España, monseñor Antonio Cañizares Llovera, dejará el arzobispado de Toledo y se irá al Vaticano para ocupar la Congregación de Culto Divino y Disciplina de los Sacramentos

Antonio Cañizares-1

La sección de Religión de La Razón.es anunciaba lo que, en realidad, era un secreto a voces: Antonio Cañizares Llovera, nacido en Utiel (Valencia), el 15 de octubre de 1945, Cardenal español, Obispo, sacerdote, hijo de Dios y hermano en Cristo, era llamado a Roma por Benedicto XVI para ocupar un importante cargo, digno de su inteligencia y preparación, en una Congregación que ha de ser considerada muy importante por los católicos.

Está claro que, se diga lo que se diga por parte de quien se diga; es decir, se piense lo que se piense de su actuación como Obispo y como Cardenal, don Antonio Cañizares, valenciano de nacimiento, español de patria y universal de religión católica, nos deja una gran legado espiritual que hemos de saber administrar.

Algunas de las manifestaciones de don Antonio le hacen justicia:

1.- En el curso de verano sobre EpC organizado por la Fundación García-Morente y la Universidad CEU San Pablo en el mes de junio del pasado año 2007 dijo que “Un Estado libre no puede imponer obligatoriamente una formación de la conciencia moral de los alumnos”, referido, esto, a Educación para la Ciudadanía.

Leer más... »

7.07.08

La silenciosa dictadura laicista

Cuando al final de esta película de terror laicista que ha sido el XXXVII Congreso Federal del PSOE celebrado hasta ayer domingo, 6 de julio de 2008, en Madrid, fueron incorporadas a las Resoluciones las enmiendas que los correspondientes grupos de trabajo habían estudiado, ya había sido escrito por algún articulista de lo religioso (era lógico esto puesto que, una vez conocidas las mismas no cambiaran en nada de lo que, al final, se resolvió) que, en realidad, el lobo laicista que se esperaba había venido a ser, más o menos, como un gatito.


Sin embargo, si leemos los textos de las enmiendas (de dos de ellas que aquí nos interesan, sobre todo: la de la laicidad y la del aborto) veremos, con toda facilidad y rapidez, que, en realidad, no es que se tratara de un gatito que, de vez en cuando araña, sino de un gran monstruo laicista que está dispuesto a engullirse a toda persona que tenga relación con lo religioso (católico, por supuesto)

Como lo mejor es que veamos “algunas” (sólo algunas) de las lindezas que contienen las enmiendas. Para muestras dos botones.


1.- De la titulada “Más laicidad para una mejor convivencia”

El título es, ya, ofensivo para los creyentes porque da la impresión de que cuando existe un contenido religioso en la sociedad (es decir, cuando hay menos, no laicidad, sino laicismo) lo que existe es poca convivencia. Esto lo dicen, sin duda, porque, estiman que la religión enturbia las relaciones sociales cuando está demostrado que, siempre que no se trate de extremismos religiosos (caso que no es el católico ni, en general, el cristiano) la convivencia se hace más llevadera cuando se asientan, sus bases, sobre la creencia en Dios.

Leer más... »