12.01.09

Camino Neocatecumenal: 40 años después

Aunque fuera en 1968, a finales de aquel revolucionario año estudiantil, cuando el Camino Neocatecumenal sembró su primera semilla de movimiento católico, ha sido ahora, el pasado sábado, 10 de enero de 2009, algo más de cuarenta años después, cuando ha llegado el momento de celebrar tan gozoso y magno acontecimiento.

Y es que, en verdad, hay razones más que suficientes como para dar resonancia a aquel momento en el que la gracia de Dios se manifestó al mundo con tal especial inspiración de Su Espíritu.

Muchas cosas deben haber pasado en la vida del Camino desde que el Madrid chabolista hiciera pensar a Kiko Argüello que, a lo mejor, era necesaria una evangelización, digamos, nueva.

En la actualidad, el Camino Neocatecumenal, tiene presencia en 6.000 parroquias de 106 países. Además, cuenta con 3.000 sacerdotes, a los que hay que añadir 1.500 seminaristas y 70 seminarios (Redemptoris mater) que para un movimiento ultra-católico (como es considerado por los que entienden de realidades espirituales más bien poco) no está nada mal (porque sería de esperar que, según la ideología que moteja al Camino de tal cosa, nadie le prestara atención o, al menos, un número muy pequeño de católicos hiciera tal cosa y quisiese acercarse a sus miembros)

Pero, ahora, es momento de celebración para el Camino y, por eso mismo, para toda la Iglesia católica donde vive la idea original de hacer presente la Palabra de Dios en aquellos que, es posible, la hayan olvidado o no hayan tenido un conocimiento, digamos, adulto de la misma.

Leer más... »

11.01.09

La Palabra del Domingo - 11 de enero de 2008. “Mi hijo amado, mi predilecto”

Santa Biblia

Mc 1, 7-11: Tú eres mi Hijo amado, mi predilecto

7 “Detrás de mí vendrá el que es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de ponerme a sus pies para desatar la correa de sus sandalias.

8 Yo los he bautizado a ustedes con agua, pero él los bautizará con el Espíritu Santo".

9 En aquellos días, Jesús llegó desde Nazaret de Galilea y fue bautizado por Juan en el Jordán.

10 Y al salir del agua, vio que los cielos se abrían y que el Espíritu Santo descendía sobre él como una paloma; 11 y una voz desde el cielo dijo: “Tú eres mi Hijo muy querido, en ti tengo puesta toda mi predilección".

1Jn 5,1-9. El Espíritu, el agua y la sangre.

1 Todo el que cree que Jesús es el Cristo ha nacido de Dios; y todo el que ama a aquel que da el ser ama también al que ha nacido de él.
2 En esto conocemos que amamos a los hijos de Dios: si amamos a Dios y cumplimos sus mandamientos.
3 Pues en esto consiste el amor a Dios: en que guardemos sus mandamientos. Y sus mandamientos no son pesados,
4 pues todo lo que ha nacido de Dios vence al mundo. Y lo que ha conseguido la victoria sobre el mundo es nuestra fe.
5 Pues, ¿quien es el que vence al mundo sino el que cree que Jesús es el Hijo de Dios?
6 Este es el que vino por el agua y por la sangre: Jesucristo; no solamente en el agua, sino en el agua y en la sangre. Y el Espíritu es el que da testimonio, porque el Espíritu es la Verdad.
7 Pues tres son los que dan testimonio:
8 el Espíritu, el agua y la sangre, y los tres convienen en lo mismo.
9 Si aceptamos el testimonio de los hombres, mayor es el testimonio de Dios, pues este es el testimonio de Dios, que ha testimoniado acerca de su Hijo.

Leer más... »

10.01.09

Juan Pablo II Magno - Sufrimiento y muerte

JPIIM

Serie “Juan Pablo II Magno”

Cualquiera que conozca, mínimamente, la vida de Juan Pablo II Magno, sabe que el sufrimiento lo conoció en su propia carne cuando fue tiroteado en la Plaza de San Pedro, un 13 de mayo de 1981. Gracias a Dios, en aquel momento, no conoció a la misma muerte.

Por tal echo es fácil entender que el tema del sufrimiento le era bien conocido.

Así, en su Carta apostólica Salvifici doloris, de 1984, dijo que “El sufrimiento, más que cualquier otra cosa, es el que abre el camino a la gracia que transforma las almas” (SD 27)

Sin embargo, para la sociedad hedonista en la que nos tocado vivir, que no admite el sufrimiento, no resulta fácil entender que sufrir pueda ser, no antesala sino algo, en sí, intrínsecamente bueno.

Lo dicho arriba, lo confirma cuando dice que “El sufrimiento, más que todo demás, hace presente en la historia de la Humanidad, la fuerza de la Redención. En la lucha cósmica entre las fuerzas espirituales del bien y las del mal, de las que habla la carta a los Efesios (Ef 6:12), los sufrimientos humanos, unidos al sufrimiento redentor de Cristo, constituyen un particular apoyo a las fuerzas del bien, abriendo el camino a la victoria de estas fuerzas salvíficas” (SD 27)

Pero sufrir es, además de lo dicho, algo más íntimo; algo que nos hace, por así decirlo, más conformes a la voluntad de Dios: “El sufrimiento es también una llamada a manifestar la grandeza moral del hombre, su madurez espiritual. De esto han dado prueba, en las diversas generaciones, los mártires y confesores de Cristo, fieles a las palabras ‘No tengáis miedo a los que matan el cuerpo, que el alma no pueden matarla’” (Mt 10:28) (SD 22)

Leer más... »

9.01.09

Semillas de cizaña en La Moncloa

El pasado miércoles, 7 de enero, se produjo una reunión entre el Presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero y el Cardenal Cañizares, aún Arzobispo de Toledo y recientemente nombrado, por Benedicto XVI, Prefecto de la Congregación para el Culto Divino y Disciplina de los Sacramentos.

Se trataba, al parecer, y según lo dicho por la vicepresidente primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, de una reunión de “cortesíaporque sabemos que el Ejecutivo socialista es muy cortés con la Iglesia católica y siempre la trata como le corresponde a una institución tan importante.

Pero es, exactamente, al revés.

La siembra de cizaña la ha procurado la misma vicepresidenta al decir que es necesario separar las relaciones que el Ejecutivo mantiene con la Conferencia Episcopal Española, presidida por el Cardenal Rouco Varela y las que mantiene con el Vaticano, representado, ahora, por Antonio Cañizares.

Y es que tal finura conceptual sólo está al alcance de ciertos comportamientos maquiavélicos como, por ejemplo, los de María Teresa (tan encantada, como hemos podido ver, con la religión hindú)

El caso es que, seguramente, y como era lo que se quería desde La Moncloa, el malestar se ha empezado a sembrar y es recogido, con fruición, por aquellos que están interesados en que tal estado de tensión se produzca y promocione.

Leer más... »

8.01.09

Antes de que lleguen los autobúses ateos

Creo que va a ser el día 12 del presente mes de enero cuando por las calles de Barcelona se van a pasear una serie de frases urdidas por un grupo de ateos incitando a no creer en Dios.

Pero, por ahora, es, sólo un proyecto. Ahora bien, teniendo en cuenta la clase de gobierno municipal que hay en Barcelona seguramente tendrán toda serie de facilidades para que la propaganda atea circule, con amplitud, por las calles de la capital de Cataluña.

Sin embargo, antes de que llegue tan curioso día sería conveniente decir algo al respecto.

Dicen, los organizadores que “el objetivo de sensibilizar a los ciudadanos ateos, no creyentes y librepensadores en general sobre la necesidad de ‘hacerse visibles’, de sentirse orgullosos de sus convicciones y de reivindicar para ellos los mismos derechos y libertades que se reconocen a otros ciudadanos por el mero hecho de poseer o manifestar unas creencias religiosas”.

Parece que quieren salir del armario ateo y manifestarse a la vecindad para que se sepa que existen porque, de otra forma, difícilmente alguien podría pensar que se puede existir sin el reconocimiento de Dios en nuestras vidas (y en las suyas) y existir como si fueran dueños de todo lo que les rodea y sin ninguna conexión con Aquel que los ha creado.

Leer más... »

6.01.09

Nueva Era, Iglesia y Dios

Serie: Nueva Era

Nueva Era

En varias ocasiones he tratado, en el tema de la Nueva Era, el caso particular de la Revista Fusión. Este medio de expresión es, esencialmente, tergiversador de la realidad y, sobre todo, ataca con saña, entre otras religiones, a la que lo es católica.

Pero hace poco han rizado el rizo del esperpento y de la manifestación de una clara idiocia intelectual.

En una editorial del pasado 28 de noviembre abundaban en un tema que les es muy querido: el zaherimiento de la religión y la presentación de lo que, para ellos, es el “verdadero dios”.

Sobre la Iglesia vienen a decir una de sus lindezas: conviene “renegar de un sistema corrupto, falso y despreciable” para, apuntillar la falsedad diciendo que “Es mas, la actitud de los que se están apartando de la iglesia y de su falso dios, encierra la confirmación de que existe otra realidad, otra fuerza interior, que no resiste más la falsedad, la hipocresía y la gran impostura de la jerarquía eclesiástica y de su montaje”.

Pero, no vayan a creer que se queda ahí la cosa.

Leer más... »

Comentarios de Precepto - 6 de enero - Epifanía del Señor

Reyes Magos

Los textos para el día de hoy, Epifanía del Señor, son los siguientes

Is 60, 1-6

Sal 71

Ef 3, 2-3a.5-6

Mt 2, 1-12

************************

Isaías 60

1 ¡Levántate, resplandece, porque llega tu luz
y la gloria del Señor brilla sobre ti!

2 Porque las tinieblas cubren la tierra
y una densa oscuridad, a las naciones,
pero sobre ti brillará el Señor
y su gloria aparecerá sobre ti.

3 Las naciones caminarán a tu luz
y los reyes, al esplendor de tu aurora.

4 Mira a tu alrededor y observa:
todos se han reunido y vienen hacia ti;
tus hijos llegan desde lejos
y tus hijas son llevadas en brazos.

5 Al ver esto, estarás radiante,
palpitará y se ensanchará tu corazón,
porque se volcarán sobre tilos tesoros del mar
y las riquezas de las naciones llegarán hasta ti.

6 Te cubrirá una multitud de camellos,
de dromedarios de Madián y de Efá.
Todos ellos vendrán desde Sabá,
trayendo oro e incienso,
y pregonarán las alabanzas del Señor.

Leer más... »

5.01.09

Alberto Moncada abjura de la familia y alguien pretende tomarnos el pelo

El último día del año pasado, publicaba Religión Digital un artículo de Alberto Moncada, famoso zascandil, en el que, simplemente, deja a la Familia por debajo de cero.

Está muy bien manifestar el acuerdo con determinadas realidades sociales. Sin embargo, cuando alguien entiende que es elemento de la modernidad que la familia dejede ser la primera unidad social” para que pase a “serlo el individuo” es que, en realidad, o bien la modernidad según lo dicho por tal persona no es demasiado positiva o bien tal persona ni cree en la importancia de la familia ni le importa un bledo.

Y eso es lo que hace Alberto Moncada: abjura de la familia.

Es muy posible que se trate de una reacción a la Eucaristía que se celebró el 28 de diciembre en la Plaza de Colón de Madrid y que, por eso, no deberíamos tener en cuenta una rabieta.

Sin embargo, la cosa va más allá.

Por ejemplo, al “matrimonio canónico” lo llama “invento eclesiástico”. Tal denominación es muy propia de alguien muy alejado de la realidad o que no quiere reconocer la verdad de las cosas.

Invento eclesiástico”… Es decir, que la Iglesia católica creó algo nuevo (tal es un invento) y que, por lo tanto, no existía. ¿No es eso una majadería? Efectivamente, lo es. Y majadero quien lo dice.

Leer más... »

4.01.09

La Palabra del Domingo - 4 de enero de 2009 - "En el principio existía la Palabra"

Santa Biblia

NOTA PREVIA: por error he publicado el comentario del Evangelio del próximo martes, 6 de enero, correspondiente a Mt 2:1-12. Por eso pido disculpas a las personas que se hayan podido sentir engañadas y, sobre todo, doy a las gracias a Jaume Canals que me ha puesto, en un comentario, sobre la pista del error cometido.

Dice la expresión que errar es humano. La prueba de esto está aquí mismo.

Por tanto, el texto que, efectivamente, es el de hoy domingo, 4 de enero, es el del evangelio de Juan que no es, precisamente, poco importante.

Jn 1:1-18

1 En el principio existía la Palabra y la Palabra estaba con Dios, y la Palabra era Dios.
2 Ella estaba en el principio con Dios.
3 Todo se hizo por ella y sin ella no se hizo nada de cuanto existe.
4 En ella estaba la vida y la vida era la luz de los hombres,
5 y la luz brilla en las tinieblas, y las tinieblas no la vencieron.
6 Hubo un hombre, enviado por Dios: se llamaba Juan.
7 Este vino para un testimonio, para dar testimonio de la luz, para que todos creyeran por él.
8 No era él la luz, sino quien debía dar testimonio de la luz.
9 La Palabra era la luz verdadera que ilumina a todo hombre que viene a este mundo.
10 En el mundo estaba, y el mundo fue hecho por ella, y el mundo no la conoció.
11 Vino a su casa, y los suyos no la recibieron.
12 Pero a todos los que la recibieron les dio poder de hacerse hijos de Dios, a los que creen en su nombre;
13 la cual no nació de sangre, ni de deseo de hombre, sino que nació de Dios.
14 Y la Palabra se hizo carne, y puso su Morada entre nosotros, y hemos contemplado su gloria, gloria que recibe del Padre como Hijo único, lleno de gracia y de verdad.
15 Juan da testimonio de él y clama: “Este era del que yo dije: El que viene detrás de mí se ha puesto delante de mí, porque existía antes que yo.”
16 Pues de su plenitud hemos recibido todos, y gracia por gracia.
17 Porque la Ley fue dada por medio de Moisés; la gracia y la verdad nos han llegado por Jesucristo.
18 A Dios nadie le ha visto jamás: el Hijo único, que está en el seno del Padre, él lo ha contado.

Leer más... »

3.01.09

Juan Pablo II Magno - Vida

JPIIM

Serie “Juan Pablo II Magno”

Sin duda alguna, la vida es algo muy importante para un cristiano porque consideramos, en general, que su protección resulta esencial para la pervivencia del ser humano, semejanza de Dios y, sobre todo, por tener carácter sagrado.

Por eso, era de esperar que Juan Pablo II Magno dijera que “La vida humana es sagrada e inviolable en cada momento de su existencia, también en el inicial que precede al nacimiento. El hombre, desde el seno materno, pertenece a Dios que lo escruta y conoce todo, que lo forma y lo plasma con sus manos, que lo ve mientras es todavía un pequeño embrión informe y que en él entrevé el adulto de mañana, cuyos días están contados y cuya vocación está ya escrita en el libro de la vida” (Encíclica Evangelium vitae, de 1995) (61)

Por tanto:

-El ser humano es pertenencia de Dios.
-Los días del ser humano están contados en el libro de la vida.

Por eso no podemos hacer, digamos, con nuestra vida, lo que más nos convenga porque, en realidad, no nos pertenece a nosotros sino a Quien nos creó.

Por eso, resulta lógico que, en la misma Encíclica citada arriba, hiciera una llamada clara en defensa de la vida: “!Respeta, defiende, ama y sirve a la vida, a toda vida humana¡!Sólo siguiendo este camino encontrarás justicia, desarrollo, libertad verdadera, paz y felicidad” (EV 5)

Leer más... »