Ritos satánicos en una iglesia de Almería

Un grupo de satánicos celebran una ‘misa negra’ en las entrañas de la iglesia de Las Salinas de Almería, titulaba ayer, 7 de marzo, el diario Ideal. Según han denunciado los vecinos de la barriada almeriense, los bancos del templo están destrozados y las paredes y el suelo están llenos de figuras e imágenes que evocan al diablo. Lo cuenta el redactor Fran Gavilán.

El interior de la iglesia de Las Salinas amaneció en la mañana del pasado domingo 6 de marzo llena de figuras y pinturas de color rojo y negro que dan a suponer que durante la madrugada se llevó a cabo un ritual satánico. Así lo han denunciado los salineros a este periódico. Al parecer, el interior del templo está completamente atestado de figuras y pinturas que evocan al diablo. Un aspecto, explican los salineros, que podría dar a entender que se ha celebrado una ‘misa negra’, es decir, un ritual que celebran las sectas satánicas y que comparten las características de simbolismo, veneración y admiración por Satán.

La asociación Amigos de la Iglesia de Las Salinas, que denunció unos días atrás en este diario que la puerta central del monumento estaba abierta, siendo el templo víctima de expolios y saqueos, explicó a Ideal que no dan crédito a esta situación y no saben «cómo se ha podido producir esté acto». Asimismo, el colectivo no sabe como catalogar este suceso: «como un acto satánico o como un acto vandálico».

A la espera de que se pronuncie el Obispado de Almería, que estaba a la espera de recibir todos los permisos en mano para comenzar la rehabilitación que demandaban los vecinos desde hace años, la asociación Amigos de la Iglesia de Las Salinas han anunciado que emitirán un comunicado en las próximas horas para denunciar un hecho que han catalogado de «surrealista».

Desde hace varias semanas, los vecinos de la iglesia de las Salinas han denunciado a través de este periódico la situación de derrumbe que sufre actualmente el templo. Con esta última noticia, el templo suma un nuevo deterioro que hace que su situación esté más condenada «al exterminio», según apuntan los salineros.

Por otra parte, según explicaba recientemente El Almería, pese a las dificultades económicas que han evitado hasta el momento la rehabilitación del edificio, el obispo de Almería, Adolfo González Montes, ha destacado la “significativa historia de la iglesia de Las Salinas, que forma parte del barrio de Cabo de Gata”. Además, como titular del inmueble no ha dudado en agradecer el apoyo municipal para su próxima restauración, debido a “la importancia de recibir apoyos para que proyectos como el de su rehabilitación puedan salir adelante y ser una realidad”.

La iglesia podrá lucir a partir de los próximos meses en todo su esplendor y dejará de ser escenario de ruinas a un templo con el encanto que merece el emplazamiento con el que cuenta.

No es la primera vez

Desde la entrada principal hasta el altar, el templo de Las Salinas de Cabo de Gata amaneció cubierto de pintadas propias de un ritual satánico, con símbolos y frases de invocaciones en latín que aludían a Lucifer. Según explica en El Almería Iván Gómez, el suelo de la iglesia fue convertido en una especie de pergamino con una cuidada simbología que requirió, a simple vista, horas y no minutos para llevar a cabo su elaboración final. Imágenes que también se extienden por las paredes y que causan estupor al observarlas en su conjunto. Y no es la primera vez. Según han confirmado a este periódico fuentes del Obispado de Almería, la parroquia ubicada junto a la empresa salinera, había sido con anterioridad escenario de rituales y ceremonias ligadas a las sectas satánicas. La última que recuerdan los vecinos de la zona fue hace exactamente un par de años, principalmente porque la deteriorada iglesia se mantiene abandonada y no acoge ninguna misa desde finales de 2004.

Los vecinos de Las Salinas han asegurado no tener constancia de cuando se produjeron los hechos porque el templo, que desde hace meses permanece sin ningún tipo de seguridad por las deficiencias del vallado, es visitado a diario por curiosos. Los ventanales y las puertas han sido destrozadas y el acceso de cualquiera es sencillo. De ahí que los residentes de Las Salinas de Cabo de Gata no hayan tenido constancia de la celebración de ningún tipo de ritual en los últimos días.

La Asociación de Amigos de la iglesia de Las Salinas reclama desde hace meses el incremento de las medidas de protección para evitar la entrada de personas a la parroquia, ante la posibilidad de que sufran accidentes o causen nuevos destrozos, hasta que el Obispado de Almería inicie las obras de rehabilitación integral de la parroquia.

Además del barrido de Cabo de Gata, otros municipios de la provincia como Benahadux, Alhama y Carboneras han sido escenario de rituales de origen satánico en los que aparecieron símbolos de las invocaciones e incluso restos del sacrificio de animales. Es más, a finales de septiembre de 1990 se produjeron interrogatorios por parte de la Guardia Civil para dar con los autores de algunos de los rituales celebrados normalmente en los cementerios. Misas negras y ritos de brujería se celebraron ese año dando lugar al inicio de una investigación por la posible presencia de una secta satánica en la provincia. El cementerio de La Cañada también acogió poco después otras ceremonias en las que fueron sacrificados corderos y cuencos de barro con la sangre y se dio un caso de exorcismo en un cortijo de Vícar.

Un estudio que fue realizado por el sacerdote y catedrático de la Facultad de Teología del Norte de España Manuel Guerra, miembro de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES), estimó la presencia de medio centenar de sectas satánicas en España, siendo el levante una de las zonas con mayor implantación. Citó a las provincias de Almería, Murcia y Málaga entre las que estaban experimentando un crecimiento considerable de los grupos de personas fascinadas por lo oculto. El rebrote del demonismo llegó a la provincia de Almería a través de la secta conocida como Hijos de Lucifer. Entre los orígenes de la expansión el sacerdote destaca “la profunda crisis de principios y de los valores religiosos y éticos”.

También en el diario La Voz de Almería puede leerse una breve noticia en su edición digital y puede verse una foto del lugar, correspondiente al altar.

5 comentarios

  
Miguel Vinuesa
Uno que seda sin palabras ante la supina GILIPOLLEZ que tienen algunos en el coco...
08/03/11 4:59 PM
  
Tulkas
El obispo González Montes ha aprendido a tener cuidado con el dinero. Lo cual no me extraña después de lo que hizo en la catedral de Ávila a principios de deste siglo, germen de la desacralización del altar mayor que va ya para diez años.

Y allí una placa, junto a la capilla de santa Teresa, recuerda la hazaña.

Menos mal que no recuerda que, encima, fue con dinero público.
08/03/11 9:10 PM
  
Christy
yo justo me quede a dormir en casa de una amiga que vive alli y al levantarnos unos niños fueron corriendo hacia la iglesia nosotros les seguimos y cuando nos encontramos con esto nos quedamos asustas
y ya avisamos a la madre de mi amiga.
26/12/11 9:08 PM
  
Ruru
Pero el satanismo es un religión más ¿porque hay que descriminar?
12/04/12 12:56 AM
  
Dylan Isrefiel
Los ritos satánicos se celebran continuamente, lo que pasa es que casi nadie habla de eso y la información que rodean estas cosas y sus fuentes están bastante protegidas y escondidas.
En una Iglesia abandonada, mira tú por donde como no es de sorprender.
Hay muchas bestialidades que se dan en el mundo, así que...que Dios los bendiga :D
16/06/18 11:19 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.