En otras noticias: un perro mordió a un hombre...

… el agua sigue mojando, y el Papa sigue siendo católico.

Puede parecer lo normal, pero a juzgar por la forma como los medios de prensa informan acerca del sínodo y el Papa Francisco, se hace necesario recordar que las cosas siguen siendo como siempre han sido.

En la homilía de ayer domingo, el Papa ha dicho:

[Las palabras del Génesis] muestran también que Dios no ha creado el ser humano para vivir en la tristeza o para estar solo, sino para la felicidad, para compartir su camino con otra persona que es su complemento; para vivir la extraordinaria experiencia del amor: es decir de amar y ser amado; y para ver su amor fecundo en los hijos, como dice el salmo de hoy. Este es el sueño de Dios para su criatura predilecta: verla realizada en la unión de amor entre hombre y mujer; feliz en el camino común, fecunda en la donación recíproca.

El amor conyugal sigue siendo complementación, y fecundidad. Lo mismo que dijo Pablo VI en Humanae Vitae. ¿Impactante o novedoso? Solo para quien no quiera ver la realidad acerca del Papa Francisco.

Otro tanto corresponde decir acerca de las acusaciones en contra del Obispo Barros de Osorno, que el Papa desestimó en términos muy poco diplomáticos:

No se dejen llevar, de las narices, de todos los zurdos, que son los que han armado la cosa. Es más: la única objeción que encontré en este obispo fue desacreditada (lo dice cortando las sílabas) por la corte judicial. Así que, por favor, no pierdan la serenidad. Osorno sufre sí, por tonta. Porque no abre su corazón a lo que Dios dice, se deja llevar por las ‘macanas’ que dice toda esa gente.

No conozco al Obispo Barros, ni los detalles de las acusaciones, pero me parece que el Papa tiene muy claro de dónde provienen.

Otra noticia que recibió muy poca difusión en la prensa fue que el Papa, en el avión de regreso desde Estados Unidos, reiteró la doctrina católica sobre la ordenación reservada a los hombres:

[Acerca de] las mujeres sacerdotes. Eso no puedo hacerlo. El Papa San Juan Pablo II , después de largos largos tiempos de reflexión, lo dejó dicho claramente. ¡No porque las mujeres no tengan la capacidad! Mira que en la Iglesia son más importantes las mujeres que los hombres. Porque la Iglesia es mujer. La Iglesia, no “el” iglesia. La Iglesia es la esposa de Jesucristo. Y la Virgen es más importante que los papas y los obispos, y que los curas.

Fíjense que el Papa Francisco reitera la enseñanza de Juan Pablo II, en el mismo contexto en que dijo sus famoso “¡Quién soy yo para juzgar!". Sin embargo, la difusión de una y otra noticia es completamente diferente. Los católicos debemos educarnos más en cuanto a los medios de comunicación, y tomar la información que nos entregan sabiendo de quien provienen.

Debemos entender que no hay un enorme y poderoso lobby anticatólico en los medios. La Iglesia y el Papa son mal entendidos y desprestigiados en los medios, porque es la forma de vender.

Es parte de la naturaleza del periodismo el recibir dinero por vender información. Si la información no es atractiva no se vende. La prensa, entonces, harán todo lo posible por presentar su información de una forma atractiva, para venderla. La verdad no es un límite. El único límite es que la noticia actual no impida que nos sigan vendiendo noticias en el futuro, es decir, su prestigio. Tampoco se trata de un concepto ético de honor. Ese prestigio influye en dinero que reciben de la publicidad, y eso les importa.

Por eso, un perro que muerde a un hombre no es noticia, pero un hombre que muerde a un perro sí lo es. Cuando el Papa reitera la doctrina tradicional y definitiva de la Iglesia sobre la ordenación femenina, no es noticia. En cambio, cuando el Papa habla de la misericordia hacia un homosexual que se ha convertido y quiere volver a Dios, sus palabras se estiran y manipulan para hacer que parezca que apoya las causas del lobby gay.

Nuestro problema es que los católicos recibimos la información por los mismo medios que todo el mundo, y nos angustiamos ante la posibilidad de que la imagen que nos entregan sea verdad. No lo es. La prensa miente y manipula, sin mala intención, solo para recibir su pago a fin de mes, igual que todos nosotros. Claro que cada periodista tiene su corazón y sus escrúpulos. Muchos de ellos sinceramente creen que las causas del homosexualismo son un deber moral. Pero son asalariados de una corporación, que está organizada en torno al dinero que puede recibir de los anunciantes. Puestos a escoger entre sus escrúpulos y su sueldo, optarán por esto último… igual que todos nosotros.

Mientras los católicos no seamos dueño de las empresas que compran publicidad, nunca habrá una buena imagen de la Iglesia en los medios. Y tal vez sea para mejor porque es una muestra más de que la Iglesia está de lado de los pobres y no de los ricos.

Lo importantes es que seamos conscientes de las reglas del juego, no nos dejemos engañar y vivamos en paz.

Tampoco se inquiete nadie por el Sínodo. Los Sínodos no toman decisiones. Son instancias consultivas en materia pastoral. El Papa emitirá una exhortación post sinodal, pero tampoco realizará declaraciones doctrinales ahí. Las declaraciones doctrinales las hacen los Papas en las Encíclicas. Hay dos tendencias marcadas en el Sínodo, pero siempre ha sido así, desde los tiempos de Arrio al menos. No pasa nada, la Iglesia sigue adelante.

9 comentarios

  
Eduardo
Pero las acusaciones contra el Obispo Barros no vienen de los zurdos ni los tontos creyentes de Osorno, sino de las víctimas, y eso es lo que la iglesia y sus medios afines se han negado sistemáticamente a reconocer. Todo lo que indicas de los medios es verdad, pero en este medio también encontramos lo mismo, mira el caso de Kim Davis, el titular y la noticia omitian que Davis no fue arrestada por oponerse a dar licencias a homosexuales, sino por negarse a dar licencias de matrimonios que cumplían la ley, entre ellos heterosexuales también, de hecho 2 de las 4 parejas que fueron rechazadas eran heterosexuales, y el supremo le había ordenado cumplir su trabajo y ella se negó a pesar de la orden del supremo.

La iglesia también es una empresa monárquica, no funciona muy diferente a las grandes corporaciones , ellos también destituyen empleados o máquinan en su contra si estos osan a pensar distinto.
05/10/15 8:29 PM
  
Desde Chile
Si entiendo su artículo, pero lamentablemente el Papá dice una cosa y sus obras demuestran otra. ¿Cómo se explica que haya recibido a su antiguo alumno y a su "familia" (pareja gay) en una audiencia en su paso por USA? Y para ser sincera, no le vi el más mínimo arrepentimiento de querer convertirse y volver a Dios ¿y la poco acertada aclaracion de Lombardi explicando que el Papa no necesariamente comparte la postura de Kim Davis? Si un perro mordiera a un hombre no tendría mayor relevancia pero las noticias del Papa por lo general asustan más que si un humano mordiera a un perro. Lamentablemente para usted y su artículo, los medios que yo leo no tienen ni el más minimo ingreso por publicidad, se mantienen a duras penas precisamente porque no van al ritmo del mundo, por lo tanto el fundamento de su artículo no tiene peso. Saludos
05/10/15 9:10 PM
  
Horacio Castro
Hola Pato Acevedo. Sobre el Obispo Barros recuerdo que sólo un lector contestó su encuesta del 23.03.15.
06/10/15 9:15 AM
  
Pato Acevedo
@ Eduardo: Cualquiera hubiera sido la conducta de Kim Davis, si no cometió un delito jamás debió ser puesta en la cárcel. Si se negó a cumplir una función que le correspondía por su cargo, debió haber sido depuesta, pero no encarcelada.

La Iglesia es monárquica, porque tiene a Jesús como rey.

@ gringo: Yo soy invitado en esta casa que es el sitio de InfoCatólica, y aunque nadie me lo ha pedido, considero un acto de cortesía hacia mis anfitriones no publicar comentarios críticos del sitio en general. Seguro me comprendes.

@ Desde Chile: Recibir a alguien en tu casa no implica aprobar todo lo que haga. La misma Kim Davis, que podríamos decir se ubica en el extremo opuesto del espectro, tiene 4 matrimonios ¿Apoyó el Papa sus divorcios? Claro que no.

Gracias a internet hay muchos otros medios aparte de los tradicionales. Aclaro que al escribir este artículo pensaba en la TV y los periódicos impresos tradicionales. En todo caso, eso no nos excusa de leer con sabiduría incluso los medios gratuitos, de conocer cuál es su agenda. Tener una agenda no es malo, solo que el lector debe conocerla.

En cualquier caso, sea que se trate de medios nuevos o tradicionales, lo mejor es ir a la fuente y leer con caridad.

@ Horacio: Que buena memoria. En todo caso, la situación creada en torno al nombramiento del obispo Barros no es el tema de esta entrada. Mi opinión ya la expresé en el post al que te refieres.
06/10/15 1:10 PM
  
Francisco de México
Pato, con respecto al papel de la mujer dentro de la religión católica:

No conozco ninguna otra religión que tenga en mayor estima a la mujer que la nuestra. Teológicamente hablando considera a la Santísima Virgen María la Creatura mas perfecta jamás creada, mas grande aún que los mismos ángeles.

Trágicamente el "modernismo" que intenta hacer de ella una grotesca caricatura de su esencia, mas parecida a un hombre con faldas que una mujer real.

06/10/15 5:53 PM
  
Eva
Don Pato, sin acritud, lo de los cuatro matrimonios de Kim Davis es un poco cansino. Los divorcios los tuvo antes de "convertirse." Es como si a San Pablo le negasen la credibilidad porque fue un perseguidor. Del resto de la entrada no opino porque lo único que sé de monseñor Barros lo he leído en los medios y cada uno dice una cosa. No tengo datos para discernir.

P. S. Convertirse lo pongo entre comillas porque es miembro de una secta cristiana, no sé exactamente cuál, a lo mejor de una que admite el divorcio. Pero, de momento, lo que es, es.
07/10/15 5:23 PM
  
Gerardo
Se ve claro que el problema del Sínodo no será de doctrina, sino de caridad, de amor, de acogida, de cercanía y trato con los heridos en materias matrimoniales y relacionados. En esto hay harto que enmendar, porque la caridad cuesta y hace falta más y más. Vivir el amor es siempre el gran problema.
07/10/15 11:56 PM
  
gringo
Kim David es funcionaria electa. Su cargo es el de " clerk" es decir algo así como una secretaria de condado. Y le pagan 80.000 dólares al año, que salen de los impuestos de todos los habitantes del condado de Rowan, también de los gais.
En los EEUU es frecuente que cargos como el de sheriff, juez y otros no se consigan mediante oposición sino por elección. La gente vota al presidente, al senador, y a un gran número de servidores públicos.
Entre esos cargos está el de la sra Davis. A quien nadie ha obligado a presentarse a las elecciones.
Así que ella no sólo es una funcionaria obligada como tal a obedecer las leyes, es que sus electores la votaron precisamente para eso, para cumplir las leyes.
¿Que clase de secta es esa que la obliga a desobedecer las leyes?.
Aquí confundimos las cosas.
Una cosa es que seas por ejemplo testigo de Jehová y no quieras que tus hijos reciban una trasfusión, y otra que seas médico y testigo y te niegues a hacerle transfusiones a tus pacientes.
Kim Davis lo tiene muy fácil: que dimita.
08/10/15 4:20 PM
  
Pato Acevedo
@ gringo: Kim Davis probablemente no se hubiera presentado al cargo, si hubiera sabido que debía celebrar uniones homosexuales. Fue el Estado el que cambió las reglas, no ella. Dicho eso, tienes razón en que lo que correspondería es que renunciara a un cargo al que ya no puede servir en buena conciencia. Lo que es totalmente inaceptable es que se la obligue a actuar en contra de su conciencia, y peor aún que se la castigue con cárcel por ello.
10/10/15 2:35 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.