Puntos en la lengua

De sutura. Muchos. Es lo que tiene morderte la lengua.

Y por hoy ya he escrito lo suficiente.    

No se me asusten. No me pasa nada ni he tenido ningún problema. Ni ganas. 

Pero es que llevamos una temporada…

35 comentarios

  
Serloc
Jajajajajaja.
13/03/19 8:03 PM
  
Percival
Tal cual. Y no digamos las suturas en el cerebro por tratar de procesar algunas informaciones
13/03/19 8:16 PM
  
pedro de madrid
Vale más un Ave María que toda censura y lo rezo ahora
13/03/19 8:24 PM
  
Haddock.
Carísssimo hermano:(Aquí viene un untuoso sobeo de manos mientras un hilillo de baba se desliza por la comisura izquierda de mi labio)
¿Quién eres tú para juzgar?
¿Acaso desconoces los nuevos paradigmas (Jodé, qué expresión me ha salido) eclesiales?
¿No sientes los brotes primaverales? Yo sí, aunque el cirujano los califique como "hemorroides trombosadas".Se conoce que él no es ni aperturista ni dispuesto a acoger la pluralidad.
Eres malo, malote, y a este paso no podrás sacarte una foto con la Carmena.


13/03/19 10:43 PM
  
C. París
Comprendo su estado de ánimo.

En situaciones así, si no puedo rezar. Salgo a la calle y me pongo a caminar a toda marcha. El ahogo y el cansancio me apaciguan.
13/03/19 10:58 PM
  
jose 2 católico español
Querido D. Jorge:
Hace años me recomendaron un método para evitar el cosido de labios: abrir la boca, sacar la lengua, cerrar la boca e intentar hablar y ver que es imposible.
Para los de nuestra quinta es duro lo que estamos viviendo, pero Él sabe lo que hace.
Su Avemaría rezada.
In Domino.
13/03/19 11:07 PM
  
Jaime Z
¿Se refiere a alguna noticia reciente? No caigo ahora, disculpe.
13/03/19 11:50 PM
  
Gonzalo
Mejor colocarse una cremallera. La cierra y la abre cuando usted quiera y no depende de otro para que le cosan.


Salut
14/03/19 10:16 AM
  
Garcia
Es lo que toca, e irá a peor cuanto menos seamos.

De gracias a Dios porque a Vd., en la totalidad de su vida, le ha tocado vivir unos tiempos pacíficos, no ha vivido ninguna guerra. Materialmente habrá vivido tiempos mejores y peores, pero no ha vivido hambrunas, ni pestes asoladoras. En ese aspecto, según Vd. iba creciendo, siempre ha ido a mejor.

Luego, su vida de fe y su sacerdocio han sido posible vivirlos en libertad, y en una muy buena parte con una sociedad que le arropaba. Sin miedos, sin angustias terribles.

A la gente de su generación Dios les ha concedido un tiempo extraordinario, como a pocas generaciones. Techo calentito, agua corriente, duchitas confortables, comida fresca y supervariada, una buena cantidad de trabajos cómodos que les permite llegar, en muchos casos, a los 75 y 80 años con una autonomía y salud asombrosa en otros tiempos. Y si te pones malito, atención sanitaria muy razonable y asequible.

Iglesias al ladito de casa gratis. Con echar la voluntad el domingo vale. Los curas, con la paga, muy generosa, totalmente garantizada. Solo tienen que estar centrados en sus feligreses, que, salvo tiempos muy recientes, han tenido en abundancia sin la necesidad de mover un dedo.

Preséntele este plan a cualquier cristiano de otros siglos a ver si no se lo cambiaba por el suyo. Incluso a reyes.

Vd. ya ha hecho su vida, de gracias. De gracias, porque no se va a comer el mundo y la Iglesia que han dejado a los que nacen ahora. Vd. se queja como si fuera a vivir 50 años más. Como si le pudieran quitar los años vividos.

El marrón se lo comen los jóvenes que no encuentran con quién casarse. Que no encuentran un medio de vida de futuro porque emplean sus años de enseñanza a aprender bobadas. Que no encuentran sacerdotes como Dios manda, ni tienen padres que les enseñen las cosas de la fe. Esos jóvenes que no encuentran nada de eso y que además mañana tampoco tendrán médico asequible, ni comida variada, que seguramente vivirán alguna guerra o una sociedad violenta e insegura, con miedos y angustias horribles dia tras dia.

NO es lo mismo ir viendo lo que viene, que vivirlo. Y mucho va a tener que seguir viviendo Vd. para verlo.

A Vd. lo que le toca es ir centrándose en su examen final, y dejar los problemas del mundo para los que se queden en él, no sea que se disperse demasiado.
14/03/19 10:25 AM
  
Sinforoso
¿Le han dado un toque de la "oficialidad" para que no se propase usted siendo católico? ¿le han recomendado que sea usted un poco más "abierto" o que se atenga a las limitaciones extraoficiales en cuanto a ser rígido o proselitista? ¿tiene esto algo que ver con lo que ha publicado o propuesto últimamente? ¿se va usted a rajar? hummmmmmm
14/03/19 10:35 AM
  
Percival
Jaime Z: ¿pregunta por alguna noticia reciente? Todas lo son. No hay día en que no haya una noticia en que, desde fuera o desde dentro, no sea zaherida la Iglesia y la fe de los inocentes.
Y que muchos de los primeros responsables de curar e iluminar, se dediquen a otra cosa o se queden callados. Sólo una voz por aquí y otra por allá, como si no hubiera un cuerpo viviente y unido de pastores.
Esta situación es la cotidianidad.
14/03/19 10:53 AM
  
claudio
No diciendo nada también se dice todo.
14/03/19 12:24 PM
  
maru
No me extraña nada, D. Jorge. Llevamos una temporada que, efectivamente es desastrosa, dañina, frustrante, etc.etc. pero sus escritos no dan un poco de esperanza, además de agradecerle inmensamente sus denuncias. Ojalá fuesen más,.no dos o tres , sino muchos más sacerdotes los que levantaran la voz, claro que también habrá quien tenga su miedo,porque depende qué obispo tenga. Animo, Padre, aunque el.mío , también decae muchas veces.
14/03/19 12:43 PM
  
Palas Atenea
Pues mire, Padre, ha habido veces en que me he confesado de acedia por costarme rezar o no hacerlo con suficiente concentración y esta vez ya no voy hacerlo porque me encuentro rezando hasta sin proponérmelo. Debe ser la reacción al desastre, no hay mal que por bien no venga.
14/03/19 1:23 PM
  
Myrian
Sea lo que sea mucho ánimo. Todo es superable...
14/03/19 2:10 PM
  
Primo
Ya lo creo, la temporada es fina.....y empezamos el séptimo año..... Y eso si referimos sólo lo del "lio" reinante, que si profundizamos mas...... la temporada recuerda a los cuarenta años del desierto......
14/03/19 5:57 PM
  
doiraje
No es mal hábito guardar silencio. Aunque psicológicamente descargar lo que llevamos dentro, puede resultar de lo más terapéutico, en no pocas ocasiones adonde nos conduce es a recargarnos de más porquería.

El criterio "clínico", por decirlo así, es que quien suela no comunicarse, hable cada vez más, y que quien hable demasiado, calle. Usted verá, según este criterio, dónde se sitúa.

Saludos fraternales y cuaresmales.
14/03/19 6:40 PM
  
Juan Mariner
Hay gente que, si no lo dice, revienta. No puede ser bueno para la salud integral estar siempre callando porque tienes un deber de obediencia "mal entendido", del que el granuja de turno se aprovecha día sí y día también.
14/03/19 7:31 PM
  
Desde Valencia
Hoy escribe Ud. a lo Góngora ¿O tal vez a lo Quevedo?
De cualquier manera, le rezo su Avemaría.
14/03/19 7:41 PM
  
Manuel d
Don Jorge, si calla usted "gritaran las piedras"
Alabado sea Jesucristo
14/03/19 10:16 PM
  
El gato con botas
Es normal que uno, y sobre todo si es sacerdote, se tenga que dar un puntito en la boca cuando se entera del tema de la Cuaresma que convoca su arzobispo.
En fin hay que cuidar la retaguardia por muy valiente que se sea.
14/03/19 10:21 PM
  
josè
González! Está ud. castigado!, aquién se le ocurre montar un fiestorro religioso y humano por San José!, debe saber que lo que se lleva en esta cuaresma de calvario es la conversiòn ecológica y pasar página a lo que sale de inmoralidades sin cuento. Leerá dos veces al menos Amoris laeticiae.
Tranquilo padre, siga con buena doctrina de fé y haga bien su trabajo, que cristianos humildes cada vez hay menos pero necesitan sus cuidados y cristianos de Pagola y de pagoda son muchos y ya no necesitan al sacerdote. Le voy a rezar para sus sofocones una Ave María de las de dentro.
15/03/19 1:05 AM
  
Isabel.
¡Qué sabrán algunos lo que han vivido, lo que viven, o han dejado de vivir otros!
De verdad que es atrevida la ignorancia.
¡Ánimo Padre!
15/03/19 1:31 AM
  
maria
ánimo, paz y valor. Ya conozco algún cura bueno de Madrid al que han mandado callar........ todo pasa, la paciencia todo lo alcanza, solo Dios basta.....
15/03/19 9:30 AM
  
García
Isabel:

¿Y Vd. qué sabe de lo que saben los demás?, ¿Qué sabe de lo que he vivido yo?, ¿qué edad tengo?, como si los secretos del S. XX fueran un arcano solo al alcance de unos pocos privilegiados. Como si no hubieramos tenido hermanos, padres, tíos, abuelos y tioabuelos y hasta bisabuelos. Ni amigos, ni vecinos. Ni profesores. Como si no hubiera documentación gráfica. Ni estadísticas. Ni revistas. Ni periódicos con su hemeroteca. Ni películas. Ni libros. Como no hay nada de nada, que va a saber nadie, ¿verdad?.

La generación que nació a finales de los 40, principios de los 50, en su conjunto, han sido unos privilegiados que han dejado un mundo peor que el que heredaron. Negar esto clama al cielo.

Y ahora que están en la puerta de salida, todavía no me he encontrado a ninguno que lo reconozca. Y a muchos todavía quejándose de lo ordinario de la vida.
15/03/19 9:45 AM
  
Joaquín
Los curas progres de los años 60, los que desertaron en masa en los años 70, eran los jóvenes, los que se educaron en la catoliquísima España de Franco, fueron a la misa en latín, estudiaron el catecismo de Astete y Ripalda y se educaron en la filosofía tomista, es decir, aquellos que hicieron todo eso que el padre Jorge propone como "solución". Si aplicamos el dicho evangélico de "por sus frutos los conoceréis"...¿hace falta que siga?


15/03/19 11:42 AM
  
Hechos

Pues es cierto que los curas progres que traiciobaron el Evangelio se educaron en la España gobernada por Franco.

Pero es claro que no aprendieron nada de lo importante en la escuel. De hecho deberían devolver todo el dinero que el Estado empleó en intentar enseñarles al Erario público.

El virus de la progrez no lo adquirieron en la escuela, no. Me atrevo a afirmar que el echar a perder sus vidas, y las de tantos feligreses, aparte de un acto voluntario, fue consecuencia de las herejías tipo teología de la liberación, creadas y azuzadas por los masones y realizadas en su infiltración por los comunistas, brazo rabiosamente activo y ejecutor como hijos de ... los masones que son.

No obstante hay que decir que la cosecha de excelentes sacerdotes fue grande, como botón de muestra D. Jorge González Guadalix.

Ocurre, como siempre, que destacan los malos curas sobre los buenos sacerdotes de Cristo, porque además de la tendencia innata del hombre en fijarse en lo malo y obviar lo bueno, hay que reconocerle a los masones y sus cachorros el control total de los medios de comunicación mayoritarios y la habilidad de utilizar a tope toda la propaganda agitpro.
15/03/19 12:26 PM
  
Horus the Hawk
Le alabo y envidio la prudencia y el aguante, Pater, porque viendo, leyendo y oyendo lo que uno tiene que ver, leer y oír se me antojan, en muchas ocasiones, virtudes casi imposibles de lograr. O será, quizás, porque no haya aún asimilado lo de amar al enemigo y perdonar la ofensa gratuita e injustificada, así como la mansedumbre evangélica.
Por ser nuevo en esta plaza, intuyo que el rezo del Ave María al que muchos de los opinantes remiten, debe ser encomienda que nos solicita a los lectores; pues bien, cuente con la mía rogándole (en justa correspondencia), también me encomiende, que siempre hace falta..
15/03/19 1:38 PM
  
Isabel.
García.
Que nadie conoce la vida ni la historia de nadie, es un hecho. Tú no sabes nada de lo que ha vivido nadie, ni D. Jorge, ni nadie de los que según tú han vivido en un mundo feliz. Pero por tu escrito deduzco que eres joven. Tan joven como para pensar que una persona con sesenta años está como tú dices "en la puerta de salida". Quizá estás tú más en la puerta de salida que D. Jorge porque los años de vida de cada uno solamente los conoce Dios y son multitud los jóvenes que mueren antes de cumplir los treinta y sin embargo hay quienes llegan a los cien años e incluso los superan.
Y te aseguro que en ese bienestar que tú piensas que hubo en determinada época, y que en ciertos aspectos lo hubo, cada uno lleva su propia historia y no es oro todo lo que reluce. Yo desde luego lo que veo es que los niños de la actualidad en este lado del mundo y en su gran mayoría, disfrutan de cosas de las que yo no he disfrutado ni en sueños. Y la juventud actual vive con unos lujos que yo no he tenido ni de lejos. Y así con muchas, muchísimas cosas.
Por tanto eso de que hemos sido unos privilegiados depende de en qué y según quien.
Y desde luego no me considero en absoluto responsable del grado de destrucción moral, social y ya camino de la económica, que pudre a esta sociedad.
16/03/19 12:48 AM
  
García
"Yo desde luego lo que veo es que los niños de la actualidad en este lado del mundo y en su gran mayoría, disfrutan de cosas de las que yo no he disfrutado ni en sueños. Y la juventud actual vive con unos lujos que yo no he tenido ni de lejos. Y así con muchas, muchísimas cosas.
Por tanto eso de que hemos sido unos privilegiados depende de en qué y según quien.
Y desde luego no me considero en absoluto responsable del grado de destrucción moral, social y ya camino de la económica, que pudre a esta sociedad."

Este es el testamento común de una persona católica de su generación. Así van las cosas, y encima nos soprendemos.

Pero de qué "lujos" está hablado, ¡¡¡por Dios!!!

Yo tampoco "disfruté" de todas esas minucias que ahoran tienen los niños. Ni play4, ni teles de 60", ni tablets. A cambio, en mi ciudad, los niños podíamos ir libremente donde queríamos sin miedo y con libertad. Nuestro patio de juegos no era solo el triste patio interior del edificio (en el mejor de los casos). Teníamos amigos por toda la ciudad. Al cole íbamos y volvíamos solos. No había pornografía omnipresente que te pervirtiera a los 10 años. Con unas chapas y unos cochecillos de juguete nos montábamos carreras de fliparlo. Con tres palos, un arco y flechas. Y cabañas. Y si había cine, íbamos a ver películas de verdad, no las bazofías de superhéroes de ahora. Y la música era música. Podías ir de excursión a pescar o coger setas con tu padre y sus amigos sin tener que hacer mil papeleos, ni volver sin truchas que además saben a cieno. Se podía disfrutar de la naturaleza sin historias, ni pedir cita.

Cuando crecimos, los niños y las niñas no se acostaban con 15 años. Ni había móviles que te grababan haciendo memeces. Había intimidad en las conversaciones que no quedaban registradas en ningún whatsapp. No perdías horas interminables siguiendo a patanes de youtube y había un mínimo de calidad en las aulas.

"Y la juventud actual vive con unos lujos que yo no he tenido ni de lejos."

Diga cuales. Porque a lo mejor tiene el arrojo de comparar la faciliad de ir a visitar una ciudad en Alemania (que va a ser casi la misma que la de España) con la facilidad que había en su época de encontrar una pareja que te tuviera respeto, a la que nadie le había puesto un dedo encima. Se lo cambio ahora mismo Isabel. Le cambio 10 viajes por Europa, y a cambio Vd. le tiene que contar a su marido que se ha acostado con dos amigos, y Vd. tiene que descubrir que su marido le ha sido infiel. Vaya lujos los de la juventud de ahora, dónde va a parar.

Y recuerde que el que estudiaba en la universidad, no estaba perdiendo el tiempo. Había gente con sentido común con la que hacer amistades sanas. No había un exceso de información que te reventara todas y cada una de las sorpresas que se podían descubrir en el mundo.

Era una época con carencias, y la más gorda es que ya se veía entonces que cada año la sociedad iba a peor, que algo se iba perdiendo poco a poco. Pero hay que ser muy ingrato a Dios para comparar la esclavitud social que tienen los críos ahora con la libertad que disfrutó su generación. Es que la comparación no hay por dónde cogerla.

Su comentario es el de su generación. El de la generación de los israelitas salvados por Moises que volvían su vista a las cebollas de Egipto.

Y al final, la coletilla. Yo no he hecho nada, yo no tengo nada que ver.

Tela.
16/03/19 12:04 PM
  
Isabel.
García...Tela la tuya que te empeñas en que pulpo es animal de compañía.
Me explico perfectamente. Si no te enteras, es tu problema.
Por otra parte y por lo que cuentas que ha sido tu infancia y tu juventud, va a ser que somos de la misma generación, mire usted por donde.
Fin.
17/03/19 2:40 AM
  
García
Isabel:

Fue Vd. la que empezó replicando y acusándome de ignorante. Luego dijo que por mi juventud no sabía lo que decía, y termina pensando que soy de su generación.

Y encima me dice que se explica perfectamente.

No se meta a dar lecciones cuando no puede, ni debe. Así no tendrá que oir las verdades que le molestan tanto.

Respecto a su vida, como podrá comprender, no tengo ni idea. Pero "católicos" de 70 años con sus hijos ajenos a la Iglesia, cuando no con una inquina inexplicable, y sus nietos sin bautizar, son, ya, la mayoría.

Pero como Vd. dijo, nadie se considera en "absoluto responsable del grado de destrucción moral, social y ya camino de la económica, que pudre a esta sociedad".

Entre todos le mataron y el solito se murió.
17/03/19 1:49 PM
  
Ladonna
Wow that was unusual. I just wrote an extremely long comment but after I clicked submit my
comment didn't appear. Grrrr... well I'm not writing all
that over again. Regardless, just wanted to say excellent blog!______
10/05/19 8:43 AM
  
Chana
Why viewers still use to read news papers when in this technological globe the whole thing is
presented on net?______
10/05/19 7:56 PM
  
Marvin
I am curious to find out what blog platform you're utilizing?
I'm having some small security issues with my latest site and I'd like to find something more safeguarded.
Do you have any suggestions?______
16/05/19 8:06 AM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.