Aforismos 15. Filosofía de la Ciencia y de la Técnica.

 

 

Los siguientes aforismos fueron tomados de un trabajo que consta de aproximadamente 16 000 aforismos que he redactado limitándome a un aproximado de 140 caracteres cada uno, en un lapso de cinco años a partir de agosto de 2011. La mayoría de ellos pertenecen al patrimonio de la Cultura Universal.  Algunos de ellos han sido recogidos de la sabiduría de los grandes pensadores de la civilización greco-latina y cristiana-católica de los últimos 2400 años de historia de la humanidad, aun cuando gran parte de ellos han sido modificados. Muchos otros constituyen una aportación personal.

La intención ha sido reducir los conceptos a muy pocas palabras y con la mayor claridad posible para hacerlos accesibles a un mayor número de personas. También incluyen el intento de expresar un mismo concepto de distintas formas.

Este decimoquinto bloque está dedicado a generalidades sobre Filosofía de la Ciencia y de la Técnica.

  1. Lo que caracteriza propiamente a la ciencia es ser un saber por causas necesarias.
  2. El mundo de la ciencia es el de lo necesario: demostrar y llegar a la certeza.
  3. El mundo de la técnica es el de lo contingente y opinable.
  4. No hay un solo método científico, sino varios según los objetos de las distintas ciencias.
  5. La ciencia particular puede explicar algunas acciones prácticas de su ámbito particular, pero no explica universalmente la acción práctica.
  6. Mientras en la actividad especulativa es el ser el que va a la inteligencia; en la actividad práctica es la voluntad la que va al ser.
  7. La ciencia es de lo necesario, de lo esencial, de lo universal.
  8. El conocimiento práctico se subordina al especulativo o teórico.
  9. La separación entre Filosofía y ciencias particulares se debe, entre otras cosas, a la falta de conciencia histórica de los saberes actuales.
  10. En la modernidad, las ciencias menos perfectas se separan de las ciencias más perfectas e incluso se consideran superiores a ellas.

  11. El positivismo considera que la Metafísica y la Teología han sido superadas por las ciencias experimentales.
  12. La ventaja de la Modernidad es que se desarrollan ampliamente los conocimientos especializados.
  13. En la modernidad, el hombre de ciencia, deslumbrado por los saberes experimentales, se olvida y desconoce la importancia de la Filosofía.
  14. Todo conocimiento y toda ciencia se subordina, en última instancia, a la Filosofía.
  15. En la modernidad, la “autonomía” de las ciencias experimentales no es sólo respecto a la Filosofía sino también va siendo entre ellas.
  16. Actualmente, las ciencias experimentales fallan en algunos o en todos los principios que exige un riguroso concepto de ciencia.
  17. Las ciencias actuales fallan en la referencia al ser, en la certeza de las causas y en el sentido de totalidad de la realidad.
  18. Las ciencias experimentales, aunque se ocupan de objetos reales, se desentienden de la noción de realidad y de los problemas que eso implica.
  19. Las ciencias experimentales o particulares se separan de la totalidad, abstraen de ella y de todo lo que no sea experimentable.
  20. Las ciencias particulares se constituyen con independencia de la totalidad y por eso pretenden ser autónomas respecto a la Metafísica.
  21. Lo que hace posible la unidad del conocimiento filosófico es la subordinación de las ciencias filosóficas a la Ontología.
  22. Lo que da a la Filosofía su sentido de totalidad, es su relación al ser que es el objeto de la Metafísica o Filosofía Primera.
  23. Las causas últimas de cualquier conocimiento y de cualquier ciencia, reciben naturalmente su explicación más radical de la Filosofía.
  24. Toda ciencia tiene su origen en principios evidentes en sí mismos y, por lo tanto, vistos.
  25. La medida de la ciencia no es su propio poder porque como toda actividad humana, está subordinada al bien.
  26. Los límites del bien y del mal que la ciencia debe aceptar son la condición para que no destruya todo lo que le rodea y se autodestruya.
  27. Sin orden al bien, la ciencia lo pervierte todo: la naturaleza, la sociedad, las relaciones humanas y al hombre mismo.
  28. La deducción es más perfecta que la inducción porque procede de la causa al efecto.
  29. La ciencia siempre considera lo necesario, aun de lo contingente porque no hay nada tan contingente que no tenga algo de necesario.
  30. Las ciencias se diversifican por sus objetos formales y se jerarquizan por la universalidad de sus objetos.
  31. Una ciencia es más perfecta que otra si su objeto es más universal.
  32. La Poiética o Filosofía de la Técnica, estudia los actos humanos en su relación con el fin último terreno del hombre.
  33. La Poiética es una ciencia filosófica que ilumina el orden técnico para que el hombre alcance su fin terreno en base a la ley cósmica.
  34. La Poiética apunta hacia el bien común terreno, mientras que la Ética apunta hacia el bien común trascendente o eterno.
  35. El orden práctico técnico nunca debe oponerse al orden moral. Nada que propicie lo inmoral puede ser eficaz; se limita a ser eficiente.
  36. Eficiencia es lograr un efecto.
  37. Eficacia es lograr un efecto de manera plena y perfecta en todos los sentidos.
  38. El artista para elaborar una obra de arte debe conocer el Ser y la Verdad, pero además debe tener el hábito del artista.
  39. La creatividad depende de la objetividad, hay que tomar en cuenta la naturaleza humana y la de la obra.
  40. La persona es el principio y fin remoto de toda obra artística. Por eso debe ser siempre perfeccionadora.
  41. Si el hombre no actúa conforme a la naturaleza terminará por frustrarse, destruir el entorno y destruirse.
  42. Lo que se opone a lo óptimo es lo pésimo.
  43. El hombre debe contribuir al perfeccionamiento de todo lo que le rodea.
  44. No todo lo técnicamente posible, es lícito moralmente.
  45. Lo técnico se subordina a lo moral.
  46. Mientras más prácticos queramos ser, más teoría hay que dominar. De lo contrario destruiremos más que lo que construyamos.
  47. Mientras mayor sea la actividad técnica, se debe contar con una mayor asesoría teórica o especulativa.
  48. La tecnología es la ciencia aplicada a la transformación del mundo. Ambas, ciencia y tecnología sin Filosofía, acaban siendo devastadoras.
  49. No es la empresa la que debe decir a la academia lo que debe hacer. Es la investigación académica la que debe orientar la producción.
  50. Para producir bien algo es necesario considerar su inserción en la totalidad y en la universalidad de la naturaleza.
  51. La vida práctica de los negocios, sin dedicar tiempo a filosofar y a dar un verdadero sentido a la existencia, es una vida infrahumana.
  52. Los artefactos culturales se valoran en función del fin que el artífice ha pensado.
  53. La Filosofía ayuda a valorar la producción de artefactos desde una perspectiva que los ponga al servicio del hombre y del bien común.
  54. La dificultad y complejidad de la tecnología actual exige la iluminación de la Filosofía realista.
  55. Toda acción práctica depende de una teoría. Por eso la mejor práctica es una buena teoría.
  56. La técnica progresa, pero la relación fraterna entre los hombres no progresa: no se respeta la dignidad corpóreo-espiritual del hombre.
  57. El orden técnico es primordialmente externo mientras el orden moral es primordialmente interno.
  58. Un error común es desvincular el orden práctico del especulativo.
  59. La condición de posibilidad del juicio práctico es el juicio especulativo.
  60. Desvincular el juicio práctico del teórico es fundar la acción sobre premisas parciales que aciertan en algo y fallan en mucho.
  61. La acción práctica exige siempre el apoyarse en conocimientos teóricos verdaderos, profundos y que formen parte de la totalidad del ser.
  62. Cualquier acción práctica implica una concepción teórica que puede ser parcial o totalmente verdadera o falsa.
  63. Toda teoría acaba descansando, en última instancia, en la Filosofía.
  64. El desprecio de la Filosofía realista, trae consecuencias negativas a la actividad práctica a corto, mediano y largo plazo.
  65. Hay que vigilar que la obra artística o técnica que produce cierta felicidad terrena, no contravenga la felicidad eterna.
  66. La inmaterialidad del proceso productor es índice de perfección del arte.
  67. El calopoeta no imprime formas sobre substancias materiales, sino sobre cualidades.
  68. La verdad de las reglas para hacer bien o mal una cosa, no depende del orden práctico sino del orden especulativo o teórico.
  69. No basta con el conocimiento y la metodología de las ciencias particulares o experimentales para justificar la acción práctica.
  70. Lo práctico, como se refiere a lo contingente, no admite certeza por estar en el mundo de la opinión, por eso es necesaria la teoría.
  71. La especialización exige un conocimiento filosófico de síntesis que determine la afectación física y moral de los procedimientos.
  72. La Filosofía es lo más opuesto a la especialización.
  73. La acción práctica progresará auténticamente en la medida en que se encuentre dirigida, aunque remotamente, por la Filosofía.
  74. Todo método se ordena y se subordina al fin del cual recibe su naturaleza.
  75. El método o el camino es imprescindible, pero si se absolutiza y se coloca como fin acaba impidiendo el proceso.

Todavía no hay comentarios

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.