(242) No todos los obispos son católicos -ecos opuestos de la misa playera-

spíox

«Tened un mismo pensar y un mismo sentir» (1Cor 1,10).

Basta, pues, de silencio; prolongarlo sería un crimen. Tiempo es de arrancar la máscara a esos hombres y de mostrarlos a la Iglesia entera tales cuales son en realidad.” (S.Pío X, Pascendi)

Hace unos años, publicamos un post con título semejante, en forma interrogativa, pero ya es tan evidente la respuesta, que hay que afirmarlo categóricamente.

En efecto, el mes pasado comentamos una suerte de crónica fotográfica de la payasesca y blasfema celebración que el obispo auxiliar de Merlo-Moreno, Oscar Miñarro, realizó en el marco de la JMJ en Panamá, en la playa, y que es sólo un botón de muestra de cómo anda la situación eclesial. Como era de esperar, el escándalo para muchos católicos fue mayúsculo, pero para otros más “abiertos", el escándalo reside precisamente en que todavía haya católicos que se escandalicen…”¡qué cerrados, atrasados, fundamentalistas y “tristes” son esos católicos negativos!”.

Tanto se han abierto, que con la “ventilación” se les enfrió el cerebro…y ni hablar de la fe.

En medio de ese panorama, quienes profesamos la fe de la Iglesia fundada por Cristo, la manifestamos explícitamente en el Credo, que en uno de sus artículos sostiene Creo en la Iglesia, que es Una, Santa, Católica y Apostólica. Una. Y el Catecismo de la Iglesia Católica se refiere a esta nota de Unidad a partir del n. 811, hasta el n. 822:

813 La Iglesia es una debido a su origen: “El modelo y principio supremo de este misterio es la unidad de un solo Dios Padre e Hijo en el Espíritu Santo, en la Trinidad de personas” (UR 2). La Iglesia es una debido a su Fundador: “Pues el mismo Hijo encarnado […] por su cruz reconcilió a todos los hombres con Dios […] restituyendo la unidad de todos en un solo pueblo y en un solo cuerpo” (GS 78, 3). La Iglesia es una debido a su “alma”: El Espíritu Santo que habita en los creyentes y llena y gobierna a toda la Iglesia, realiza esa admirable comunión de fieles y une a todos en Cristo tan íntimamente que es el Principio de la unidad de la Iglesia” (UR 2). Por tanto, pertenece a la esencia misma de la Iglesia ser una (…)

Por supuesto, unidad no significa uniformidad al modo de un bloque asfixiante de la múltiple y legítima variedad de miembros y dones:

814 Desde el principio, esta Iglesia una se presenta, no obstante, con una gran diversidad que procede a la vez de la variedad de los dones de Dios y de la multiplicidad de las personas que los reciben. En la unidad del Pueblo de Dios se reúnen los diferentes pueblos y culturas. Entre los miembros de la Iglesia existe una diversidad de dones, cargos, condiciones y modos de vida; “dentro de la comunión eclesial, existen legítimamente las Iglesias particulares con sus propias tradiciones” (LG 13). La gran riqueza de esta diversidad no se opone a la unidad de la Iglesia.

Sin embargo es preciso tomar conciencia también de la advertencia acerca de la posibilidad de quiebre, y no negarla necia y sistemáticamente, pretendiendo tapar el sol con un dedo.

Prosigue en el mismo párrafo:

No obstante, el pecado y el peso de sus consecuencias amenazan sin cesar el don de la unidad. También el apóstol debe exhortar a “guardar la unidad del Espíritu con el vínculo de la paz” (Ef 4, 3).

815 ¿Cuáles son estos vínculos de la unidad? “Por encima de todo esto, revestíos del amor, que es el vínculo de la perfección” (Col 3, 14). Pero la unidad de la Iglesia peregrina está asegurada por vínculos visibles de comunión:

— la profesión de una misma fe recibida de los Apóstoles;

— la celebración común del culto divino, sobre todo de los sacramentos;

— la sucesión apostólica por el sacramento del orden, que conserva la concordia fraterna de la familia de Dios (cf UR 2; LG 14; CIC, can. 205). (…)

Podrá, pues, parecer obvio, pero hay que aclarar entonces que si no se comparte una misma fe, no podemos permanecer en la unidad, y si esto no se aborda frontalmente, se enseña y obliga a los fieles a vivir en la mentira y la hipocresía.

Esto, que se dice fácilmente, es lo que a miles de católicos, jóvenes y adultos, les resulta un tremendo motivo de escándalo cuando se topan por todas partes con sacerdotes y obispos que no predican, no enseñan, no sostienen, sencillamente porque hace rato que no profesan la fe de la Iglesia.  Es lógico que entonces no se refieran jamás a los Novísimos, y toda su prédica se reduzca a moralina ecologista; que relativicen la verdad de los Evangelios; que se burlen de los dogmas como lo hacen algunos notorios jesuitas -empezando por el p. Sosa-; y en última instancia, trabajen dentro de la Iglesia para instaurar “una nueva iglesia” que no tiene nada que ver con Aquella que los acoge, y cuyos cimientos tratan de socavar. Están aquí, claro, pero “no son de los nuestros” (1 Jn.2,19), teniendo en claro que “es necesario que entre vosotros haya bandos, a fin de que se manifiesten entre vosotros los que son aprobados” (1 Cor.11, 19).

Las heridas de la unidad

817 De hecho, “en esta una y única Iglesia de Dios, aparecieron ya desde los primeros tiempos algunas escisiones que el apóstol reprueba severamente como condenables; y en siglos posteriores surgieron disensiones más amplias y comunidades no pequeñas se separaron de la comunión plena con la Iglesia (…). Tales rupturas que lesionan la unidad del Cuerpo de Cristo (se distingue la herejía, la apostasía y el cisma [cf CIC can. 751]) no se producen sin el pecado de los hombres (…).

Es cada día más urgente que en vez de gastar tiempo y declaraciones buscando el rejunte (que no es unidad) con las demás religiones, quienes están obligados a ello se dirijan hacia la unidad interna de la Iglesia, que como fieles, percibimos innegablemente que a muchos de nuestros pastores no les mueve un solo pelo.

Y ante ese silencio, los apóstatas y herejes levantan su voz señalando a los fieles como cismáticos, tal vez porque éstos –los fieles, pero pusilánimes- no se atrevieron a su debido tiempo a señalar la herejía y apostasía de manera más contundente. ¿Cuánto hace que se viene enseñando en los seminarios teológicos y catequísticos que se trata de términos anacrónicos, y que es una antigüedad hablar de herejía o de apostasía? Y de aquellas aguas, estos lodos.

La herejía existe, y hiere la unidad de la Iglesia. Y los que la hieren no son quienes señalan esta evidencia, sino quienes no profesan la Fe revelada por Nuestro Señor, sino los que no soportando la sana doctrina,  “acumularán para sí maestros conforme a sus propios deseos; y apartarán sus oídos de la verdad, y se volverán a las fábulas.“(2 Tim.4, 3). Tal como ha señalado el p. Iraburu hace unos días, este tipo de cristianos “da más valor a palabras de hombres que a la Palabra de Dios. Está ciego y sordo. Las teorías o hipótesis más descabelladas lo llenan de admiración porque el mundo, contrario al Reino, las rodea de prestigio“.

Y entre sus principios –generalmente protestantes, cuando no sincretistas, budistas o francamente paganos- y los principios católicos hay un abismo. Pero siguen ocupando cargos en esta Iglesia, y enseñando, y gobernando, y  de paso, estigmatizando a los que pretenden poner luz y seguir siendo fieles a la Iglesia Una, Santa, Católica y Apostólica. Es tan evidente, tan grosera ya la diferencia entre unos y otros, que por esto el p. Iraburu sostiene que “Ningún católico tiene derecho a estar confuso”. No se puede confundir un burro con un conejo sólo porque ambos tienen orejas largas…"¡pero vaya que es densa la neblina por momentos!", susurran algunos.

Por si cupiese alguna duda del abismo entre unos y otros, son elocuentes estas dos actitudes episcopales, diametralmente opuestas, coexistente en la misma patria y provincia geográfica, ante la “Misa playera” de Miñarro.

Por una parte, la “disculpa y justificación” que realiza Mons. Maletti apelando a argumentos que francamente agravian la inteligencia de sus lectores:

Fernando Carlos Maletti, Obispo de Merlo-Moreno
Merlo-Moreno, 6 de febrero de 2019.

Muy queridos sacerdotes de la Iglesia Particular de Merlo-Moreno:
Es mi deseo compartir con ustedes lo que muchos ya conocen acerca de la Jornada Mundial de la Juventud en Panamá y la especial participación del Obispo Oscar en su carácter de Referente de la CEA para la Pastoral de Juventud. Significó para toda la Iglesia Universal un toque de gracia y un fortalecimiento del Espíritu para los jóvenes de todas las edades, de todos los estilos, de las diferentes culturas y del enorme arco social al que pertenecen. Es abundante la documentación que podemos encontrar y que, a través de la pastoral de comunicación diocesana, fue enviada oportunamente. El tema al que nos referimos lo queremos enmarcar (sin dejar de lado la responsabilidad que nos toca a Malettilos Obispos en nuestra misión de cuidar la fe del Pueblo de Dios), en lo que el Papa Francisco enseña: ‘prefiero una Iglesia accidentada, herida y manchada por salir a la calle, antes que una Iglesia enferma por el encierro y la comodidad de aferrarse a las propias seguridades” (EG
49) Hoy por hoy se busca cualquier cosa con tal de ensombrecer la figura y el magisterio del Papa Francisco.
En concreto, las fotos que se publicaron en el contexto de la finalización de la Jornada Mundial de los Jóvenes, corresponden a un día de descanso de la coordinación nacional (nueve personas), en el que se celebró una Misa de acción de gracias junto al mar, que mostraba la alegría del equipo por lo vivido. Entendemos la perplejidad de algunos en referencia al “modo” en que fue ejecutada la liturgia en cuanto a la precariedad de elementos propios. Este tema ya está siendo comunicado y aclarado ante las autoridades eclesiales que corresponde, solicitando las disculpas por lo que pareciera una imprudencia. Todo esto para nada opaca el alto servicio y la fidelidad comprometida de nuestro Obispo Auxiliar en el territorio y entre la gente de nuestra Diócesis. Muchas veces debemos animarnos a corregir lo que pueda confundir a los fieles y el sentir con la Iglesia. Los saludo exhortándoles a que nos cuidemos entre todos en orden a ser un rostro de Iglesia soñada por nuestro Sumo Pontífice y sus antecesores. Con mi bendición de Padre, y la de mi Hermano Obispo Oscar, con quien he compartido estas letras.

Fernando C. Maletti
Obispo de Merlo-Moreno

El tono de la disculpa no puede dejar de recordarnos el tenor de los elogios a la “labor pastoral” (sic) que se dieron en la homilía de “despedida” a Fernando Bargalló, tras el escándalo de su foto en el mar con una “amiga de la infancia"…

Por otro lado, tenemos la reprobación categórica de Mons. Aguer, obispo emérito de La Plata, respondiendo a todas las ridículas excusas esgrimidas para justificar el “show” de marras:

Ahora bien, dice el clásico adagio del s.V  "lex orandi, lex credendi", lo que significa que “la ley de la oración es la ley de lo que se cree".   Benedicto XVI señalaba al respecto que “La correspondencia entre la oración de la Iglesia (Lex Orandi) y la “Regula Fidei” (Lex Credendi) plasma el pensamiento y los sentimientos de la comunidad cristiana, dando forma a la Iglesia, cuerpo de Cristo y templo del Espíritu.”(8/9/2010)

Por lo tanto, cuando advertimos que los herejes modernistas se empeñan tan denodadamente en SFrancisco Solanocorromper la liturgia, haciendo de ella un campo de permanente inestabilidad e innovación, es porque tienen muy presente aquel adagio.

No les interesa “renovar la liturgia”, sino cambiar la fe. 

Tengamos en cuenta lo que S.Pío X señala sobre la táctica de los modernistas,

“…táctica, a la verdad, la más insidiosa, consiste en no exponer jamás sus doctrinas de un modo metódico y en su conjunto, sino dándolas en cierto modo por fragmentos y esparcidas acá y allá, lo cual contribuye a que se les juzgue fluctuantes e indecisos en sus ideas, cuando en realidad éstas son perfectamente fijas y consistentes..” (Pascendi. n.3)

Es el propósito evidente de personajes como el sacerdote “rockero” Carlos Paravizzini, vicario de la diócesis de S. Miguel, que durante años ha servido a la confusión desde la parroquia S.Francisco Solano, y que hace unos pocos días, en un retiro para casi un centenar de fieles entre los que había una gran cantidad de catequistas -con el efecto multiplicador que esto implica-,  no escatimó palabras para repudiar la que él llamaba la “antigua Iglesia”.

En esta oportunidad renegó repetida y especialmente de la “insistencia” en la Cruz como opuesta a una “iglesia alegre", despreocupada de la eternidad. ¿Acaso no es de la Cruz de donde mana como de fuente inagotable la copiosa cantidad de gracias que regocijan el corazón de un hijo de la Iglesia?

Fueron indignantes las reiteradas burlas al Santo Cura de Ars por su penitencia, oponiéndolo dialécticamente al Sto. Cura Brochero -sin mencionar que éste murió leproso y ciego por su caridad-, elogiando de este último su “picardía” para hacer negocios…

Habiendo basado casi exclusivamente el retiro en “meditaciones” sobre Evangelii Gaudium y Gaudete et Exultate, fue también insistente e incisivo en la lamentable “obsesión” que según él existe en la “Iglesia de antes” sobre el sexto mandamiento. Causa estupor el imaginar lo que este personaje podrá dar en el confesionario sobre todo a la juventud tan bombardeada…

¿Hay que decir el daño impresionante que estas “experiencias” causan en lo más profundo de los corazones fieles, que no van a un retiro de cuatro días para vacacionar sino para fortalecer su fe, y en vez de un pastor se encuentran acorralados en una cueva de lobos?

Por imperiosa exigencia de caridad con ellos, no debemos dejar de anunciar y denunciar.

Porque si claman al cielo los abusos sexuales, es porque anteriormente se han dejado pasar irresponsablemente los abusos pertinaces contra la fe.

En alguna otra charla, el Paravizzini llegó a negar incluso que Nuestro Señor se hubiese referido alguna vez al Infierno, y cuando alguien le refirió el suceso de la “misa playera” renegó fuertemente contra Mons. Aguer, porque “se había puesto contra un hermano en el episcopado”.   

Claro que duele la división, pero es preciso mirarla de frente, como una herida para poder cauterizarla. No se puede tomar el blanco y el negro o el sí y el no como equivalentes, porque además de mentir y confundir, se está tomando a los fieles por tontos, o sugiriendo que pueden elegir como si todo fuese susceptible de la más libre interpretación personal. Y no. Porque no da lo mismo. Porque no es idéntica la verdad y la mentira, ni la fidelidad y la traición. Y hay sacerdotes y obispos que no pertenecen a la misma Iglesia de Cristo, pues abominan de ella, la repudian, mostrando una fe a la carta que huele más a secta que a Fe divina y revelada.

Pero esto hay que decirlo, hay que insistir en ello, advirtiendo sobre todo a los más pequeños e inadvertidos, porque si callamos…gritarán las piedras, y su coro será ensordecedor.

Claro que la Iglesia es Una y es indefectible -aunque permanezca en un Pequeño Rebaño-, pero dentro de la Iglesia hay herejes y apóstatas, que trabajan sin descanso para resquebrajar definitivamente esa unidad, en pos de la “unidad de las religiones” dando la espalda a Cristo Rey del Universo.

No hay que confundirse: como sus hermanos, Judas tuvo la inmensa gracia de estar el Jueves Santo, pero no celebró la Pascua con los demás… 

¿Y su estirpe? No son católicos, aunque incluso pretendan tener sus propios santos, como Angelleli el montonero. Pidamos por sus almas, pero que no nos confundan.

La Iglesia no les pertenece a ellos, sino a Cristo.

———————————————————————————

Nos adherimos a la Súplica filial (ver aquí) para que NO se confunda a los fieles elevando a los altares al obispo pro-marxista y montonero Angellelli -

Agradecemos su firma en el sitio Liga Católica y difunda.

==============================================

Infocatólica agradecerá vuestra generosa colaboración; le sugerimos cómo hacerlo.

 

32 comentarios

  
Miguel Antonio Barriola
Lo más triste es que fuera de Aguer o algún otro, no haya venido advertencia alguna de la misma Conferencia Episcopal Argentina o de cátedras más altas.
Si tales mitrados van gobernando la Iglesia, fácil es presentir, que la verdadera, basada en Escritura y Tradición, se irá reduciendo a un muy reducido "pusillus grex".
-------------------
V.G.: Así será sin duda, padre.
12/03/19 10:22 AM
  
maru
Increíble, los comentarios de ese sacerdote, por llamarlo de alguna manera,en ese retiro a los jóvenes. Eso es CONFUSION y lo demàs son cuentos. Qué horror!!!
12/03/19 11:04 AM
  
Martín Torretta
La cantidad de errores doctrinales de su dizque artículo es tan grande que no es posible señalarlos todos.
En cualquier caso, usted se equivoca en una cosa importante.
Nadie les acusa a ustedes de herejes. Para nosotros, a los que usted acusa de modernistas, la herejía no existe.
No es más que una forma más de referirse a la libertad de pensamiento.
Para mi usted no es hereje. Vive su fe de manera acrítica pero no es hereje.
Y en cualquier caso ya afirmó el Papa que el cielo está lleno de herejes.
Otra cosa es que ustedes sean o no cismáticos. Mientras no se separen de la Iglesia no son cismáticos. Pueden ustedes tratar de cambiarla con la mayor vehemencia posible pero mientras no se separen de verdad siguen sujetos a la disciplina de Roma que, a día de hoy, es la de Francisco. Pueden ustedes separarse como hicieron los de Lefebvre. Así vivirán su fe en lo que ustedes entienden como plenitud.
Pero entonces sí que serían cismáticos. Le recuerdo que todos los cismáticos afirman tener razón por lo que eso no es óbice ninguno.
Y eso es lo que hay, señora.
Quizás podría aprender de todos esos teólogos progresistas que vivieron con dolor la época de Juan Pablo II sin decir esta boca es mía, tratando de cambiar la Iglesia poco a poco.
Hoy que lo estamos consiguiendo disfrutamos de ello y de lo que en su día costó esa lucha. Probablemente les toque a ustedes ese papel ahora.
¿Tendrán humildad suficiente ara ello? No lo se. Solo el tiempo lo dirá.
----------------------------
V.G.: "Para nosotros, a los que usted acusa de modernistas, la herejía no existe.
No es más que una forma más de referirse a la libertad de pensamiento."

Contradice ud. el Catecismo, y el primer mandamiento. Si la herejía no existe, todo es cuestión de "creatividad", y en esas andan.
Celebro su sinceridad, al admitir que han venido en silencio (en las sombras, y no tanto) tratando de "cambiar la Iglesia". Porque son uds. quienes habrían debido salir, si no les gusta, porque no profesan su misma Fe.
Y pretenden arrinconar a todos los católicos íntegros en el grupo de los Lefebvristas porque así nos tendrían más fácilmente identificados como un grupo cerrado, al margen. Pues no, mire. Muchísimos de nosotros seguiremos molestando en nuestras parroquias y diócesis sin autoexcluirnos, levantando la cabeza y la voz cada vez que se pueda, y señalando sus abusos y herejías, porque nuestra "fe acrítica" es mucho más potente y verdadera que sus errores y fábulas.
Y seguiremos rezando por su conversión, porque para Dios no hay nada imposible.
12/03/19 11:20 AM
  
Don Minutella
Es admirable la capacidad que tiene la autora para ponerse al frente de problemas y el grado de intolerancia hacia los mismos. ////
-----------
V.G.: El enlace que colocó no cuela "para compensar" nada -comparto todos los conceptos de la entrevista-, sino para distraer del tema del post.
12/03/19 12:40 PM
  
alma
Excelente artículo, con verdades como puños.
12/03/19 2:17 PM
  
Fer
Es verdad lo que dices. Ya no son católicos: se han inventado su propia religión, con sus propios dogmas y ritos.

Ya no creemos ni practicamos lo mismo.
12/03/19 3:41 PM
  
pedro de madrid
En España, varias sujetas interrumpieron en una iglesia con y sin sujetador y fueron denunciadas, ahí se ve a otra, con tal prenda, eso si en una misa playera,¿ no podemos enseñar como hay que entrar en una iglesia o lugar donde se celebra culto?
12/03/19 4:37 PM
  
Rubén (de Argentina)
Martin Torreta:

La cantidad de errores doctrinales de su dizque artículo es tan grande que no es posible señalarlos todos.
Pues entonces, señala uno solo, uno solo con las respectivas enseñanzas de la Escrituras, Tradición y el Magisterio que dan cuenta del mismo. De esa forma nos quitarías la venda de los ojos y estarías haciendo un gran acto de caridad. Vamos, señala un solo error doctrinal contenido en este artículo.
12/03/19 5:13 PM
  
Martin Torretta
"Pues no, mire. Muchísimos de nosotros seguiremos molestando en nuestras parroquias y diócesis sin autoexcluirnos, levantando la cabeza y la voz cada vez que se pueda, y señalando sus abusos y herejías"

Y en sus parroquias y diócesis seguirán sin hacerles el más mínimo caso.
Es un caso muy común de comunicación intraauricular. Es decir a sus presbíteros les entrarán sus molestas quejas por un oído y saldrán por el otro.
Eso sí, no crea que pretendemos arrinconarles. Son mucho más divertidos estando libres y así estamos más cerca de Dios que fue libres como nos hizo.
-----------------------
V.G.: Ay Martín, qué gran problema tienen uds. con esa interpretación torcida de la libertad divorciada de la Verdad, que no es la católica, aunque colmen los templos...

- "Conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres" (Jn.8,32)

- "A libertad fuisteis llamados; sólo que no uséis la libertad como pretexto para la carne, sino servíos por amor los unos a los otros." (Gal 5,13)

-"esta es la voluntad de Dios: que haciendo bien, hagáis enmudecer la ignorancia de los hombres insensatos. Andad como libres, pero no uséis la libertad como pretexto para la maldad, sino empleadla como siervos de Dios. Honrad a todos, amad a los hermanos, temed a Dios..." (1 Pe 2,16)

- "Pero ahora, habiendo sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios, tenéis por vuestro fruto la santificación, y como resultado la vida eterna.(Rom. 6, 22)

- "Porque el que fue llamado por el Señor siendo esclavo, liberto es del Señor; de la misma manera, el que fue llamado siendo libre, esclavo es de Cristo.(1 Cor.7. 22)

- "..el que mira atentamente a la ley perfecta, la ley de la libertad, y permanece en ella, no habiéndose vuelto un oidor olvidadizo sino un hacedor eficaz, éste será bienaventurado en lo que hace." (Sant.1, 25)


12/03/19 6:04 PM
  
Luis Fernando
Martín Torreta:
"Para nosotros, a los que usted acusa de modernistas, la herejía no existe."

LF:
Señal inequívoca de que no son católicos. Es más, seguramente no sean ni cristianos, porque tanto ortodoxos como protestantes evangélicos tienen muy claro que existe la herejía. Otra cosa es que estén de acuerdo en lo que es o deja de ser herético.

En una cosa le doy la razón. A menos que Cristo regrese antes, estamos al borde de un cisma declarado. El cisma real lleva existiendo desde hace décadas. Eso sí, dudo mucho que ese cisma declarado, que lo mismo hace palidecer a los dos grandes cismas anteriores, ocurra durante este pontificado.

Adivine qué va a ser lo esencial para discernir cuál de los dos bandos va a ser el auténticamente católico...
12/03/19 7:40 PM
  
Andres Robles
Hay que terminar de entender que lo que salió del concilio vaticano dos, no fue la Fe Católica, sino el ecumenismo, que es una fe falsa, de ahi que haya una nueva misa, un nuevo calendario liturgico, un nuevo catecismo y hasta en muchos lados hasta una nueva oracion dominical. Es otra religion, y si un obispo no entiende esto y rechaza los diversos errores como la libertad religiosa, la neoeclesiologia y el tufillo neo arriano en el que estan imbuidos muchos textos (neoarrianismo desenmascarado por ejemplo el libro "El Prometeo"), entonces no es catolico.
Mons Schneider entiende esto, y por eso pide un syllabus para aclarar el concilio. Hasta Alfredo Ottaviani declaró bien cerrado el concilio, off the record "entre al concilio con una fe y sali con otra" y bueno, el mas clarividente Mons Lefebvre, tenia razon, para escandalo de los modernistas, los frutos estan ahi visibles.
El problema no es la Misa, es la Fe, esta gente no es catolica, y punto. Como bien explica Aguer, hasta los paganos hacian sus ritos falsos con mas solemnidad, respeto y dignidad, que las parodias de la Santa Misa que "hacen" (y si, por que ya es algo humano lo que estan haciendo, de Divino nada) estos personajes con pantaloncillos cortos y ojotas.
-------------------------------------------
V.G.: Pero CUIDADO Andrés; Mons. Schneider, Aguer y otros sin duda de heterodoxia asumen plenamente lo que hay de genuinamente católico luego del Concilio, y ni por asomo impugnan el Catecismo, la Misa según el Novus Ordo, el nuevo Calendario Litúrgico. Hacerlo no es defender la fe sino servir a la confusión.
12/03/19 8:23 PM
  
María del Carmen
Muy bueno. Agradezco a la autora por su claridad y coraje.
---------------
V.G.: Demos gracias a Dios!
12/03/19 8:40 PM
  
Ado
Luis Fernando:

"Adivine qué va a ser lo esencial para discernir cuál de los dos bandos va a ser el auténticamente católico..."

------------------------------------------------

Agradecería sinceramente que dijera qué. Le doy vueltas a algunas cosas pero no estoy segura de que se refiera a ellas.
De verdad lo digo, por favor Luis Fernando, si no le importa diga qué va a ser lo esencial.
12/03/19 8:53 PM
  
Luis Fernando
Ado, la Tradición. Ni más ni menos.
¿Quién enseña lo mismo que enseñó la Iglesia durante 20 siglos? Ese será católico. ¿Quién lo contrario? Ese no será católico.

Fíjese si será importante, que Benedicto XVI, siendo cardenal Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, hizo depender la autoridad del Papa de la Tradición:

...el Papa no es en ningún caso un monarca absoluto, cuya voluntad tenga valor de ley. Él es la voz de la Tradición; y sólo a partir de ella se funda su autoridad.


12/03/19 9:31 PM
  
hornero (Argentina)
Veo insinuarse un espíritu de corporación clerical que pretende descargar sobre los fieles laicos la responsabilidad que corresponde a los Obispos y sacerdotes en la crisis de la Iglesia. Muy peligroso enfrentar a fieles contra Pastores, cuando se subvierten las responsabilidades.
12/03/19 9:46 PM
  
José Ignacio
Gracias Virginia por este artículo y por tantos otros (de algunos, tengo gratísimo recuerdo; me iluminan...)
Supongo, que es consciente de que recibe largos y provocadores comentarios, para hacerle perder su precioso tiempo.
Bien mirado, el Señor sabe lo que quiere de nosotros.
Cuando a Usted (y a tantos otros) los mete en semejante lio; ¿No será una variante de ...?:
»Cuando os lleven a las sinagogas, ante los magistrados y las autoridades, no os preocupéis de cómo o con qué os defenderéis, o qué diréis, porque el Espíritu Santo os enseñará en aquel mismo momento lo que conviene decir».
Lc.12-12

------------------
V.G.: Muchas gracias por su consuelo, José Ignacio. Dios lo guarde siempre!
12/03/19 9:50 PM
  
Raúl de Argentina
Es el típico "pedido de disculpas" que se puso de moda ahora: "Si alguno es tan estúpido para sentirse ofendido por lo que hice (y estuvo perfecto) sepa que no fué mi intención ofenderlo"
12/03/19 10:34 PM
  
Spes
Cuando Dios le preguntó a Adán , porqué había comido, éste le dijo que por culpa de Eva, y luego Eva , que por la serpiente, y así, se va culpando y culpando, hasta encontrar la fuente, Todos los que hacen lío, luego dicen que porque el Papa dice......y sale a relucir la Iglesia accidentada. Pero una cosa es que la Iglesia sufra una caída al andar, y otra , que se aviente de un despeñadero, o que se manche de ligero polvo, a que se revuelque en un lodazal, todo tiene un límite. Estamos expuestos a perder la fe, a cada rato.
---------------------------
V.G.: Esto es la vida en la tierra, Spes, y por eso aquí el nombre que recibimos es Iglesia Militante o Peregrina. No estamos seguros. Y por eso es preciso cirineos, para subir hasta la cima del Calvario sin desfallecer, para luego esperar la Pascua. No podemos desfallecer, ni tirar la Cruz, y mucho menos, repudiar a Nuestra Santa Madre Iglesia, odiada por Satán hasta el fin de los tiempos. Pero no es retórica afirmar que Cristo vence. No podemos bajar las banderas ni declinar en la Esperanza.
13/03/19 2:06 AM
  
Carlos Andres Robles
Si, Por eso puse como ejemplo a Mons Schneider que pidió Syllabus del concilio. El tema es la religion paralela que vive en las mentes de esta gente, que es lo denunciado y condenado en la Pascendi justamente, los modernistas no formalizan lo que realmente piensan, es el mismo drama de siempre, hay un metamensaje que in obliquo va formando un corpus doctrinal paralelo, que despues en sucesivas etapas sirve como autojustificacion de nuevos dislates, errores, herejias, blasfemias.
Miñaro, si bien no estamos en el fuero interno para saber exactamente qué es lo que cree, se ve que no profesa la Fe Catolica, porque nadie en su sano juicio va a manipular la Divina Sangre, alma y divinidad de Cristo en un mate de calabaza, rodeado de señoritas en paños menores y el mismo tambien no revestido dignamente. Hasta para ir al chino me pongo pantalon y camisa, y Miñaro dice la Misa, lo mas preciado que tenemos, en bermudas y ojotas, sentado en una silla de plastico, una locura. Se puede inferir desde que piensa que Cristo fue un buen hombre y nada más, hasta en el peor de los casos que sea un satanista infiltrado, eso lo tendra que investigar el obispo y la CDF. Pero al fin y al cabo nada de lo que está en el universo de los potenciales articulos torcidos de su fe, es catolico.
Es un espanto, y es el obispo auxiliar de mi diocesis, donde deberia haber orgullo y respeto, hay indignacion, impotencia y tristeza. Una locura, y Maletti otro complice. Pero bueno, aprovechemos la cuaresma para reparación.

13/03/19 2:23 AM
  
Ricardo de Argentina
Lo de Miñaro fue una profanación grave y descarada, consentida y apañada por las autoridades eclesiásticas argentinas y vaticanas.

¡Oh Señor mío y Dios mío, de quien nadie se burla, defiende tu Causa, castigando de manera ejemplar a quienes la profanan y a sus valedores!
13/03/19 3:24 AM
  
Martin Torretta
"Adivine qué va a ser lo esencial para discernir cuál de los dos bandos va a ser el auténticamente católico..."

Yo te lo digo Luis Frenando
Nada. Absolutamente nada.
porque lo que sea autenticamente católico no tiene el más mínimo interés.
A fin de cuentas Cristo no fue católico.
----------------------
V.G: No le digo lo que pienso de ud. por no ir contra las propias normas de decoro de este portal. Última publicación suya, que queda como buen reflejo de la peste inmunda que es el Modernismo, conglomerado de todas las herejías que todo católico consciente tiene el DEBER de combatir.
13/03/19 9:46 AM
  
Ado
Luis Fernando

Ado, la Tradición. Ni más ni menos.
¿Quién enseña lo mismo que enseñó la Iglesia durante 20 siglos? Ese será católico. ¿Quién lo contrario? Ese no será católico.
Fíjese si será importante, que Benedicto XVI, siendo cardenal Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, hizo depender la autoridad del Papa de la Tradición:

...el Papa no es en ningún caso un monarca absoluto, cuya voluntad tenga valor de ley. Él es la voz de la Tradición; y sólo a partir de ella se funda su autoridad.

---------------------------------------------------------------------
Gracias Luis Fernando. Me lo imaginaba, pero por si acaso. Estoy cada día más aterrada por lo que me pueda tocar ver. Lo único que pido al Señor es estar en el lado correcto.
Me encanta esa frase de Benedicto, la he tenido que repetir a más de uno en los últimos 6 años.

Gracias por el artículo, Virginia.
13/03/19 10:52 AM
  
hornero (Argentina)
El demonio ha perdido la batalla contra María. Su inteligencia se ha vuelto torpe estulticia, no elabora tesis metafísicas sutiles que atraigan como atraían en épocas pasadas a hombres inteligentes, se vestía de ángel de luz.
Sus seguidores son meros provocadores, payasos del disparate, no han presentado una sola tesis que merezca ser debatida, sino sólo refutada por disparatada, ni un sólo acto que pueda perpetuarse en la memoria, solo alardes de desenfado propios de tratornados, son terroristas que se repliegan en desbande arrasando cuanto pueden. No debemos hacerles el juego, la astucia del demonio carece de munición gruesa.
Si, avanzará sobre una humanidad pisoteada por el modernismo, por el consumismo apóstata, confundida por las humaredas de la robotizacion. Sí, veremos cosas peores, los prodigios y persecuciones de un imbécil como el anticristo, si nos tomamos de la Virgen no temamos, será el Arca que nos salve durante la tempestad final.
No dejemos de saludar Su Aurora, el Día que ha venido, y trabajemos desde ahora por el Mundo Nuevo que viene, que sucederá al actual cuando triunfe Su Corazón Inmaculado.
13/03/19 8:33 PM
  
RbnJrg
Martín Torreta: al final lo tuyo fue solo jarabe de pico. Y se ve claramente que no tuviste el más mínimo empacho en faltar a la verdad cuando pomposamente dijiste que el artículo de María Virginia estaba lleno de errores doctirnales y no pudiste nombrar ni uno solo. Ya nos dijiste que no crees en la Tradición; estoy seguro que tampoco crees que Cristo hizo milagros, ni que resucitó al tercer día, ni en SU presencia real en la Eucaristía, ni en la Inmaculada Concepción de la Virgen María, ni en la perpetua virginidad de la Madre de Dios. Por tus palabras sabemos ya que no eres cristiano, ¿crées en algo?
13/03/19 9:55 PM
  
Rubén (de Argentina)
Ado:

Te transcribo la regla de San Vicente de Lerins para distinguir la Verdad católica del error. Dice así:

Habiendo interrogado con frecuencia y con el mayor cuidado y atención a numerosísimas personas, sobresalientes en santidad y en doctrina, sobre cómo poder distinguir por medio de una regla segura, general y normativa, la verdad de la fe católica de la falsedad perversa de la herejía, casi todas me han dado la misma respuesta:

«Todo cristiano que quiera desenmascarar las intrigas de los herejes que brotan a nuestro alrededor, evitar sus trampas y mantenerse íntegro e incólume en una fe incontaminada, debe, con la ayuda de Dios, pertrechar su fe de dos maneras: con la autoridad de la ley divina ante todo, y con la tradición de la Iglesia Católica.

«Y si algún contagio nuevo se esfuerza en envenenar, no ya una pequeña parte de la Iglesia, sino toda la Iglesia entera a la vez incluso, entonces su gran cuidado será apegarse a la antigüedad, que evidentemente no puede ya ser seducida por ninguna mentirosa novedad».
De modo que la respuesta que te dio Luis Fernando es acertadísima.
------------------------
V.G.: Muchas gracias, Rubén, por la oportunísima cita.
13/03/19 10:03 PM
  
Miguel García Cinto
Sin lugar a dudas la misa playera es condenable liturgicamente.
Muchas gracias Virginia por sus artículos, es usted una señora profundamente católica con una muy sólida formación, por lo que le sigo con interés.
Consejos vendo pero para mí no tengo, pero me voy a permitir aconsejarle que no gaste muchas energías en contestar a comentarios a mi entender un tanto maliciosos.
El Señor le bendiga y le guarde.
13/03/19 10:05 PM
  
Ado
Muchas gracias Rubén de Argentina, muy oportuno.

Cuando leía sobre la Historia de la Iglesia: la crisis arriana, papas indignos y hasta asesinos, varios papas a la vez....me preguntaba si hubiera sido capaz de seguir a San Atanasio o hubiera sido demasiado el miedo a ser una hereje que se sale de la barca de Pedro, por ejemplo.

Me sentía agradecida por vivir en estos tiempos...hasta que llegó el 2013 y la roca se transformó en arenas movedizas.
Empecé a sentirme mal por lo que pensaba del Pontífice. Por eso agradezco tanto la valentía y fidelidad a Cristo, de portales como Infocatólica.
De pronto vi que no estaba tan errada y - muy importante - que no estaba sola.
14/03/19 10:09 AM
  
Martin Torretta
RbnJrg
Creo en tres cosas nada más.
En Dios que es amor y solo amor
En el segundo principio de la termodinámica (salvo que se encuentre uno en el horizonte de sucesos de un agujero negro, donde no creo que vaya a estar yo mañana)
En el Atlético de Madrid del Cholo Simeone (salvo que juegue champion contra Cristiano Ronaldo.)
Como ve, incluso los principios más fundamentales del Universo tienen excepciones.
14/03/19 1:54 PM
  
Juan Carlos de Argentina
"Hoy por hoy se busca cualquier cosa con tal de ensombrecer la figura y el Magisterio del Papa Francisco". Estos modernistas SACRÍLEGOS ni siquiera tienen la hombría de HACERSE CARGO de sus disparates que corren a esconderse bajo la sotana del Papa.
Al Papa se lo critica cuando corresponde, pues nadie tiene obligación de considerarlo perfecto ni mucho menos. Pero este SACRILEGIO ES DE Uds. Yo nunca ví al Papa oficiando en patas y consagrando en un mate. Seguramente, a Uds les "parecería" perfecto.
14/03/19 3:18 PM
  
Rubén (de Argentina)
Martin Torreta: No, ni siquiera crees en Dios, porque no puedes creer a quien no conoces. Pero es bueno saber que un supino ignorante en la fe tuvo la osadía de afirmar que el artículo de Ma. Virginia estaba lleno de errores doctrinales. Martín, no estás lejos del infierno; espero que te des cuenta de que de Dios nadie se burla y de que estuviste y estás sumergido en las más profundas de las tinieblas. Porque si lo haces en medio de llantos y crujidos de dientes, ya será tarde para ti.
14/03/19 5:34 PM
  
Antonio de la Torre del Fin del Mundo
No tiene justificación esa misa celebrada por el Obispo en la Playa. Carece de la justificación de las misas celebradas en campamentos o en lugares de campaña. El Obispo que la hizo perdió el norte y debe ser llamado al orden y el mismo debería dar una disculpa. Pero mucho peor estuvo el cismático y excomulgado Obispo Lefebre cuando ordenó Obispos en infame rebeldía , violando cuanta norma de la Iglesia se lo prohibía; recurriendo a un insostenible estado de necesidad. Siempre he oído a los herejes enarbolar la frase " Que hay que obedecer a Dios antes que a los hombres", y se la plantan en la cara al Vicario de Cristo.
¿ Dónde pondría Ud. a los lefebristas, a los sedevacantistas, y a cuanto pseudotradicionalista existe que tacha al Papa y a casi todos los Obispos de semiherejes, herejes, apóstatas, O DE MODERNISTAS o , en cuanto menos de pasteleros ?.
Pues ya que quiere embadurnar hacia un lado ,sea justa y embadurne hacia el otro.


---------------
V.G.: Antonio, si ha de reprochar a Lefebvre, sería en todo caso de cisma, pero no de herejía. Y por supuesto, no metamos en la misma bolsa a todos los defensores de la Tradición junto a los lefebvristas o a los sedevacantistas, porque hay una distancia muuuuuuuuy grande, y para ser justos hay que hacer incluso dentro de los "lefebvristas" enormes distinciones, porque allí hay literalmente de todo, desde locos de atar hasta simples fieles que no tienen dónde conservar su fe y salud mental sino allí, por las alternativas siniestras que tienen a su alrededor.
Yo no soy quién para "ponerlos" en ningún lado, porque ya cada uno se ha puesto solo.
No creo que merezca la pena hacer aquí comparaciones, pues para denunciar a un blasfemo no necesito también acusar a un ladrón, ni hacer juegos dialécticos con todas las ofensas a la unidad de la Iglesia. No se trata de "embadurnar" a nadie sino de señalar a quienes diciéndose en "plena comunión", lo único que hacen es confundir a los fieles y sembrar división, ensombreciendo el rostro de la Esposa.
20/03/19 5:06 PM
  
Antonio de la Torre del Fin del Mundo
Señora, recuerdo que Antonio Caponnetto, creo que en su libro la Iglesia Traicionada (no encuentro ahora ese libro , para poder ser más preciso) , en el comienzo de la obra, dice, en un cita que atribuye a San Juan Crisóstomo (no identifica obra del Boca de Oro) que el cisma es una especie de herejía. Despreciar la Iglesia por una u otra causa es gravísimo, es despreciar a Cristo e ir contra la Verdad. Por hereje o por cismático, lo que se pisotea es la Verdad . Acostumbrados a vivir divididos entre boquenses y riverplatenses, pareciera que la palabra cisma no sonara tan mal.El cismático es quien quiere llevar por caminos infernales a quienes precede : es el ciego que guía a otros ciegos y que los lleva a la perdición.¡ Otra cosa es que el Señor en su misericordia salve a los engañados por el cismático!. Recuerde que al Cismático lo mueve el peor de los pecados LA SOBERBIA . El lema del cismático es NON SERVIAM TIBI, DOMIME NEC PETRO TUO.

Por otra parte Ud. leyó mal lo que escribí. Yo jamás dije todos los tradicionalistas.
Me refería a los pseudotradicionalistas (es decir que realmente no son Tradicionalistas por más que lo cacareen) que dicen las peores barbaridades de quienes son los sucesores de los apóstoles y en especial del Papa.
Yo no sé si reiterar insultos contra este Papa, tachándolo cada diez palabras de hereje y apóstata no es una blasfemia. Y eso lo hacen varios de los que se esconden tras la piel de tradicionalistas. Porque la Blasfemia por extensión puede caer sobre los santos y las cosas sagradas, y el Papa lo es, es una persona sagrada. El Dulce Cristo de la Tierra, como decía la Santa de Siena.
Si este Obispo ha sido blasfemo no lo sé. Su Obispo superior no lo consideró así, o al menos no lo dijo . Que ha sido descuidado e inoportuno en modo grave, no me caben dudas. Uno le pide a los Obispos y a los sacerdotes decoro y piedad con aquello que celebran.
Las ordenaciones de Lefebre , que fueron hechas en el marco de la rebeldía , con desprecio hacia el Papa, y en última instancia hacia Cristo ¿No son blasfemas?. Me lo pregunto. No lo puedo asegurar.
Eso que Ud. deja caer entre líneas, de que los lefevristas sólo pueden conservar su fe en ese lugar, es un desprecio a los demás miembros de la Iglesia. Yo, para caminar hacia el Señor jamás tuve nada que ver con esas personas. La Iglesia tiene sus diócesis, Parroquias, Conventos, Ordenes Religiosas y diversos grupos de laicos que caminan hacia el Señor y jamás han precisado ir a la Fraternidad para conservar su fe y salud mental.
Algunos católicos se parecen a los miembros de esas sectas que dicen que sólo se salvan los ciento y tantos mil referidos en el Apocalípsis. Algunos católicos se creen los únicos escogidos y se señalan como EL PEQUEÑO REBANO, EL PUSILLUS GREX. No veo a Cristo conduciendo ese pequeño rebaño.........

-----------------------------------
V.G.: Yo no sé, Antonio, cuántas personas ha visto ud. realmente al borde de la pérdida de la fe por tener a su alrededor únicamente misas pésimamente celebradas, al punto de espantar a muchíismos fieles por la cantidad y gravedad de abusos que se cometen, con pleno apoyo de su Ordinario, y gozando de supuesta comunión...
Gracias a Dios, a mí no me ha tocado esta situación, y puedo asistir a una parroquia en que al menos no tengo la menor duda de la licitud de la Misa, ni de la fe del celebrante.
Pero he oído escandalizada el testimonio de católicos que muy alegremente y con anuencia de su párroco y obispo, se ufanan a veces de cumplir el precepto dominical asistiendo a cultos evangélicos -es decir, de SECTAS-, o bien a iglesias protestantes, por tener amigos en ellas, aunque sabemos muy bien que a eso ni siquiera podemos llamarlo Misa. Y esto es lisa y llanamente un horror, que yo también llamo blasfemia entonces, con burla del verdadero Sacrificio del Altar.

Habida cuenta de esto, lo único que creo es que ya es hora de pedir respetuosamente un mínimo de coherencia a nuestros pastores, recordando aquel consejo de "Padres, no exasperéis a vuestros hijos...", cuando hemos visto que hasta el mismo Francisco ha invitado a comulgar en una misa católica a miembros de confesiones protestantes, en el año de conmemoración de la mal llamada Reforma. ¿Perdón e indulgencia para quienes manifiestamente persisten en la herejía, y vara durísima para los que piden y ruegan fe católica?..
Fin de la polémica en este post.
20/03/19 7:50 PM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.