Ir a una playa masificada es ocasión de pecado, estoy harto de que muchos católicos me digan lo contrario

Son muy pocos los católicos que tienen verdadero celo por vivir la santa pureza, la virtud en grado heroico, evitando como la peste aquellos lugares que pueden ser ocasión de pecado y por consiguiente un peligro para la salvación eterna.

Hay una laxitud muy grande y se ha perdido el sentido de pecado, de la ofensa a Dios y el meditar en la eternidad del infierno y su trascendencia. Nos olvidamos que se puede pecar de pensamiento, de palabra, de obra y de omisión. No somos conscientes de nuestra debilidad y de que es muy fácil ofender al Señor si bajamos lo más mínimo la guardia. Somos pecadores y a lo largo del día cometemos un buen número de pecados veniales. Hay que luchar por combatir el pecado venial, especialmente el pecado venial deliberado (a sabiendas), que endurece el alma y nos predispone para el pecado mortal.

En el tema de la santa pureza, del sexto y noveno mandamiento, no hay parvedad de materia, lo que quiere decir que todo pecado deliberado y consciente contra la santa pureza es de suyo grave. No se puede pecar venialmente contra la pureza. Otra cosa es que tengamos un mal pensamiento y no lleguemos a consentir, pero si consentimos a sabiendas es de suyo grave.

Sabiendo esto y conscientes de nuestra debilidad (el espíritu está presto, pero la carne es débil) debemos extremar las precauciones en esta materia. No solo se peca contra la pureza con actos impuros (de suyo graves como hemos dicho) sino se puede pecar fácilmente de palabra, de pensamiento y de omisión. Por eso debemos evitar todo aquello que sea una ocasión de pecado (una película sensual, una novela erótica, una revista indecente, determinadas imágenes de internet, anuncios por la calle, curiosidad en las miradas etc….Esto es de cajón, pues tras caer en la curiosidad es muy fácil que venga el consentimiento y la delectación en algo que tanto atrae a la naturaleza caída. Siempre está la tentación de lo prohibido, que como una espada de Damocles, amenaza nuestro estado de gracia, que pende de un hilo.

De la misma manera si queremos ser santos y no pecar, no poner en riesgo nuestra salvación eterna, debemos evitar aquellos lugares que sean ocasión de pecado. Y es tan evidente que las playas, hoy en día tan masificadas, son una ocasión de pecado que no habría casi necesidad de demostrarlo, aunque lo vamos a hacer.

La mayoría de católicos tristemente consideran que no pasa nada por ir a la playa, pues es lo más natural y no hay que ver pecado en todos los lados. Efectivamente concedo que la playa en sí, bañarse en el mar, no es algo malo…es algo creado por Dios. Pero bien es cierto que, quitando algunas playas solitarias de difícil acceso, la mayoría de playas de la actualidad se pueden considerar seminudistas, pues los trajes de baños son cada vez más ligeros y el topless es una práctica generalizada. Está plenamente demostrado que, salvo en caso de individuos asexuados, la mayoría de personas no permanecen indiferentes en determinados ambientes como pueden ser las playas hoy en día y reaccionan a los estímulos sexuales. Por eso los santos, perfectos conocedores de la naturaleza humana, siempre nos han advertido del peligro. El Santo Cura de Ars perseguía duramente el baile, seguramente más inocente que determinados ambientes actuales como playas y discotecas. El Padre Pío combatía severamente las modas y cualquier falta contra la modestia y la impureza.

Mucha gente argumenta que eso es algo natural y que para ellos no es ocasión de pecado, que ni se lo plantean. Esto es desconocer la naturaleza humana y el fomes peccati.

El fomes peccati es un concepto teológico que se suele traducir por “inclinación al pecado” y se considera fruto de la herida del pecado original.
Aceptar un cierta debilidad de la naturaleza ante el mal, es realidad innegable de la experiencia de cada día. Considerar que la inclinación al mal es irresisti­ble, como hacían determi­nados herejes (Lutero, Calvino), fue condenado ya por la Bula de León X “Exurge Domine” del 13 Junio de 1520 y luego rechazado por el Concilio de Trento. (Sesión VI del 13 de Enero de 1547).

El pecado original nos dejó una propensión al mal, la concupiscencia, pero no destrozó la libertad humana (la responsabilidad). El que peca es libre para hacerlo y para arrepentirse. Por eso es responsable.

Dicho esto, vemos que nuestra naturaleza caída tiene fácilmente la tendencia al pecado. Por eso hay que hacer hacer agere contra a esta tendencia y llevar una vida de oración y de sacramentos, evitando las ocasiones de pecado, las malas compañías, malas lecturas etc. Dada nuestra debilidad es muy importante no acercarnos al peligro, evitar las ocasiones de caer en el precipicio. La Virgen nos advierte en Fátima que la mayoría de las almas se condenan por pecados de impureza. Digan que soy un exagerado, pero los pastorcillos de Fátima vieron el infierno abierto y como caían las almas en él. Les dejo con una conocida meditación, que siempre conviene recordar.

Yo, ¿para que nací? Fray Pedro de los Reyes

Yo, ¿para qué nací? Para salvarme.
Que tengo de morir es infalible.
Dejar de ver a Dios y condenarme,
Triste cosa será, pero posible.
¿Posible? ¿Y río, y duermo, y quiero holgarme?
¿Posible? ¿Y tengo amor a lo visible?
¿Qué hago?, ¿en qué me ocupo?, ¿en qué me encanto?
Loco debo de ser, pues no soy santo.

Javier Navascués Pérez

76 comentarios

  
Jaume
Es verdad, pero su gravedad aumenta cuando se ha hecho voto de castidad.
05/08/19 8:09 AM
  
Jaime z
Desde luego debería ser pecado contra el mal gusto ir a playas como esas de la foto, las típicas playas del Mediterráneo (Benidorm, la Manga, Torrevieja...) llenas de gente, masificadas, dónde más que personas parecemos sardinas en lata.

Mucho mejor Asturias o Galicia, más tranquilidad, menos gente, menos calor asfixiante, agua más fresquita, menos atascos, y mejor comida
05/08/19 9:01 AM
  
José María Iraburu
Gracias, Javier, por darnos una Buena Noticia: el Evangelio. La verdad.
"Todo el que mira a una mujer deseándola, ya ha cometido con ella adulterio en su corazón" (Mt 5,28)
Bienaventurado el que difunde la palabra de Cristo.
Y ay de quien la silencia sistemáticamente o la ridiculiza, avergonzándose de ella.
05/08/19 9:02 AM
  
Pantaleón
Está claro que mirar pornografia (explícita, o no , como en la mayoría de series o películas actuales), la masturbación, la fornicación... Son pecados graves de suyo. Pero el estar en la playa y que él ojo se vaya hacia un cuerpo ajeno, mientras uno no permita el deleite, ¿cómo va a ser pecado mortal y hacernos reo del infierno? Está claro que empezar a comerse con los ojos a todas las mujeres que pasasen delante está ya entrando en el pecado mortal, pero que el ojo se vaya circunstancialmente, por la propia concupiscencia, a un sitio no debido, con tener la consciencia de que antenta la pureza y actuar en consecuencia prestamente desviando la mirada creo que es suficiente para no tener que ir con urgencia al confesionario. No creo que haga falta evitar la playa (las nudistas evidentemente sí hay que evitarlas) La cosa es: ¿puede merecer el infierno una persona sólo por una mirada? Sería como condenarse por decir 1 vez en un momento airado imbécil a alguien
05/08/19 9:07 AM
  
Jago
Estimado Javier, hay que alejarse de la ocasión de pecar, sin duda, pero hace ya mucho tiempo que la estrategia del aislamiento es un brindis al sol. Esto es como si para no contagiarnos de la gripe, siguiésemos como en el siglo XIX, huyendo de los que tosen o con mascarilla.
La cuestión es la que es, el mundo ha cambiado y como es lógico, los pecados son los mismos porque el Evangelio no puede cambiar, eso sería una estafa y Dios no puede mentirnos.
El modernismo postvaticanosegundista nos propone quitar los pecados y cerrar el infierno; si no fuera porque no está en sus manos y que eso conduce a millones de almas a la condenación, sería hasta gracioso.
Lo que se impone no es apartarse del mundo o cambiar el Evangelio o inventarse la Nueva Iglesia Católica Vaticanosegundista. No queda otra que empezar a pensar y generar otro tipo de relación con las ocasiones de pecado, con los virus.
El único cambio necesario y aceptable es el de usar la inteligencia para relacionarnos con el mundo y salvo en contadísimas ocasiones, la huida se hace imposible o en todo caso ineficaz.
Tal vez tengamos que vacunarnos, o aprovechar el impulso que generan las pasiones para canalizarlos hacia el agradecimiento al Creador o hacia la oración o el arrepentimiento. En todo caso, por su inutilidad evidente, la estrategia del aislamiento murió hace muchas décadas e insistir en su uso generalizado va a seguir generando muchos cadáveres.
05/08/19 9:21 AM
  
Juan Mariner
Ya en los años 60 del siglo pasado, un conocido sacerdote poeta del Sur de Cataluña que era párroco de un pueblo de montaña perdido en el el interior lo destinaron a Salou, y espetó ante sus compañeros "D'un cul de món m'han portat a un món de culs" (me abstengo de la traducción). Recomiendo turismo familiar y playas más bien familiares, la decencia es muy subjetiva, pero a los exhibicionistas desinhibidos hay que pagarles con la misma moneda para que se enteren de qué va todo. Entiendan el sentido, a una concejala que le gustaba pasearse por la calle semidesnuda me le presenté yo en una reunión oficial limpio y aseado pero con la camisa rota y unos pantalones cortos raídos: no puso muy buena cara... Vivimos rodeados de semejantes y merecen todo el respeto, principalmente la infancia.
05/08/19 10:52 AM
  
Tulkas
Estoy de acuerdo, PERO el argumento de este post conduce irremediablemente a la siguiente afirmación:
“dejar que las mujeres guapas caminen por la calle es ocasión de pecado”. O esta: la convivencia en comunidades parroquiales de chicos y chicas ES ocasión de pecado, o irse de convivencias, o al Camino de Santiago...

La veracidad de esto bien la saben los mahometanos, y los puritanos calvinistas.

Sí, es ocasión de pecado, pero REMOTÍSIMA. ¿Te suena ese refrán que dice “entre santo y santa, muro en medio”?

El pudor jansenista que invade esta página NO es remedio para la concupiscencia. La pureza a base de ropa, aislamiento y silencio lleva a algo muy cercano a la enfermedad mental.

Una playa es ocasión bien remota de pecado para el padre que va con su mujer, hijos y hasta suegra y nuera (penitencia portátil, jeje), pero cercanísima para el soltero que se va a Ibiza. Entonces: prudencia, pero NO jansenismo, que está condenado.
05/08/19 11:03 AM
  
alma
El exhibicionismo y la falta de pudor , hoy en día, es un mal generalizado visible no tan solo en las playas. De otro lado la impureza entendida como ausencia de gracia santificante, reside más en la mente y corazón de cada uno de nosotros, que no en los demás.Soy de la opinión de que el problema es algo más personal que compartido, no depende tanto de los demás como de nosotros mismos.Y partiendo de la base de que el aislacionismo respecto del mundo es algo utópico estará bien el recordar lo que dijo Jesucristo: "hay una clase de demonios que solo salen con oración y ayuno".Eso pienso yo.
05/08/19 11:19 AM
  
Fernando Cavanillas
La verdad es que hay mucha diferencia entre el Norte de España y el Levante y el Sur. En el norte la mayoría del turismo es español, y el top-less es realmente escasísimo, casi excepcional (y muy a menudo escondido en las esquinas de las playas). Además principalmente en la playa hay familias. El primer consejo sería buscarse una buena localidad playera en el norte. En mi caso es Galicia, y la gente de las playas es por lo general bastante normal y no hay demasiado problema por ese lado.

Claro que en la actualidad ir a una playa es una clara ocasión de pecar con la vista. Somos hombres y es natural que así sea. Sin embargo, lo que yo recomiendo es ir mentalizado y no levantar mucho la cabeza para mirar alrededor con curiosidad. Templanza con la vista. Un puede ir a una playa no muy concurrida y aislarse relativamente bien de la gente de alrededor (como sucede en las calles de una ciudad ó en un vagón de metro ó autobús).

En todo caso si para alguien en particular ir a determinadas playas representa un peligro para su pureza, lo mejor es sencillamente no ir:
""si tu ojo te es ocasión de pecado, sácatelo y arrójalo de ti; más te vale entrar en la Vida con un solo ojo que, con los dos ojos, ser arrojado a la gehenna del fuego".

Sin embargo no es difícil encontrar buenas playas en el Norte de España y con mayoría de gente normal y sobre todo familias (en Galicia, Asturias y Santander) en las que el ambiente es muy bueno y donde te aislas con facilidad de tu alrededor.
05/08/19 11:29 AM
  
DJ L
Para comentaristas anteriores:
Salir a la calle es una necesidad imperiosa. Ir a la playa, no. ¿Tan ilusos o falsos sois como parecéis al plantear semejante comparación?

La playa hoy en día no se distingue en nada de un impúdico baño en una terma romana. Al menos buscad playas remotas y horarios para evitar una mujer desnuda a vuestro lado...salvo que seáis de piedra, realmente no sé cómo podéis rechazar caer en pecado, tenéis cinco sentidos como el resto de mortales y vais a sentir (acto que no es pecado) pero de ahí a con-sentir en semejante situación durante horas, días, habrá una delgada línea que acabaréis atravesando.

La gracia del señor la tendréis para huir, no es un traje antitérmico para no quemaros en la hoguera a la que no estáis renunciando a entrar.
05/08/19 11:33 AM
  
Fernando Cavanillas
hombre, lo del "Jansenismo"... una playa de levante con miles de mujeres en top-less y tangas es una ocasión para un hombre de pecar con la mirada un poquito más fuerte que en los casos de rigorismo jansenista.

Bien es verdad que el pecado sale del corazón del hombre, como dijo nuestro Señor Jesucristo... pero también es cierto que para un hombre es más dificícil mantener su pureza en determinados ambientes, es lógico. Y los ambientes se pueden escoger ó evitar. También es cierto que lo que es difícil para unos es muy fácil para otros, y que depende mucho de la persona. Quizás aquí Javier nos habla de su experiencia personal, lo que no es necesariamente una norma general (depende de la playa, de las situaciones, de cada persona y sus circunstancias). El mensaje es que los ambientes peligrosos para cada uno es mejor evitarlos. El que evita la ocasión evita el peligro.

No son sólo ciertas playas, sino que el simple hecho de poner la televisión de hoy en día es todo un reto. Prácticamente todos los programas tienen mensajes directos ó camuflados claramente anticristianos, contra el pudor, contra la pureza, contra la familia, contra la fe, etcétera, etcétera y etcétera.

Se impone el criterio de cada uno. Hay que estar atentos, intentar mantener nuestra conciencia límpia y ser obedientes a Dios (no somos perfectos, pero tenemos la maravillosa confesión). Es un equilibrio en la cuerda floja, porque huyendo del pecado uno sí puede caer en una exageración no sana, en una especie de Jansenismo... pero también creo que a veces más vale pasarse que quedarse corto para no pecar (aunque sin caer en escrúpulos obsesivos). No es fácil, pero así es esta vida terrenal en este valle de lágrimas.

Estamos llamados a la santidad, no sólo en materia sexual, sino en todo lo demás. Pidámosle en la duda ayuda a nuestro Señor.
05/08/19 12:05 PM
  
Manu
Me parece muy oportuno el comentario de Tulkas. Si queremos apartar, a toda costa, la ocasión de pecado por miedo a condenarnos podemos generarnos una neurosis.
Es como si a una persona que tiene tos fuera al médico y éste le dijera que cuando le vengan ganas de toser que se aguante la tos. Sería más conveniente que le recomendara un jarabe, que se abrigara bien, etc.
Basarlo todo en el miedo no es solución, podemos caer en un voluntarismo jansenista.

05/08/19 12:19 PM
  
juanlui
Aquí los hombres tenemos bastante conocimiento de causa.
Es verdad que todos los hombres no somos iguales, que todos no tenemos la misma lívido ni tampoco la misma Gracia de Dios.

Yo creo que no es lo mismo una playa de Benidorm que una playa de levante donde lo que allí van son vecinos con segundas casas de veraneo.

En las primeras, un hombre, que quiera mantener íntegro el pensamiento debería mirar todo el rato para el cielo, con riesgo a pillar tortícolis. En las segundas aún es extraño que las esposas y esposos se dediquen a mostrarse excesivamente.

Hay gente que plantea la necesidad de "playas familiares". Creo que D. Javier no estará de acuerdo, porque desde el momento en que se autoriza el uso del bikini....

Me parece muy bien que D. Javier plantee, siquiera, el "problema". Lo que no se puede pensar, como hace estúpidamente la sociedad, es que un hombre expuesto a tanto estímulo en una playa, se comporte mentalmente como una piedra sin sentimiento y luego se espere de él que dé el do de pecho.
05/08/19 12:44 PM
  
Daiana de Argentina
Excelente post! Soy una chica joven que no va a la playa por los motivos que usted expuso, le doy las gracias por anunciar la verdad con tanta claridad! Y para aquellos que crean que es exagerado evitar la ocasión próxima, evitar los ambientes que puedan llevarnos a pecar, recuerden las palabras del mismo Jesús: si tu ojo, mano, etc, es ocasión de pecado, ARRANCALO, CORTALO, etc. Y si no quieres arrancarlo, pues huye!! P/D: No nos vamos a deprimir ni quedar locos por evitar la playa. Saludos!
05/08/19 1:09 PM
  
Rosa de Jesús
Yo directamente no voy la playa es una vulgaridad, aunque no te metas en el agua el ambiente de los poblados dados al turismo están viciados de desprecio a Dios y deshonestidad, la gente anda más relajada que en otros lados y eso es más peligroso, incluso llevando una vida de mucha oracion uno se siente duramente golpeado por la mundanidad del ambiente playero.
El Santo Padre Pio les gritaba cerdos a los que iban a la playa y si no se arrepentirán los hechaba indignados de su presencia... hace un mes tuve que ir a Alicante por problemas familiares, no tuve opción, y los familiares: anda vete a la piscina de la urbanizacion, no va nadie que conoces! yo le respondi no traje ropa de baño ni la compraré (el mejor modo de no caer en la tentacion).

Y es que eso de andar con la modestia y luego en la playa decir que estas pudoroso con una maya adherente al cuerpo es un engaño. Si no vas por la calle o a la santa misa con vikini o maya tampoco a la playa y piscinas privadas. Y muchos familiares me dicen y porque sos tan rígida con el tema de la ropa que es una cuestión tan exterior, sabemos que tenes tantos pecados mas urgentes que corregir que tu ropa... Y yo les contesto, la modestia y el pudor es la bandera de batalla contra los espíritus inmundos y el amor propio... la Virgen María SIEMPRE viste con modestia y pudor aunque cambia la moda de sus vestidos según el lugar y la época pero es la bandera con la que aplasta la serpiente, no hay otra bandera ni forma... mediten esto antes de rendirse a los espiritus inpuros, al que dirán, y aflojar con la modestia, cuando les digan que son exagerados y que no hace falta salir disfrazado. Si quieren medidas exactas el santo Padre Pio dijo los centímetros justos, también el Papa Pio XII.
05/08/19 2:07 PM
  
José Luis (OFS)
La playa en estas fechas de verano, se convierte en un horrible foco de corrupción, de contaminación moral, pero también las piscinas. Llegan a salir, de esos ambientes, en pecado mortal, y es por eso, porque no ha huido de la ocasión.

Si un ser humano, se siente seguro, y se piensa para sí, que no caerá en la tentación, definitivamente termina cayendo, porque no ha sabido huir de la mala ocasión.

• «El que ama el peligro caerá en él, y el corazón duro parará al fin en la desgracia» (Eclesiástico 3,27).

El demonio se pasea tranquilamente entre esas gentes que no avergüenza de sus desnudeces, viven lejos de Dios, de sus mandamientos.
05/08/19 2:42 PM
  
Tulkas
Respondiendo:

1-que la vida social sea una necesidad no quita que el argumento del post conduce a decir que, al final, cualquier contacto con mujeres, es ocasión de pecado, com playa o sin playa, con bikini o con vestido largo

2-el jansenismo no es el bikini, sino las mentes de los moralistas de esta página que llaman impúdica a esa por llevar bikini y a su compañera de trabajo por no llevar mangas largas: al final todo es cuestión de progresar con la lógica del argumento: primero prohibirían la pornografía, luego los anuncios de ropa interior, luego las playas nudistas, luego las playas, las piscinas, las minifaldas, las convivencias de mi parrpquia, los colegios mixtos, los tobillos, las mangas cortas, los labios pintados y todo hasta llegar al burka sin discernir por qué algunas prohibiciones son correctas y otras no lo son.

El agustinismo acierta cuando dice que por el pecado se han revelado las pasiones contra la razón, pero yerra cuando afirma que Dios es permisivo con el placer sexual SÓLO por la procreación. Y ahí está el problema. Dado que ver una atractiva silueta de mujer es en cierto modo “placer sexual”, pues no nos resulta bella sino por la inclinación natural, ha de ser pecado siempre. Estos jansenistas quieren que sea pecado reconocer que una mujer es bella cuando lo es. No obstante, el pecado está en el DESEO VOLUNTARIO Y CONSENTIDO, en el adulterio del corazón.
05/08/19 3:04 PM
  
Fernando Cavanillas
Si el padre Pío no permitía la más mínima minifalda... qué diría de las playas actuales!!. Por mi parte no creo que el padre Pío fuera Jansenista (estamos tan inundados de inmodestia e indecencia en el vestir que ya no somos conscientes de hasta dónde ha llegado la situación).

He aquí un artículo de la web catolicidad.com:

EL PADRE PÍO TENÍA FUERTES PUNTOS DE VISTA SOBRE LA MODA

Cuando comenzó la locura de la minifalda, nadie se atrevía a ir al monasterio del Padre Pío vestida con tal moda inapropiada. Otras mujeres no venían en minifaldas sino en faldas que eran cortas. El Padre Pío también se disgustaba mucho con esto.

El Padre Pío no toleraba faldas apretadas ni vestidos cortos o con escotes bajos. Sacaba a las mujeres del confesionario, aún antes que entraran, si discernía que sus vestidos eran inapropiados. Muchas mañanas sacaba a una tras otra terminando por escuchar solo unas cuantas confesiones. También tenía puesto un rótulo en la puerta de la iglesia que declaraba: “Por deseo explícito del Padre Pío, las mujeres deben entrar en su confesionario usando faldas que lleguen a por lo menos ocho pulgadas (20 cm) por debajo de las rodillas. Es prohibido prestar vestidos más largos en la iglesia y usarlos para el confesionario” (o sea, que prohibía el préstamo de prendas para ocultar que se traía un vestido corto, cuando lo que se ordenaba es que cada quien se presentase correctamente vestida).

El Padre Pío censuraba fuertemente a alguna mujeres con las palabras, “¡Vete y vístete!”. Él no le daba pase a nadie, ya sea que fuesen personas que conocía o que veía por primera vez, o hijas espirituales de mucho tiempo. En muchos casos, las faldas estaban pulgadas debajo de la rodilla pero aún así ¡no eran suficientemente largas para el Padre Pío! Los niños y los hombres también tenían que usar pantalones largos, si no querían que los sacaran de la iglesia.
05/08/19 3:12 PM
  
Ecclesiam
Estimado Javier:

¡Mucho ánimo en el anuncio del Evangelio! Como ya se puede ver en los comentarios, los que se oponen al Evangelio del pudor son los «enemigos de la cruz de Cristo, cuyo final es la perdición, cuyo Dios es el vientre, y cuya gloria está en su vergüenza, que no piensan más que en las cosas de la tierra» (Fil 3, 18-19), pero deja a estos que sigan bramando, tu sigue anunciando, pues las ovejas de Cristo escuchan su voz (Jn 10, 27) y no siguen a los falsos maestros; confiamos que Aquél por quién enseñan todos los que enseñan, si es necesario les instruirá en su interior y completará lo que hiciere falta a sus ovejas, para que bien reciban y bien comprendan lo que aquí se expone. A los de dura cerviz y obstinado corazón, en cambio, les hará creer en la mentira y caer en la condenación (II Tes 2, 11-12).

Le encomiendo en oración.
05/08/19 4:02 PM
  
Ramvel
El pudor, la modestia, la prudencia son temas que nadie quiere tratar en ámbitos eclesiales porque siempre hay bandos de un extremo y de otro, y algún que otro exabrupto.
"Evitar las ocaciones de pecado" es algo que hace mucho tiempo ya no tiene sentido para muchos católicos. Lo podrán entender, pero no tiene ningún peso en la conducta. Si el sentido del pecado está agonizando ¿qué importancia se le podrá dar a esas "sutilezas" de evitar ocasiones de pecado?
Esta pareja de lesbianas que bautizó a "su hijo" recientemente y quedó registrado como madre 1 y madre 2 es una muestra de lo ya viene ocurriendo desde siempre en muchas partes del mundo entre hombre y mujer. Me explico, parejas de hecho que piden sacramentos para sus hijos pero rechazan el sacramento para sí mismos, y siguen viviendo como marido y mujer, por décadas: no hay ningún interés en evitar pecados mortales ¿qué diremos de los veniales?
En cuanto a las playas, habrán lugares, momentos y maneras de disfrutar de la creación de Dios, pero nunca he leído que uno haya muerto por no ir a la playa. Las ropas de baño son intencionalmente provocativas, así es que no es solo ir a bañarse... hay algo más. Es como en las discotecas, no es solo bailar, algo más se respira en el aire y el ritmo frenético y las luces a medias... no señores, hay algo más. El demonio anda como león rugiente buscando a quien devorar.

Daiana de Argentina, se nota que usted toma en serio su salud espiritual.

¿Estoy diciendo que no debemos ir a la playa? No se equivoque, léame nuevamente.
05/08/19 4:13 PM
  
Luis Piqué Muñoz
Efectivamente el Pecado que más Almas Condena es el de Impureza ¡Basta con ver la facilidad y Misericordia con que Dios perdona la siempre ¡sobretodo Hoy! extendida Fornicación, pero precisamente por ser el Pecado más Frecuente ¡es el que lleva Más Almas al Infierno! Y la Pureza virginal de Jesús, la Purísima, la Virgen Santísima ¡eso demuestra que es una Virtud esencial y que Salva muchas Almas, igual que la Impureza condena! Pero es que el Amor a la Pureza ¡la Purísima! es Amor a Dios, al dulce Jesús y su Santisima Madre ¡puede haber algo más Importante y digno de Amor que la Pureza! Es Verdad que lo 1º es el Amor, y la Humildad la Virtud más Importante ¡pero en esta Santísima la Pureza ¡la Purísima! está en Igualdad de Santidad! Ahora Bien la Pureza debe ser Física y Espiritual ¡la Física está el Infierno y el Purgatorio, en menor medida, llena de esas falsos beatos y Beatas Puras! Hay que evitar la Ocasión ¡sino ya es Pecado, y la Playa es hoy lugar de nudismo y depravación! Ya en las Calles, sobretodo en Verano, las Jovencitas visten obscenamente, procuro fijarme en la Belleza ¡no puedo ¡Ay! apartar la Vista, soy Impuro! (!?) y no tener ¡Nunca! deseos Fornicarios. Y efectivamente es muy Fácil pasar del Pecado Venial al Mortal, basta repetirlo mucho o que sea Voluntario ¡aunque todo Pecado es Voluntario, pero en el Venial la debilidad se impone a la Voluntariedad, y en el Mortal al Revés! ¡Muera la Pureza! ¡Viva la Pureza! ¡Viva la Purísima! ¡Viva la Virgen! ¡Viva Dios!
05/08/19 5:34 PM
  
Alberto GT
Tengo ciertas dudas sobre el pudor y la moralidad.

¿Cómo debe bañarse un hombre para mantener el pudor? ¿Con un bañador largo le basta? ¿Y a la mujer un traje de baño?

¿Qué debe hacer un menor al que sus padres llevan con ellos a una de esas playas?

¿Una piscina en una urbanización es ocasión de pecado?


Muchas gracias.
05/08/19 6:07 PM
  
Pepe Jacobo
Sinceramente, por supuesto que hay que evitar las ocasiones proximas de pecado. Pero no recuerdo que la playa haya sido asi para mi desde que era adolescente. Vamos que no me parece que se necesiten fuerzas sobrehumanas para no pecar en la playa. Por supuesto no es lo mismo ir a pasar el dia con la familia que ir a emborracharse a una playa nudista.
Ahora mismo estoy en la playa con mis crios y os puedo asegurar que seria mucho mas proxima la ocasion de pecado (de ira) si me quedase en el piso con los crios que si los tuviese por aqui. En general, me resulta mucho mas proximo el pecado cuando llegan las facturas o voy al cajero que en la playa.
05/08/19 6:08 PM
  
Chico
Este escrito ha acertado plenamente. Se ve en la cantidad de comentaristas. Es necesario tenerlo siempre en cuenta. Muy bueno.
05/08/19 6:12 PM
  
Alberto GT
Alejandro VII condenó la siguiente proposición: Es opinión probable la que dice ser solamente pecado venial el beso que se da por el deleite carnal y sensible que del beso se origina, excluido el peligro de ulterior consentimiento y polución

Royo Marín en Teologia moral para seglares: Pueden ser mortales, con mucha facilidad, los besos pasionales entre novios (aunque no se intente el placer deshonesto), sobre todo si son en la boca y se prolongan algún tiempo




Tengo una pregunta. Estas condenas valen también para esposs o dentro del mAtrimonio no rigen. Y si no rigen, ¿Este tipo de besos serían pecado venial o acto lícito?

Mucha gracias.
05/08/19 6:14 PM
  
Alberto GT
¿Y un balneario como el de Alhama de Aragón sería lícito?

Muchisimas gracias. Perdon por mi pesadez.
05/08/19 6:24 PM
  
Oscar de Caracas
Ahora sólo falta llevar eso a la forma de vestir en misa. Cada vez observo menos respeto por la misa al ver a feligreses vestidos de modo playero.
Leer a Mateo 22 completo.
Pero los curas ni los fieles hablan para corregir esto.
05/08/19 6:41 PM
  
Chico
Leo y recuerdo: amaras a Dios con toda tu alma, con todas tus fuerzas, con todo tu ser cuerpo y alma, y lo tienes que recordar en todo momento lugar y circunstancia. Y también me acuerdo de Las Moradas de santa Teresa quien nos enseña que cada cristiano lo es para vivir en una intimidad intimidisima con Dios. Ir a esos sitios se da patadas en la tripa del alma . Imposible el Primer Mandamiento, e imposible lo de las Moradas. Otra cosa es lo que entiendo de algunos comentaristas: hombre, que ser cristiano no es para tanta delicadeza. Al carajo, pues la Fe católica
05/08/19 8:34 PM
  
Carlos
Esto se arregla simplemente: hay que trabajar para que el uso de la burka sea obligatorio para las mujeres. Para no meternos en rispideces de generos y esas modas, el twab tendría que ser obligatorio para los hombres.

Y con eso matamos los pecados de pensamiento, obra y omisión referidos a la sexualidad al mejor estilo musulmán.
05/08/19 8:58 PM
  
Luisfer
Estimado Javier,

Me considero lo suficiente maduro y culto como para poder leer cualquier novela del tipo que sea , oír canciones sea la que sea su letra y ver películas de todo tipo sin sentirme atraído al pecado de la lujuria.
Vivir es arriesgarse cada día. La calle, las clases, el trabajo, las playas, la montaña. Todo. La tentación surge por todos sitios en la vida, cada día. Aislarse no solucionó nunca nada. Las convicciones fuertes y sólidas son suficientes para vivir alejados de ellas.
El puritanismo retrogrado y jansenistas sólo crea frustración y neuras que magnifican el pecado y la tentación.
Y respecto al padre Pío con la longitud de las faldas y el cura de Ars con su persecución al baile mejor no hablar. Eso es llevar sus obsesiones al límite. El mundo es diferente. El mar, el baile, la música, la moda nos lo ha puesto Dios en el mundo para disfrute del hombre no para que lo prohíban ciertos Santos bastante malhumorados.



05/08/19 10:10 PM
  
Pepito
Todo ha ido de mal en peor a partir de que en los años sesenta las mujeres empezaron a utlizar el dichoso bikini. De ahí se pasó al top-less, y como los hombres no somos de piedra, ir hoy en día a la playa es una constante ocasión de pecado, al menos de deseo. Yo he decidido no ir más a la playa. En mi opinión debería haber playas y piscinas separadas para hombres y mujeres y con valla o cortina en medio para impedir la vista de tanta desnudez e impudicia. Todo es poco con tal de evitar la ocasión de pecado.
05/08/19 10:13 PM
  
Pepito
Oseasé, como decía Santa Teresa "entre santa y santo pared de cal y canto."
05/08/19 10:17 PM
  
Tulkas
Chico:

Ser cristiano NO es vivir de obsesiones.

Si ir a la playa es ocasión (remotísima) de pecado, lo cual NO niego, ¿cómo negar entonces que la presencia de mujeres en la Universidad no lo sea?

No es sacar las cosas de quicio, es aplicar el mismo argumento.

06/08/19 12:13 AM
  
Ana
Hola
No puedo estar plenamente de acuerdo..es cierto q las mujeres hoy en dia van practicamente desnudas en la playa,como tambien es cierto la tremenda publicidad q a diario inunda las pantallas de las televisiones.
Desgraciadamente no solo es en las playas...vas x la calle y ves a las ninas con los shorts..grandes escotes...o te crizas con la que va haciendo footing con mallas de licra ceñidas y parte de arriba de sujetador.
Realmente creo q tendriamos que irnis al desierto para evitar cualquier ocasion de pecado.
Vivo en la playa..y doy Gracias a Dios todos los dias de esos maravillosos baños y paseos que tengo el gusto de disfrutar.
Es la sociedad que nos ha tocado vicir y hay que estar en medio de ella dando testimonio.
Bendiciones
06/08/19 12:19 AM
  
Pepito
Si el mismo Dios, una vez que pecaron Adán y Eva, les vistió para que no andasen desnudos, es que Dios quiere que vayamos vestidos y no con top-less ni meros tangas. Así pues vistámonos como Dios manda y no dejemos a la vista pechos ni cachetes ni muslamen como impudicamente se suele hacer en las playas y piscinas
06/08/19 12:50 AM
  
Carlos Bockor
Otra vez. El problema no es la playa. En verano en buenos aires es la calle., el colectivo, el subte, el trabajo donde no podemos decirles a nuestras compañeras como vestirse. Por eso este tipo de comentarios en negativo me hacer acordar cuando caponneto me regaño por leer a Tagore y escuchar a Bob Dylan. Y bueno uno se va al Sagrario y le dice al SEÑOR: pero que les pasa? Para ellos hay que vivir ciegos. Yo me regocijo en mi esposa pero al salir a la calle le pido el auxilio a la Virgen. Y hay que salir. Hay que viajar y hay que estar con otros seres humanos que a veces sin estar en una playa van bastante desnudos... Hay que despojarse del miedo de pecar a cada rato. De lo contrario uno no tiene la naturalidad de los Hijos de Dios. Eso que no hace ser puros donde no hay pureza.
06/08/19 1:02 AM
  
Chico
Uno sepuedecachondear con el artículo. Pero vivir santamente, cosa necesaria y obligatoria para cada cristiano, no es cosa cachonda mirando al Crucifijo y meditando en la Pasión del Señor. Cada uno tiene su conciencia pero tiene obligación de que sea recta y no como le parezca. Y que lea Vidas de Santos, que son los que mejor nos enseñan como vivir santamente. No, no hay que tomar vanamente a este artículo. Tiene grandísima importancia.
06/08/19 1:21 AM
  
Chico
Cuidado con ser cristianos sapos, que dice santa Teresa: tripa en tierra y a veces pegan un saltito y enseguida..... plas, tripa a tierra otra vez. El que viva así.... que pobre cristiano será. Este artículo nos enseña a ser cristianos peleones pero de ningún modo “Sapos”.
06/08/19 1:46 AM
  
Juana de Arco
Excelente comentario! Me alegra tanto que todavía haya alguien que se atreva a decir que dos y dos son cuatro! Ufff! Leí algunos comentarios que hablan de jansenismo y bla, bla, bla!! Las playas en todas partes del mundo son ocasión de pecar. Hoy más que nunca. Parte el alma que lleven a los niños, sin importarles su inocencia. Cuántas experiencias a lo David, solía decir San Josemaría Escrivá! Hemos perdido el sentido de pecado, que es Pecado contra el Espíritu Santo!
06/08/19 3:08 AM
  
José Luis (OFS)
Había un programa de un sacerdote en EWTN, pero se había familiarizado tanto con una mujer, y un fotógrafo del periodismo, había descubierto, al sacerdote conocido, en la playa, casi desnudo. Escuché esa entrevista en una grabación de video, que él mismo, ya quiso contarlo también. De católico, se había pasado al protestantismo. Si en un principio, antes de su caída, defendía con fervor a la Iglesia Católica, luego ya no quiso saber nada de ella. Esta persona contaba, que el principio, cuando hablaba con la mujer, pues mantenía los ojos recogidos, pero tanto se había acostumbrado a hablar con ella, que terminó cayendo. Es cosa terrible.

En un momento, si una persona está en gracia de Dios, no quiere pecar, pero por no haberse tomado en serio la vocación, cayó en pecado mortal. En un alma consagrada es terrible, de estar en gracia de Dios para terminar en pecado mortal.

En las playas y piscinas no parece haber ocasión remota de caída en el pecado, sino de ocasión próxima, inminente. No son ambientes de pureza, cuando están esas masas de gente, y el demonio tiene mucho poder en eso, y pueden influenciar poderosamente a las almas para que en un instante, quede manchada por el pecado mortal, mirando a las mujeres, o las mujeres a los varones. Y cosas más abominables que se ha permitido, no es ocasión remota, como he dicho, sino instantánea. Porque muchos fueron con esa intención. Los que van sin intención de pecar, también caen rápidamente.

EN la universidad, no es la misma cosa que las playas, no son ejemplos acertados, se supone que en las universidades se van para estudiar, y no para exhibirse como hacen en las playas y piscinas. Pero si el alma ya está corrompida y solamente busca la lujuria, lo hará en cualquier parte. Porque no busca a Dios, y se deja arrastrar por los espíritus impuros.

Ser cristiano es aprender de Cristo, es aprender a Cristo, nuestro Señor, nuestro modelo a seguir. Conocerle a través del Evangelio y la oración, y la adoración. Caminaba en recogimiento, no hacía perder su mirada de aquí a allá, es lo que hicieron también los santos, no tenían tiempo para mirar a las mujeres, ya que iban en oración, y si tenían que hablar con algunas de ellas, pues como el ejemplo de San Pedro de Alcántara, con la mirada recogida, no fijándose en su físico. Pues para hablar de la pureza, hay que vivir esa pureza y no perderla. Que el diablo es demasiado tramposo.

Hay un verso que mi madre me enseñó desde mi niñez:

• «Mira que te mira Dios, mira que te está mirando, mira que te has de morir, mira que no sabes cuándo.» (Fernán Caballero)

Teniendo presente que el Señor siempre ve nuestro corazón, que lo conoce, nuestros pensamientos, debemos vigilar a nosotros mismos personalmente, nuestro corazón, nuestros pensamientos para que no nos ensuciemos con la corrupción del pecado.
06/08/19 3:58 AM
  
Ecclesiam
Ciertamente es una lástima que aparezcan objetores contra el Evangelio del Pudor.

Sin embargo, es sumamente necesario este artículo; por muchos perros que ladren contra él.

Por lo demás, podemos, con la ayuda de Dios, refutar todas y cada una de las objeciones que se han dicho en los comentarios. Sus argumentos, si no fueran dignos de risa, merecerían la pena ser refutados públicamente con contundencia, para que brille el esplendor de la doctrina católica con más fuerza; pero salvo razón de peso, no se habrá de proceder de otro modo.

La lujuria ciega la capacidad de captar los bienes espirituales, y por ello hay tantos ciegos que son incapaces de ver el bien espiritual que se pone en gigantesco riesgo de perder en las playas que administra y regenta el infierno en el siglo XXI.

«El que tenga oídos, que oiga»
«El que tenga ojos, que vea»
06/08/19 4:01 AM
  
Hugo Z. Hackenbush
Mi amigo Gonzalo le ha retratado bien.

https://herejessinfrnteras.blogspot.com/
06/08/19 8:16 AM
  
Juan Caballero
Es cierto, pero hay algo peor y es que las mujeres y las adolescentes andan por la calle casi con la misma falta de modestia que en la playa. La lujuria desenfrenada entre las féminas es una señal clara de la extrema decadencia de una civilización.
06/08/19 9:10 AM
  
Roberto
Vamos a ver, en temas de pureza resulta que no hay "parvedad de materia", o sea que cualquier pensamientito, fantasía pasajera (aunque no se cumpla ni por asomo), mirada fugaz, etc...........ya son merecedoras del infierno eterno, ¿no?

Sin embargo, tirar comida, no reciclar, defraudar a hacienda (aunque poco), gastarte 500 euros en viajes, cuando hay hermanos que duermen en cajeros, ir al cine y alguna vez a algún restaurante, cuando otros pasan hambre, viajar al extranjero para hacer turismo, fumar, hacer horas extras por sistema cuando otros están en el paro, etc, etc, etc....................y nombro cosas que se hacen habitualmente, no lo más grave...............¿en todo esto no hay parvedad de materia? ¿y en cualquier tema sexual por nimio que sea sí?

Que alguien me lo explique, por favor, porque las respuestas que he recibido cuando planteo esto nunca me han convencido en absoluto.
06/08/19 9:52 AM
  
Sor Luchy
Tengo que darle la razón al articulista en algunos casos.
Ir a la playa donde mi ex cuñada está haciendo top less es gravísimo para los niños inocentes.
Pobrecitos.
Esa imagen quedará para siempre en sus mentes infantiles.
No se compensa ni viendo las últimas fotos de Claudia Schiffer.
06/08/19 12:31 PM
  
Hinojosa
Aunque es recomendable evitar estos lugares. Pueden servirnos para practicar la purificaciòn de las costumbres, del corazòn, de los sentidos y de la mente. Si no. ¿Còmo vamos a lograr alcanzar el grado de perfecciòn heroica en una virtud?. Debemos aprender a mirar sin ver. Porque podemos ver a una mujer con bikini en la playa y no inmutarnos. Y sin embargo ver a otra con pantalones cortos y que nos vengan los diablillos a la cabeza.
06/08/19 12:42 PM
  
Fernando Cavanillas
Yo te lo explico...

"tirar comida, no reciclar.."
RECICLAR NO ESTÁ EN LOS 10 MANDAMIENTOS, es la fétida ideología del marxismo-ecologismo, en la que se quiere sustituir a la pacha-mama por los mandamientos de la ley de Dios (como dijeron textualmente Gorvachov y el propio zapatero hace unos años, la "carta de la tierra" --masónica-- viene a "sustituir" a los 10 mandamientos).

Reciclar puede estar muy bien en una sociedad de consumo, como medida de higiene y como algo práctico y más limpio para todos, pero nada más... pero si ves TODAS las cadenas de la TV se quiere imponer como el nuevo mandamiento. Divórciate rápido, vive una vida hedonisma y materialista, ponte tanga en la playa, blasfema sin parar, adoctrina niños en LGTBI, aborta y ayuda a abortar, olvídate de los 10 mandamientos... ¡¡¡¡PERO NO SE TE OCURRA USAR BOTELLAS DE PLÁSTICO!!! ¡¡¡DEBES SEPARAR RESÍDUOS Ó LA INQUISICIÓN ECOLOGISTA BIENPENSANTE SE ECHARÁ SOBRE TÍ!!!

Yo personalmente intento no exagerar demasiado en mi afán reciclador. No quiero ser neurótico en ese aspecto. Pago un montón de impuestos, como todos, y ahora resulta que las enormes plantas recicladoras y separadoras de resíduos que funcionaban a la perfección en las afueras de Madrid van a cerrarlas para que la gente separe resíduos en casa... estoy de acuerdo en hacer yo el trabajo que hacía antes el Ayuntamiento con los abusivos IBIS, pero entonces que me rebajen los impuestos, el IBI y la tasa de basuras.

Una familia de hace 10 años no tenía la obsesión de reciclar ni la religión ecológica, y no creo que estuvieran pecando por ello. Mis abuelos tuvieron 11 hijos y los educaron en la fe haciendo de ellos personas de bien, gente decente... pero no tenían tenían el reciclaje como mandamiento. El reciclaje es un avance higiénico que se ha implantado en las sociedades altamente desarrolladas y que es positivo que se universalice porque el entorno es de todos (como pasa con los olores, con los ruidos, con toda acción de convivencia entre humanos) pero nada más que eso. NO ES NADA MÁS QUE ESO.

El fin de la vida en la tierra es salvar nuestra alma, no reciclar este valle de lágrimas (que es una cosa práctica deseable que sin usarla como sustituto de la religión no está mal).

Lo de no tirar la comida está muy bien (la típica frase de las madres a los hijos cuando son pequeños), pero a ver si nos enteramos de que el problema del hambre en el mundo NO ES UN PROBLEMA DE ESCASEZ, sino que es un problema de MALA GESTIÓN, y de POLÍTICA CORRUPTA, en los países subdesarrollados, y de corrupción de altos vuelos (el PSOE de Sánchez vendiendo armas a Arabia Saudí para que cree una hecatombe social y una hambruna brutal en Yemen).

EN EUROPA SE TIRA LA PRODUCCIÓN AGRÍCOLA PARA QUE EL PRECIO NO BAJE HASTA LOS SUELOS, porque sobra la comida y no saben qué hacer con ella. No pueden regalarla porque se estropea y porque en los países de destino hay dictaduras crueles que no permiten que llegue. La frasecita de no tirar la comida porque en otros países se mueren de hambre no tiene mucha base real, simplemente como símbolo (de esos que les gustan tanto a los masones). A mí no me gusta tirar comida, pero es demagogia compararlo con los siete pecados capitales. En algún caso extremo ó en circunstancias concretas podría ser una ofensa grave a Dios, pero es ridícula la comparación. No hay excusas para no cumplir los diez mandamientos escudándose en esas frases.

FUMAR!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!.... ahora resulta que fumar es pecado!!!!... y supongo que también el rock-and-roll y llevar pantalones vaqueros. Algo así decía leño en una de sus canciones. También comer chorizo debe ser pecado mortal (no así la pornografía), ya que el chorizo tiene colesterol y es malo para la salud, siempre y cuando no sea ecológico y sus piensos sean "orgánicos".

La gente que duerme en los cajeros es gente alcohólica con problemas psicológicos graves. No pasan hambre si no quieren, porque comida gratuita y sitios para dormir tienen de sobra. En todos los países hay gente que acaba en la calle, pero si les llevas a un sitio limpio y con comida se vuelven a ir a la calle a beber. No tiene nada que ver con la pobreza, es un problema psicológico. Por cierto que muchas asociaciones de católicos les ayudan, y de los que les ayudan algunos no reciclan suficiente, fuman y a veces hasta se van de vacaciones. Otros no les ayudan pero les usan como demagogia.

Sólo hay 10 mandamientos y 7 pecados capitales. Y entre ellos no está reciclar ni irse de turismo al extranjero. La conciencia no engaña, y cuando uno comete un pecado mortal te avisa indefectiblemente. Se llama ser católico y no tiene que ver con la Carta de la Tierra de la ONU y su nuevo órden mundial.

Sí, las fantasías sexuales "pasajeras" con las mujeres en tanga que hay en la playa son pecado mortal... lo dice la Iglesia católica en su Doctrina inmutable: en temas de pureza no hay "parvedad de materia", y la Iglesia es la que nos dice a los católicos cómo interpretar la Ley de Dios. En concreto el noveno mandamiento.

Hay diez mandamientos... la impureza es sólo una forma de pecar, ni mucho menos la única, pero no te la puedes saltar invocando otros posibles pecados.
06/08/19 1:42 PM
  
José
Las playas atestadas son ocasión de pecado como el aire acondicionado y la crema nivea. Supongo que las procesiones de SS y las sacristías y conventos no lo son.Pero disfrutar unos días en la playa y ver a familias que buscan un acomodo a so felicidad es una gozada. Me gusta ver los cuerpos al sol y supongo que encontraré a un hombre santo que me corrija. Pero la penitencia comienza pronto cuando ves unas axilas sin depilar y unos juanegtes horribles en la vecina del chiringuito. Añoro la sección de coros y danzas de la Sección Femenina en donde las mozas tapadas hasta el pelo tocaban con fuerza las castañuelas para atraer la atención de los mozos con los palos tiesos. Franco y monseñor Cantero Cuadrado y otras señorías y cristianas del régimen loa miraban embelesados, eso sí con gafas de sol. Pues de esos tiempos llueven estos pecados. ¡ Qué horror! .y con ello vuelvo al principio. Los pecados son infinitos e infinitesimales, pero supongo que la misericordia de Dios es una. La de los blogueros ni la cuento.
06/08/19 2:02 PM
  
Fernando Cavanillas
José, este es un sitio web de católicos que buscan la santidad en su vida cotidiana, no sé que demonios pintas aquí.

Supongo que la posibilidad de pecar contra el noveno mandamiento y no estar en gracia de Dios no te quita el sueño. No eres de esos.

Muy bien, tú mismo, pero no vengas a decir tonterías de los coros y las danzas porque la reflexión del autor del artículo tiene que ver con la conciencia de los católicos que buscan la pureza y la santidad en su vida cotidiana, y no tiene nada que ver con la libertad de cada uno para hacer lo que quiera, y menos aún con el régimen de Franco.

La misericordia de Dios es infinita, pero Su justicia también lo es. Si nos arrepentimos de ofenderle, nos perdona. Si pecamos con rebeldía a pesar de saber que lo hacemos, nos castigará duramente. Él es nuestro Creador y nosotros somos unas ínfimas criaturas. Las leyes las marca Él.

Los católicos practicantes (tú no lo eres) nos guiamos por lo que nos dice nuestra Santa Madre Iglesia, y desear sexualmente a una mujer con la mente es pecado mortal según la Iglesia. Si las playas no son un problema para un católico que busque la santidad, perfecto, mucho mejor para él.
06/08/19 3:10 PM
  
pedro de madrid
Aunque soy del norte de España, no iba a sus playas por el agua tan fría, me sentaban mejor los baños del Mediterráneo. Yo no sedeaba la mujer de tu prójimo, algunas veces veía a una mujer sin desearla, dándole gracias al Creador, por hacer las mujeres tan hermosas, sobre mi asistencia a la playa, por insinuación médica, recuerdo que un sacerdote me dijo una cosa y otro, la contraria. Observo que es una vergüenza ver a una mujer en tanga o toples. Buen artículo
06/08/19 3:52 PM
  
Roberto
Fernando Cavanillas

Varias cosas ¿lo que yo digo no tiene que ver con los 10 mandamientos? !Totalmente! En la forma de gastar, gestionar nuestros bienes, nos jugamos aquello que se llama "amor al prójimo" ¿te suena?
Claro que hay problemas muy complejos que tienen sus ramificaciones en altas políticas, pero los de a pie también somos responsables de muchas cosas.
Tirar comida claro que es algo grave, por supuesto, que en circunstancias habrá que hacerlo si está podrida no te la vas a comer; lo de reciclar, y otras muchas actitudes que tienen que ver con el medio ambiente; ahí nos jugamos también muchas cosas; ¿has leído la Encíclica" Laudato sí" del Papa Francisco? Pues es Magisterio de la Iglesia, aunque a algunos les repatea reconocerlo. Y la cuestionan por todas partes. (Claro que la "Humanae Vitae" no se puede cuestionar de ninguna manera.)

Es cierto que hay problemas morales muy complejos, y en este campo (sobre todo en el económico) la Iglesia a ido dando bandazos; en la Edad Media el préstamo con interés era pecado grave(culto al dinero); actualmente se asume como algo normal que el banco te preste con interés, que para eso es un negocio. Otra cosa es como lo haga; pero en cuestiones económicas las tragaderas a nivel moral han sido grandes; cuando Jesús dice que "no se puede servir a Dios y al dinero"; pero depende de si pones el corazón en él, de como lo utilices, se puede ser rico y compartir...........depende, depende, depende. Todo depende de.......
"Qué difícil es que un rico entre en el Reino de los Cielos"
Pero en cuestiones sexuales parece que no hay "dependes", ni gradaciones, ni circunstancias..........todo es gravísimo y aberrante, propio de la condenación.

Lo de fumar,también "depende", claro, como el alcohol, no es igual un paquete que un cigarro, pero es droga también.
Lo que propongo tiene que ver con los 10 mandamientos, aunque quizá no de forma directa, pero tiene que ver. Y mucho.
Sigo sin tener una explicación creíble para mi cuestionamiento.
06/08/19 5:28 PM
  
alma
A destacar el gran número de comentarios que pone de relieve la preocupación que existe a nivel general en lo que se refiere a los conceptos de pudor y buen gusto a la hora de vestir en las distintas situaciones. Es normal la disparidad de criterios; pero para la gran mayoría es un tema de actualidad , lo que ya es mucho en esta cultura que parece anestesiada,respecto a un tema del que pocos se atreven a hablar.
06/08/19 7:47 PM
  
Palas Atenea
Sobre esto de las playas una de las opiniones más inteligentes que me he echado al coleto es la de Hercules Poirot. Según él no hay identidad en los bañistas de una playa atestada, son chuletas a la parrilla, y una de sus novelas trata precisamente de lo fácil que es hacer pasar a una persona por otra en una playa poniéndole un sombrero grande que le tape las facciones. Un gordo es equivalente a otro, un flaco a otro flaco, un musculoso a otro musculoso y así con todas las tipologías. Puede que algunos cuerpos sean tentadores pero las playas tienen la particularidad de hacer a todo el mundo anónimo disolviendo las identidades.
06/08/19 8:28 PM
  
Hinojosa
Buenas Roberto. La Iglesia va cambiando el pensamiento segùn la època y circunstancias. Antiguamente era impensable que el aborto, la fecundaciòn in vitro fueran pecado porque era algo que no existìa. Incluso el uso de los métodos anticonceptivos hubo un tiempo que fueron aceptados. No podemos juzgar con nuestra mentalidad de ahora las èpocas pasadas porque serìa un error.

El mismo Jesùs decìa "Habèis oìdo que se dijo "....." pues yo os digo.

Leer el catecismo de S. Juan Pablo II y la explicaciòn de los mandamientos es lo que mejor nos puede ayudar.

07/08/19 7:19 AM
  
Manu
Sobre este tema recomiendo el libro del padre Luis María Mendizábal: Dirección Espiritual, teoría y práctica.
Me imagino que estará deacuerdo conmigo el Padre Iraburu.

07/08/19 10:21 AM
  
Antonio Mª
El refrán dice:

"Entre santa y santo, pared de cal y canto"

07/08/19 10:27 AM
  
DJ L
Antonio de la Posada del Fin del Mundo: "Tengo olor a Oveja."


Manguera y jabón lagarto, chavalote. Dale bien detrás de las orejas.
No sé qué huele peor: Lo de "olor de oveja" o lo de "católico de base"
07/08/19 11:08 AM
  
Fernando Cavanillas
Antonio de la Posada del Fin del Mundo:
Es usted el que ha empezando metiéndose sin venir a cuento con los tradicionalistas. Ha sido una actitud camorrista y un insulto sin venir a cuento.

Si quiere oler a oveja de Cristo (limpia y sana) hágase tradicionalista... que es simplemente seguir la doctrina milenaria de la Iglesia vigente al 100% a día de hoy (ninguna traición por muy alta que fuere podrá cambiar nunca ningún dogma, y todo Papa que declare un dogma tiene la infalibilidad asegurada).

Para ser lo que algunos llaman "tradicionalista" no tiene que meterse con el Papa ni con los Obispos... simplemente viva y proclame la Verdad inmutable y eterna, que está incluida en el Catecismo de la Iglesia Católica. Las encíclicas de TODOS los Papas, por muy antiguos que sean, son Doctrina inmutable de la Iglesia (también "laudato sí", pero también todas las demás).

Sus frasezotas en griego no nos impresionan, se sabe que el diablo conoce bien las escrituras (se las recitaba al propio Cristo para tentarle).

Cuando dé su opinión, hable sobre algo concreto, y no nos insulte con generalidades. O mejor cállese, no sé que hace usted en este chat... si no es provocar (y eso lo castiga Dios).


@ DJ L:
Genial tu comentario, me he reído mucho
07/08/19 4:28 PM
  
Pelayo
Un artículo un tanto exagerado. Seamos sinceros. La mayor parte de las mujeres están mucho más atractivas vestidas que enseñando las carnes. En la playa, aparte de algunas chicas muy atractivas con bañador, topless o perfectamente vestidas, se ve también una auténtica galería de los horrores en forma de carnes flácidas al sol, piel requemada y cuerpos pringosos que en bastantes casos son un auténtico antídoto para la lujuria, más que un acelerador de la misma.

Por lo demás, aunque estoy de acuerdo en que ciertas modas y vestimentas son malas desde un punto de vista moral, debemos tener en cuenta que el nivel de sexualización general de nuestra sociedad es desgraciadamente muy superior al de la época del Cura de Ars, con los efectos atenuantes que ello implica para la mentalidad normal cualquier bañador o bikini. Un católico tienen que tratar de ser coherente con su forma de pensar, pero tampoco podemos vivir de espaldas a la sociedad. Y lo dice uno que en general dedica poquísimo tiempo a la playa.

07/08/19 4:43 PM
  
Fernando Cavanillas
@ Pelayo
La hiper sexualización actual (de origen demoniaco) puede tener muchos atenuantes para el que no se da cuenta del todo (aunque la conciencia te avisa finalmente, y además una mayoría vive ya de espaldas a Dios en todos los aspectos, con lo que hay poco eximente), pero no hay atenuantes para el que se da cuenta y no lo denuncia. El artículo lo escribe alguien que se da cuenta y denuncia la hiper sexualización actual, que en la playa alcanza caracteres mayores. Claro que uno se habitúa, y que según en qué playas lo normal son familias, con suegras y juanetes... pero está todo mezclado, y es dificil abstraerte.

Si te das un paseo por la playa, excelente ejercicio, la mitad del tiempo tienes que ir mirando al suelo... yo lo hago, pero no es cómodo ni agradable. Las tangas y los bañadores provocativos, cuando no el top-less, son masivos en determinadas playas. Por ejemplo en Estados Unidos está prohibido el Top-less por considerarlo escándalo público. No nos damos cuenta de hasta qué punto ha llegado la sociedad, y la progresión es geométrica, cada vez más y más.

Claro que una playa con mayoría de familias españolas (sin el turismo europeo, que es bastante inmodesto y con top-less mayoritario), el ambiente es bastante normal, y las mujeres llevan su bikini pero sin modas impúdicas ni agresivas. Hay que comprender bien el artículo, no se critica que las mujeres lleven bañador, sino el punto que van tomando las cosas con las modas actuales, en la playa y en todo lo demás... y va muy rápido, ya que han pasado varias generaciones en las que la descristianización ha sido casi total, y el pueblo se nutre de valores y principios a través de la tele y de la escuela laica, y empieza a estar muy encanallado. Las antiguas abuelas ya no están para servir de referencia moral al resto de la familia, ahora las abuelas jóvenes se han formado moralmente a través del tomate y de Telecinco, y ya no se asustan de nada (no todas, claro, pero sí muchas, sobre todo entre el pueblo humilde, que tiene menos defensas frente al bombardeo mediático y cultural).

Luego está la experiencia de cada uno. Para conservar la pureza de pensamiento, tal como nos mandó Jesucristo ("Oísteis que fue dicho: No cometerás adulterio. Pero yo os digo que cualquiera que mira a una mujer para codiciarla, ya adulteró con ella en su corazón.” - Mateo 5: 27-28), a unos les cuesta más conservarla en unos ambientes y a otros, según su experiencia, en otros. Ya es cuestión de cada cual y de su conciencia.
07/08/19 10:33 PM
  
Fernando Cavanillas
@Antonio de la Posada del Fin del Mundo:

Siga un consejo: Lárgese de este chat, no pega ni con cola, está fuera de sitio. De verdad, no necesitamos sus ridiculeces ni sus pseudo comentarios. Están fuera de lugar y no tienen nada que ver con el tema que se está tratando.

Hágase un favor, y háganoslo a todos, lárgese de este chat y llévese sus comentarios a otra parte donde a alguien le interesen.

Por cierto, yo no los leo ni los voy a leer.

Adios "amigo".
07/08/19 10:39 PM
  
Pepito
Mientras que Adán y Eva no incurrieron en el pecado original, andaban desnudos, pero una vez pecaron Dios mismo les vistió con túnicas de pieles: "Hízoles Yavé Dios al hombre y a su mujer túnicas de pieles, y los vistió." (Génesis 3, 21)

Así pues, el modo de vestir querido por Dios para el hombre y la mujer pecadores es la túnica, la cual cubre decorosamente el cuerpo humano, desde el cuello hasta los pies a fin de que la belleza corporal masculina y femenina no constituyan ocasión próxima de pecado para ambos sexos.

Deberíamos seguir obedientemente la moda tunical en el vestir, diseñada por el mismo Dios. Pero somos un pueblo rebelde y vamos tras la moda dictada por cualquier gurú, despreciando el diseño de Dios.

Volvamos a la túnica, que cubre desde el cuello hasta los pies, tanto en hombres como en mujeres, y no sigamos a los modistos humanos con sus muchas veces impúdicas modas (bikini, minifalda, top-less, mini short, etc.) El diablo viste de Prada.

Si algo admiro en los musulmanes es su modo de vestir, con túnicas, tanto hombres como mujeres. En esto los islámicos nos dan ejemplo de como vestir según Dios a los impúdicos católicos de hoy en día. La túnica no tiene porqué ser de pieles solamente, sino que en los tiempos y lugares calurosos puede ser de tela.

Y a los que digan que la túnica les resulta calurosa, que piensen que es mejor pasar en esta vida un poco de calor temporal que arder para siempre en el fuego del infierno por vestir con indecencia y ser ocasión de pecado.


En resumen, lo que Dios vistió no lo desnude el hombre.

07/08/19 11:52 PM
  
Pepe Jacobo
Yo creo que Pelayo tiene razón. Cada sociedad tiene sus niveles respecto a la ropa en general y dependen del pudor que haya, pero también del clima. Y la capacidad de suscitar fantasías en los hombres (y, por tanto, la capacidad de ser ocasión próxima de pecado) está en relación a ello. Si un hombre acostumbrado a vivir en un poblado amish o en un pueblo musulman muy tradicional va a una playa con mujeres jovenes vestidas modestamente para los estandares actuales (bañador de una sola pieza etc) pues probablemente sea ocasión de pecado próximo para el. Si están acostumbrado a la manera de vivir actual en una ciudad del sur de España en primavera o verano pues como que no. Y el top less pues la verdad yo no se otros pero yo no me fijo nunca porque 1) Prefiero fijarme en mi esposa 2) Desde siempre me ha dado cosa que se crean que las estoy mirando 3) Porque hoy dia al menos la mayoria son viejas 4) Porque no quiero 5) Porque no debo. Así que a mi no me supone ningún problema. Si sumamos que soy miope y que últimamente siempre estoy pendiente de los críos pues ya está, no hay nada que hacer.
Sinceramente, me parece que quién, pasada la adolescencia y proveniente de lugares occidentales normales sigue teniendo problemas especiales de inducción al pecado por darse paseos por una playa normal (no digamos quien lo hace cuando va con esposa e hijos), no debería ir a la playa, pero tiene un problema previo de lujuria más allá del normal. Es como quien no va a la cena de navidad de la empresa porque podría terminar poniendole los cuernos a la mujer... pues hombre, yo diría que tiene problemas de fidelidad bastante gordos y que son previos a ir o no ir a la cena de empresa (y, evidentemente, hace bien en no ir); pero no lo consideraría un caso normal ni mucho menos.
08/08/19 9:19 AM
  
José
Me gustaría oir Santa Misa en la Capilla sixtina debajo de esa cascada de santos profetas y santas hermosas y desnudas. Claro que las prefiero a los semidesnudos horteras de las playas. Pecado por pecado, prefiero los de los caros museos vaticanos. Me imagino que los blogueros me quitarán el carnet de católico. Sermones doy de lo que no tengo (Baltasar Graciàn , jesuíta).
08/08/19 9:34 AM
  
Vladimir
Lamentablemente, este aire de impudor, está permeando los ambientes eclesiales y religiosos. Pongo algunos ejemplos.
Es censurable la manera en que se visten algunas (pues es más propio de mujeres) para ir Misa o a otros Sacramentos como Matrimonios y Confirmas.
Es censurable como visten, incluso, mujeres ministras de la Comunión, que ayudan a repartir este Sacramento.
Es censurable el arte sacro y/o religioso que se ha ido difundiendo, donde vemos imágenes del Crucificado y del Resucitado, que, muy lejos de infundir devoción, son un tributo al exhibicionismo.
Es censurable que siendo los bailes, ocasión de pecado, no faltan en los programas de Celebraciones Patronales, de muchos pueblos.
Todo esto y más pasa, promovido, tolerado y defendido por curas y laicos, disque comprometidos.
08/08/19 5:53 PM
  
Tulkas
Lo cierto es que muchas manifestaciones de la cultura tradicional tienen una clara y saludable función sexual-procreativa: los bailes y las fiestas en general. En las sociedades tradicionales la única alternativa ea el matrimonio concertado.

En una sociedad como la nuestra en las que el matrimonio y la familia están fuera de la perspectiva existencial de muchas personas es lógico que algunos católicos se vuelvan puritanos, pero eso no significa que el puritanismo se identifique con la castidad.

El puritanismo es tapar la dimensión sexual de la persona porque es fácilmente corruptible, sin dar alternativas racionales al respecto.

“Las playas son ocasión de pecado”. Sí, y que un convento tenga ventanas tambièn lo es, por supuesto.

El puritanismo es alimentar un miedo irracional.
09/08/19 6:14 PM
  
Vladimir
Muchos de los comentarios hasta aquí expresados, nos muestran, sin lugar a dudas, cuán difícil es para la sociedad actual (incluidos los "cristianos"), comprender y asumir las exigencias del Evangelio, en el campo específico de la sexualidad.
Aunque nos cueste practicarlos, entendemos el por qué de los demás Mandamientos; pero los que se refieren a la vida sexual, los experimentamos, más como una carga y/o represión, que como una liberación. Esto, talvez, es así, porque siendo la sexualidad una parte constituyente de nuestro yo, cualquier control que ejerzamos sobre ella, si no existe la motivación adecuada (la entrega al plan de Dios sobre nosotros), de pronto se nos presenta como un estrujamiento de ese yo.
Aquí, más que en ningún otro campo, se aplican, de manera literal, aquellas palabras de Cristo: "quien quiera ser mi discípulo, que se niegue a sí mismo ..."
09/08/19 11:04 PM
  
Vladimir
Muy fácilmente se tildan de excéntricas y enfermizas, aquellas conductas que tienden a la censura de la desnudez propia y ajena, y se arguye, muchas veces, como argumento, que el cuerpo humano lo creó Dios; por tanto es bello, limpio y bueno.
El pudor AUTENTICO no tiene nada que ver con negar la bondad de las obras de Dios.
Lo que nosotros vemos como “exageraciones” en la vida de los Santos, en este campo en particular, ciertamente están motivadas por el miedo; PERO POR EL MIEDO AL PECADO. Los Santos tienen una conciencia clara, clarísima (infundida en ellos, por el mismo Dios) del infinito mal que es el pecado y, por eso, lo evitan a costa de los medios que sean.
Su miedo no es servil, signo de inmadurez y estrechez; sino EL MIEDO QUE NACE DEL AMOR Y TEME HERIR A QUIEN LE AMA.
Si tuviéramos conciencia de que con nuestras livianas formas de vestir o mirar a los demás, PUNZAMOS EL CORAZON DE AQUEL QUE TANTO NOS HA AMADO, lloraríamos de dolor y no escatimaríamos esfuerzo alguno por exigirnos la mayor perfección.
09/08/19 11:31 PM
  
En vos confío
La lectura del presente artículo me trajo a la memoria el precioso capítulo 27 del "Libro de la vida" de santa Teresa de Jesús, en el que describe su encuentro con san Pedro de Alcántara. Lo presenta como un ejemplo real de ansias de perfección y penitencia en un mundo que veía estas como algo imposible y trasnochado, como algo impropio de las débiles generaciones coetáneas:

"¡Y qué bueno nos le llevó Dios ahora en el bendito Fray Pedro de Alcántara! No está ya el mundo para sufrir tanta perfección. Dicen que están las saludes más flacas y que no son los tiempos pasados. Este santo hombre de este tiempo era; estaba grueso el espíritu como en los otros tiempos, y así tenía el mundo debajo de los pies. Que, aunque no anden desnudos, ni hagan tan áspera penitencia como él, muchas cosas hay como otras veces he dicho para repisar el mundo, y el Señor las enseña cuando ve ánimo. ¡Y cuán grande le dio Su Majestad a este santo que digo, para hacer cuarenta y siete años tan áspera penitencia, como todos saben! Quiero decir algo de ella, que sé es toda verdad".

Prosigue la lectura con el impresionante detalle de la heróica vida de áscesis practicada por san Pedro de Alcántara, la cual incluye un hermosísimo párrafo que se relaciona estrechamente con el tema del presente artículo; a saber, la lucha llevada por él al extremo para evitar que el diablo se le colase por las puertas de los ojos:

"Su pobreza era extrema y mortificación en la mocedad, que me dijo que le había acaecido estar tres años en una casa de su Orden y no conocer fraile, si no era por el habla; porque no alzaba los ojos jamás, y así a las partes que de necesidad había de ir no sabía, sino íbase tras los frailes. Esto le acaecía por los caminos. A mujeres jamás miraba; esto muchos años. Decíame que ya no se le daba más ver que no ver. Mas era muy viejo cuando le vine a conocer, y tan extrema su flaqueza, que no parecía sino hecho de raíces de árboles".

Preciosas, para acabar, resultan unas líneas proferidas por la santa de Ávila en este mismo capítulo, y que podemos tomar para nosotros como hermosa oración:

"¡Oh benignidad admirable de Dios, que así os dejáis mirar de unos ojos que tan mal han mirado como los de mi alma! ¡Queden ya, Señor, de esta vista acostumbrados en no mirar cosas bajas, ni que les contente ninguna fuera de Vos!".
10/08/19 12:14 AM
  
Charo
Totalmente de acuerdo con usted, don Javier. Las playas (sobre todo las del Mediterráneo) son un desagradable espectáculo, tanto por la falta de moral como la de gusto, pues se ven unos adefesios tremendos aparte de inmorales.
Por cierto, la Virgen de Garabandal dijo a las niñas a las que se aparecía que no fuesen a las playas.
10/08/19 1:17 PM
  
MARIELA
Charo. No había oído esa recomendación entre las que dió la Virgen de Garabandal a las niñas. Gracias por el apunte. Otro motivo más para no ir. Nunca me han gustado ni la playa ni las piscinas, antes por considerarlo antihigiénico y ahora además, por mi cada vez mayor sentido del pudor.
Pero otra cosa digo, si no vamos a la playa, la playa va a la iglesia. No hay más que ver las vestimentas. Y ya se puede quedar el cura ronco avisando acerca de la importancia del decoro y la castidad en el vestir, que la gente pasa del tema, como el que oye llover...
Y tengo que agradecer las recomendaciones de mi párroco porque gracias a él, me planteé el uso de ciertas prendas para ir a la Iglesia y ahora ya ni las uso para salir a la calle.
10/08/19 4:22 PM
  
Goldeen
Ahora resulta, que decir que es ocasión de pecado ir a una playa donde hay mujeres con solo un tanga tapandolas, es ser puritano según algunos. Está claro que para estos, hasta que no se acepta el mundanismo en su plenitud uno es un fariseo, puritano etc.. etc... En fin, que lastima de cristianos hoy día.
10/08/19 6:34 PM
  
Miguel García Cinto
Javier Navascués:
En general me ha gustado su artículo, aunque me permito recomendarle, que no de paso a comentarios irrespetuosos, rancios y con mala uva. Se puede disentir, matizar e incluso enriquecer el artículo.
Según lo que expresan los comentaristas, yo entre ellos, se puede dedudicir con mayor o menor acierto, la clase de conciencias, ya sean estas laxas, escrupulosa o delicadas. De las tres clases de conciencia que cito, me quedo con la delicada.
El Señor le bendiga y le guarde.
11/08/19 11:06 AM
  
Vicente Carreño Gil
A ver, uno puede, quizás, mirar con mirada limpia y respetuosa y, si no se puede, se aparta la mirada respetuosamente. No es tanto, ver unas desnudeces, a fin y al cabo, todos estamos desnudos dentro de nuestros ropajes, sino los pensamientos libidinosos que puedan venir como consecuencia. No obstante, más Le valdría a esa chica tan mona y de cuerpo escultural no exponerse a las miradas lascivas. (En la playa, hay muchos que ni siquiera intentan combatir sus malos pensamientos y miran con el mayor descaro y recreándose en su lascivia.)
11/08/19 7:03 PM
  
Oscar
La mujer se escandaliza si la ven en ropa interior, pero no tiene problema en mostrarse en la playa con bikinis que tapan menos su cuerpo.
Quien se cree que en esta sociedad absolutamente erotizada desde la mañana a la noche, en publicidad erótica permanente en todo tipo de medios (bien saben su efecto los publicistas), modas de vestir eroticas invasion de la pornografia (bien saben su efecto las fuerzas maléficas que rigen el mundo para esclavizar al hombre) etc, quien se cree que al entrar en la playa, esta hipererotizacion desaparece?
Los pornobikinis, muchos pornobañadores y otras pornografias playeras mayores son impúdicas, la mujer y el hombre han perdido la razón, la impudicia ha hecho que la mujer haya perdido el respeto por sí misma, por el hombre y su capacidad de expresar la sublime belleza y feminidad de sí misma , el pornobikini le quita la belleza a la mujer, pero ha perdido la razón y no se da cuenta. Independientemente de que se intente guardar la mirada en las playas y no se caiga en tentación, es participar en un espectáculo impúdico que solo contribuya erotizar todavía más una sociedad eróticamente esclavizada por el maligno. No se trata sólo de no caer en tentación, sino de contribuir a deserotizar a la sociedad y devolver la razón y dignidad a la mujer, cosa que es imposible en estas playas. Puede, eso sí, ir al menos con ropa playera púdica, al menos para dar buen ejemplo.
12/08/19 9:04 AM
  
En vos confío
P. S. A mi anterior entrada.

Ahora reparo en toda la belleza y la fuerza de la metáfora teresiana a propósito del santo de Alcántara. Más allá de las inmediatas y evidentes connotaciones físicas, al decir de él "que no parecía sino hecho de raíces de árboles"; al no comparalo, pues, con lo vistoso y lo exterior del follaje, de las flores o de los frutos, lo que parece es darnos testimonio de alguien que, como san Pablo, se sabía "sepultado con Cristo" desde que fuera bautizado (Col. 2, 12).
13/08/19 2:34 AM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.