El Cardenal George y la “profecía” de los cuatro obispos

Cierta vez, hablando con un grupo de sacerdotes, el Cardenal George, Arzobispo de Chicago, afirmó que él morirá en una cama, su sucesor en prisión, y quien lo suceda será mártir. En su columna semanal en el periódico arquidiocesano, retomó esas afirmaciones – que, aclaró, no buscaban ser proféticas sino ayudar al Pueblo de Dios a tomar conciencia – y las completó con la frase final, no publicada en ese momento. Este artículo de Sandro Magister, cuya traducción ofrecemos, presenta estas declaraciones del Cardenal de Chicago.

***

El cardenal Francis George, de 75 años, arzobispo de Chicago y anterior presidente de la Conferencia Episcopal de los Estados Unidos, estaba entre los designados para participar en el Sínodo de los Obispos sobre la Nueva Evangelización, concluido el pasado 28 de octubre. Pero no ha podido tomar parte por estar sufriendo nuevamente por un tumor, como algunos años atrás.


¿Qué habría dicho en el aula del Sínodo, si hubiera estado presente? La última de las “columnas” que escribe cada semana para el periódico de su arquidiócesis, el Catholic New World, parece responder precisamente a esta pregunta. Ésta tiene por título “El lado equivocado de la historia” y es una fuerte crítica – desde el lado de Cristo – de aquel moderno dragón que es la corriente de secularismo que embiste a la sociedad occidental. He aquí los pasajes centrales, que hacen una directa referencia a las elecciones presidenciales americanas para luego referirse a Occidente y al mundo. Con una instructiva alegoría sobre el futuro de la Iglesia.

*


[…] La actual campaña política ha llevado al descubierto en nuestra vida pública el sentimiento antirreligioso, en gran parte explícitamente anticatólico, que está creciendo desde hace décadas en nuestro país. La secularización de nuestra cultura es un problema mucho más amplio que las causas políticas o los resultados de la presente campaña electoral, por más importante que sea.


Hablando algunos años atrás a un grupo de sacerdotes, sin ninguna referencia al actual debate político, he tratado de expresar de un modo bastante dramático a lo que puede llevar una completa secularización de nuestra sociedad. Estaba respondiendo a una pregunta y nunca se transcribió lo que dije, pero mis palabras fueron capturadas por el smartphone de alguno y ahora circulan en Wikipedia y en otros lugares del mundo de la comunicación electrónica. Soy citado (correctamente) mientras decía que preveía para mí morir en una cama, para mi sucesor morir en prisión, y para su sucesor morir como mártir en la plaza pública. Pero las citas omiten la frase final que añadí a propósito del otro obispo que sucedería al obispo pensado como mártir: “Su sucesor recogerá los escombros de una sociedad en ruinas y poco a poco ayudará a reconstruir una civilización, como la Iglesia ha hecho tantas veces en el curso de la historia humana”. Lo que dije no es “profético” sino que es un modo de ayudar a la gente a pensar más allá de las categorías habituales, que limitan y a veces envenenan el discurso tanto privado como público […]


El himno no oficial del secularismo, hoy, es “Imagen” de John Lennon, en el que somos animados a imaginar un mundo sin religiones. Pero nosotros no debemos imaginar un mundo similar; el siglo XX nos ha dado terribles ejemplos de tales mundos.


En lugar de un mundo que vive en paz porque está sin religiones, ¿por qué no imaginar un mundo sin Estados naciones? […] La amenaza más grande a la paz del mundo y a la justicia internacional es el Estado nacional convertido en maligno, que pretende un poder absoluto, que toma decisiones y fabrica “leyes” que superan sus competencias. […]


Un mundo que se ha alejado de aquel Dios que lo ha creado y redimido corre inevitablemente hacia la ruina. Está del lado equivocado de la única historia que al final importa. El sínodo sobre la nueva evangelización se ha tenido en Roma este mes de octubre precisamente porque enteras sociedades, especialmente en Occidente, se han puesto del lado equivocado de la historia […]


***

Fuente: Settimo Cielo


Traducción: La Buhardilla de Jerónimo

***

15 comentarios

  
Tony de New York
Una DELICIA de Cardenal.
01/11/12 3:58 PM
  
Beatriz
Pues yo me imagino la ley del negacionismo homosexual: quien niegue el "tercer sexo" a la cárcel. Por supuesto yo nunca negaría la realidad: dos sexos, hombre y mujer. La ideología fabricada y financiada por la masonería y cada vez más dominante en el mundo, el neomarxismo de la Escuela de Frankfurt, y su empeño por negar la realidad y "deconstruirla" por medio de un "Estado nacional convertido en maligno, que pretende un poder absoluto, que toma decisiones y fabrica “leyes” que superan sus competencias". Por eso no votar a ningún partido de izquierda para no ser cómplices de esta maligna corriente. Ningún Estado tiene derecho a legislar sobre nuestras conciencias. Los primeros cristianos fueron martirizados por un Estado que fabricó "leyes" que atentaban contra la conciencia: adorar al Emperador como a un dios. La realidad y mi conciencia me dicen que sólo existen dos sexos y que la heterosexualidad es natural, no "impuesta" por mis padres en la infancia, y que el matrimonio es entre hombre y mujer y la vida humana, desde la concepción hasta la ancianidad, es un bien que debe ser protegido.
01/11/12 4:01 PM
  
Beatriz
La nueva hoz y martillo arranca y aplasta la realidad. Cárcel o martirio para el que se niegue a negar la realidad. No es profecía, es simple observación de los signos.
01/11/12 4:12 PM
  
vicente
cuando nos alejamos de Dios nos hundimos.
01/11/12 5:50 PM
  
Gregory
Hemos visto el siglo XX como un siglo muy ideologizado y muy genocida es ironico que la pelicula "Los gritos del silencio" donde se describe el horrendo genocidio camboyano tenga como tema musical Imagine donde se exalta un mundo sin religion precisamente lo que lo kameres rojos estaban haciendo.
01/11/12 7:18 PM
  
Catholicus
Lo que dice el Cardenal no es sino lo que dicen las tropocientas mil revelaciones privadas que están ocurriendo ahora mismo por todos lados:

Desastre, guerra mundial, persecución iglesia, papa huido y muerto, antipapa y papa oculto,"anticristo" o tipo del mismo, por en medio el Aviso Milagro Castigo, algún meteorito, tres noches de oscuridad, más guerra y al final triunfo del Inmaculado Corazón de María y... "milenarismo" de nuevo tipo ( no parece pesar condena sobre lo anunciado) sobre los escombros de la destrucción con una Iglesia esplendorosa y una humanidad regenerada.

Pero como resulta que lo masivo, sea cierto o no, perturbado o no, no se puede comentar en los sitios oficialistas católicos, pues no se comenta y punto.

Una cosa es clara, la higuera está madura y van a por la Iglesia.
01/11/12 7:55 PM
  
Pedro Gimenez
Es curioso, como desde hace dos o tres siglos, intelectuales y artistas pregonan un mundo sin religiones ( ò como mucho una ùnica religiòn diseñada y administrada por el Estado )y los politicos masones la ponen en pràctica. Una cosa es segura y no la canta el John Lennon este, que el mundo funcionaria mejor sin policos ni banqueros, pero de èsto, ni una palabra. Es la obra de Satanas, principe de èste mundo.
02/11/12 8:00 AM
  
Serloc
Catholicus, ¿qué quieres decir con "lo masivo"? Gracias
02/11/12 12:24 PM
  
Edwin
Me dejé llevar por el título. Creí que se refería a otros 4 Obispos... jaja.
03/11/12 4:59 AM
  
silvano
Catholicus,

Sí, yo también estoy esperando a que los sitios oficialistas católicos -o sus columnistas- empiecen a hablar abiertamente de aquello en lo que creemos un número cada vez mayor de católicos.

Parece que no se dan cuenta de que van a tener que empezar a hablar de ello más pronto que tarde, y mientras tanto se está perdiendo un tiempo precioso.

En particular, que haya todavía millones de católicos que no saben lo que es el Aviso me parece una tragedia. Recemos para que esto se corrija cuanto antes sea posible
04/11/12 11:49 AM
  
Catholicus
masivo, -va adj.
1 Que se hace en gran cantidad


Eso.
04/11/12 11:54 AM
  
Catholicus
En particular, que haya todavía millones de católicos que no saben lo que es el Aviso me parece una tragedia. Recemos para que esto se corrija cuanto antes sea posible
_______________________

Yo antes me parecía que "dejar de lado" todo ese mundo de revelaciones y demás apariciones era lo adecuado, para centrarse en la doctrina, orden y en definitiva, lo que es "siempre" seguro.

Hoy creo que es un error. Es demasiado masivo, demasiado acuciante, demasiado verosímil como para encerrarse en la comodidad de no tener que "discernir espíritus"...

Una Iglesia sin mundo profético es una Iglesia de la letra muerta, falta de espíritu, donde no se toma interés alguno en dilucidar si Dios nos está hablando "las cosas que van a suceder" y qué ayudas debemos recibir.

El Cardenal obviamente está hablando de eso. Lo que no sé es como ha calculado lo de los 4...
05/11/12 12:25 PM
  
Ieumemo
Como digo, espera morir en la cama, y usted va a morir en la cárcel. Espera morir en la cárcel y va a morir como mártir en la plaza pública.
06/11/12 12:24 AM
  
p0epe
El mensaje de jhon lennon es una metafora, su mensaje es que todos nos unamos como hermanos, tal como jesucristo dijo, ademas el era catolico y nadie ha parecido entender su mensaje como tampoco ninguno entendio el de el maestro, el mismo mensaje de "amaros los unos a los otros", es el mismo que la cancion de imagine. Que dios os ilumine el camino(metafora tambien).
11/11/12 12:30 AM
  
Cesar A. Porfiri
Sabias palabras del Cardenal GEORGE que las tiene muy claras. mundo individualista hedonista y corrupto
17/11/12 6:27 AM

Dejar un comentario



No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualesquiera otros actos contrarios a la legislación española, así como aquéllos que contengan ataques o insultos a los otros comentaristas, a los bloggers o al Director.

Los comentarios no reflejan la opinión de InfoCatólica, sino la de los comentaristas. InfoCatólica se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere que no se ajusten a estas normas.