Curso online y gratuito: Para conocer el Concilio Vaticano II

Para conocer el Concilio Vaticano II

El próximo sábado 13 de Octubre voy comenzar a impartir a través del portal católico Catholic.net el curso Para conocer el Concilio Vaticano II, cuyo objetivo es conocer y profundizar sobre el contenido y la recta interpretación de los documentos del Concilio Vaticano II.

El curso se dictará a través de entregas semanales a las personas previamente inscritas, vía correo electrónico los sábados, mismas que se pondrán en el foro del curso para participar en las diversas actividades y tareas propuestas por el asesor.

Aprovecho de transmitirles la invitación y poner a su disposición el enlace para inscribirse:

Invitación del curso

Enlace para inscribirse

En caso de problemas con la inscripción puede consultar la guía práctica que indica los pasos para registrarse en los foros del curso y otros aspectos prácticos.

Las preguntas del curso también podrán ser enviadas a través del Consultorio Doctrinal y Apologético de Catholic.net a mi persona.

También puede escribir a la dirección de Catholic.net al email [email protected] para aclarar cualquier duda.

Catholic.net

———————————————————————————————————–

Lecciones publicadas:

Temario

Lección 1 - Introducción al Concilio Vaticano II

Lección 2 - Documentos del Concilio Vaticano II

Lección 3 - Constituciones – Parte I: Lumen Gentium y Dei Verbum

Lección 4 - Constituciones – Parte II: Sacrosanctum Concilium

Lección 5 - Constituciones- Parte III: Gaudium et Spes

Lección 6 - Declaraciones – Parte I: Gravissimum Educationis y Nostra Aetate

Lección 7 - Declaraciones – Parte II: Dignitatis Humanae

Lección 8 - Decretos – Parte I: Ad Gentes y Apostolicam Actuositatem

Lección 9 - Decretos – Parte II: Christus Dominus y Presbyterorum Ordinis

Lección 10 - Decretos Parte III: Optatam Totius y Perfectae

Lección 11 - Decretos Parte IV: Unitatis Redintegratio

Lección 12 - Decretos Parte V: Orientalium Ecclesiarum e Inter Mirifica

Lección 13 - Errores comunes en la recepción del Concilio Vaticano II

Lección 14 - Errores comunes en la recepción del Concilio Vaticano II - Ultratradicionalismo

Lección 15 - Errores comunes en la recepción del Concilio Vaticano II - Progresismo

Lección 16 - Actualidad del Concilio Vaticano II

Versión en audio de las lecciones

Suscríbete a nuestra revista digital gratuita Apologeticum

3 comentarios

  
Maricruz Tasies
Oh, cielos! Serías capaz de darme un reprobado? :)))

---------------
JM: Por el contrario Maricruz, tu podrías dar el curso.
09/10/12 8:44 PM
  
Laura
El curso empieza con un nivel básico...o hay que tener un mínimo de conocimientos para poderlo seguir.
Lo digo porque me encantaría pero soy bastante ignorante en la materia. Un saludo.

------------------
JM: Por supuesto Laura, la finalidad del curso es precisamente para conocer el Concilio Vaticano II.
10/10/12 12:18 AM
  
PUTIN
La constitución Gaudium et Spes, décimo sexto y último documento promulgado por el Concilio Vaticano II, quiso ser una definición completamente nueva de las relaciones entre la Iglesia y el mundo. En ella, sin embargo, faltaba cualquier forma de condena del comunismo. La Gaudium et Spes buscaba el diálogo con el mundo moderno, convencida de que el itinerario recorrido por él, desde el humanismo y el protestantismo, hasta la Revolución francesa y el marxismo, fuera un proceso irreversible. El pensamiento marxista-ilustrado y la sociedad de consumo por él alimentada estaban en vísperas de una profunda crisis, que manifestaría los primeros síntomas de allí a pocos años, en la Revolución del 68. Los Padres conciliares podrían haber realizado un gesto profético desafiando la modernidad en vez de abrazar su cuerpo en descomposición, como sucedió. Pero hoy nos preguntamos: ¿Eran profetas quienes denunciaban la brutal opresión del comunismo en el Concilio, reclamando su solemne condena, o quienes sostenían, como los artífices de la Ostpolitik, que convenía llegar a un compromiso con la Rusia soviética, porque el comunismo interpretaba las ansias de justicia de la humanidad y sobreviviría al menos uno o dos siglos mejorando el mundo?
El Concilio Vaticano II, ha afirmado recientemente el cardenal Walter Brandmüller, presidente emérito del Pontificio Comité para las Ciencias Históricas, «habría escrito una página gloriosa si, siguiendo las huellas de Pío XII, hubiera encontrado el coraje para pronunciar una repetida y expresa condena del comunismo». Sin embargo, esto no sucedió y los historiadores tendrán que anotar como una imperdonable omisión la fallida condena del comunismo de parte de un Concilio que pretendía ocuparse de los problemas del mundo contemporáneo.

----------------------------
JM:

Entiendo que el Concilio Vaticano II genere animadversión en algunos y se exprese en comentarios como este desubicados y fuera de tema. No hace falta venir a poner un COPY & PASTE del artículo de Roberto de Mattei, que ya está de sobra publicado en numerosos sitios tradicionalistas.

Lo cierto es que aunque en ambos extremos del espectro teológico (tanto el del “progresismo” radical, como el del “tradicionalismo” radical, de corte lefebvrista) se suele afirmar que el Concilio Vaticano II no condenó el comunismo (los progresistas radicales se congratulan de esa supuesta omisión del Vaticano II, mientras que los tradicionalistas radicales la deploran) lo cierto es que dicha omisión no existió, tal como se ve en el siguiente texto:

“Entre las formas del ateísmo moderno debe mencionarse la que pone la liberación del hombre principalmente en su liberación económica y social. Pretende este ateísmo que la religión, por su propia naturaleza, es un obstáculo para esta liberación, porque, al orientar el espíritu humano hacia una vida futura ilusoria, apartaría al hombre del esfuerzo por levantar la ciudad temporal. Por eso, cuando los defensores de esta doctrina logran alcanzar el dominio político del Estado, atacan violentamente a la religión, difundiendo el ateísmo, sobre todo en materia educativa, con el uso de todos los medios de presión que tiene a su alcance el poder público.

La Iglesia, fiel a Dios y fiel a los hombres, no puede dejar de reprobar con dolor, pero con firmeza, como hasta ahora ha reprobado, esas perniciosas doctrinas y conductas, que son contrarias a la razón y a la experiencia humana universal y privan al hombre de su innata grandeza.” (GS 20-21).


De hecho, este tema ya fue discutido aquí en Infocatólica, puede consultarse este post de Daniel iglesias y el debate que surgió en la sección de comentarios entre él y unos tradicionalistas de tendencia lefebvriana.
12/10/12 8:02 PM

Los comentarios están cerrados para esta publicación.