Roma dice «no» al texto de los obispos alemanes sobre la comunión de los protestantes

Carta de Mons. Ladaria con la aprobación del Papa

Roma dice «no» al texto de los obispos alemanes sobre la comunión de los protestantes

Por medio de una carta enviada por Mons. Luis Ladaria, Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, y con la aprobación del Papa, la Santa Sede ha ordenado no publicar la guía de la Conferencia Episcopal Alemana a favor del acceso a la comunión de los cónyuges protestantes de matrimonios mixtos.

(InfoCatólica) Mons. Ladaria da comienzo a la carta recordando la reunión que se mantuvo el pasado 3 de mayo para abordar la cuestión. Tras conversar con el Papa sobre el tema el pasado 24 de mayo, el cardenal electo y prefecto de Doctrina de la Fe indica que el texto propuesto por la mayoría de los obispos alemanes presenta problemas de considerable importancia, ante lo cual el Santo Padre ha llegado a la conclusión de que «no está maduro para su publicación».

Los problemas indicados son:

- La cuestión de la admisión a la comunión de los cristianos evangélicos en los matrimonios interreligiosos es un tema que toca la fe de la Iglesia y tiene un significado para la Iglesia universal.

- Esta cuestión tiene efectos sobre las relaciones ecuménicas con otras Iglesias y otras comunidades eclesiales que no deben subestimarse.

- El asunto se refiere al derecho de la Iglesia, especialmente a la interpretación del canon 844 del Código de Derecho Canónico. Debido a que en algunos sectores de la Iglesia esta ha sido una cuestión abierta, los dicasterios competentes de la Santa Sede ya están encargados de elaborar la conveniente aclaración de esas cuestiones. En particular, parece apropiado dejar al obispo diocesano el juicio sobre la existencia de una «necesidad grave inminente» sobre el acceso a la comunión de los no católicos.

Texto de la carta [El original está en italiano]

Congregación para la Doctrina de la Fe

Prot. N. 212/2018 - 64727

Ciudad del Vaticano

Palacio del Santo Oficio

25 de mayo de 2018

A Su Eminencia Reverendísima

Señor Cardenal Reinhard Marx
Arzobispo de Múnich y Freising
Presidente de la Conferencia Episcopal Alemana
Kardinal-Faulhaber Str. 7
D-80333 München
República Federal de Alemania

Eminencia, llustrísimo señor presidente

Al término de nuestra fraterna conversación del 3 de mayo del 2018, sobre el documento "Mit Christus gehen…" ["Caminar con Cristo. Sobre el camino de la unidad. Matrimonios interconfesionales y participación común en la Eucaristía. Un subsidio pastoral de la Conferencia Episcopal Alemana"] establecimos juntos que yo informaría al Santo Padre respecto al encuentro.

Ya en la audiencia del 11 de mayo de 2018 hablé con el papa Francisco sobre nuestro encuentro y le entregué una síntesis de lo conversado. El 24 de mayo de 2018 conversé nuevamente la cuestión con el Santo Padre. Inmediatamente después de estas reuniones  encuentros me gustaría darle a conocer los siguientes puntos, con la explícita aprobación del Papa.

1. Los múltiples esfuerzos ecuménicos de la Conferencia Episcopal Alemana, en particular la intensa colaboración con el Consejo de la Iglesia Evangélica de Alemania, merecen reconocimiento y aprecio. La conmemoración común de la Reforma en el 2017 ha mostrado que en los años y décadas pasadas se encontró una base que permite dar juntos testimonio de Jesucristo, el Salvador de todos los hombres, y de trabajar juntos en forma activa y decidida en muchos ámbitos de la vida pública. Esto nos anima a avanzar con confianza por el camino de una unidad cada vez más profunda.

2. Nuestra conversación del 3 de mayo de 2018 mostró que el texto del subsidio plantea una serie de problemas de extraordinaria relevancia. Por eso el Santo Padre ha llegado a la conclusión que el documento no está maduro para ser publicado. Los motivos esenciales de esta decisión pueden resumirse como sigue:

a. La cuestión de la admisión a la Comunión de los cristianos evangélicos en matrimonios interconfesionales es un tema que afecta a la fe de la Iglesia y tiene una relevancia para la Iglesia universal.

b. Esa cuestión tiene efectos sobre las relaciones ecuménicas con las otras Iglesias y con otras comunidades eclesiales que no hay que subestimar.

c. El tema remite al Derecho eclesial, sobre todo a la interpretación del canon 844 del Código de Derecho Canónico. Puesto que en algunos sectores de la Iglesia a que en algunos sectores de la Iglesia esta ha sido una cuestión abierta, los dicasterios competentes de la Santa Sede ya están encargados de elaborar la clarificación conveniente a nivel de Iglesia universal. En especial, parece oportuno dejar al obispo diocesano el juicio sobre la existencia de una “grave necesidad inminente”.

3. Para el Santo Padre es una gran preocupación que en la Conferencia Episcopal Alemana siga vivo el espíritu de la colegialidad episcopal. Como el Concilio Vaticano II ha subrayado, “las conferencias episcopales pueden llevar hoy una múltiple y fecunda contribución para que el sentido de colegialidad se realice concretamente” (Constitución dogmática Lumen gentium n. 23).

Llevando esto a su conocimiento le ofrezco saludos fraternales y deseos de bendición.

Suyo en el Señor

Luis F. Ladaria, S.I.
Obispo titular de Thibica
Prefecto

Con copia a:

Su Eminencia Reverendísima
Señor cardenal Rainer Maria Woelki
Arzobispo de Colonia

Su Excelencia Reverendisima
Felix Genn
Obispo de Münster

Su Excelencia Reverendísima
Karl-Heinz Wieseman
Obispo de Spira

Su Excelencia Reverendísima
Rudolf Voderholzer
Obispo de Ratisbona

Su Excelencia Reverendísima
Gerhard Feige
Obispo de Magdeburgo

 

Texto publicado por Sandro Magister en su blog Settimo Cielo

 

Noticias relacionadas

Müller relaciona la comunión de protestantes casados con católicos con la «protestantización de la Iglesia»

Brandmüller: los obispos alemanes son deshonestos al permitir la comunión de protestantes casados con católicos

El cardenal Cordes recuerda que la Iglesia siempre se ha opuesto a que los no católicos puedan comulgar

Mons. Stefan Oster explica el motivo de la carta enviada a Roma sobre la comunión de protestantes

El Papa pide a los obispos alemanes unanimidad sobre la comunión de protestantes casados con católicos

23 comentarios

Egomet
Laus Deo!
4/06/18 11:02 AM
Luis Fernando
El Papa les dice a los alemanes que el texto ese no está maduro para su publicación. O sea, que lo repasen.

Por otra parte, Ladaria les recuerda que la Santa Sede ya dejó a criterio de cada obispo el discernir cuándo hay una situación de «necesidad grave inminente» que permite el acceso a la comunión de protestantes. Me temo que es una puerta abierta, pero en todo caso no la han abierto ahora. La abrió Juan Pablo II con el código de derecho canónico.

Y lo cierto es que hay un cambio respecto a lo ocurrido el 3 de mayo. Entonces el Papa les pidió a los alemanes que llegaran a un acuerdo unánime. No espera a que se produzca dicho acuerdo y les dice que el asunto afecta a toda la Iglesia. Por tanto, no puede depender solo de ellos.
4/06/18 11:02 AM
Néstor
Al menos no se le ha dado vía libre. Pero hay que esperar a la aclaración que dicen que se hará para la Iglesia universal, cómo interpreta esa potestad del Obispo del lugar.

Saludos cordiales.
4/06/18 11:08 AM
Juanjo
No es ninguna puerta abierta, pues no sólo exige una «necesidad grave inminente», hay muchas más condiciones y restricciones. Necesidad y restricciones que no se dan en este caso.
4/06/18 11:13 AM
Rexjhs
Por cierto, si se aplica la letra del canon 844.4 del CDC no hay tal puerta abierta pues para que un protestante, cónyuge de un católico, pueda comulgar de un sacerdote católico se necesitan una serie de condiciones que no reúnen aquéllos casi nunca:

1. Que exista una necesidad grave a juicio del Obispo diocesano o de la Conferencia Episcopal, urja una necesidad grave.

2. Que ese protestante no puedan acudir a un ministro de su propia comunidad: con este requisito se evita que comulguen los que pueden hacerlo por haber "ministros" de su comunidad protestante, lo que excluye casi siempre la comunión pues hay Iglesias protestantes en todos sitios.

3. Que profesen la fe católica respecto a esos sacramentos: es decir, que crean en la presencia real y sustancial de Cristo en la Eucaristía, algo que no profesa ningún protestante pues si lo hiciera debería hacerse católico.

4. Que estén bien dispuestos: es decir, que estén en gracia de Dios conforme a la fe católica, lo que es altamente improbable.

El canon 844.4 no es una puerta abierta, a mi juicio. Lo que sería una puerta abierta sería que cada Obispo decida darle la comunión a los protestantes cónyuges de católicos sin cumplir estas condiciones. Algo así como se hizo con las excepciones de la comunión en la mano por cada Conferencia Episcopal.

El problema no es, pues el Derecho canónico, sino la aplicación modernista del mismo.
4/06/18 11:23 AM
luxose
Roma locuta causa finita est.
4/06/18 11:28 AM
Ikari
Me parece que es un no, pero no por las razones que se esperarian.
4/06/18 11:44 AM
josep
se ha hecho lo correcto.......
4/06/18 12:28 PM
Mikel
Es que este "debate" iniciado por la Conferencia Episcopal Alemana ni debería existir ni se debería permitir desde Roma que continuase, simplemente es un nuevo paso hacia la supresión de la Eucaristía y su disolución en un "memorial", avanzando así hacia el falso ecumenismo que interesa a los señores del mundo. En el Derecho Canónico están perfectamente claras las premisas para la administración de la Comunión a protestantes: "Si hay peligro de muerte o, a juicio del Obispo diocesano o de la Conferencia Episcopal, urge otra necesidad grave"; ¿dónde está el peligro de muerte o cualquier otra necesidad grave dentro de un matrimonio mixto? ¿Desde cuándo el "deseo" del cónyuge protestante es una "necesidad grave"? Lo que se busca es abrir el melón de la "intercomunión", y de paso mediante la decisión "unilateral" de una Conferencia Episcopal en una materia que atañe al conjunto de la Iglesia, así avanzamos en la "descentralización"...
El catolicismo está metido en un bucle del que la Iglesia tiene que encontrar la manera de salir, y es el que ha provocado la inoculación del modernismo, "el conjunto de todas las herejías", tal como lo explica la Pascendi de Pío X. El modernismo es el ariete diseñado para la demolición de dos mil años de catolicismo y bajo su óptica es posible la subversión de todas las enseñanzas de la Iglesia, por muy claras y cristalinas que éstas sean, bajo la óptica modernista siempre se encontrarán puertas abiertas para subvertir toda enseñanza católica...
4/06/18 1:09 PM
Alfonso Carles
La respuesta de Roma solo impide la extension de tal interpretacion a la Iglesia Universal, pero no la prohibe expresamente.
4/06/18 1:15 PM
Néstor
¿Dónde es posible acceder al texto en cuestión?

Saludos cordiales.

[Ya está en la noticia el texto, en italiano]
4/06/18 2:34 PM
José Luis
Desearíamos que esa negativa permanezca como negativa, pues un no es un no. Nadie tiene derecho a cometer sacrilegios ni profanaciones eucarísticos.
4/06/18 4:11 PM
Gris Funcionario
Es triste que sea tan tibio,y que parezca dar a entender que se mirará para otro lado si algún obispo hace una interpretación, digamos, "extensiva" del concepto de "necesidad grave inminente". Del tipo de "hemos preparado una fiesta preciosa por nuestras bodas de plata y nos haría ilusión que nos hicieran un vídeo comulgando juntos mientras recitan un poema de Benedeti".
Pero no deja de ser buena noticia porque supone el fracaso de la intentona. El documento no está maduro, pero es que ya no lo va a estar nunca. Todos hemos aprendido mucho después de los sínodos y de Amoris Laetitia. Todo el calentamiento de motores con motivo del 500 aniversario de la reforma, todo ese intento de crear un estado de ánimo de entusiasmo ecuménico que pudiera parecer el soplo del Espíritu, todas esas prisas, todo eso ha chocado con un puñado obispos firmes que han dado a entender que no iban a recular ni ante el Papa defendiendo la Eucaristía. Ultrasupermegaconservadores, oh sí, todo lo que quieras, pero no puedes quitarles la razón porque la tienen. No son simpáticos y no tienen simpatizantes, son fieles y hablan por los fieles. Un par de puñetazos en la mesa han bastado y en Roma ven ahora claro que han pinchado hueso. Así que tenemos razones para estar hoy muy contentos y esperanzados.
Es comprensible que el resto de los obispos Alemanes se sientan un poco estafados: el que dice ahora que "no" era quien les animaba insistentemente a hacer avances valientes hacia la unión con los luteranos
4/06/18 4:14 PM
Luis López
Luxose, cuando San Agustín dijo esas atinadas palabras: "Roma locuta, causa finita", no existía ese terrorífico virus llamado modernismo, que tiende a socavar la solidez de los cimientos doctrinales para dejar la Iglesia a merced de cualquier viento de doctrina.

Existían gravísimas herejías -como siempre las ha habido y las habrá- por ejemplo el pelagianismo (contra el que combatió como un león el santo africano), pero no una herejía casi invisible, traicionera, como el modernismo, que conserva la cáscara de la verdad pero pudre su contenido.
4/06/18 4:33 PM
hornero (Argentina)
Gris Funcionario: "han pinchado hueso. Así que tenemos razones para estar hoy muy contentos y esperanzados."... "un puñado de obispos firmes que han dado a entender que no iban a recular ni ante el Papa defendiendo la Eucaristía". Muy bueno. Pienso que es así. ¡Pero, si la Iglesia es el Cuerpo Místico de Cristo!, hecha de miembros imperfectos, de los cuales muchos podrán ser amputados, pero el conjunto del Cuerpo se mantiene vivo, posee anticuerpos suficientes para contener a los virus del modernismo. Y además está María, no lo olvidemos, la Madre y Reina de la Iglesia que protege a su hija y la conduce a su total renovación y transfiguración mediante el triunfo de su Corazón Inmaculado en el mundo.
4/06/18 5:59 PM
hornero (Argentina)
Sí, Sí; no, no. Es la absoluta condición de la Verdad. Con Cristo, o contra Cristo. No se puede servir a dos señores. Lo dijo expresamente el Señor. Esa es la esencia de la fe y de la doctrina que deriva de ella y del obrar que también deriva de nuestra fe. Pero, tanto la doctrina como el obrar están sujetos a nuestra mayor o menor capacidad de conformarlos de modo perfecto con la fe. ¿No ha sido la historia de la barca de la Iglesia un constante balancearse entre las olas de la tempestad, que a veces arrecia más, y otras menos? Deseamos con razón que la barca surque el mar de su tiempo hacia la eternidad sin oscilaciones, sin hacer agua por todas partes, que brille ante las naciones en santidad, sabiduría, prudencia y caridad, pero, para nuestro bien, debemos sufrir contradicciones que nos humillan y ponen de manifiesto nuestra sustancial nada, porque “todo nos viene de aquél que nos conforta” (San Pablo), “hacemos lo que no queremos” (id.), pero “debemos permanecer firmes en la constancia de la fe” (id.), soportar con paciencia los malos pastores, procurando defendernos nosotros mismos de los lobos, hallar buenos pastos, seguros de que el Buen Pastor Jesucristo vela por su grey.
4/06/18 6:24 PM
luxose
Luis López, sé bien lo que es el modernismo, y las palabras de San Agustín tienen el mismo valor hoy para laicos y jerarquía que desean ser fieles al Señor. Los otros siempre buscarán la forma de no respetar y no aceptar el poder de las llaves de Pedro en su Magisterio.
4/06/18 6:48 PM
¡Gloria a Dios!
¡Gloria a Dios!
4/06/18 8:08 PM
Juana de Arco
Tenía la ilusión de que la negativa fuera más enérgica. Me da la sensación de que se espera que el texto madure. Quiero estar equivocada!
4/06/18 10:16 PM
Fuenteovejuna
En buenahora Roma no ha hecho lugar a la petición de los obispos alemanes.
No obstante, es importante recordar que en su momento el Papa había pedido unanimidad de criterio para dar su aprobación, o sea que lo conocido ahora es un cambio de timón positivo pero preocupante, porque desnuda la sinuosidad de la Santa Sede sobre cuestiones doctrinarias esenciales.
Más allá de lo que ocurra en Roma, sospecho que los obispos alemanes que quieren dar la comunión a los protestantes lo harán de todos modos. A mi juicio, ya lo venían haciendo antes de presentar esta petición al Papa y lo seguirán haciendo después de esta negativa, lo que pone de manifiesto que la crisis de apostasía que aqueja a la Iglesia no tiene marcha atrás.
4/06/18 10:29 PM
Eduardo
Doy gracias a Dios y al Espíritu Santo, por haber iluminado a quienes guían la barca de la Iglesia
5/06/18 3:45 AM
Carmen
No me convence nada la respuesta. Ha sido un "no" al texto de la carta. Debería haber sido un no tajante a la intercomunión.
El personal no es de fiar ya sabemos su forma de actuar para que todo entre por la puerta de atrás.
5/06/18 7:10 AM
YH
¡Alabado sea Dios!

Aunque eso de que "no está maduro"...no deja de ser preocupante. Espero que si el Papa sigue siendo tibio: Dios nos ayude por medio de nuestros obispos.
5/06/18 7:47 AM

Esta noticia no admite comentarios.